Está en la página 1de 7

De los conflictos en los trabajos

Conceptos

El conflicto a veces es una parte inevitable de nuestras vidas personales y nuestro lugar
de trabajo no es inmune a ello. Sin embargo, los tipos de conflicto laboral no siempre
son fáciles de resolver. Para los empleados, los problemas laborales no resueltos a
menudo acaban en desesperanza, insatisfacción laboral, depresión e infelicidad. Si no
se resuelven estas cuestiones, puede llevar a la agresión, la violencia, el retiro e incluso
la renuncia; causando problemas más profundos, tales como: absentismo, alta rotación
de empleados y déficits de cultura de la empresa.

En la mayoría de las organizaciones las personas no tienen buenas relaciones dentro del
área laboral, muchas de ellas son sanas y agradables en donde se refleja el trabajo en
equipo, sin embargo, vemos en otras organizaciones en donde las relaciones se
dificultan y provocan conflictos laborales, provocando a su vez objetivos y metas no
cumplidas.

Caracteres

Como menciona Chiavenato (2009:390), “El conflicto se presenta cuando una de las
partes (sea un individuo o un grupo) trata de alcanzar sus objetivos, que están ligados
con los de otra parte, e interfiere con los esfuerzos de ésta. El conflicto es mucho más
que un simple desacuerdo o desavenencia: constituye una interferencia deliberada,
activa o pasiva, para bloquear los intentos de la otra parte por alcanzar sus objetivos”.
Y según Robbin (2013: 446) “Un conflicto es un proceso que se inicia cuando una de las
partes percibe que la otra afecta o puede afectar algo que la primera considera
importante”.

De acuerdo a las dos definiciones, se puede concluir que el conflicto es una


confrontación entre individuos o grupos que perciben que la otra parte son amenazas
hacia sus objetivos personales y/o laborales, esta percepción puede ser negativa y
destructiva o positiva y constructiva.

Conflictos y Controversias en los trabajos

Chiavenato menciona los niveles de conflictos que se pueden presentan en una


organización:

 Conflicto intergrupal: Comportamiento que se presenta cuando los participantes


de la organización se identifican con diferentes grupos y perciben que los demás
pueden obstaculizar la realización de sus metas.
 Conflicto interpersonal: Se presenta entre personas que tienen intereses y
objetivos antagónicos. Generalmente involucra emociones.
 Conflicto individual: Es el conflicto que enfrenta una persona con sus propios
sentimientos, opiniones, deseos y motivación divergentes y antagónicos.

Como se puede ver los tres niveles de conflictos influyen directamente a los objetivos
de la organización y están en presentes en la mayoría de las áreas funcionales, las cuales
afecta el rendimiento y productividad de la misma, haciendo a la vez un ambiente tenso
entre todos los colaboradores y tiempo improductivo en las actividades, sin embargo, el
conflicto no siempre se tiene que ver de manera negativa, ya que el proceso del conflicto
lleva a consecuencias positivas y negativas, siempre y cuando las personas o grupos
involucrados cambien su actitud y mentalidad de trabajar en equipo y en sinergia para
lograr los objetivos de la organización, es aquí un punto importante en donde las
organizaciones deben de buscar estrategias para poder identificar y solucionar los
diferentes conflictos que se presenten dentro de ella.

Una parte importante del conflicto, es que de manera individual las personas involucran
en todo momento las emociones que provocan la forma de actúan y decidir ante ciertas
circunstancias, trayendo consigo los efectos del conflicto según Chiavenato:
Efectos benéficos:
 Aumento de la cohesión del grupo
 Innovación
 Cambio en las relaciones entre grupos en conflicto
Efectos destructivos:
 Frustración
 Perdida de energía
 Disminución de la comunicación
 Confrontación
Los conflictos pueden ser solucionados de diferentes formas:
 Fuga o evasión: huir de los problemas
 El impasse: genera bloqueos o parálisis
 Ganar-perder: el vencedor obtiene algo y el perdedor sufre una merma
 Conciliación: negociación, transacciones y ajustes (Genera nuevos conflictos)
 Integración: nadie sacrifica intereses (análisis, creatividad y visión global)

CLASIFICACION DE LOS CONFLICTOS

La solución para el manejo del conflicto recae en los cargos directivos y gerenciales, lo
que conlleva a que ellos deben de ser buenos líderes para tomar la solución más óptima
ante el conflictos presentado; un punto importante en el proceso de solución de
conflicto es la comunicación que existe entre las partes, así mismo, el dar una solución
que al final no resulte favorable, puede traer consecuencias más graves hacia al
individuo o grupo de trabajo, es por ello que es indispensable que el encargo y las
personas involucradas para solucionar el problema tenga una mente abierta, disposición,
conocimiento del problema y dejar a un lado los sentimientos, para dar nuevas alternativas
de solución y llegar a un acuerdo favorable entre las partes, así beneficiara a la
organización en el cumplimiento de las metas.
Los conflictos individuales

Es siempre de tipo jurídico, pues cuando en un contrato de trabajo existe en una de las
partes una intención modificatoria de los términos vinculantes, la ausencia de acuerdo
necesaria e indefectiblemente conduce a la extinción del vínculo. Es por ello que la
controversia nace irremediablemente en el reclamo del trabajador del cumplimiento de
una disposición no observada o de la diferente interpretación de una norma vigente,
siempre con relación a un contrato individual de trabajo, vigente o extinguido. El conflicto
individual carece por esas características de exteriorización pública, y no puede tener
efectos hacia la actividad productiva de la empresa, o producir repercusiones en el clima
de paz social. Pero

justamente en los casos en que el motivo de la disputa radica en diferentes


interpretaciones sobre normas en vigencia, la radicación de la contienda en sede judicial
lleva a connotar en la definición del litigio una impronta jurisprudencial que puede torcer
el modo en que se aplica una ley, o el criterio con el que se pone en ejecución un convenio
colectivo de trabajo.

Los conflictos colectivos

Los conflictos colectivos son controversias que surgen en las relaciones colectivas de
trabajo que involucran a la clase o comunidad trabajadora, en que se lesiona o puede
lesionarse derechos subjetivos de los trabajadores o afectar el interés profesional, siendo
el mismo estado el primer interesado en que se resuelvan inmediatamente por la vía
pacífica.

Las Relaciones de Trabajo como campo disciplinario que atiende el estudio de las
relaciones entre capital y trabajo, tiene entre sus objetos de análisis el tema de los
conflictos laborales. Lo que plantea un reto clave en el mundo del trabajo. El conflicto es
una institución o proceso que utilizan las partes para contribuir a la conquista de sus
objetivos. Es un hecho connatural a la relación de trabajo.
Es un medio de presión que coadyuva al alcance de objetivos previamente determinados.
Incluso, se entiende que el sólo anuncio de un conflicto, es ya en si mismo un arma de
presión. Las partes anuncian sus armas de presión con fines disuasivos, en un primer
momento.

La dimensión del conflicto que interesa a las Relaciones de Trabajo, no se circunscribe


sólo a los denominados legales. Se entiende más bien, que cuando las partes acuden a las
instancias públicas -por ejemplo la Administración del Trabajo- para plantear
una demanda con carácter conflictivo-

Ella viene, con toda seguridad, planteándose previamente en el marco de las relaciones
directas. Hay desavenencias, que no obstante el intercambio directo entre las partes, que
suele ser la instancia primaria de atención a las controversias, no pudieron ser satisfechas
o resueltas. Alfonso (1967:426) en su clásico "Estudio Analítico de Ley del Trabajo
Venezolana" resalta "la huelga y el lock-out no son los conflictos propiamente, sino tan
sólo el desenlace de los mismos".

CLASIFICACION DE LOS CONFLICTOS

El término conflicto es definido por La Real Academia Española de la Lengua como “lo
más recio de un combate. Angustia. Apuro, situación desgraciada o de difícil salida.
Lucha efectiva o temida entre dos o más Estados”.

El conflicto es un concepto que alude a una situación de tensión y desacuerdo entre dos
o más partes, refiere a posiciones encontradas. Se produce debido a una relación
establecida entre los sujetos intervinientes, quienes persiguen objetivos y que en función
de estos poseen necesidades insatisfechas o incompatibles.

Esta última definición nos sirve para tratar cualquier especie que nos interese, sea este un
conflicto internacional, familiar, laboral o uno que tiene solución jurídica, pues en el
marco de la construcción de una visión universalista del término se incluye todo
enfrentamiento, desde guerras internacionales hasta disputas conyugales, societarias o
raciales.
Computer generated image - Search For Solution

El derecho en el conflicto
La aplicación del derecho al conflicto genera paz social al ser monopolizada la fuerza en
un sector plenamente capacitado para administrarla e imponerla en instancias últimas,
constituyéndose así el ordenamiento jurídico en la más antigua y efectiva estrategia de
prevención para su resolución.

Los elementos del conflicto


La teoría general del conflicto integra varias ciencias. En este orden de ideas, en el ámbito
estratégico y en el jurídico existen correspondencias de las situaciones de conflicto, de
igual forma, en ambos campos, los conflictos son susceptibles de escalar a crisis de
diversas características o modalidades.

En este orden de ideas y referenciando la teoría del pensamiento estratégico, en los


conflictos se encuentran presentes los siguientes elementos:

El lenguaje: son las expresiones, gestos y acciones que comunican creencias, evidencian
u ocultan intenciones y materializan acciones. El lenguaje influye positiva o
negativamente en la conducta del oponente o de otros actores de la relación.
De tal modo que este elemento cumple los roles: informativo respecto de dar a conocer
las opiniones propias; expresivo a objeto de lograr adhesiones o de influir en la
contraparte y directivo al producir o impedir acciones de los otros actores.

La disputa por un derecho o un objetivo: todo conflicto supone un desacuerdo que puede
estar referido a un derecho que una de las partes considere le haya sido cercenado,
violentado o limitado; o a un objetivo cuyo cumplimiento haya sido mermado por acción
u omisión de otro actor.
La hostilidad recíproca: este elemento se hace presente cuando el conflicto evoluciona de
manera negativa, es decir, alejándose de una solución próxima. Se origina en la mala
disposición mutua y con la resistencia de uno de los actores a aceptar lo que el otro
pretende.
La agresividad o violencia: aparece finalmente cuando los actores del conflicto con o sin
intención modifican su lenguaje incurriendo en la agresión, perdiendo enteramente la
racional comunicación y seguramente recurriendo al empleo de la violencia como medio
para hacer valer su posición.
Para que exista un conflicto, mínimamente deben concurrir los elementos: el lenguaje y
la disputa por un derecho o un objetivo. Subsidiariamente si el conflicto no logra ser
solucionado, emergerán los otros elementos.