Está en la página 1de 2

Título:

Aprendiendo a ser “estudiante de Trabajo Social” en la UNPAZ: producción social del estudiantado
y colaboración en la producción de conocimiento.

PUNTOS DE PARTIDA
- Aunque desde la perspectiva de quienes incursionan en una carrera universitaria, la movilidad
social ascendente y las transformaciones de los modos de conciencia que la formación en un área de
saber genera, sean percibidos como fenómenos significativos, no son estos los fines que explican su
envolvimiento con este mundo social.

- La producción social del/a estudiante (universitario/a) es el objeto de interrogación que se deriva


de este procedimiento analítico en el que se halla comprometido un principio etno-metodológico:
lejos de existir una realidad externa que se impondría coercitivamente a los sujetos –por ejemplo la
vida universitaria–, las reglas y valores que constituyen el mundo social son constantemente creados
por los actores a través de sus interacciones, su vida cotidiana (Coulon, 1987: 33-34).

- Varios autores han señalado que el/a “estudiante” y el orden escolar del que participa no son una
variables sujetas a la aprehensión directa por parte del/a científico/a social (Achilli, 1996; Woods,
1987; Rockwell, 1985; Erickson, 1993; Milstein y Mendes, 1999; Coulon, 2008; Colabella y
Vargas, 2012), deben ser sometidos a un proceso de desnaturalización que le permitan aprehender
los mecanismos sociales a través de los cuales la realidad es socialmente producida por los grupos
que así la denominan. Es decir, aprehender el proceso a través del cual un agente social adquiere las
habilidades y relaciones necesarias para ser reconocido y ver a sí mismo/a como un/a “estudiante”
inserto/a en un “orden universitario”.

- En lugar de tomar a la universidad como una institución objetivamente existente y a los saberes
que allí se imparte como un conjunto de contenidos externos que debieran ser internalizados por
parte de los/as alumnos/as, en este proyecto trabajamos con la hipótesis de que la universidad y el
Trabajo Social debe ser producido de manera contingente por los actores sociales que usan esas
nociones para designar el mundo que habitan. Tomar este proceso de producción de un ambiente
adonde se practican y aprenden una serie de habilidades (saberes y prácticas) demanda la consulta a
los/as aprendientes de este mundo, proponiéndoles, por medio de la producción colaborativa de
conocimiento social, producir descripciones etnográficas que desde su posición nos permitan
comprender los rasgos constitutivos del mundo adonde el Trabajo Social es producido como una
habilidad practicada, enseñada y (difícilmente) aprendida.

- una comprensión ecológica del aprendizaje y el conocimiento -ligados a la noción de aprendiente-


entendido como práctica habilidosa situada, ejercida (con mayor o menor destreza) por un agente
perceptivamente atento inserto en un ambiente (personas, relaciones y objetos) adonde una clase de
habilidad (saber y práctica) es ejercida.

NUESTRAS PREGUNTAS:

- Las propias nociones de “estudiante” y “profesor”, “aula” y “clase” “trayectoria” y “biografía”,


debieran ser tomadas no como instrumentos naturales para designar variables a estudiar, sino como
nociones constitutivas de mecanismos de producción de realidades en las que los sujetos y las
instituciones se hallan conflictivamente implicados.

- ¿qué significados adquieren para las personas y grupos vinculados o no a las instituciones
educativas las propias categorías de “universidad”, “movilidad social”, “política”, “PRIGEU”?.
- intentamos reconstruir su experiencia universitaria, deteniéndonos en las ideas y nociones que
elaboran para designar tal campo de actividad. (…) captando las actividades, significados y
relaciones que producen durante el desarrollo de tal habilidad dentro de un contexto específico

- nuestra interrogación está dirigida al modo en que se aprende no sólo las reglas que guían la vida
universitaria en general sino el aprendizaje de una disciplina específica, con una historia singular, la
del Trabajo Social, SINO, ADEMAS, El fenómeno general del aprendizaje como habilidad socio-
cultural dentro de una ecología

- OCUPARNOS DE LAS relaciones sociales, actividades, valores, identidades,

- Conocer las actividades a través de las cuales una persona es reconocida y se reconoce a sí
mismo/a como estudiante universitario de Trabajo Social

- Tomando especial atención de las prácticas, valores y relaciones sociales al interior del cual esa
habilidad (LA DEL ESTUDIANTE DE TRABAJO SOCIAL) es puesta en acto.

- Producir descripciones de los entornos socio-políticos, producidos por nuestros/as consultantes, en


los cuales el aprendizaje de la posición de estudiante de Trabajo Social cobra significado en sus
vidas.

- La problematización más o menos consciente de este orden universitario por parte de los
aprendientes se presenta como una oportunidad teórica y metodológica en la que es posible
aprehender los mecanismos a través de los cuales los/as alumnos se hacen un lugar al interior de la
universidad.

- Nuestra atención no estará tanto en lo que los/as alumnos/as digan sino en las nociones que usan
para formular sus inquietudes, interrogándolos por su significado, tornando esta tarea reflexiva en el
eje de sus producciones.