Está en la página 1de 4

RESOLUCION Nº 574 -STJ.

Posadas, 17 de octubre de 2005.-

AUTOS Y VISTOS:

Los caratulados: "EXPTE.N° 266 -STJ- 2005-

NEMEK, MARTA CLARA P.S.H. MENORES S/ RECURSO

EXTRAORDINARIO DE INAPLICAB. DE LEY EN AUTOS: “EXPTE.N°

152-92 NEMEK, MARTA CLARA C/ REMIGIO VILLALBA S/

ALIMENTOS Y TENENCIA”.-

Y CONSIDERANDO:

De acuerdo con el sorteo realizado

corresponde votar a los Señores Ministros en el siguiente orden: 1) Dra.

Marta Alicia Poggiese de Oudín, 2) Dr. Humberto Augusto

Schiavoni, 3) Dr. Jorge Antonio Rojas, 4) Dr. Luis Alberto Absi, 5) Dr.

Jorge Alberto Primo Bertolini, 6) Dr. Manuel Augusto Márquez

Palacios, 7) Dr. Julio Eugenio Dionisi y 8) Dra. Marta Susana

Catella.-

Concedida la palabra a la Dra. Marta Alicia

Poggiese de Oudín, dijo:

En los términos del art. 289 del C.P.C. y C.,

se procede al análisis preliminar del recurso extraordinario deducido a

fs. 772/778 vta., contra la resolución de la Cámara de Apelaciones en lo

Civil, Comercial obrante a fs. 765/766 vta., que hizo lugar al recurso de

apelación interpuesto por la parte demandada, revoca la sentencia

apelada en todas sus partes, por no existir saldo insoluto a favor de los

alimentados, con costas.-

El remedio intentado ha sido planteado en el


EXPTE. Nº 226-STJ-2005.-

término de ley (arts. 286, primer párrafo y 289 inc. 1° del C.P.C. y C.),

mas se omite efectuar el depósito legal previsto en los arts. 289 inc. 3° y

286, tercer párrafo, requisito ineludible en instancia extraordinaria al no

demostrarse circunstancia que exima de la obligación (Res.5/02; B.J.

2002, pág. 12 y sgtes.).-

En lo que hace a la carga del art. 295 del

código de rito -monto del litigio- de los términos del escrito recursivo se

desprende su incumplimiento. En efecto, el quejoso a fs. 772 vta. punto

d) dice que "...supera ampliamente el mínimo requerido", mas ello no

implica demostración y consiguiente cumplimiento del recaudo legal. A

este respecto se ha dicho que "No procede el recurso extraordinario que

no acredite suficientemente el monto mínimo exigido por ley. La

demostración del cumplimiento de tal recaudo es tarea propia e

inexcusable del apelante y debe surgir del propio recurso en forma clara

y categórica" (Res. N° 183-STJ-90)-. no siendo un mero rigorismo formal

ya que hace a la esencia del carácter extraordinario que este tipo de

remedio procesal reviste; la jurisprudencia ha sostenido "Los requisitos

exigidos por el Código Procesal no son solemnidades redundantes ni

arcaísmos sacramentales que hayan perdido su justificación procesal y

responden a la necesidad siempre actualizada de no quitar al recurso de

inaplicabilidad de ley su carácter de medio de impugnación

verdaderamente extraordinario, que supone, por eso mismo, el previo

cumplimiento de cargas inexcusables para evitar que, en la práctica se

concluya por desvirtuárselo" (S.C.B.A-, Ac. y Sent., 1957, v. IV, p. 663;

1958, v. II, p. 340; 1959, v. II, p. 29; 1960, v. IV, p. 84; 1961, v. V. p. 245;

2
EXPTE. Nº 226-STJ-2005.-

1964, v. III, p. 399).-

Sin perjuicio de lo expuesto, se puede

constatar que tampoco cumple con el recaudo de la autosuficiencia -por

falta de precisión y claridad-, ya que la impugnación se sustenta en

cuestiones de hecho vinculadas al pronunciamiento que desestima

planteo de existencia de saldo insoluto a favor de la alimentada.

En efecto, no luce desvirtuado por la

recurrente el criterio de los sentenciantes, sustentado en plataforma

fáctica que merituada deriva en la conclusión de que no existe saldo

insoluto a favor de la alimentada, hechos cuya valoración no procede

reveer en instancia extraordinaria, salvo absurdo o arbitrariedad no

acreditada en el libelo recursivo, que aparece como divergencia

subjetiva de la quejosa respecto a la fuente de la cuota alimentaria e

insuficiencia de la misma.

En consecuencia, no acreditó que la decisión

se aparte en forma inequívoca de solución normativa prevista para el

caso o que padezca de una carencia absoluta de fundamentación, así

como también que se funde en afirmaciones meramente dogmáticas u

omita pronunciarse sobre cuestiones propuestas por las partes y

conducentes a la resolución del caso, según definición del Dr. Bidart

Campos en su "Tratado Elemental de Derecho Constitucional Argentino",

Ediar 1993, T. II, p. 441. "La doctrina de la arbitrariedad no tiene por

objeto corregir en tercera instancia fallos presuntamente equivocados,

sino cubrir graves defectos del pronunciamiento por apartamiento

inequívoco de la normativa vigente o carencia de fundamentación" CS.

3
EXPTE. Nº 226-STJ-2005.-

30/5/97- Espinoza Ana L. c/ Globiaga Enrique J.-

En conclusión, el quejoso no rebate ni enerva

adecuada y suficientemente todos los argumentos del fallo, los que

permanecen incólumes, no cumpliendo en consecuencia, con el recaudo

de la autosuficiencia prevista por el art. 297, del C.P.C. y C.-

Por todo lo expuesto, el presente recurso

debe ser declarado inadmisible, con costas.

Concedida la palabra a los Dres. Humberto

Augusto Schiavoni, Jorge Antonio Rojas, Luis Alberto Absi, Jorge

Alberto Primo Bertolini, Manuel Augusto Márquez Palacios, Julio

Eugenio Dionisi y Marta Susana Catella, dijo:

Que adhieren al voto que antecede.-

Por ello,

EL SUPERIOR TRIBUNAL DE JUSTICIA

R E S U E L V E:

I).- DECLARAR INADMISIBLE el Recurso

Extraordinario de Inaplicabilidad de Ley, planteado en autos, con

costas.-

II).- REGISTRESE, cópiese, notifíquese y

oportunamente bajen los autos a origen.-

sv.-