Está en la página 1de 7

ENSAYO COMPARATIVO DE LAS CLASIFICACIONES DE LOS FENOMENOS DE

REMOCIÓN EN MASA DE DIFERENTES AUTORES

PRESENTADO POR: NESTOR IVAN HENAO ARROYAVE – 406273

PRESENTADO A: INGENIERO FABIO MUÑOZ

UNIVERSIDAD COOPERATIVA DE COLOMBIA


FACULTAD DE INGENIERIA CIVIL
SEDE IBAGUÉ
2019
A lo largo de la historia de la humanidad, en especial en los últimos tiempos, las
diferentes poblaciones que habitan al planeta se han visto afectadas en algún
momento por uno de los procesos geológicos más destructivos que existen en el
planeta, los cuales son los fenómenos de remoción de masa que han causado
cientos de miles de muertes y billones de dólares en perdidas de propiedades. Es
importante resaltar que en la mayoría de los casos las diferentes perdidas, tanto de
vidas como de materiales, se pudieron evitar si el problema se hubiera identificado
con anterioridad.

Las actuaciones frente a los problemas geológicos de movimientos en masa antes


y después de la falla son totalmente distintas. En la fase previa de la falla es
indispensable determinar la potencialidad de la inestabilidad para poder determinar
la posible solución sea una protección o una contención. Ya en caso de que se
presente una falla manifiesta, que no se puede controlar, se debe proceder a una
posible evacuación de la zona. Diferentes autores han intentado extender la
comprensión sobre el conocimiento de dichos problemas y las diferentes
características de los movimientos en masa que pueden producirse y que de esta
manera llegue el conocimiento de esto a todas las personas pretendiendo que se
formen comunidades más resilientes ante futuros desastres geológicos.

Este documento se basa en una comparativa de los sistemas más conocidos de


clasificación de los fenómenos de remoción en masa, la cual permite a las personas
distinguir las causas de los movimientos en masa y las posibles opciones que se
pueden hacer para prevenirlos, evitarlos y controlarlos. Por dicha razón, se justifica
dicha comparación para determinar cuál autor da la clasificación más fácil de
comprender y de llevar a la práctica, dando inicio con la recopilación de las
clasificaciones de los autores más conocidos en el mundo para luego hacer la
respectiva comparación.
Iniciando con la recopilación, en la literatura científica y técnica, existen gran
cantidad de clasificaciones de los movimientos en masa, a continuación se
presentan los sistemas de clasificación más conocidos a nivel internacional
empezando por la clasificación de más aceptación por todos los medios ya que es
considerada una de las más completas, la cual es la clasificación de Sharpe en 1938
en la cual enfatizó en que el clima es parte fundamental en los procesos de
remoción.

Por otra parte, Terzaghi público su clasificación en 1950 en donde habló sobre las
diferencias entre los deslizamientos y los movimientos extremadamente lentos que
se producen en el terreno también conocidos como ‘’creep’’. Ya en 1988,
Hutchinson le dio a la clasificación de los movimientos en masa un enfoque más
geológico e hidrogeológico, mientras que, en 1996, Cruden Y Varnes, recopilaron
todas las clasificaciones hechas hasta ese momento por diferentes autores y
explicaron con más claridad conceptos como de tasas de velocidad, distribución de
la humedad y otros temas relacionados. Por último, la clasificación más reciente
hecha por Hungr et al en 2001, en donde hablo sobre los movimientos viscosos del
tipo de flujo los cuales suelen ser los más peligrosos.

Enfatizando un poco más sobre cada una de las clasificaciones de los diferentes
autores, como lo menciona, Sharpe, que es uno de los autores con más aceptación
respecto al tema, hace distinción entre los movimientos de tipo flujo, tipo
deslizamiento y subsidencia, en donde reconoce tres tipos de materiales que actúan
en los diferentes tipos de movimientos: tierra, talus y roca o mezcla de ellos en
diferentes ambientes geomorfológicos en el cual, siempre actúa la fuerza de
gravedad y en algunos casos contribuye el transporte de agua y de hielo.

En cuanto a la diferencia entre flujo y deslizamiento, Sharpe define deslizamiento


como ‘’un desplazamiento o caída perceptible ladera debajo de materiales (tierra o
roca) relativamente secos, mientras que el flujo o creep como ‘’un movimiento en el
cual toda la masa se deforma de manera continua y en forma tan lenta que su
velocidad tiende a ser imperceptible, salvo observación a largo plazo’’ de tal manera
que en su definición abarca todo tipo de material, desde roca, talus a tierra en
diferentes ambientes climáticos. Él también incluye 4 tipos de flujos.

Por su parte, Tarzaghi define un poco diferente pero más especificada lo que es el
deslizamiento: ‘’rápido desplazamiento de una masa de roca, suelo residual o
sedimentos adyacentes a un talud, en el cual el centro de gravedad de la masa en
movimiento se desplaza hacia abajo y hacia afuera’’. Mientras que el creep lo define
como un movimiento similar de deslizamiento, pero a una tasa imperceptible.

La clasificación de Varnes en 1958 fue un poco más allá en terminología para


diferentes movimientos en masa. Él se basó en los criterios sobre los mecanismos
de falla y los tipos de materiales afectados y a partir de allí relacionó cinco tipos de
movimientos: caída, deslizamiento, propagación lateral, flujo y avalancha,
reconociendo materiales como rocas, regolitos o suelos (clasificándolo en tierras y
detritos). Ya en 1978 complemento la de 1958 y definió nuevamente los cinco
movimientos básicos que son reconocidos hoy en día en todo el mundo, los cuales
son: caída, volcamiento, deslizamiento, propagación lateral y flujo, de tal manera
que considero características cinemáticas en los diferentes procesos para poder de
alguna manera prevenirlos o tratarlos.

Hutchinson se centró en los procesos de remoción de masa en cuanto a los rasgos


geológicos y geomorfológicos de tal manera que le ayudo a identificar ocho grupos
de movimientos: rebote, creep, hundimientos profundos de montañas,
deslizamientos, movimientos de detritos de tipo flujo, volcamientos, caídas y
movimientos complejos.
Es importante resaltar que este autor (Hutchinson) tuvo en cuenta clasificaciones
anteriores, como la de Varnes en 1978, incluyendo las tasas de movimiento, pero
excluyendo lo planteado por Sharpe de los movimientos en masa que involucran
subsidencia ni fenómenos de transporte en masa o avalancha de nieve, sin
embargo, él está de acuerdo en la definición de creep, ya que concuerdan con que
es ‘’un movimiento imperceptible, salvo periodos largos de observación y medición’’.
Ya el deslizamiento si lo define, a diferencia de Sharpe y Varnes, como
‘’movimientos relativamente rápidos pendiente debajo de suelo o roca a lo largo de
una o más superficies discretas que delimitan la masa movilizada en el proceso’’.

Ya en la clasificación de Cruden Y Varnes (1996) que acogió gran parte de la


clasificación hecha por Varnes en 1978 en donde propuso los cinco movimientos
conocidos hasta ahora, pero ya en esta clasificación se complementó introduciendo
nueva terminología como la actividad de estado, distribución y estilo, tasa de
movimiento y contenido de agua. En esta clasificación incluyeron el movimiento de
tipo creep, que en 1978 varnes no lo había incluido, definiéndolo de una manera
muy distinta como ‘’una deformación del terreno a esfuerzo constante’’.

Es importante aclarar que el estilo de la actividad se refiere a la manera de como


los diferentes movimientos entre sí hacen que se contribuya a la inestabilidad, la
tasa de movimiento se refiere a la velocidad del movimiento, la cual es la que
controla la energía el daño potencial que puede generar y el contenido del agua
para Cruden Y Varnes interviene de muchas maneras en sitios inestables, de tal
forma que la cantidad de agua presentada sirve de guía para determinar la humedad
presentada.

Para clasificar los tipos de flujos que existen, la de Hungr es la que más se puede
acoger, ya que se encuentra basada en las clasificaciones de Varnes y de
Hutchinson siendo estas muy reconocidas, sin embargo, muy difíciles de aplicar en
la práctica puesto que son muy inconsistentes y ambiguas respecto a la clasificación
de tipos de flujo, las características de los materiales que se ven involucrados en
los movimientos y las velocidades de los movimientos. Debido a esto, Hungr
propuso cambiar la clasificación por una nueva entendiéndose que los flujos como
movimientos de fluidos sobre capas relativamente rígidas, con diferencia notable en
el carácter de la masa que se mueve y el sustrato.

En cuanto a los tipos de materiales, en la clasificación de Hungr, propone cambiar


las rocas, detritos y tierras propuestos por Varnes que se basan en criterios
arbitrarios de tamaño, por un criterio del tamaño del grano por conceptos genéticos,
teniendo en cuenta 4 niveles de distinción: origen, carácter, condición y nombre del
material (Colombia & Olarte, 2017).

Como conclusión, se puede decir que al hacer la comparativa de todos los autores
expuestos, se puede identificar que algunos autores para hacer la clasificación
adoptaron los diferentes tipos de materiales que se ven involucrados, también
consideran factores tales como la actividad de los movimientos, la tasa de
movimiento, el contenido de agua y su velocidad. Por otra parte, otros para realizar
su respectiva clasificación consideraron factores tales como: las formas del relieve,
la edad, su ubicación geográfica, el clima y la afectación de las laderas, cauces o
taludes construidos por el hombre.
BIBLIOGRAFÍA

Colombia, S. G., & Olarte, J. M. (Octube de 2017). Clasificacion de movimientos en masa y su


distribución en terrenos geologicos de colombia. Obtenido de
https://www2.sgc.gov.co/Archivos/Clasificacio%CC%81n.pdf