Está en la página 1de 9

PRÁCTICA N°01

RECONOCIMIENTO DE SISTEMA DE GENERACION DE FRIO

1. Elaborar la distribución de la cámara de refrigeración


2. Identifica, describe y evalúa las características de los principales equipos de la
cámara de refrigeración.
- La cámara de refrigeración se compone de los siguientes equipos:

Unidad
condensadora

Evaporador

Figura 1.- Partes de una cámara frigorífica


 Evaporador:
Intercambiador de calor donde se produce la transferencia de energía térmica
desde un medio a ser enfriado hacia el fluido refrigerante que circula en el interior
del dispositivo. Su nombre proviene del cambio de estado sufrido por el
refrigerante al recibir esta energía, luego de una brusca expansión que reduce su
temperatura. Durante el proceso de evaporación, el fluido pasa del estado líquido
al gaseoso.
Las unidades enfriadoras están formadas por un serpentín de tubo de cobre
aletado, y la alimentación del fluido puede ser por expansión seca o líquido
sobrealimentados (semiinundado). El conjunto va montado dentro de una caja
metálica con ventilador directamente dirigido que hace circular el aire forzado,
aumentando la absorción de calor y reduciendo la superficie que se necesitaría
en un evaporador de convección natural (ALARCON, 2000).
“El evaporador absorbe el calor del interior de la cámara o refrigerador y luego
se dirige hacia el compresor”
Figura 2.- Unidad de evaporación (evaporador / serpentin)

 Unidad Condensador:
RAPIN y JAQUARD (1999), señalan que las unidades condensadoras están
compuestas esencialmente por un compresor, un condensador y un tanque
recibidor de líquido, los que se encuentran fijados a una bandeja o base principal.

Condensador

Tanque recibidor
Compresor de líquido (filtro)

Válvula de expansión

Figura 3.- Unidad condensadora

*Compresor:
Corresponde a la unidad encargada de comprimir e impulsar el vapor refrigerante
proveniente del evaporador. La compresión es producida para que el vapor
refrigerante pueda ser condensado a una mayor temperatura. Pese que existe
variedad en el tipo de funcionamiento de los compresores, los autores DOSSAT
(1980), RAPIN y JAQUARD (1999), y ALARCON (2000), concuerdan que el
compresor de tipo recíproco es el más ampliamente usado. El compresor rotativo
es utilizado en sistemas de muy baja capacidad, generalmente refrigeración
doméstica, mientras que el compresor centrífugo es ocupado en instalaciones
industriales que requieren gran potencia.
Según DOSSAT (1980), un compresor recíproco consta de un bloque constituido
por uno o varios cilindros con válvulas que permiten la admisión y escape del gas
refrigerante. Dentro del cilindro se desliza un pistón unido por una biela al
cigüeñal, que le otorga un movimiento ascendente y descendente. 12 Bajo el
cigüeñal se encuentra el cárter del compresor en el cual es colocado el lubricante
para disminuir la fricción entre las partes móviles del compresor. DOSSAT
(1980), explica que durante el movimiento descendente del pistón, el cilindro es
llenado por el vapor refrigerante al abrirse la válvula de aspiración, mientras se
encuentra cerrada la válvula de impulsión. Durante el movimiento ascendente, la
válvula de aspiración se cierra, comprimiéndose el gas refrigerante a medida que
el volumen en el que se encuentra es reducido. A determinada presión de
compresión, se produce la apertura de la válvula de impulsión y el refrigerante es
evacuado del cilindro, para posteriormente volver a retomar su posición inicial
en el ciclo.
“Su función es comprimir el gas refrigerante que viene del evaporador. En ese
momento el refrigerante se calienta y tiene alta presión y alta temperatura”.
*Condensador: El fluido que sale a alta temperatura y presión desde el
compresor, ingresa al condensador. Éste cumple la función de eliminar del vapor
refrigerante, tanto la carga térmica proveniente del interior de la cámara de
refrigeración como el equivalente calórico de la energía de compresión. El
enfriamiento del vapor refrigerante permite condensarlo, con lo cual se puede
efectuar nuevamente el proceso de vaporización (MONVOISIN, 1953).
TRESSLER (1956) Existen diversos tipos de condensadores, entre los que se
cuentan:
- El condensador atmosférico produce el intercambio de calor del
refrigerante al ambiente por convección natural y se usa sólo para capacidades
limitadas y casi nunca en instalaciones donde el refrigerante es el amoníaco.
-El condensador de aire forzado es una adaptación del condensador atmosférico.
Difiere de este último en que el aire sopla sobre los serpentines por medio de
ventiladores (convección forzada). Ocupa muy poco espacio y es fácil de montar
en cualquier lugar.
-En los condensadores enfriados por agua, ésta casi siempre circula dentro de los
tubos a medida que el gas se condensa en el exterior de los mismos. El agua se
distribuye por medio de deflectores especiales que entran en cada tubo, los cuales
le imprimen un movimiento en espiral. El consumo de agua y la altura de bombeo
de estos aparatos son relativamente grandes.
*Tanque receptor de líquido. Sirve de depósito de refrigerante licuado, a fin que
éste pueda ser suministrado a los evaporadores de forma continua y en la medida
que éstos lo requieran (ALARCON, 2000).
“Condensa el refrigerante del estado vapor a estado líquido. El calor es
eliminado por medio de ventiladores con un flujo de aire”.
 Válvula de expansión
Según DOSSAT (1980), independiente del tipo de válvula, la función de
cualquier control de flujo refrigerante es doble: dosificar el refrigerante líquido
que va al evaporador con una rapidez proporcional a la cual ocurre la
vaporización en dicha unidad y mantener un diferencial de presión entre los lados
de baja y alta presión del sistema.
Los seis tipos básicos de válvula, mencionados por DOSSAT (1980), son:
válvula de expansión manual, válvula de expansión automática, válvula de
expansión termostática, tubo capilar, válvula de flotador de presión baja y válvula
de flotador de presión alta.
A opinión de DOSSAT (1980), la válvula de expansión termostática es el tipo de
válvula más corrientemente usado en instalaciones de refrigeración, dada su alta
eficiencia y facilidad de adaptación para distintas situaciones.
“Hace que el refrigerante que sale del condensador con alta presión disminuya
drásticamente la presión dejando pasar la cantidad necesaria de refrigerante
dejándolo en su estando inicial, listo para reiniciar el ciclo”.

Figura 4.-Valvula de expansión

3. Investigar los tipos de refrigerantes existentes en la industria de alimentos, los


efectos en el medio ambientes y compara con los refrigerantes utilizados en el
centro frigorífico.
Historia de los Refrigerantes:

El agua fue el primer refrigerante, con una larga historia de uso, continuando hasta nuestra
época. Con el paso del tiempo, se han hecho mejoras en cuanto a su manejo y
almacenamiento, pero aún se utiliza el hielo natural por todo el mundo.
 1600 - Se encontró que una mezcla de nieve y sal, bajaba la temperatura del agua lo
suficiente para congelarla.
 1989 - Se llevó a cabo el Protocolo de Montreal, donde se decidió defasar los compuestos
que deterioran la capa de ozono, entre ellos el R-11 y el R-12.
 1989 - En plantas piloto a nivel experimental, los principales fabricantes de refrigerantes
desarrollaron compuestos para substituir los refrigerantes que habrán de desaparecer.
Entre los nuevos sustitutos estaban el R-134a, el R-123, el R-141b, el R-124 y el R-125.
 1990 - Se desarrollaron mezclas zeotrópicas para utilizarlas como refrigerantes, en los
equipos que estaban actualmente operando con R-12, R-500 y R-502.
 1991 - Se introdujeron comercialmente los refrigerantes R-134a, R-123 y varias mezclas
zeotrópicas

Tipos de Refrigerantes:

REFRIGERANTES SINTÉTICOS

 Refrigerantes HCFC
Los Hidroclorofluorocarbonos (HCFC) son la segunda generación de refrigerantes que
están vigentes actualmente. Aunque contiene cloro que daña la capa de ozono, los
refrigerantes HCFC también contienen hidrógeno, que lo hace químicamente menos
estable una vez que sube a la atmósfera. Su potencial de agotamiento es muy bajo y varia
de 0.001 a0.11. Para los países en desarrollo está permitido su uso hasta el año 2040.
El R-22 o clorodifluorometano es un gas incoloro comúnmente utilizado para los
equipos de refrigeración, en principio por su bajo punto de fusión, (-157°C).
El R-22 era hasta hace poco el gas refrigerante más utilizado en el sector del aire
acondicionado, tanto para instalaciones de tipo industrial como domésticas. El R-22 se
dejó de usar en La Comunidad Europea en el año 2000 y en los Estados Unidos en el
2010, por su efecto dañino a la capa de ozono.
R-141b, Es un agente de limpieza para sistemas de refrigeración.
Los HCFC tienen la clasificación A1, no son inflamables ni explosivos. Se descomponen
en presencia de la llama de nuestro soplete dando a lugar la presencia de un gas irritante
llamado fosgeno, motivo por el cual se deben tomar las mismas precauciones.
Actualmente a nivel global se está reduciendo gradualmente la producción de estos
refrigerantes, son refrigerantes que han tenido una gran presencia en el mercado,
principalmente el R-22, sin embargo los HCFC están en proceso de eliminación.
 Refrigerantes HFC
Los Hidrofluorocarbonos (HFC) se consideran la tercera generación de gases
refrigerantes, ya que han sido creados para sustituir a los CFC y los HCFC. En un
principio han sido considerados como ecológicos, por no dañar a la capa de ozono
atmosférico, pero la presencia de flúor en su composición provoca que al ser emitidos se
comporten como un gas de efecto invernadero y estos contribuyan al calentamiento
global. Por esta razón, tienen que ser sometidos a restricciones en cuanto a su uso para
reducir al mínimo sus emisiones.
Los HCF tienen un impacto significativo a corto tiempo sobre el cambio climatico y
tienen una vida relativamente corta en la atmósfera comparada con la del Bióxido de
Carbono.

 R134a
 R404A
Refrigerantes HFC
 R449A

 Refrigerantes HFO R-1234ze R-1234yf

El R-1234ze es un HFO ligeramente inflamable, conocido como hidrofluoruroolefina.


Este refrigerante contiene hidrógeno, flúor y carbono. Se encuentra en la misma familia
de refrigerantes que el R-1234yf, que actualmente se utiliza en los sistemas de aire
acondicionado de algunos vehículos. Es posible que en el futuro lo veamos en sistemas
fijos también. Su inflamabilidad ligera limita el tamaño de la carga refrigerante, pero no
en la misma medida que los hidrocarburos más inflamables. Los controles eléctricos del
equipo deben de ser «a prueba de chispa» en caso de que una fuga pueda resultar en una
concentración inflamable en el entorno del aparato eléctrico. La temperatura de
saturación a presión atmosférica es alta si se compara con otros refrigerantes, por lo que
funcionará en vacío en la zona de baja presión del sistema en numerosos usos.
Es ideal para utilizarse en temperaturas medias y altas, como en enfriadores de agua. Su
capacidad de refrigeración también es baja en comparación con otros HFC, lo que supone
que se necesiten distintos compresores con un desplazamiento mayor en relación con el
motor.
El R-1234ze no está muy generalizado su uso aún, pero se está probando en
enfriadores y sistemas integrales. Ya están disponibles para pruebas varias mezclas de R-
1234ze. Tienen menores temperaturas de saturación, por lo que se podrían usar en baja
temperatura. En todos los casos su PCG está por encima de 300. Algunas mezclas con
este refrigerante no son inflamables, pero en ese caso tienden a tener un PCG mayor.
El R-1234yf es un tipo de refrigerante similar al R-1234ze, y se está comenzando
a utilizar en sistemas de aire acondicionado de vehículos.

REFRIGERANTES NATURALES

 Hidrocarburos

Estos refrigerantes naturales, no son sustancias agotadoras de la capa de ozono, y su potencial de


calentamiento global es inferior a 5. Son refrigerantes que tienen clasificación A3, (Son gases
inflamables) su uso requiere una serie de precauciones entre las que se encuentra el conocimiento
profundo del refrigerante. Hay que destacar que el uso de los hidrocarbonos como refrigerante
siempre estará limitado y condicionado por las fuertes regulaciones aplicadas al uso de este tipo
de gas. Son aplicados en sistemas refrigeración pequeños y la carga no debe de superar los 150
gramos. El sistema de refrigeración debe de estar diseñado de tal manera que el refrigerante HC
quede confinado en caso de fuga en el interior del sistema.

Refrigerante Hidrocarburo Propano R-290: El propano es una alternativa muy


conveniente para la refrigeración y el aire acondicionado, ya que es amigable con el
medioambiente.
No sólo ofrece una gran reducción de las emisiones directas, sino que también aumenta
la eficiencia energética (y reduce las emisiones indirectas), lo que es un paso importante
para sustituir y lograr la eliminación gradual de los hidroclorofluorocarbonos (HCFC).
Refrigerante Hidrocarburo Isobutano R-600ª: El Isobutano (R-600a) ha sido
utilizado en el pasado en congeladores. Las características del R-600a son diferentes a las
del R-134a utilizado en los refrigeradores domésticos.

 Bióxido de Carbono CO2 R-744

El bióxido de carbono (CO2 R-744) es otra de las alternativas para sustituir a los HFC
(hidrofluorocarbonos) porque no daña la capa de ozono, su bajo potencial de calentamiento global
y es un refrigerante natural. Es un fluido inodoro, incoloro y más pesado que el aire. Su Potencial
de Calentamiento Global (PCG) es de uno. Lo que significa que este gas es la referencia para
determinar el PCG de otros gases y su valor de Potencial de Agotamiento de la Capa de Ozono
(PAO) es de cero, favoreciéndolo en el aspecto ambiental. Aunque el CO2 es necesario para la
vida en la Tierra, es también un Gas de Efecto Invernadero (GEI). Es clasificado por los
Estándares 34 de ASHRAE y el DIN EN 378 como tipo A1 (no inflamable y de baja toxicidad).
Como se mencionó anteriormente, el hecho de ser más pesado que el aire puede resultar peligroso
(especialmente en espacios reducidos), al no tener aroma autoalarmante (no tiene un olor
detectable), puede desplazar al oxígeno hasta límites nocivos para la salud. Estas características
llevan a la necesidad de tener una especial atención en la detección de fugas y la ventilación de
emergencia. Tiene baja compatibilidad química con los materiales comunes y una buena
solubilidad con el lubricante polietileno glicol de alquileno (PGA) y el polioléster (POE). Posee
un muy bajo costo y está disponible en cualquier cantidad en todo el mundo.
Referencia: Buenas Prácticas en el Uso de Sustancias Alternativas a los
Hidroclorofluorocarbonos. SEMARNAT.

 Amoniaco:

La fórmula química del amoniaco es NH3 y el símbolo identificativo como refrigerante R717, es
un compuesto que existe de forma natural siendo uno de los gases más abundantes en el ambiente
ya que como indica su formulación se descompone en moléculas de hidrógeno y nitrógeno, las
cuales están en un 80% en la atmósfera.

El funcionamiento básico de la instalación de refrigeración con amoniaco se basa en un ciclo


cerrado de evaporación, compresión, condensación y expansión. El punto de ebullición del
amoniaco esw a -33ºC a una presión de 1,09bar.

1. El amoniaco no es contaminante por lo que no daña la capa de ozono. Tal es así que la
Agencia de Protección al Ambiente (EPA) ha identificado al amoniaco como un sustituto
aceptable de sustancias dañinas al ozono en los principales sectores industriales, incluyendo
la refrigeración y aire acondicionado.
2. El amoniaco tiene rendimientos termodinámicos en torno a un 3-10% superiores a otros
refrigerantes, por lo que a igualdad de capacidad frigorífica tiene un consumo energético
menor.
3. La mejor característica de seguridad que tiene el amoniaco es su auto-alarma provocada
por su olor característico a diferencia de otros refrigerantes industriales. Esto tiene la ventaja
de que se detectan fácil y rápidamente las posibles fugas. Por otro lado el fuerte olor del
amoniaco provoca en los individuos la reacción de abandonar el área antes de la existencia
de una acumulación peligrosa.
4. El coste del amoniaco es menor que el de otro refrigerante y además se requiere de una
menor cantidad para la misma aplicación. Todo esto se acumula en costos de operación
menores, lo que se traduce en mejores precios competitivos de los productos refrigerados o
ahorro económico en la climatización.
Pero no todo son ventajas, la principal desventaja de utilizar amoníaco como refrigerante, es
el alta inversión en el equipo en el equipo y la instalación del sistema correspondiente, ya que
para que sea rentable una instalación de este tipo debe existir una gran demanda de refrigeración.
Si la demanda es muy baja, el costo de un sistema de refrigeración utilizando amoníaco como
refrigerante es demasiado alto, por lo cual, en la mayoría de instalaciones pequeñas se siguen
utilizando refrigerantes comunes.

REFERENCIAS:

 ALARCON, J. 2000. Tratado práctico de refrigeración automática. 12ª ed. México.


Alfaomega. 436 p.
 RAPIN, P y JAQUARD, P. 1999. Formulario del frío. Barcelona, España. Marcombo.
470 p.
 DOSSAT, R. 1980. Principios de refrigeración. 2ª ed. México. Continental. 592 p.
 TRESSLER, D. 1956. Aspectos de la refrigeración y congelación de alimentos. Roma,
Italia. FAO. 257 p.
 MONVOISIN, A. 1953. Conservación por el frío. 4ª ed. Barcelona, España. Reverté. 579
p.
 Gildardo Yañez 2019 Tipos de gases refrigerantes sintéticos y naturales - refrigerantes
industriales. ONU Cambio climático