Está en la página 1de 35

“AÑO DEL DIALOGO Y LA RECONCILIACIÓN NACIONAL”

“UNIVERSIDAD NACIONAL DE SAN MARTIN”


"FACULTAD DE ECOLOGÍA”
ESCUELA ACADEMICA PROFESIONAL DE INGENIERÍA
SANITARIA

ASIGNATURA:

CONTABILIDAD GENERAL

TEMA:

CONTABILIDAD NACIONAL Y DESARROLLO SOSTENIBLE

DOCENTE:

Econ. Wilhelm Cachay Ortiz

INTEGRANTES:

 Jaime Matius Guerra Reategui


 Daniel Rengifo Casternoque
 Arcenio Cuipal Venturra

CICLO ACADÉMICO:
2018-II

Moyobamba, 9 de octubre del 2018


DEDICATORIA

Dedicamos este presente trabajo a:

Nuestros padres y profesores, quienes por sus buenas


lecciones y consejos hacen de nosotros ser personas de gran
valor y orgullo para ellos.
ÍNDICE

I. INTRODUCCIÓN………………………………………………………………….………………1
II. GENERALIDADES

2.1 Conceptualización

2.1.1 La Contabilidad Nacional…….…………………………………………..…………….…….2


2.1.2 Informes Importantes de la Contabilidad Nacional ……………………………………......3
2.1.3 Elementos Básicos de la Contabilidad Nacional…………………………….…………....…4
2.1.4 Los modelos de descripción económica …………………...…………….…..…..………......4
2.1.5 El sistema económico: objeto de la descripción………………………………………..……5
2.1.6 Definición y Alcance de un Sistema de Cuentas Nacionales…………………………….….6
2.1.7 El Aporte de R. Stone y el Sistema de Cuentas Nacionales de Naciones Unidas……….…7
2.1.8 La estructura formal de un sistema de cuentas nacionales……………………………..….8
2.1.9 El desarrollo sostenible………………………………………………………………………12
2.1.10 Un sistema contable integral, la alternativa para medir el desarrollo sostenible……..…14
2.1.11 Fundamentos para el Desarrollo Sostenible………………………………………………..16

2.2 Antecedentes…………………………………………………………..………….……………….19

2.2.1 Breve Historia de la Contabilidad Nacional Peruana……………………………………...21


2.2.2 Por qué el Desarrollo Sostenible………………………………………………………..…...22
.
2.3 Objetivos…………………………………………………….……………………………………..24

2.3.1 Objetivo General………………………………….……….……………..………………......24


2.3.2 Objetivos Específicos…………………………………………………….…….………….…24

III. ANÁLISIS DE LA PROBLEMÁTICA……………………………………………………….....25

IV. ANÁLISIS DE LA SOLUCIONATICA………………………………………………………....26

V. CONCLUSIONES Y RECOMENDACIONES

5.1 Conclusiones…………………..………………….……………………..….……………..….28
5.2 Recomendaciones…………………………………………………………………………….28

VI. REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS……………………………………………………….....29


VII. ANEXOS……………………………………………………………………...…….………….....31
I. INTRODUCCIÓN

En el siguiente informe se hablara acerca de la contabilidad nacional, sus elementos


básicos y el sistema de cuentas nacionales.

También se hablara de un sistema contable integral, como una alternativa para medir el
desarrollo sostenible

Desde sus orígenes, la contabilidad nacional se constituyó en útil instrumento de


descripción de la actividad económica y fundamento para la formalización del
comportamiento de los diferentes sectores o agentes que conforman un sistema
económico. Como banco de datos irremplazable para la comprensión y el análisis de la
política económica estructural y coyuntural; como cuadro conceptual y esquema lógico
que da consistencia a los modelos macroeconométricos de previsión y simulación, la
contabilidad nacional se presenta, como una herramienta indispensable para unificar el
lenguaje económico y como punto de referencia del debate teórico y político en materia
macroeconómica. Crecimiento del PIB, estancamiento del ingreso disponible,
agravamiento de los desequilibrios macroeconómicos, evolución de la tasa de
autofinanciamiento de la inversión, etc.

Cuando se habla de desarrollo sostenible, se refiere al desarrollo que satisface las


necesidades del presente sin comprometer la habilidad de generaciones futuras de
satisfacer sus propias necesidades. Lo que este concepto habla de, solidaridad
intrageneracional, y necesidades siendo estas la base para desarrollar la economía
sostenible. En cuanto a la disposición y manejo del recurso escaso.

1|Página
II. GENERALIDADES
2.1 CONCEPTUALIZACIÓN

2.1.1 La Contabilidad Nacional

Primeramente definamos el concepto de contabilidad:


Lara (1999)afirma que la contabilidad “es la disciplina que enseñan las normas y los
procedimientos para ordenar, analizar y registrar las operaciones practicadas por las
unidades económicas constituidas por un solo individuo o bajo la forma de
sociedades civiles o mercantiles (bancos, industrias, comercios, e instituciones de la
beneficencia, etc.)”.
Según Rivero (2012) “la contabilidad se puede definir como un sistema de
información estructurado para facilitar la toma de decisiones”.
Entonces la contabilidad nacional:
Según Ibarra (2009) “es el conjunto de las diversas estadísticas del producto, del
ingreso, y de otros conceptos macroeconómicos, presentados en un sistema
coherente de cuentas”.
La contabilidad nacional se basa al igual que la contabilidad empresarial en el
sistema de la partida doble y tanto en una como la otra se consolidan datos, aunque
difieren en lo relativo a la clasificación, valorización, y acumulación de datos.
(Ibarra, 2009)
Si se analiza cómo se ha llegado a la concepción de la contabilidad nacional se
debe tomar en cuenta el desarrollo de la técnica contable el cual se puede resumir en
las siguientes etapas:
- La contabilidad moderna surge como técnica para el mejor control de los
bienes patrimoniales de una familia.
- La contabilidad se extiende y se orienta a las organizaciones modernas
(empresas, asociaciones, clubes, etc.).
- Surge la contabilidad de costos.
- Surge la contabilidad pública y presupuestaría.
- Nace la contabilidad nacional y comienza su desarrollo.
En la actualidad es de esperarse un mayor desarrollo ya no sólo de la contabilidad
nacional sino también de la contabilidad multinacional dado el acontecimiento
2|Página
económico político de 1992 por la Comunidad Económica Europea, así como con
los intentos de integración y la eliminación de las fronteras políticas, por otro lado
también están los acuerdos de integración económica de países Latinoamericanos,
como por ejemplo el Mercado Común Sudamericano (MERCOSUR), y en el caso
de nuestro país tenemos el Tratado de Libre Comercio de América del Norte
(TLCAN), y otros tratados firmados con Chile, Costa Rica, y Venezuela y Colombia.
Lo anterior suscitará la necesidad de crear nuevas propuestas para el desarrollo de la
contabilidad nacional y multinacional.

2.1.2 Informes Importantes de la Contabilidad Nacional

Los informes o estados contables nacionales sirven al sector público para la toma
de las decisiones más importantes en materia económica, por ejemplo, sobre los
programas de inversión nacional, regional, revaluación de la moneda, imposiciones
o suspensión de barreras comerciales, porcentajes y tasas sobre impuestos, monto de
las solicitudes de nuevos créditos, etc. (Ibarra, 2009)
Algunos casos concretos de como utilizan la contabilidad nacional algunos
ministerios o secretarías de estado en Latinoamérica son:

- Cuentas de Resultados son compilaciones de resultados económicos tales


como: la producción, la inversión, el consumo, etc., logrados en un país
durante un período de tiempo dado. Se refiere principalmente a las
transacciones.
- Análisis del comportamiento de la Renta (Parte esencial del análisis del
ciclo económico), proporciona material estadístico a las teorías económicas
que pretenden explicar las fluctuaciones económicas a corto plazo
(especialmente en precios, producción, empleo, etc.), este análisis es muy
importante e interesante pues nos muestra la interdependencia de los varios
sujetos económicos que existen en una economía de mercado.
- Análisis de Estructura nos muestra las relaciones de la actividad económica
que son descritas por las estadísticas de las cuentas nacionales

3|Página
- Elaboración del Presupuesto Nacional además de ser sumamente
interesante, es estratégico para el planeamiento de la política económica
nacional.

2.1.3 Elementos Básicos de la Contabilidad Nacional

La contabilidad nacional se sirve de dos elementos básicos que son:


 El Producto o Ingreso Nacional es la corriente total de bienes y servicios de
una economía dentro de un período determinado, generalmente de un año. El
ingreso nacional es el objeto de estudio de la teoría del ingreso, que también
conocemos como macroeconomía, que significa la teoría de los grandes eventos
económicos y de su comportamiento que se expresa en cifras de miles de
millones de pesos, en gasto de los consumidores, en inversiones de los negocios
y del gobierno, en compras del sector público, etc. (Ibarra, 2009)
 Las Cuentas Nacionales forman un juego de tablas estadísticas que nos indican
las corrientes de bienes y servicios entre los sectores principales de la economía.
Este sistema de cuentas proporciona el marco para describir las relaciones de
mercado dentro y entre las economías nacionales en términos cuantitativos.
(Ibarra, 2009)

2.1.4 Los modelos de descripción económica

Para interpretar el funcionamiento de un sistema económico es necesario, en


primer lugar, estudiar su estructura y las interrelaciones existentes entre las partes
que lo componen. En efecto, un sistema está caracterizado por el modo y la forma
en que se desenvuelven las relaciones de producción entre las clases y grupos socio-
económicos que se han ido conformando a lo largo de un proceso histórico, dinámico
y dialéctico.
Traducir dichas relaciones en un lenguaje matemático significa expresar en
términos de un modelo cuantitativo- un conjunto de hipótesis básicas que permiten
analizar un mecanismo económico. Si una teoría trata de describir una estructura y
un mecanismo económico completo, asume la característica de un “sistema”

4|Página
constituido por un conjunto de relaciones cuantitativas (ecuaciones) entre diversas
magnitudes (variables).
Según León & Marconi (1999) un modelo económico, por tanto, “es la
representación sintética de una realidad histórica determinada”. Fruto de una extrema
simplificación, un esquema descriptivo posee solo un valor probabilístico. En efecto,
la “indeterminación” es inseparable de cualquier teorema científico, sobre todo en
una disciplina como la economía descriptiva que apoya algunas de sus hipótesis en
el método estadístico.
La representación cuantitativa, por otra parte, conlleva a resultados con validez
limitada en el tiempo y en el espacio. Un modelo debe ser construido de acuerdo con
la realidad que se pretende describir; de allí la necesidad de saber a priori cuál es el
objeto de la descripción que, en el caso de un modelo contable, es el contexto
económico y las características esenciales del sistema vigente en determinado país.
Por otra parte, la construcción de un modelo está orientada por una serie de
hipótesis teóricas básicas por lo que un mismo sistema económico puede ser descrito
a partir de dos o más concepciones diferentes de la historia y de la economía. La
utilización de aparatos conceptuales diferentes puede dar lugar a modelos analíticos
que reproduzcan en distinta forma la modalidad de funcionamiento de una misma
realidad económica. (León & Marconi, 1999)
La forma que asumen los sistemas analíticos descriptivos depende:
a) De la estructura (y de la organización institucional) del sistema económico.
b) De las hipótesis (concepción teórica) básicas que guían el proceso
descriptivo.
c) Del conjunto de métodos y técnicas estadísticas utilizadas en la
cuantificación (valoración) de las variables que integran el modelo.
d) De la existencia (y del nivel de desarrollo) del aparato estadístico que sirve
de base para su construcción.

2.1.5 El sistema económico: objeto de la descripción

Dado que el objeto de la descripción es el sistema económico, es necesario a nalizar


previamente sus características esenciales.

5|Página
León & Marconi (1999) afirma que un sistema económico se define “por las
relaciones de producción existentes, las que se traducen en un proceso de
acumulación en base a la valoración del capital y del trabajo”. En una economía de
mercado, este proceso se rige por una lógica de acumulación centrada en la
propiedad privada de los bienes y medios de producción.
Para fines de este estudio, puesto que se analizarán principalmente los sistemas
contables de los países capitalistas, además de esta característica (propiedad privada
de los medios de producción), se podrían enumerar otros aspectos de dicha organización;
así, por ejemplo:
a) La producción de bienes de consumo se basa en las preferencias individuales
y en la empresa privada.
b) El proceso de asignación de los recursos se efectúa mediante el mercado y,
por ende, a través del mecanismo de precios
c) La distribución de la renta y de la riqueza está determinada por la propiedad
de los medios de producción y por sus ganancias en el mercado
d) La dinámica del proceso económico se basa en el interés y en las
expectativas de ganancia de los propietarios de los medios de producción.

2.1.6 Definición y Alcance de un Sistema de Cuentas Nacionales

León & Marconi (1999) afirma que “los sistemas de cuentas nacionales son un
conjunto de técnicas estadísticas y métodos de registro contable que sirven para
describir cuantitativamente la estructura económica y los flujos que intervienen entre
los agentes que la conforman”.
Según Astori (2001) “el sistema de cuentas nacionales procura describir, en lo
fundamental, los resultados finales de la actividad económica, ya sea que tengan un
carácter real o financiero”.
Se afirma que las cuentas nacionales no describen la estructura social de una
colectividad; en efecto, el objetivo principal -y quizá único- de un modelo de
contabilidad nacional es representar los aspectos económicos de una sociedad y,
concretamente, el circuito del que son objeto los recursos reales y monetarios en un
determinado período de tiempo, que generalmente corresponde al año calendario;

6|Página
sin embargo, cuando se elaboran cuentas de hogares por estrato de ingreso se está
muy cerca de una amplia descripción de “lo social”. (León & Marconi, 1999)

2.1.7 El Aporte de R. Stone y el Sistema de Cuentas Nacionales de Naciones


Unidas
Stone es considerado como el principal exponente de la escuela anglosajona en
lo que se refiere a la concepción teórica de las cuentas nacionales.
Su presencia en las comisiones estadísticas de las diversas organizaciones
internacionales ha significado un notable aporte al desarrollo del aparato teórico-
metodológico en el campo de la economía descriptiva.
Stone muestran cómo un sistema contable puede ser elaborado alrededor de la
renta, el consumo, la inversión y el ahorro. El sistema contable es concebido como
un instrumento que aclara las relaciones entre los agentes de las transacciones
económicas. Con este propósito, realiza una clasificación institucional -primero- y
funcional -posteriormente- de los sujetos que conforman el sistema económico con
la finalidad de poner en relieve sus interrelaciones. (Stone & Giovanna, 1969)
El plan de cuentas está compuesto por tres sectores institucionales (empresarial,
familiar y público) con cuatro cuentas en cada sector (producción, apropiaciones,
transacciones de capital y externas). Su conformación da como resultado un sistema
de tipo esencialmente funcional, como se puede estudiar más ampliamente a través
del análisis del “Sistema de cuentas nacionales”, preparado por Naciones Unidas en
1952 en cuya elaboración Stone contribuyó de manera particular.
Dicho sistema estaba compuesto por seis cuentas y doce cuadros anexos; las dos
primeras describían la generación y la composición del producto interno bruto y el
ingreso nacional, respectivamente. Dichas cuentas podían ser consolidadas en una
sola, mostrando, por una parte, la utilización de los productos y, por otra, las fuentes
generadoras del nuevo valor.
La tercera cuenta mostraba el proceso de formación interna de capital y, por tanto,
la participación de los agentes económicos en el financiamiento de la acumulación
(fundamentalmente, las variables ahorro e inversión).

7|Página
La cuarta y quinta cuentas describían la actividad económica de las familias y del
gobierno, respectivamente. Cada una estaba compuesta de dos partes: en una se
registraban los ingresos y gastos corrientes y, en otra, las actividades de dichos
sectores en lo que se refiere al proceso de formación de capital.
Por último, en la sexta cuenta, la del “resto del mundo”, se registraban las
transacciones entre los agentes residentes y los no residentes. Era posible diferenciar,
en la cuenta de las transacciones exteriores, un grupo de operaciones corrientes y
otro de operaciones de capital (…) (León & Marconi, 1999)

2.1.8 La estructura formal de un sistema de cuentas nacionales

En los modelos de contabilidad nacional aplicados a las economías de tipo


capitalista, se adopta un criterio de tipo funcional para la clasificación de los agentes
y de las operaciones. El Sistema de Cuentas Nacionales de Naciones Unidas (SCN)
acoge la clasificación de las funciones económicas analizadas en el capítulo anterior
para representar su estructura formal mediante un conjunto coherente de cuentas y
cuadros.
 Las Cuentas o Formas Contables

Las cuentas son estados equilibrados. La inscripción de las transacciones


se rige por el principio de doble registro, según el cual cada operación debe
constar como salida en la cuenta del pagador y como entrada en la cuenta del
perceptor. (León & Marconi, 1999)
El SCN propone la construcción de una serie de cuentas y cuadros
normalizados que tienen como objetivo describir las características básicas del
sistema económico.
Dichas cuentas y cuadros, además de facilitar la comparación
internacional, presentan -en detalle- los resultados económicos de un sistema,
facilitando de este modo estudios y análisis particulares.
El SCN considera la elaboración de tres clases de cuentas denominadas:
clase I o cuentas consolidadas de la nación; clase II o cuentas de producción,
gastos de consumo, formación de capital, que son un desglose del producto y
gasto interno bruto; y, clase III o de los sectores institucionales.
8|Página
Cada clase de cuentas puede subdividirse o atribuirse a sectores y ramas
económicas. Las de la clase I (cuentas consolidadas de la nación) son las
siguientes:
- La cuenta de producción ilustra la composición del producto interno
bruto y su utilización. En las salidas constan los costos sostenidos para
generar el producto y, en las entradas, las formas en las que es
utilizado;
- La cuenta del consumo (o del ingreso nacional disponible y su
utilización) muestra, en las entradas, los componentes del ingreso y
las transferencias corrientes netas del exterior y, en las salidas, el
consumo final y el ahorro;
- La cuenta de la acumulación ilustra el proceso de financiación y
formación del capital;
- La cuenta del resto del mundo registra las operaciones entre los
agentes residentes y no residentes. Consta de dos partes: en una figura
las transacciones corrientes y, en otra, las de capital. Estas cuentas
resumen las principales transacciones que se realizan en un sistema
económico; cada una representa un aspecto particular del circuito:
producir, consumir, acumular e intercambiar con el resto del mundo.

Por su parte, las cuentas de la clase II se dividen en cuentas II A


(producción de mercancías) y II B (producción de otros bienes y servicios).
Las primeras sirven sobre todo para el análisis de la oferta y la utilización,
de las relaciones interindustriales (a través de la matriz insumo producto), de
precios y de los mercados. Las segundas sirven para describirla oferta y la
utilización de aquellos bienes y servicios que no son objeto de intercambio, y por
lo tanto, carecen de un precio de mercado. (León & Marconi, 1999)

El conjunto de cuentas de la clase II es el siguiente:


- Cuenta A: Equilibrio de bienes y servicios mercantes por ramas de
actividad (mercancías)

9|Página
- Cuenta B: Equilibrio de bienes y servicios no mercantes (otros bienes
y servicios)
- Cuenta C: Producción y valor agregado por ramas de actividad
económica (industrias)
- Cuenta D: Producción y valor agregado de los productores de
servicios colectivos públicos.
- Cuenta E: Producción y valor agregado de las instituciones privadas
sin fines de lucro.
- Cuenta F: Producción de servicios domésticos.

Las cuentas de la clase III describen los resultados obtenidos por los
sectores institucionales que forman parte del sistema; incluyen:
- la cuenta de ingresos y gastos
- la cuenta de financiación del capital
- la cuenta financiera
Para cada sector institucional (Sociedades, Administración Pública,
Hogares, etc.), se elaboran estos tres tipos de cuentas, cuya agregación da lugar
a las cuatro cuentas consolidadas de la nación.
La cuenta de ingresos y gastos describe la estructura de los ingresos
corrientes recibidos por cada sector institucional y sus utilizaciones; es decir, la
formación del ingreso disponible y su asignación. La cuenta se cierra con un
saldo: el ahorro. (León & Marconi, 1999)
La cuenta de formación de capital resume el proceso de acumulación y su
financiamiento.
León & Marconi (1999) afirma que “las cuentas financieras describen los
flujos mediante los cuales los excedentes de liquidez que se forman en
determinados sectores se transforman en préstamos para los sectores
deficitarios”.
El SCN prevé la elaboración de otras clases de cuentas cuya construcción
está en función del desarrollo estadístico; por ejemplo, las cuentas por zonas

10 | P á g i n a
geográficas, las del sector público y las cuentas de las actividades principales de
la economía de un país.
El sistema también recomienda la elaboración de las cuentas
patrimoniales (activos y pasivos de apertura y de cierre); de cuentas y cuadros a
precios constantes; y, la elaboración de matrices insumo-producto.

 Otras formas de Presentación de los Modelos Contables

A más de las cuentas en forma de “T”, se pueden utilizar ecuaciones,


matrices y diagramas de flujo.
Si bien la representación de las cuentas nacionales a través de un sistema
de ecuaciones presenta ventajas-sobre todo por su carácter sintético, su
aplicabilidad a la modelística económica y por su capacidad didáctica existen
algunos inconvenientes entre los cuales, el más importante, es la falta de claridad
cuando las interrelaciones se refieren a dos o más cuentas.
Las matrices son cuadros de doble entrada en los que cada cuenta se
representa mediante una fila y una columna. (Ver Anexo N°01). En las filas
constan las entradas y, en las columnas, las salidas.
La propiedad principal de las matrices es la de evidenciar las relaciones
entre las cuentas y poner de manifiesto las operaciones comunes a dos cuentas.
Además, la representación matricial de las cuentas nacionales adquiere
importancia cuando se desea mayor desagregación: cada asiento de la matriz
puede transformarse en una submatriz de la matriz de origen.
Si bien el SCN utiliza matrices para representar la estructura del sistema
desde el punto de vista teórico-formal, su adopción, en los sistemas contables, es
reservada a la representación de las tablas intersectoriales o de insumo-producto.
Otra forma de presentación contable son los diagramas de flujo; en éstos
se muestran las cuentas (recuadros) y los flujos (flechas) con una clara indicación
de la naturaleza y del valor de las operaciones.
Los diagramas de flujo con utilizados sobre todo en el caso de las cuentas
consolidadas de la nación, debido al alto grado de agregación que las caracteriza.

11 | P á g i n a
2.1.9 El desarrollo sostenible

Según la Asamblea General - Naciones Unidas (1987) en el informe Nuestro Futuro


Común (también conocido como el informe Brundtland) afirma que:

“El desarrollo sostenible es el desarrollo que satisface las necesidades del


presente sin comprometer la habilidad de generaciones futuras de
satisfacer sus propias necesidades".
El concepto habla de:
 Solidaridad intrageneracional. El concepto habla de satisfacer las
necesidades actuales y, por tanto, habla implícitamente, de solidaridad
intrageneracional. No debe tener ningún sentido pensar que sólo nos
preocupen nuestras (de algunas personas) necesidades. En un planeta tan
superpoblado como el nuestro y con unos recursos escasos y que decrecen
con rapidez, si una parte de la población consume grandes cantidades de
recursos, el resto no tendrá el mínimo necesario. Por tanto, la distribución
equitativa (solidaridad intra-generacional) se convierte en un requisito previo
para cumplir el objetivo básico de preservar y perdurar la vida (solidaridad
intergeneracional). (Xercavins, Cayuela, Cervantes, & Sabater, 2005)
 Solidaridad intergeneracional. El concepto habla también de no
comprometer la capacidad de las generaciones futuras de satisfacer sus
propias necesidades; vuelve a hablar por tanto de necesidades, ahora en una
perspectiva de futuro y habla, por tanto, de solidaridad intergeneracional. El
concepto de solidaridad on las generaciones futuras es nuevo. Es lógico que
antes no se mencionara, ya que nunca antes de nuestros días se había tenido
que pensar en este aspecto, ya que no estaba en juego el futuro de la vida
humana sobre la tierra. (Xercavins, Cayuela, Cervantes, & Sabater, 2005)
 Necesidades. El concepto habla básicamente de necesidades; por tanto, será
necesario profundizar en cuáles y de quiénes son las necesidades a satisfacer
para poder definir estrategias y tácticas para caminar hacia la sostenibilidad.
En una versión más moderna, que veremos posteriormente, se definen las
capacidades en vez de las necesidades. Uno de los mayores problemas que

12 | P á g i n a
existen al hablar de desarrollo sostenible y que se ha de definir con mucho
cuidado es de qué capacidades disponemos, sobre qué capital, y qué
necesidades podemos satisfacer. (Xercavins, Cayuela, Cervantes, & Sabater,
2005)
Pero ¿cuáles son estas necesidades? Si el objetivo prioritario fuera la
preservación de la vida humana sobre la tierra, sería necesario que se satisficieran
las necesidades vitales de las personas. Ahora bien, asumiendo este principio no
resulta nada sencillo determinar cuáles son las necesidades vitales y cómo se
pueden satisfacer, y además, de forma perdurable.
Habitualmente se suele diferenciar entre necesidades primarias y
secundarias:
- Las primarias serían aquellas que permanecen inalterables en el tiempo
porque resultan necesarias para la supervivencia (alimentación, vestido,
vivienda, etc.).
- El resto de las necesidades serían secundarias o sociales, resultarían
prácticamente infinitas y variarían según las culturas y sus cambios.

La definición final de desarrollo sostenible elaborada en la Conferencia


de las Naciones Unidas sobre el Medio Ambiente y Desarrollo (CNUMAD) es la
siguiente:
"Es el proceso que compatibiliza la satisfacción de las necesidades,
opciones y capacidades de las generaciones presentes y futuras,
garantizando la equidad social, preservando la integridad ecológica y
cultural del planeta, distribuyendo igualitariamente costos y beneficios,
incorporando costos ambientales a la economía y ampliando la
participación de la base social, mediante el uso de políticas económicas,
sociales y ambientales y el concurso de los distintos actores de la
sociedad”.

13 | P á g i n a
2.1.10 Un sistema contable integral, la alternativa para medir el desarrollo
sostenible

En virtud de las circunstancias que rodean el desarrollo de una Nación y el papel


que en este juegan los recursos de la naturaleza, como fuente de suministro de los
elementos fundamentales de todo proceso productivo, es imprescindible contar con
herramientas que faciliten el control y evaluación del manejo ambiental, de los
impactos provocados por acciones humanas o por la misma naturaleza y del registro
contable de los recursos y costos ambientales, para que sean comparables
periódicamente con los hechos económicos, definiendo avances hacia la
sostenibilidad.
Las sociedades modernas buscando evaluar sus progresos han introducido en sus
sistemas de gestión, tanto oficial como privada, algunos mecanismos de evaluación
y control de las acciones que definen los procesos hacia el desarrollo nacional, con
propósito sostenible, soportados en la construcción de sus propias normas y en la
implementación de bases contables, pero que en ningún momento reflejan una visión
integral de los componentes que hacen del desarrollo un proceso sostenible.
En el objetivo de evaluar el desarrollo de una Nación, siempre se ha medido el
comportamiento económico, asimilando las variaciones presentes en los agregados
económicos a partir de los cuales se define si los hechos son sostenibles o no,
utilizando como instrumento la contabilidad financiera y las cuentas nacionales,
cruzando información con algunos indicadores de referencia social e indicadores de
aporte económico a la gestión ambiental, lo que resulta insuficiente.
Para la sostenibilidad social se cuenta con el balance social como único
instrumento, el cual, si es evaluado en su propósito, resulta deficiente, al no permitir
la valoración comparada de la cualificación del hombre, su bienestar y el de la
sociedad, en la expresión de los aspectos intangibles que forman parte importante
del valor de los negocios y los avances en la producción intelectual, como pilar del
fortalecimiento de la riqueza de una Nación, para su proyección hacia el bienestar
generacional.(Mantilla,2006)
Aparte de los ajustes imprescindibles que se deben efectuar al balance social,
queda por resolver en la evaluación del desarrollo sostenible, la medición y

14 | P á g i n a
evaluación de la sostenibilidad ambiental, en donde la alternativa quedó planteada
en el compromiso de incorporar la contabilidad ambiental en las cuentas nacionales
(Cumbre de Río).
Se debe tener presente que la incorporación de cuentas ambientales a la estructura
ya definida y, de alguna manera, eficiente de la contabilidad nacional, puede resultar
contraproducente, al tenerse que alterar información importante en la medición de
los agregados económicos nacionales. Es importante tener en cuenta, además, que
los recursos naturales valorados en términos monetarios como bienes sociales, mas
no como privados, por sus efectos en la cadena alimentaria o por el equilibrio de los
ecosistemas, su agotamiento se traduciría en un valor negativo del producto interno,
al tener que registrar el uso y desgaste de la naturaleza como la amortización o
consumo de capital (capital natural o recursos naturales de producción), que por sus
características, representaría un mayor valor -al valor agregado- por la utilización
como fuente de materias primas e insumos o como depósito de los desechos.
Un ejemplo claro lo constituye el hecho de que un árbol utilizado en la
producción, implica la eliminación de beneficios sociales y ambientales que son
fundamentales para la vida en el planeta, por consiguiente, no debe ser valorado por
su capacidad leñosa, maderable o por sus frutos, sino por la recuperación
atmosférica, la protección del suelo y por servir de hábitat a otras especies, entre
otros beneficios, resultando, en consecuencia, superior el valor del daño al de la
producción de mercancías.
De ahí que lo ideal sea contar con la estructura de un subsistema de contabilidad
ambiental, como elemento constitutivo de un sistema integral de contabilidad
nacional, independiente en su operación, valoración y registro, interrelacionado con
las cuentas nacionales y con la contabilidad o balance social por medio de
indicadores bien definidos y diseñados objetivamente, según los propósitos de
evaluación. Véase en la figura 1 el esquema del desarrollo sostenible, articulado al
sistema de contabilidad nacional, constituido por los sistemas contables para los
componentes del desarrollo.
En síntesis, el concepto de desarrollo, como proceso dinámico de supervivencia
y bienestar, implica la articulación de los tres componentes, si se quiere asegurar la

15 | P á g i n a
permanencia de la vida en el planeta. Los componentes económico, social y
ambiental, aunque medibles y evaluables independientemente, solo con su análisis
integral en un sistema de contabilidad nacional, permite el reconocimiento de los
avances en el desarrollo sostenible. (Mantilla, 2006)
Se debe enfatizar que la contabilidad ambiental no debe ser incluida dentro de la
estructura de la contabilidad nacional, por centrarse en el registro de valores
establecidos para los recursos naturales, los cuales no obedecen a contrapartidas,
puesto que el valor de la naturaleza es independiente -en lo absoluto- de todo proceso
económico y porque el valor de su agotamiento supera el de los bienes obtenidos en
su explotación; pudiendo llegar a afectar los resultados contables tradicionales. En
consecuencia, la contabilidad ambiental debe operar como un sistema satélite,
suministrando datos para la evaluación integral del desarrollo, con información
cruzada y evaluación por indicadores.

2.1.11 Fundamentos para el Desarrollo Sostenible

Las condiciones mínimas necesarias para lograr un proceso de desarrollo


sostenible exitoso han sido clasificadas en tres ámbitos: el político, el económico y
el social.
Dado el momento político, varias de las personas entrevistadas mencionaron que
las bases planteadas aún están muy lejos de ser alcanzadas. Por lo tanto, el inicio del
camino hacia el desarrollo sostenible debería ser entendido como un proceso en el
cual paulatinamente se creen las condiciones y se deriven las acciones concretas.

 En el ámbito político
El aspecto más saltante es el relacionado al fortalecimiento de la
democracia y el papel de los partidos políticos. Aquí se menciona
reiteradamente la necesidad del balance de poderes, de la representatividad, del
control político, de la concertación, de la vigencia de principios de alternancia,
de la difusión de información, entre otros.
Al respecto, estudios previos enfatizan en la necesidad de un Estado
representativo que garantice la gobernabilidad en democracia.

16 | P á g i n a
De otro lado, los partidos políticos se constituyen en uno de los canales a
través de los cuales la ciudadanía expresa y da curso a sus demandas sociales,
por lo que éstos son los llamados a constituirse en espacios de discusión y de
diálogo. (Galarza & Gómez, 2001)

 En el ámbito económico
El aspecto más saltante es el fortalecimiento del sistema económico que
permita la organización de una economía eficiente, competitiva y participativa
en el mundo globalizado. Para ello se necesita de marcos institucionales y
normativos estables y creíbles que promuevan mayor transparencia, equidad y
estabilidad en las interrelaciones entre los diferentes agentes económicos
principalmente en temas tales como: propiedad intelectual, acceso a mercados lo
cual dará condiciones adecuadas para la inversión y facilitará el funcionamiento
de mercados. En síntesis un fundamento clave en el frente económico es la
estabilidad jurídica y económica.
La reactivación de la economía tiene que hacerse sobre la base del
aprovechamiento de las capacidades ociosas de producción, las ventajas
comparativas dinámicas, el fomento a la capitalización y organización
empresarial y acceso a recursos financieros. Además, es necesario contar con una
red de infraestructura básica (transporte y comunicaciones) y de servicios
(educación, salud, seguridad). También es clave, dar las condiciones para que la
organización de la producción estimule el desarrollo de conglomerados
productivos descentralizados. (Galarza & Gómez, 2001)
También se destaca la urgencia impulsar fuertes inversiones en ciencia
y tecnología, en información tecnológica para ofrecer alternativas de tecnología
limpia que permita el mejor aprovechamiento de los recursos naturales. Este
aspecto, es particularmente relevante en el campo de la biotecnología, dada la
riqueza de la diversidad biológica que hay en el país, la cual aún está subutilizada.

17 | P á g i n a
 En el ámbito social
El principal aspecto es el relativo a la inversión en educación. La
educación es un elemento clave para el desarrollo de una cultura democrática
basada en valores. La educación también condiciona tanto las posibilidades de
ingreso al mercado laboral como la calidad de empleo y los ingresos. La inversión
en educación supone el desarrollo de un sistema educativo que responda a las
exigencias del país.
Galarza & Gómez ( 2001) afirma que “este sistema educativo tiene que
estar orientado al desarrollo de capacidades que permitan manejar el futuro
incierto, en un contexto de globalización y que promueva el máximo desarrollo
del recurso humano”.
Ello supone la formación de un recurso humano creativo, flexible, con
capacidad de respuesta frente a situaciones nuevas y capaces de plantear
alternativas innovadoras, que permitan el mejor aprovechamiento de los recursos.
Además, supone un sistema educativo que forme ciudadanos conocedores y
respetuosos de la diversidad cultural y étnica. En este sentido, la educación se
constituye en un componente clave para un proceso de desarrollo, el cual tiene
que ser visto de manera transversal y no sólo como un sector social más.

18 | P á g i n a
2.2 ANTECEDENTES
Las primeras investigaciones sobre la contabilidad nacional por parte de
instituciones gubernamentales y equipos interdisciplinarios, surgen en 1930 a
consecuencia de la gran depresión y la posterior Guerra Mundial, así como los
reajustes económicos internacionales de la postguerra. En este período los gobiernos
se vieron en la necesidad de intervenir cada vez más en la vida económica de sus
respectivos países con el objetivo de conocer con exactitud la clase y magnitud de
los efectos que los impuestos y gastos tendrían sobre la economía nacional para
lograr una estabilidad y un desarrollo económico más óptimo. Una premisa
importante para la estructuración de la contabilidad nacional fue el desarrollo de la
contabilidad en las empresas en la década de los 30; el gobierno de los Estados
Unidos de Norteamérica por medio de su Departamento de Comercio inició un
estudio de su ingreso nacional y de los gastos totales para tratar de solucionar la gran
depresión. Posteriormente, durante la segunda guerra mundial se elaboraron trabajos
importantes sobre la contabilidad nacional por parte de los gobiernos que se
encontraban dentro del enfrentamiento bélico para adoptar medidas de control de las
operaciones sobre economía de guerra. Los fines que perseguían eran:
- Saber si debían o no aumentar los impuestos y en caso afirmativo determinar
la cantidad.
- Precisar porque medios debían obtenerse los fondos necesarios para cubrir la
parte de los gastos de guerra que no podían financiarse por medio de
impuestos.
- Saber cuáles serían las repercusiones sobre la economía del país al pedir
prestado a los Bancos o a los particulares y que efectos tendrían esos
préstamos sobre los ingresos individuales y muy específicamente sobre los
precios.
- Conocer la magnitud de la influencia inflacionaria que tenía que sobrevenir
y determinar si existían medios para reducir dicho fenómeno.
- Conocer hasta qué grado debía limitarse el consumo civil a los productos
esenciales.

19 | P á g i n a
Estos problemas sólo podían resolverse considerándolos dentro de un cuadro de
información estadística debido a que todos los elementos anteriores están
estrechamente relacionados entre sí.
Fue de esta manera que surgió la elaboración de la llamada Contabilidad
Nacional, técnica que permitió establecer la relación entre:

- La suma total de los - El ingreso Nacional.


recursos. - El control de precios.
- La producción de guerra - Los créditos.
proyectada. - Los estímulos de
- El consumo civil. mayores salarios, etc.
- Los ingresos
individuales.
Uno de los países iniciadores de la contabilidad nacional fue Inglaterra. En 1940
al hacerse cargo del puesto de consejero de la Tesorería, John Mayard Keynes, reunió
un equipo de investigadores para fundar la Oficina Central de Estadística, cuyas
primeras tareas consistieron en obtener cifras del ingreso nacional, del ahorro, de la
inversión, el consumo y el ingreso disponible de los consumidores, con el objetivo
de conocer las relaciones entre el presupuesto del gobierno y la economía nacional.
Terminada la guerra se plantea como primer objetivo entre la naciones, el
transformar el sistema productivo bélico hacia fines civiles. Se realizó entre los
países un gran intercambio de información relacionada con la estadística económica
con el fin de reconstruir sus economías lo que originó un caudal de información que
exigió la necesidad de sistematizarla y de acoplarla con sus múltiples detalles en un
cuadro armónico que reflejará ante todo el mundo la estructura económica de cada
país.
Las Naciones Unidas, fue el primer organismo internacional que trató de
establecer un sistema consistente de cuentas nacionales; después surgieron otros
intentos: en 1953, en Santiago de Chile se celebró "El Seminario Interamericano
Sobre Ingreso Nacional", en México en 1954 el Departamento de Estudios
Económicos del Banco de México organizó "El Seminario Sobre Contabilidad

20 | P á g i n a
Nacional", en 1959 las Naciones Unidas celebraron en Río de Janeiro, Brasil, "El
Seminario Sobre las Cuentas Nacionales para América Latina".

2.2.1 Breve Historia de la Contabilidad Nacional Peruana

El rasgo más llamativo del desarrollo de la Contabilidad Nacional en el Perú es


su tardía aparición. Como se muestra en el Anexo N°02, es recién de mediados del
siglo XX, en el año 1940, de cuando datan las primeras elaboraciones de las cuentas
nacionales. Y su uso extensivo recién se inicia en la década de 1960. Ciertamente, el
año 1919 el entonces Ministerio de Fomento peruano publicó un extracto estadístico
pero ello no representa una Contabilidad Nacional verdadera, pues era solo una
colección de estadísticas sectoriales. Pareciera ser que los incentivos del Estado para
contar con estadísticas macroeconómicas eran muy bajos. Es más, pareciera ser que
el estado peruano no tenía interés en contar con series cuantitativas globales; prueba
de ello es que entre 1876 (Vísperas de la Guerra del Pacífico) y el año 1940 no hubo
ningún censo poblacional.y el año 1940 no hubo ningún censo poblacional.
(Seminario, 2015)
Aunque es una hipótesis, creemos que el poco interés del Gobierno peruano por
la Contabilidad Nacional está muy influenciado por su estructura fiscal; en tiempos
coloniales, cuando la base tributaria estaba esparcida en casi la totalidad de las
actividades económicas, el Gobierno requería de información pertinente de las
actividades de todos los sectores económicos. Durante la era republicana, en un
inicio las continuas guerras civiles impedían que el Estado desarrollase sus
actividades; más adelante, cuando acontece el auge guanero, por ser este la principal
fuente de tributación, al Estado no le interesó mucho mesurar las demás actividades
económicas. (Seminario, 2015)
A principios del siglo XX, hacen su aparición las primeras estadísticas
organizadas: el extracto estadístico del Perú y los primeros índices de precios al
consumidor. En esa fecha, enseñaban en la Universidad nacional Mayor de San
Marcos una serie de catedráticos de origen alemán, quienes se mostraban muy
interesados en analizar la interrelación de había entre los precios, la moneda, y la
dinámica económica.

21 | P á g i n a
Aunque las ediciones posteriores de esta publicación incluyeron nuevas
estadísticas, nunca mostraron índices agregados de producción. A pesar de ello, en
los números sucesivos de estos extractos es posible percibir cierta influencia de las
teorías económicas prevalecientes en los países europeos. Por ejemplo, en la década
de 1930 en el extracto se intentó organizar las distintas series en un sistema de
indicadores económicos muy similar al propuesto por la escuela de ciclos
económicos de la escuela de Harvard. El documento no incluyo discusión alguna
sobre los principios metodológicos que gobernaron dicha presentación
Es interesante indagar en esta etapa, ya que las nociones de clasificación de
dichas estadísticas no se debían a convenciones internacionales, sino a criterios de
clasificación locales donde los principales factores que habrían influenciado serian
el poder político de los hacendados dedicados a la exportación y la academia, como
fue el caso de la influencia de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos.

2.2.2 Por qué el Desarrollo Sostenible

Los seres humanos en su lucha por la supervivencia y en su afán por la


acumulación de riqueza, han asumido en su historia diferentes formas de
organización y producción, avanzando con dinamismo en la adopción de procesos
productivos, mediante una constante innovación en la creación y transformación de
satisfactores, permitiéndole al hombre proveerse no solo de los diferentes elementos
que colman sus necesidades, sino la concentración de excedentes de capital, con el
logro de marcados niveles de acumulación.
El afán por acrecentar riquezas, característico de las sociedades que se orientan
bajo modelos de economía liberal (sociedad capitalista), junto a la irracionalidad
humana, hacen incierto el futuro del planeta; al construir para sí y los demás seres
vivos, un medio hostil, como consecuencia del uso inapropiado e intensivo de la
naturaleza (con el respectivo agotamiento tanto de los recursos renovables como no
renovables), y a la persistente carga de contaminantes al componente natural, en
medio de constantes desatinos económicos causantes de los profundos desequilibrios
sociales que se evidencian en el flagelo de la pobreza característico de la sociedad
moderna.

22 | P á g i n a
Los errores históricos, que en esencia son la respuesta a una concepción
equivocada del desarrollo, al centrarse sobre las cosas, es decir, sobre los
satisfactores materiales de las necesidades y no sobre el origen y tipología de estas;
desconociendo que, en realidad, el desarrollo se refiere es a las personas y no a las
cosas, hacen que los modelos orientadores del mismo, resultaran excluyentes de
significativos segmentos poblacionales o desarticulados en el contexto, impidiendo
así la permanencia o mejoramiento de condiciones de bienestar social con equidad y
construyendo un escenario ambiental degradado
En respuesta a las dificultades sociales y ambientales prevalecientes que
comprometen la supervivencia y el bienestar humano; bajo el liderazgo de la
Organización de las Naciones Unidas (ONU) se efectuó la primera gran cumbre de
la tierra, conocida oficialmente como la Conferencia de las Naciones Unidas sobre
el Medio Ambiente y Desarrollo (CNUMAD), en Río de Janeiro (Brasil) en el año
1992. De ella se destacan significativos avances con el compromiso de los diferentes
gobiernos allí reunidos de repensar el desarrollo económico hacia la eliminación de
las descompensaciones sociales y controlar la creciente destrucción de la naturaleza
y el ambiente; como resultado de dicha reunión se firmó el pacto mundial del
desarrollo sostenible, el cual enfrenta las necesidades del presente sin comprometer
la capacidad de las futuras generaciones de hacer frente a sus propias necesidades”.
Los compromisos establecidos en la cumbre obligan en consecuencia la
orientación del desarrollo con propósitos sostenibles, en el marco de una economía
globalizante como referente imperativo del modelo neoliberal; implicando el avance
en saberes y acciones que eliminen toda incertidumbre sobre la continuidad de la
vida en la tierra y, por consiguiente, la del género humano en condiciones de
bienestar individual y social. Ahí, se debe recordar siempre, que siendo el hombre el
centro de todas las actividades en el planeta, con su aparente dominio sobre él, su
permanencia depende de cómo él la administre. Él, por consiguiente, debe ser
eficiente en la gestión de los recursos naturales y su entorno.
Con el nuevo compromiso para el desarrollo y el pacto de incorporar la
contabilidad ambiental en las cuentas nacionales, surgen interrogantes de ¿cómo
hacerlo y cómo evaluarlo? Si bien es cierto que en la búsqueda de la sostenibilidad

23 | P á g i n a
se ha logrado avanzar de manera significativa con la orientación de la política,
articulada a un contexto legal de acción y vigilancia, en lo económico, lo social y lo
ambiental; el esfuerzo es insuficiente, si no pueden ser evaluados regularmente los
procesos, condiciones y resultados. Es la contabilidad especializada para cada
componente del desarrollo, la herramienta útil de evaluación y control.

2.3 OBJETIVOS

2.3.1 Objetivo General

 Conocer, analizar e interpretar los sistemas de cuentas nacionales, para crear


una política económica bien coordinada que busque obtener un mayor ingreso
y su justa distribución entre la población.

2.3.2 Objetivos Específicos

 Conocer el sistema contable, como una alternativa para medir el desarrollo


sostenible.
 Analizar y comprender la estructura formal de un sistema de cuentas
nacionales.
 Conocer e Interpretar las cuentas o formas contables.
 Conocer los elementos básicos de la contabilidad nacional.

24 | P á g i n a
III. ANÁLISIS DE LA PROBLEMÁTICA
 Imagínese dos países con el mismo volumen físico de producción real. La producción
de cada país siempre está expresada en su moneda nacional. Si se procede a
homogeneizar las variables entre ambos países, el PIB aparecerá expresado en dólares
de EE.UU. o cualquier otra moneda utilizada para la comparación. El problema aparece
cuando aun teniendo un PIB igual, al ser expresado en otra moneda, su magnitud quedará
distorsionada por la evolución del tipo de cambio y, por consiguiente, el país con una
mayor devaluación respecto a la moneda de referencia manifestará un menor volumen
de PIB, o viceversa.
Dados los niveles de inflación y estructura de precios relativos de bienes y servicios no
comercializables internacionalmente diferentes en España y EE.UU., un dólar en este
segundo país puede tener más poder de compra en EE.UU. que el equivalente en pesetas
en España. En este caso, los turistas españoles en EE.UU. se sentirán “ricos”. Lo mismo
ocurre con las comparaciones salariales entre países: un salario monetario “menor”
puede, de hecho, suponer una mejor calidad de vida si con él se accede directa o
indirectamente, a más bienes y servicios (porque son más baratos o son ofrecidos por el
Estado).
• La sobrepoblación y la occidentalización de la sociedad generan, por un lado, presión
sobre ecosistemas y cambio climático y, por otro, inequidad y pobreza. Aun cuando se
argumenta que es posible desacoplar el crecimiento económico del medioambiente,
nuestra economía intensiva en demanda de recursos depende de la capacidad limitada
del planeta y la situación actual es insostenible

25 | P á g i n a
IV. ANÁLISIS DE LA SOLUCIONATICA
 La solución para comparar las variables monetarias sin reflejar las distorsiones aludidas
es expresarlas en paridad del poder de compra. Desde los años setenta existe el Programa
de Comparación Internacional, que en la actualidad ofrece estimaciones del Producto
Interior Bruto per cápita expresado en estos términos de paridad de poder adquisitivo
para la mayoría de países del mundo.
Evidentemente, en cualquier estudio de economía empírica deriva de la propia existencia
de datos. Es decir, si existen o no existen los datos que se requieren. La solución a la
inexistencia de datos es su estimación a través de diversos métodos.
La calidad de los datos es otro problema de difícil solución debido a que el investigador
debe realizar un acto de fe para aceptar la fiabilidad de los datos disponibles. Este
problema pueda aparecer por dos razones:
En primer lugar, la base de datos puede contener errores de la fuente original; hay que
tener en cuenta que los datos económicos originales se elaboran a partir de los diferentes
Institutos de
Estadística de cada país, que lógicamente pueden ser más o menos sofisticados.
En segundo lugar, la calidad de los datos bienes determinada por alguna de las fuentes
de datos que tiene a su alcance el investigador. Aunque el criterio más aconsejable es
utilizar siempre una única fuente de datos, si la fiabilidad de algunos de ellos es dudosa,
conviene comparar con otras fuentes estadísticas.
• Según la comisión Brundtland de las Naciones Unidas (1987), la solución es la
creación y promoción de un nuevo tipo de desarrollo, que satisfaga las necesidades del
presente sin comprometer la habilidad de las generaciones futuras para satisfacer las
propias. Esta aproximación, denominada desarrollo sostenible, enmarca el círculo de
demandas en competencia que buscan, por un lado, protección ambiental y, por otro,
desarrollo económico. La idea central es encontrar un balance entre objetivos sociales,
ecológicos y económicos, para que ninguno de ellos deba ser sacrificado en favor de
los otros. Por tanto, existen dos asuntos relevantes a considerar que permitirían
asegurar el futuro.

26 | P á g i n a
27 | P á g i n a
V. CONCLUSIONES Y RECOMENDACIONES
5.1 Conclusiones

El trabajo realizado nos permite presentar las siguientes conclusiones:

 La contabilidad es la ciencia social aplicada que estudia la valoración cualitativa y


cuantitativa de la circulación y existencia de la riqueza ambiental, social y económica
que controlan las organizaciones, utilizando diversos métodos que le permiten cumplir
su función de evaluar la gestión que la organización ejerce sobre la riqueza mencionada,
con el fin de contribuir a la óptima acumulación, generación, distribución y
sustentabilidad de la misma riqueza.
 La contabilidad nacional nos permite conocer la estabilidad y solvencia desde las
compañías, las rentas, cobros, pagos, hasta los de un país entero; de manera que podamos
conocer la capacidad financiera de la uno de los hogares, empresas,etc.
 Importancia de contar con condiciones mínimas necesarias que permitan el proceso
de Desarrollo Sostenible.
La evidencia muestra que difícilmente se puede seguir un proceso de desarrollo si no se
cuenta con ciertas bases que permitan aprovechar de manera consistente las
oportunidades que se presentan. Tres frentes deben estar claramente definidos: político,
económico y social. En el frente político, es fundamental el fortalecimiento de la
democracia, la estabilidad jurídica y el papel de los partidos políticos. En el frente
económico, se debe contar con marcos institucionales y normativos estables y creíbles
que promuevan mayor transparencia, equidad y estabilidad en las interrelaciones entre
los diferentes agentes económicos. Finalmente, en el frente social se requiere de
inversión en educación, difusión de información y un proceso efectivo de
descentralización.
5.2 Recomendaciones
 Al INEI; que actualmente se ocupa de la elaboración del sistema de cuentas
nacionales con año base del 2007, contar un año base más reciente que permita, entre
otros aspectos, mejorar y actualizar la base de los indicadores anuales, trimestrales y
mensuales de la producción, y obtener una nueva estructura de ponderaciones acorde
con la nueva realidad económica.

28 | P á g i n a
VI. REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

 Anna, T. (2003). La Caída del gobierno Español en el Perú: el Dilema de la


Independencia (Primera ed.). Lima: Instituo de Estudios Peruanos.

 Asamblea General - Naciones Unidas. (1987). Informe de la Comision Mundial sobre el


Medio Ambiente y el Desarrollo- "Nuestro Futuro Común". Canadá. Obtenido de
https://es.scribd.com/doc/105305734/ONU-Informe-Brundtland-Ago-1987-Informe-
de-la-Comision-Mundial-sobre-Medio-Ambiente-y-Desarrollo

 Astori, D. (2001). Enfoque Crítico de los Modelos de Contabilidad Socia (Duodécima


ed.). México: Siglo Veintiuno.

 Chocano, M., Contreras, C., Quiroz, F., Mazzeo, C., & Flores Ramiro. (2010).
Compendio de Historia Económica del Perú III: la Economía del Período Colonial
Tardío. Lima: Banco Central de Reserva del Perú; Instituto de Estudios Peruanos.

 Galarza, E., & Gómez, R. (2001). Ruta Hacia el Desarrollo Sostenible del Perú. Lima:
Centro de Investigación - Universidad del Pacífico.

 Ibarra, A. (2009). Introducción a las Finanzas Públicas (Primera ed.). Cartagena de


Indias: Fundación Universitaria Tecnologico de Comfenalco.

 Lara, E. (1999). Primer Curso de Contabilidad (Décimo Sexta ed.). México: Trillas.

 León, P., & Marconi, S. (1999). La Contabilidad Nacional: Teoría y Métodos (Tercera
ed.). Quito: ABYA-YALA.

 Mantilla, E. (2006). La Contabilidad Ambiental en el Desarrollo Sostenible.


Bucaramanga: Universidad Cooperatíva de Colombia.

 Naciones Unidas. (1992). Informe de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre


Medio Ambiente y Desarrollo (CNUMAD). Río de Janeiro. Obtenido de
http://www.un.org/spanish/esa/sustdev/documents/declaracionrio.htm

 Rivero, E. (2012). Contabilidad I (Segunda ed.). Lima: Universidad del Pacífico.

29 | P á g i n a
 Seminario, B. (2015). Desarrollo de la Economía Peruana en la era Moderna: precios,
población, demanda y producción desde 1700 (Primera ed.). Lima: Universidad del
Pacífico.

 Stone, R., & Giovanna. (1969). Renta Nacional, Contabilidad Social y Modelos
Económicos. (Segunda ed.). Barcelona: Oikos-Tau.

 Xercavins, J., Cayuela, D., Cervantes, G., & Sabater, A. (2005). Desarrollo Sostenible
(Primera ed.). Catalunya: Universidad Politécnica de Catalunya.

30 | P á g i n a
VII. ANEXOS

Anexo N° 01

Título: Cuadro de Doble Entrada (Matriz)

Anexo N° 02

Título: Cuentas Nacionales del Siglo XX en el Perú

31 | P á g i n a
32 | P á g i n a