Está en la página 1de 2

Nuevas relaciones humanas en el núcleo familiar por

Virginia Satir
Autoestima
Antes de comenzar es preciso partir de los siguientes puntos:
1. En ocasiones tu familia se equivoca.
2. Necesitas perdonarte por los errores del pasado y darte la oportunidad de
cambiar, con la conciencia de que las cosas pueden ser diferentes.
3. Toma la decisión de cambiar situaciones.
4. Adopta alguna medida para iniciar el proceso de cambio.

La AUTOESTIMA es un concepto, una actitud, un sentimiento, una imagen y está


representada en la conducta. Metáfora de la olla: ¿de qué está llena tu olla? ¿tu
autoestima es positiva o negativa en este momento? ¿cuánta autoestima tienes?

Podemos sustituir la palabra "olla" por valía personal o autoestima, es decir, la


capacidad de valorar el yo y tratarnos con dignidad, amor y realidad. Cualquier persona
que reciba amor está abierta al cambio.

Preguntas para reflexionar:

• ¿Qué consecuencias percibes que provoca tu baja autoestima?


• ¿Cuál fue la última ocasión en la que notaste tu autoestima alta?

La gente vital siente que tiene la olla llena todo el tiempo. Por supuesto, todos tenemos
momentos en que desearíamos alejarnos de todo, cuando la fatiga nos domina y el
mundo nos ha dado muchas desilusiones en un mismo día, cuando los problemas de la
vida de pronto parecen superiores a nuestras fuerzas. La gente vital trata estas
sensaciones temporales de olla vacía como lo que son: UNA CRISIS MOMENTÁNEA.
Es posible que esta crisis sea los dolores de parto de una nueva posibilidad personal; nos
sentimos incómodos en el momento, pero tenemos que ocultarnos, pues sabemos que
saldremos intactos de la crisis.

Cuando una persona siente que vale poco, espera el engaño, el maltrato y el desprecio
de los demás; esto le abre la puerta a la posibilidad de convertirse en víctima. cuando
alguien espera lo peor, baja la guardia y permite que lo peor suceda. para defenderse
tendrá que ocultarse detrás de un muro de desconfianza y hundirse en la terrible
sensación de soledad y aislamiento. En estas situaciones, cuando estamos en crisis, es
difícil ver, escuchar o pensar con claridad.

El temor es la consecuencia natural de esa desconfianza y aislamiento. Nos limita y


ciega, impide que probemos nuevos medios para solucionar problemas. Por el contrario,
adoptamos una conducta aún más derrotista. El miedo representa siempre un temor de
algo futuro. Tan pronto como una persona enfrenta o desafía aquello que le causa temor
en el momento presente, el temor se desvanece (relacionarlo con los diálogos internos).

La persona que posee una alta autoestima también puede sentirse deprimida. La
diferencia es que quienes se sienten deprimidos no se califican de inútiles. Ni fingen que
esos sentimientos de depresión no existen. La depresión no es equivalente a una "olla"
vacía. La sensación de vacío significa, en esencia, que cuando uno tiene sentimientos
indeseables, trata de conducirse como si dichas emociones no existieran. Se requiere
una gran autoestima para reconocer los sentimientos de depresión.

Mucho de lo que nos sucede es resultado de nuestra actitud y por eso podemos
cambiarlo.

Tarea para reflexionar:

• Esta noche, cuando la familia se encuentre sentada a la mesa para cenar, observa
lo que sientes por ti cuando los demás te dirigen la palabra. Habrá comentarios
que no evoquen una respuesta especial en ti. Sin embargo, te sorprenderá
descubrir que, aún la petición de "pásame la jarra del agua", provocará en ti un
sentimiento de valía o devaluación, dependiendo del tono de voz del
interlocutor, su expresión facial, el momento en el que hace la petición (por
ejemplo, ¿acaso su petición interrumpió algo que estabas diciendo? ¿ignoró algo
que dijiste?) y lo bien que te sientas contigo. Si te sientes bien, encontrarás
muchas opciones para responder; si te sientes mal, verás que tus opciones son
limitadas. A mitad de la cena, puedes cambiar la perspectiva y escuchar cómo te
comunicas con los demás. Trata de ponerte en el sitio de los otros e imagina lo
que sentirías si te hablaran como tú lo haces en ese momento. Por ejemplo, ¿te
sentirías amada o valorada?

Siempre existe la esperanza de que cambie tu vida porque tienes la capacidad de


aprender cosas nuevas. Todos somos educables.

Posibilidad de completar el contenido con la lectura del poema "Yo soy yo" de Virgina
Satir.