Está en la página 1de 12

1

1 PLAN COMÚN CIENCIAS MÉDICAS INFLAMACION La inflamación o respuesta inflamatoria, es una reacción que ocurre

PLAN COMÚN CIENCIAS MÉDICAS

INFLAMACION

La inflamación o respuesta inflamatoria, es una reacción que ocurre en el tejido conjuntivo en respuesta a la acción de agentes nocivos externos y/o internos. Es un fenómeno básicamente defensivo, protector, poco específico y útil al organismo, siendo la voz de alarma de la homeostasis biológica. Aunque los procesos inflamatorios y reparadores son benéficos, a veces pueden ser perjudiciales, como el shock anafiláctico (inflamación generalizada) o las cicatrices en forma de queloides.

Frente a cualquiera amenaza, el tejido conectivo reacciona con una inflamación aguda. Quienes se han pinchado un dedo con algo punzante han experimentado la sensación de ardor en el dedo, dolor e incapacidad para seguir usando el dedo, el cual se aprecia rojo, caliente e hinchado. En este caso la respuesta ha sido local. Con la ruptura de la piel o de las mucosas, los microorganismos pueden pasar del medio externo al interno, siendo posible que este episodio evolucione a un compromiso del estado general, con decaimiento, falta de apetito y fiebre.

Los signos iniciales de la inflamación son cinco:

Rubor, enrojecimiento o eritema

Tumor, aumento de volumen local, hinchazón o edema

Calor, aumento de la temperatura local

Dolor, e

Impotencia funcional del órgano afectado

Estos 5 signos cardinales corresponden a la llamada “inflamación aguda” que es la reacción inmediata de los tejidos frente a una injuria. En este proceso juegan un papel importante el componente vascular, el plasma, los leucocitos y las células del tejido conjuntivo. El sufijo “itis” implica la afección de un tejido u órgano. La inflamación de tendones, riñones, tiroides, apéndice, músculos, pericardio, peritoneo e intestino se designan como tendinitis, nefritis, tiroiditis, apendicitis, miositis, pericarditis, peritonitis y enteritis, respectivamente.

En su evolución normal, el resultado final de la inflamación aguda puede conducir a los siguientes resultados:

La regeneración tisular o la reparación total de la zona afectada, con retorno a una estructura y función normales

2

La destrucción completa del tejido y su reemplazo por tejido fibroso, formando una cicatriz y persistencia del agente causante, haciéndose el proceso crónico

La muerte del organismo

Ahora bien, si una inflamación localizada alcanza cierta intensidad, se producen repercusiones regionales, como la inflamación de los ganglios linfáticos cercanos a la zona inflamada, una linfoadenitis. Los ganglios afectados aumentan de volumen, están dolorosos a la palpación y aumento de temperatura local. Si la intensidad de la inflamación es mayor, hay repercusiones generales que se corresponden con fiebre, decaimiento, anorexia y manifestaciones registrables en exámenes de laboratorio como el hemograma por ejemplo. La inflamación se caracteriza por modificaciones histológicas y fisiológicas locales cuya finalización está relacionada con el proceso de o de reparación tisular, una vez que se haya neutralizado el estímulo nocivo.

una vez que se haya neutralizado el estímulo nocivo. La inflamación puede ser originada por dist

La inflamación puede ser originada por distintos factores como los siguientes:

Factores endógenos Necrosis tisular como una úlcera gástrica o una fractura ósea. Factores exógenos Agentes físicos como cortes, quemaduras, traumatismos, radiaciones, etc. Agentes químicos como la acción de sustancias corro- sivas ácidas, cáusticas, irritantes, etc. agentes bioló- gicos como virus, bacterias, hongos, etc y agentes inmu- nológicos como las res- puestas de hipersensibilidad.

gicos como virus, bacterias, hongos, etc y agentes inmu- nológicos como las res- puestas de hipersensibilidad.

3

ELEMENTOS QUE PARTICIPAN EN LA INFLAMACIÓN

Células:

Células endoteliales

Monocitos (macrófagos)

Linfocitos (T y B)

Células cebadas o mastocitos

Fibroblastos

Células mesenquimáticas

Fibras: colágenas, nerviosas y elásticas Sustancias de matriz extracelular amorfa

Proteoglicanos

Fibronectina

Componentes del sistema circulatorio

Arteriolas, capilares (arteriales y venosos), vénulas y plasma sanguíneo

Vasos linfáticos y linfa

Plaquetas, sistema del complemento, sistema de coagulación, sistema proteasas, sistema quininas, etc Sistema nervioso: vasodilatación, vasocontracción, dolor.

1.- Componente celular

Los componentes principales de la inflamación aguda son de tipo vascular y celular, con participación de casi todas las células conectivas. Este conjunto de células propias del tejido conectivo y los leucocitos aportados por la sangre constituyen el “infiltrado celular inflamatorio”. El infiltrado celular inflamatorio consta de plasma, neutrófilos, monocitos, eosinófilos, linfocitos, plasmocitos, basófilos, y plaquetas; entre las células conectivas están los mastocitos, que rodean los vasos sanguíneos y los fibroblastos. La matriz extracelular consiste en proteínas fibrosas estructurales (colágeno y elastina), glicoproteínas de adhesión (como la fibronectina, laminina, entactina, tenascina y otras) y los proteoglicanos.

de

escaso citoplasma poco visible al microscopio de luz.

con

Fibroblastos:

células

forma

irregular,

proteoglicanos. de escaso citoplasma poco vi sible al microscopio de luz. con Fibroblastos : células forma

4

Macrófagos: Célula móvil, de forma irregular y citoplasma con lisosomas y abundantes materiales en degradación. Su membrana plasmática presenta numerosos seudo podios que le permiten su migración por la matriz extracelular. Su función es fagocitar.

por la matriz extracelular. Su función es fagocitar. Células mesenquimáticas : forman parte del tejido
por la matriz extracelular. Su función es fagocitar. Células mesenquimáticas : forman parte del tejido

Células mesenquimáticas: forman parte del tejido mesenquimático, propio del embrión y del feto. En el adulto, se ubican alrededor de los capilares sanguíneos y venillas del adulto donde son denominados pericitos. Por su ubi- cación en el organismo poseen con gran potencialidad regenerativa.

en el organismo poseen con gran potencialidad regenerativa. Leucocitos : representan un grupo heterogéneo de células

Leucocitos: representan un grupo heterogéneo de células sanguíneas que tienen la capacidad de atravesar la pared de capilares y venillas para incorporarse al tejido conectivo donde cumplen con múltiples funciones. Los más numerosos son los neutrófilos, células de núcleo polimorfo y citoplasma rico en gránulos con enzimas digestivas; son los primeros en llegar al sitio amagado por una noxa, si esta noxa es un agente patógeno lo fagocitan.

una noxa, si esta noxa es un agente patógeno lo fagocitan. Los monocitos son los leucocitos

Los monocitos son los leucocitos de mayor tamaño; son mono- nucleados y con un citoplasma carente de gránulos. Cuando se incorporan al tejido conectivo se transforman en macrófagos titulares, capaces de reconocer microorganismos captar antíge- nos, procesarlos y presentarlos a los linfocitos.

5

Los linfocitos participan en las respuestas inmunes (linfocitos T, inmunidad celular) y humorales (linfocitos B, inmunidad humo- ral). Se distribuyen en todas las capas mucosas en forma difusa o a manera de conglomerados llamados nódulos linfáticos. Al tomar contacto con células extrañas o alteradas o con antígenos de la sangre o de la linfa, viajan a los nódulos linfáticos donde se multiplican.

viajan a los nódulos linfáticos donde se multiplican. 2.- Componente vascular El gran componen te de
viajan a los nódulos linfáticos donde se multiplican. 2.- Componente vascular El gran componen te de

2.- Componente vascular

El gran componente de la infla- mación son los vasos sanguíneos y sus alteraciones funcionales. El ellos se producen cambios de flujo por variaciones de calibre de los vasos y cambios de permeabilidad del endotelio. Ocurre dilatación arteriolar y capilar acompañadas de contracción venular originados por mediadores químicos de la inflamación.

arteriolar y capilar acompañadas de contracción venular originados por mediadores químicos de la inflamación.
arteriolar y capilar acompañadas de contracción venular originados por mediadores químicos de la inflamación.
arteriolar y capilar acompañadas de contracción venular originados por mediadores químicos de la inflamación.

6

A nivel capilar y venular aumenta la permeabilidad con salida de plasma al líquido tisular, proteínas plasmáticas y leucocitos. Gracias a las contracciones de las células endoteliales por efecto de la histamina, se producen verdaderas hendiduras en el endotelio. En el tejido conectivo perivascular aumenta la cantidad de agua y proteínas sanguíneas con lo cual la presión osmótica perivascular favorece la salida de plasma. En la superficie de las células endoteliales se expresan moléculas de adhesión celular del tipo selectinas destinadas marginar leucocitos y permitir su ingreso al tejido conectivo. También las células endoteliales liberan óxido nítrico y otras sustancias vasodilatadoras

libe ran óxido nítrico y otras sustancias vasodilatadoras En los primeros 10-15 minutos se produce una

En los primeros 10-15 minutos se produce una hiperemia, por dilatación de arteriolas y capilares. Tras esta fase aumenta la viscosidad de la sangre, lo que reduce la velocidad del flujo sanguíneo. Al disminuir la presión hidrostática en los capilares, la presión osmótica del plasma aumenta y abandona los vasos; en consecuencia, un líquido rico en proteínas sale al líquido tisular.

Los neutrófilos viajan desde la médula ósea; los macrófagos provienen de los monocitos sanguíneos y los linfocitos migran desde los órganos linfoides y desde nódulos linfoides del tejido conectivo. Los leucocitos se marginan, se adhieren al endotelio, salen del vaso por diapédesis y migran al foco inflamatorio por quimiotaxis, fenómeno que demora entre 3 a 12 minutos. A las 4 horas de iniciado el proceso se acumula una gran cantidad de neutrofilos y entre las 18 y 24 horas se alcanza una alta concentración de monocitos y macrófagos.

Los neutrófilos y los monocitos son las células encargadas fundamentalmente de atacar y destruir a las bacterias, virus y otros genes agresivos invasores. Los neutrófilos son células maduras que pueden atacar y destruir bacterias y virus. Los monocitos son células inmaduras con muy poca capacidad para luchar contra los agentes infecciosos. Sin embargo, una vez que entran a los tejidos aumentan su diámetro hasta 5 veces y alcanza hasta unas 80 micras; un tamaño que puede ser observado a simple vista. Asimismo se desarrollan gran cantidad de lisosomas y mitocondrias. Estas células llamadas ahora macrófagos tienen una gran capacidad para combatir a los agentes patógenos.

TIPOS DE INFLAMACION

Según su duración la inflamación puede ser aguda y crónica.

7

La inflamación aguda es de duración relativamente corta (minutos, horas o unos pocos días), se inicia muy rápidamente y se caracteriza por el exudado de plasma, proteínas, fibrina y leucocitos predominantemente neutrófilos. La inflamación crónica dura semanas, meses o incluso años y se caracteriza histológicamente por el infiltrado de linfocitos y macrófagos con la proliferación de vasos sanguíneos y tejido conectivo.

Inflamación aguda

Los cambios que se producen tras la lesión tisular se deben a los cambios en el flujo y calibre vascular que hacen que aumente el flujo sanguíneo; cambios estructurales en los vasos sanguíneos que aumentan la permeabilidad vascular e inducen la formación de exudado inflamatorio; y el paso de los leucocitos desde el espacio vascular al extravascular alcanzando así el foco de las lesiones. El resultado de todo ello es el acúmulo de un fluido rico en proteínas, fibrina y leucocitos originando el exudado inflamatorio.

fibrina y leucocitos originando el exudado inflamatorio. Inflamación crónica Si la inflamación dura semanas, meses

Inflamación crónica

Si la inflamación dura semanas, meses o años se considera crónica. Generalmente es producida por un agente de baja intensidad. Puede ser o no precedida por un proceso agudo. Entre los agentes causales de una inflamación crónica están los siguientes:

Infección persistente por microorganismos intracelulares (bacterias dentro del macrófago). Ej: tuberculosis, sífilis, micosis. Exposiciones prolongadas a materiales inertes no degradables, como la silicosis (sílice, mineros), asbestosis, materiales de sutura y cuerpos extraños diversos. Enfermedades autoinmunitarias como el lupus eritematoso sistémico, la artritis reumatoide, etc.

Tiene dos características importantes: (1) el infiltrado celular está compuesto sobretodo por macrófagos, linfocitos, neutrófilos, eosinófilos, fibroblastos y células plasmáticas y (2) la reacción inflamatoria es más productiva que exudativa, es decir, que la formación de tejido fibroso prevalece sobre el exudado de líquidos.

8

Algunas formas de inflamación crónica tienen una histología particular que consiste en acúmulos de macrófagos modificados llamados células epitelioides que forman agregados llamados granulomas (= inflamación granulomatosa). Los macrófagos pueden fusionarse y formar células gigantes que contienen hasta 100 núcleos.

Mediadores químicos de la inflamación

Bajo esta denominación se agrupa a todas las sustancias que tienen acción directa sobre los vasos sanguíneos y las células inflamatorias. Muchas de estas sustancias encontradas en el foco inflamatorio son componentes normales del plasma (mediadores plasmáticos como las sustancias que participan en la coagulación sanguínea sistema del complemento) o de los tejidos (mediadores tisulares como las células endoteliales que también producen mediadores químicos como el vasodilatador óxido nítrico).

Mediadores tisulares

La activación de los mastocitos, basófilos y plaquetas estimula el metabolismo del ácido araquidónico con la consiguiente síntesis de prostaglandinas, leucotrienos y tromboxanos La histamina y la serotonina, secretadas por mastocitos, basófilos y plaquetas, producen vasodilatación y aumentan la permeabilidad vascular. El PAF es un complejo lisofosfolípido-acetilado que induce la agregación plaquetaria y la degranulación. Además, aumenta la permeabilidad vascular, induce la adhesión leucocitaria y estimula la síntesis de derivados del ácido araquidónico. El ácido araquidónico es un ácido graso que se encuentra en la membrana celular y bajo estimulación puede ser liberado al exterior de la célula por una fosfolipasa. El óxido nítrico secretado por las células endoteliales, macrófagos y neuronas del cerebro reduce el lumen de las vénulas.

Citoquinas e interleuquinas. Son mediadores de tipo proteico que funcionan como reguladores de la inflamación, reparación y de la respuesta inmune. Son producidas

por muchas células pero no se detectan en el suero; actúan en las cercanías de las células que las produjeron. Funcionan como señales intercelulares. Actúan sobre la célula blanco mediante un receptor específico. Entre las citoquinas están las interleukinas (IL), el factor de necrosis tumoral (actúa sobre la célula tumoral, pero se produce en muy poca cantidad) y el interferón.

- IL-1: favorece la permeabilidad a nivel de las vénulas.

- IL-8: quimiotaxis para el neutrófilo y el monocito.

- IL-1 y TNF: participan en la adherencia del LPMN a la pared del endotelio induciendo a que se expresen las moléculas de adhesión.

- IL-1, TNF, INF: activan neutrófilos y macrófagos para la fagocitosis.

9

Mediadores plasmáticos

El sistema de la coagulación sanguínea tiene como función central la hemostasia; es decir, la conversión de fibrinógeno a fibrina por parte de las plaquetas y que forma una malla en el exudado. El sistema de quininas es un grupo de péptidos que producen intensa vasodilatación arteriolar y aumento de la permeabilidad capilar además de producir intenso dolor local, atrae neutrófilos y monolitos. El sistema de la plasmina o fibrolisina es la enzima que digiere la fibrina evitando la formación incontrolada de coágulos (se origina del plasminógeno). El sistema del complemento es un sistema de proteínas plasmáticas con distintas funciones: promueven la migración de células inflamatorias y estimulan a los mastocitos a liberar histamina, opsoniza elementos o partículas extrañas para que sean reconocidas por los macrófagos, forman poros (= complejos de ataque a membranas) en la membrana celular de células extrañas destruyéndolas por lisis osmótica

Papel del mastocito

destruyéndolas por lisis osmótica Papel del mastocito El mastocito es la célula clave en el proceso

El mastocito es la célula clave en el proceso inflamatorio además de su función en las reacciones alérgicas. Se les encuentra en todos los tejidos conectivos y tiene una similitud funcional con el basófilo. Se distribuyen alrededor de arteriolas y vénulas y su citoplasma está repleto de gránulos con sustancias bioactivas. El mastocito activado libera varios mediadores químicos que afectan y regulan la función de las células cercanas y actúan sobre el metabolismo de la MEC. Su degranulación ocurre por exocitosis y la histamina liberada aumenta la permeabilidad venular, contare la musculatura lisa intestinal y bronquial, induce la secreción de mucus y provoca vasodilatación cutánea.

Sus gránulos también contienen interleukinas que actúan sobre el hipotálamo anterior donde inducen la producción de PGE2 capaces de aumentar la temperatura corporal, el factor quimiotáctico para eosinófilos (estimulando su migración), el factor quimiotáctico para neutrófilos y una serie de enzimas entre las que está la heparina con función anti-trombina además de prostaglandinas, leucotrienos y el factor activador de plaquetas.

El siguiente esquema permite identificar a los mastocitos como los iniciadores de la respuesta inflamatoria mediante la liberación de histamina y heparina y cómo la lesión vuelve a su estado de normalidad.

10

10 Movilización celular al foco inflamatorio Gran parte de los mediadores químicos de la inflamación tiene

Movilización celular al foco inflamatorio

Gran parte de los mediadores químicos de la inflamación tiene como función atraer a los neutrófilos, monolitos y eosinófilos. Para alcanzar el foco inflamatorio los leucocitos deben seguir la siguiente secuencia:

1. Marginación. En la periferia del vaso el leucocito rueda y se adhiere a la célula endotelial de capilares y vénulas. La adhesión al endotelio está mediada por moléculas de adhesión endotelial como las siguientes:

- ELAM-1: tiene como función la adhesión de neutrófilos.

- ICAM-1: tiene como función la adhesión de neutrófilos y linfocitos.

- VCAM-1: tiene como función la adhesión de linfocitos y monocitos.

Migración. Los neutrófilos y los monocitos pueden atravesar los poros de los vasos sanguíneos por un proceso de diapédesis. Los primeros leucocitos que atraviesan por diapédesis la pared endotelial son los LPMN (leucocito polimorfonuclear neu- trófilo), luego lo hace el monocito y finalmente el linfocito. Con movimientos ame- boides avanzan hacia el foco inflamatorio guiados por sustancias quimiotácticas. Cuando un tejido se inflama, varios productos pueden causar quimiotaxis de neutrófilos y macrófagos, haciendo que se muevan hacia el área inflamada.

2. Los LPMN llegan primero por su gran movilidad y porque su concentración en la sangre es alta; en el tejido conectivo no sobreviven más de 24 a 48 horas. Entonces son reemplazados por los monolitos de vida media más larga, alrededor de 20 a 100 días.

11

Fagocitosis y degradación celular. Los leucocitos reconocen los agentes extraños, los engloban y fagocitan por la activación del sistema actina-miosina, iniciándose el proceso de digestión celular con la formación de un fagosoma. Los lisosomas y otros organelos entran en contacto con la vesícula de fagocitosis y sus membranas se fusionan con las de esta; así penetran las diversas enzimas y sustancias bacterianas

y la vesícula se trasforma en una vesícula digestiva, que inicia inmediatamente la

digestión de la partícula fagocitada. Tanto los neutrófilos como los macrófagos tienen

enzimas proteolíticas especialmente dispuestas para digerir bacterias y otras materias proteicas extrañas. Los macrófagos también contienen grandes cantidades de lipasa, que digieren las espesas membranas lipídicas que rodean algunas bacterias.

3. Posteriormente se destruye el LPMN liberando pus al tejido circundante. Contenido del fagosoma: radicales súper oxido, peróxido de hidrógeno (H 2 O 2 ), radical hidroxilo (OH-), ión hipoclorito (HCLO-).

REPARACION TISULAR

En la inflamación ocurre una destrucción de las células del parénquima y de las del estroma El organismo posee de dos mecanismos de reparación tisular dependiendo del órgano afectado, de la cuantía del daño y del tipo de lesión. La reparación de los tejidos afectados por el proceso inflamatorio se basa en la capacidad del organismo de mantener la constancia estructural y funcional del medio interno.

La fase de reparación se inicia desde el momento en que comienza la fagocitosis de los restos celulares del exudado inflamatorio. Durante la reparación se sustituyen las células muertas o lesionadas por células nuevas y sanas, derivadas del parénquima

o del estroma conectivo del sitio lesionado. Normalmente el proceso de reparación empieza a las 24 horas tras la lesión

a.- Regeneración. La reparación se efectúa mediante la proliferación de elementos parenquimatosos, pudiendo resultar en la reconstitución casi perfecta de la estructura dañada. Este proceso se realiza mediante hiperplasia e hipertrofia celular. Ej:

regeneración de la epidermis, del endometrio, del hígado, etc.

b.- Cicatrización. Cuando la regeneración del parénquima no es posible, el tejido lesionado se repara mediante tejido conectivo. Consiste en la remoción del tejido necrótico, proliferación celular y síntesis de matriz extracelular. El material que no puede ser degradado se elimina a través del drenaje linfático.

12

En el proceso de cicatrización intervienen los siguientes componentes:

Formación de nuevos vasos sanguíneos por proliferación (angiogénesis). Los fibroblastos estimulan a las células del endotelio vascular a proliferar.

Migración y proliferación de fibroblastos. En la contracción de la herida participan los miofibroblastos que ayudan a cerrar los vasos extravasados. Al retraerse la cicatriz se torma pálida por el incremento de colágeno y reducción de capilares.

Depósito de matriz extracelular. El tejido conectivo neoformado altamente vascu- larizado se denomina tejido de granulación.

El tejido de granulación es invadido por fibroblastos que organizan el tejido conectivo fibroso (remodelación).