Está en la página 1de 33

https://www-sciencedirect-com.ezproxy.unal.edu.

co/science/article/pii/S1631072114002034

https://ac-els-cdn-com.ezproxy.unal.edu.co/S1631072114002034/1-s2.0-S1631072114002034-
main.pdf?_tid=24f82df8-8fa3-446d-a8b9-
d8c260f0704c&acdnat=1551608845_48063bf55257f41461660399476a76bf

Comptes Rendus Mécanique


Volumen 343, Número 2 , febrero de 2015 , páginas 155-165

Mecánica de sólidos granulares y policristalinos.

Un análisis DEM de la falla del paso de


paso en pendientes de roca unidas
Los enlaces de autor abren el panel de superposiciónLuc Scholtès aFrédéric V. Donzé b

Mostrar más

https://doi.org/10.1016/j.crme.2014.11.002Obtenga derechos y contenido

Resumen
Se proporciona un análisis numérico de los mecanismos de falla de la ruta de
paso en pendientes de roca en base a simulaciones realizadas utilizando
un método de elementos discretos específicamente mejorado para el modelado
de masas de roca unidas . La fractura de laroca intacta y el rendimiento dentro de
las discontinuidades se pueden simular para determinar la superficie de falla sin
ningún supuesto a priori sobre su ubicación. Tanto para conjuntos de
discontinuidades coplanares como no coplanares, el fracaso es el resultado de la
propagación de microcracks de tracción que se desarrollan en los puentes de roca
desde las puntas de los planos de discontinuidad preexistentes de una manera
similar al ala agrieta las extensiones que eventualmente pueden unirse para
formar superficies de falla de paso de paso extendidas. Se realizan análisis de
sensibilidad para comprender mejor los mecanismos críticos que conducen a
la falla de la pendiente y para discriminar entre los roles respectivos jugados por
la roca intacta y los planos de debilidad en el inicio de la falla. Para un conjunto
de juntas distribuidas al azar que comparten la misma orientación preferencial,
se muestra que la falla depende de la fuerza de fricción movilizada en
las superficies de las juntas . Los resultados confirman la necesidad crítica de
una amplia y extensa caracterización de ambas mecánicas y propiedades
geométricas de las discontinuidades al evaluar la estabilidad de una masa de
roca.
 Artículo anterior
 Siguiente articulo
Palabras clave
Modelado numerico

Método de elemento discreto

Estabilidad de la pendiente de la roca

Fallo del paso de paso

Fracturamiento

1 . Introducción
El modelado numérico ahora se usa ampliamente en ingeniería civil
y minera para evaluar la estabilidad delas pendientesderocapor razones de
seguridad y económicas. Sin embargo, losmétodosconvencionalescontinuos o
discontinuos clásicos experimentan algunas limitaciones para simular de manera
realista el fracaso progresivo de las pendientes de roca unidas[1],[2] . La
capacidad de describir la liberación cinemática a través de la fractura es un tema
clave en el análisis de estabilidad de la pendiente de la roca que no se puede
abordar mediante modelos numéricos convencionales. De hecho, los supuestos
de discontinuidad totalmente persistentelos conjuntos solo son válidos en los
casos en que los volúmenes de roca pequeños están involucrados en el proceso
de falla Además, las fallas en la pendiente de la roca de traslación generalmente
involucran mecanismos de falla combinados donde se produce una interacción
compleja entre discontinuidades preexistentes ypuentes deroca intactoscuyas
fuerzas respectivas no necesariamente se movilizan
simultáneamente[3],[4],[5],[6],[ 7]. Por lo tanto, es fundamental considerar no
solo el deslizamiento y la apertura a lo largo de las discontinuidades
preexistentes, sino también la posibilidad defallas en el puentede rocacuando se
evalúa la estabilidad de una masa de roca.
En el análisis de estabilidad de taludes , el objetivo es determinar los factores
críticos que controlan el fracaso para evaluar y anticipar las consecuencias
posteriores al fallo. Además de la resistencia de la masa rocosa , estos factores
críticos incluyen la persistencia y el espaciamiento de las discontinuidades, así
como sus propiedades hidromecánicas (cohesión, resistencia de fricción, rigidez,
dilatación, conductividad, etc.). Desde hace varios años, se ha realizado un
esfuerzo posterior hacia el desarrollo de métodos numéricos capaces de
reproducir los mecanismos de falla progresiva que ocurren en las pendientes de
las rocas articuladas [1] , [8] , [9] , [10], pero solo recientemente se han
propuesto formulaciones completas capaces de describir la iniciación y
propagación de grietas en 3D [11] , [12] , [13] .
El trabajo que aquí se presenta está dedicado a la aplicación de uno de
estos enfoques numéricos recientemente desarrollados para el estudio de la
estabilidad de la pendiente de la roca, enfatizando los casos en los que ocurre un
fallo a través de la combinación de corte a lo largo de las superficies de
discontinuidad y la fractura de la matriz de roca intacta , la llamada Modo de
fallo "paso a paso" . La formulación del método es una descendencia del método
de elementos discretos que proporciona la capacidad de simular la propagación
de fracturasfrágilesa través de la rotura de los enlaces cohesivos definidos entre
las partículas que forman la parte intacta del material. Como una actualización a
los intentos previos realizados para simular fallas en laderas de roca utilizando
un enfoque de la mecánica de partículas [8], el método se ha mejorado
recientemente con una característica dedicada que proporciona una manera
eficaz y constitutiva para describir fracturas preexistentes y que se ha
demostrado que captura mecanismos de falla con precisión progresiva en roca
intacta y articulada[12],[14],[15].
Con el fin de identificar los parámetros que probablemente desempeñen un papel
decisivo en el desarrollo de las superficies de falla de la trayectoria de paso y los
movimientos de pendiente de traslación posteriores, se simularon varias
configuraciones de pendiente de roca que involucran diferentes patrones
de conjuntos de juntas . Después de una breve descripción de la formulación del
modelo, los estudios de casos de referencia que involucran un puente de roca
único se examinan en el marco de la mecánica de fractura con referencia a
trabajos anteriores [5] . Luego se propone un análisis de sensibilidad para
enfatizar los efectos que la geometría y las propiedades mecánicas de un
conjunto de juntas preexistente dado pueden tener en la estabilidad de la
pendiente. Finalmente, los mecanismos de falla de una pendiente de roca
asociada con una red de fractura más realistaLa configuración que involucra
varios conjuntos conjuntos se discute sobre la base de las predicciones del
modelo .

2 . Formulación del método.


El método propuesto se implementa en la plataforma YADE Open
DEM [16] , [17] , [18] , un marco de código abierto extensible para modelado
numérico basado en el método del elemento discreto(DEM). Según lo propuesto
inicialmente por Cundall y Strack [19] , el medio simulado se representa como
un conjunto de partículas rígidas (también llamadas elementos discretos) en
interacción entre sí a través de leyes de desplazamiento de fuerza que pueden
adaptarse de acuerdo con el material a modelar. . En el presente trabajo, las
partículas se unen entre sí siguiendo una ley lineal elástica-plástica que ha
demostrado estar bien adaptada para simular materiales de cohesión-
fricción [14]. En cuanto a la DEM clásica, el algoritmo implica dos
pasos. Primero, de acuerdo con la carga impuesta en el ensamblaje numérico, las
fuerzas se calculan entre elementos discretos (DE) en interacción entre
sí. Luego, la segunda ley de Newton se usa para determinar, para cada ED, la
aceleración resultante, que luego está integrada en el tiempo para encontrar las
nuevas posiciones de los elementos. Este proceso se repite iterativamente de
acuerdo con la ruta de carga prescrita . Debido a su formulación, el método
puede simular comportamientos altamente no lineales característicos
de materiales frágiles como resultado de la rotura de la unión local en los modos
de falla de tracción y corte.. Con el fin de simular mejor los comportamientos
similares a las rocas, la formulación de YADE se ha actualizado recientemente
con una función específica dedicada a la textura del
material [14]. Específicamente, se ha demostrado que, al controlar la densidad de
los contactos por partícula, el grado de enclavamiento de la DE que constituye el
medio numérico podría ajustarse para imitar lamicroestructura del material a
modelar. Al hacerlo, el comportamiento simulado se puede ajustar con precisión
para reproducir los rasgos característicos de la roca frágil, es decir, un alto valor
de la relación entre la resistencia a la tracción y la resistencia a lacompresión y
una envoltura de falla no lineal , que no es posible con la formulación clásica de
DEM (ver[14] para más detalles).
Además, el código se ha mejorado para tener en cuenta explícitamente
las discontinuidades (o uniones) preexistentes en su
formulación [12] , [15] . Inspiradas en la lógica de contacto de unión suave
desarrollada por Cundall y coautores para el desarrollo de la masa de roca
sintética [20] , las discontinuidades se consideran superficies planas que pueden
superponerse en el conjunto de elementos discretos. Las fuerzas de interacción
entre DE ubicadas en cada lado de una superficie de discontinuidad se pueden
identificar y reorientar según las direcciones normal y tangencial del plano,
como se ilustra en la Fig. 1 .
1. Descargar imagen de alta resolución (59KB)
2. Descargar imagen a tamaño completo
Fig. 1 . (Color en línea.) Ilustración de la lógica de contacto del plano. (a) Un segmento
plano que representa una discontinuidad (o unión) sobrepuesta en el conjunto de elementos
discretos. (b) Desplazamientos inducidos por cizallamiento a lo largo de un plano de
discontinuidad usando la lógica de contacto clásica. (c) Desplazamientos inducidos por
cizallamiento a lo largo de un plano de discontinuidad usando la lógica de contacto
modificada: las direcciones normal y tangencial al contacto están definidas por la
orientación de la articulación (nortej, tj) y no por la geometría de contacto de las partículas .
Usando esta lógica de contacto específicamente adaptada, el efecto
estructural inducido por las discontinuidades en el tejido del medio puede
explicarse explícitamente, asegurando además un comportamiento constitutivo
de la superficie articular simulada como se demuestra en [12] . De hecho, al
contrario de la lógica de contacto clásica, el esquema mejorado permite simular
un comportamiento que no depende de la resolución o la rugosidad de la
superficie de la articulación que emerge de la forma esférica de la ED. El
comportamiento de la interfaz se implementa de acuerdo con la teoría de Mohr-
Coulomb. La cohesión C , la resistencia a la tracción T y el ángulo de
fricción Φ de la superficie de la articulación, así como su normal ycizallamiento
rigidez ,Knorte y Ks, son, por lo tanto, parámetros que pueden establecerse
adecuadamente según las caracterizaciones del sitio o del laboratorio . Además,
la apertura de la junta con deslizamiento se puede tener en cuenta para una
descripción más representativa del comportamiento de las juntas de roca como
se observa en [21] . Los detalles de la implementación numérica se dan
en [12] y, por lo tanto, no se repiten aquí.
Finalmente, para los fines del presente estudio, el algoritmo DEM se modificó
para que la detección de contacto entre partículas se corte después del primer
paso del cálculo. Esta característica, que hace que el método se ejecute de una
manera similar a un método de celosía[22] , [23] , [24] , aumenta la eficiencia
computacional en comparación con un DEM clásico sin comprometer la
integridad de los resultados siempre que los desplazamientos sean Pequeño en
comparación con el tamaño DE. Por lo tanto, el estudio se centra en el inicio de
la falla más que en la fase de agotamiento posterior a la falla.

3 . Descripción de simulaciones
El método propuesto puede manejar configuraciones 3D. Sin embargo, para
presentar sus capacidades de una manera clara y completa, aquí solo se
estudiaron los cortes transversales de una pendiente ( Fig. 2 (a)). El modelo de la
pendiente consiste en una alta inclinación 100 m con una cara inclinada ángulo
de 70 °. Se empaquetó un conjunto de 75,000 DE en el volumen cerrado
correspondiente mediante una técnica de crecimiento dinámico:

Primero, una nube de DE sin contacto se distribuye aleatoriamente dentro


del volumen con una distribución de tamaño uniforme elegida aquí para
que la relación entre el radio máximo y el radio mínimo Rmax/Rmin es
igual a 2, evitando así el sesgo de comportamiento asociado con el
empaque regular;

En segundo lugar, sin aplicar la gravedad, el tamaño de la ED aumenta


progresivamente (de manera uniforme para todas las DE) hasta que la
empaquetadura alcanza un estado de equilibriodefinido por una
estabilización de su porosidad a lo largo del tiempo. La porosidad
final n de la empaquetadura puede ajustarse dependiendo de la fricción
definida entre la ED durante el crecimiento, obteniéndose una
empaquetadura más densa para valores pequeños del ángulo de
fricción . En el presente caso, se eligió un ángulo de fricción de 1 ° para
generar un empaquetamiento denso con una porosidad finalnorte≈0.4.
1. Descargar imagen de alta resolución (384KB)
2. Descargar imagen a tamaño completo
Fig. 2 . (Color en línea). Modelo de pendiente 3D utilizado en este estudio. (a) Vista
general. (b) Condiciones de contorno , vistas lateral y frontal .
Una vez que se generó el empaque, se establecieron las condiciones de los
límites impidiendo que los movimientos de la ED formaran los límites a lo largo
de la dirección perpendicular a la superficie del modelo ( Fig. 2 (b)). Todos los
demás DE podrían moverse en todas las direcciones. Aquí se debe tener en
cuenta que la formulación del modelo es independiente del tamaño, por lo que el
comportamiento del mismo volumen rellenado con un número diferente de DE
presentaría un comportamiento similar al que se ha verificado para simulaciones
numéricas de pruebas de laboratorio en estudios previos [25] . El tamaño de la
ED (y, por lo tanto, su número) se eligió aquí para garantizar
una discretización suficientedel interespacio entre fracturas para cada caso
probado. El mismo embalaje se utilizó en todos los estudios siguientes. La
geometría del modelo se había corregido y la ruta de carga debía definirse. En
nuestras simulaciones, la gravedad se aplicó al modelo antes de cada simulación
para generar una tensión in situ . La densidad de DEρDelaware se estableció de
tal manera que la gravedad indujo tensión vertical σven el límite inferior del
modelo corresponde al esperado para una pendiente de 100 m que consiste en
una roca con una densidad ρ igual a2500kg / m3 (σv≈2.5MPa).
Las propiedades mecánicas de la matriz de roca se eligieron aquí para garantizar
que el comportamiento simulado sea representativo de una roca frágil. Se realizó
un procedimiento de calibración preliminar para reproducir el comportamiento
de la arenisca de Fontainebleau estudiada por Sulem y Ouffroukh [26] (el
procedimiento de calibración se presenta en detalle en [14] ). Las propiedades
del medio se resumen en la Tabla 1 y el comportamiento simulado representado
en la Fig. 3 . Debido a la formulación del modelo y una conveniente elección de
parámetros ( Tabla 2 ), la no linealidad de la envolvente de falla así como una
relación de 10 entre losLa resistencia a la tracción y la resistencia
a la compresiónse pueden simular. Estas últimas características, que son
fundamentales para garantizar que el modelo se comporte como unmaterial
frágil, se establecen controlando el grado de entrelazado de la partícula que
constituye el medio, tal como se ha descrito en[14]. El grado de enclavamiento
es directamente proporcional al número de enlaces (o contactos) definidos para
cada partículaNque se estableció igual a 10 aquí.
Tabla 1 . Macropropropiedades de la matriz rocosa .
Relación
Módulo de de Resistencia a la Resistencia a la
Densidadρ (kg/metro3)
Young E(GPa) Poisson υ(- tracción UTS(MPa) compresión UCS(MPa)
)

2500 45 0.25 3.5 35

1. Descargar imagen de alta resolución (130KB)


2. Descargar imagen a tamaño completo
Fig. 3 . (Color en línea). (A) Curvas de tensión-deformación obtenidas de simulaciones
de pruebas de tracción directa realizadas en la matriz de roca antes, y después de que la
reducción de resistencia (SR) se aplicó en sus propiedades de resistencia (consulte la
Sección 3 para obtener detalles del método de SR). (b) Sobres de falla pronosticados para
la matriz de roca.
Tabla 2 . Micropropiedades utilizadas para la matriz de roca ( D es la media armónica de los
diámetros DE interactivos).

mer
Resistencia Ángulo
Densidad de o de Rigidez Relación de
a la Cohesióndom de
particula ρDelawa bon normal kmetro,n rigidezkmetro,s/k
tracción tm etro (MPa) fricciónϕ
re (kg/metro3) os / orte/re(GPa) metro,norte(-)
etro(MPa) metro (°)
DE
N(-)

4100 10 50 0.3 4.5 45 18

Las micropropiedades de la interacción que conforman los planos de unión se


calibraron para simular superficies de unión no cohesivas (do=0, T=0), con un
ángulo de fricción Φ igual a 30 ° y un ángulo de dilatación Ψ de 0 ° ( Tabla
3 , Tabla 4 ). Como primera aproximación, la rigidez se fijó para que fuera 10
veces más pequeña para las interacciones ubicadas en los planos de unión que
para las que están dentro de la matriz de roca. Tal como se presenta en la Fig.
4 (a), el comportamiento plástico elástico perfecto de la superficie de la junta
simulada bajo corte directo es representativo de una superficie típicamente lisa y
no muestra el comportamiento de reblandecimiento comúnmente observado para
las juntas de roca natural con superficies rugosas. Al proporcionar un
comportamiento articular suave y simplificado, el enfoque garantiza sin embargo
que el comportamiento sea idéntico, independientemente del tamaño y la
orientación delplanos de discontinuidad , que es una mejora significativa sobre la
formulación de contacto clásica [8],[12],[27].
Tabla 3 . Macropropiedades de las articulaciones rocosas.
Rigidez Rigidez al
Ángulo de Resistencia a la Ángulo de
normal Knorte(GPa corte Ks(GPa CohesiónC (MPa)
fricción Φ(°) tracción T(MPa) dilataciónΨ (°)
m) m)

4.5 2 30 0 0 0
Tabla 4 . Micropropiedades utilizadas para las uniones de roca ( D es la media armónica de
los diámetros DE interactivos).
Resistencia a
Rigidez Relación de Ángulo de Ángulo de
la Cohesióndoj (M
normal kj,norte/re (G rigidez kj,s/kj,nort fricción ϕj( dilataciónψj
tracción tj(M Pa)
Pa) e (-) °) (°)
Pa)

5 0.1 30 0 0 0

1. Descargar imagen de alta resolución (116KB)


2. Descargar imagen a tamaño completo
Fig. 4 . (Color en línea.) (A) Curvas de tensión-deformación obtenidas de simulaciones
de prueba de corte directo realizadas en el modelo calibrado bajo una carga normal
constante σnorteigual a 1 MPa: τ es la tensión de corte yδnorte y δsSon el desplazamiento
normal y la cizalla de la articulación respectivamente. (b) Sobres de falla
pronosticados para la junta de roca.
En los casos en que la falla no se produjo como resultado de las condiciones
estructurales y mecánicas prescritas (debido a la presencia de puentes de roca,
por ejemplo), se aplicó un método de reducción de la fuerza (SR) para llevar el
modelo de pendiente a la falla. Suponiendo que la falla a menudo ocurre en la
naturaleza debido al debilitamiento progresivo de los puentes de roca ubicados
entre las discontinuidades preexistentes (debido a los acoplamientos
hidromecánicos, los ciclos de congelación y descongelación, la intemperie
química, ...), la resistencia de los enlaces entre partículas se compone la parte
intacta del medio disminuyó progresivamente a lo largo de la simulación
(resistencia a la tracción)tmetro y cohesión dometrose redujeron en la misma
cantidad). El factor SR α , definido como la relación entre la fuerza inicial y la
fuerza asignada actualizadaα=tmetro(0)/tmetro(t), se incrementó así iterativamente
hasta que la pendiente se desvió de una configuración estable. La estabilidad de
la pendiente se evaluó comprobando que la velocidad v de la ED perteneciente a
la cresta de la pendiente era menor que un valor predefinido (v0=1mm / saquí). Se
puede observar en la Fig. 3 que la SR inducida en la escala macroscópica es
apreciablemente proporcional a la asignada en la escala entre partículas
(α=tmetro(0)/tmetro(t)≈UTS(0)/UTS(t)) y, por lo tanto, podrían ser de interés si los
análisis retrospectivos se usaran para evaluar el potencial de una pendiente real
hacia el fracaso.

4 . Resultados
4.1 . Plano persistente

Primero se estudió una configuración que involucraba el corte de modelo de


pendiente predefinido por una inmersión de junta persistente a 40 ° hacia la cara
de pendiente ( Fig. 5 ). Una vez que se logra la inicialización de la tensión y la
pendiente es estable (v≪1mm / s), las superficies articulares tienen asignadas sus
propiedades mecánicas predefinidas. Para demostrar la capacidad del modelo, la
simulación se ejecutó bajo diferentes supuestos:
-

utilizando la lógica de contacto "clásica" con un ángulo de


fricciónΦ supuestamente favorable al fallo (Φ=30°);
-

utilizando la lógica de contacto del plano para varios valores del ángulo
de fricción de la junta Φ (30 °, 39 ° y 41 ° respectivamente).
1. Descargar imagen de alta resolución (337KB)
2. Descargar imagen a tamaño completo
Fig. 5 . (Color en línea). (A) Evolución del desplazamiento de la cresta de la pendiente en
función del tiempo de simulación para diferentes propiedades de contacto de
la superficie de la junta (lógica de contacto plana y clásica). (b) Campo de
velocidad obtenido cuando el ángulo de fricción Φ se ajustó a 30 ° usando la lógica de
contacto del plano.
La evolución del desplazamiento de la cresta en función del tiempo de
simulación se representa en la Fig. 5 (a) para cada caso probado. El campo de
velocidad al final de la simulación (después de 2800 s) se presenta en la Fig.
5 (b) para un caso donde ocurrió una falla (lógica de contacto del plano, Φ=30°).
Se puede deducir de los resultados que, contrariamente a la lógica de contacto
clásica, la lógica de contacto del plano anula el problema intrínseco asociado con
la forma DE haciendo que el modelo sea independiente de la rugosidad de la
superficie de la articulación y, por lo tanto, independiente de
su discretización . De hecho, la lógica de contacto mejorada permite controlar las
propiedades de las articulaciones con un comportamiento simulado de acuerdo
con la teoría del equilibrio límite (estable paraΦ>inmersión ángulo, e inestable
para Φ<inmersión ángulo).

4.2 . Plano no persistente con un puente de roca intacto.

Con el fin de evaluar la validez del modelo en términos


de propagaciónde fracturas , se estudiaron dos configuraciones que involucran,
respectivamente, las superficies de falla potencial "en plano" y "fuera de plano" ,
surgidas del trabajo de Einstein y coautores [5] . La metodología se aplicó así
a las pendientes rocosas en las que un puente de roca intacta separa dos planos
de discontinuidad coplanar ("en el plano") o no coplanar ("fuera del
plano") ( Fig. 6 , Fig. 7 ). En cuanto al estudio de caso anterior , los planos de
discontinuidad se sumergieron a 40 ° dentro de la pendiente y el ángulo de
fricción de la junta Φ Se fijó en 30 ° para favorecer el fracaso.

1. Descargar imagen de alta resolución (71KB)


2. Descargar imagen a tamaño completo
Fig. 6 . (a) Círculo de Mohr - Falla a bajo nivel de estrésσyo. (b) En el plano de falla de
puente de roca. (c) Fallo fuera del plano del puente de roca: caja sobresaliente ( l < 0) y
caja no sobresaliente ( l > 0); modificado después de [5] .
1. Descargar imagen de alta resolución (792KB)
2. Descargar imagen a tamaño completo
Fig. 7 . (Color en línea). Patrón de fracturamiento y campo de velocidadfinal
correspondiente inducido por la degradación de la fuerza en función
del tiempo de simulación tyo (t2>t1)para diferentes configuraciones de puentes de roca: (a)
caja fuera del plano con planos de unión sobresalientes ( l < 0), (b) caja fuera del plano
con planos de unión no sobresalientes ( l > 0) y (c) en caso plano ( l > 0).
De acuerdo con la teoría de la mecánica de fracturas , a niveles de tensión bajos,
la falla se produce principalmente a través de la fracturapor tracción (ruptura en
modo I) que se desarrolla en ángulos altos en la dirección del desplazamiento de
la cizalla ( Fig. 6 (a)). Esto llevó a Einstein y sus coautores [5] a proponer que,
durante una falla "en el plano" ( Fig. 6 (b)), las fracturas por tracción se
desarrollarían primero en el puente de roca. Luego, dependiendo de
la resistencia al corte y la longitud ldel puente de roca, una fractura de puente
eventualmente se propagaría en la dirección de deslizamiento (ruptura del modo
II). En una falla “fuera del plano”, se deben considerar dos escenarios
dependiendo de la longitud en el plano l del puente de roca ( Fig. 6 (c)). Por un
lado, si los dos planos de discontinuidad están sobresaliendo uno respecto al otro
(l<0), una grieta de tracción continua podría unir directamente los dos planos y
disparar el deslizamiento. Por otro lado, si los dos planos de discontinuidad
ahora se desplazan a lo largo de la dirección de deslizamiento (l>0), el puente
eventualmente ocurriría dependiendo tanto de la resistencia al corte como de la
longitud l del puente de roca, como en el caso del plano.
Las predicciones del modelo se presentan en la Fig. 7 para configuraciones tanto
en plano como fuera de plano. Las simulaciones concuerdan preferentemente
bien con los escenarios discutidos anteriormente. Además, debido a la alta
relación entre las resistencias a la tracción entre partículas y al corte escogidas
aquí (ver Tabla 2 ), y al nivel de tensión relativamente bajo en el modelo de
pendiente en comparación con su resistencia al corte intrínseca ( Fig. 3 ), la
fractura realmente ocurrió a través de Solamente ruptura de tracción entre
partículas, de acuerdo con la teoría. En todos los casos, las macro-fracturas
resultaron de la coalescencia de microcracks que sedesarrollaron desde las
puntas de los planos de discontinuidad en la forma de alaExtensiones de
grieta [28].
En las configuraciones fuera del plano ( Figs. 7 (a) y 7 (b) ), la fractura se
extiende hacia arriba para llegar finalmente al plano de discontinuidad
superior. Posiblemente se produjo un puente dependiendo de las posiciones
relativas de las fracturas preexistentes a lo largo de la dirección de
deslizamiento. Cuando se hizo la unión ( Fig. 7 (a)), toda la parte superior de la
pendiente se desestabilizó y se deslizó a lo largo de la superficie formada por los
dos planos de unión preexistentes. Cuando no se produjo el puenteo ( Fig. 7(b)),
fractura extendida hacia la cara de la pendiente, que conduce al desprendimiento
de un primer bloque distinto que se deslizó a lo largo del plano de
discontinuidad. Luego se necesitó una degradación adicional de la fuerza para
desestabilizar la cresta de la pendiente a través de la aparición de una fractura
por tracción que se desarrolla hacia abajo, desde la parte superior de la pendiente
hasta la superficie libre recién creada . Un segundo bloque colgante superior
eventualmente colapsaría en forma de derribo, girando alrededor de su base.
En la configuración en el plano ( Fig. 7 (c)), el mecanismo era similar a la caja
fuera del plano sin sobresalir entre las dos discontinuidades preexistentes ( Fig.
7 (b)). Para el caso probado, no se produjo un puente entre los planos de unión
preexistentes debido a las propiedades geométricas ( l ) del puente y las
propiedades mecánicas predefinidas aquí. Sin embargo, como en el caso (b),
una zona de proceso desarrollada en la región de esquilaComo resultado de la
fractura por tracción. Las configuraciones con diferentes longitudes de puentes
de roca fueron probadas para ver si los puentes podrían simularse o no. El puente
fue posible para pequeñas longitudes de puentes donde se desarrolló a través de
la coalescencia de grietas "en escalón" resultantes de roturas por tracción
inclinadas hacia la dirección de corte. Este último resultado está de acuerdo con
las observaciones realizadas a partir de experimentos que indican que la falla de
corte a gran escala en roca frágil se debe a la coalescencia de las grietas
inducidas por tensión [29], y destaca la importancia de la fractura por tracción en
el desarrollo de zonas de corte.a bajas tensiones normales. Sin embargo, se debe
tener en cuenta que, en realidad, dependiendo del tipo de roca y de la escala
considerada, la fractura de los puentes de roca puede complicarse por la
presencia de juntas cruzadas que pueden modificar esta tendencia. Este último
tema es importante y necesitaría más estudios dedicados.

4.3 . Conjuntos conjuntos distribuidos al azar

La capacidad del modelo para lidiar con la propagación de fallas se validó para
configuraciones relativamente básicas, los siguientes resultados presentan
estudios de casos donde las uniones preexistentes no están restringidas a las
principales fallas , sino que se distribuyen aleatoriamente dentro de la pendiente
de la roca. Se proporciona un estudio paramétrico para demostrar el interés
potencial de la metodología para el análisis de sensibilidad de laestabilidad de
la pendiente de la roca .

4.3.1 . Efecto de las propiedades de las articulaciones.


Con el fin de enfatizar el papel de las propiedades del conjunto de juntas en la
estabilidad, se construyó un modelo de pendiente con un conjunto de juntas
distribuido al azar que sumerge 40 ° hacia la cara de la pendiente ( Fig. 8 ). Aquí
nuevamente, la gravedad se aplicó primero y la reducción de la fuerza se operó
iterativamente hasta que se desestabilizó la cresta de la pendiente. En la Fig. 8 se
presentan laspredicciones del modelo obtenidas para el caso de referencia
realizado con un ángulo de fricción de la junta Φ igual a 30 ° y una relación de
10 entre la rigidez de la matriz y la rigidez de la junta . Sin ninguna suposición a
priori.en la ubicación y forma de la superficie de falla potencial, la falla ocurrió
de manera "en échelon" como resultado de la fractura progresiva de los puentes
de roca que se desarrollaron dentro de las zonas donde la resistencia del material
era insuficiente para soportar la carga. La superficie de falla final, por lo tanto,
consiste en una combinación de superficies de deslizamiento de unión y
fracturas de tracción unidas típicas de los mecanismos de falla de paso de paso.

1. Descargar imagen de alta resolución (280KB)


2. Descargar imagen a tamaño completo
Fig. 8 . (Color en línea). (A) Patrón de fractura en el fallo y (b) Campo de
velocidad correspondiente para un conjunto de unión que sumerge 40 ° en el modelo de
pendiente (caso de referencia 1).
La simulación se ejecutó variando respectivamente
las propiedadesmecánicas (rigidez , ángulo de fricción) y la persistencia de las
discontinuidades que forman el conjunto de la junta. La persistencia articular se
varió manteniendo las posiciones del baricentro de las fracturas preexistentes y
modificando sus longitudes de acuerdo con el caso de referencia (caso 1), la
relación entre la longitud articular analizadaL(t) y la longitud de la junta de
referencia L(0)siendo el factor controlador. La Tabla 5 resume el estudio
paramétrico y presenta el valor respectivo del factor SR α necesario para
desencadenar el fallo, así como el volumen final desestabilizado. Los campos de
velocidad predichos por el modelo en caso de falla se presentan en la Fig. 9 .
Tabla 5 . Análisis de sensibilidad para una inmersión de conjuntos articulados distribuidos
al azar a 40 °.
Volumen
Razón de rigidez - Ángulo de fricción Factor SR en el
Caso colapsante
- Persistencia K(t)/K(0)-Φ-L(t)/L(0) fallo α=UTS(0)/UT(t)
(m 3 )

1-
1 - 30 - 1 7.5 28,572
referencia

2 - fricción 1 - 15 - 1 4.2 28,398

3 - fricción 1 - 45 - 1 100 11,805

4 - rigidez 0.1 - 30 - 1 5.6 28,130

5 - rigidez 10 - 30 - 1 10 28,760

6-
1 - 30 - 0.5 32 22,420
persistencia

7-
1 - 30 - 0.75 10 26,740
persistencia

8-
1 - 30 - 1.25 5.6 26,564
persistencia

9-
1 - 30 - 1.5 1 25,332
persistencia
1. Descargar imagen de alta resolución (953KB)
2. Descargar imagen a tamaño completo
Fig. 9 . (Color en línea). Campo de velocidad calculado por el modelo en caso de fallo para
nueve propiedades diferentes de conjuntos conjuntos . Los parámetros de cada estudio de
caso se presentan en la Tabla 5 .
Se pueden sacar varias conclusiones del análisis:
-

Si la rigidez articular no influye en la ubicación de la superficie de falla


(casos 1, 4 y 5), ciertamente influye en la resistencia de las pendientes. La
falla se produce para valores de fuerza de matriz más altos (o factor SR
más pequeño) cuando la rigidez de la articulación es menor. De hecho,
los desplazamientos relativos más grandes a lo largo de la superficie de la
articulación producen una mayor concentración de estrés en las puntas de
las discontinuidades. Las grietas del ala se propagan más fácilmente en
la matriz de la roca .
-

La fricción articular también influye en la resistencia de la pendiente


(casos 1, 2, 3). Primero, cuando es posible deslizarse a lo largo de los
planos de discontinuidad ( Φ <ángulo de inmersión; casos 1 y 2), se
produce una falla para valores de fuerza de matriz más altos cuando el
ángulo de fricción de la junta es menor. Ciertamente, la carga adicional
que no puede ser soportada por la unión se transfiere a la matriz de roca
que luego falla más fácilmente. Por el contrario, conservador propiedades
de fricción ( Φ> ángulo de inmersión; caso 3) hacer que la pendiente falle
como si fuera homogénea con el desarrollo de una superficie superficial
de falla circular que generalmente se observa en una pendiente de roca o
arena débil. En este último caso, la falla nunca se alcanza a lo largo de los
planos de discontinuidad y el estrés no se concentra en las puntas de
discontinuidad. Las fracturas preexistentes ya no son debilidades en la
masa rocosa y la pendiente falla debido a la falla de la matriz .
Estos resultados muestran cómo la resistencia de la pendiente se distribuye entre
los puentes de roca y las superficies de las juntas en función de su resistencia
respectiva. Es obvio que el componente más débil conduce la falla general. No
obstante, para una masa rocosa potencialmente inestable con una resistencia de
matriz de roca dada, la probabilidad de falla depende directamente de la
resistencia que pueda movilizarse en las superficies de la articulación (la SR
varía de 10 a 4.2 dependiendo de las propiedades de la articulación).
Además, la persistencia de la articulación también tiene una gran influencia en la
estabilidad de la pendiente, ya que la resistencia de la masa rocosa es
inversamente proporcional a la superficie ocupada por las uniones a lo largo de
la superficie de falla potencial. Por ejemplo, al menos en los casos probados
donde las propiedades favorables de la articulación se usaron ( Φ <ángulo de
inclinación) se produjo una falla para valores más altos de la resistencia de la
matriz cuando la superficie de la articulación aumentó (casos 6, 7, 8 y 9). Este
último resultado tiende a confirmar las soluciones clásicas de equilibrio
delímites de fuerza- equilibrio para fallas de tipo planar, donde la resistencia
total al corte de la pendiente es inversamente proporcional a la superficie de la
articulación, sin embargo, la capacidad del modelo para tratar con Planos
articulados alineados.
En resumen, la concentración de tensión en los puentes de roca es una función
de la fuerza (o fricción) movilizada en las superficies de las juntas, es decir, las
superficies de las juntas más grandes y más débiles inducen más deformaciones
a lo largo de las discontinuidades y, por lo tanto, producen mayores esfuerzos de
corte en los puentes de roca. La falla está directamente limitada por la
distribución de la resistencia entre la matriz de la roca y las discontinuidades en
función de sus respectivas propiedades mecánicas y geométricas .
Aunque como resultado de una configuración de conjunto de unión particular,
los resultados presentados aquí pueden extenderse fácilmente a casos más
generales con una red de fractura discreta específica (DFN) y demostrar las
capacidades potenciales del método para determinar los parámetros que afectan
más significativamente la resistencia de la masa de roca cuando está in situ Los
datos geológicos y mecánicos no pueden ser evaluados con precisión.

4.3.2 . Conjuntos combinados

Para completar una simulación de una pendiente de roca más realista, se generó
un modelo que contenía una combinación de 3 conjuntos de juntas que
sumergían respectivamente 40 °, 70 ° hacia la cara de la pendiente y 60 ° hacia
atrás ( Fig. 10 ). Además del patrón de fracturamiento y el campo de velocidad
en el fallo, el historial de la velocidad de la cresta se traza para mostrar el
período de tiempo de la simulación.

1. Descargar imagen de alta resolución (362KB)


2. Descargar imagen a tamaño completo
Fig. 10 . (Color en línea.) (A) Patrón de grietas, (b) campo de velocidad y (c) historial de
velocidad de cresta en el fallo para una simulación realizada en una pendiente con una
combinación de tres conjuntos de juntas que sumerge respectivamente 40 °, 70 ° hacia
la pendiente Cara y 60 ° hacia atrás.
Contrariamente a los casos anteriores con conjuntos de articulaciones no
persistentes, aquí ocurrió un fallo justo después de la estabilización de la
pendiente bajo la gravedad sin que se aplicara ninguna reducción de la
resistencia a la matriz de roca. De este modo, se indujo un fallo como
consecuencia directa de la configuración de la red conjunta. Como primera
aproximación, este resultado parece ser consistente con las observaciones de
campo comunes y la teoría clásica de la estimación de la fuerza de la masa de
roca que indica que la fuerza general de una masa de roca disminuye con el
aumento de la densidad de fractura [30] . Curiosamente, aunque la red de
fracturas involucraba una combinación de conjuntos de articulaciones no
persistentes, las estructuras de bloques podrían identificarse en la vecindad del
área de pendiente donde se produjo el fallo ( Fig. 11(una)). No obstante, en el
caso probado, se produjo una falla como consecuencia de los movimientos de
bloque y la fractura de roca intacta, como lo demuestran las simulaciones
realizadas para valores más altos de la fuerza intacta para la cual la pendiente no
falló. Como consecuencia de la configuración de los conjuntos de juntas, los
movimientos de pendiente fueron una combinación de deslizamiento sub-vertical
y sub-horizontal orientado preferentemente a lo largo de los conjuntos de juntas
de ángulo de inclinación de 70 ° y 40 °. Se encontró que estos movimientos se
mejoraron críticamente por los mecanismos de derribo por flexión inducidos por
el conjunto de la articulación que desciende 60 ° hacia la parte trasera de la
pendiente. Por ejemplo, como se observa en el patrón de fracturamiento,
el microcracking , aunque se concentró cerca del pie de la pendiente, se
desarrolló en todas las profundidades como resultado de grandes
desplazamientos generales. Estos desplazamientos profundamente asentados (La
Fig. 11 (b)), características de los mecanismos de volcado, apareció justo
después de la fase de estabilización, principalmente inducida por el conjunto de
juntas de inmersión hacia atrás a 60 ° como lo confirman las simulaciones
adicionales ejecutadas para los modelos de pendiente que incorporan cada uno
de los conjuntos de juntas respectivos. En este estudio de caso, el conjunto de
unión de ángulo de inclinación de 60 ° fue el componente impulsor para
promover el fracaso.
1. Descargar imagen de alta resolución (412KB)
2. Descargar imagen a tamaño completo
Fig. 11 . (Color en línea). (A) Distribución de bloques (cada color corresponde a un bloque
aislado) y (b) Campo de desplazamiento depostestabilización obtenido para una simulación
realizada en una pendiente con una combinación de tres conjuntos de juntas que sumerge
respectivamente 40 °, 70 ° Hacia la cara pendiente y 60 ° hacia atrás.

5 . Conclusión
Se proporciona un análisis numérico de los mecanismos de falla de la ruta de
paso en pendientes de roca unidas en base a simulaciones realizadas con una
versión mejorada del método del elemento discreto donde los defectos
estructurales se pueden simular como superficies de discontinuidad pre-
existentes incrustadas en un medio intacto. Las configuraciones estudiadas en
este documento fueron elegidas para ser relativamente simples para enfatizar la
capacidad del enfoque para tratar los mecanismos progresivos de falla que se
desarrollan en pendientes de roca unidas sometidas a movimientos de
traslación. Las macro-fracturas se simulan como resultado de la coalescencia de
las microfisuras que se desarrollan a partir de las puntas de los planos de
discontinuidad a la manera de las alas.agrieta las extensiones que pueden crecer
de tal manera que eventualmente alcancen planos de discontinuidad vecinos y
luego formen superficies de falla de paso de paso extendidas . Tanto las fallas de
traslación “en plano” como “fuera de plano” se simularon de acuerdo
con la teoría de la mecánica de fractura , lo que confirma el papel crítico de
la tracciónMecanismos de ruptura en el proceso de desestabilización. Un análisis
de sensibilidad realizado en una pendiente que contiene un conjunto de uniones
distribuidas al azar que comparten la misma orientación preferencial mostró que
el fracaso se desarrolla como resultado de la competencia entre la movilización
por fricción en los planos de discontinuidad y la fractura por tracción de los
puentes de roca que forman la parte intacta de El medio, la competencia está
fuertemente influenciada por las propiedades de la red conjunta. La
concentración de estrés en los puentes de roca parece ser mucho mayor
para propiedades mecánicas de la articulación más débiles y una mayor
persistencia de la articulación. En el caso de conjuntos conjuntos conjuntos.con
diferentes orientaciones, el método hace posible discriminar el papel respectivo
de los diferentes conjuntos de juntas en la estabilidad general y su respectiva
prevalencia hacia los mecanismos críticos que conducen a la falla de la
pendiente . En particular, para el caso probado, los análisis mostraron que el
conjunto de articulación más crítico era el asociado con los mecanismos de
derribo, su orientación causaba desplazamientos horizontales grandes y
profundamente asentados que inducían daños irreversibles a la pendiente.
Extendiendo este trabajo a estudios de casos realistas, se pueden generar
distintas configuraciones para discriminar el papel respectivo de las estructuras
geológicas presentes en la masa rocosa. De este modo, se pueden realizar
análisis de sensibilidad para identificar los parámetros que afectan de manera
más significativa la estabilidad de una estructura de roca , teniendo en cuenta la
geometría de la red de fractura , así como las propiedades mecánicas de la matriz
de roca y las fracturas. El enfoque propuesto parece especialmente adecuado
para la determinación de superficies de falla crítica como estrés inducidolas
fracturas se propagan básicamente dentro de las zonas donde la resistencia del
material es insuficiente para soportar la carga. Esto es altamente prometedor en
vista de la necesidad de predecir la estabilidad de las pendientes de rocas
naturales y artificiales para las cuales los datos geológicos son limitados o
difíciles de evaluar. Sin embargo, se debe tener cuidado al aplicar el método a
los estudios de casos reales, dada la incertidumbre general en la determinación
de la configuración in situ (resistencia de la masa de roca, distribución
defracturas , propiedades de las articulaciones , etc.). Actualmente se están
realizando estudios para aprovechar los esfuerzos actuales realizados en
metodologías de recolección de datos y caracterización de campo para capturar
de manera más realista la complejidad de las estructuras de roca real.
Referencias
[1]

E. Eberhardt , D. Stead , JS CogganAnálisis numérico de la iniciación y falla progresiva en


laderas naturales de rocas: el desprendimiento de rocas de Randa de 1991

En t. J. Rock Mech. Min. Sci. , 41 ( 2004 ) , pp. 69 - 87.

ArtículoDescargar PDFVer registro en ScopusGoogle Scholar

[2]

D. Stead , E. Eberhardt , JS CogganDesarrollos en la caracterización de la deformación y


falla de la pendiente de roca compleja utilizando técnicas de modelado numérico

Ing. Geol. , 83 ( 2006 ) , pp. 217 - 235.

ArtículoDescargar PDFVer registro en ScopusGoogle Scholar

[3]

EZ LatjaiFuerza de corte de los planos de debilidad en roca

En t. J. Rock Mech. Min. Sci. , 6 ( 1969 ) , pp. 499 - 515

Google Académico

[4]

JE JenningsUna teoría matemática para el cálculo de la estabilidad en minas a cielo


abierto.

Planificación de los procedimientos de minas a cielo abierto , Johannesburgo,


Sudáfrica ( 1970 ) , pp. 87 - 102

Ver registro en ScopusGoogle Scholar

[5]

HH Einstein , D. Veneziano , GH Baecher , KJ O'ReillyEl efecto de la persistencia de la


discontinuidad en la estabilidad de la pendiente de la roca

En t. J. Rock Mech. Min. Sci. , 20 ( 5 ) ( 1983 ) , pp. 227 - 236

ArtículoDescargar PDFVer registro en ScopusGoogle Scholar

[6]
M. Frayssines , D. HantzMecanismos de falla y factores desencadenantes en acantilados
calcáreos de los rangos subalpinos (Alpes franceses)

Ing. Geol. , 86 ( 2006 ) , pp. 256 - 270.

ArtículoDescargar PDFVer registro en ScopusGoogle Scholar

[7]

MA Brideau , M. Yang , D. SteadEl papel del daño tectónico y la fractura de roca frágil en
el desarrollo de grandes fallas en la pendiente de roca

Geomorfología , 103 ( 2009 ) , pp. 30 - 49

ArtículoDescargar PDFVer registro en ScopusGoogle Scholar

[8]

C. Wang , DD Tannant , P. LillyAnálisis numérico de la estabilidad de las pendientes de


roca muy unidas utilizando PFC2D

En t. J. Rock Mech. Min. Sci. , 40 ( 2003 ) , pp. 415 - 424.

ArtículoDescargar PDFVer registro en ScopusGoogle Scholar

[9]

L. Li , CA Tang , W. Zhu , Z. LiangAnálisis numérico de la estabilidad de la pendiente


basado en el método de aumento de la gravedad

Comput. Geotech. , 36 ( 7 ) ( 2009 ) , pp. 1246 - 1258

ArtículoDescargar PDFVer registro en ScopusGoogle Scholar

[10]

A. Vyazmensky , D. Stead , D. Elmo , A. MossAnálisis numérico de la inestabilidad


inducida por la cavadura de bloques en grandes pendientes a cielo abierto: un enfoque
de elementos finitos / elementos discretos

Rock Mech. Rock Eng. , 43 ( 1 ) ( 2010 ) , pp. 21 - 39

Ver registro deCrossRefen ScopusGoogle Scholar

[11]

PA Cundall , B. Damjanac.Un modelo 3D completo para pendientes de roca basado en


micromecánica.
Estabilidad de taludes 2009 , Universidad de los Andes , Santiago de Chile ( 2009 )

Google Académico

[12]

L. Scholtès , FV DonzéModelado de fallas progresivas en masas de rocas fracturadas


usando un método de elemento discreto 3D

En t. J. Rock Mech. Min. Sci. , 52 ( 2012 ) , pp. 18 - 30

ArtículoDescargar PDFVer registro en ScopusGoogle Scholar

[
1
3
]

K. Ma , CA Tang , LC Li , PG Ranjith , M. Cai , NW Xu.Modelado 3D de la pendiente de roca


estratificada e irregularmente articulada y su falla progresiva.

Árabe. J. Geosci. , 6 ( 6 ) ( 2013 ) , pp. 2147 - 2163

Ver registro deCrossRefen ScopusGoogle Scholar

[
1
4
]

L. Scholtès , FV DonzéUn modelo DEM para rocas blandas y duras: el papel del grano
entrelazado en la resistencia

J. Mech. Fis. Sólidos , 61 ( 2 ) ( 2012 ) , pp. 352 - 369

Google Académico

[
1
5
]

L. Scholtès , FV Donzé , M. KhanalEfectos de la escala en la fuerza de los geomateriales:


estudio de caso del carbón
J. Mech. Fis. Sólidos , 59 ( 5 ) ( 2011 ) , pp. 1131 - 1146

ArtículoDescargar PDFVer registro en ScopusGoogle Scholar

J. Kozicky , FV DonzéUn nuevo software de código abierto desarrollado para


simulaciones numéricas utilizando métodos de modelado discreto

Comput. Métodos Appl. Mech Ing. , 197 ( 2008 ) , pp. 4429 - 4443

Google Académico

J. Kozicky , FV DonzéYADE-OPEN DEM: un software de código abierto que utiliza un


método de elementos discretos para simular material granular

Ing. Comput. , 26 ( 7 ) ( 2009 ) , pp. 786 - 805.

Google Académico

V. Smilauer , E. Catalano , B. Chareyre , S. Dorofeenko , J. Duriez , A. Gladky , J. Kozicki , C.


Modenese , L. Scholtès , L. Sibille , J. Stransky , K. ThoeniYade Documentation, El
Proyecto Yade
( 1ª ed. ) ( 2010 )

http://yade-dem.org/doc/

Google Académico

PA Cundall , ODL StrackUn modelo numérico discreto para ensamblajes granulares

Geotechnique , 29 ( 1979 ) , pp. 47 - 65.

Ver registro deCrossRefen ScopusGoogle Scholar

D. Mas Ivars , ME Pierce , C. Darcel , J. Reyes-


Montes , DO Potyondy , RP Young , PA CundallEl enfoque de la masa de roca sintética
para el modelado de la masa de roca articulada

En t. J. Rock Mech. Min. Sci. , 48 ( 2011 ) , pp. 219 - 244

ArtículoDescargar PDFVer registro en ScopusGoogle Scholar

S. Bandis , AC Lumsden , NR BartonEstudios experimentales de los efectos de escala en el


comportamiento de corte de las juntas de roca

En t. J. Rock Mech. Min. Sci. Geomech. Abstr. , 18 ( 1983 ) , pp. 1 - 21.

Google Académico
HJ Hermann , A. Hansen , S. RouxFractura de desordenado, red elástica en dos
dimensiones

Fis. Rev. B , 39 ( 1989 ) , pp. 637 - 648

Google Académico

G. Liliu ,modelo de fractura de celosía deJGM Van Mier3D para concreto

Ing. Fract Mech , 70 ( 7–8 ) ( 2003 ) , pp. 927 - 941

Google Académico

GF Zhao , N. Khalili , J. Fang , J. Zhao.Un modelo de resorte de celosía distinto acoplado


para falla de roca bajo cargas dinámicas.

Comput. Geotech. , 42 ( 2012 ) , pp. 1 - 20

ArtículoDescargar PDFCrossRefView Record en ScopusGoogle Scholar

J.-P. Plassiart , N. Belheine , FV DonzéUn modelo de elemento discreto esférico:


procedimiento de calibración y respuesta incremental

Granul Materia , 11 ( 2009 ) , pp. 293 - 306


Google Académico

J. Sulem , H. Ouffroukh Bandas decizallamiento en pruebas triaxiales drenadas y sin


drenar en una arenisca saturada: evolución de la porosidad y la permeabilidad

En t. J. Rock Mech. Min. Sci. , 43 ( 2006 ) , pp. 292 - 310.

ArtículoDescargar PDFVer registro en ScopusGoogle Scholar

J.-W. Park , J.-J. CanciónSimulación numérica de una prueba de corte directo en una
unión de roca utilizando un modelo de partículas unidas

En t. J. Rock Mech. Min. Sci. , 46 ( 2009 ) , pp. 1315 - 1328

ArtículoDescargar PDFVer registro en ScopusGoogle Scholar

E. Hoek , ZT Bieniawski:propagación de fractura frágil en roca bajo compresión

En t. J. Fract. Mech , 1 ( 1965 ) , pp. 137 - 155.

Ver registro en ScopusGoogle Scholar


N. Cho , CD Martin , DC SegoDesarrollo de una zona de cizallamiento en roca quebradiza
sometida a cizallamiento directo

En t. J. Rock Mech. Min. Sci. , 45 ( 2008 ) , pp. 1335 - 1346

ArtículoDescargar PDFVer registro en ScopusGoogle Scholar

E. Hoek , ET BrownEstimaciones prácticas de la fuerza de la masa rocosa

En t. J. Rock Mech. Min. Sci. , 34 ( 8 ) ( 1997 ) , pp. 1165 - 1186

ArtículoDescargar PDFVer registro en ScopusGoogle Scholar

Ver Resumen

Copyright © 2014 Académie des sciences. Publicado por Elsevier Masson SAS Todos los
derechos reservados.