Está en la página 1de 10

ENSAYO CALIDAD EDUCATIVA

Introducción
Gobierno de la República plantea como objetivo estratégico de su política educativa, el
acceso a la educación de calidad con equidad, se prioriza la calidad de la educación en tanto
que partimos de la premisa que el ejercicio pleno del derecho a la educación, consiste no
sólo en asistir a un centro educativo, sino tener acceso a una educación de calidad. La
educación es una acción esencial para el porvenir y la construcción del futuro, brindando la
oportunidad de una vida productiva, digna y más humana, llena de fe y de esperanza.

Para hablar sobre que es calidad educativa, comenzaremos abordando el tema que es
política educativa. Según Monzón, 2005 política educativa se entiende por un conjunto
de preceptos obligatorios por medio de los cuales se establece una base jurídica de derecho,
para llevar a cabo las tareas de la educación”.

Según Lemus, 2005 “Las políticas educativas constituyen una particularización de las
políticas estatales y, por lo tanto, se refieren al conjunto sistemático de concepciones,
planes, programas, leyes y acciones permitidas o prohibidas que se formulan y realizan bajo
la orientación del bloque en el poder por medio de los cuerpos técnicos designados para
lograr objetivos educacionales en una sociedad dada”

Lo que diferencia las políticas educativas de otras políticas estatales no es el hecho de


que unos expresen relaciones de poder y otras no, sino el ámbito particular donde estas
relaciones se expresan como lo es la Educación.

El aprendizaje se concibe como un proceso de construcción del conocimiento mediado


por diferentes perspectivas, herramientas, saberes y habilidades aportados por los
participantes en eventos de interacción social dentro de una comunidad de aprendizaje.
Desde esta perspectiva sociocultural, el conocimiento tiene que ver con manera en que los
seres humanos elaboran explicaciones en torno a la realidad personal, social, natural y

1
simbólica, a partir de las características del entorno, las oportunidades y prácticas sociales y
educativas, así como de su nivel de desarrollo evolutivo. En el ámbito educativo, se crean
condiciones y se propician acciones, experiencias e interacciones en donde los participantes
comparten sus creencias, saberes, valores y actitudes alrededor de una situación, a partir de
la cual se desarrollan competencias y se obtienen resultados o productos. Estas situaciones
de aprendizaje se producen en un contexto particular, en donde se generan procesos de
participación guiada por la interacción de otros.

Una educación que reconoce y respeta siempre los aspectos culturales del entorno de
las personas, que tiene la responsabilidad de formar, que refleje y responda a las
características, necesidades y aspiraciones de un país multicultural, multilingüe y
multiétnico, respetando fortaleciendo y enriqueciendo la identidad personal y la de sus
Pueblos, como sustento de la unidad en la diversidad.

La calidad en una política educativa, se enfatiza en el mejoramiento de la calidad del


proceso educativo para asegurar que todas las personas seas sujetos de una educación
pertinente y relevante.
 Contar con diseños e instrumentos curriculares que respondan a las características y
necesidades de la población y a los avances de la ciencia y la tecnología.
 Proveer instrumentos de desarrollo y ejecución curricular
 Fortalecer el sistema de evaluación para garantizar la calidad educativa.

Históricamente los seres humanos hemos acogido a la educación, como uno de los
valores más significativos que nos da razón de ser e identidad social. Los pueblos que han
cultivado la inteligencia y la imaginación, son aquellos que han sobresalido y nos han
legado el vasto conocimiento que atesora la humanidad. Asimismo han alcanzado altos
niveles de bienestar material, espiritual y moral. La educación les ha permitido alejar los
tormentos lacerantes de la violencia que rompe el sentido de la vida, porque ésta va
aparejada con procesos de paz, armonía y respeto entre los hombres y mujeres y a su vez,

2
en una relación dialéctica de búsqueda de encuentros con la rica biodiversidad que rodea al
entorno social.

La educación es lo que nos hace más humanos y tiene como propósito la dignificación
de la persona. Esta es la motivación de porque Guatemala es un país que ha estado bajo el
estudio del ojo crítico de investigadores en diversas disciplinas. Es el caso de la educación
y del Sistema Educativo Nacional. Los análisis, descriptores estadísticos, señala- miento de
los desafíos que se presentan, así como acuerdos y políticas, han llevado a múltiples
conclusiones, pero en el fondo acuerpan la idea de un atraso en cada uno de los aspectos
que se nos antoje examinar. Sea esta la educación inicial, o bien el ciclo diversificado o las
carreras universitarias a nivel de licenciatura y postgrado.

Una sociedad en donde se reconoce la educación como uno de los medios fundamentales
para la transmisión de los valores culturales y democráticos, la formación de ciudadanos, el
desarrollo de la cultura de paz, la búsqueda del crecimiento económico y el bien común,
debe apostarle a una educación de calidad. Asumiendo la calidad educativa como: “el
poder contar con oportunidades formativas para que las personas puedan desarrollar sus
potencialidades, a lo largo de cada etapa de su vida e integrarse a la sociedad como
ciudadanos plenos y felices” (UNESCO 2005)

El tema entonces de la calidad educativa, ha provocado que los investigadores procuren


explicarla desde diferentes ópticas, partiendo en primer de la pregunta ¿qué se entiende por
calidad educativa? Las respuestas varían desde la óptica que se miren, tales podrían ser, que
ésta respuesta puede darse desde la académica escolar que se identifica con la pedagogía
tradicional; desde la eficiencia social, que sustenta teorías curriculares como la tecnología
educativa; la de la reconstrucción social, que se identifica con la teoría crítica del currículo,
y la ideología del estudio del niño, que se identifica con la corriente perteneciente a lo que
se conoce con el nombre de escuela activa. Pero y a su vez, también dependiendo del
modelo pedagógico que se implemente en el sistema educativo, como el conductista, el
cognitivo, el sociocultural, el constructivista, entre otros.

3
Una educación de calidad ayuda a mejorar los indicadores sociales, a disminuir las tasas
de desnutrición y mejora los indicadores de salud nacional. Contribuye a la reducción de la
pobreza, mejora la inclusión social y las condiciones para una mejor gobernabilidad y
participación democrática, permite optar a mejores salarios y responde al derecho de todos
a tener una educación.

La calidad educativa se hace efectiva en el aula y el único que puede proporcionarla es


el docente. La calidad exige maestros con una sólida formación integral, bien dirigidos y
adecuadamente remunerados. Los países que han conseguido alcanzar resultados elevados
en materia de aprendizaje son los que han invertido constantemente en la mejora de la
profesión docente. De cómo se formen los futuros docentes dependerá su desempeño en la
profesión y su mejor medida será el aprendizaje de sus estudiantes.

La familia se constituye socialmente como la primera escuela del estudiante, el entorno


en el que se sientan las bases para el desarrollo afectivo y cognitivo del ser humano. Los
padres son los principales responsables de la educación integral que sus hijos puedan
alcanzar. La escuela representa el ambiente educativo externo al hogar, que complementa la
formación y aprendizaje de los estudiantes desde las edades iniciales. En esta es donde se
desarrollan competencias integrales y que permitirán a futuro, mejorar sus condiciones de
vida.

Los padres de familia son corresponsables directos del proceso educativo de sus hijos y
pueden apoyar en la escuela de manera directa integrando o ayudando en la prestación de
servicios de las Organizaciones de Padres de Familia (OPF), las que se encuentran
constituidas en la mayoría de centros educativos del sector público, así como en directivas
o grupos de padres de familia en el sector privado. También los padres deben establecer
comunicación periódica con el o los docentes que atienden a su hijo, pues la
responsabilidad de los avances no es exclusiva del centro educativo. El acompañamiento
que padres o encargados puedan ofrecer en casa a los estudiantes contribuye con el logro de
competencias.

4
La infraestructura escolar se refiere al edificio y los servicios que este ofrece a sus
estudiantes, quienes interactúan y desarrollan en este ambiente, procesos de aprendizaje.
Como parte de los servicios que debe ofrecer la infraestructura de un centro educativo
deben considerarse: a) agua potable, disponible diariamente y que satisfaga las necesidades
de la población estudiantil; b) drenajes en buen estado y fosas sépticas que reciben el
mantenimiento adecuado; c) energía eléctrica permanentemente (ofrece apoyo relacionado
con la iluminación e innovación tecnológica); d) servicios sanitarios por sexo, en buen
estado y suficientes para la población que atiende; e) cocina que reúna condiciones básicas
de higiene para la preparación de alimentos; f) muros perimetrales que apoyen normas de
seguridad; g) áreas recreativas y deportivas que permitan desarrollar en los estudiantes
competencias complementarias a la formación integral; y h) suficientes salones de clase
para la población que el centro atiende. La atención de las condiciones asociadas a
infraestructura escolar puede contribuir en general con la mejora del clima escolar, las
condiciones de aprendizaje en que se desenvuelve el estudiante, e incluso incidir en la salud
de los mismos, lo que puede repercutir en el cumplimiento de días y horas efectivas de
clase.

En los últimos veinticinco años, Guatemala ha dado pasos importantes, más no


suficientes, al lograr que más niños y jóvenes lleguen a la escuela, pero el reto es que
dentro de los centros escolares reciban servicios educativos de calidad y durante el tiempo
que la norma ministerial regula, 180 días de clase como mínimo. El cumplimiento de días
de clase es complejo, pues debe considerar que la escuela se encuentre abierta y que en
cada una de las jornadas escolares diurnas se cumpla con por lo menos cuatro horas y
media de trabajo efectivo, es decir, que permitan el desarrollo de competencias en los
estudiantes, así como su formación integral.

Los docentes son uno de los principales factores que inciden en la mejora de la calidad
educativa dentro del centro escolar y el sistema educativo. Es importante decir que como
condición, no son los únicos responsables, pero sí los que protagonizan desde el aula

5
cambios significativos que repercuten en el desarrollo de competencias de sus estudiantes,
así como en sus condiciones de vida a futuro.

Un docente es competente y preparado si integra dentro de su profesión, tres aspectos


indispensables:
 Vocación y compromiso.
 Competencias del área o nivel que forma (sabe lo que enseña).
 Competencias metodológicas, que permiten desarrollar creativamente competencias
de su área o nivel en el alumno (sabe cómo enseñar).

El maestro es entonces, piedra angular del proceso educativo y quien contribuye con la
mejora de algunos indicadores escolares, como la permanencia y disminución del fracaso
escolar.

La lectura es una actividad humana importante, que a lo largo de la vida desarrolla


competencias integrales que facilitan a la persona el logro de saberes para la vida. Además,
como proceso, contribuye con el desarrollo de la reflexión, atención, lógica, comprensión y
concentración. De acuerdo a Carvajal (2013), la lectura es uno de los procesos
informativos, sociales e históricos más importantes que la humanidad ha generado a partir
del desarrollo del lenguaje como producto de la evolución del idioma o lengua y de la
escritura para la trasformación social.

La promoción de la lectura es uno de los factores que contribuye con la mejora de la


calidad educativa. Asimismo, el vínculo con la familia y el contexto en el que vive el
estudiante es importante. Desarrollar gusto por la lectura va más allá de leer lo que se
asigna como lectura obligatoria, es un acto recreativo y voluntario que genera satisfacción
en quien lo hace. Son los docentes y padres quienes, desde el hogar y la escuela, motivan y
promocionan la lectura, contribuyendo también los esfuerzos que el entorno inmediato
pueda generar, tales como las corporaciones municipales, bibliotecas locales,

6
organizaciones que apoyan la promoción de la lectura, docentes jubilados, medios de
comunicación escrita y radial , así como medios electrónicos y la iglesia.

Además, el docente se convierte en pieza clave, no solo al motivar la lectura, sino


porque debe poseer competencias del área para poder desarrollarlas en sus educandos. No
es una tarea sencilla, pero sí imprescindible para el logro de competencias para la vida.

Puedo afirmar que la educación en el país sigue en crisis, ante los resultados en las
pruebas realizadas por el MINEDUC, ingenuamente pensamos que solo estamos mal en
lenguaje y matemática pero la realidad es distinta. En el caso del aprendizaje de los idiomas
extranjeros o los idiomas vernáculos la realidad es todavía más lamentable. Una de las
razones de proponer una reforma educativa en nuestro país fue la deficiencia observada en
los procesos pedagógicos de enseñanza-aprendizaje que se llevan a cabo en la mayoría de
los centros educativos. Al realizar un análisis sobre la calidad educativa se pudo prestar
atención entre otras cosas a: 1) las debilidades en el desempeño de los maestros en el aula;
2) la desarticulada formación inicial de los docentes, 3) la falta de equidad y 4) lo
relacionado a los pensum de estudios, jornadas y horarios de trabajo.

Esta situación hizo, que a comienzos de los 80, el problema de la Calidad de la


Educación fuera tema central para tratar de ver cómo se hacía para retener a los alumnos.
La masificación educativa fue acompañada por una pérdida en la calidad. Del conjunto de
datos disponibles pueden sacarse tres conclusiones:
a) El nivel de los aprendizajes alcanzados dista mucho de ser ideal... Las mediciones
realizadas por las instituciones de educación superior muestran que existe un desfase
creciente entre lo que certifican los títulos y certificados escolares y los saberes y
competencias efectivamente incorporados por los estudiantes en los niveles educativos
previos...

b) Los aprendizajes varían en función de diversos factores, en especial, en función del


nivel socioeconómico de los hogares de los estudiantes. La igualdad formal de la

7
escuela oculta una profunda desigualdad en la calidad y cantidad de aprendizajes
efectivamente logrados. Todo parece indicar que quienes tienen más capital
económico y cultural tienden a apropiarse en mayor medida de las formas más
complejas y poderosas del saber.

c) Una mirada rápida al conjunto de los estudios reseñados, indica que no disponemos
de un panorama global para todos los niveles del Sistema Educativo, en sus diversas
modalidades y unidades territoriales.

“Las críticas provienen no solo de los especialistas en educación; expresan su insatisfacción


los alumnos, sus padres, los docentes, los directivos, la opinión pública en general. Se
percibe un descontento; un desajuste entre lo que la escuela ofrece y los que los
protagonistas esperan de ella:

1. Los contenidos son poco significativos para los alumnos;


2. Hay escasa relación de los planes y programas con las necesidades socioeconómicas y
culturales del mundo actual;
3. Existe un déficit en la formación y capacitación docente;
4. Los modos de gestión están burocratizados lo cual impiden la resolución eficaz de los
problemas;
5. Fracasan grandes sectores de la población que no logran financiar con éxito un ciclo o
nivel;
6. Están desvinculados el mundo de la escuela y el mundo del trabajo;
7. Los sesgos de autoritarismo impiden el desarrollo de una educación verdaderamente
democrática;

Así, la calidad de la educación se ha constituido en los últimos tiempos, en principio


organizador de las políticas institucionales y estatales. El concepto de calidad de la
educación es polisémico, multidimensional y contextualizado. Alude a un rasgo o atributo
de lo educativo, referido a distintos niveles (macro y micro) y a múltiples dimensiones de
cada nivel; además, expresa concepciones de la educación, valores o criterios no siempre
coincidentes. El punto focal de su acción es la educación definida como instancia de
construcción y distribución del conocimiento socialmente válido.

8
Puedo afirmar entonces que una educación de calidad es aquella que promueve:
a) La construcción de conocimientos psicológica, social y científicamente significativos.
b) El desarrollo de procesos de pensamiento y estrategias cognitivas que le permitan al
sujeto “aprender a aprender”.
c) La apropiación de instrumentos para participar en la vida económica, política y social,
contribuyendo a la construcción de un modelo social democrático.
d) El desarrollo de habilidades básicas que posibiliten al educando, la inserción en
condiciones adecuadas en el nivel siguiente del sistema educativo o la incorporación a
la vida activa.
e) La aplicación del conocimiento para operar sobre la realidad.
f) La posibilidad de la duda y la discusión.
g) La consideración de las características propias del sujeto de aprendizaje, en sus
aspectos cognitivos, socioafectivos y psicomotrices.
h) El crecimiento profesional del docente.
Desde esta perspectiva, es importante tener en cuenta factores políticos y culturales,
donde se torna relevante la participación ciudadana como forma de gobierno.

Sin embargo, en la actualidad percibimos un sistema educativo en el cual la calidad está


sumamente deteriorada y cuestionada. Desde mi punto de vista resulta lamentable tener
que afirmar que el deterioro de los insumos del proceso educativo (caída del gasto,
deterioro del salario docente, disminución del tiempo de aprendizaje, etc.) no puede menos
que producir un empobrecimiento de los procesos de producción del aprendizaje y por lo
tanto, una pérdida de calidad de los productos educativos. De esta manera la Calidad de la
Educación es considerada un tema conflictivo en el ámbito educativo, enfrentándose
diversas posturas en los diferentes momentos históricos.

La educación de Guatemala enfrenta grandes retos, especialmente en cuanto a calidad,


que constituye una prioridad impostergable y exige, no solo conocer datos y resultados de
la posición que ocupa en la medición latinoamericana, sino también, desarrollar acciones
concretas, responsables y prontas que transformen esta realidad.

9
“El desafío principal de la educación actual no se resuelve ampliando las oportunidades
de acceso a la institución escolar en sus diversos niveles y modalidades vigentes. Hoy el
desarrollo cuantitativo del sistema no tiene ningún sentido progresista si no se redefinen
aspectos cualitativos que tienen que ver con el grado de satisfacción efectiva de las
necesidades básicas de aprendizaje de los individuos.”

La educación con calidad no es responsabilidad exclusiva del Ministerio de Educación;


debe ser asumida por todos. Los padres de familia deberán apoyar desde el hogar al proceso
educativo y participar en organizaciones de padres de familia; el docente deberá reforzar
sus capacidades para proyectarlas en el aula y que se vean reflejadas en los resultados de
sus estudiantes, además es deseable que proponga buenas prácticas replicables en otros
centros educativos; las universidades contribuirán en el fortalecimiento del proceso de
formación inicial y continua de docentes como “formadores de formadores”; el alumno
asistirá al centro escolar convencido de que la educación mejorará su vida; y todo
ciudadano deberá involucrarse en acciones de monitoreo y acompañamiento.

Conclusión
La calidad educativa no es una tarea sencilla; se debe considerar, de acuerdo al
desarrollo cognitivo como objetivo explícito de todo sistema educativo y enfocarse en el
área actitudinal, haciendo énfasis en la promoción de valores relacionados con una buena
conducta cívica, así como en el desarrollo de condiciones propicias para el desarrollo
afectivo y creativo del educando. La calidad de la educación debe ser un área prioritaria
de la agenda política de país y responder a un proyecto de nación que garantice continuidad
y cumplimiento de esta, como política educativa.

10