Está en la página 1de 3

Cruz Salazar

C.I. 13.234.265

Prevención Social

Es prestar la atención al proceso mediante el cual captamos los estímulos del medio
ambiente, conducta de personas, haciendo referencia a la organización, selectividad,
subjetividad, elementos invariantes e interpretación del estímulo, así mismo las personas
son percibidas como agentes causales, implicando una interacción dinámica.

Clases Observables

 La apariencia física: influye en la percepción de otras personas.


 Claves no verbales: dan información de los sentimientos y actitudes de otras
personas, expresiones faciales, conducta visual y lenguaje corporal, pueden
asociarse con distintos atributos y emociones de las personas.
 La conducta: principal característica para tener una impresión acerca de una
persona, ya que tienden a asociarse con algunos rasgos de personalidad y
actitudes.

Actitud

“Organización duradera de creencias y cogniciones en general, dotada de una carga


afectiva en favor o en contra de un objeto social definido, que predispone a una acción
coherente con las cogniciones y afectos relativos a dicho objeto” (Rodriguez, 1987) Es la
forma en que actúa una persona.
Formación de Actitudes

Las actitudes se forman a través de dos teorías:

 Teoría de aprendizaje
 Teoría de consistencia cognitiva.

La primera se basa en que al grabar recibimos nuevos conocimientos de los que


intentan desarrollar ideas, sentimientos y una conducta, todo esto asociado a algunos
aprendizajes, siendo reforzado a través de experiencias agradables.

La segunda se basa en el aprendizaje de nuevas actitudes, relacionando la mayor


información con alguna existente. Esto se da a través de: información unilateral,
ponderación de la información y accesibilidad de la información.

Relación entre actitud y conducta

Esta relación es relativamente nueva, ya que anteriormente no había una relación


entre éstas. Sin embargo últimamente se ha llegado a la conclusión en que si tienen
una relación estrecha, pero con una gran complejidad, por lo que se han estudiado
mas por los factores que determinan la fuerza entre actitud y conducta, entre estos
factores tenemos la generalidad o especificidad, investigaciones han concluido que las
actitudes no predicen una conducta especifica pero si pueden predecir conductas
cualesquiera, para determinar la r entre actitud y conducta las medidas generales de
actitud deberán correlacionarse no con actos únicos sino con clases amplias de
conductas. Así mismo la actitud más fuerte, el interés propio en el objeto actitudinal y
el grado en que la persona focaliza su atención en sus propias actitudes pueden
relacionarse más con la conducta. De igual modo, la accesibilidad actitudinal juega un
papel importante an la relación en estudio, haciendo énfasis en que las actitudes son
recuperadas desde la manera en que se da una respuesta.
Persuasión y cambio de actitud

Vivimos en un mundo dinámico en que la comunicación insiste constantemente en


persuadir nuestras opiniones, gustos, etc. Hablar de persuasión y cambio de actitud es
hablar de todos aquellos estímulos externos incluso internos, que tienen toda la
intención de hacer cambiar las actitudes de las personas.