Está en la página 1de 2

SÍNTESIS SOBRE LAS EXONERACIONES DEL IGV

OPERACIONES EXONERADAS DEL IGV

Respecto al IGV, encontramos diversas exoneraciones en nuestra legislación; sin embargo, en el


presente informe nos centraremos en las exoneraciones previstas en el TUO de la Ley del
Impuesto General a las Ventas e Impuesto Selectivo al Consumo (en adelante, LIGV),
específicamente en lo referente a bienes muebles. En ese sentido, el artículo 5 de la LIGV señala
que están exoneradas del IGV las operaciones contenidas en los Apéndices I y II. Se establece,
igualmente, que también se encuentran exonerados los contribuyentes del Impuesto cuyo giro o
negocio consiste en realizar exclusivamente las operaciones exoneradas a que se refiere el párrafo
anterior u operaciones inafectas, cuando vendan bienes que fueron adquiridos o producidos para
ser utilizados en forma exclusiva en dichas operaciones exoneradas o inafectas

Asimismo, el Informe N° 205-2004-SUNAT/2B0000 señala que, “1. A efectos de gozar de la


exoneración contenida en el segundo párrafo del artículo 5 del TUO de la Ley del IGV, no resulta
suficiente que el contribuyente hubiera declarado ante la Sunat o consignado en los Estatutos de
su empresa que el giro o negocio de la misma consiste en realizar exclusivamente las operaciones
exoneradas contenidas en los Apéndices I y II del TUO de la Ley del IGV u operaciones inafectas,
sino que es necesario verificar en cada caso en particular si efectivamente dicho contribuyente
realiza de manera ‘exclusiva’ las operaciones antes mencionadas. Esta misma afirmación resulta
válida aun cuando el giro o actividad realizada por la empresa obedezca a un mandato legal. 2.
Para que opere la exoneración dispuesta por el segundo párrafo del artículo 5 del TUO de la Ley
del IGV, es necesario que los bienes materia de la venta deban haber sido adquiridos o producidos
para ser utilizados exclusivamente en las operaciones exoneradas detalladas en los Apéndices I y
II o en operaciones inafectas; sin que se haya señalado un periodo mínimo de utilización de tales
bienes o un plazo mínimo en la realización de dichas operaciones exoneradas o inafectas”.

Además, la lista de bienes y servicios exonerados de los Apéndices I y II, según corresponda,
puede ser modificada mediante Decreto Supremo con el voto aprobatorio del Consejo de
Ministros, refrendado por el Ministro de Economía y Finanzas, con opinión técnica de la Sunat,
para ello, se deben cumplir los siguientes criterios, tal y como se detalla a continuación: (ver
cuadro N° 1).
Se debe considerar que la Norma VII del Código Tributario establece las reglas generales para la
dación de exoneraciones, incentivos o beneficios tributarios, entre las cuales determina que el
plazo de vigencia de las exoneraciones, incentivos o beneficios tributarios no podrá exceder los
tres (3) años, pudiendo prorrogarse por única vez, por un periodo de hasta tres (3) años más; sin
embargo, en el inciso h) de la norma citada, se establece una excepción para el caso de los
Apéndices I y II de la LIGV y el artículo 19 de la Ley del Impuesto a la Renta, pudiendo establecer
plazos distintos, y ser prorrogado por más de una vez.

A su vez, de conformidad con lo señalado en el artículo 8 de la LIGV, las exoneraciones genéricas


otorgadas o que se otorguen no incluyen al IGV. La exoneración del Impuesto General a las
Ventas deberá ser expresa e incorporarse en los Apéndices I y II de la Ley del IGV. Por tanto, se
descartarían todas aquellas fórmulas genéricas que se observan en algunas normas, puesto que
existe una prohibición expresa en el artículo 8 de la Ley del IGV.