Está en la página 1de 2

Fe Fuerte y Castidad

Por Su Divina Gracia; Om Viṣṇupād


Śrīla Bhakti Nirmal Āchārya Mahārāj
Śrī Nabadwīp Dhām
30 de Marzo 2010, parte 2

Gurudev dijo muchas cosas. Gurudev me dijo: “En la época de Guru Mahārāj yo tenía tanto
apoyo que nadie podía competir conmigo, pero tú tienes que luchar con cuidado”. Estamos
intentando... pero yo sé que Gurudev está siempre con nosotros, con todos los devotos, y ustedes,
todos sus devotos, siempre están conmigo, es por eso que no estoy preocupado.

Le prometí a Gurudev: “Mientras haya una gota de sangre en mi cuerpo, yo protegeré tu misión,
tus Deidades y a tus devotos”. Ya se lo he prometido. Cuando salía de Nabadwīp para Kolkata, le
pregunté a Gurudev: “Gurudev, ¿debo ir a Kolkata contigo” y Gurudev respondió: “Qué acabas
de prometer? Me acabas de prometer que protegerás mi templo, a los devotos y a las Deidades.
¿Por qué ahora quieres venir conmigo? No, quédate aquí”.

Yo siempre pienso en lo que quiere Gurudev, cuál es su deseo y lo entendí desde el principio—he
contado las historias acerca de pintar su casa, el edificio del centenario, etc. Y si hay algún
problema, siempre puedo preguntarle, y él va a resolver ese problema, yo lo sé. Un día, cuando
estaba haciendo una guardia nocturna, de repente vi a Gurudev parado en el samādhi de Param
Guru Mahārāj. Me sorprendió verlo allí tan tarde en la noche (era medianoche o la una de la
noche), y pensé: “¿Estoy viendo un fantasma o algo?” Pero era Gurudev. Más tarde, le pregunté
qué estaba haciendo allí y Gurudev dijo: “Hay un problema que no puedo resolver, vine con
Guru Mahārāj para resolverlo”. Entonces, Gurudev siempre existe y él siempre está ayudando.
Cuando un año Gurudev fue a Estados Unidos, se cayó allí de una colina y luego me dijo: “Guru
Mahārāj me recogió ese día”. Gurudev siempre nos protege, él siempre está con nosotros.

Ya saben que hoy fui a Bamunpara, fui a ver las obras de construcción en el Nityānanda Sarovar
[un estanque al lado del templo]. Un devoto vino conmigo y les conté acerca del Nityānanda
Sarovar: salí de Kolkata el viernes a las 11 a.m., y antes de irme, Gurudev me dijo: “Estás
haciendo el Nityānanda Sarovar, eso está bien, estoy muy feliz. ¿Puedo participar en tu servicio?”
y le ordenó a Yamunā Didi que me diera 50,000 rupias para el Nityānanda Sarovar. Eso fue el
viernes pasado, y hoy fui a ver cómo van las obras.

Una vez, le pregunté a Gurudev: “Gurudev, ¿puedo darles un templo a ellos?” Gurudev dijo:
“¡No les daré ningún templo!” Y yo debo seguir la orden de Gurudev, es por eso que cuando
llegan a un acuerdo diciendo: “Está bien, danos un templo”, yo recuerdo que Gurudev había
ordenado no darles ningún templo. ¿Qué puedo hacer? Antes yo quería darles un templo, y le
pedí permiso a Gurudev, pero Gurudev dijo: “¡No! No puedo darles ningún templo”.

Tengo que seguir la orden de Gurudev. Esa es nuestra fe, śraddhā—fe plena. Hay kamala-śraddhā
(fe tierna), taraṅga-śraddhā (fe voluble), dṛḍha-śraddhā (fe fuerte), sudṛḍha-śraddhā (la fe más fuerte).
Es necesario tener la fe más fuerte. La devoción depende de la fe. Si Gurudev dice que esto es una
cuerda, incluso si ven que es una serpiente, deben pensar: “No, es una cuerda”. Esta es la
naturaleza de las actividades devocionales.

Gurudev ha visto muchas veces que yo soy imprudente—no me importa nada cuando se trata de
mí mismo. Cuando hubo una fuerte inundación, yo traía paja para las vacas desde el lugar de
nacimiento de Gurudev en bote. Gurudev vio que no me importaba. Ya sea que muera o viva, no
es mi problema—este cuerpo puede irse cualquier día, pero tenemos este cuerpo para el servicio
a Gurudev, para el servicio al Señor y, si no puedo usar mi cuerpo para su servicio, entonces
¿cuál es la utilidad de este cuerpo? Es inútil entonces.

Alguien piensa ahora: “Oh, Gurudev ya no está aquí, no iremos al templo”. Yo creo que aquellos
que dicen o piensan esto no tienen ninguna conexión con Gurudev. Alguien piensa: “Oh,
Gurudev está ahora en samādhi...” Samādhi significa que está pensando—todavía está allí. Puede
que ahora no pueda hablar como antes, pero puede ver todo, y lo está viendo todo. El otro día,
Rana Didi me dijo: “¿Para qué iré a Dum Dum Park ahora?” [Ella solía ir allí todos los días.] Le
dije: “Si tienes algo de fe, puedes ir allí todos los días incluso ahora y puedes hablar con tu
Gurudev, no hay ningún problema”. Puede que él no hable, pero Gurudev siempre está aquí.
Creo que aquellos que dicen que Gurudev ya no está aquí no tienen ninguna conexión con
Gurudev. Por eso es necesario tener una fe fuerte.

—:•:—

Publicado originalmente en inglés en: http://scsmathinternational.com/…/100330-


StrongFaithAndChas…

Traducido por: Mohita Kṛṣṇa dās

Corregido por: Rāmānuja dās