Está en la página 1de 8

Cefalea en racimos 1

Es un tipo de dolor de cabeza. Es un dolor que afecta un lado de la cabeza y puede involucrar
lagrimeo de los ojos, párpados caídos y congestión nasal. Los ataques ocurren regularmente
durante 1 semana hasta 1 año, separados por períodos sin dolor, que duran al menos 1 mes o
más.

Las cefaleas en brotes se pueden confundir con otros tipos comunes de dolores de cabeza tales
como migrañas, dolor de cabeza sinusal y cefalea tensional.

Causas
Los médicos no saben exactamente qué causa las cefaleas en brotes, pero parecen estar
relacionadas con una liberación súbita de histamina (químico en el cuerpo secretado durante una
respuesta alérgica) o de serotonina (un químico producido por las neuronas) del cuerpo. Un
problema en una pequeña zona de la base del cerebro llamada hipotálamo puede estar
involucrado.

Los hombres resultan más afectados que las mujeres. Estas cefaleas pueden presentarse a
cualquier edad, pero son más comunes de los 20 a los 30 años y en la mediana edad, y tienden a
ser hereditarias.

Las cefaleas en brotes se pueden desencadenar por:

 Consumo de alcohol y de cigarrillo


 Grandes alturas (senderismo y viajes aéreos)
 Luz brillante (incluyendo la luz solar)
 Esfuerzo (actividad física)
 Calor (clima cálido o baños calientes)
 Alimentos ricos en nitritos (tocino y carnes en conserva)
 Ciertas medicinas
 Cocaína

Síntomas
Una cefalea en brotes comienza como un dolor de cabeza súbito e intenso. El dolor de cabeza
ataca más comúnmente de 2 a 3 horas después de quedarse dormido. Sin embargo, también
puede ocurrir mientras usted está despierto. El dolor de cabeza tiende a presentarse diariamente
a la misma hora del día. Los ataques pueden durar meses. Pueden alternar con períodos sin
dolores de cabeza (episódicos) o pueden continuar durante un año o más sin interrupciones
(crónicos).

El dolor de la cefalea en brotes generalmente:

 Es urente, agudo, punzante y constante


 Se siente en un lado de la cara desde el cuello hasta la sien, a menudo comprometiendo
el ojo
 Alcanza su pico máximo al cabo de 5 a 10 minutos, con el dolor más fuerte que dura de
30 minutos a 2 horas

Cuando el ojo y la nariz en el mismo lado del dolor de cabeza


están afectados, los síntomas pueden incluir:

 Hinchazón debajo o alrededor de los ojos (puede


afectar ambos ojos)
 Lagrimeo excesivo
 Ojo rojo
 Párpado caído
Cefalea en racimos 2

 Rinorrea (secreción nasal) o congestión nasal en el mismo lado donde se presenta el


dolor de cabeza
 Cara sonrojada, enrojecida, con sudoración excesiva

Pruebas y exámenes
Su proveedor de atención médica puede diagnosticar este tipo de dolor de cabeza llevando a
cabo un examen físico y haciendo preguntas acerca de los síntomas y la historia clínica.

Si el examen físico se realiza durante un ataque, por lo general revelará la presencia del
síndrome de Horner (párpado caído o pupila pequeña en un solo lado). Estos síntomas no se
presentarán otras veces. Igualmente, no se observarán otros cambios del sistema nervioso
(neurológicos).

Pueden ser necesarios exámenes como la resonancia magnética de la cabeza para descartar otras
causas de los dolores de cabeza.

Tratamiento
El tratamiento para las cefaleas en brotes implica:

 Medicinas para tratar el dolor cuando se presente


 Medicinas para prevenir los dolores de cabeza

TRATAMIENTO DE LAS CEFALEAS EN BROTES CUANDO ESTAS SE PRESENTEN

Su proveedor puede recomendar los siguientes tratamientos para cuando se presenten los
dolores de cabeza:

 Triptanos, como sumatriptán (Imitrex).


 Medicinas antiinflamatorias (esteroides) como prednisona. Empezando con una dosis
alta, y luego disminuyendo lentamente durante 2 a 3 semanas.
 Inhalar oxígeno al 100% (puro).
 Inyecciones de dihidroergotamina (DHE), el cual puede detener los ataques de las
cefaleas en brotes en cuestión de 5 minutos (Advertencia: este fármaco puede ser
peligroso si se toma con sumatriptán).

Se puede necesitar más de uno de estos tratamientos para controlar el dolor de cabeza. Su
proveedor puede aconsejarle que ensaye varias medicinas antes de decidir cuál funciona mejor.

Los analgésicos y los narcóticos normalmente no alivian el dolor de las cefaleas en brotes,
porque tardan mucho tiempo en hacer efecto.

El tratamiento quirúrgico puede ser recomendado para usted cuando el resto de los tratamientos
ha fallado. Uno de esos tratamientos es el neuroestimulador. Este dispositivo emana pequeñas
señales eléctricas a un nervio determinado cerca del cerebro. Su proveedor puede decirle más
sobre la cirugía.

PREVENCIÓN DE LAS CEFALEAS EN BROTES


Evite el cigarrillo, el alcohol, ciertos alimentos y otros factores que desencadenan las cefaleas en
brotes. Llevar un diario puede ayudar a identificar los factores que desencadenan estos dolores
de cabeza. Cuando se presente el dolor de cabeza, anote lo siguiente:

 Día y hora de comienzo del dolor.


 Lo que usted comió y bebió durante las últimas 24 horas.
Cefalea en racimos 3

 Cuánto durmió.
 Qué estaba haciendo y dónde estaba justo antes de que comenzara el dolor.
 Cuánto tiempo duró el dolor de cabeza y qué lo hizo detenerse.

Revise su diario con su proveedor para identificar factores desencadenantes o un patrón para los
dolores de cabeza. Esto puede ayudarle a usted y a su proveedor a elaborar un plan de
tratamiento. El hecho de conocer los factores desencadenantes puede ayudarle a evitarlos.

Es posible que los dolores de cabeza desaparezcan por sí solos o que se necesite tratamiento
para prevenirlos. Las siguientes medicinas también se pueden emplear para tratar o prevenir los
síntomas del dolor de cabeza:

 Medicinas para las alergias


 Antidepresivos
 Medicinas para la presión arterial
 Anticonvulsivos

Expectativas (pronóstico)
Las cefaleas en brotes no son potencialmente mortales. Generalmente no causan
cambios permanentes en el cerebro. Sin embargo, son crónicas y a menudo pueden ser tan
dolorosas que interfieren con el trabajo y la vida.

Cuándo contactar a un profesional médico


Llame al número local de emergencias (911 en los Estados Unidos) si:

 Está experimentando "el peor dolor de cabeza de su vida".


 Presenta problemas del habla, la visión, el movimiento o pérdida del equilibrio,
especialmente si no ha tenido estos síntomas con un dolor de cabeza antes.
 Un dolor de cabeza comienza de manera repentina.

Programe una cita o llame a su proveedor si:

 Los patrones del dolor de cabeza o el dolor cambian.


 Los tratamientos que alguna vez funcionaron ya no sirven.
 Presenta efectos secundarios por las medicinas.
 Está embarazada o podría quedar embarazada. Algunas medicinas no se deben tomar
durante el embarazo.
 Necesita tomar analgésicos más de 3 días a la semana.
 Los dolores de cabeza son más intensos al acostarse.

Prevención
Si fuma, ahora es un buen momento para dejar el cigarrillo. Puede que sea necesario evitar el
consumo de alcohol y de cualquier alimento que desencadene una cefalea en brotes. En algunos
casos, los medicamentos pueden prevenir este tipo de cefalea.

Nombres alternativos
Cefalea histamínica; Cefalea - histamina; Neuralgia migrañosa; Cefalea - brotes; Cefalea de
Horton; Dolor de cabeza vascular - brotes
Cefalea en racimos 4

Que es la Cefalea en Racimos

La cefalea en racimos está considerada por la ciencia médica como uno de los dolores más
fuertes que puede sufrir un ser humano.

Caracterizada por dolor unilateral, de gran intensidad, de


distribución en el territorio del “nervio trigémino”, que se
acompaña de síntomas autonómicos como lagrimeo, secreción o
taponamiento nasal, inflamación y enrojecimiento del párpado y
la zona alrededor del ojo.

La cefalea en racimos o cefalea de Horton, es una cefalea primaria, es decir, no aparecen


lesiones o tumores en las Resonancias Magnéticas que se suelen realizar para descartar otras
patologías.

Es de tipo “cluster” (agrupada, en brotes, cúmulos o racimos) lo que significa que se produce en
determinados periodos, normalmente de uno a tres meses, que suelen coincidir en las mismas
fechas del año y en los que el paciente tiene un número de crisis continuadas, que van, desde
una cada varios días, hasta ocho crisis en un solo día, dependiendo de cada paciente.

La duración de las crisis es de entre 15 y 180 minutos y muchas pacientes refieren crisis
nocturnas.

Aparentemente afecta tan solo a un 0,06 % de la población mundial. Suele afectar más a hombre
que a mujeres en un prevalencia de 7 hombres por cada 3 mujeres.

Los pacientes de Cefalea en racimos se subdividen a su vez entre episódicos (la mayoría) y
crónicos.

Los pacientes de Cefalea en racimos episódica (CRE) representan el 78% del total y tienen
crisis cada cierto tiempo y en la mayoría de los casos con la misma periodicidad (bianual, anual,
bienal, e incluso cada 3 o cuatro años de manera recurrente). Algunos pacientes refieren
periodos aislados con remisiones más o menos duraderas sin que estos sean coincidentes.

Los pacientes de Cefalea en racimos crónica (CRC) son aquellos a los que la enfermedad se
presenta de manera continuada, o cuyas remisiones no superan las 2 semanas entre crisis. Es
MUY IMPORTANTE señalar que la CR no tiene un comportamiento degenerativo y que la CR
episódica NO es una fase previa a la cronificación. La mayoría de los enfermos episódicos
NUNCA llegan a desarrollar la enfermedad de forma crónica.

SINTOMAS

Dolor súbito, severo, punzante y siempre en el mismo lado de la cabeza.

Lagrimeo, secreción o taponamiento nasal, inflamación y enrojecimiento del párpado y la zona


alrededor del ojo.

El Dolor irradia hacia la sien, el ojo, la boca y la nariz

Prevalencia de crisis nocturnas, recurrentes y durante los mismos periodos del año.
Cefalea en racimos 5

* ACUPUNTURA EN LA CEFALEA EN RACIMOS"

Aunque la cefalea en racimos (CH) es la forma más incapacitante de la cefalea primaria,


pequeñas evidencias respecto a terapias alternativas y complementarias están
disponibles. Sólo se describen algunos estudios con fecha y algunos casos aislados.
Describimos cuatro pacientes con CH tratados con acupuntura como un tratamiento
combinado con verapamil o solos. Todos los pacientes recibieron tratamiento de
acupuntura dos veces / semana durante 2 semanas, a continuación, una vez / semana
durante 8 semanas, y luego una vez / semana alternos durante 2 semanas. Según la
medicina tradicional china los puntos de acupuntura seleccionados fueron: Ex HN-5
Taiyang, GB 14 Yangbai (ambas sólo en el lado afectado), GB 20 Fengchi (en ambos
lados), LI 4 Hegu, LR 2 Xingjiang, SP 6 Sanyinjiao, ST 36 Zusanli (todo en ambos
lados). En cada punto, después de la inserción de la aguja, la sensación de "De Qi" fue
evocado; después de obtener esta sensación los puntos de acupuntura no fueron
estimulados además por un período de 20 min, hasta que su extracción. En todos los
pacientes se obtuvo una interrupción de los ataques en racimo. Hasta donde sabemos,
este es el primer informe sobre la acupuntura en pacientes CH que detalla el enfoque de
protocolo, los puntos de acupuntura y la duración del tratamiento. Nuestros resultados
ofrecen la oportunidad de discutir el papel emergente de la acupuntura en el tratamiento
de la CH, asumiendo una posible influencia en el sistema opioide.

La cefalea en racimos o cluster headache es un tipo de cefalea trigeminal con síntomas


autonómicos, que se caracteriza por episodios de dolor unilateral muy intenso y agudo, de
difícil y a veces infructuoso tratamiento abortivo y preventivo, que incapacitan al paciente de
forma severa durante las crisis y en sus actividades habituales. Se presenta el caso de un
paciente con este diagnóstico que acudió al tratamiento de acupuntura tras no obtener alivio
con las terapias alopáticas seguidas.

Introducción
La cefalea en racimos tiene una prevalencia de hasta un 0,9% en la población. Puede
comenzar a cualquier edad, aunque es más frecuente en individuos entre la tercera y la
cuarta décadas de la vida. Los pacientes experimentan crisis de dolor unilateral agudo o
muy agudo, lancinante, de localización retroocular, y/o supraocular y/o temporal, de 15
a 180 min de duración (sin tratamiento), asociado a algún síntoma autonómico
ipsilateral como lagrimeo (91%), inyección conjuntival (77%), edema palpebral y/o
ptosis (74%), miosis, rinorrea (72%), congestión nasal (75%), sudoración facial o
frontal, y agitación psicomotora (93%). La frecuencia es de 1 a 8 ataques al día y sin
evidencia alguna de causa estructural en el sistema nervioso central. Hay tendencia a la
presentación periódica, en similares horas del día o de la semana o en épocas similares
del año. Algunos factores desencadenantes del cuadro pueden ser el alcohol, el
ejercicio, la nitroglicerina, las altas temperaturas, el estrés (40%), la alimentación
(22%), los cambios estacionales (sobre todo primavera y otoño), etc.
Cefalea en racimos 6

Se describen 3 tipos de tratamiento: abortivos (sumatriptán subcutáneo, oxígeno al


100%), transicional (corticosteroides) y preventivo (verapamilo, ácido valproico,
topiramato, etc.); su eficacia es variable y hay pacientes en los cuáles es muy difícil
llegar a un control adecuado de síntomas1,2.

Caso clínico
Se trata de un paciente de 66 años, casado y con una hija. Como antecedentes médicos
destaca que es hipertenso, ex fumador, dislipémico y presenta hipertrofia prostática
benigna.

Fue diagnosticado de cluster headache en el año 2005, en el contexto de una


prejubilación decidida por su empresa. Desde entonces ha tenido varios episodios
cíclicos de dolor, de duración variable y que su neurólogo ha tratado con diferentes
tipos de tratamientos preventivos, corticosteroides, así como oxígeno a domicilio y
triptanes en las crisis. Consultó en abril de 2011, "desesperado, pensando a veces que no
merece la pena sufrir tanto" por una crisis que se presentaba diariamente cada tarde
durante "2 meses y 19 días", que le obligaba a recluirse en su domicilio con oxígeno
durante horas. Su frustración por la situación y la no extinción de este nuevo ciclo de
dolor, era muy alta.

En la exploración por Zang Fu se trataba de un paciente afectado de gran irritabilidad,


alta rigidez mental, con problemas de metabolismo del colesterol, contracturas
musculares frecuentes, carácter obsesivo, perfeccionista, hipocondríaco, hábito
intestinal de varias deposiciones diarias (heces poco formadas, con restos alimentarios),
nicturia y sed nocturna.

La lengua tenía una coloración rojo-vinosa, con marcas dentales y falsa saburra
amarillenta. Vénulas sublinguales ingurgitadas. Los pulsos eran tensos, en mayor grado
el izquierdo, y rápidos.

Se le diagnosticó, según la Medicina Tradicional China (MTC)3, un estancamiento


de Qi de Hígado, con una agresión transversal sobre el Bazo, una deficiencia de Qi del
Bazo (con calor-humedad), y un calor vacío de Hígado (resultado de una deficiencia de
Yin de Riñón, siguiendo los ciclos de generación alterados).

- Primera sesión (19 de abril). Acude con cierto dolor todavía (se le visita al final de la
tarde, sus crisis diarias empezaban unas horas antes). Manifiesta que creía que no podría
acudir a la consulta (necesitaba el oxígeno en su domicilio). Escala visual analógica
(EVA) 10/10 (escala de valoración del dolor):

• Sangrado Ting VB bilateral (dolor zona frontotemporal).

• Yintang, Ren 15 (AShi, manifestaba espontáneamente dolor en la zona).

• Ren 17, H 2, MC 6, IG 4.

• B 6.

- Segunda sesión (26 de abril). Reconoce (con reservas) cierta mejoría desde hace 2
días. Crisis menos intensas:
Cefalea en racimos 7

• H 3 en lugar de H 2.

• Ren 17, MC 6, IG 4, añado VB 34.

• B 6, añado R 3.

- Tercera sesión (3 de mayo). Se mantiene la leve mejoría manifestada en la anterior


sesión, las crisis siguen siendo no tan intensas, algún día ha estado asintomático:

• Sigo tratando el estancamiento del Hígado eliminando calor (IG 11).

• Intensifico la tonificación del Yin (P 7 + R 6, R 3, B 6).

- Cuarta sesión (10 de mayo). EVA 6/10 en las crisis. A días está asintomático:

• Igual pauta y añado tonificación de Jiao Medio (E 36 + Ren 12 + B 6).

• E 25 (M o IG) para favorecer la función eliminadora de IG en todo este movimiento y


ayudar al Bazo.

- Quinta sesión (17 de mayo). Ninguna crisis de dolor la última semana. Ha ido
disminuyendo los triptanes preventivos que le pauta su neurólogo (¡tomaba uno cada
12 h!), desde ayer sólo toma uno al día y cree "que podría dejar de tomar incluso éste,
pero le da miedo que vuelva el dolor":

• Misma pauta de la última sesión.

- Sexta sesión (24 de mayo). No ha utilizado el oxígeno desde el día 9 de mayo:

• Sigo con la misma pauta de la 4.ª sesión.

• Añado homeopatía para ayudar a trabajar su ansiedad anticipatoria (miedo a que


vuelva el dolor):Argentum nitricum 200K (5-0-0).

• Shu del dorso en primera y segunda líneas (para tonificar órganos y sus aspectos
mentales respectivos): P/C/H/ VB/B/R/IG.

A partir de esta sesión seguimos con mantenimiento y regulación 1 vez cada 15 días, y
tras 3 sesiones pasamos a periodicidad mensual. El paciente, a fecha de hoy, sigue
asintomático.

Discusión
En este caso observamos que el diagnóstico individualizado según la MTC nos ha
ayudado a resolver una situación (el motivo por el que consultó el paciente, el dolor) de
difícil manejo, que manifestaba el final de todo un desajuste cronificado en cascada de
diferentes órganos energéticos. Se podría intuir un inicio de estancamiento mantenido
en la frustración por un cese laboral no deseado e impuesto hace unos años (a raíz del
cual se diagnosticó el cluster headache), en un paciente con una personalidad
susceptible y con unas condiciones energéticas determinadas ya previas.
Cefalea en racimos 8

El desbloqueo, la homeostasis y la tonificación secuencial con acupuntura permiten un


reajuste energético que, además de otros beneficios colaterales, puede ayudar al
profesional en el tratamiento del la cefalea en racimos o cluster headache.

En cuanto al estudio bibliográfico de acupuntura y cefalea cluster, no se ha encontrado


bibliografía relevante que trate profundamente este tema.

Además, un trabajo aleatorizado en 62 pacientes con migraña presentado como póster


por la Dra. Alecrim en el simposio de la International Headache Society en Kioto
(2005), trató al grupo de acupuntura real con acupuntura individualizada según los
principios de la medicina china y concluyó que la individualización del paciente es una
opción válida en el tratamiento profiláctico de la migraña, cuyos efectos parecen ser
más rápidos que los del tratamiento farmacológico.

La valoración del tratamiento utilizado según los criterios STRICTA 20108 quedaría
como sigue:

1. Se ha usado acupuntura basada en la MTC y sus síndromes para diagnosticar y tratar


los síntomas del paciente.

2. Se han utilizado entre 11 y 20 agujas en cada sesión y para la identificación de puntos


la abreviación de los meridianos en español y su número, tal como se ha consensuado
para esta revista. En algún caso se ha sangrado algún punto distal con medidas de
esterilización tradicionales. La profundidad de los puntos usados ha sido de entre 1 y 2
cm, buscando en cada inserción la sensación de de Qi de forma manual, sin ninguna
técnica de tonificación o de sedación especial, el tiempo de retención de las agujas ha
sido de 20 min y las agujas eran de acero, de mínimo diámetro y 1 cun de longitud.

3. Se han realizado 6 sesiones con periodicidad semanal, 3 con frecuencia quincenal y


posterior ritmo mensual hasta la actualidad.

4. Otras intervenciones: sangrado del punto VB 44 de forma bilateral en una ocasión


para reducir calor en el meridiano y uso de homeopatía para reforzar tratamiento según
diagnóstico individualizado.

5. Blanca Sarasà, médico que ha realizado el tratamiento, es licenciada en medicina y


cirugía, especialista en medicina de familia y máster en acupuntura por la Universidad
de Barcelona.

6. Se trata de la exposición de un caso clínico, por lo que no se han comparado los


resultados obtenidos con los de otros pacientes.

Conclusión
El éxito relativamente rápido y concluyente de la acupuntura individualizada según la
MTC en un paciente con una patología de difícil manejo en la medicina convencional,
el cluster headache, nos lleva a seguir trabajando en este sentido, a animar a nuestros
colegas acupuntores a seguirlo haciendo también en esta patología y a pensar en
comenzar un estudio al respecto para poder demostrar de forma fidedigna la utilidad de
la acupuntura en este tipo de cefalea