Está en la página 1de 4

UNIVERSIDAD DE GUAYAQUIL

ENSAYO

“TECNOLOGIAS DE LA INFORMACION Y LA COMUNICACIÓN (TICS)”

XAVIER GAONA

2019-2020
INTRODUCCION
Es sabido en la arena educativa que uno de los factores fundamentales que ha permeado la
utilización educacional de las tecnologías de información y comunicación (TICs) es la no siempre
clara diferencia entre usar las tecnologías y su integración curricular

Usar curricularmente las tecnologías puede implicar utilizarlas para los más diversos fines, sin un
propósito claro de apoyar un aprender de un contenido. Por el contrario, la integración curricular
de las tecnologías de la información implica el uso de estas tecnologías para lograr un propósito en
el aprender de un concepto, un proceso, en una disciplina curricular específica

Se trata de valorar las posibilidades didácticas de las TICs en relación con objetivos y fines
educativos. Al integrar curricularmente las TICs ponemos énfasis en el aprender y cómo las TICs
pueden apoyar aquello, sin perder de vista que el centro es el aprender y no las TICs. Esta
integración implica e incluye necesariamente el uso curricular de las TICs.

Existen múltiples instrumentos electrónicos que se encuadran dentro del concepto de TIC, la
televisión, el teléfono, el video, el ordenador. Pero sin lugar a duda, los medios más
representativos de la sociedad actual son los ordenadores que nos permiten utilizar diferentes
aplicaciones informáticas (presentaciones, aplicaciones multimedia, programas ofimáticos,...) y
más específicamente las redes de comunicación, en concreto Internet.
DESARROLLO
Las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC) han ido integrándose en los centros
educativos de forma paulatina. A las primeros reflexiones teóricas que los profesionales de la
educación realizaban sobre la adecuación o no de estas tecnológicas para el aprendizaje, se ha
continuado con el análisis sobre el uso de estas tecnologías y su vinculación a las teorías de
aprendizaje, junto a propuestas metodológicas para su implementación.

El uso de las TIC no conduce necesariamente a la implementación de una determinada


metodología de enseñanza/aprendizaje.

Se producen en múltiples ocasiones procesos educativos que integran las TIC siguiendo una
metodología tradicional en la que se enfatiza el proceso de enseñanza, en donde el alumno recibe
la información que le trasmite el profesor y en la que se valoran fundamentalmente la atención y
memoria de los estudiantes. No obstante, los profesores que deseen guiar los aprendizajes de sus
alumnos, fomentando la interacción y el aprendizaje colaborativo siguiendo los postulados del
constructivismo social de Vygostsky o el aprendizaje por descubrimiento de Bruner, tienen en las
TIC un fuerte aliado, fundamentalmente en los diferentes recursos y servicios que ofrece Internet.

El impacto de las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC)sobre la educación, propicia


posiblemente uno de los mayores cambios en el ámbito de la Educación. A través de Internet y de
las informaciones y recursos que ofrece, en el aula se abre una nueva ventana que nos permite
acceder a múltiples recursos, informaciones y comunicarnos con otros, lo que nos ofrece la
posibilidad de acceder con facilidad a conocer personalidades de opiniones diversas.

Por otro lado, las nuevas teorías de aprendizaje que centran su atención no tanto en el profesor y
el proceso de enseñanza, como en el alumno y el proceso de aprendizaje, tienen un buen aliado en
estos medios, si se utilizan atendiendo a los postulados del aprendizaje socioconstructivo y bajo
los principios del aprendizaje significativo.
CONCLUSION

Los avances tecnológicos abren posibilidades de innovación en el ámbito educativo, que


llevan a repensar los procesos de enseñanza/aprendizaje y a llevar a cabo un proceso
continuo de actualización profesional.

Las tecnologías son un hecho real, existen y son necesarias, por tanto no hay
posibilidades de rechazo, hay que aprender a convivir con ellas y aprovechar las
ventajas que nos ofrecen, a la vez que tratar de evitar o reducir los riesgos que
implica su introducción y aplicación en nuestras sociedades. Lo que sí es un hecho es
que ofrecen una gama importantísima de posibilidades de comunicación entre los
seres humanos.

Con el empleo de las tecnologías en la comunicación se podría afirmar que se está


perdiendo la línea divisoria entre lo real y lo imaginario, o que necesariamente estamos
entrando en una nueva forma de configurar las estructuras sociales: familia, escuela,
educación, el mundo político, etc.

La utilidad de la tecnología depende de quién la desarrolla, la maneja y la controla y al


servicio de qué intereses está. Es la forma cómo se usen lo que determina las
consecuencias en el plano social e individual, formas que están a su vez culturalmente
determinadas, pues dependen de cómo se concibe el mundo, las relaciones humanas, las
relaciones de producción, los valores y presunciones que orientan y regulan la actividad.

REFERENCIAS
Sánchez, J. (2002). Integración curricular de las TICs: conceptos e ideas. Santiago: Universidad de
Chile.

Belloch, C. (2012). Las Tecnologías de la Información y Comunicación en el


aprendizaje. Recuperado el, 25.

Molina Gómez, A., Roque Roque, L., Garcés Garcés, B., Rojas Mesa, Y., Dulzaides Iglesias, M., &
Selín Ganén, M. (2015). El proceso de comunicación mediado por las tecnologías de la
información. Ventajas y desventajas en diferentes esferas de la vida social. MediSur, 13(4), 481-
493.