Está en la página 1de 26

Palmeras aceiteras del Ecuador: estado del arte en la investigación de nuevos recursos 93

oleaginosos provenientes del bosque tropical

Palmeras aceiteras del Ecuador: estado del arte


en la investigación de nuevos recursos oleaginosos
provenientes del bosque tropical
Rommel Montúfar-Galárraga1 & Grischa Brokamp2

1
Pontificia Universidad Católica del Ecuador, Escuela de Ciencias Biológicas, Laboratorio de
Ecología y Genética, Quito, Ecuador.

rjmontufar@gmail.com

2
Institut für Systematische Botanik und Pflanzengeographie, Freie Universität, Altensteinstr. 6,
D-14195 Berlin, Alemania.

Recibido: 19, 06, 2011; aprobado: 15, 08, 2011

RESUMEN.- Ecuador tiene una elevada diversidad de palmeras (Arecaceae) en


su territorio (134 especies nativas), algunas de las cuales constituyen potenciales
fuentes de aceites. Se realizó una revisión bibliográfica que incluyó 24 trabajos que
reportan la composición de ácidos grasos y contenido de aceites de frutos de pal-
meras pertenecientes a los géneros Astrocaryum, Attalea, Bactris, Cocos, Elaeis,
Euterpe, Mauritia, Oenocarpus, y Phytelephas. En base a los análisis de PCA y
UPGMA, se observa que los aceites derivados de palmeras pueden clasificarse pri-
mariamente en función del tejido de aislamiento: (a) aceites derivados de mesocar-
po ricos en ácidos grasos mono-insaturados (MUFAs), y (b) aceites derivados del
endospermo ricos en ácidos grasos saturados (SFAs). En particular, el mesocarpo
de Phytelephas aequatorialis y el endospermo de Mauritia flexuosa tienen una
elevada proporción de ácidos poli-insaturados (PUFAs). A pesar del potencial de
los aceites derivados de frutos de palmeras como nuevas fuentes oleaginosas; li-
mitaciones en la productividad de aceite, en el manejo, extractivismo de especies
dioicas, y la conservación de los recursos fitogenéticos requieren ser estudiados.
PALABRAS CLAVE: palmeras aceiteras, oleaginosas, aceites, Arecaceae, Ecuador.

ABSTRACT.- Ecuador has one of the highest palm’s population diversity in the
Neotropic (134 natives species); some of them have the potential like new sources
of oils and fats. A bibliographic search showed 24 studies describing fatty acid
composition for Ecuadorian palms (Astrocaryum, Attalea, Bactris, Cocos, Elaeis,

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII - octubre 2011


94 Rommel Montúfar-Galárraga & Grischa Brokamp

Euterpe, Mauritia, Oenocarpus, and Phytelephas). PCA and UPGMA analysis


showed that oils derived from palm fruits can be classified in function of tissue
from where it was isolated: (a) oils derived from the mesocarp with high concentra-
tion of MUFAs, and (b) oils derived from the endosperm with high concentration
of SFAs. Oils derived from Phytelephas aequatorialis (mesocarp) and Mauritia
flexuosa (endosperm) showed a peculiar concentration of PUFAs. Despite of the
economic potential of native palms like new sources of edible and industrial oils,
the knowledge of the oil productivity, management of natural populations, and the
conservation of the genetic resources need to be studied.

KEYWORDS: Oil palms, oleaginous, oils, Arecaceae, Ecuador.

INTRODUCCIÓN más exigente para la generación de


aceites comestibles y beneficiosos para
La población humana requiere de la salud humana.
nuevas y más productivas fuentes de El ácido graso (fatty acid, FA) es la
aceites, tanto para el consumo humano, unidad elemental de las grasas y acei-
la producción de productos cosméticos tes. Dependiendo del grado de satura-
y la generación de biocombustibles. La ción de sus cadenas de carbono, los áci-
demanda de aceites a nivel global au- dos grasos son clasificados en saturados
mentó significativamente desde 1961 (SFAs), mono-insaturados (MUFAs)
hasta la actualidad. Por ejemplo, la y poli-insaturados (PUFAs; 2). Los
producción de aceite de palma (Elaeis aceites de origen vegetal pueden ser
guineensis) y de soya (Glycine max) se ricos en SFAs (Cocos nucifera 92.6%,
incrementó en un 51.3 % y 42.8 %, res- Elaeis guineensis-semilla 81.9%, The-
pectivamente, durante el período 1961- obroma cacao 62.9%, Mangifer indica
2003 (1). Para el año 2011, se calcula 52.8%; 2) y en MUFAs (Oenocarpus
una demanda global de aceite de palma bataua 80%, Mauritia flexuosa 81.3%,
de 46.6 millones de toneladas métricas; Olea europaea 75%, Corylus avellana
si las tasas de consumo se mantienen, 83.1%, Macadamia tetraphylla 80.4%,
la demanda de aceites de palma para Persea americana 67.8%, Brassica
los próximos años podría quedar insa- alba 68.5%; 2, 3, 4). Algunos aceites
tisfecha. Esta dinámica del mercado de vegetales también poseen altos porcen-
aceites está influenciada por dos facto- tajes (~40%) de PUFAs (Phytelephas
res: (a) una demanda creciente de acei- aequatorialis 21-35%, Mauritia flexuo-
tes para la generación de biocombusti- sa 17%, Brassica napus 31.5%, Prunus
bles y cosméticos; y (b) una demanda armeniaca 28.8%, Avena sativa 38.9%,

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII, octubre 2011


Palmeras aceiteras del Ecuador: estado del arte en la investigación de nuevos recursos 95
oleaginosos provenientes del bosque tropical

Acer saccharum 40.6%; 2, 4, 5). En salud y consumo de aceites, la Organi-


cambio, las grasas de origen animal son zación Mundial de la Salud (OMS) ha
generalmente ricas fuentes de SFAs; a sugerido que la ingesta de ácidos grasos
excepción de los aceites derivados de saturados no debería aportar más del 10
peces los cuales tienen altas concentra- % de la energía requerida por un indivi-
ciones de PUFAs (1). duo adulto (8).
El consumo de ácidos grasos (acei- Las correlaciones entre el tipo de
tes y grasas) es un componente impor- aceite y salud son todavía tentativas
tante en la dieta. El ser humano consu- debido a la multiplicidad de factores
me aproximadamente 25 kg de aceites involucrados en el metabolismo de las
y grasas por persona/año, mayormente grasas (estilo de vida, base genética,
(80%) de origen vegetal (6). El tipo de hábitos alimenticios). A pesar de ello,
ácido graso ingerido en la dieta (PUFAs, existe un claro consenso en relación al
MUFAs, SFAs) juega un rol importante tipo de aceite ideal para la dieta huma-
en la salud humana. Una dieta con altas na; en particular aceites ricos en MUFAs
proporciones de SFAs está asociada a la como el aceite de oliva, y aceites ricos
incidencia de enfermedades coronarias, en PUFAs como los derivados de peces
hipertensión y elevadas tasas de coleste- son sugeridos como fuentes saludables
rol (1, 7). Por ejemplo, aceites con altas de aceites comestibles (2). Adicional,
concentraciones de ácidos grasos satu- a la importancia de los ácidos grasos a
rados como el láurico (C12:0), mirístico la dieta humana, los aceites son fuentes
(C14:0) y palmítico (C16:0) incremen- importante de provitaminas liposolubles
tan el colesterol LDL (lipoproteinas de (carotenos, tocoferoles, tocotrienoles,
baja densidad; 1); mientras que, el reem- etc.).
plazamiento de SFAs (C12:0-C16:0) por La ausencia de una equilibrada y
MUFAs reducen las concentraciones de variada ingesta de ácidos grasos y vi-
colesterol LDL (1). Adicionalmente, taminas en la dieta contribuye, parcial-
existe una creciente evidencia que su- mente, a las altas tasas de desnutrición
giere que la ingesta de PUFAs reduce latentes en el país; por ejemplo el 26
la incidencia de riesgo por enfermeda- % de los niños ecuatorianos menores a
des coronarias (1); y en particular se ha cinco años tienen desnutrición crónica;
demostrado que el consumo de PUFAs y de estos, el 60 % habitan en áreas ru-
como el ácido araquidónico (serie ome- rales (9). Las grasas son relativamente
ga 6) y el eicosapentaenoico (serie ome- costosas, por lo cual la alimentación de
ga 3) son elementos indispensables para las personas más pobres, en particular
el metabolismo humano (6). En base a la en el medio rural, disponen de poca
evidencia disponible de la relación entre grasa ó de grasas no saludables ricas en

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII - octubre 2011


96 Rommel Montúfar-Galárraga & Grischa Brokamp

SFAs (8). En Ecuador, el consumo de Palmeras como fuentes de aceites


grasas saturadas de origen animal (cer- vegetales provenientes de los bosques
do, res, etc.) está ampliamente extendi- tropicales. Ecuador posee una alta di-
do en la alimentación en detrimento de versidad de palmeras (Arecaceae) con
una ingesta de aceites de origen vegetal 134 especies distribuidas en el litoral,
saludables y variados en composición estribaciones andinas y Amazonía (11).
de ácidos grasos. A partir de 1970, con Los frutos de las palmeras (mesocarpo
el desarrollo de la industria aceitera y endospermo) sintetizan una gran di-
ecuatoriana, el consumo de grasas de versidad de ácidos grasos, propiedad
origen animal fue suplantado, parcial- metabólica que ha sido aprovechada por
mente, por aceites vegetales derivados el ser humano para el uso, explotación
de la palma africana, con altos porcen- y comercialización de aceites vegetales.
tajes de SFAs (48-50 %). A pesar de las Los frutos de palmeras nativas del
recomendaciones de la FAO/OMS para Ecuador son reportados por la literatura
la reducción de SFAs en la dieta huma- etno-botánica como fuentes de aceites
na, Ecuador lidera el consumo el aceite para los pueblos amerindios y colonos
de palma en América Latina con 233.15 (12, 13, 14, 15, 16, 17). Las palmeras
kcal/persona/día, seguido de Colombia Attalea colenda, Oenocarpus bataua,
(141.43 kcal/persona/día) y Venezuela Bactris gasipaes, Elaeis oleifera, Mau-
(71.81 kcal/persona/día; 10). ritia flexuosa son mencionadas en la li-
El objetivo del presente trabajo es teratura como especies que presentan un
aportar al conocimiento actual sobre el elevado potencial para la explotación de
potencial de las palmeras americanas los aceites derivados de los frutos (12,
(en particular las palmeras ecuatoria- 16, 18). Attalea colenda, localmente co-
nas) como nuevas fuentes de aceites y nocida como palma real, es una palmera
grasas, su diversidad bioquímica y las silvestre, monoica, seudo-endémica del
limitaciones que implica su explotación litoral de Ecuador y sur occidente de
comercial. Se proporciona una revisión Colombia, con un rango altitudinal entre
de las especies que fueron histórica- los 0 a 500 m.s.n.m. (19). En Ecuador,
mente utilizadas para la obtención de esta palmera esta presente en los bosques
aceites vegetales en Ecuador. El merca- húmedos de la provincia de Esmeraldas
do mundial de aceites se ha caracteriza- y en los bosques secos estacionales de
do por la explotación comercial de un Manabí. Poblaciones extraordinarias de
reducido número especies oleaginosas. A. colenda sobre los 1000 m.s.n.m son
Nuevas fuentes de aceites vegetales reportados en la provincia de El Oro,
permanecen subvaloradas en nuestros Bolívar y Santo Domingo (20). Esta pal-
bosques tropicales. mera tiene tallos superiores a los 35 m

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII, octubre 2011


Palmeras aceiteras del Ecuador: estado del arte en la investigación de nuevos recursos 97
oleaginosos provenientes del bosque tropical

de altura y diámetros entre 35 a 60 cm ; secundarios o bajo plantaciones agro-


con infructescencias de más de 1.5 m de forestales, con una población de 50 in-
largo con abundantes frutos de 4 a 6 cm dividuos sexualmente reproductivos de
de largo portadores de un endospermo palma real pueden generar en promedio
rico en aceites de tipo láurico (47.2 %) y 900 kilogramos de aceite por año (23).
ácido oleico (13.5 %; 21, 22, 23). Considerando que A. colenda se adap-
Antes del establecimiento de plan- ta bien en ecosistemas secos en donde
taciones comerciales de palma africana plantaciones de palma africana no se
(posterior a 1960), la incipiente indus- adaptaría, la explotación de A. colenda
tria aceitera ecuatoriana explotó comer- podría ser una actividad económicamen-
cialmente aceites provenientes de frutos te rentable y una importante fuente de
(mesocarpo y endospermo) de palmas ingreso monetario a las comunidades
silvestres como A. colenda. El botánico locales.
Misael Acosta Solís describe ya en 1960 El género de palmeras Attalea tiene
(22) la comercialización de la almendra otras especies con potencial oleaginoso
seca (endospermo) de A. colenda por las para Ecuador. A. butyracea es una pal-
comunidades negras del noroccidente mera neotropical presente en los bosques
ecuatoriano para la extracción de aceite. húmedos tropicales (bosques aluviales)
Las primeras referencias formales sobre de la región septentrional de la Amazo-
la industrialización del aceite de A. co- nía Ecuatoriana (19). En esta región, los
lenda datan de 1987 por la empresa Ales, frutos de A. butyracea son utilizados ra-
ubicada en las cercanías de la ciudad de ramente como fuentes de aceites por las
Manta (21). Acosta-Solís (22) menciona etnias Siona, Cofán, Kichwa, Secoya y
que Ecuador exportó a Colombia y Es- Wao (12); no existen comercialización
tados Unidos más de 1.608.300 kilos de de frutos ni del aceite de Attalea en los
semillas o almendras de la palma real en mercados amazónicos de Ecuador. En
un solo año (presumiblemente cerca de Colombia, A. butyracea es la palmera
1960). En la actualidad, los frutos de A. con mayor número de usos en Colombia
colenda no poseen importancia econó- y la extracción de aceites comestibles de
mica a pesar que fueron históricamente sus frutos persiste ocasionalmente hasta
un ítem de exportación para el país (20). hoy día (24). Las semillas de A. butyra-
A nivel de productividad, los frutos cea contienen 50 a 68.5 % de un aceite
de A. colenda constituyen una alter- semi-sólido y de color blanco, parecido
nativa promisoria para la producción al aceite del cocotero (24); con una ma-
de aceites. Estudios realizados en las yoritaria fracción de ácido láurico (42.9
provincias de Manabí y Esmeraldas, %; 25). En los bosques amazónicos de
revelan que una hectárea de bosques tierra firme de la amazonía ecuatoriana,

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII - octubre 2011


98 Rommel Montúfar-Galárraga & Grischa Brokamp

la palmera A. maripa ha sido reportada los 1.200 m.s.n.m.) a ambos lados de la


con similares características oleagino- cordillera. O. bataua es la especie más
sas. El mesocarpo de A. maripa posee citada en la literatura etnobotánica como
entre 13 a 32 % de contenido de acei- fuente de aceites para consumo huma-
tes, y en particular el ácido oleico es la no (17, 22, 32, 33, 34, 35). El aceite es
fracción más representativa (40 a 43 %), extraído del mesocarpo (pulpa) a través
seguido de ácido mirístico (17.9 a 19.5 de un proceso de cocción, maceración,
%) y ácido palmítico (17.9 a 19.3 %; 26, y filtración por los pueblos amazóni-
27); mientras que el endospermo (ker- cos. Hoy en día, el consumo de aceite
nel) es mayoritariamente láurico (26, de ungurahua tiende a desaparecer en la
28). Un ejemplo del potencial económi- región. En 1974, Calvante (22) reporta
co de este género de palmeras constitu- la desaparición del aceite de ungurahua
ye la especie A. phalerata, presente en del mercado de Belém (Brasil); una si-
el bosque amazónico de Perú, Bolivia tuación similar se observa en los pobla-
y Brasil (29). En los años 1980, aproxi- dos de la amazonía de Ecuador y Perú.
madamente 250 mil toneladas métricas La venta de frutos para la elaboración
de semillas de A. phalerata fueron pro- de bebidas no alcohólicas (leche de seje,
cesadas para la extracción de aceites en jugos) derivado de la pulpa permanece
Brasil (30). La extracción artesanal de como una actividad económicamente
aceites de sus frutos, para fines alimen- marginal y de subsistencia de las etnias
ticios y bio-combustibles, es una fuen- y colonos en la Amazonía.
te de ingresos para cientos de miles de Oenocarpus bataua fue clasificada
campesinos y productores rurales (31). por la FAO entre las especies con poten-
Los frutos de la palmera Oenocar- cial para la domesticación (18). La prin-
pus bataua –conocida localmente como cipal característica química del meso-
ungurahua, ungurahui, chapil, seje, mil carpo de los frutos de O. bataua es la
pesos– constituye una importante fuen- predominancia de ácidos grasos insatura-
te sub-valorada de aceites comestibles. dos (33, 36). La composición química de
O. bataua es una especie de amplia dis- este aceite es similar al aceite de oliva;
tribución en las regiones tropicales de con una alta concentración de ácido gra-
América del sur (0 a 1.200 m.s.n.m.) y la so oleico (> 73 %); una baja proporción
isla de Trinidad en el Caribe. Es una pal- de ácidos grasos saturados y la presencia
mera silvestre y monoica, con un tallo de ácidos grasos poli-insaturados (36).
superior a los 20 m de alto y un diámetro La fracción de esteroles esta mayormen-
entre 20 a 40 cm (19). En Ecuador, esta te representada por D5-avenasterol, un
palmera esta presente en los bosques hú- potencial antioxidante. Adicionalmen-
medos tropicales y subtropicales (hasta te, el aceite tiene una concentración de

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII, octubre 2011


Palmeras aceiteras del Ecuador: estado del arte en la investigación de nuevos recursos 99
oleaginosos provenientes del bosque tropical

beta-caroteno (precursor de la vitamina Colombia, se reporta la exportación de


A) superior a otras fuentes de aceites ve- aceite de ungurahua a Francia durante la
getales como el girasol o la soya, pero década de los noventa (38). Actualmen-
remarcablemente baja en relación a las te, en las ciudades amazónicas de Iqui-
concentraciones del aceite derivado de la tos, Cayena, Belém, Manaos, entre otras,
palma africana (36); mientras que posee se comercializa la pulpa de ungurahua
una alta concentración de a-tocoferoles o para la fabricación artesanal e industrial
vitamina E (1.704 mg/kg). Estas propie- de helados y repostería. En la Amazonía
dades químicas definen al aceite de ungu- occidental, iniciativas locales extraen el
rahua (mesocarpo) como un aceite oleico aceite de ungurahua para fines cosméti-
de alta calidad para el consumo humano cos (jabones, aceites corporales, champú)
(36). En cambio, la semilla de la ungu- y como tónico capilar en menor escala.
rahua (endospermo) es rico en aceites Oenocarpus bataua es una palmera
láuricos (42 %) y oleico (16 %), y podría silvestre abundante en la tierra firme del
ser explotado simultáneamente (37). bosque amazónico. Con una densidad
Referencias históricas sobre la explo- promedio de 35 palmas reproductivas
tación comercial de los frutos de la ungu- por hectárea en la región de tierra firme
rahua son escasas. Brasil explotó comer- de Cuyabeno, se proyecta una produc-
cialmente las poblaciones silvestres de O. ción de 51.8 kg de aceite/hectárea/bi-
bataua para la extracción del aceite du- anual. Estos datos reflejan un potencial
rante la primera mitad del siglo XX. Para extractivista del aceite de ungurahua
el año 1940, la exportación de aceite de proveniente de poblaciones naturales
ungurahua estuvo cerca de las 100 tone- (39). Un manejo técnico de las pobla-
ladas (35). Después de la segunda guerra ciones silvestres constituye una opción
mundial, la exportación de aceite de un- para la explotación del recurso. En par-
gurahua declinó dramáticamente hasta su ticular, para una región que sufre de
desaparición. La sobreexplotación de las desnutrición, con un déficit proteico y
poblaciones silvestres próximas a centros alta tasas de consumo de ácidos grasos
urbanos y la competencia con la industria saturados, la producción y consumo de
aceitera de la oliva europea influyeron aceite de ungurahua es recomendable, y
en la desaparición de esta actividad eco- susceptible a generar una actividad eco-
nómica (35). Acosta-Solís (22) describe nómica importante.
la exportación de grandes cantidades de Bactris gasipaes, localmente cono-
frutos de O. bataua desde Ecuador a Co- cida como chontaduro o pijuayo, es la
lombia, y la venta de estos frutos a las única especie de palmera domesticada
fábricas aceiteras de Manta y Guayaquil en el neotrópico. Es una palmera cespi-
durante la segunda guerra mundial. En tosa, monoica, de tallo mediano (hasta

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII - octubre 2011


100 Rommel Montúfar-Galárraga & Grischa Brokamp

15 a 20 m) que crece abundante en re- del fruto. Existe una amplia diversidad
giones tropicales y subtropicales húme- genética generada en el transcurso del
das del Ecuador. El fruto del chontaduro proceso de domesticación del fruto en
es utilizado por los pueblos amazónicos la América tropical (40, 43); sin embar-
como fuente de carbohidratos (hasta 79 go, la destrucción de los bosques y la
% del peso seco), proteínas (hasta 11.3 introducción de variedades comerciales
% del peso seco) y aceites (mayormente para explotación de palmito favorecen
oleico, hasta 29.4 % del peso seco; 40). la erosión y contaminación de la inte-
Los frutos se consumen directamente gridad genética de las variedades loca-
(previamente cocinados), o se fabrica la les vía hibridación introgresiva (43, 44).
chicha y harina de chontaduro. Los fru- Elaeis oleifera es la pariente americana
tos y derivados son comercializados en de Elaeis guineensis (palma africana).
las ciudades tropicales de tierras bajas de Esta palmera está presente en las regio-
Ecuador y América del Sur. B. gasipaes nes tropicales de Centro y Sur América;
produce dos productos con importancia en Ecuador se conocen poblaciones de
económica: el palmito (hoja joven o co- esta especie en las regiones tropicales
gollo) y el fruto (pulpa o mesocarpo). La húmedas de las provincias de Pastaza y
industria del palmito en Ecuador produ- Morona-Santiago (19). Al ser una espe-
ce más de 27 mil toneladas (año 2008) cie filogenéticamente próxima de E. gui-
de palmito en conserva, llegando a con- neensis, ha sido incorporada dentro de
vertir a Ecuador en el primer productor los programas de mejoramiento genético
mundial de palmito (año 2008; 41), y re- de la palma africana y en particular en la
presentando el 1 % de las exportaciones generación de híbridos inter-específicos
no petroleras para el período 2004-2008 (45). E. oleifera es todavía un cultivo
(año 2008; 41). A pesar del impulso de económicamente no viable debido a la
la agroindustria del palmito de B. gasi- baja productividad de aceites (compa-
paes, poco o nada de interés comercial rado con E. guineensis), sin embargo
ha sido proporcionado al fruto de la mis- posee una importante potencial debido
ma especie. El cultivo del fruto se reali- a que ofrece un aceite de alta calidad,
za a nivel de subsistencia por los grupos baja altura del individuo y resistencia a
amerindios y son escasas las iniciativas enfermedades (46).
para explotar los aceites derivados del Mauritia flexuosa, localmente co-
fruto. La domesticación de B. gasipaes nocida como buruti, morete, aguaje, ca-
en el neotrópico aparentemente remonta nanguchal, es una palmera de creciente
desde tiempo prehistóricos (42); siendo interés económico en la región. Es una
el objetivo de este proceso el mejorar las palmera monoica, monocaule y arbo-
características volumétricas y nutritivas rescente con tallos superiores a los 25

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII, octubre 2011


Palmeras aceiteras del Ecuador: estado del arte en la investigación de nuevos recursos 101
oleaginosos provenientes del bosque tropical

metros de alto y diámetro entre 30 a 60 se enfatizó la búsqueda de información


centímetros (19). M. flexuosa forma den- bibliográfica para especies de palmeras
sas poblaciones monoespecíficas (hasta reportadas en el territorio ecuatoriano.
246 troncos por hectárea) en los bosques Se incluyeron 24 trabajos que reportan
amazónicos sobre suelos mal drenados datos sobre la composición química del
(pantanos y planicies aluviales). El meso- aceite derivado de frutos de 12 especies
carpo de sus frutos es aceitoso y con un de palmeras, dentro de los géneros Oeno-
alto contenido de vitamina A. Los usos carpus, Bactris, Mauritia, Elaeis, Astro-
alimenticios de los frutos de M. flexuosa, caryum, Attalea, Cocos, Phytelephas,
como la extracción de la pulpa para hela- Euterpe; y de las especies comerciales
dos y repostería o el consumo directo de Olea europaea (oliva) y Elaeis guineen-
sus frutos, prevalecen sobre su potencial sis (palma africana). Para varias espe-
como fuente oleaginosa. cies se obtuvo información bioquímica
Los frutos de E. oleracea tienen un del mesocarpo (m) y del endospermo/
importante potencial oleaginoso. En kernel (e), lo cual incrementó el núme-
Ecuador, las poblaciones de E. oleracea ro de muestras a 19 (tabla 1). Solamente
están restringidas al estuario del río San- los datos de Phytelephas aequatorialis
tiago y Cayapas (Esmeraldas). Es una y Attalea colenda provienen de pobla-
palmera arborescente, monoica y cespi- ciones ecuatorianas. Los valores (por-
tosa, cuyas poblaciones naturales fueron centajes) máximos y mínimos para los
negativamente afectadas por la cosecha ácidos grasos registrados y el contenido
de su palmito alrededor de la década de de aceite del mesocarpo o endospermo
los 70. Actualmente, se comercializa son reportados en la tabla 1. Con la fi-
en el mercado internacional (Europa y nalidad de analizar la variabilidad de
Estados Unidos) productos procesados ácidos grasos en palmeras se realizó
derivados de los frutos de E. oleracea un análisis de componentes principales
(asaí) como energizantes y bebidas vi- (PCA) y un UPGMA (Unweighted Pair
tamínicas. Al igual que M. flexuosa, los Group Method with Arithmetic Mean)
productos procesados de E. oleracea utilizando los valores medios obtenidos
con fines comestibles prevalecen sobre en la revisión bibliográfica para cada
su potencial oleaginoso. ácido graso en cada especie. Estos análi-
Diversidad de ácidos grasos en sis fueron realizados con los seis ácidos
la flora de palmeras ecuatoriana. Se grasos más abundantes en las especies
realizó una revisión bibliográfica sobre estudiadas: láurico, mirístico, palmíti-
la composición química de los aceites co, esteárico, oleico y linoleico. Ácidos
derivados del mesocarpo y endospermo grasos con reducida representación en
de palmeras oleaginosas. En particular, la muestra fueron excluidos del análisis

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII - octubre 2011


102 Rommel Montúfar-Galárraga & Grischa Brokamp

(caprílico, cáprico, palmitoleico, alfa El primer componente del PCA


linolénico) con la finalidad de reducir separa los aceites de palmeras en fun-
la presencia de ceros en la matriz. El ción del tipo de tejido: endospermo y
PCA fue llevado a cabo con la matriz mesocarpo. Los aceites derivados del
de correlaciones que incluyó un set de endospermo están caracterizados por
seis ácidos grasos como descriptores y altos porcentajes de SFAs, como el
19 datos de especímenes como objetos. mirístico (C14:0) y láurico (C12:0).
Para el análisis de UPGMA la matriz de En particular, los aceites derivados del
6 descriptores x 19 objetos fueron estan- endospermo de las especies del géne-
darizados (Z-scores) y transformados a ro Astrocaryum (>25 %), Attalea ma-
una matriz de distancia euclidiana. Los ripa (24.6-26.2 %) y Elaeis oleifera
análisis estadísticos fueron llevados a (25.6 %) tienen altos porcentajes de
cabo con el programa R-Package (47). mirístico. La única muestra derivado
Los resultados del PCA y UPGMA son del mesocarpo con altos porcentajes de
ilustrados en la figuras 1 y 2. mirístico proviene de A. maripa (17.9-
Los aceites derivados de palmeras 19.5 %). Mientras que, el endospermo
tienen una amplia variabilidad bioquími- de Bactris gasipaes (60.0 %), Astro-
ca (tabla 1). La variabilidad observada caryum chambira y A. murumuru (50
puede ser explicada por varios factores: %), Elaeis guineensis (46-48 %), Atta-
(i) Las palmeras oleaginosas tienen am- lea colenda (47 %) son ricas fuentes de
plios rangos de distribución biogeográ- láurico. Aceites ricos en ácidos grasos
fica; y consecuentemente una alta va- mirístico y láurico constituyen fuentes
riabilidad fenotípica. La mayoría de los importantes de aceites industriales y
trabajos incluidos en el presente estudio cosméticos.
reportan resultados de poblaciones loca- Los aceites derivados del mesocar-
les; pocos trabajos incluyen un muestreo po son mayormente mono-insaturados
sistemático a nivel regional con varias (MUFAs), y en preferencia dominados
poblaciones a lo largo del rango de dis- por el ácido oleico. En particular, el
tribución. (ii) Variaciones en los métodos mesocarpo de los géneros Oenocarpus
de extracción de lípidos y en las técnicas (>70 %), Mauritia (71.6-80 %), Euter-
cromatográficas para la detección de áci-
pe (49.8-56.2%) y Bactris (41-50.3 %)
dos grasos. (iii) Diferentes métodos de
son fuentes importantes de ácido oleico.
colecta, transporte y almacenamiento de
La composición y proporción de áci-
frutos y tejidos vegetales. (iv) Diferentes
dos grasos de los géneros anteriormen-
diseños experimentales para el muestreo
te mencionados es similar a los valores
de frutos en el campo y en las réplicas de
laboratorio. (v) Inadecuado conocimiento reportados para el aceite de Olea euro-
de la taxonomía de palmeras. paea (oliva) .

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII, octubre 2011


Palmeras aceiteras del Ecuador: estado del arte en la investigación de nuevos recursos 103
oleaginosos provenientes del bosque tropical

Un tercer grupo de aceites esta ca- de estructuras sexuales. Estudios rea-


racterizado por altos porcentajes de áci- lizados en palmeras arborescentes del
dos poli-insaturados (PUFAs). El aceite género andino Ceroxylon reportan que
derivado del endospermo de Mauritia los individuos de la especie Ceroxylum
flexuosa posee una composición quí- alpinum tardan 57 años para producir
mica diferente a lo observado en otros un tallo, y 83 años en iniciar su vida re-
aceites derivados del endospermo. El productiva (48). La palmera arborescen-
aceite del endospermo de M. flexuosa te Attalea colenda requiere de 30 a 40
posee una alta concentración de linolei- años para generar un individuo adulto
co (16.1-36.1 %) y oleico (25-53 %), y con un tallo promedio de 15 metros de
porcentajes variables (0.2-13.5 %) para alto y potencialmente reprocutivo (23);
alfa linolénico; y el aceite del mesocarpo y la tagua (Phytelephas aequatorialis)
de Phytelephas aequatorialis tiene altos requiere por lo menos de 14 a 15 años
porcentajes de linoleico (21-31.9 %) y para desarrollar estructuras sexuales
oleico (15-33.5 %). Similares patrones (22). No existe información del ciclo
de agrupamiento reportados por el PCA de vida para otras palmeras tropicales,
(figura 1) fueron obtenidos en los análi- pero debido a su similar morfología y
sis de UPGMA (figura 2). fisiología entre palmeras arborescentes,
El contenido de aceite (% en peso se esperaría largos períodos para la for-
seco, tabla 1) es variable entre los frutosmación de tejidos y estructuras sexuales.
analizados. Los endospermos más ricos Los largos periodos para el desarrollo de
en aceites provienen de Cocos nucifera estructuras sexuales (inflorescencias /
(62.4-68 %), Attalea butyracea (43-68.5 infructescencias) son un limitante para
%) y Astrocaryum chambira (40.8-41.4 el establecimiento de cultivos comercia-
%). Los mesocarpos más ricos en acei- les; las palmeras silvestres no pueden
tes derivan de Bacris gasipaes (72.7 %) competir con variedades comerciales de
y Oenocarpus bataua (44.9-58.2 %). Elaeis guineensis y Cocos nucifera en
los cuales la fructificación se desarrolla
Limitaciones actuales para la a los 2 o 3 años de vida del individuo.
explotación de las palmeras La respuesta y adaptación de las pal-
silvestres y conservación de los meras silvestres a sistemas agrícolas ha
recursos fitogenéticos. sido escasamente estudiado; y una parte
significativa de la información está dis-
Los largos ciclos de vida de las pal- ponible como literatura no convencio-
meras.- Las palmeras arborescentes tie- nal o no publicada. Balick (25) reporta
nen una lenta tasa de crecimiento de teji- estudios de plantaciones comerciales de
dos, y consecuente, un desarrollo tardío Oenocarpus bataua en Brasil (Embrapa),

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII - octubre 2011


104 Rommel Montúfar-Galárraga & Grischa Brokamp

sin embargo los resultados de estas inves- taciones comerciales de la palmera M.


tigaciones no son disponibles. Iniciativas flexuosa ha sido desalentado debido al
agronómicas en localidades de la Ama- desconocimiento de los mecanismos
zonía Peruana reportan individuos de que determinan la sexualidad de las
Oenocarpus bauata y Mauritia flexuosa semillas, plántulas o juveniles. Para el
con altas tasas de crecimiento en sistemas cultivo de especies dioicas es priorita-
agrícolas. Por ejemplo, en las localidades rio establecer una relación óptima entre
de Jenaro Herrera (Loreto, Perú) y Ar- individuos masculinos y femeninos que
chidona (Napo, Ecuador) se observa in- favorezca la polinización y la posterior
dividuos de M. flexuosa sobre pastizales productividad de la plantación. Para las
con tallos menores a dos metros de alto y especies dioicas con potencial oleagi-
portando varias infructescencias. Simila- noso es prioritario la investigación para
res observaciones fueron reportadas en la el desarrollo de marcadores anatómicos
Estación Científica Río Palenque (Ecua- y genéticos que facilite la identifica-
dor), en donde un individuo de Oenocar- ción temprana de la sexualidad de las
pus bataua, bajo fertilización temporal y semillas y plántulas.
exposición solar completa, produjo inflo- Incremento en la productividad
rescencias a un metro del suelo (49). Las de aceites de los frutos de palmeras
observaciones reportadas anteriormente, silvestres.- Los frutos de Oenocarpus
aún siendo informales, son un indicio del bataua, y de otras especies de palme-
potencial de manejo de palmeras silves- ras, poseen un alto porcentaje de aceite
tres en sistemas agrícolas. Para poten- en el mesocarpo; pero un relativamente
cializar el uso comercial de palmeras sil- bajo porcentaje de mesocarpo en rela-
vestres se requiere de una investigación ción al tamaño del fruto. Los frutos de
agronómica dirigida a explorar la capaci- las palmeras silvestres no producen una
dad de respuesta de las palmeras a siste- cantidad óptima de aceites para compe-
mas agrícolas, y la influencia del medio tir comercialmente con especies gené-
en la composición química del fruto. ticamente modificadas como la palma
Un aspecto importante de la bio- africana o el cocotero. La baja produc-
logía de las palmeras es la naturaleza tividad de aceites es un limitante para
dioica de algunas especies (Mauritia la proyección comercial de las palmeras
flexuosa, Phytelephas aequatorialis, oleaginosas; sin embargo, al ser especies
Aphandra natalia). Una especie es con una amplia distribución geográfica
dioica cuando existe una separación en el neotrópico y sujetas a uso por los
física entre individuos con flores mas- pueblos amerindios, poseen una amplia
culinas y flores femeninas (portadora variabilidad genética (de origen natural
de frutos). El establecimiento de plan- y antropogénico) no explorada. Parte de

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII, octubre 2011


Palmeras aceiteras del Ecuador: estado del arte en la investigación de nuevos recursos 105
oleaginosos provenientes del bosque tropical

esta variabilidad está relacionada a las al volumen del mesocarpo, también de-
características morfológicas, anatómi- pende de la capacidad individual de la
cas y bioquímicas del fruto, las cuales palmera en producir múltiples infructes-
podrían ser utilizadas para el mejora- cencias. Por ejemplo, bajo determinadas
miento de la productividad y calidad de condiciones agronómicas, los indivi-
los aceites derivados. Balick (18) reporta duos de O. bataua pueden incrementar
que los indígenas poseen un amplio co- su producción de infructescencias de 2
nocimiento de las diferentes formas –en a 5 por año (18), lo que constituye un
sabor, contenido de aceites, coloración, avance significativo al incremento de la
facilidad de colección- de los frutos de productividad de la especie.
O. bataua en la Amazonia. Por ejemplo, La investigación agronómica y el
las formas híbridas O. bataua x O. ba- mejoramiento genético podrían favore-
caba, provenientes de Colombia y Vene- cer a la domesticación y selección de ca-
zuela, producen frutos excepcionalmen- racteres agronómicamente importantes
te carnosos que podrían constituir un para las palmeras silvestres (producti-
avance significativo al mejoramiento de vidad del fruto, lento crecimiento verti-
la productividad de aceites provenien- cal, rápido desarrollo sexual). En el caso
tes del mesocarpo (32). Los frutos de la particular de la palma africana (Elaeis
variedad O. bataua var. oligocarpa tie- guineensis), las primeras plantaciones
nen un mayor porcentaje de contenido comerciales fueron establecidas en Su-
de aceite en el mesocarpo, así como una matra en el año 1911. A partir de 1960,
composición química con una mayor se desarrollaron clones más resistentes
fracción de ácidos grasos saturados que de enfermedades, de mayor producción
la variedad bataua (3). Una fuerte varia- y maduración favoreciendo el desarro-
ción en porcentajes de carbohidratos y llo comercial de esta especie (50). La
aceites se reportan entre las variedades domesticación de la palma africana cu-
cultivadas de Bactris gasipaes (40). El bre un periodo aproximado de 90 a 100
conocimiento de la variabilidad del fru- años para obtener individuos/clones de
to a nivel infra-específico y de formas interés comercial de lento crecimiento
híbridas no ha sido estudiado; y poten- vertical, alta productividad, resistente
cialmente nuevas variantes con mayor a enfermedades, entre otros caracteres
porcentaje de mesocarpo, mayor pro- agrícolas. Hoy en día, con el desarrollo
ductividad de aceites y mejores caracte- tecnológico en ingeniería agronómica y
rísticas de calidad en frutos permanecen genética, la domesticación de especies
escondidas en los bosques tropicales. silvestres de palmeras podría llevarse a
La productividad de los frutos de cabo en menos tiempo que el reportado
las palmeras silvestres no está limitado para la palma africana.

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII - octubre 2011


106 Rommel Montúfar-Galárraga & Grischa Brokamp

La conservación de la base gené- go plazo (57). Durante los periodos de


tica de las poblaciones silvestres.- La fructificación de Oenocarpus bataua,
variabilidad genotípica y fenotípica cientos (o aún miles) de individuos
constituye la materia prima para la do- adultos son talados para la obtención
mesticación y el mejoramiento genético de sus frutos en la Amazonía Peruana,
de las especies vegetales promisorias. preferentemente en las cercanías de los
Sin embargo, la conservación de la di- centros poblados. El impacto del extrac-
versidad genética de las poblaciones sil- tivismo destructivo en la resiliencia de
vestres de palmeras está amenazada por las poblaciones no ha sido evaluado en
la transformación de bosques en tierras detalle; sin embargo, este tipo de activi-
agropecuarias, la degradación del hábitat dad genera la pérdida sistemática de la
y el extractivismo destructivo (51, 52). diversidad genética local (52). Se estima
Los remanentes de vegetación en el lito- que en la región de Loreto (Amazonía
ral ecuatoriano y en las estribaciones an- Peruana) se cortan 1000 palmeras feme-
dinas occidentales albergan las últimas ninas de M. flexuosa mensualmente para
poblaciones de palmeras en esta región; la obtención de sus frutos (58). Frente a
si estos remanentes son transformados los factores que amenazan la integridad
a tierras agrícolas, una parte importante genética de las poblaciones de palmeras
de la base genética habrá desaparecido in situ es prioritario la implementación
(53). La degradación del habitat (por de bancos de germoplasma (semillas y
efecto de borde, fragmentación, tala se- ADN), tanto a nivel nacional como re-
lectiva, etc.) altera la estructura pobla- gional (Colombia, Ecuador, Perú y Boli-
cional y la regeneración natural de las via). La conservación de las variedades
poblaciones de palmeras (19, 54, 55, 56). locales en bancos de germoplasma jue-
En amplias áreas de pastizales y bosques gan un rol importante como proveedores
secundarios de la provincia de Manabí, de alelos para el mejoramiento genético
la estructura poblacional de Attalea co- y conservación de las especies. En base
lenda están formada casi exclusivamen- a la información disponible, las accesio-
te por individuos adultos; la ausencia de nes de palmeras nativas depositadas en
regeneración natural refleja la poca via- bancos de germoplasma a nivel regio-
bilidad biológica de estas poblaciones a nal se limitan a colecciones de Bactris
futuro. La cosecha de frutos de palmeras gasipaes (40) y en algunos casos Elaeis
con técnicas que involucra la tala de los oleifera.
individuos ha provocado la disminución Un ejemplo de la importancia de la
progresiva de las poblaciones silvestres conservación de la diversidad genética
de palmeras en la Amazonía y la pre- constituyen los programas de mejora-
ocupación sobre su conservación a lar- miento genético de la palma africana.

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII, octubre 2011


Palmeras aceiteras del Ecuador: estado del arte en la investigación de nuevos recursos 107
oleaginosos provenientes del bosque tropical

Híbridos inter-específicos (Elaeis gui- do que los frutos de palmeras son una
neensis x E. oleifera) han sido gene- importante fuente de alimentos para la
rados para mejorar las características fauna local? Estudios llevados a cabo
agronómicas y la resistencia de enfer- con E. oleracea reportan que modelos
medades a través de introgresiones de de cosecha con remoción de más del 75
rasgos importantes de E. oleifera, en % de frutos generan una reducción en
particular la resistencia contra la pu- la diversidad de aves frugívoras, con
drición (59). consecuencias en la dinámica del bos-
Reservas extractivistas de palme- que (61). (b) ¿Los bosques tropicales
ras.- Las reservas extractivistas son producen la cantidad de frutos nece-
un innovativo modelo de desarrollo en saria por área para procesos de comer-
donde se fusionan la protección am- cialización a mediana escala?. Datos
biental con el manejo sustentable bajo provenientes de la Amazonia Peruana
el ideal que supone el aprovechamiento revelan que la producción de frutos es
del bosque sin destruirlo. Este mode- menor a lo que asumen los conserva-
lo de aprovechamiento de los recursos cionistas (62). (c) ¿La productividad
biológicos podría ser experimentado de frutos es estable durante el año?. La
para algunas especies de palmeras con productividad del bosque es variable a
amplias poblaciones silvestres en las nivel espacial y temporal. Los bosques
regiones tropicales. Para el año 2000, altamente diversos de la Amazonia (tie-
Brazil tenía 16 reservas extractivis- rra firme) producen significantemente
tas con un área de 34 079 kilómetros menos frutos que bosques aluviales y
cuadrados (60). En un inicio, estas re- pantanos; y esta productividad esta re-
servas fueron creadas para regular el lacionada a la fenología de las especies
aprovechamiento del látex de Hevea (62). (d) ¿Cuál es el método adecuado
brasilensis, y posteriormente nuevos para cosechar frutos de palmeras arbo-
productos del bosque, como los fru- rescentes? .
tos de palmeras, fueron incluidos en Los modelos extractivistas pueden
el modelo de extractivismo. Las reser- ser exitosos para especies que crece en
vas extractivistas han dado resultados (a) extensas áreas de la Amazonía, (b)
positivos reduciendo la presión de de- sobre suelos no aptos para la agricultu-
forestación sobre del bosque; sin em- ra (pantanos), y (c) en altas densidades.
bargo, varias preguntas necesitan ser Bajo estas características modelos de ex-
exploradas previa su aplicación con las tractivismo pueden ser opciones viables
palmeras: (a) ¿Cuáles son los efectos para especies como Mauritia flexuosa y
del extractivismo de frutos en la diver- Oenocarpus bataua bajo un modelo de
sidad y dinámica del bosque considera- manejo sustentable (63).

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII - octubre 2011


108 Rommel Montúfar-Galárraga & Grischa Brokamp

Figura 1. Posición relativa de 19 muestras de aceites derivados de palmeras (basado en información


bibliográfica) en un espacio definido por dos componentes principales (PCA). Los componentes principales
fueron construidos con la información de seis ácidos grasos como descriptores (C12:0; C14:0; C16:0; C18:0;
C18:1; C18:2). Los círculos sólidos representan las muestras incluidas en el análisis (n=19). Las flechas re-
presentan el peso de cada eigenvector en los dos primeros ejes. Los dos primeros componentes represen-
tan el 86.11 % de varianza total. Abreviaturas: Ast cha-e: Astrocaryum chambira/endospermo; Phy aeq-m:
Phytelephas aequatorialis/mesocarpo; Mau fle-e: Mauritia flexuosa/endospermo; Ela gui-m: Elaeis guineen-
sis/mesocarpo; Coc nuc-e: Cocos nucifera/endospermo; Att col-e: Attalea colenda/endospermo; Att mar-e:
Attalea maripa/endospermo; Ast mur-e: Astrocaryum murumuru/endospermo; Ela gui-e: Elaeis guianeensis/
endospermo; Atta but-e: Attalea butyracea/endospermo; Ela ole-e: Elaeis oleifera/endospermo; Att mar-m:
Attalea maripa/mesocarpo; Eut ole-m: Euterpe oleracea/mesocarpo; Ole eur-m: Olea europaea/mesocarpo;
Bac gas-m: Bactris gasipaes/mesocarpo; Bac gas-e: Bactris gasipaes/endosperma; Oen oli-m: Oenocarpus
batauavariedad oligocarpa/mesocarpo; Oen bat-m: Oenocarpus batauavariedad bataua/mesocarpo; Mau fle-
m: Mauritia flexuosa/mesocarp

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII, octubre 2011


Palmeras aceiteras del Ecuador: estado del arte en la investigación de nuevos recursos 109
oleaginosos provenientes del bosque tropical

Figura 2. Análisis UPGMA de 19 muestras de aceites derivados de palmeras (in-


formación bibliográfica) con la información de seis ácidos grasos (C12:0; C14:0; C16:0;
C18:0; C18:1; C18:2). Abreviaturas: ver figura 1

CONCLUSIONES biocombustibles favorece el impulso de


El concepto de especies promisorias la investigación científica sobre palme-
fue difundido en Latinoamérica a partir ras y aceites. Dentro de este contexto, es
de la década de los 70s; sin embargo, indispensable que el Estado, la universi-
escasos avances se han realizado en la dad y la empresa privada desarrollen, en
región para el manejo comercial e indus- conjunto, líneas de investigación dirigi-
trialización de las poblaciones de pal- das hacia el estudio de la (a) variabilidad
meras oleaginosas. La actual coyuntura bioquímica, (b) la adaptación agronó-
internacional en busca de nuevas fuentes mica, y (c) la conservación y manejo de
de aceites saludables para el hombre y de la diversidad genética de las fuentes de

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII - octubre 2011


Especie

C 8:0
Otros

Tejido
Oleíco

C 10:0
C 12:0
C 14:0
C 16:0
C 16:1
C 18:0
C 18:3

Laúrico

Cáprico
Mirístico

Caprílico
Linoleíco

Palmítico
Esteárico
total SFAs

C 18:1 (ω9)
C 18:2 (ω6)
total PUFAs

Palmitoleíco
total MUFAs

Contenido de
Alfa linolénico

aceite (% of dw)
64
Astrocaryum chambira e 40.8- 50.7- 28.0- 2.6- 90.9- 2.6-
1.3 1.5 6.3-6.5 - 2.6 6.2 - 0.2 6.2
41.4 50.9 28.2 2.8 91.1 2.8
Astrocaryum murumuru e 35.5- 26.1- 6.5- 2.6- 90.3- 6.5- 2.6-
64 1.8 1.6 52.3 6.5-6.7 - 2.0 - 0.2
var. urostachys 34.9 26.3 6.7 2.8 90.7 6.7 2.8
65,25
Attalea butyracea e 43.0-
7.3 6.7 42.9 13.3 8.3 - 2.7 14.1 3.2 0.1 1.4 82.5 14.2 3.3
68.5
21
Attalea colenda e
- 4.5 4.8 47.2 16.1 7.3 - 2.8 13.5 3.0 - - 82.7 13.5 -
28,26
Attalea maripa e 8.0- 2.9- 3.3- 32.3- 24.6- 0.1- 8.8- 0.1- 73.6- 8.8- 0.1-
8.6-9.4 tr - -
31.7 4.7 4.7 48.7 26.2 4.7 12.8 4.7 96.6 12.8 4.7
28
Bactris gasipaes e 15.0- tr-
tr tr 60.6 18.9 6.0 - tr 12.9 tr - 85.5 12.9 -
17.8 0.1
2,66, 67,68
Cocos nucifera e 62.4- 7.6- 3.7- 37.1- 18.5- 2.7- 6.0- 1.8- tr- 0.2- 87.0- 6.1- 1.9-
7.3-8.7 -
68.0 15.6 6.5 48.2 18.8 3.2 10.7 2.2 0.1 1.4 92.6 10.7 2.2
66,64,67
Elaeis guineensis e 2.9- 3.1- 46.0- 16.0- 1.6- 16.1- 2.6- 0.0- 80.7- 16.1- 2.6-
44.6 8.3-8.4 - -
4.1 3.7 48.1 17.8 2.3 16.4 3.1 0.4 81.9 16.4 3.1
28
Elaeis oleifera e 15.3-
tr tr 35.6 25.6 9.7 - 1.6 21.1 5.4 - tr 72.5 21.1 5.4
16.3
4,69,70
Mauritia flexuosa e 5.6- 17.9- 3.8- 25.8- 16.1- 0.2- 21.7- 25.8- 16.3-
- - - - - -
9.6 24.4 5.6 53.2 36.1 13.5 30.0 53.2 49.6
26, 27
Attalea maripa m 13.3- 12.7- 17.9- 17.9- 1.0- 40.0- 5.6- 49.5- 40.0- 5.6-
- - tr tr -
31.9 13.3 19.5 19.3 2.6 43.0 6.0 54.7 43.0 6.0
40
Bactris gasipaes m 29.6- 5.3- 0.0- 41.0- 1.4- 0.0- 29.6- 47.5- 1.4-
72.7 - - - - -
44.8 10.5 1.5 50.3 12.5 1.8 46.3 58.0 14.3
2,66,71,72
Elais guineensis m 46.0- 0.0- 0.0- 0.2- 1.1- 40.6- 0.1- 4.4- 39.0- 10.2- 0.2- 0.6- 48.1- 39.3- 10.4-
50.0 0.1 0.1 0.4 2.4 43.8 0.2 4.6 41.4 10.3 0.3 0.7 50.4 41.4 10.5
36,73,74
Euterpe oleracea m 7.2- tr- 0.1- 24.1- 1.7- 1.6- 49.8- 7.3- 0.6- 0.2- 25.8- 51.5- 7.9-
- -
53.0 0.6 0.7 28.5 4.9 2.2 56.2 12.5 4.4 0.4 32.0 61.1 16.9
4,69,70, 75,
Mauritia flexuosa m 15.2- 0.1- 1.4- 71.6- 1.1- 0.7- 0.3- 16.6- 72.4- 1.8-
76 49.1 - - - -
21.9 0.3 1.9 80.0 3.7 1.3 0.6 23.8 81.3 5.0
Oenocarpus bataua var. m 73.941
3 33.616 0.0 - 0.036- 9.684- 0.096- 1.3- 1.183- 0.478- 0.01- 0.14- 0.65-
bataua - - - -
-62.38 0.010 0.108 14.069 0.190 3.503 2.478 0.823 11.88 77.93 1.83
81.916
Oenocarpus bataua var. m 45.248 0.0- 0.051- 19.99- 0.066- 0.875- 64.787 1.274- 0.68- 0.02- 0.09- 0.97-
3 - - -
oligocarpa - 0.37 0.294 25.96 0.118 1.412 - 3.415 1.26 22.97 68.46 2.34

Tabla 1. Composición de ácidos grasos y contenido de aceites provenientes del mesocarpo y endospermo de palmeras y Olea europaea. Valores máximos y mínimos
obtenidos en la literatura. Valores expresados como porcentajes del total. Abreviaturas: m=mesocarpo; e=endospermo; dw = peso seco; * = peso fresco; tr = trazas
(< 0.05).
Palmeras aceiteras del Ecuador: estado del arte en la investigación de nuevos recursos 111
oleaginosos provenientes del bosque tropical

oleaginosas del Ecuador; información in- logique et écologique de Oeno-


dispensable para emprender procesos de carpus bataua Mart. (Arecaceae):
investigación a largo plazo como la do- perspectives pour la valorisation
mesticación y mejoramiento genético. La durable d’une ressource fores-
alta diversidad de palmeras del Ecuador tière néotropicale. Tesis doctoral.
ofrece un escenario único para el desarro- Ecole Nationale Supérieure Agro-
llo de investigación en oleaginosas; y es nomique de Montpellier, Francia.
probable que nuestros bosques tropicales 4. JACOBO, F. Q.; ROJAS, M. A.;
alberguen a las futuras especies comer- REYES, G. I.; PINO, E. L. &
ciales que producirán nuestros aceites CHAGMAN, G. P. 2009. Caracte-
comestibles e industriales.
rización de aceites, tortas y harinas
de frutos de Ungurahui (Jessenia
AGRADECIMIENTOS
polycarpa) y Aguaje (Mauritia
El presente estudio fue financiado
flexuosa L.) de la Amazonía Perua-
por la Unión Europea-Séptimo Pro-
grama Marco “Palm Harvest Impact in na. Revista de la Sociedad Química
Tropical Forest” (FP7-PALMS, grant del Perú. 75(2): 243-253.
# 212631). Agradecemos a dos revi- 5. KOZIOL, M. J. & BORGTOFT
sores anónimos por sus comentarios al PEDERSEN, H. 1993. Phytelephas
manuscrito. aequatorialis (Arecaceae) in hu-
man and animal nutrition. Econo-
REFERENCIAS mic Botany. 47(4): 401-407.
BIBLIOGRÁFICAS 6. DAMUDE, H. G. & KINNEY, A.
2008. Enhancing plant seed oils for
1. FAO. 2010. Fats and fatty acids in human nutrition. Plant Physiology.
Human Nutrition. Report of an ex- 147: 962-968.
pert consultation. FAO/Food and 7. KROMHOUT, D.; MENOTTI, A.;
Nutrition Paper 91. BLOEMBERG, B.; ARAVANIS,
2. DUBOIS, V.; BRETON, S.; LIN- C.; BLACKBURN, H.; BUZINA,
DER, M.; FANNI, J. & PARMEN- R.; DONTAS, A. S.; FIDANZA,
TIERA, M. 2007. Fatty acid profi- F.; GIAIPAOLI, S.; JANSEN, A.;
les of 80 vegetable oils with regard KARVONEN, M.; KATAN, M.;
to their nutritional potential. Euro- NISSINEN, A.; NEDELJKOVIC,
pean Journal of Lipid Science and S.; PEKKANEN, J.; PEKKARI-
Technology. 109: 710-732. NEN, M.; PUNSAR, S.; RASA-
3. MONTÚFAR, R. 2007. Structure NEN, L.; SIMIC, B. & TOSHIMA
génétique, biochemique, morpho- H. 1995. Dietary Saturated and

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII - octubre 2011


112 Rommel Montúfar-Galárraga & Grischa Brokamp

trans Fatty Acids and Cholesterol cuela de Ciencias Biológicas de la


and 25-Year Mortality from Co- Pontificia Universidad Católica del
ronary Heart Disease: The Seven Ecuador & Herbario AAU del De-
Countries Study. Preventive Medi- partamento de Ciencias Biológicas
cine. 24(3): 308-315. de la Universidad de Aarhus. Quito
8. FAO/OMS. 1993. Grasas y aceites & Aarhus.
en la nutrición humana. Consulta 13. BARFOD, A. & KVIST, L. P. 1996.
FAO/OMS, Roma 19-26 octubre Comparative Ethnobotanical Stu-
1993. dies of the Amerindian groups in
9. BANCO MUNDIAL. 2007. Insu- Coastal Ecuador. Biological Papers
ficiencia nutricional en Ecuador. 46. The Royal Danish Academy of
Quito, Ecuador. Página de Internet: Science and Letters, Copenhagen.
http://ecuador.nutrinet.org/ecuador/ 14. BARFOD, A. S. & BALSLEV, H.
situacion-nutricional. Consultada 1998. The use of the Palms by the
1-junio-2011. Cayapas and Coaiqueres on the
10. FAOSTAT. 2010. Organización de Coastal Plain of Ecuador. Princi-
las naciones Unidas para la agri- pes. 32:29-41.
cultura y alimentación. Página 15. CERON, C. E. & MONTALVO, C.
de Internet: http://faostat.fao.org/ 1998. Etnobotánica de los Huaorani
site/565/default.aspx. Consultada de Quehueiri-Ono, Napo-Ecuador.
1-junio-2011. Primera edición. Abya-Yala, Quito.
11. PINTAUD, J. C.; GALEANO, 16. LLERAS, E. & CORADIN, L.
G.; BALSLEV, H.; BERNAL, R.; 1988. Native Neotropical oil Palms:
BORCHSENIUS, F.; FERREIRA, State of the Art and Perspectives
E.; DE GRANVILLE, J. J.; ME- for Latin American. Advances in
JIA, K.; MILLAN, B.; MORAES, Economic Botany. 6: 201-213.
M.; NOBLICK, L.; STAUFFER, F. 17. BALICK, M. J. 1984. Ethnobotany
& KAHN, F. 2008. Las palmeras de of Palms in the Neotropics. Advan-
América del Sur: diversidad, distri- ces in Economic Botany. 1: 9-23.
bución e historia evolutiva. Revista 18. FAO. 1988. Jessenia and Oenocar-
Peruana de Biología. 15(1):7-29. pus: neotropical oil Palms worthy of
12. DE LA TORRE, L.; NAVARRE- domestication. FAO Plant Produc-
TE, H.; MURIEL, P.; MACÍA, M. tion and Protection Paper 88, Rome.
& BALSLEV, H. (eds.). 2008. En- 19. BORCHSENIUS, F.; BORGTOFT
ciclopedia de las plantas útiles del PEDERSEN, H. & BALSLEV, H.
Ecuador. Herbario QCA de la Es- 1998. Manual to the Palms of Ecua-

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII, octubre 2011


Palmeras aceiteras del Ecuador: estado del arte en la investigación de nuevos recursos 113
oleaginosos provenientes del bosque tropical

dor. AAU reports 37. Department 27. CORZO, O.; BRACHO, N.; VÁS-
of Systematic Botany, University QUEZ, A. & A. PEREIRA. 2010.
of Aarhus, Denmark. Determination of suitable thin layer
20. BALSLEV, H. & HENDERSON, model for drying of coroba slices
A. 1987. The Identity of Ynesa co- (Attalea maripa) at different air
lenda (Palmae). Brittonia. 39:1-6. temperatures and velocities. Jour-
21. BLICHER-MATHIESEN, U. & nal of Food Processing and Preser-
BALSLEV, H. 1990. Attalea colen- vation. 34: 587–598.
da, a potencial lauric oil resource. 28. BEREAU, D.; BENJELLOUN-
Economic Botany. 44(3): 360-368. MLAYAH, B.; BANOUB, J. &
22. ACOSTA SOLIS, M. 1960. Palmas BRAVO, R. 2003. FA and Unsapo-
económicas del Noroccidente Ecua- nifiable Composition of Five Ama-
toriano. Editorial Ecuador, Quito. zonian Palm Kernel Oils. Journal of
23. FEIL, J. P. 1996. Fruit production the American Oil Chemists’ Socie-
of Attalea colenda (Arecaceae) in ty. 80(1): 49-53.
Coastal Ecuador- an alternative oil
29. HENDERSON, A.; GALEANO, G.
resource? Economic Botany. 50(3):
& BERNAL, R. 1995. Field Guide
300-309.
to the Palms of the Américas. Prin-
24. BERNAL, R.; GALEANO, G.;
ceton University Press, New Jersey.
GARCÍA, N.; OLIVARES, I. L.
30. ANDERSON, A. & OVERAL,
& COCOMÁ, C. 2010. Uses and
commercial prospects for the Wine W. 1988. Pollination ecology of a
Palm Attalea butyracea, in Colom- Forest-Dominant palm (Orbignya
bia. Ethnobotany Research & Apli- phalerata Mart.) in Northern Bra-
cations. 8: 255-268. zil. Biotropica. 20:192-205.
25. DEVIA, J. E.; LÓPEZ, A. & SAL- 31. MAY, P. H.; ANDERSON, A.;
DARRIAGA, O. L. 2002. Produc- FRAZAO, J. M. & BALICK, M.
tos promisorios del fruto de la pal- 1985. Babassu palm in the agrofo-
ma de vino. Rev. Univ. Eafit, Co- restry systems in Brazil`s Mid-Nor-
lombia 126. 67-80. th region. Agroforestry Systems, 3.
26. BEREAU, D.; BENJELLOUN- 275-295.
MLAYAH, B. & DELMAS, M. 32. BALICK, M. J. 1981. Une huile co-
2001. Maximiliana maripa Drude mestible de haute qualité en prove-
Mesocarp and Kernel Oils: Fatty nance des espèces Jessenia et Oeno-
Acid and Total Tocopherol Compo- carpus: un complexe de palmiers
sitions. Journal of the American Oil natifs de la Vallée de l‘Amazone.
Chemists` Society. 78: 213-214. Oléagineux. 36: 319-326.

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII - octubre 2011


114 Rommel Montúfar-Galárraga & Grischa Brokamp

33. BALICK, M. J. & GERSHOFF, S. 39. MILLER, C. 2002. Fruit produc-


N. 1981. Nutritional evaluation of tion of the Unguahua palm (Oeno-
the Jessenia bataua palm: Source carpus bataua subsp. bataua, Are-
of high quality protein and oil from caceae) in an indigenous managed
Tropical America. Economic Bo- reserve. Economic Botany. 56(2):
tany. 35: 261-271. 165-176.
34. BALICK, M. J. 1986. Systematics 40. MORA-URPÍ, J.; WEBER, J. C.
and Economic Botany of the Oeno- & CLEMENT, C. R. 1997. Peach
carpus-Jessenia (Palmae) complex. palm. Bactris gasipaes Kunth. Pro-
Advances in Economic Botany 3. moting the conservation and use of
1-140. underutilized and neglected crops.
35. BORGTOFT-PEDERSEN, H. & 20. Institute of Plant Genetics and
BALSLEV, H. 1993. Palmas útiles. Crop Plant Research, Gatersleben/
Especies ecuatorianas para agrofo-
International Plant Genetic Resour-
restería y extractivismo. Ediciones
ces Institute, Rome, Italy.
Abya Yala, Quito.
41. CORPEI, 2009. Perfiles de Produc-
36. MONTÚFAR, R.; LAFFARGUE,
to. Perfiles del Palmito. Centro de
A.; PINTAUD, J-C.; HAMON, S.;
Información e Inteligencia Comer-
AVALLONE, S. & DUSSERT, S.
2010. Oenocarpus bataua Mart. cial (CICO). CORPEI.
(Arecaceae): Rediscovering a 42. HEISER, C. 1990. New perspec-
Source of High Oleic Vegetable tives on the origin and evolution
Oil from Amazonia. Journal of the of new world domesticated plants:
American Oil Chemists` Society. Summary. Economic Botany. 44:
87:167-172. 111-116.
37. SALAZAR, E.; BELÉN, D.; JIMÉ- 43. COUVREUR, T.; BILLOTE, N.;
NEZ, N. & PINO, K. 2004. Carac- RISTERUCCI, M.; LARA, C.;
terísticas físico químicas del aceite VIGOUROUX, Y.; LUDEÑA, B.;
de la semilla de la coroba (Jessenia PHAM, J-L. & PINTAUD, J-C.
polycarpa Karst). Grasas y Aceites. 2006. Close genetic proximity bet-
55(4): 423-427.  ween cultivated and wild Bactris
38. DIAZ, J. A. & ÁVILA, L. M. 2002. gasipaes Kunth revealed by micro-
Sondeo del mercado mundial de satellite markers in western Ecua-
Aceite de Seje (Oenocarpus bataua) dor. Genetic Resources and crop
Instituto de Investigación de Recur- Evolution. 53:1361-1373.
sos Biológicos Alexander von Hum- 44. HERNÁNDEZ-UGALDE, J. A.;
boldt, Bogotá, Colombia. 18 pp. MORA-URPI, J. & ROCHA NU-

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII, octubre 2011


Palmeras aceiteras del Ecuador: estado del arte en la investigación de nuevos recursos 115
oleaginosos provenientes del bosque tropical

ÑEZ, O. 2008. Diversidad genética 50. HENDERSON, J. & OSBORNE D.


y relaciones de parentesco de las 2000. The oil palm in all our lives:
poblaciones silvestres y cultivadas how this came about. Endeavour.
de pejibaye (Bactris gasipaes, Pal- 24(2): 63-68.
mae), utilizando marcadores mi- 51. CONWAY, W. 2009. Conservation
crosatelitales. Revista de Biología genetics and the extinction crisis.
Tropical. 56(1): 217-245. En: Amato et al. eds. Conservation
45. BARCELOS, E.; AMBLARD, P.; Genetics in the age of genomics.
BERTHAUD, J. & SEGUIN, M. Columbia University Press.
2002. Genetic diversity and rela- 52. MONTÚFAR, R.; ANTHELME,
tionship in American and African F.; PINTAUD, J-C. & BALSLEV,
oil palm as revealed by RFLP and H. 2011. Effects of disturbance
AFLP molecular markers. Pesqui- on resilience of tropical American
sa Agropecuária Brasileira. 37(8): palm populations and communities.
1105-1114 En prensa, The Botanical Review.
46. MORETZSOHN, M. C.; FERREI- 53. MOSANDL, R.; GUNTER, S.;
RA, M. A.; AMARAL, Z. P. S.; STIMM, B. & WEBER, M. 2008.
COELHO, P. J. A.; GRATTAPA- Ecuador suffers the highest defo-
GLIA, D. & FERREIRA, M. E. restation rate in South America.
2002. Genetic diversity of Brazilian En: Beck et al. eds. Gradients in a
oil palm (Elaeis oleifera H.B.K.) Tropical Mountain Ecosystem of
germplasm collected in the Ama- Ecuador. Ecological Studies, 198.
zon Forest. Euphytica. 124: 35-45. 37-40.
47. LEGENDRE, P. & LEGENDRE L. 54. ANTHELME, F.; LINCANGO,
1998. Numerical Ecology. Develo- J.; GULLY, C.; DUARTE, N. &
pments in environmental Modeling MONTÚFAR, R. 2011. How an-
20. Second Edition. thropogenic disturbances affect the
48. VERGARA, L. K. 2002. Demo- resilience of a keystone palm tree in
grafía de Ceroxylum alpinum en the threatened Andean cloud forest
bosques relictuales Del Valle de ?. Biological Conservation. 144:
Cocora, Salento (Quindio). Tesis 1059-1067.
de grado. Universidad Nacional de 55. AGUIRRE, A. & DIRZO, R. 2008.
Colombia. Effects of fragmentation on polli-
49. FORERO, L. E. 1983. Anotacio- nator abundance and fruit set of
nes sobre bibliografia seleccionada an abundant understory palm in a
del complejo Jessenia-Oenocarpus Mexican tropical forest. Biological
(Palmae). Cespedesia. 12: 21-49. Conservation. 141: 375-384.

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII - octubre 2011


116 Rommel Montúfar-Galárraga & Grischa Brokamp

56. GALETTI, M.; DONATTI, C. I.; 60. RUIZ-PÉREZ, M.; ALMEIDA,


PIRES, A. S.; GUIMARÃES, P. R. M.; DEWI, S.; LOZANO COSTA,
JR. & JORDANO, P. 2006. Seed E.; CIAVATTA PANTOJA, M.;
survival and dispersal of an ende- PUNTODEWO, A.; DE ARRUDA
mic Atlantic forest palm: the com- POSTIGO, A. & GOULART DE
bined effects of defaunation and ANDRADE, A. 2005. Conservation
forest fragmentation. Botanical Jo- and Development in Amazonian Ex-
urnal of the Linnean Society. 151:
tractive Reserves: The Case of Alto
141-149.
Juruá. Ambio. 34(3): 218-223.
57. KAHN, F. 1988. Ecology of Eco-
61. MOEGENBURG, S. M. & LE-
nomically Important Palms in Peru-
vian Amazonia. Advances in Eco- VEY, D. J. 2002. Prospects for con-
nomic Botany. 6: 42-49. serving biodiversity in Amazonian
58. ROJAS RUIZ, R,; RUIZ PANDU- extractive reserves. Ecology Letter
RO, G.; RAMÍREZ MELÉNDEZ, 5(3): 320-324.
P.; SALAZAR JARAMA, C.; 62. PHILLIPS, O. 1993. The potencial
RENGIFO SIAS, C.; LLERENA for harvesting fruits in tropical ra-
FLORES, CH.; MARÍN RÍOS, C.; inforest: new data from Amazonian
TORRES NORIEGA, D.; OJA- Perú. Biodiversity and Conserva-
NAMA VÁSQUEZ, J.; SILVANO tion 2. 18-38.
ALVÁN, W.; MUÑOZ ISUIZA, 63. PETERS, C.; BALICK, M. J.;
V.; LUQUE SALINAS, H.; VELA KAHN, F. & ANDERSON, A. B.
GONZA, N.; CASTILLO FASA- 1989. Oligarchic forest of econo-
BI, N.; SOLIGNAC RUIZ, J.; R. mic plants: Utilization and Con-
LÓPEZ DE OLIVEIRA, V.; PAN-
servation of an important Tropical
DURO RUIZ, F. 2001. Comerciali-
resource. Conservation Biology, 3.
zación de masa y «fruto verde» de
342-349.
aguaje (Mauritia flexuosa L.f.) en
Iquitos (PERÚ). Folia Amazónica. 64. SHUKLA, V. K. S. & HOLM JEN-
12(1-2) – 2001. SEN, O. 1996. Fatty acid compo-
59. AMBLANRD, P.; BILLOTTE, N.; sition and tocopherol content of
COCHARD, B.; DURAND-GAS- Amazonian palm oils. Journal of
SELIN, T.; JACQUEMARD, J. C,; Food Lipids. 3: 149-154.
LOUISE, C.; NOUY, B.; POTIER, 65. MADRE TIERRA AMAZONIA.
F. 2004. Elaeis guineensis and Elaeis 2010. Ficha técnica Aceite de Pa-
oleifera oil palm breeding at Cirad- lla. Madre Tierra Amazonia S.R.L./
CP. Palmas-No. Especial, 2. 306-310. IPHAE Riberalta, Bolivia.

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII, octubre 2011


Palmeras aceiteras del Ecuador: estado del arte en la investigación de nuevos recursos 117
oleaginosos provenientes del bosque tropical

66. LÍSA, M. & HOLČAPEK, M. 71. FRANKE, S.; FRÖHLICH, K.;


2008. Triacylglycerols profiling in WERNER, S.; GRAF, T.; BÖHM,
plant oils important in food indus- V. & SCHÖNE, F. 2008. Carotinoi-
try, dietetics and cosmetics using de, Vitamin E und weitere quali-
high-performance liquid chromato- tätsrelevante Bestandteile der Saat,
graphy–atmospheric pressure che- des Presskuchens und des Öles von
mical ionization mass spectrome- Raps, Sonnenblume, Lein und Dis-
try. Journal of Chromatography A, tel. UFOP: Bericht Carotenoide:
1198–1199: 115–130. 1–31. Página internet: http://www.
67. GUNSTONE, F. D. 2002. Produc- ufop.de/downloads/Bericht_Ca-
tion and trade of vegetable oils. En: rotinoide_110609%281%29.pdf.
Gunstone, F. D. ed. Vegetable oils Consultada 20-octubre-2010.
in food and technology: Compo- 72. YUSOFF, S. 2006. Renewable
sition, Propierties and uses. Blac- energy from palm oil – innovation
kwell Publishing Ltd. Pp. 1-17. on effective utilization of waste.
68. PANTZARIS, T. P. & BASIRON, Journal of Cleaner Production. 14:
Y. 2002. The lauric (coconut and 87-93.
palmkernel) oils. En: Gunstone, F. 73. SCHAUSS, A. G.; WU, X.;
D., ed. Vegetable oils in food and PRIOR, R. L.; OU, B.; PATEL, D.;
technology: Composition, Proper- HUANG, D. & KABABICK, J. P.
ties and Uses. Blackwell Publis- 2006. Phytochemical and Nutrient
hing Ltd. Pp. 157-202. Composition of the Freeze-Dried
69. MADRE TIERRA AMAZONIA. Amazonian Palm Berry, Euterpe
2010. Ficha técnica Aceite de Pal- oleraceae Mart. (Acai). Journal of
ma Real. Madre Tierra Amazonia Agricultural and Food Chemistry.
S.R.L./IPHAE Riberalta, Bolivia. 54: 8598-8603.
70. VÁSQUEZ-OCMÍN, P. G.; FREI- 74. DO NASCIMENTO, R. J. S.;
TAS ALVARADO, L.; SOTERO COURI, S.; ANTONIASSI, R. &
SOLÍS, V.; PAVÁN TORRES, R. FREITAS, S. P. 2008. Composiҫão
& MANCINI-FILHO, J. 2010. em ácidos graxos do óleo da pol-
Chemical characterization and pa de Aҫaí extraído com enzimas e
oxidative stability of the oils from com hexano. Revista Brasileira de
three morphotypes of Mauritia Fruticultura, Jaboticabal – SP, Vol.
flexuosa L.f, from the Peruvian 30(2): 498-502.
Amazon. Grasas y aceites. 61(4): 75. ALBUQUERQUE, M. L. S.;
390-397. GUEDES, I.; ALCANTARA JR.

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII - octubre 2011


118 Rommel Montúfar-Galárraga & Grischa Brokamp

P.; MOREIRA, S. G. C.; BARBO- 77. LAVEE, S. & WODNER, M. 2004.


SA N. M.; CORREAC D. S. & ZI- The effect of yield, harvest time
LIOC, S. C. 2005. Characterization and fruit size on the oil content in
of Buriti (Mauritia flexuosa L.) Oil fruits of irrigated olive trees (Olea
by Absorption and Emission Spec- europaea), cvs. Barnea and Man-
troscopies. Journal of the Brazilian zanillo. Scientia Horticulturae. 99:
Chemical Society, Vol. 16(6A): 267-277..
1113–1117.
76. SANTOS, L. M. P. 2005. Nutritio-
nal and ecological aspects of bu-
riti or aguaje (Mauritia flexuosa
Linnaeus filius): A carotene-rich
palm fruit from Latin America.
Ecology of Food and Nutrition.
44(5): 345-358.

Revista Ecuatoriana de Medicina y Ciencias Biológicas - Vol. XXXII, octubre 2011