Está en la página 1de 11

INTRODUCCIÓN

Un adulto joven es toda aquella persona que ha dejado atrás la


adolescencia y que todavía no ha entrado en la madurez o adultez
intermedia. Las edades en las que se considera que una persona está en
esta etapa varían de un autor a otro; sin embargo, aproximadamente se
suelen situar entre los 18 y los 40 años.

En el siguiente trabajo se dará a conocer la definición de adulto joven, sus


características físicas, psicológicas, fisiológicas, sexuales y socioculturales.

Asimismo se explicara los cuidados de enfermería que se deben tener en un


adulto joven.
CUIDADOS DE ENFERMERIA EN EL ADULTO JOVEN

DEFINICION

Un adulto joven es toda aquella persona que ha dejado atrás la


adolescencia y que todavía no ha entrado en la madurez o adultez
intermedia. Las edades en las que se considera que una persona está en
esta etapa varían de un autor a otro; por un lado refieren que se encuentra
entre los 18 y los 35 años, mientras que otros manifiestan que se
encuentran entre los 20 y 40 años(1).

Esta etapa es una de las más largas en la vida de las personas, y también
una de las que más cambios incluyen; por eso, su estudio es fundamental
para comprender las dificultades, características de los jóvenes adultos. Es
aquí donde el hombre alcanza la etapa plena de desarrollo humano, se
enfrenta a la sociedad con un nivel de responsabilidad en la formación de
las nuevas generaciones.

Durante los años de vida adulta joven, deben resolverse retos importantes
como alcanzar la intimidad, elegir carrera y lograr éxito vocacional. Los
jóvenes enfrentan otras decisiones como el matrimonio, la lección de pareja
y la posibilidad de convertirse en padres. Muchas de las decisiones tomadas
establecen el escenario para la vida posterior.

CARACTERISTICAS FISICAS

En el ámbito corporal, los jóvenes de esta etapa se encuentran en el punto


álgido de sus capacidades físicas. La fuerza y resistencia muscular es la
más alta de toda nuestra vida, y otros factores, como las habilidades
sensoriales, el tiempo de reacción o la salud del corazón están también al
máximo.
Por otra parte, es en esta época cuando las personas muestran tener una
mayor energía; por eso, la mayoría de atletas profesionales se encuentran
dentro de este rango de edad.

Además, este nivel superior de energía (provocado en parte por unos


mayores niveles de testosterona) lleva a los jóvenes a explorar y a realizar
más conductas de riesgo.

Hacia el final de esta etapa, el cuerpo comienza a envejecer lentamente. Al


principio los cambios son poco perceptibles, pero cuanto más se aproxima
la persona a la adultez intermedia, más evidentes son.

Por ejemplo, la visión puede perder cierta sensibilidad, el cabello comenzar


a caerse y el sistema inmunitario tendría menos capacidad para enfrentarse
a determinadas enfermedades(1).

CARACTERISTICAS PSICOLOGICAS

Durante la adultez joven las capacidades mentales comienzan a


estabilizarse; algunos expertos consideran que llegan a su punto álgido
alrededor de los 35 años de edad. En esta época suele aparecer el
pensamiento relativo, una característica que en general no está presente en
la infancia.

Debido a ello, los adultos jóvenes se dan cuenta de que las cosas no son
siempre blancas o negras. Por lo tanto, empiezan a mirar cada problema
desde distintas perspectivas, y a entender que no siempre hay una sola
respuesta clara. Así, la reflexión crítica es especialmente importante en esta
época.

Durante la infancia y adolescencia, la persona apenas tenía que enfrentarse


a problemas serios en el mundo real. Sin embargo, la necesidad de
conseguir cada vez mayor independencia provoca que los adultos jóvenes
necesiten buscar maneras de cumplir sus objetivos, incluso cuando no lo
saben todo o no tienen un buen plan de acción.
Finalmente, durante la adultez joven las personas pueden alcanzar el nivel
de experto en su área de especialización. Esto fomenta otras características
como la creatividad, la resolución de problemas e incluso la autoestima(1).

CARACTERISTICAS FISIOLOGICAS

El cuerpo de los jóvenes adultos se encuentra en su punto álgido de


desarrollo. En el ámbito evolutivo, los humanos no estamos preparados
para sobrevivir mucho más allá de esta etapa; por lo tanto, todos nuestros
sistemas se encuentran a pleno rendimiento entre los 19 y los 40 años de
edad, para garantizar que aprovechamos al máximo nuestro tiempo en el
planeta.

Así, por ejemplo, tanto hombres como mujeres tienen mayores niveles de
testosterona en esta etapa. De esta manera, su fuerza física es mayor,
tienen más energía y realizan todo tipo de actividades que más adelante en
la vida son consideradas como demasiado arriesgadas.

Además, dado que la fertilidad también es mayor en esta época, los jóvenes
adultos suelen sentir mayores niveles de deseo sexual antes de los 40
años.

Durante esta etapa, en lugar de buscar la estabilidad de una familia, es


común que las personas deseen tener el mayor número de parejas posibles;
sin embargo, esta tendencia comienza a disminuir en torno a los 30-35
años.

A partir de la mitad de este ciclo, las capacidades físicas comienzan a


disminuir imperceptiblemente. Se empieza a perder densidad ósea y masa
muscular, y cada vez es más sencillo acumular grasa en el cuerpo. Por otra
parte, elementos como el sistema inmunitario o los sentidos comienzan a
funcionar de forma menos efectiva(1).
CARACTERISTICAS SEXUALES

La sexualidad es una de las áreas más importantes de la vida de las


personas, y esto se vuelve especialmente cierto durante la etapa de la
adultez joven.

En esta época, debido a la mayor fertilidad y consiguiente aumento de las


hormonas sexuales, la mayoría de individuos tiene un deseo sexual mucho
más alto que sus homólogos de mayor edad.

Esto tiene varias implicaciones. Por una parte, se favorece la búsqueda de


mayor número de parejas sexuales y frecuencia en las relaciones. Por otra,
el deseo de tener hijos comienza a aparecer alrededor de los 30-35 años,
por lo que es necesario conjugar ambos impulsos de la mejor manera
posible.

La manera en la que se expresa la sexualidad en esta época varía


enormemente de cultura a cultura. Así, en entornos más conservadores, las
personas al principio de su etapa de adulto joven tienden a formar parejas
estables y comenzar una familia, mientras que aquellos viviendo en
entornos liberales suelen postergar estos eventos hasta más adelante.

Por último, en el caso de las personas no heterosexuales, la adultez joven


suele ser la época en la que realmente comienzan a disfrutar de verdad su
sexualidad.

Esto puede deberse a muchos factores, siendo algunos de los más


importantes la obtención de independencia por parte de la familia, y la
aceptación de la condición de homosexual o bisexual(1).

CARACTERISTICAS SOCIOCULTURALES

Según E. Erickson el adulto joven enfrenta la intimidad versus el aislamiento


en donde la gran tarea es: ser capaz de comprometerse con otro.
Según Schwartz las personas solteras pueden tener 5 estilos de vida:

La profesional: que tienen planificada toda su vida y se dedican al trabajo y


al estudio.

La social: que se dedican a las relaciones. Interpersonales, individualista


que se concentran en sí mismo.

La activista: los cuales se dedican a la política.

El pasivo: que tienen una visión negativa de la vida.

Los asistenciales: a los cuales les gusta servir a otros.

CUIDADO: Describe la importancia de restar un servicio que fomente la


capacidad de influir positivamente en la persona, desarrollando armónica y
coherente mente todas y cada una de las dimensiones del ser humano, al
fin de alcanzar su plena adaptación al entorno.

ENFERMERIA: La enfermería abarca la atención autónoma y en


colaboración dispensada a personas de todas las edades, familias, grupos y
comunidades, enfermos o no, y en todas circunstancias. Además de cumplir
acciones llevadas a cabo para controlar e estado de salud, reducir los
riesgos, resolver, prevenir o manejar un problema, facilitar independencia y
promover una sensación optima de bienestar físico, social, psicológico y
espiritual.

CUIDADO DE ENFERMERIA EN EL ADULTO JOVEN

Son las diversas atenciones que un enfermero debe dedicar a su paciente.


Sus características dependerán del estado y la gravedad del sujeto, aunque
a nivel general puede decirse que se orientan a monitorear la salud y a
asistir sanitariamente al paciente(2).

Cuidados de enfermería a un adulto joven:

Estos se dan mediante acciones de promoción de estilos de vida


saludables, protección específica a grupos vulnerables y prevención de los
factores de riesgo (edad, sexo, estado nutricional, alimentación, estilos de
vida). De acuerdo a las necesidades, relacionadas con las etapas de su
ciclo vital, en su comunidad u hospitalización, mediante la aplicación de la
sistematización del cuidado enfermero.

Promoción de la salud

Es un proceso mediante el cual las personas, familias y comunidades logran


mejorar su nivel de salud al asumir un mayor control sobre sí mismas. Se
incluyen las acciones de educación, prevención y fomento de salud, donde
la población actúa coordinadamente a favor de políticas, sistemas y estilos
de vida saludables. Siendo responsable de ello los profesionales de
enfermería, quienes están capacitados para promover y realizar proyectos
para el cuidado del adulto joven, tanto en su aspecto físico, psicológico y
social. Estos cuidados pueden ser realizados en la comunidad, centro de
salud, etc(2).

Promover un estilo de vida saludable:

-Dieta balanceada. deben incluir el consumo de alimentos saludables,


variados en las tres comidas principales, ya que desde los 18 a 30 años se
produce la consolidación de los huesos, el aporte adecuado de calcio a
través de la alimentación, va hacer un aporte fundamental para la
prevención de osteoporosis a lo largo de la vida.

-Actividad física. El ejercicio beneficia a personas de todas las edades,


puede disminuir todas las causas de morbilidad e incrementar la expectativa
de vida.

-Chequeos médicos: es necesario ir al médico cada cierto tiempo para así


descartar cualquier problema o enfermedad.

-Consejería sobre enfermedades de transmisión sexual. La enfermera


está en la obligación de la orientación sobre las diferentes enfermedades
que puede traer la actividad sexual, que si no es tratada a tiempo puede
causarles la muerte.
-Prevención sobre el consumo de drogas y alcohol: orientar para así
evitar con el transcurso del tiempo enfermedades respiratorias,
cardiovasculares y hasta la muerte(2).

ACTITUDES DEL PROFESIONAL DE ENFERMERÍA HACIA EL ADULTO


JOVEN HOSPITALIZADO

La formación de enfermería requiere una conciencia existencial que le


permita a ésta, desarrollar actitudes y valores de autenticidad,
autoconciencia, sensibilidad y autoaceptación, que los preparen para poder
crear vínculos terapéuticos con el paciente o la persona a su cuidado(3).

Los líderes sanitarios deben trabajar los aspectos referentes a las creencias
y valores del grupo, deben trabajar el aspecto cognitivo del grupo para
cambiar la forma de interpretar las situaciones y de esta manera el
afrontamiento, igualmente deben trabajar todos los aspectos refinados al
área conductual del grupo, la forma de reaccionar frente a los distintos
entornos que se le ofrecen. De que esta actitud trabaje positivamente
depende la mayor parte de las veces que se alcancen los objetivos en
entornos como el sanitario, donde el nivel de cualificación, el nivel de
aptitud, es tan alto. Las personas más brillantes a menudo no son las que
más éxito obtienen y la clave está en la actitud. Hay estudios que
demuestran esto, que dicen que dos terceras parte del éxito dependen de la
actitud con la que afrontemos los retos, solo un tercio estará determinado
por nuestras capacidades, por nuestras aptitudes. Lo más importante para
una organización es tener profesionales que quieran. Por lo tanto, parece
claro que el nuevo estilo de liderazgo tiene que centrarse en trabajar las
actitudes del grupo, tiene que trabajar el acercamiento a los profesionales y
a todo aquello que determina la motivación de los grupos, debe centrarse en
desarrollar la inteligencia emocional del grupo(3).

PRINCIPIOS ETICOS DE ENFERMERIA EN EL CUIDADO DEL


PACIENTE

La ética de la enfermería estudia las razones de los comportamientos en la


práctica de la profesión, los principios que regulan dichas conductas, las
motivaciones y los valores del ejercicio profesional, así como los cambios y
las transformaciones a través del tiempo. Dentro de sus deberes
fundamentales con los enfermos está el compromiso moral de preservar la
vida humana, ya que la reflexión ética se basa en el respeto a dos principios
fundamentales: la vida y la autodeterminación de la persona. Los cuatro
principios fundamentales de la enfermería son:

- Promover la salud.

- Prevenir las enfermedades.

- Restaurar la salud.

- Aliviar el sufrimiento.

Los profesionales que conforman el equipo multidisciplinario de salud


constituyen el centro medular para la preservación de los derechos y la
calidad de vida de los pacientes, y evitan que la ciencia se convierta en la
aplicación y desarrollo de técnicas y aparatos sin un trasfondo emocional,
social y humano. Es por ello que a través de sus acciones, deben tener
presentes, entre otros, los siguientes principios:
-Principio de beneficencia: se basa en la necesidad de no hacer daño, de
siempre hacer el bien, el personal de enfermería debe ser capaz de
comprender al paciente a su cargo, y ver al paciente como el mismo.

- Principio de la no maleficencia: se trata precisamente de evitar hacer daño,


evitar la imprudencia, la negligencia. Se debe prevenir el daño físico,
mental, social o psicológico.

- Principio de la justicia: encierra en su significado la igualdad, la equidad y


la planificación; se basa precisamente en atender primero al más necesitado
de los posibles a atender; exige tratar a todas las personas por igual, sin
discriminación de raza, etnia, edad, nivel económico o escolaridad.

- Principio de autonomía: se define como la capacidad que tiene la persona


de tomar decisiones en relación con su enfermedad. Esto implica tener
información de las consecuencias de las acciones a realizar. El principio de
autonomía también supone respeto por las personas(3).
BIBLIOGRAFIA

1. Alejandro Rodriguez Puerta. Adulto Joven (19-40 Años): Características y Cambios


[Internet]. Lifeder. 2018 [citado 29 de abril de 2019]. Disponible en:
https://www.lifeder.com/adulto-joven/

2. Monografias.com CEMM. Psicologia del desarrollo del joven y el adulto -


Monografias.com [Internet]. [citado 29 de abril de 2019]. Disponible en:
https://www.monografias.com/trabajos96/psicologia-del-desarrollo-del-joven-y-
adulto/psicologia-del-desarrollo-del-joven-y-adulto.shtml

3. Actitudes del profesional de enfermería hacia el adulto joven hospitalizado [Internet].


Scribd. [citado 29 de abril de 2019]. Disponible en:
https://es.scribd.com/document/172792702/Actitudes-del-profesional-de-
enfermeria-hacia-el-adulto-joven-hospitalizado