Está en la página 1de 6

Lectura del cap., 1 del libro de texto de los autores, Smith Edward E.

y
Kosslyn Stephen M. (2008), procesos cognoscitivos, modelos y bases
neurales. Madrid: Editora Pearson Prentice Hall.

1. Elaboración de un ensayo haciendo énfasis en la naturaleza


interactiva de la percepción (Pág. 51-98).

La percepción es la resultante más inmediata de la relación entre una


persona y su medio y se asienta en las sensaciones. Podríamos definir la
percepción como el ordenamiento mental o la estructuración de las
sensaciones. En otras palabras, la percepción es el producto de lo que la
persona recibe al relacionarse con su medio y que es canalizado por sus
órganos sensoriales. Estos órganos transmiten hacia el sistema nervioso
los cambios que se operan en el medio y una vez que esos cambios son
registrados en el cerebro, el individuo los estructura y les da significado,
sentido. En ese momento, las sensaciones se han transformado en
percepción. Lo verdaderamente interesante de todo este proceso que
termina en la percepción es, justamente, la forma que esos estímulos
adoptan en el cerebro del sujeto, o la forma en la cual este los ordena y
les da sentido. "vamos como opera este proceso. Estas alturas del
desarrollo del conocimiento sobre el tema pareciera que hay algo claro$
las percepciones no son un conglomerado de sensaciones aisladas que
luego se entretejen por procesos mentales simples, ni tampoco son
producto de asociaciones mecánicas, como sostuvo la psicología clásica.
Las percepciones, al igual que otros procesos mentales, son de naturaleza
dinámica, estructural, sistémica. Significa esto implemente que pierden su
sentido si se analizan como conjunto de elementos separados. Es decir, la
percepción es un todo estructurado compuesto de sensaciones diferentes
cuyas propiedades derivan de la posición y de la función que cada
sensación tiene en relación a la totalidad.
2. Realización de una entrevista a un/ a experto de un centro educativo
que trabaje con niños/as con problemas de percepción, atención,
concentración y memoria. Acerca de las técnicas que aplican para
mejorarlos., presentar resultados en la próxima jornada.

Operacionalmente el déficit de atención es la ausencia, carencia o


insuficiencia de las actividades de orientación, selección y mantenimiento
de la atención, así como la deficiencia del control y de su participación con
otros procesos psicológicos, con sus consecuencias específicas.
ASIGNATURA
PROCESOS COGNOSCITIVOS
TEMA
TAREA III

FACILITADOR

Fiordaliza Abreu

PARTICIPANTE

EVELYN LOPEZ GIL

MATRICULA

15-3806
Actividades Tema III

1-Elaboración de una síntesis después de leído el tema III del el texto de


Edward Smith y Stephen M. Kosslyn, Procesos Cognoscitivos, Modelos y
bases neurales Págs. (106-149), haciendo énfasis en;

a- Naturaleza y funciones de la atención

Atención:

Es el proceso conductual y cognitivo de concentración selectiva en un


aspecto discreto de la información, ya sea considerada subjetiva u
objetiva, mientras que se ignoran otros aspectos perceptibles. La
atención también ha sido denominada como la asignación de recursos
de procesamiento limitados.

La sensación:

También conocida como procesamiento sensorial, es la recepción de


estímulos mediante los órganos sensoriales. Estos transforman las
distintas manifestaciones de los estímulos importantes para los seres
vivos de forma calórica, térmica, química o mecánica del medio
ambiente (incluyendo en ese al Cuerpo humano) en impulsos eléctricos
y químicos para que viajen al sistema nervioso central o hasta el
cerebro para darle significación y organización a la información.

La percepción es la manera en la que el cerebro de un organismo


interpreta los estímulos sensoriales que recibe a través de los sentidos
para formar una impresión consciente de la realidad física de su
entorno. También describe el conjunto de procesos mentales mediante
el cual una persona selecciona, organiza e interpreta la información
proveniente de estímulos, pensamientos y sentimientos, a partir de su
experiencia previa, de manera lógica o significativa.
b-Explicar la atención: teorías del procesamiento de la información

La atención requiere un proceso de selección de la información, captamos


unos estímulos y desechamos otros, entre otras cosas porque somos
incapaces de procesar toda la información que nos llega. Una pregunta
frecuente entre los investigadores es, en qué momento se produce la
selección, al inicio de la llegada y procesamiento de la información o en
fases más tardías. La pregunta se centra en dónde se encuentra el cuello
de botella. Para Broadbent, 1958, la selección se da en las fases iniciales.
La información que llega pasaría por un breve almacenamiento sensitivo
en el cual se analizan las características físicas del input. En la visión, estás
características serían el movimiento, el color, forma, localización. El cuello
de botella se situaría después de este almacenamiento sensitivo, de forma
que solo una pequeña parte de la información pasaría a un nivel superior,
para un procesamiento semántico adicional. Esta idea se confirmaba con
las experiencias de Cherry (1953) con escuchas dicóticas pero, aunque
este modelo permitía explicar gran parte de lo que sucedía, dejaba
algunas cuestiones sin resolver.

Otra interpretación que se ha hecho de la atención es lo que se denomina


“Teoría del foco de luz”. Al igual que un foco de luz ilumina una zona y
hace resaltar la información que se encuentra iluminada, haciendo menos
perceptible la información que queda fuera del área iluminada, la atención
funcionaría de forma similar, como un foco de luz que permite captar
información dentro de un área circunscrita. Esta hipótesis ha sido rebatida
recientemente con múltiples trabajos experimentales.

Es una teoría que sugerencia los años 70. Procede como una explicación
psicológica del aprendizaje. Es de corte científico-cognitiva, y tiene
influencia de la informática y las teorías de la comunicación. No es una
sola teoría, es una síntesis que asume este nombre genérico:
procesamiento de la información.

c-Selección de la atención inicial frente a la atención tardía.

La psicología admite que el procesamiento de la información se inicia


extrayendo las características visuales básicas, tales como la forma, la
orientación o el color de los ítems que se nos expone en una presentación
estimular. En este nivel, la información recibida es pre categorial, el
significado del estímulo no se ha procesado todavía, en un momento
posterior, se les asigna un nombre, una categoría o una acción. Este nivel
de procesamiento tardío de le denomina procesamiento semántico.

La propuesta de selección temprana

El modelo de filtro

Broadbent (1958) aporto evidencias a favor de la selección temprana de la


información. Este consideró el procesamiento humano de la información
de forma análoga a un canal de transmisión de capacidad limitada.
Propuso que la atención operaba seleccionando la información en un nivel
pre categorial, temprano recurriendo a propiedades físicas básicas, tales
como la ubicación espacial del estímulo, el tono o la intensidad del sonido.

La teoría del filtro de Broadbent es una teoría de selección temprana, pues


considera que la atención selecciona la información en estadios
relativamente tempranos del procedimiento, antes de identificarla y
otorgarle un significado.

El filtro atenuado

Las teorías de la selección tardía consideran que toda la información es


procesada hasta un nivel semántico, y posteriormente se selecciona la
relevante. Esto explicaría por qué una información no atendida, pero
relevante para la persona, como escuchar su propio nombre, puede llegar
a ser identificada.