Está en la página 1de 2

ALIMENTOS ULTRAPROCESADOS

¿QUÉ SON? ¿TENEMOS QUE EVITARLOS?

Ultra procesados, son aquellos alimentos que están industrializados, es decir que en sus
procesos son intervenidos, y cuyo aporte de nutrientes es mínimo, porque en, realidad no
tienen ningún alimento completo, por el contrario, las largas listas de ingredientes, que
muchas veces no conocemos, son sometidos a procesos previos como la fritura de los aceites,
la hidrogenación, la extrusión de harinas y cereales, y grandes cantidades de azucares, sal y
grasas saturadas.

El cuerpo humano necesita una gran cantidad de nutrientes como: vitaminas, proteínas,
minerales, carbohidratos, grasas naturales, entre otros, los cuales solo se pueden conseguir en
ciertos los alimentos, por ello es importante tener un control de los productos con los que nos
alimentamos, ser conscientes de lo que comemos, ya que muchos de los alimentos,
especialmente los enlatados, tienen muy poca cantidad de nutrientes necesarios, lo cual los
hace nada saludables. Una de las ventajas que creemos tener al comprar alimentos ultra
procesados, por ejemplo; una bolsa de chifles, es que pueden durar meses en nuestra pequeña
despensa sin dañarse, y claro resulta más fácil que hacer unos chifles de forma casera, y es
más fácil y rápido abrir una bolsa, además, cuando hacemos chifles caseros el tiempo que
duran es mínimo a diferencia de los chifles del paquete que conseguimos en el súper, los
cuales pueden durar de 2 a 3 semanas después de abiertos y por supuesto siguen igual de
crocantes que cuando se abrieron, y es por eso que preguntó ¿qué crees que tienen para que
duren tanto?, pues sí, químicos que permiten que permanezcan “frescos” por largo tiempo, así
como este ejemplo hay muchos más, y mientras más lo pienses, te darás cuenta que la llamada
comida rápida, no es tan deliciosa y por supuesto, no es nada saludable.

En América Latina el aumento de los índices de sobrepeso y obesidad son alarmantes, la


obesidad afecta alrededor de 140 millones de personas, en especial a mujeres y niños, el
consumo de alimentos ultra procesados y el sedentarismo ha contribuido al aumento de estas
alarmantes cifras, según las estadísticas de la OPS (Organización Panamericana de la Salud) y
OMS (Organización Mundial de la Salud) dieron a conocer los países con mayor problemas de
sobre peso y obesidad, siendo Chile (63%), México (64 %) y Bahamas (69%) los que presentan
las tasas más elevadas.

Según el Representante Regional a.i. de la FAO Eve Crowley, "las tasas alarmantes de
sobrepeso y obesidad en América Latina y el Caribe deben ser un llamado de atención a los
gobiernos de la región para introducir políticas que aborden todas las formas del hambre y
malnutrición, vinculando seguridad alimentaria, sostenibilidad, agricultura, nutrición y salud".

Diariamente me pregunto si mi cuerpo está feliz con lo que le doy, es complejo poder llevar
buenos hábitos alimenticios, cuando en los comerciales de televisión promocionan bebidas
con altos niveles de azúcar, galletas, chocolates y un sin número de golosinas, en los
supermercados estos productos se los consigue a bajo precio, pero algún producto procesado
es decir menos intervenido lo consigues a precios bastante altos, es por ello que uno se
pregunta, por qué el comer saludable tiene un precio tan alto?

Pienso por qué la pregunta debería ser: ¿qué tienen esos productos que hace que sean tan
económicos?, muchos se han olvidado de la comida hecha en casa con alimentos frescos, el
comer saludable no es alimentarse a base de tomate y lechuga, actualmente es fácil entrar a
páginas de internet y encontrar deliciosas recetas que tienen vegetales proteínas
carbohidratos y grasas saludables, ser saludable significa mantener una dieta equilibrada, y
para mí la dieta no es para llevar por una semana y para bajar unos kilos demás, la dieta debe
ser un estilo de vida, no solo para vernos bien, lo importante de sentirse bien, con más
armonía, agilidad, sentirnos con esa vitalidad que solo la da el estar saludables.

Es importante entender que el ritmo de vida de las sociedades contemporáneas, el desplazarse


a lugares distantes en las grandes ciudades, en las cuales hay que permanecer en los lugares
del trabajo, durante largas jornadas, sin posibilidad de mantener relaciones familiares
tradicionales, como sentarse a la mesa a comer de forma saludable, sustituyendo esto por
lugares de comidas rápidas, económicas y poco saludables.