Está en la página 1de 5

CAPITULO I

Reseña Histórica.

Fue fundada el día 20 de junio de 1930, cuando el comerciante Félix A. Guerrero,


domiciliado en Caracas y dos socios, obtuvieron una concesión del Ministerio de Fomento
para construir y explotar una red de telefonía en el Distrito Federal y los demás estados del
país. La naciente compañía fue registrada con un capital de 500.000 Bolívares, el cual
equivaldría a varios millones de la actualidad y para iniciar sus operaciones adquirió la
totalidad de las acciones de la empresa Telephone And Electrical Appliances Company
(TEAC) por la entonces increíble suma de 17.500.000 Bolívares, debiendo obtener el
financiamiento para esta espectacular operación mediante una emisión de acciones por
dicho valor.
Sede de Movilnet, filial de CANTV.

La Compañía progresivamente adquiere diferentes empresas telefónicas particulares, que


funcionaban en todo el territorio nacional, convirtiéndose en un monopolio, figura jurídica
que no estaba prohibida en la legislación venezolana de ese tiempo. En 1953, por
recomendación de una comisión designada al efecto, el Estado compra la totalidad de las
acciones de CANTV e inicia el proceso de nacionalización que concluye en 1973 con la
adquisición de la última de las empresas de telefonía fija privada, ubicada en la ciudad de
San Fernando de Apure. Desde sus inicios, la empresa se preocupó por la adquisición de
recursos tecnológicos que condujeran a la modernización del servicio y por su
masificación, lo que puso a la telefonía al alcance de la población venezolana.

Después del derrocamiento de la dictadura del militar Marcos Pérez Jiménez se operó en la
empresa un proceso de partidismo, queriéndose decir con esto que la influencia de los
partidos políticos de turno en el Gobierno, comenzó a percibirse desde los nombramientos
de personal ejecutivo de alto nivel hasta niveles inferiores, llegando a la toma de decisiones
relacionadas al funcionamiento de la empresa. Esta situación conlleva a que CANTV
presentara para 1990 una planta telefónica con deficiencias y atraso tecnológico, además de
un alto nivel de corrupción interno y una burocracia elevada. Según algunas tesis, el
gobierno de turno, tenía claros objetivos de quebrar a la empresa para luego subastarla al
mercado privado.
En ese momento, tenía una demanda satisfecha de 45,5% y había 7,2 líneas telefónicas por
cada cien habitantes. Financieramente, la Compañía enfrentaba un déficit de 4.340 millones
de bolívares.

El proceso de privatización de CANTV, se inicia el día 15 de diciembre de 1991, cuando en


un acto celebrado en las instalaciones del Banco Central de Venezuela se otorga la
concesión al Consorcio VenWorld que ofreció 1.885 millones de dólares por el 40% de las
acciones de la empresa. Aunque hubo detractores del proceso, la privatización de CANTV
se realizó dentro del marco de un estricto contrato de concesión, el cual fijaba parámetros
de cobertura y servicios que la empresa debía cumplir anualmente.

CANTV en 1991 tenía alrededor de 20 años de atraso tecnológico, había que esperar un
promedio de 8 años para obtener una línea telefónica y casi 6 días para su reparación,
existía más de un millón de solicitudes pendientes, grandes pérdidas de tiempo para obtener
tono de discar, enorme dificultad para una llamada internacional, y un promedio de 101
horas de suscriptor fuera de servicio.

Misión
Ser una empresa socialista operadora y proveedora de soluciones integrales de
telecomunicaciones e informática, reconocida por su capacidad innovadora, habilitadora
del desarrollo sustentable y de la integración nacional y regional, comprometida con la
democratización del conocimiento, el bienestar colectivo, la eficiencia del estado y
la soberanía nacional
Mejorar la calidad de vida de la gente en Venezuela al proveer soluciones de
comunicaciones que excedan las expectativas de nuestros clientes
Visión
Ser la empresa estratégica del estado venezolano operadora y proveedora de soluciones
integrales de telecomunicaciones e informática, corresponsable de la soberanía y
transformación de la nación, que la potencia del poder popular y la integración de la región,
capaz de servir con calidad, eficiencia y eficacia, y con la participación protagónica del
pueblo, contribuyendo a la suprema felicidad social.
Cantv y sus filiales, empresa estratégica, rentable y socialista del Estado venezolano,
contribuye en colectivo a garantizar al país su derecho a la comunicación.

Valores
 Eficiencia
 Igualdad
 Participación Protagónica

 Esfuerzo Colectivo
 Honestidad 
 Solidaridad 
 Vocación de Servicio
 Ética Socialista
 Responsabilidad
 Amor
 Pulcritud
 Decoro
 Lealtad Institucional
 Disciplina
 Eficacia
 Celeridad

Objetivos General de la empresa


Establecer un nuevo marco de relaciones entre Cantv y las Fuerzas Productivas de los
sectores privado y mixto.

Objetivo especifico de la empresa


- Determinar la cantidad de equipos y herramientas para cada actividad de
mantenimiento preventivo y correctivo.

- Determinar la vida útil de las herramientas y equipos utilizados por los


trabajadores.

- Realizar un pronóstico de mantenimiento correctivo por un año, según el histórico


de fallas.

- Realizar mejoras o actualización al plan de mantenimiento preventivo y correctivo


enfocado hacia el uso adecuado de los materiales.

Estructura Organizativa de la unidad

Estructura Funcional de la unidad


CAPITULO II

Objetivo General de la pasantía

Adquirir los conocimientos en el ámbito administrativo y contable llevado a cabo dentro de la


empresa cantv, aplicando todos los conocimientos obtenidos durante la preparación académica de la
carrera Administración. Finanza y puesto en práctica el área de registro y análisis contable.

Objetivos Específicos de la pasantía

 Realizar las distintas tareas del área asignada por el personal del departamento de Gerencia
Contable.

 Colaborar con el personal del departamento y así mismo con las actividades que se realicen.

 Adquirir responsabilidades en las tareas a realizar durante el periodo de pasantías.

 Realizar conciliación, análisis y registros contables.


CAPITULO III