Está en la página 1de 15

See discussions, stats, and author profiles for this publication at: https://www.researchgate.

net/publication/242314329

Potencial y metalogenia de yacimientos VMS en el Precámbrico Boliviano.


Ejemplo: El deposito polimetálico Miguela al este de Ascensión de Guarayos,
Dpto. Santa Cruz, Bolivia

Article

CITATIONS READS
0 472

1 author:

Michael Biste
Empresa Minera Puerta de Oro SRL
9 PUBLICATIONS   23 CITATIONS   

SEE PROFILE

Some of the authors of this publication are also working on these related projects:

Gold and arsenic distribution of exploration samples of the Precambrian shield of eastern Bolivia View project

Application of alteration box plot on petrochemical data of the Precambrian of eastern Bolivia View project

All content following this page was uploaded by Michael Biste on 05 May 2016.

The user has requested enhancement of the downloaded file.


Potencial y metalogenia de yacimientos VMS en el Precámbrico Boliviano.
Ejemplo: El deposito polimetálico Miguela al este de Ascensión
de Guarayos, Dpto. Santa Cruz, Bolivia

Michael H. Biste

Consultor Independiente, http://www.michaelbiste.com, Santa Cruz, Bolivia

RESUMEN

El yacimiento de sulfuros masivos volcánicos (VMS) Miguela esta ubicado en el borde oeste del
escudo Precámbrico de Bolivia oriental. Se encuentra en un cinturón de rocas verdes del
Proterozoico Medio (?) que fue afectado por metamorfismo de grado medio. La mineralización esta
hospedada en una secuencia de rocas félsicas, la que tiene 400 metros de espesor y que se
encuentra dentro de un paquete de rocas tholeiíticas. Esta consiste de esquisto moscovítico y
riolita en el entorno de la mineralización, de sedimentos químicos de sílice y hierro más distante y
en el techo de la misma. Este conjunto de rocas fue denominado informalmente formación “La
Pastora”, la cual se extiende sobre una distancia de más que 20 kilómetros. Todas las anomalías
geoquímicas, geofísicas y manifestaciones para minerales sulfurosas se encuentran ligadas a este
horizonte. La mineralización se presenta en tres lentes diferentes, los que están ligados
genéticamente a un sistema de fallas sin-volcánicas. La textura de la mineralización es masiva,
semi-masiva y laminar. Los minerales más importantes son la pirita y calcopirita con contenidos
subordinados de esfalerita y galena. El lente inferior está acompañado en el piso y lateralmente por
una zona de alteración hidrotermal con diseminación intensa de pirita y empobrecimiento de sodio.
El lente principal superior es el mejor reconocido. Tiene forma tabular con buzamiento 40º NW, una
longitud horizontal mínima de 400 metros, extensión mínima en dirección del buzamiento de 350
metros y un espesor real entre 12 y 23 metros. En el techo se presenta una capa delgada de rocas
de sílice enriquecidas en bario. Se estimo un recurso medido-indicado de mena oxidada de 2.5
millones toneladas con una ley de 1.03 g/t Au, y supergeno de 2.1 millones toneladas con una ley
de 1.71 % Cu. La mineralización está profundamente oxidada. Los sulfuros primarios se
encuentran debajo de una capa supergena de calcocina con espesor de 45 metros y de óxidos de
fiero con 40 metros de potencia. El oro se presenta en forma sub-microscópica y está enriquecido
en la zona de los óxidos. El cobre esta enriquecido en la zona supergena en la cual los metales
plomo y zinc están lixiviados. El descubrimiento del yacimiento Miguela es un resultado
extremadamente positivo en la exploración minera de la región. Indica junto con otras
observaciones geológicas a escala regional la presencia de una provincia mineralógica de sulfuros
masivos volcánicos en el Precámbrico del oriente Boliviano.

ABSTRACT

The Miguela volcanogenic massive sulphide (VMS) deposit is located at the western border of
the Pre-Cambrian shield of eastern Bolivia, hosted in a Proterozoic greenstone belt and
metamorphosed to amphibolite facies. The mineralization occurs in a 400-meter thick felsic unit
within a thicker succession of tholeiitic mafic volcanic rocks. The main rock types are rhyolite and
quartz-muscovite-rich meta-sediments close to the VMS mineralization, and silica and iron-rich mud
and siltstone, magnetite or pyhrrotite-rich banded iron-formation on top and lateral to the known
VMS mineralization. This litho-facies is informally known as the “La Pastora” formation and can be
traced over a distance of at least 20 kilometers in strike. It hosts all important anomalies, gold and
base metal showings of the area. The mineralization occurs in three lenses, is confined to two
different stratigraphic levels, and is related to a system of syn-volcanic growth faults. The texture of
the mineralization is massive, semi-massive and finely laminated. The most important minerals are
pyrite and chalcopyrite with lesser amounts of sphalerite and galena. The lowermost A-3 lens is
underlain and laterally surrounded by a zone of hydrothermal alteration, intense pyritization and
sodium depletion. The main A-1 lens is the best investigated mineralized structure. It is tabular in

Dr. Michael H. Biste


shape, dips 45 degrees northwest, exhibits a true thickness between 12 and 23 meters, carries a
silica-rich layer on top with significant barium enrichment, is continuous for 450 meters in strike and
at least 350 metres down-dip. It contains a measured-indicated resource of 2.5 million tones of
oxidized material grading 1.03 g/t Au, and 2.1 million tones of 1.71 % Cu. A 45-meter thick
supergene chalcocite and a 40-meter thick oxide zone overlie the primary sulphide mineralization.
The oxide zone is enriched in gold and depleted in base metals and silver, whereas copper is
strongly enriched in the supergene zone. The discovery of the Miguela deposit is a very positive
result of mineral exploration carried out in the region. It indicates together with other geological
observations on regional scale the presence of a VMS deposit province in the Precambrian shield of
eastern Bolivia.

INTRODUCCIÓN

En la presente presentación se hablara sobre el potencial y la metalogenia de yacimientos de


sulfuros masivos volcánicos (VMS) del Precámbrico del oriente Boliviano. Esta región se encuentra
en los departamentos Santa Cruz y Beni y cubren una superficie de aproximadamente 220,000
km2, comparable de 60 % de la superficie de la Republica Federal de Alemania. Representa la
extensión SW del gran escudo Brasilero en el cual se conoce numerosos yacimientos poli-
metálicos con edad Precámbrica en diferentes ambientes geológicos.

GEOLOGIA REGIONAL

El escudo del Oriente Boliviano representa un bloque enorme de rocas Precámbricas que fue
laterizado profundamente desde el Mioceno. Esta limitado en el lado oeste, sudoeste y este por
sedimentos lacustre-fluviales de edad Cuaternaria (Litherland et. al. 1986) La parte central esta
compuesto por las rocas más antiguas del Craton de Paragua . Este esta limitado en sus flancos
sudoeste y este por rocas altamente tectonizadas formando los cinturones estructurales Sunsas y
Aguapay. Estas fueron afectados por los ciclos orogénicos San Ignacio, Sunsas y Brasiliano desde
el Proterozoico medio (Figura 01).

Aproximadamente diez por ciento de la superficie del escudo consiste de cinturones de


esquistos, los cuales sufrieron un metamorfismo bajo a medio y fueron intruidos por granitos. Estos
se componen de rocas volcánicas máficas y félsicas, con intercalaciones de formaciones
bandeadas de fiero, esquisto grafitoso, filita y cuarcita. Solamente un 30 % de estos cinturones
están investigados geológicamente en detalle. Los trabajos en los últimos veinte años demostraron
que las zonas de esquistos en el margen sudoeste del escudo, por ejemplo en Guarayos, San
Ramón, San Javier y Concepción representan características de cinturones de rocas verdes con
edad por lo menos de Proterozoico medio. Tienen un interés mayor porque ofrecen un potencial
excelente para encontrar yacimientos de sulfuros masivos volcánicos (VMS), también para
mineralizaciones de oro primario mayormente encajonado en zonas de cizalla y rocas con
comportamiento tectónico frágil.

Existen otros elementos importantes para la geología de exploración del escudo del oriente
Boliviano, son la peneplanización y profunda lateritización desde el Mioceno y la cobertura con
vegetación densa en la actualidad. Por esta razón la composición litológica del subsuelo, las
estructuras tectónicas y los yacimientos minerales no pueden ser investigados siempre por
observación directa en la superficie. Métodos indirectos como la geofísica, geoquímica de suelo y
perforaciones en la laterita tienen que ser aplicadas para obtener información.

INFORMACIÓN GENERAL

A continuación se representa el tema de este curso en base de investigaciones del campo en la


zona del proyecto Miguela, las que fueron financiados entre 1994 y 1997 por las empresas
Tanganica A.V.V y Essex Resource, entonces hace más de diez años atrás. Las actividades

Dr. Michael H. Biste


fueron retomadas a partir del año 2004 por la empresa Golden Eagle Internacional, Inc. y se
encuentran actualmente en la fase de incrementar el recurso mineral existente y elaboración de un
estudio de factibilidad económico. Una descripción detallada del proyecto fue comunicada por
Biste & Gourley (2000) y Biste (2002). Los avances desde 2004 se encuentran en varias
presentaciones las que son accesibles sobre el website de Golden Eagle International
(http://www.geii.com).

El proyecto Miguela está ubicado en el margen sudoeste del escudo Precámbrico de


Sudamérica Central, aproximadamente 230 kilómetros al norte de Santa Cruz dentro de la
provincia Guarayos del departamento Santa Cruz en longitud 63º08’ W y latitud 15º98’ S (Figura
02).

La mineralización se encuentra en el cinturón de rocas verdes de Guarayos. La zona es


reconocida desde varias décadas por concentraciones aluviales menores siendo relacionadas a
vetas de cuarzo (Biste et al. 1991). Contiene rocas supracrustales de composición volcano-
sedimentar con metamorfismo de intensidad media. Estas descansan encima de un basamento
cristalino de edad insegura. Ambas unidades fueron afectadas por dos ciclos tectónicos, el de San
Ignacio del Proterozoico Medio y de Sunsa del Proterozoico Superior. Afloramientos de roca son
escasos y la mayor parte del área esta plana y profundamente lateritizada hasta una profundidad
de 40 metros.

DESCUBRIMIENTO

La mineralización de la zona A de Miguela fue descubierta en 1994 a través de un muestreo de


sedimentos de corriente y de suelo. Se localizó una anomalía de oro sobre una extensión de 2.0
por 0.7 kilómetros. Se identificaron en esta área rocas volcánicas y gossan estratiforme con
tenores de oro en el rango de 1.0 a 70 g/t con valores extremos hasta 250.000 g/t en la saprolita
en trincheras. Se ejecutaron levantamientos de magnetometria y polarización inducida que
confirmaron una secuencia conductiva sobre una distancia de más de 12 kilómetros, la que se
nombró informalmente formación “La Pastora”. En 1994 se intercepto sulfuros masivos en taladros
de perforación a diamantina en una profundidad de 40 metros debajo de la zona de oxidación. El
levantamiento electromagnético confirmó al mismo tiempo tres conductores masivos. En 1997 se
ejecutaron 13 taladros adicionales a diamantina para explorar la continuidad de los lentes
mineralizados. Se intercepto sulfuros masivos hasta una profundidad vertical de 240 metros y una
distancia horizontal de 550 metros. Además se investigó la zona de óxidos y de calcocina en el
techo de la mineralización primaria con 3.399 metros de perforación a inversión reversa.

GEOLOGÍA LOCAL

El basamento cristalino compuesto de granito y gneis se encuentra unos 1.5 kilómetros al este
de la zona mineralizada. El entorno de la mineralización consiste de rocas volcánicas de
composición básica y félsica, sedimentos clásticos, de sílice (chert) y fiero bandeado. Rocas
ígneas básicas forman un cuerpo ovalo unos 2.5 kilómetros al norte-oeste de la mineralización
representando probablemente una intrusión del Proterozoico Superior (Figura 03).

La mineralización VMS esta relacionada a una secuencia félsica de 400 metros de espesor.
Esta se compone de rocas volcánicas de composición dacítica a riolítica, esquisto de cuarzo y
moscovita, y capas delgadas de rocas básicas. En el techo y piso se encuentra principalmente
anfibolita de granulometría fina, a veces foliado con presencia de aglomerados. Domos felsíticos
están presentes unos dos kilómetros al norte de la zona A en el cerro aislado El Bagre y en el piso
de la formación Pastora mas al sur. Estos cuerpos son ricos en cuarzo y feldespato y forman
bloques rígidos encajonados en rocas menos competentes. Están fuertemente recristalizadas.

Dr. Michael H. Biste


El contacto entre el basamento cristalino y las rocas supracrustales más jóvenes no aflora en
ningún sitio. Las últimas están fuertemente foliadas con excepción de los domos félsicos. Varias
fallas regionales atraviesan el área con rumbo 115º a 135º. El lineamento más importante es la falla
Ibaimini, la cual divide el área en dos sectores con padrones estructurales diferentes. La unidad
supracrustal al norte de la falla corre 25º a 40º y buzan entre 45º a 75º noroeste, y al sur tiene
rumbo de 140º, con buzamiento casi vertical y predominio de esquistos con algunas capas
delgadas ferruginosas e ígneas básicas.

PETROQUÍMICA

Las rocas volcánicas se formaron en un ambiente subacuático (Figura 08) y fueron afectadas
durante y posterior a su extrusión por procesos hidrotermales y metamorfismo regional de grado
medio. Las rocas investigadas representan un rango amplio en la composición litológica desde
basalto a riolita. Las variedades más básicas contienen como minerales principales piroxeno,
actinolita, tremolita, plagioclasa y menores cantidades de biotita, clorita, epidota, magnetita,
ilmenita, esfena y apatita. Las variedades félsicas contienen principalmente cuarzo, plagioclasa,
moscovita y en proporciones menores biotita. El diagrama SiO2-Zr/TiO2 demuestra que las rocas
volcánicas de la Zona A tienen composición andesítica a riolítica. Testigos con alteraciones
hidrotermales tienen composición riodacita/dacítica. La tendencia básica y félsica se ve también
claramente en el diagrama de TiO2–Zr (Figura 04). La afinidad de las rocas está determinada
como tholeiítica en el diagrama Y-Zr (Biste & Gourley, 2000).

MINERALIZACION

Forma

La mineralización de la zona A consiste en tres diferentes cuerpos estratiformes principales que


están relacionados a dos niveles estratigráficos dentro de la secuencia félsica (Figura 05). Los
lentes A-1 y A-2 se encuentran en el horizonte superior y A-3 en el horizonte inferior que esta
desarrollado aproximadamente 300 metros en el piso. Minerales sulfurosos masivos predominan
en el cuerpo A-1, semi-masivo y diseminado en el cuerpo A-2 y capas delgadas de sulfuros
masivos, semi-masivos y pirita diseminada en el cuerpo A-3. El cuerpo A-1 es el mejor explorado.
Tiene forma tabular, buzamiento de 45º a noroeste y una potencia real entre 12 a 23 metros
(Figura 06, 07). La mineralización es consistente sobre una distancia horizontal de 450 metros, y
por lo menos sobre 350 metros en la dirección del buzamiento. Encima de la mineralización existe
una capa de varios metros de espesor enriquecido en sílice con valores de bario hasta 7,199 ppm,
el equivalente de aproximadamente 1.3% baritina por peso. Se han observado también estructuras
almohadas (Figura 08) y aglomerados volcánicos.

Composición

La mena sulfurosa consiste solamente de pocos minerales opacos de los cuales los más
importantes son la pirita, calcopirita y en cantidades menores la esfalerita y galena. La ganga
dominante es moscovita, biotita, cuarzo, poca clorita y carbonatos. Calcosilicatos como granate,
actinolita y diópsida se encuentran al norte y sur de la zona A en capas delgadas dentro de los
sedimentos de grano fino y rico en sílice. Los minerales sulfurosos son de grano grueso debido a la
fuerte recristalización sufrida durante el metamorfismo regional y la deformación tectónica. La
estratificación interna de la mena sulfurosa está raramente preservada, pero indicada por el cambio
de capas sulfurosas y material volcánica. Stockwork es poco frecuente y se presenta en el lente A-
3 en el contacto de sulfuros masivos con andesita.

Alteración hidrotermal

Alteraciones hidrotermales son muy abundantes. Están desarrolladas en forma estratiforme y


semiconformable en el piso y a lado de los tres lentes de sulfuros masivos. Predominan los

Dr. Michael H. Biste


minerales de pirita, moscovita y sílice, pero turmalina, carbonatos y clorita están también
presentes. La alteración es la más intensiva en piso y a lado del cuerpo A-3 y se extiende hasta
2.0 kilómetros al norte dentro del mismo horizonte félsico. La zona A esta delimitada por una zona
fallada en la margen sur, cuyo origen es probablemente sin-volcánica. Controla la geometría de la
mineralización y la alteración hidrotermal asociada. Las rocas félsicas desaparecen abruptamente
al sur de esta falla y están reemplazadas por anfibolita andesítica, y la alteración de moscovita y
pirita por clorita y carbonatos (Figura 09).

Distribución de los metales

La mineralización primaria de la zona A se presenta enriquecida en el metal cobre (Tabla 01). La


mayor parte del oro y la plata están concentrados en la mena estratiforme masivo compuesto de
pirita y calcopirita con valores máximos de 8.25 g/t Au y 162 g/t Ag. La zona de alteración en el piso
del cuerpo A-3 contiene valores anómalos de oro pero sin importancia económica. La distribución
del oro es errática. Correlaciones claras con los otros metales se observan solamente en la mena
primaria. La potencia de los sulfuros masivos disminuye hacia el norte de la zona A donde se
vuelve más rico en zinc, plomo y plata.

Tabla 01. Contenido medio de metales, mineralización primaria de Miguela, zona A

El oro esta enriquecido en la zona de oxidación, donde los otros metales están lixiviados por los
efectos de los procesos de laterización (Tabla 02). El cobre esta concentrado en la zona
supergena, donde el oro y los otros metales están también lixiviados. El oro esta correlacionado
con el cobre y la plata, y el cobre con la plata en la zona de los sulfuros primarios. En la zona de
oxidación y supergena existe una correlación entre el oro y el plomo.

Tabla 02: Contenido medio de metales, mineralización segundaria de Miguela, zona A-1

RECURSOS DE MINERAL

Una estimación de los recursos mineralógicos fue efectuada en el año 2004 para los tres
cuerpos mineralizados en base del muestreo en trincheras y perforaciones a diamantina,
circulación inversa y auger. Se modeló la litología, el tipo de mineralización, peso especifico y los
tenores de oro y cobre para la zona de óxidos y supergena usando el programa MircoModel,
bloques de 5*5*5 m3 usando como estimador el método de kriging.

En esta manera fueron determinados recursos medidos e indicados usando una ley de corte de
0.2 g/t para oro y 0.2 % para cobre para las tres zonas A-1, A-2 y A-3. El recurso de la mena

Dr. Michael H. Biste


oxidada llega a 2.5 millones toneladas con una ley de 1.03 g/t Au, y de mena supergena a 2.1
millones toneladas con una ley de 1.71 % Cu.

DISCUSION

El descubrimiento de la mineralización de sulfuros masivos volcánicos en Miguela representa


un resultado bastante alentador en la exploración minera del escudo Precámbrico del oriente
Boliviano. Se encuentra en una secuencia tholeiítica del cinturón de rocas verdes de Guarayos el
cual se extiende sobre una distancia de 100 kilómetros paralelo al borde oeste del escudo. Esta
secuencia volcano-sedimentar tiene muchas características de los cinturones verdes de otros
escudos Precámbricos como de Brasil, Canadá, Australia etc. los cuales hospedan numerosos
depósitos del tipo VMS siendo en condiciones geologías similares y bien investigados.

Los sulfuros masivos de Miguela están ligados a un horizonte, informalmente llamado formación
“La Pastora”, que aflora sobre una distancia mínima de ocho kilómetros, siendo su extensión
exacta todavía desconocida (Figura 09).

La mineralización descubierta se presenta en tres lentes distribuidos en dos horizontes


estratigráficos. Está rica en cobre y oro y su formación controlada por una falla sin-volcánica. Los
lentes tienen forma tabular, evidencias para la presencia de un “feeder zone” no fueron
observadas. Una zonación química bien definida con un sector rico en cobre, siendo rodeado con
una mineralización de zinc y plomo, como se conoce en depósitos similares, tampoco fue
observada hasta el momento. Pero se han encontrado tenores significantes de zinc, plomo y plata
más al norte de la zona A. La mineralización representa precipitaciones en el mar antiguo e
impregnaciones dentro de los sedimentos y rocas volcánicas encajonantes (Franklin modificado
por Arce Burgoa, 2007).

Los depósitos del tipo VMS contienen normalmente varios cuerpos dentro de un solo horizonte
litológico. Por esta razón el descubrimiento de los tres lentes de la zona A y de las otras
ocurrencias dentro de la formación La Pastora son resultados extremadamente positivos en la
exploración minera de la región. Las anomalías encontradas hasta la fecha y sus características
geoquímicas y geofísicas son bastante alentadoras e indican la posibilidad de la existencia de una
nueva provincia mineralógica de sulfuros masivos volcánicos en el Precámbrico del oriente
Boliviano.

Las zonas más favorables para la existencia de este tipo de yacimientos son los cinturones de
esquistos con contenido de rocas andesíticas y riolíticas como ocurren en Guarayos y la Chiqitania
en las formaciones Quiser, Santa Rosa, Guarayos y Cristal. Las zonas de mayor potencialidad
están muchas veces fuertemente tectonizadas, profundamente laterizadas y oxidadas. Por esta
razón hay que combinar metodos geofisicos y geoquimicos para explorar y encontrar este tipo de
yacimientos.

RECONOCIMIENTO

Esta publicación ha sido posible por el permiso de Golden Eagle Internacional, Inc. de usar los
datos técnicos acumulados en los últimos quince años y las interpretaciones más recientes por el
autor. Agradezco al presidente de la empresa, Dr. Terry Turner por el permiso de publicar estos
resultados como al Sr. Hans Jörg Suter por el patrocinio dado por parte de la Empresa Minera
(Bergbau) A.G. para el seminario en La Paz. A mi esposa Marlene agradezco por la compañía en
el campo y por la revisión del texto.

Dr. Michael H. Biste


REFERENCIAS

Arce Burgoa, O.R., 2007. Guía a los Yacimientos Metalíferos de Bolivia, SPC Impresores S.A., La
Paz, Bolivia, pp.293.
Biste, M.H. et al., 1991. Geology and Exploration of Gold Placer Deposits of the Precambrian
Shield of Eastern Bolivia: Actas del Simposio Internacional sobre Yacimientos Aluviales de Oro,
ORSTOM, La Paz, p. 145-158.
Biste, M.H. & Gourley, A.W., 2000. Geology and Setting of the Miguela A-Zone, Guarayos
Greenstone Belt, Eastern Bolivia. In: VMS Deposits of Latin America, Geol. Assoc. of Canada, Min.
Dep. Div., Spec. Pub. Nº. 2, pp. 24.
Biste, M.H., 2002. Características geológicas del proyecto polimetalico Miguela al este de
Ascensión de Guarayos, Dpto. Santa Cruz, Bolivia. – Revista Tecnica de Yacimientos Petroliferos
Fiscales Bolivianos, Vol. 20, octubre 2002. – Memorias del XV Congreso Geologico Boliviano,
Santa Cruz, Bolivia,p.137 – 141.
Litherland, M. et. al. 1986. The geology and mineral resources of the Bolivian Pre-Cambrian
shield. British Geological Survey, Natural Environment Research Council, Overseas Memoir 9,
London, Her Majesty’s Stationary Office, 153 p.

Dr. Michael H. Biste


Figura 01: Unidades geológicas principales del Precámbrico
del Oriente Boliviano y ubicación del proyecto Miguela

Dr. Michael H. Biste


Figura 02: Ubicación del proyecto Miguela

Legend
Mafic intrusion (Gabbro)
Pastora Formation
Miguela Amphibolite, schist
Felsic rock units
Basement
Fault
B-Anomaly VMS-mineralization
Gold soil anomaly
El Bagre
Base metal anomaly of
soil, saprolite and/or
fresh rock (DDH)
Miguela

C-Anomaly
El Porvenir

0 5 10 km
Scale

Figura 3: Mapa de la geología local del proyecto Miguela

Dr. Michael H. Biste


Figura 04: Diagrama SiO2 vs. Zr/TiO2 de rocas volcánicas metamorfiszadas

Dr. Michael H. Biste


Figura 05: Sección esquemática de la litoestratigrafía del proyecto Miguela

Dr. Michael H. Biste


300 m
Aver. of low Cu-min. - Au: 0.09 ppm
NW Ag: 0.9 ppm SE
Cu: 1.3 %
DDH-27 Zn: 0.2 % RCH-39
DDH-25 DDH-13 DDH-3 RCH-10 RCH-61

Aver. A-Zone:
200 m
Au: 5.5 ppm
Ag: 5.4 ppm
Cu: 0.2 %
Zn: 0.0 %
TW: 22.92m
Au: 0.8 ppm
Ag: 8.8 ppm
t
ni
Cu: 3.8 %
Zn: 0.4 %
U
ic TW: 13.65m
100 m af Au: 1.3 ppm

erM Ag: 14.4 ppm


Cu: 2.2 %
p p Zn: 0.6 %
U TW: 13.33m
Au: 0.7 ppm
Ag: 7.9 ppm
Cu: 0.9 %
Zn: 0.4 %
TW: 11.68m
0m Au: 2.0 ppm
Ag: 9.0 ppm
Cu: 1.7 %
Zn: 0.6 %
498,000 E 498,100 E 498,200 E

Legend
Weathering Cover Mineralisation
Laterite, saprolite, saprock Strata-bound gossan, enriched in
gold, depleted in base metals
Mafic Rock Suite Supergene copper enrichment
Massive amphibolite ("Greenstone")
Primary strata-bound base metal
Mafic agglomerate mineralisation
Felsic Rock Suite Disperse copper mineralisation in
Biotite-quartz & muscovite schist, oxide & supergene zone
quartzite/chert, rhyolite, etc.
TW True width of VMS mineralisation.
Quartz-rich, enriched in barium

Figura 06: Corte transversal NW-SE sobre línea 47,000 N, zona A-1, Miguela

Dr. Michael H. Biste


Figura 07: Trinchera sobre la línea 47,000 N mirando al este con meta-dacita
(blanco), esquisto (rojo claro) y gossan (marrón) en la pared

Figura 08: Meta-andesita almohadillada dentro de la unidad félsica

Dr. Michael H. Biste


Figura 09: Modelo conceptual para la mineralización VMS del proyecto Miguela

Dr. Michael H. Biste

View publication stats

También podría gustarte