Está en la página 1de 1

ESOFAGOGRAMA

El esofagograma como su nombre lo dice es un estudio radiológico contrastado que tiene


como función principal demostrar el esófago. El esofagograma es la técnica más útil para
el estudio de las enfermedades del esófago, siempre que no se pueda realizar una
endoscopia por la causa que sea. Para ello, el paciente debe estar en ayunas al menos
durante ocho horas antes de la exploración. El esofagograma es muy útil para
diagnosticar divertículos o estenosis esofágicas, así como la hernia de hiato. El medio de
contraste utilizado es el sulfato de bario o bario como todos lo conocemos. Consta de
dos etapas o fases:
 La primera es de doble contraste, es decir, se utiliza bario y aire. La gracia de esta
etapa es poder demostrar la superficie del esófago, pues el bario dibujara la
superficie y el aire distenderá sus paredes.
 La segunda etapa es la de contraste simple o fase de relleno del esófago, siendo
su característica principal distender el esófago pero solo con bario.

En cuanto a las imágenes que se deben tomar son principalmente proyecciones oblicuas
y se debe representar el esófago en sus porciones superior (abarcando desde la boca),
media e inferior (incluyendo el paso del medio de contraste hacia el estómago)

INDICACIONES:
1. Lesiones intraluminales.
2. Malformaciones congenitas.
3. Tumoraciones.
4. Lesiones extrinsecas.
5. Acalasia.
6. Lesiones inflamatorias y asociadas.
7. Esofago con revestimiento columnar.
8. Anillo esofagico inferior.
9. Varices esofagicas.
10. Esofago de Barret

CONTRAINDICACIONES
1. Pacientes inconscientes.
2. Posibilidad de broncoaspiracion.
3. Ulcera perforada
4. Fistula Traqueoesofagico
5. Sangrado del tubo digestivo