Está en la página 1de 3

Antecedentes

Para estar en condiciones de dar ese dictamen de una manera objetiva y con
características profesionales, el Contador Público y Auditor necesita obtener una
serie de conocimientos e informaciones sobre los propios estados financieros y
sobre la empresa a que se refiere; dicho dictamen no puede emitirse sin que el
contador público haya obtenido con certeza razonable, la convicción de:
La autenticidad de los hechos y fenómenos que los estados financieros reflejan.
Los criterios y métodos usados para reflejar en la contabilidad y en los estados
financieros dichos hechos y fenómenos.
Que los métodos usados son conforme a los principios contables que la
profesión acepta generalmente y que éstos han sido aplicados consistentemente.
El trabajo de Auditoría tiene, por consiguiente, como finalidad inmediata, el
proporcionar al propio auditor los elementos de juicio y de convicción necesarias
para poder dar su dictamen de una manera objetiva y profesional.
El dictamen formará parte del informe que el Contador Público y Auditor
presentará a su cliente después del examen a los estados financieros de acuerdo
con normas de Auditoría generalmente aceptadas.
1. INFORME
Es la noticia que se da de un negocio o persona.
Exposición oral o escrita del estado de algo.
2. INFORME DE AUDITORIA
Es el producto terminado de una Auditoría de estados financieros o áreas
específicas.
Es el documento que contiene el dictamen del contador público y auditor, los
estados financieros básicos de la empresa auditada y notas sobre los mismos.
3. OBJETIVOS DE LOS INFORMES DEL CONTADOR PUBLICO Y AUDITOR
Presentar a la dirección de la empresa, un resumen de todos los aspectos
relacionados con las actividades administrativas, financieras y de operación.

Importancia del Informe


En la práctica profesional el informe es fundamental, ya que frecuentemente es lo
único que el público ve del trabajo del contador público y auditor, y en segundo
lugar, sirve para la toma de decisiones financieras y operativas del negocio.
Esa importancia que el informe tiene para el propio auditor, para su cliente y para
los interesados que van a descansar en él, hace necesario que también se
establezcan normas que regulen la calidad y requisitos mínimos del informe. A
esas normas se les conoce como “normas del dictamen e información” y son las
que se presentan a continuación:
1ra. El dictamen contiene la opinión en la que se debe indicar si los estados
financieros se presentan de acuerdo con principios de contabilidad generalmente
aceptados.