Está en la página 1de 22

Reino Fungi: Características,

Clasificación, Reproducción
El reino fungi incluye más de 99000 especies de organismos que no son
plantas ni animales. Son seres vivos multicelulares ecuariotas, absorben
nutrientes de otros organismos y actúan como descomponedores. Algunos
de los más comunes son los hongos, los mohos, las levaduras o las setas.

Pueden vivir en multitud de ecosistemas: aire, tierra, agua o incluso en


plantas o animales. Algunos miden varios centímetros y otros son
microscopicos. Atualmente el reino fungi está compuesto por las familias
zigomycota, ascomycota y basidiomycota y por los hongos imperfectos.

A diferencia de las plantas, los hongos carecen de clorofila, por lo que son
incapaces de obtener nutrientes a través de la fotosíntesis; en cambio,
recurren a otros métodos, como la descomposición de materia orgánica.
Por esto, los miembros del reino fungi desempeñan un papel ecológico
importante, contribuyendo a la formación de suelos fértiles.
Características del reino fungi
Los organismos del reino fungi poseen características tanto del reino
animalia o animal como del reino vegetal o plantae.

Por eso, ha sido necesario ubicarlos en un reino aparte conocido como el


reino fungi. Algunas de las características más significativas de este reino
pueden ser encontradas a continuación.

Son eucariotas

Los hongos son organismos eucariotas o eucariontes. Se les da ese nombre


porque están formados por células eucariotas, las cuáles son más
evolucionadas que las procariotas, ya que poseen un núcleo verdadero.

Comprenden desde diminutos organismos unicelulares, hasta organismos


pluricelulares que tienen células que se especializan en tareas variadas.

Poseen quitina

Las paredes de las células de los hongos son similares a las de las plantas,
pero están hechas de quitina en vez de celulos.

La quitina es una materia blanca del tipo de los hidratos de carbono,


compuesta por la unión de moléculas de azúcar nitrogenado. Es una
sustancia común en la naturaleza, y de ella están hechos también los
caparazones de insectos y crustáceos.

Son heterótrofos

Al igual que los animales, los hongos son heterótrofos porque viven a
expensas de la materia orgánica fabricada por otros organismos para
sustentarse.
En este caso podríamos llamarlos heterótrofos absorbentes: producen
exoenzimas o enzimas externas que les permiten descomponer
exteriormente el alimento, volviéndolo asimilable para luego absorberlos a
través del cuerpo del hongo o talo.

No pueden realizar fotosíntesis

Los hongos no poseen clorofila por lo tanto no pueden hacer fotosíntesis ni


elaborar su propio alimento, a diferencia de las plantas (organismos
autótrofos), que obtienen los nutrientes necesarios a través de la
fotosíntesis.

Los hongos obtienen estos nutrientes por medio de un proceso conocido


como digestión extracelular. Estos organismos secretan enzimas digestivas
y posteriormente absorben las moléculas orgánicas que tales enzimas
descomponen.

Algunos hongos son saprófitos

Algunos hongos se alimentan de materia orgánica muerta, lo que hace de


ellos organismos saprófitos.

La palabra saprófito viene de la unión de dos términos griegos; “sapros”


que significa “podrido o descompuesto” y “fitos” que significa “planta”.

De acuerdo con esto, podemos decir que la definición correcta es:


organismo que se alimenta a partir de sustancia en estado de
descomposición.

Algunos tipos de hongos saprófitos son:


-Los hongos que crecen y se reproducen en los pastizales: lo hacen
fundamentalmente sobre la capa superficial del suelo, descomponiendo y
alimentándose de la materia orgánica surgida de restos de raíces y tallos.

-Los hongos que se desarrollan sobre restos de madera: entre los hongos
saprófitos, hay especies que son capaces de habitar en maderas de
diferentes especies de árboles.

-Los hongos que crecen sobre materia orgánica carbonizada después de un


incendio forestal: también lo pueden hacer en los restos de las hogueras
que se producen en los montes como consecuencia de actividades
recreativas. Estos hongos pertenecen a la especie pirófila.

Son descomponedores

Los organismos que pertenecen al reino fungi son los mejores recicladores,
juegan un papel muy importante dentro de su medio ambiente, ya que al
ser organismos descomponedores pueden transformar materia muerta.

De este modo regresan al medio ambiente sustancias asimilables por otros


seres vivos, ayudando al flujo de nutrientes y energía a través de los
ecosistemas naturales.

Algunos hongos son parásitos

Los hongos parásitos son los que crecen y viven sobre tejidos vivos, sin
importar su origen.

Gracias a la relación nutritiva con su hospedante, los hongos parásitos


pueden ser biotróficos, si obtienen su alimento directamente de células
vivas, o necrotróficos, si en primera instancia arruinan la célula parasitada
y posteriormente absorben los nutrientes de ella.
Los hongos parásitos, con frecuencia, causan daño sobre el hospedante.
Cuando esto sucede reciben el hombre de patógenos. Algunos patógenos
incluso pueden llegar a matar al organismo hospedante.

Entre los hongos, en general, existen numerosos casos de parasitismo. Se


puede decir que todos los seres vivos pueden ser víctimas de hongos que
se desarrollan sobre ellos en uno o más de sus tejidos.

Hábitat

Los organismos del reino fungi pueden ocupar ecosistemas oscuros porque
no dependen de la luz para vivir, aunque está comprobado que la luz
funciona como un agente externo que ayuda a regular su desarrollo y
comportamiento.

Pueden crecer en cualquier medio, ya que poseen una capacidad


asombrosa de adaptarse y desarrollarse sobre cualquier superficie, tanto en
agua como en tierra.

Por otro lado, pueden sobrevivir sobre cemento, parafina y petróleo, y


subsistir como parásitos de otras especies.

Los hongos se pueden hallar por todo el planeta, en todos los medios,
aunque proliferan con más frecuencia en ambientes húmedos. Los hongos
también pueden colonizar tejidos vegetales, animales y humanos.

Morfología

En los hongos es de gran importancia detallar su morfología por la gran


variedad que existe y por la dificultad que hay al clasificarlos. Los hongos
microscópicos pueden ser unicelulares, se llaman levaduras y se
caracterizan por agruparse para formar cadenas.
Los filamentosos se llaman mohos y cada organismo contiene muchas
células. El elemento tubular que brota se llama hifa, que crece y se ramifica
hasta formar un grupo entrelazado que se denomina micelio.

Parte de las hifas se meten en el sustrato y forman el micelio vegetativo.


Las que salen al exterior componen el micelio aéreo, que puede presentar
un aspecto algodonoso o velloso. En microbiología a este conglomerado
visible sobre el medio de cultivo se le denomina colonia.

Los hongos que producen micosis (infecciones causadas por hongos) en el


ser humano, se hallan en dos estados morfológicos básicos, como
levaduras o como mohos.

En la naturaleza también pueden ser encontrados grandes hongos. Algunos


de ellos comestibles, algunos medicinales y otros tóxicos. Estos son
organismos pluricelulares y se encuentran en zonas y bosques húmedos.

El cuerpo de los hongos está formado por un conjunto de estructuras


tubulares llamadas hifas. Estas estructuras contienen el citoplasma de los
hongos y permiten que este se desplace libremente por todo el organismo.

El conjunto de hifas forma lo que se conoce como micelio, que


generalmente está oculto bajo el suelo. Sin embargo, no todos los hongos
forman hifas, como los hongos mucilaginosos.

A su vez, la parte visible de los hongos se llama seta o trufa y constituye el


órgano reproductor. Cabe destacar que únicamente los hongos
basidiomicetes producen setas, mientras que los ascomicetes producen
trufas.

Los hongos no poseen la facultad de desplazarse sobre el medio en el cual


se desarrollan. Compensan su falta de movilidad con su capacidad de hacer
crecer de manera extremadamente rápida y en cualquier dirección sus
filamentos o hilas.

¿Cómo se reproducen los hongos?


El reino fungi incluye miles de especies, la mayoría de las cuales pueden
reproducirse sexualmente, asexualmente o ambas, según las
circunstancias. Esto les permite ajustarse a las condiciones del entorno.

Se pueden propagar rápidamente a través de la reproducción


asexual cuando las condiciones son estables.

Asimismo, los miembros del reino fungi pueden iniciar una mutación
genética a través de la reproducción sexual cuando las condiciones cambian
y esta variación introducida puede ayudarlos a sobrevivir.

A pesar de su variedad, la mayoría de los hongos tiene una estructura


similar. El cuerpo principal de un hongo se compone de una red de
estructuras similares a hilos llamadas hifas. El conjunto de hifas se conoce
como micelio.

Reproducción asexual

Durante la reproducción asexual, algunas hifas se convierten en cuerpos


productores de esporas llamados esporangios o conidios.

Las esporas son contenidas en un saco que estalla luego para liberarlas.
Cuando las esporas aterrizan en un hábitat adecuado, germina otra hifa
que se convierte en un micelio.

Reproducción sexual
En la reproducción sexual, las hifas de los hongos individuales se
encuentran y se unen en un proceso conocido como plasmogamia.

El resultado de esa unión es una estructura llamada gametangia. Dentro de


esta estructura, los núcleos de las células de los dos individuos se fusionan.

Luego, mediante un proceso llamado cariogamia, se combina el ADN de los


dos individuos. La cariogamia produce una espora que tiene el doble de la
cantidad normal de cromosomas.

Posteriormente, esta espora se divide en mitades para crear dos esporas


que finalmente se transforman en nuevas hifas.

Ejemplos de organismos del reino fungi

Matamoscas (Amanita muscaria)


Este tipo de hongo también es conocido como agárico de la mosca. Es una
seta atractiva y de colores vibrantes. Tiene un sombreo rojo intenso que
torna en un color naranja o amarillo con la edad.

Asimismo, las manchas blancas y esponjosas del sombrero, a menudo,


adquieren un tono amarillento a medida que el hongo envejece.

Este hongo es extremadamente venenoso. El nombre de agárico de mosca


deriva de la era Medieval. En esos tiempos era común usarlo como matador
de moscas desmenuzándolo en leche o espolvoreándolo con azúcar.

Lacaria amatista (Laccaria amethystea)

Este miembro del reino fungi es una especie comestible y se distribuye por
buena parte de Europa, Asia y América del Norte.

Su hábitat natural son las zonas musgosas y húmedas de los bosques. Su


sabor es ligeramente dulce, sin ser particularmente característico.
Este pequeño hongo es fácil de reconocer por unas estructuras que van de
la corona hacia el tallo y se conocen como branquias.

Esta seta inicialmente se presenta completamente púrpura pero a medida


que envejece cambia a un color parduzco (marrón oxidado).

Hongo estrella (Aseroe rubra)

El hongo estrella es originario de Australia. No obstante, puede ser también


localizado en Tasmania, Nueva Zelanda, Sudáfrica, Gran Bretaña y en
varias islas aisladas en el Pacífico.

El nombre genérico de aseroe se refiere a la sustancia pegajosa y


maloliente que produce. La palabra en sí proviene del griego asē y roe, que
traduce jugo desagradable.
La forma de anémona marina (actiniaria) del cuerpo del hongo le hizo
acreedor del epíteto específico rubra, que en latín significa rojo.

Aunque no está oficialmente declarado como venenoso, es una variedad no


comestible por el fuerte olor a carne descompuesta que emana del hongo
adulto.

Cigarro del diablo (Chorioactis geaster)

El cigarro del diablo es un raro hongo encontrado en grupos o solo entre las
raíces de los árboles de cedro en Texas (USA) o en robles muertos en
Japón.

Por otro lado, se puede conseguir entre octubre a abril, que es el periodo
del año en donde el clima es más fresco y la humedad es ideal para su
desarrollo.
Debe su nombre a que su forma se asemeja a un cigarro marrón oscuro o
negro. Es una variedad tan rara que no existe documentación sobre los
efectos sobre la salud si se consume.

Levadura de cerveza (Saccharomyces cerevisiae)

Una característica sobresaliente de los miembros de saccharomyces es su


capacidad para convertir el azúcar en dióxido de carbono y alcohol.

Ahora bien, las levaduras utilizadas para fermentar azúcares en la


fabricación de productos horneados, cervezas, vinos, destilados y alcoholes
industriales son todas cepas de la especie saccharomyces cervisiae.

Por otro lado, las levaduras se encuentran en todo el mundo en los suelos y
en las superficies de las plantas. Son especialmente abundantes en medios
azucarados como el néctar de las flores y las frutas.

Clasificación
Los hongos se clasifican en tres familias y un grupo:

1. Familia zigomycota
2. Familia ascomycota
3. Familia basidiomycota
4. Hongos imperfectos

Significado de Reino animal


Compartir
Mandar
Tuitear

Qué es Reino animal:


El reino animal, también conocido en latín como Animalia (animal)
o Metazoos(metazoa), es un conjunto de seres vivos que comparten
características relevantes que los distingue de otros.
Los animales que conforman este reino poseen una gran diversidad morfológica y
conductual, son seres de carácter pluricelular, eucariota, heterótrofo (es decir, se
alimentan de otros seres vivos), su reproducción es sexual y locomoción
autónoma. Por ello, los animales, incluso el ser humano, son organismos muy
complejos.

Ahora bien, los animales que conforman ese reino se clasifican en diversos filos o
tipos de organización taxonómicas, siendo los más distinguidos los animales
invertebrados (no poseen columna vertebral) y los vertebrados (poseen columna
vertebral y cráneo) que a su vez pertenecen al filo de los cordados.

En consideración a este punto, es importante resaltar que la taxonomía es la


ciencia que se aplica para la jerarquizar y clasificar sistemáticamente los grupos
animales y vegetales.

Vea también el significado de Taxonomía.

Característica del reino animal


En el planeta Tierra existen un número considerable de animales que se logran
diferenciar gracias a que se diferencian por especie, composición celular y la
alimentación que llevan a cabo. Entre las principales características están:

Eucariotas: animales cuyas células contienen un núcleo celular definido debido a


su membrana nuclear.
Pluricelulares: son los organismos constituidos por dos o más células las cuales
tienen funciones especializadas.
Heterótrofos: los animales necesitan ingerir y absorber nutrientes de otros seres
vivos debido a que tienen la imposibilidad de producir sus propios alimentos.
Aerobios: los animales respiran, incluso a través de la piel, el oxígeno que
obtienen del medio ambiente (agua, aire, suelo) que son los espacios donde se
desenvuelven.
Reproducción: los animales se reproducen sexualmente, por ello hay células
sexuales denominadas masculinas y femeninas. Sin embargo, existen algunos
invertebrados cuya reproducción es asexual, es decir, a través de la mitosis.
Desarrollo: los animales pueden desarrollarse y nacer de diferentes maneras
según su especia. Algunos animales son ovíparos (se desarrollan y nacen de
huevos), vivíparos (se desarrollan y nacen directamente de la madre) y
ovovivíparos (los huevos permanecen dentro de la hembra hasta su nacimiento).
Tejidos y órganos: se refiere a que los animales poseen tejidos celulares que se
diferencian y especializan, de ahí que los seres vivos tengan piel, músculos,
órganos, terminaciones nerviosas, sistema digestivo y sistema nervioso, entre
otros.
Simetría: existen animales que son simétricos y otros no, esto depende su
estructura física. Por ejemplo, los seres humanos tenemos una simetría bilateral,
es decir, dos lados, izquierda y derecha.
También existe la simetría radial que se caracteriza porque todos los lados son
simétricos partiendo del centro del animal. No obstante hay otros animales que no
tienen simetría, por ejemplo, la esponja de mar.

Clasificación del reino animal


La clasificación de los animales parte dos importantes grupos, los vertebrados y
los invertebrados.

Animales vertebrados
Los animales vertebrados son aquellos que poseen vértebras y su número es
menor con respecto a los animales invertebrados. Estos animales forman parte del
filo de los cordados y son divididos en 5 clases, a saber que son:

Peces: viven en el agua, respiran a través de branquias, son ovíparos y tienen la


sangre fría.
Anfibios: son cuadrúpedos y algunos tienen cola. Viven cerca del agua, son
ovíparos y tienen la sangre fría.
Reptiles: poseen pulmones para respirar, son de sangre fría y son ovíparos.
Aves: tienen cuatro extremidades (dos alas y dos patas), aunque tengan alas no
todas pueden volar. Tienen la sangre caliente y son ovíparas.
Mamíferos: tienen cuatro extremidades, son de sangre caliente, nacen del vientre
materno.
Animales invertebrados
Los animales invertebrados se caracterizan por carecer de vértebras o huesos, por
ser pluricelulares y sobrepasan en número a los animales vertebrados.

Poríferos: esponjas.
Celentéreos: medusas y pólipos.
Gusanos: anélidos, nematodos y platelmintos.
Equinodermos: estrellas y erizos de mar.
Moluscos: cefalópodos, bivalvos y gasterópodos.
Artrópodos: insectos, arácnidos, crustáceos y miriápodos.

Hábitats
Altiplano Arrecife de Coral Bosque
Desierto Lago Marisma

Montaña Océano Pantano

Playa Pradera Quebrada


Región Polar Río Sabana

REINO PLANTAE

El reino Plantae comprende aquellos organismos eucariontes, inmóviles y autótrofos


a los que se llama plantas. De acuerdo con una acepción de la Real Academia
Española, una planta es un “ser orgánico que crece y vive, pero no muda de lugar
por impulso voluntario”.
El número de plantas en la Tierra es extensísimo, pues no sólo abarca aquellas que
vemos a simple vista, sino también formas muy pequeñas. Constituyen un elemento
imprescindible de la vida pues generan el oxígeno que otros organismos necesitan y
son productoras primarias en casi todos los ecosistemas.

La ciencia que estudia las plantas es la Botánica.


CARACTERÍSTICAS DE LAS PLANTAS
4 Características de las Plantas.
1. Son Pluricelulares.
2. Son Inmóviles.
3. Contienen clorofila.
4. Son autótrofas.
¡Las plantas no solamente son verdes!

– Son organismos pluricelulares. Sus células tienen una pared celular de celulosa.
– No pueden desplazarse por sí mismas, por eso se dice que son inmóviles.
– Sus células contienen un pigmento denominado clorofila, que es responsable
del color distintivo de la mayor parte de las plantas. La clorofila capta la energía
luminosa que proviene del sol y ésta es usada para la realización de un mecanismo
llamado fotosíntesis.
– Son seres autótrofos, es decir, pueden producir su propio alimento a partir de la
materia inorgánica. Existen muy pocas plantas que son heterótrofas, en estos casos
han perdido sus pigmentos y dependen de otros organismos para nutrirse.
Diversidad en el reino Plantae.

CLASIFICACIÓN DE LAS PLANTAS


El reino Plantae incluye a todas las plantas verdes, a las coníferas y a las plantas con
flores. Además de estos grupos conocidos pueden incluirse otros considerando que
existen varias clasificaciones según el autor.

Las plantas pueden clasificarse en dos grandes grupos: algas verdes


y plantas terrestres.

Algas verdes
Estos organismos estaban incluidos junto con los hongos en el grupo de las talofitas,
pero en la actualidad los hongos constituyen un reino aparte cuya denominación
es Fungi.
La integración de las algas verdes en el reino Plantae es insegura. Algunos autores
clasifican todas las algas en el reino Protista y otros consideran que sólo las verdes
deben ser llamadas plantas. Lo que es probable es que las algas fueron los primeros
organismos en realizar la fotosíntesis, así que sentaron el precedente del reino
Plantae.
Plantas terrestres o embriofitas
Son todas aquellas plantas cuyo hábitat es terrestre, es decir, crecen y se nutren a
partir de la materia orgánica del suelo. Estos organismos eucariontes tienen una
pared celular de celulosa así como cloroplastos mediante los que efectúan la
fotosíntesis. Las Plantas terrestres se dividen en vasculares y no vasculares.

-Vasculares. Son las llamadas cormofitas o traqueófitas. Conforman un grupo de


plantas denominadas “superiores” caracterizadas por el desarrollo de raíz, tallo,
hoja, semilla, flor y fruto así como por la presencia de tejido vascular para el
transporte interno de agua y nutrientes. Las cormofitas tienen células diferenciadas
en tejidos, los cuales a su vez se agrupan en la raíz, el tallo y las hojas.
Las plantas vasculares incluyen:
– Pteridofitas.
Son plantas sin semillas. Las pteridofitas más conocidas reciben el nombre de
helechos, compuestos por una raíz, tallo y hojas. El tallo puede desarrollar unas
hojas llamadas frondes, de tamaño considerable, que cuando comienzan a crecer se
estructuran en una especie de rollos que se abren de abajo hacia arriba.
Las pteridofitas son capaces de crecer en casi cualquier parte, pero predominan en
regiones montañosas y en países que se localizan entre los trópicos. Algunos otros
crecen entre las rocas, entre los resquicios de los muros y otros más sobreviven
flotando en el agua.

– Espermatofitas.
Se les conoce también como plantas fanerógamas. Se diferencian de las pteridofitas
por la producción de semillas, por lo que se les considera plantas muy
evolucionadas. Incluye las divisiones Cycadophyta, Pinophyta, Gnetophyta,
Magnoliophyta, Gingkophyta y la extinta Pteridospermatophyta.

Planta del jitomate, Espermatofita perteneciente a la división Magnoliophyta.

En la actualidad, las espermatofitas conforman la flora dominante de la Tierra. Las


más reconocidas son:
Gimnospermas. Son vegetales leñosos de apariencia arbórea. ¿Su característica más
importante? Producen, además, de semillas, flores. La mayoría de las gimnospermas
prosperan en regiones de clima frío o templado y son de hojas perennifolias, es
decir, que permanecen vivas durante todo el año. Ejemplos de gimnospermas son los
pinos, los cipreses, los tejos y las secuoyas. Todas presentan un órgano femenino
llamado óvulo y flores rudimentarias agrupadas en conos, y su polinización ocurre
por efecto del viento.
Angiospermas. A diferencia de las gimnospermas, las angiospermas presentan flores
muy vistosas y llamativas, semillas y frutos. También poseen un óvulo que se
encuentra protegido por el fruto; éste puede contener una o varias semillas. La
cantidad de polen que fabrican es menor que la de las gimnospermas, y la
polinizaciones son resultado de las actividades de los insectos que se posan sobre
ellas.
Las angiospermas constituyen el grupo más diverso de plantas vasculares.

-No vasculares. Estas plantas carecen de verdadero tejido vascular y no están


claramente divididas en raíz, tallo y hojas. Algunos consideran que son un grupo que
se encuentra a medias entre las algas y los helechos, y precisamente, se cree que
pudieron tener origen en algas verdes que se adaptaron al suelo.
-Briofitas. En lenguaje coloquial se les conoce como musgos. Sus hábitats son muy
diversos pero tienen mayor preponderancia en zonas con alta humedad, por lo que
son comunes en los troncos y cortezas de árboles, las rocas y el suelo desnudo de
lugares de clima húmedo. Sin embargo, algunas briofitas toleran las áreas
montañosas y la tundra de sitios de clima frío.