Está en la página 1de 6

LA ENTROPIA

Como significado de entropía tenemos “Magnitud termodinámica que indica el grado de


desorden molecular de un sistema” la misma proviene del vocablo “entropía” que hace
referencia a la magnitud física termodinámica o parte de la física que estudia la acción
mecánica del calor y las restantes formas de energía que permite medir aquella parte de
la energía guardad en un sistema.
La entropía es un concepto que se desarrolla como respuesta a la observación de que cierta
cantidad de energía liberada de las reacciones de combustión, termina siempre
perdiéndose por la disipación o fricción, por lo que no se transforma en trabajo útil.
La medida de la entropía perite establecer el orden que dispone de un sistema en
determinada solicitud escrita, respecto al que realizaba o lo que pudo haber realizado en
otra. Así, podría determinarse la diferencia de entropía para la formación o constitución
de un sistema.
Intuitivamente, la entropía es una magnitud física que, mediante calculo, permite
determinar la parte de la energía por unidad de temperatura que no puede utilizarse para
producir un trabajo.
Esta nos permite cuantificar la irreversibilidad de diferentes procesos termodinámicos.
Unos de los soportes fundaméntales de la segunda ley de la termodinámica es la función
denominada entropía que sirve para medir el grado de desorden dentro de un proceso y
permite distinguir la energía útil, que es la que se convierte en su totalidad en trabajo, de
la inútil, que se pierde en el trabajo.
Un motor necesita de una fuente de energía para poder convertirlo en trabajo. Si pensamos
específicamente en un automóvil, la gasolina, junto con el sistema de chispa del motor,
proporciona la energía de combustión capaz de hacer que el vehículo se mueva. La
energía que el coche utilizo para realizar el trabajo y moverse se gastó, es decir se tornó
inservible, porque la energía liberada mediante un proceso químico ya no es utilizable
para que un motor produzca trabajo. Esto es la entropía.
Rudolf Clausius es quien le dio nombre y la desarrollo durante la década de 1850 y
Ludwig Boltzman, quien encontró en 1877 la manera de expresar matemáticamente.
Podemos hablar de que la entropía se puede interpretar como una medida de distribución
aleatoria de un sistema. Se suele decir que un sistema altamente distribuido al azar cuenta
con una alta entropía.
Un sistema que se encuentre en una condición improbable va a tener una tendencia natural
a reorganizarse a una condición mas probable, similar a una distribución al azar.
La magnitud es una función de estado si su cambio de valor entre dos estados es
independiente del proceso seguido para pasar de un estado a otro. Todo esto es
imprescindible para definir la propia variación de la entropía.
Desde el punto de vista de la termodinámica, el universo es el conjunto constituido por
un sistema y sus alrededores. Es, por tanto, u sistema aislado. De la misma manera en que
se puede calcular la variación en entropía de un sistema.
La entropía es una función de estado que, evaluada para todo el universo, aumenta en una
transformación irreversible y permanece constante en una transformación reversible.
Por ejemplo, si tiramos al suelo un vaso, este se romperá en mil pedazos, pero es
improbable que tirando dichos pedazos obtengamos un vaso entero. En el cambio de
estado se ha mantenido el equilibrio, pero existe una tendencia hacia un aumento de la
incertidumbre. La entropía tiende a crecer.
Los primeros motores de calor de Thomas Savery, el Newcomen motor y el Cugnot de
vapor de tres ruedas eran ineficientes la conversión de menos de dos por ciento de la
energía de entrada en producción de trabajo útil una gran cantidad de energía útil se disipa
o se pierde en lo que parecía un estado de aleatoriedad inconmensurable. Durante los
próximos siglos, los físicos investigaron este enigma de la energía perdida.
El incremento diferencial de entropía entre dos estados vecinos es igual la cantidad de
calor que entra reversiblemente entre dichos estados dividida por la temperatura a la que
se intercambia el calor. Puesto que estamos
La termodinámica basa sus leyes en algunas leyes: Ley cero, referente al concepto de
temperatura, la primera ley de la termodinámica, refiere el principio de conservación de
la energía, la segunda ley de la termodinámica, define la entropía. Puesto que estamos
hablando de procesos reversibles no es necesario distinguir entre la temperatura del
ambiente T y la del sistema T', ya que en un proceso reversible ambas deben diferenciarse
como mucho en una cantidad infinitesimal.
La entropía cumple que:
- Sus unidades en el sistema internacional son el J/K
- Es una propiedad extensiva, proporcional a la cantidad de masa. Puede
definirse la entropía específica, s por unidad de masa, por mol o por unidad de
volumen. En cualquiera de estos casos, s es una propiedad intensiva.

Al ser la entropía una función de estado, es posible usarla como variable para describir el
estado del sistema, del mismo modo que se hace con la presión temperatura y volumen.

Enunciado de Kelvin-Planck

Si existiera una máquina que convierte todo el calor en trabajo, esa máquina estaría
reduciendo la entropía del foco, sin aumentar la de ningún otro sitio, lo que implicaría
una disminución neta de la entropía. El proceso es por tanto imposible.

Enunciado de Clausius

Si hubiera un refrigerador ideal que no requiriera trabajo, la misma cantidad de calor


saldría del foco frío y entraría en el caliente, pero dada su menor temperatura, la
disminución de entropía del foco frío seria mayor que el aumento de la del caliente,
produciendo una disminución neta de la entropía del universo. Este proceso es por tanto
también imposible.
Leyes de la termodinámica

La termodinámica se basa en sus análisis en algunas leyes como primera ley tenemos : La Ley
"cero", que hace referente al concepto de temperatura, la Primera Ley de la Termodinámica, se
refiere al principio de conservación de la energía, la Segunda Ley de la termodinámica, define a
la entropía.

Ley Cero termodinámica

La Ley cero de la termodinámica dice que si tenemos dos cuerpos llamados A y B, con
diferente temperatura uno de otro, en un tiempo determinado (t), estos alcanzarán la
misma temperatura, es decir, tendrán ambos la misma temperatura. Si luego un tercer
cuerpo, que llamaremos C se pone en contacto con A y B, también alcanzará la misma
temperatura y por lo tanto, A, B y C tendrán la misma temperatura mientras estén en
contacto. De este principio podemos indicar la temperatura, la cual es una condición que
cada cuerpo tiene y que el hombre ha aprendido a medir mediante sistemas arbitrarios y
escalas de referencia (escalas termométricas).
Primera ley termodinámica

La Primera ley de la termodinámica se refiere a la energía interna, trabajo y calor, se dice


que si un sistema con una determinada energía interna, se realiza un trabajo mediante un
proceso, la energía interna del sistema variará. A la diferencia de la energía interna del
sistema y a la cantidad de trabajo le denominamos calor. El calor es la energía generada
mediante el sistema por medios no mecánicos hace que nuestro sistema sea un recipiente
metálico con agua; por lo tanto podemos elevar la temperatura del agua por fricción con
una cuchara o por calentamiento directo en un mechero; en el primer caso, estamos
haciendo un trabajo sobre el sistema y en el segundo le transmitimos calor. Cabe aclarar
que la energía interna de un sistema, el trabajo y el calor no son más que diferentes
manifestaciones de energía. Es por eso que la energía no se crea ni se destruye, sino que,
durante un proceso solamente se transforma en sus diversas manifestaciones. La primera ley de
la termodinámica se divide en dos partes muy fundamentales.

El principio de la accesibilidad adiabática: en termodinámica, adiabático quiere decir


que no intercambia calor con su entorno, que dice que el conjunto de los estados de
equilibrio a los que puede acceder un sistema termodinámico cerrado es, adiabáticamente,
un conjunto simplemente conexo.

El principio de conservación de la energía: que establece que el trabajo de la conexión


adiabática entre dos estados de equilibrio de un sistema cerrado depende exclusivamente
de ambos estados conectado.

Segunda ley de la termodinámica

No existe un proceso cuyo resultado sea la absorción de calor de una fuente y la conversión de
calor en trabajo. Este principio de Kelvin-Planck nació del estudio del rendimiento de máquinas
y mejoramiento tecnológico de las mismas. Si este principio no fuera cierto, se podría hacer
funcionar una central térmica tomando el calor del medio ambiente; aparentemente no habría
ninguna contradicción, pues el medio ambiente contiene una cierta cantidad de energía interna,
pero debemos señalar dos cosas: primero punto, la segunda ley de la termodinámica no es una
consecuencia de la primera, sino una ley independiente; segundo punto, la segunda ley explica
que las restricciones que existen al utilizar la energía en diferentes procesos, en nuestro caso,
es una central térmica. No existe una máquina que utilice energía interna de una sola fuente de
calor.

Tercera ley de la termodinámica

Más adecuadamente como postulado de Nernst, afirma que no se puede alcanzar el cero
absoluto en un número finito de procesos físicos, lo que, sucintamente, puede definirse
como:

Al llegar al cero absoluto, 0 K, cualquier proceso de un sistema físico se detiene.


Al llegar al cero absoluto la entropía alcanza un valor mínimo y constante.
http://laplace.us.es/wiki/index.php/Entrop%C3%ADa

https://www.ecured.cu/Entrop%C3%ADa