Está en la página 1de 14

“Año de la Lucha contra la Corrupción e Impunidad”

FACULTAD DE CIENCIAS MÉDICAS

ESCUELA ACADÈMICO PROFESIONAL DE MEDICINA

MONOGRAFÍA

“FISIOLOGÍA DEL ESTÓMAGO Y DUODENO”

Piura, Perú

2019

1
ÍNDICE

I.- INTRODUCCIÓN…………………………………………………………………..3

II.- MARCO TEÓRICO……….……………………………………………………….4

CAPÍTULO 1: FISIOLOGÍA DEL ESTÓMAGO…………….……………….……..4

1.1.- ESTÓMAGO……………………………………………………….…………….4

1.2.- RELAJACIÓN RECEPTIVA EL ESTÓMAGO………………………………..4

1.3.-FUNCIONES MOTORAS DEL ESTÓMAGO………………………………….5

1.4.- SECRECIONES DEL ESTÓMAGO……………………………………………6

1.5.- REGULACIÓN DEL VACIADO GÁSTRICO………………………………….7

CAPÍTULO II: FISIOLOGÍA DEL DUODENO………………………………………8

2.1.- DUODENO…..……………………………………………………………….…..8

2.2.- FACTORES QUE INHIBEN EL VACIAMIENTO GÁSTRICO………………8

2.3.- LA RETROALIMENTACIÓN HORMONAL….…....…………………………..9

III.- CONCLUSIONES………………………………………………………………..10

IV.- REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS…………………………………..………11

V.- ANEXOS…………………………………………………………..………….......12

2
I. INTRODUCCIÓN

El aparato digestivo es un conjunto de órganos, con glándulas asociadas, que se


encarga de recibir, descomponer y absorber los alimentos y los líquidos. Las diversas
partes del sistema están especializadas para realizar las diferentes funciones: ingestión,
digestión, absorción y excreción. Los alimentos avanzan a lo largo del tubo digestivo por
acción de la gravedad y del peristaltismo. El peristaltismo propulsa los alimentos
mediante la combinación de la contracción muscular de un área y la relajación de la
siguiente. Varios esfínteres evitan el retroceso del alimento (reflujo). Los reflejos que
actúan entre las distintas partes del tubo digestivo, junto a factores hormonales y
neuronales, determinan el movimiento de los alimentos.

Desde la boca hasta el esfínter anal, el tubo digestivo mide unos once metros de
longitud. En la boca empieza la digestión. Los dientes trituran los alimentos y las
secreciones de las glándulas salivales los humedecen e inician su degradación química.
Luego, el bolo alimenticio así formado en la boca, cruza la faringe, continúa por el
esófago y llega al estómago, una bolsa muscular de litro y medio de capacidad, en
condiciones normales, cuya mucosa segrega el potente jugo gástrico. En el estómago,
el alimento se agita y procesa hasta convertirse en una mezcla denominada quimo.

A la salida del estómago, el tubo digestivo se prolonga con el intestino delgado, de unos
seis metros de largo muy replegado sobre sí mismo. En su primera porción o duodeno
recibe secreciones de las glándulas intestinales, la bilis y los jugos del páncreas. Estas
secreciones contienen una gran cantidad de enzimas que van degradando y
transformando los alimentos en sustancias solubles simples.

El tubo digestivo continúa por el intestino grueso de algo más de metro y medio de
longitud. Su porción final es el recto, que termina en el esfínter anal, por donde se
evacuan al exterior los restos no digeridos de los alimentos.

En el proceso total de la digestión son muchos los órganos implicados: boca, esófago,
estómago, intestinos (delgado y grueso), recto y ano, los cuales forman el aparato
digestivo completo. Aunque no están considerados como parte del aparato digestivo,
otros órganos se encuentran también implicados en la digestión.

3
II. MARCO TEÓRICO

CAPÍTULO I. FISIOLOGÍA DEL ESTÓMAGO

1.1. ESTÓMAGO

El estómago es la porción del tubo digestivo situada entre el esófago y el intestino. Es


un órgano muy distensible, por lo que varía considerablemente de tamaño dependiendo
de si está lleno o vacío.

Se divide en tres regiones principales, que se llaman:

a. Cardias: Representa la parte primera del estómago. Atraviesa el esófago hasta


llegar al estómago.
b. Fundus: Cuerpo.
c. Píloro: Comunica el estómago con el intestino.

El estómago recibe los alimentos triturados procedentes del esófago, por lo cual, tiene
gran capacidad de distensión y puede albergar hasta 1.9 litros de alimentos y líquidos.
Las células que forman la pared del estómago producen diferentes sustancias que
ayudan a la digestión y reciben en conjunto el nombre de jugos gástricos, siendo uno de
sus principales componentes; el ácido clorhídrico y la pepsina. El ácido clorhídrico tiene
la función de digerir las proteínas de los alimentos y destruye la mayor parte de los
microorganismos, mientras que la pepsina es una enzima proteasa que fragmenta las
proteínas y las divide en péptidos más pequeños y aminoácidos.

La mezcla de los alimentos con los jugos gástricos produce una sustancia semilíquida
muy ácida que recibe el nombre de quimo. El quimo abandona el estómago a través del
píloro y pasa al intestino delgado donde tiene lugar la mayor parte del proceso de
absorción de las sustancias nutritivas.

1.2. RELAJACIÓN RECEPTIVA DEL ESTÓMAGO

Las ondas peristálticas esofágicas alcanzan el estómago produciéndose una onda de


relajación la cual es transmitida por las neuronas inhibitorias mientéricas. La totalidad
del estómago y, aunque en menor medida, incluso el duodeno se relaja cuando esta
onda alcanza el extremo inferior del esófago, por lo que ambos segmentos se hallan
preparados para recibir alimentos impulsados desde el esófago durante el acto de la
deglución.

En el extremo inferior del esófago y por encima de su unión con el estómago, el músculo
circular esofágico actúa como un extenso esfínter esofágico inferior. Dicho esfínter suele

4
mantener una concentración tónica con una presión intraluminal alrededor de los
30mmHg. Si una onda peristáltica de deglución desciende por el esófago, induce una
“relajación receptiva”, lo que facilita la propulsión de los alimentos deglutidos hacia el
estómago.

1.3. FUNCIONES MOTORAS DEL ESTÓMAGO


a. Función de almacenamiento del estómago: Cuando los alimentos penetran el
estómago, se forman círculos concéntricos en la porción oral, de modo que los
más recientes quedan cerca de la apertura esofágica y los más antiguos se
aproximan a la pared gástrica. Normalmente, la distención gástrica por entrada
de los alimentos desencadena un “reflejo vagovagal” que parte desde el
estómago hacia el tronco del encéfalo, volviendo al estómago para reducir el
tono de la pared muscular del cuerpo gástrico el cual se distiende para acomodar
cantidades progresivas de alimento hasta alcanzar la relajación gástrica
completa.
b. Mezcla y propulsión de alimentos del estómago: Los jugos digestivos del
estómago proceden de las glándulas gástricas, que cubren toda la pared del
cuerpo gástrico. Estas secreciones entran en contacto inmediato con la porción
de alimentos que permanece almacenada junto a la superficie de la mucosa
gástrica. Cuando el estómago contiene alimentos, la parte superior inicia débiles
ondas peristálticas, las ondas de constricción que se dirigen hacia el antro
siguiendo la pared gástrica, así mismo estás ondas se inician por el ritmo
eléctrico basal de la pared digestiva. Conforme las ondas de constricción
avanzan, aumentan la intensidad y algunas se hacen extraordinariamente
extensas, dando lugar a anillos peristálticos de constricción desencadenados por
los potenciales de acción que impulsan el contenido antral hacia el píloro con
una presión cada vez más amplía. Dichos anillos de constricción desempeñan
un papel de importancia en la mezcla del contenido gástrico; cada vez que una
onda peristáltica desciende por la pared del antro en dirección al píloro excava
profundamente el contenido alimentario del antro. Sin embargo, como el orificio
pilórico es pequeño, solo unos milímetros o menos del contenido antral llegan al
duodeno con cada onda peristáltica.
Es necesario recordar, que cuando una onda peristáltica se aproxima al píloro,
el propio musculo pilórico se contrae, lo que dificulta el vaciamiento. En
consecuencia, la mayor parte del contenido del antro resulta comprimido por el
anillo peristáltico y retrocede de nuevo al cuerpo del estómago, en lugar de
seguir y llegar hasta el píloro. Una vez que los alimentos se mezclaron con las

5
secreciones gástricas, el producto resultante que circula hacia el intestino se
denomina quimo. El grado de fluidez del quimo que sale del estómago depende
de la cantidad de alimento, agua y secreciones gástricas y del grado de difusión.
c. Vaciamiento gástrico: Las intensas contracciones peristálticas del antro
gástrico provocan el vaciamiento el estómago. Las contracciones rítmicas del
estómago son casi siempre débiles y sirven para mezclar los alimentos en el
estómago, estas contracciones aumentan la intensidad, se inician en parte
media del estómago y se propagan hacia la porción caudal. A medida que el
estómago se vacía, las contracciones se inician en porciones cada vez más altas
del cuerpo del estómago y empujan los alimentos almacenados para que estos
sumen al quimo presente en el antro.
Cuando el tono pilórico es normal, cada onda peristáltica potente empuja varios
milímetros de quimo hacia el duodeno. De esta forma las ondas peristálticas,
ejercen una acción de bombeo, que recibe el nombre de “bomba pilórica”. El
orificio distal del estómago es el píloro, en esta zona, el grosor del músculo
parietal circular es del 50 al 100% mayor que en las porciones anteriores del
antro gástrico y mantiene una ligera contracción tónica. Pese a esta contracción
tónica normal del esfínter, el píloro suele abrirse lo suficiente como para que el
agua y otros líquidos salgan con gran facilidad del estómago al duodeno. Si esto
no sucede, la constricción suele evitar el paso de gran parte de partículas
alimenticias hasta que no se encuentren mezcladas en el quimo, adquiriendo
una consistencia líquida.
1.4. SECRECIONES DEL ESTÓMAGO

a. Secreción de moco: Una capa de moco en continua renovación cubre la pared


del estómago. Es producido por dos tipos de células: las células mucosas
superficiales y las células mucosas del cuello, cada una de las cuales produce
una mucina diferente. El moco gástrico está formado por
mucinas, glicoproteínas y agua. Tiene entre otras funciones proteger la mucosa
del ambiente ácido corrosivo que llena la cavidad gástrica.

b. Secreción de la gastrina: La gastrina es una hormona liberada por las células


G situadas en el antro del estómago. Pasa a la sangre y estimula el vaciamiento
gástrico y la producción de ácido clorhídrico por las células parietales. Además
contrae el esfínter esofágico inferior, relaja el esfínter pilórico y estimula
las células ECL para que produzcan histamina. La gastrina es una de las
sustancias más importantes en la regulación de la actividad gástrica. Se segrega

6
en respuesta a la distensión del estómago y la elevación del pH gástrico que
tiene lugar después de la ingesta de alimentos.

c. Secreción de histamina: La histamina es una molécula que tiene gran


importancia en la fisiología gástrica. Se sintetiza por células ECL situadas en las
glándulas del estómago, en respuesta a la gastrina. La histamina tras su
liberación estimula los receptores H2 ubicados en las células parietales,
provocando secreción de ácido clorhídrico. En medicina se utilizan los
medicamentos antagonista H2, como la ranitidina, con la finalidad de disminuir
la producción de ácido y mejorar los síntomas de varias enfermedades gástricas.

1.5. REGULACIÓN DEL VACIADO GÁSTRICO:

La velocidad del vaciamiento gástrico está regulada por señales procedentes tanto del
estómago como del duodeno. Sin embargo, este último proporciona señales más
potentes para el control del paso del quimo, de forma que no llegue a una proporción
superior a la que el intestino delgado es capaz de digerir y absorber.

Algunos factores gástricos que estimulan su vaciamiento, es el efecto del volumen


alimentario gástrico en el estómago. Este mayor vaciamiento no obedece las razones
que serían de esperar. No es el incremento de la presión de los alimentos almacenados
que hacen que el estómago acelere su vaciamiento, ya que, dentro de los límites
normales, este incremento no es una elevación significativa de la presión. Por el
contrario, la distensión de la pared gástrica despierta los reflejos mientéricas locales en
la propia pared que acentúan su actividad en la bomba pilórica al mismo tiempo que la
inhiben.

Otro factor es de la hormona gastrina, el cual tiene un efecto estimulante ligero o


moderado sobre las funciones motoras del cuerpo gástrico, ayudando a estimular la
bomba pilórica, facilitando el vaciamiento del estómago. Esta se produce por la
distensión de la pared gástrica y la presencia de algunos alimentos en el estómago, los
cuales estimulan la liberación por la mucosa antral de dicha hormona ejerciendo un
intenso efecto potenciador de la secreción del jugo gástrico muy ácido por las glándulas
del estómago.

7
CAPÍTULO II. FISIOLOGÍA DEL DUODENO

2.1. DUODENO

El duodeno es la parte del intestino delgado que conecta el estómago con el yeyuno.
Está situado en la parte posterior y superior del abdomen, en el retroperitoneo, siendo
la única porción del intestino delgado que se encuentra fijo, y está formado totalmente
por músculo liso.

Comienza en el píloro a la altura de L1 (límite proximal), la abertura de la parte inferior


del estómago por la que vacía su contenido en el intestino. Termina en la flexura
duodenoyeyunal a la altura de L2 (límite distal), que lo separa del yeyuno.

2.2. FACTORES QUE INHIBEN EL VACIAMIENTO GÁSTRICO

Cuando los alimentos penetran en el duodeno, desencadenan reflejos nerviosos que se


inician en la pared duodenal y regresan al estómago, donde se reducen o interrumpen
el vaciamiento cuando el volumen duodenal del quimo es excesivo.

Siguen tres vías estos reflejos:

a. Desde el duodeno al estómago a través el sistema nervioso mientérico de la


pared gastrointestinal.
b. Los nervios extrínsecos que van desde los ganglios simpáticos prevertebrales
para regresar a través de las fibras nerviosas simpáticas inhibidoras hacia el
estómago.
c. Los nervios vagos que conducen los impulsos al tronco del encéfalo, donde
inhiben señales excitadoras normales transmitidas al estómago por esos mismos
nervios.

Estos reflejos paralelos ejercen dos efectos sobre el vaciamiento gástrico. En primer
lugar, producen una potente inhibición de las contracciones propulsoras de la bomba
pilórica y, en segundo lugar, aumentan el tono del esfínter pilórico.

Los factores que el duodeno controla de forma continua y que excitan los reflejos
inhibitorios enterogástricos son:

1. El grado de distensión del duodeno.


2. La presencia de cualquier grado de irritación de la mucosa duodenal.
3. El grado de acidez del quimo duodenal.
4. El grado de la osmolalidad del quimo.

8
5. La presencia de determinados productos de degradación en el quimo, sobre todo
productos de degradación de las proteínas y, quizás en menor medida de las
grasas.

Los reflejos inhibitorios enterogástricos son sensibles a la presencia de irritantes y


ácidos en el quimo duodenal, activándose energéticamente en tan solo 30 segundos.

Los productos de degradación de la digestión proteica despiertan reflejos


enterogástricos inhibitorios; al reducir la velocidad del vaciamiento gástrico, el duodeno
y el intestino delgado disponen de tiempo suficiente para concluir con la digestión de
proteínas. Por último, los líquidos hipotónicos o hipertónicos desencadenan reflejos
inhibitorios, evitando un flujo demasiado rápido de líquidos no isotónicos hacía el
intestino delgado, por lo tanto, cambios rápidos de las concentraciones de electrolitos
en el líquido extracelular del organismo durante la absorción del contenido intestinal.

2.3. LA RETROALIMENTACIÓN HORMONAL

No solo los reflejos nerviosos desde el duodeno al estómago inhiben el vaciamiento


gástrico, algunas hormonas liberadas por la parte alta del intestino ejercen la misma
función. Los estímulos para la producción de estas hormonas inhibidoras son las grasas
que penetran en el duodeno. Al penetrar en el duodeno, las grasas extraen varias
hormonas distintas al epitelio duodenal y yeyunal. A su vez, las hormonas son
transportadas por la sangre hacía el estómago, donde inhiben la actividad de la bomba
pilórica y aumentan la fuerza de contracción del esfínter pilórico, siendo importantes
porque la digestión de grasas es mucho más lenta que la mayor parte del resto de
alimentos.

Algunas de las hormonas que inhiben la motilidad gástrica por mecanismos de


retroalimentación, es la colecistocinina (CCK), liberada por la mucosa del yeyuno como
respuesta a las sustancias grasas existentes en el quimo, actuando como inhibidor y
bloqueador de la potenciación de la motilidad gástrica producida por la gastrina.

Otro inhibidor de vaciamiento gástrico son las hormonas secretina la cual se libera en
toda la mucosa duodenal, en respuesta a la llegada del ácido gástrico desde el
estómago atravesando el píloro; y el péptido inhibir gástrico (GIP) liberándose en la
porción alta del intestino delgado en respuesta a la grasa del quimo y, en menor medida,
a los hidratos de carbono. El GIP inhibe la motilidad gástrica en determinadas
circunstancias estimulando la secreción de la insulina en el páncreas.

9
III. CONCLUSIONES
1. El estómago es una cámara en la que se mezclan y almacenan los alimentos
ingeridos que se van vaciando en pequeños intervalos hacia el duodeno gracias a
los movimientos peristálticos.
2. El estómago recibe los alimentos triturados procedentes del esófago, por lo cual,
tiene gran capacidad de distensión.
3. La función del estómago está controlado por el sistema nervioso autónomo, siendo
el nervio vago el principal componente del sistema nervioso parasimpático. La
acidez del estómago está controlada por varias moléculas entre las que se
encuentran la acetilcolina, la histamina, la gastrina, la secretina y
la prostanglandina E2.
4. Algunas funciones motoras del estómago son de almacenamiento, mezcla y
propulsión y el vaciamiento gástrico.
5. A medida que la fuerte contracción peristáltica antral propulsa el quimo hacia
adelante, una pequeña porción de este escapa a través del píloro abierto hasta
alcanzar el duodeno. Cuanto más fuerte sea la contracción antral, más quimo se
vacía con cada onda contráctil.
6. El duodeno es la parte del intestino delgado que está comprendida entre el final del
estómago y el yeyuno. Tiene como función principal la disgregación de los alimentos
y absorción de los nutrientes. Absorbe el 90% de los nutrientes en este segmento y
el 10% restante en el yeyuno y el Íleon.
7. Las hormonas que inhiben la motilidad gástrica por mecanismos de
retroalimentación es la colecistocinina (CCK), la secretina y el péptido inhibidor
gástrico.
8. El vaciamiento gástrico consiste en la eliminación del alimento, previamente
fragmentado y mezclado, desde el estómago hacia el duodeno. Este proceso se
produce por a las ondas peristálticas provocadas por la contracción de las fibras de
la capa muscular de la pared gástrica.
9. El vaciamiento del estómago está controlado por factores propios del estómago. El
control más importante del vaciamiento gástrico resida en las señales inhibidoras de
retroalimentación del duodeno, que comprenden los reflejos de retroalimentación
inhibidores del sistema nervioso enterogástrico y la retroalimentación por la CCK.
10. La velocidad del vaciamiento gástrico esta limitada por la cantidad del quimo que
es capaz de procesar el intestino delgado.

10
IV. REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

1. Hall John E. Guyton y Hall. Tratado de Fisiología Médica, 12 Ed. , Elsevier,


Philadelphia, Saunders, 2011
2. Barret Kim, Ganong Fisiología Médica, 24 Ed. México, McGraw Hill companies,
2013.
3. Navarro A. Anatomía quirúrgica del estómago y duodeno. Consultado el 07 de
abril del 2019.
4. Rodriguez Palomo D. Alfaro Benavides A. “Actualización de la fisiología gástrica”
vol.27 n.2 Medicina Legal de Costa Rica. 2010
5. Tortora. Principios De Anatomía y Fisiología. 11 Edición. Editorial Médica
Panamericana, 2013.

11
V. ANEXOS.
1. FISIOLOGÍA DEL ESTÓMAGO

CARDIAS Almacenamiento

FUNDUS
Mezcla y propulsión de
alimentos
PÍLORO

Vaciamiento gástrico
Regiones

Es la porción del tubo


digestivo situada entre FUNCIONES MOTORAS
el esófago y el intestino

FISIOLOGÍA DEL ESTÓMAGO

SECRECIONES FASES DE LA
DEL ESTÓMAGO SECRECIÓN GÁSTRICA

Secreción de moco
Fase gástrica

Secreción de gastrina

Fase intestinal

Secreción de histamina

12
2. PARTES DEL ESTÓMAGO

3. ESTÓMAGO, PÁNCREAS Y DUODENO

13
4. DIGESTIÓN GÁSTRICA

DIGESTIÓN GÁSTRICA

MUCOSA GÁSTRICA
MUSCULATURA
GÁSTRICA

CÉLULAS
MUCOSAS JUGO GÁSTRICO MOVIMIENTOS
DE AVANCE

MOCO MOVIMIENTOS
CÉLULAS CÉLULAS DE MEZCLA
PARIETALES PRINCIPALES

PROTECCIÓN

DIGESTIÓN
ÁCIDO PEPSINÓGENO
MECÁNICA
CLORHÍDRICO

QUIMO

ACCIÓN PEPSINA
BACTERIANA
DIGESTIÓN
QUÍMICA
DESNATURALIZACIÓN
PROTÉICA

AL DUODENO

14