Está en la página 1de 3

CIENTÍFICOS MÁS IMPORTANTES DE LA ELECTRICIDAD

JAMES WATT

James Watt, fue un célebre inventor e ingeniero mecánico escocés, quien tuvo gran influencia en la primera revolución
industrial, gracias al notable mejoramiento de la máquina de vapor y los múltiples usos que se aprovecharon
posteriormente. Además contribuyó en otras áreas, especialmente inventar el Caballo de Vapor (CV). El Vatio (W) debe
su nombre a este gran inventor.

SIMON OHM

Físico alemán. Georg Ohm descubrió la ley de la electricidad que lleva su nombre, según la cual la intensidad de una
corriente a través de un conductor es directamente proporcional a la diferencia de potencial entre los extremos del
conductor e inversamente proporcional a la resistencia que dicho conductor opone al paso de la corriente.

HEINRICH RUDOLF HERTZ

Físico alemán que descubrió la propagación de las ondas electromagnéticas en el espacio y estudió la naturaleza y
propiedades de las mismas, sentando las bases que llevarían a Marconi a una invención destinada a revolucionar las
comunicaciones: la radio. Hertz logró transmitir ondas electromagnéticas entre un oscilador (antena emisora) y un
resonador (antena receptora), confirmando experimentalmente las teorías del físico inglés James C. Maxwell sobre la
identidad de características entre las ondas luminosas y electromagnéticas. En su honor se denominan ondas hertzianas
o hercianas a las ondas electromagnéticas producidas por la oscilación de la electricidad en un conductor, que se emplean
en la radio; también deriva de su nombre el hercio, unidad de frecuencia que equivale a un ciclo por segundo y que se
representa por la abreviatura Hz (y sus múltiplos: kilohercio, megahercio y gigahercio).

GUSTAV KIRCHHOFF

Físico alemán. Estrecho colaborador del químico Robert Bunsen, aplicó métodos de análisis espectrográfico (basados en
el análisis de la radiación emitida por un cuerpo excitado energéticamente) para determinar la composición del Sol. En
1845 enunció las denominadas leyes de Kirchhoff, aplicables al cálculo de tensiones, intensidades y resistencias en el sí de
una malla eléctrica; entendidas como una extensión de la ley de la conservación de la energía, se basaban en la teoría del
físico Georg Simon Ohm, según la cual la tensión que origina el paso de una corriente eléctrica es proporcional a la
intensidad de la corriente.

ANDRÉ-MARIE AMPÈRE

Físico francés. Fundador de la actual disciplina de la física conocida como electromagnetismo, ya en su más pronta
juventud destacó como prodigio; a los doce años estaba familiarizado, de forma autodidacta, con todas las matemáticas
conocidas en su tiempo. Ampère fue asimismo el primer científico que sugirió cómo medir la corriente: mediante la
determinación de la desviación sufrida por un imán al paso de una corriente eléctrica (anticipándose de este modo al
galvanómetro). Su vida, influida por la ejecución de su padre en la guillotina el año 1793 y por la muerte de su primera
esposa en 1803, estuvo teñida de constantes altibajos, con momentos de entusiasmo y períodos de desasosiego. En su
honor, la unidad de intensidad de corriente en el Sistema Internacional de Unidades lleva su nombre.

ALESSANDRO VOLTA

Físico italiano que inventó la primera pila eléctrica generadora de corriente continua. Desde joven mostró una gran afición
al estudio de los fenómenos naturales. Recibió su primera formación en el colegio de jesuitas de su localidad natal, y, en
oposición a sus padres, quienes le querían abogado, y a los maestros, que pretendían llevarle al estado religioso, abandonó
los estudios regulares y emprendió por su cuenta el cultivo de la física. La unidad de fuerza electromotriz del Sistema
Internacional lleva el nombre de voltio en su honor desde el año 1881.

NIKOLA TESLA

Físico estadounidense de origen serbio. Estudió en las universidades de Graz (Austria) y Praga. Después de haber trabajado
en varias industrias eléctricas en París y en Budapest, se trasladó a Estados Unidos (1884), donde trabajó a las órdenes de
Thomas A. Edison, entonces partidario de la corriente eléctrica continua. Tesla inventó el motor de inducción de corriente
trifásica. En 1891 Tesla inventó la bobina que lleva su nombre, que consiste en un trasformador que consta de un núcleo
de aire y con espirales primaria y secundaria en resonancia paralela. Con esta bobina fue capaz de crear un campo de alta
tensión y alta frecuencia.

THOMAS ALVA EDISON

Inventor norteamericano, el más genial de la era moderna. Junto a la trascendencia de sus invenciones, que se tradujeron
en una importante contribución al desarrollo de la Revolución Industrial en su país y a la mejora del bienestar y de las
condiciones de vida de millones de personas, la figura de Edison sobresale como modelo de tenacidad, como ejemplo del
valor del esfuerzo y del trabajo incesante por encima del talento innato y la inteligencia. «El genio es un diez por ciento
de inspiración y un noventa por ciento de transpiración» es quizá su frase más célebre.

GALILEO GALILEI

Físico y astrónomo italiano. Sus estudios sobre la caída de los cuerpos y la trayectoria de los proyectiles sentaron las bases
sobre las que Newton fundaría la física clásica; en astronomía, la invención del telescopio le permitió acumular pruebas
en apoyo del modelo heliocéntrico de Copérnico.