Está en la página 1de 4

Guía para la formulación de Proyectos

1- Presentación

 Consiste en una breve descripción de los aspectos esenciales que


dan origen a un proyecto de trabajo, como:
a) existencia de una demanda, un interés y/o una necesidad.
b) identificación de una situación problema (que a veces surge de
la lectura de la demanda misma) que afecta a la población
destinataria y que da origen a la ideación-diseño-gestación por parte
del equipo profesional de un proyecto de cambio.
 Contextualización de la demanda, del problema o la necesidad.

Casi nunca un proyecto es capaz de resolver por sí mismo todo un


problema, aunque debe quedar clara su contribución a esa solución.
Por lo tanto debe ser viable y posible. Procura tener efectos en
grupos acotados de población (un ciclo de toda una escuela, talleres
por etapas sucesivas: docentes, niños. etc.) lo que nos lleva al paso
siguiente: la Denominación del proyecto .

2- Denominación del proyecto

Es el nombre que le otorga identidad y permite el reconocimiento de


qué es lo que se va a realizar .

 Se constituye como eje vertebrador de la propuesta de trabajo.

3- Justificación

 Criterios (argumentación lógica) que establecen las razones de la


realización del mismo.

 Por qué esta propuesta es considerada como la más adecuada o viable


para resolver el problema, o la necesidad de la que se parte.

4- Fundamentación

 Constituye la explicitación del marco teórico/conceptual desde el que


nos posicionamos (el marco teórico/conceptual del que parte la
intervención psicopedagógica) respecto al tratamiento del área o tema/s
seleccionados.
5- Objetivos del proyecto

 Imaginar el futuro deseado y reconocer la brecha existente entre la


situación actual y la deseable es lo que nos permite poner en claro los
objetivos de nuestra acción.

• Cada objetivo propuesto (se recomienda no más de 2 objetivos generales,


de los que surgen los específicos) conlleva a un logro o resultado
esperado.

• Deben ser claramente definidos, ser mensurables en forma cualitativa y


de ser posible también cuantitativamente.

• Facilitan el proceso de monitoreo y la realización de los ajustes


necesarios en la implementación del proyecto.

6- Modalidad de intervención .

a) Líneas de acción

La ejecución de cualquier proyecto presupone la determinación y


diferenciación de las líneas de acción , en función de los objetivos
propuestos.
Incluyen las modalidades de operación: talleres, grupos de discución,
etc.)que implica además, un conjunto de acciones articuladas entre sí (que
a veces deben ser realizadas por etapas, dados los requerimientos que
que se presentan o los ámbitos a los que se orientan).
 Ningún proyecto puede realizarse sin una sucesión de quehaceres y
aconteceres que tienen el propósito de lograr ciertos resultados
previstos.

Para entender cómo se piensa desarrollar las acciones previstas, se debe


explicitar una y sólo una acción posible de las programadas, a manera de
ejemplo, que puede incluir su modalidad de operación.

b) Atributos de la gestión

Existen ciertos atributos que deberán considerarse en la formulación de


todo proyecto de trabajo, como: integralidad, participación, gestión
asociativa, trabajo en red.

 Se desarrollará sólo aquel/aquellos atributos que se han adoptado para


dotar de viabilidad inicial a la propuesta, a su consecución de acuerdo a lo
programado y a su finalización en términos sustentables.
7- Responsables del proyecto y sus funciones

 Responsable general o coordinador: estará a cargo de conducir las


acciones y orientar el desempeño de los otros actores involucrados.

 Se debe considerar a todos los actores participantes, delimitar sus


responsabilidades y funciones para organizar mejor la tarea y
economizar esfuerzos.

Toda propuesta educativa, para que tenga éxito requiere de un verdadero


trabajo en equipo en el cual todos sus miembros se comprometen con la
función asignada.

8- Destinatarios

 Son los beneficiarios de la propuesta (alumnos, padres, comunidad,


etc.)

 Es importante realizar un punteo de las características y grado de


involucramiento de los beneficiarios.

 Pueden existir beneficiarios secundarios quienes también deberán ser


identificados.

9- Cronograma

 Facilita la secuenciación de acciones, su ordenamiento y monitoreo de


las mismas.

 Si se han previsto etapas en la realización del proyecto deben


explicitarse detallando sus características.

10- Recursos materiales y presupuesto

Elaborar un listado de recursos e insumos necesarios, su existencia o


necesidad de adquisición.

 Evaluar la disponibilidad y el estado de los recursos al momento de la


implementación. (Recursos materiales y espacios físicos para el
desarrollo del proyecto.)

 Prever la fuente de financiamiento (cooperadora, plan social,otros.)

11- Evaluación y monitoreo


Entendemos la evaluación de proyectos como un proceso de reflexión
sobre la propia práctica, que hace posible tomar decisiones que permiten
corregir y/o ajustar la dirección de la acción presente y mejorar la acción
futura.
 Implica efectuar un corte transversal en el proceso para analizar su
evolución y realizar los ajustes necesarios para el logro de las metas
establecidas.

 No significa detener el desarrollo del proyecto, sino tomar una distancia


óptima de los acontecimientos para analizar las variables intervinientes
con mayor objetividad y medir los resultados parciales.

 Permite tomar decisiones oportunas para la mejor consecución del


proyecto.