Está en la página 1de 5

Montería, 10 de julio de 2014

Doctor
CARLOS EDUARDO CORREA
Alcalde Municipio de Montería
Ciudad
Ref. Derecho de Petición

CARLOS ALBERTO AGAMEZ CAMACHO, mayor, identificada con cédula de ciudadanía


No.78.702.474 de Montería, mediante el presente escrito solicito respetuosamente se
proceda a reconocer, liquidar y ordenar pagar al suscrito la “Bonificación por servicios
prestados”, de que tratan los artículos 45 al 48 del Decreto Ley 1042 de 1978, conforme
con los siguientes:

HECHOS

1. Trabajé en la alcaldía de Montería desde el día ----de Abril hasta ----- de enero de
2008.
2. Que en la liquidación que me pagaron producto del fallo-----------------------------, no
me liquidaron esta bonificación.
3. Los artículos aquí mencionados del Decreto Ley 1042 de 1978, señalan:

“(…) ARTIÍCULO 45. DE LA BONIFICACIÓN POR SERVICIOS PRESTADOS. A partir de la


expedición de este Decreto crease una bonificación por servicios prestados para los
funcionarios a que se refiere el artículo 1o.

Esta bonificación se reconocerá y pagará al empleado cada vez que cumpla un año
continuo de labor en una misma entidad oficial. Sin embargo, cuando un funcionario pase
de un organismo a otro de los enumerados en el artículo 1o., de este Decreto, el tiempo
laborado en el primero se tendrá en cuenta para efectos del reconocimiento y pago de la
bonificación, siempre que no haya solución de continuidad en el servicio.

Se entenderá que no hay solución de continuidad si entre el retiro y la fecha de la nueva


posesión no transcurrieren más de quince días hábiles.

La bonificación de que trata el presente artículo es independiente a la asignación básica y


no será acumulativa.

ARTÍCULO 46. DE LA CUANTÍA DE LA BONIFICACIÓN POR SERVICIOS PRESTADOS. La


bonificación por servicios prestados será equivalente al veinticinco por ciento de la
1 de 4
asignación básica que esté señalada por la ley para el cargo que ocupe el funcionario en la
fecha en que se cause el derecho a percibirla.

Tal derecho se causará cada vez que el empleado cumpla un año de servicio.

Cuando el funcionario perciba los incrementos de salario por antigüedad a que se refieren
los artículos 49 y 97 de este Decreto, la bonificación será equivalente al veinticinco por
ciento del valor conjunto de la asignación básica y de dichos incrementos.

ARTICULO 47. DEL CÓMPUTO DE TIEMPO PARA LA BONIFICACIÓN POR SERVICIOS


PRESTADOS. El tiempo de servicio para el primer reconocimiento de la bonificación por
servicios prestados se contará así:

a) Para los funcionarios que actualmente se hallen vinculados al servicio, desde la fecha de
expedición del Presente Decreto.

b) Para los funcionarios que se vinculen con posterioridad a la vigencia de este Decreto,
desde la fecha de su respectiva posesión.

ARTICULO 48. DEL TÉRMINO PARA EL PAGO DE LA BONIFICACIÓN POR SERVICIOS


PRESTADOS. La bonificación por servicios prestados se pagará dentro de los veinte (20)
días que sigan a la fecha en que se haya causado derecho a percibirla. (…)”

4. La cuantía actual de la bonificación por servicios prestados es equivalente a la


estipulada en el artículo 9 del Decreto 708 de 2009 que señala:

ARTICULO 9°. BONIFICACIÓN POR SERVICIOS PRESTADOS. La bonificación por servicios


prestados a que tienen derecho los empleados públicos que trabajan en las entidades a
que se refiere el presente decreto, será equivalente al cincuenta por ciento (50%) del valor
conjunto de la asignación básica, los incrementos por antigüedad y los gastos de
representación, que correspondan al funcionario en la fecha en que se cause el derecho a
percibirla, siempre que no devengue una remuneración mensual por concepto de
asignación básica y gastos de representación superior a un millón ciento treinta y tres mil
trescientos cincuenta y cinco pesos ($1.133.355) moneda corriente.

Para los demás empleados, la bonificación por servicios prestados será equivalente al
treinta y cinco por ciento (35%) del valor conjunto de los tres factores de salario señalados
en el inciso anterior.

5. Pese a que el Decreto Ley 1042 de 1978 está establecido para empleados públicos
del orden nacional, el H., Consejo de Estado, ha señalado en reiterada

2 de 4
jurisprudencia, que los elementos salariales establecidos en esta norma, deben
reconocerse a los empleados públicos de las entidades territoriales, y que el
ámbito exclusivamente nacional del Decreto Ley 1042 de 1978, debe inaplicarse
para salvaguardar el principio de igualdad, otorgando el mismo derecho a los
empleados públicos territoriales. Al respecto ha señalado el H. Consejo de Estado:

Sentencia del Consejo de Estado, Sección Segunda, Subsección B, Referencia


05001233100019970041001 de 2007, número interno 0176-2004, Consejero Ponente,
H.M. Jesús María Lemos Bustamante.

“(…) Si bien es cierto las entidades territoriales no pueden arrogarse la facultad de fijar
prestaciones salariales y sociales para sus empleados públicos pues esta es una función
reservada al Gobierno Nacional, esta Corporación en aras de proteger el derecho a la
igualdad contenido en el artículo 13 de la C.P., y con fundamento en el artículo 4 ibídem,
ha inaplicado la expresión “del orden nacional” de las normas que regulan los salarios y
prestaciones de los empleadosnacionales, para reconocer a los empleados territoriales
prestaciones del orden nacional.

En criterio de esta Sala se inaplica la expresión “del orden nacional“del artículo 1 del
Decreto 1042 de 1978, con el propósito de hacer extensivas estas prestaciones a los
empleados del orden territorial (…)” Subrayado mío.

Sentencia del Consejo de Estado, Sección Segunda, Subsección B, Referencia


15001233100020000269801 de 2007, número interno 7528-05, Consejero Ponente, H.M.
Alejandro Ordoñez Maldonado.

“(…) 6.4. Prima de alimentación

Con relación a la prima de alimentación, el artículo 3 del Decreto 2477 de 1970 creó para
los empleados nacionales dicho auxilio. Posteriormente, el Decreto 165 de 1971 amplió el
beneficio a los supernumerarios y finalmente, el artículo 51 del Decreto 1042 de 1978
reafirmó dicha prestación para los empleados nacionales.

Si bien es cierto que la prima de alimentación fue concebida para los empleados del orden
nacional, también es verdad que no reconocer dicho beneficio a los empleados del orden
territorio es desconocer el derecho a la igualdad, pues no existe razón alguna para
establecer una distinción entre estas clases de servidores públicos, dado que sus regímenes
salariales y prestacionales son de carácter ordinario, es decir, sin ningún tipo de beneficios
especiales que justifiquen la diferenciación.

3 de 4
Lo anterior cobra mayor sentido, cuando mediante el Decreto 1919 de 2002, el Gobierno
Nacional previó equiparar el régimen prestacional de los servidores territoriales con el de
los nacionales, es decir, quiso darles un mismo tratamiento prestacional, pues no existen
razones de peso para hacer tal distinción. (…)“Subrayado fuera del texto.

Sentencia del Consejo de Estado, Sección Segunda, Subsección B, Referencia


15001233100020010171901 de 2007, número interno 4327-2005, Consejero Ponente,
H.M. Alejandro Ordoñez Maldonado.

“(…) Si bien es cierto que el municipio no podía arrogarse la facultad de fijar prestaciones
salariales y sociales para sus empleados públicos, pues ésta es una función reservada al
Gobierno Nacional, también lo es que esta Corporación ha reconocido a los empleados
territoriales prestaciones del orden nacional. Para el efecto, en virtud del artículo 4 de la
C.P. ha inaplicado la expresión “del orden nacional” de las normas que regulan los salarios
y prestaciones de los empleados nacionales, en aras de proteger el derecho a la igualdad
contenido en el artículo 13 de la C.P.

Adoptando esta tesis para el caso concreto, procede la Sala a inaplicar la expresión “del
orden nacional” del artículo 1 del decreto 1042 de 1978, con el propósito de hacer
extensivas estas prestaciones a la demandante en su condición de empleada del orden
territorial.

Esta ha sido la filosofía que inspiró el legislador al expedir el Decreto 1919 de 2002, en
tanto que extendió el régimen salarial y prestacional de los empleados nacionales al de los
territoriales, cuando textualmente estableció en su artículo 1º que los empleados de los
entes territoriales “gozarán del régimen de prestaciones socialesseñalado para los
empleados públicos de la Rama Ejecutiva del Poder Público del Orden Nacional”. (…)”
Subrayado fuera del texto.

6. El artículo Decreto Ley 1045 de 1978, establece como factor de salario para
liquidar varias prestaciones sociales, la aludida bonificación por servicios
prestados.

PETICIONES

1. Se ordene la reliquidación de salarios percibidos por el suscrito incluyendo en tal


reliquidación la aludida bonificación por servicios prestados.

2. Se reliquiden las prestaciones sociales en las cuales se debe tener en cuenta como
factor salarial la bonificación por servicios prestados.

4 de 4
3. Que se ordene el pago de los valores que resulten como diferencia entre lo recibido y lo
que aquí se solicita.

4. Que los valores adeudados se cancelen debidamente indexados.

5. De no concedérseme alguna de las anteriores pretensiones, justificarme qué causa legal


motivó la negación.

Cordialmente,

CARLOS ALBERTO AGAMEZ CAMACHO


C.C. No. 78.702.474 de Montería
NOTIFICACIÓN: Calle 33 No. 12-70, Barrio Ospina Pérez. Tels.:7866494 – 7891836, cel.:
3135352779, email.: agamezcarlos@hotmail.com

5 de 4