Está en la página 1de 3

CAJAS PREVISIONALES DE UNIFORMADOS, "TECNICAMENTE QUEBRADAS".

===========================================================

La homologación de gastos en seguridad nacional


es la respuesta cuerda , al despilfarro que significó décadas
de "geopolítica" y de intimidación en base equipamiento militar
disuasivo, lo que produjo una carrera armamentista inducida
por las potencias, que hacían pelear a los países pobres y luego
les vendían las armas, haciendo a las naciones cada vez más
hambrientas. El resultado lo acaba de recibir EEUU. en carne
propia.
Los chilenos y los hermanos de países vecinos
nos sentiremos contentos , porque esos dineros irán a educación,
salud y vivienda, que es lo único que se puede defender el siglo
XXI, frente a una guerra tecnológica inalcanzable, porque los
territorios se ocupan y las armas se pierden, pero nadie nos
puede quitar el progreso por medio de la educación , lo que
implica un mejoramiento del bienestar general.

Pero, hay un asunto que se debe imperiosamente


considerar y a la brevedad en la homologación, DIPRECA Y
CAPREDENA, se encuentran absolutamente quebradas financieramente.

Un oficial de las FFAA con el grado de


subteniente empieza ganando $301.287,( sueldo base en 1997,
NO hay funcionarios que ganen solo el sueldo base ),tiene
$117.661 de descuentos, lo que le da un líquido a pago de
$183.626, si está 3 años en el grado, el total de sus ingresos
es de $6.610.536.

Existe una amplia cobertura, llegando a los 36


años servicio y el grado de general con $1.436.438, mensual
,lo que da en los tres a¤os del grado $26.512.164.

Resumimos que un oficial con 36 años de servicio


pasando normalmente por todos los grados sin tener ningún
sobresueldo ( que en la práctica no existe ) y sin gastar
absolutamente en nada debería tener $119.247.156 de capital,
si le agregamos una esposa profesional que tenga la mitad de
los ingresos , o sea, $59.643.578, tendríamos un ingreso total
de la familia $178.890.734, insistimos, sin absolutamente ningún
egreso, durante toda la vida funcionaria ,sin casa, comida,
colegios, locomoción, vacaciones, ropa, enfermedades, etc. etc. y la primera
pregunta que salta a la vista es..¿ cómo es posible que haya
coroneles y generales retirados que se suponen honestos y
trabajaron en exclusiva, que tengan un patrimonio superior a
los $200.000.000 ?. ¿ Es que no habrÁn comido, estudiado sus
hijos, SON TODOS HEREDEROS DE FAMILIAS ACAUDALADAS
o han vivido siempre de allegados en casa de familiares,
o en cuarteles ?, ¿no se han vestido, ni enfermado ?, ¿Qué
hicieron para que el capital creciera?, ¿ porqué no le dan la
fórmula a los sesudos economistas de la bolsa de comercio ?.

No hay que olvidar que algunos tienen más de


$500.000.000 de capital y Pinochet, tiene más de $2.000.000.000.-
Por tanto ser Oficial, es definitivamente un BUEN negocio. En
comparación a un catedrático universitario que no tiene más
de $70.000.000 de capital en la misma circunstancia e
incomparable con el patrimonio de un director de colegio.
Que es el símil social.

Este simple análisis puede ser utilizado en la


propaganda de los Institutos armados para atraer a los
postulantes a futuros oficiales, porque es una realidad
irrefutable. Los sueldos promedios el año 2001, son casi el
doble de las mencionadas cifras.

Pero, la homologación de los gastos militares,


no tiene contemplado el QUIEBRE ECONOMICO en que se encuentran
las Cajas de Previsión de las FFAA. y Carabineros, CAPREDENA
y DIPRECA. Partiendo de la base de que en Chile hay el doble
de generales y coroneles, y tenemos la tercera parte de
habitantes, que nuestros vecinos homologables.

Un joven ingresa como funcionario de las FFAA,


Carabineros, o Investigaciones , a los 20 años de edad y se
puede retirar con todos sus derechos a los 20 años de servicio,
por tanto, estar jubilado a los 40 años de edad, con el grado
de mayor, para los Oficiales y Sargento para los suboficiales.
Pero, sus espectativas de vida están por sobre los 75 años de
edad, por lo tanto cobrará , 35 años de pensión y solo impuso
20 años, lo que a simple vista y a ojo de "buen cubero", no
resiste ningún análisis económico medianamente sério . Si jubila
a los 30 años de servicio, el estado pierde solo el 15% mensual
porque tampoco se alcanza un equilibrio económico sustentable
y autofinanciable en el tiempo, siempre el estado pierde, porque
aporta en promedio el 60% y más ,de todas las pensiones de las
FFAA.y Carabineros . Los civiles nos debemos autofinanciar
completamente.

Si consideramos que el 40 % de los funcionarios,


se retira entre los 20 y 25 años de servicio, tendremos un
déficit económico del 60% mensual en la carga previsional que
debe ser aportado por el estado. Si lo multiplicamos por más
de 600.000 jubilados , resultamos con un déficit de
$240.000.000.000 mensual.

A simple vista la carga del estado por este


sólo concepto es el doble que lo que se gasta anualmente en
vivienda o en salud y permitiría , que TODA la educación
incluida la universitaria fuera totalmente gratuita, como era antes de que
llegaran los militares al poder, como estudiaron todos los que
hoy están en el gobierno, gratis, o hacer, cada dos años, un
tren moderno entre Santiago y Arica.

Pero, para defender esta situación frente a los


militares, hay que tener el tejado de acero super inoxidable,
por tanto, es imposible que lo podamos revertir en un gobierno
de la concertación, con grandes márgenes de tolerancia a la
corrupción.

Se debe reajustar las tasas; privatizar el sistema


previsional , reducir la planta de funcionarios, vender el activo
inmovilizado, optimizar la producción con reingeniería
administrativa e impedir que se retiren a los 20 años con todos
sus derechos, lo que es tremendamente injusto para los civiles
, vergonzoso para los 4.500.000 pobres e inaceptable para el
1.000.000 de cesantes, que en las elecciones próximas pueden
decidir si continuan con esta pesada carga, porque esta situación
ni siquiera nos permite una seguridad de triunfo frente a una
eventual guerra.

Invito a que me contradigan.

MARIO A. DE LA FUENTE FERNANDEZ


TT.(R) DE CARABINEROS
PRESIDENTE DE OMIDECHI.

Y otras firmas