Está en la página 1de 5

Subgéneros Narrativos

Subgéneros narrativos

Clasificación Tradicional : mito, fábula, epopeya, leyenda, cuento y novela.

El mito

Los mitos son textos narrativos que relatan acontecimientos fabulosos protagonizados por dioses, semidioses y
héroes pertenecientes a diversas culturas. También suelen explicar mágicamente los fenómenos de la naturaleza o
los sucesos cósmicos relacionados con la creación del mundo. Los más conocidos entre nosotros son los que
provienen de la mitología grecolatina, filtrados, entre otros autores, por el poeta latino del siglo V Ovidio en su
famosa obra las Metamorfosis, donde los más diversos seres sufren transformaciones milagrosas, bien para ser
compensados de sus desgracias, bien para obtener beneficios diversos. Casi todos los mitos adquieren valor de
alegoría o símbolo. Los trabajos de Hércules, las transformaciones de Zeus para lograr los beneficios amorosos de
jóvenes mortales, la de Dafne, la historia amorosa de Orfeo y Eurídice y de tantas parejas de enamorados que nos
han legado las literaturas de Occidente, el viaje de los Argonautas en busca del Vellocino de Oro, etc, son unos
cuantos ejemplos.

La Fabula.

Las fábulas son una serie de relatos o composiciones literarias, las principales características de la fábula es que en
estos cuentos se humanizan a los personajes y los personajes son generalmente animales u objetos.

Se les atribuye artíficamente la capacidad de hablar, caminar e incluso vestirse como los hombres y su objetivo es
que sean identificados los personajes tanto en sus cualidades de animales como en su cualidad de hombres (búho
sabio), así los niños podrán con más facilidad entender la idea explicada.

Se puede decir que es un género exclusivo, aunque forma parte de los relatos y de las ficciones y su escritura puede
realizarse tanto en prosa como en verso y se puede alterar lo necesario para poder expresar la moraleja que desea
explicar el autor.

Hay cuatro autores muy reconocidos en este género:

Gayo Julio Fedro.

Samaniego.

Juan de la Fontaine.

Esopo.

Usos y Características de la Fabula


Las fábulas son utilizadas para darles ejemplos de moral, principalmente a los niños, en donde los animales y objetos
asumen actividades y formalismos propios del ser humano y así acercar a la mente infantil, conceptos que de otra
forma se mantendrían muy alejados; explotando para ello la imaginación infantil
Las fábulas siempre son cortas y cuando no es relatado sino escrito puede ser en verso o en prosa, y lleva
conversaciones lógicas, como sucede en los diálogos escritos, que dejan clara toda la idea a transmitir, culminando
con la ya mencionada moraleja Así, volviendo al concepto inicial, el animal o el objeto elegido por el escritor,
guardará alguna similitud con el personaje que se desea comunicar.
Ejemplo:
Zorro = astucia
Búho = Inteligencia

La Epopeya.

Éste, el género narrativo más antiguo, tiene su origen en las grandes narraciones épicas y heroicas de la Antigüedad:
fundamentalmente, en la Ilíada y en

la Odisea. La epopeya está escrita en verso, y su destino es el canto o la recitación. El tema central de la misma lo
constituyen los intereses e ideales de

la sociedad en la que surge, y los personajes, más que personas reales, se convierten en tipos literarios que encarnan
distintas cualidades humanas

inmutables. Así destacan el soberano, el consejero, en vasallo fiel, el amigo, la bella mujer, la esposa amante, y un
largo etcétera. El héroe épico es un

personaje noble, cuyos rasgos fundamentales son la valentía y la capacidad de lucha. El narrador épico más
trascendente es Homero, cuya maestría

narrativa resulta natural e imitable por autores que también alcanzaron la fama. La Ilíada cuenta los últimos días de
la guerra de Troya. La Odisea, el

regreso de Ulises a su hogar después de la guerra.

La Leyenda

Una leyenda es una narración proveniente de la tradición oral, que se ocupa de contar hechos naturales o
sobrenaturales, dentro de un tiempo y lugar definidos, formando parte de la cosmovisión de una cultura. Por lo
tanto, la leyenda es un relato folclórico.
Como el mito, la leyenda busca dar explicación y/o fundamento a un hecho. Pero mientras el mito busca explicar el
origen del mundo, la leyenda se basa en lo cotidiano y concreto, explicándose, por ejemplo, el origen del nombre de
un lugar o la formación de un lago, etc. En este sentido también se distancia del cuento, pues siempre está ubicado
en un lugar y tiempo reales, pues tiene bases históricas.

Otro rasgo distintivo de la leyenda es que su eje central es el hombre (a diferencia del mito que se centra en dioses y
seres sobrenaturales). A diferencia del cuento, la leyenda no narra sobre un hombre singular, sino mas bien
arquetípico, es decir, los personajes de la leyenda son el anciano sabio, el joven temerario, el héroe, etc.

El cuento

Género narrativo de extensión breve, en prosa, de asunto ficticio, que posee una trama sencilla (reducida
generalmente a una sola acción), pocos personajes y escasas descripciones. El cuento nació siendo popular y
transmitido oralmente para pasar a ser culto y literario a partir del siglo XIV y adquirir su mayor auge en el XIX. El
cuento popular fue anónimo. Existen varias clases de cuentos populares: de hadas, de héroes, de animales...; aunque
también se pueden clasificar de otras maneras: infantiles, fantásticos, realistas... Los cuentos populares fueron
imitados enseguida por autores de nombre conocido (Don Juan Manuel, entre otros), para más tarde ser
compuestos originalmente (Timoneda, Cervantes, Espronceda, Pedro Antonio de Alarcón, "Clarín"...), y así llegar a la
época contemporánea (Martín Gaite, Cela, Delibes...). Todos estos cuentos reciben el nombre de literarios, que
entre otros caracteres, han ido perdiendo su afán moralizador, a cambio de ganar en belleza de estilo y elaboración
artística.

La novela

Debido a su complejidad, la novela es el género narrativo más importante. Como decía Galdós, la novela es "la
imagen de la vida y el arte de componerla estriba en reproducir los caracteres humanos, las pasiones, las
debilidades, lo grande y lo pequeño, las almas y las fisonomías, todo lo espiritual y lo fisico que nos constituye y nos
rodea."

La novela puede clasificarse en varios tipos según su contenido: picaresca, si sigue el modelo abierto por el Lazarillo
de Tormes en 1554, es decir, autobiográfica, protagonizada por un personaje antihéroe, a veces perverso y
delincuente, que sirve a varios amos y lucha por no morir de hambre, medrar socialmente en un mundo degradado y
corrupto y adquirir honra aunque sea aparente. Ejemplos: Guzmán de Alfarache (1599), Vida del escudero Marcos de
Obregón (1618), El Buscón don Pablos (1626), etc. Caballeresca, si procede de las narraciones referidas a la Corte del
rey Arturo y de los ciclos bretón y carolingio y cuaja en el Amadís de Gaula, refundido por Garci- Rodríguez de
Montalvo en el siglo XVI. Obra maestra del género es el Tirant lo Blanc, escrito por Joanot Martorell y Martí Joan de
Galba en el siglo XV. En ellas un narrador omnisciente (en 3ª persona) relata aventuras heroicas y extraordinarias
llevadas a cabo por un caballero andante. Pastoril, si se inspira en Teócrito o Virgilio (Églogas) y la Arcadia, de
Sannazaro, entre otros; en medio de un hermoso paisaje tienen lugar conversaciones amorosas entre pastores
(suelen ocultar personajes nobles) en una lengua elevada. Muestras de novela pastoril son los Siete libros de Diana
(1559), Diana enamorada (1564), La Galatea (1585), etc. También existen otras clases de novela: gótica, novela
prerromántica, poblada de terrores y misterios (hombres-lobo, brujas, fantasmas), que desembocó en otros tipos de
novela, como la fantástica de Dickens; histórica, que se inició en el Romanticismo y ambientaba su acción en épocas
pasadas como la Edad Media (El señor de Bembibre) y luego siguió cultivándose (Episodios Nacionales), hasta llegar
a nuestra época (El hereje); intelectual, de acción casi inexistente y cuyos personajes sirven para exponer ideologías
y modos de concebir la existencia (Berlarmino y Apolonio); social, que cuenta problemas que tienen que ver con el
desequilibrio de la riqueza, las condiciones sociales en que viven obreros y hombres del campo en contraste con las
gentes pudientes y acaudaladas, la injusticia, la política...; entre nosotros, se da a partir de la Guerra Civil (La
piqueta), y un largo etcétera.

Tendencias en la narrativa contemporánea

La narrativa contemporánea es una rama de la literatura que aborda distintos temas como resultado de un proceso
histórico, las épocas posteriores a las guerras mundiales, sobre todo la segunda guerra mundial, ya que éstas
modificaron la manera de pensar, costumbres y modo de expresarse que difiere de la narrativa tradicional tanto en
sus características como en su finalidad.

Híbridos literarios: minificción, novela corta.

Minificción

La minificción es un término usado por algunos críticos literarios para designar un género literario breve
mayormente narrativo y lúdico, irónico, metaficcional e híbrido.

Según Lauro Zavala surgió a principios del siglo XX y sus raíces se encuentran en las vanguardias. Fue hasta las dos
últimas décadas del mismo siglo, gracias a los estudios introductorios de Dolores M. Koch sobre el tema en 1981,
que se le valoró como género autónomo y posmoderno.

Probablemente la minificción cobró verdadera importancia gracias a la brevedad de expresión en algunos sitios de
Internet y los alcances de éste en espacios como Twitter, por ejemplo. Aun así, es importante destacar que la
supuesta novedad de una escritura que se hace breve como consecuencia del medio en que aparece no es un
fenómeno (pos)moderno. Esto ocurre ya en la literatura funeraria como se evidencia, por ejemplo, en los Textos de
los Sarcófagos egipcios y los epitafios griegos.

Novela corta
La novela corta tiene una estructura sencilla y carece de largos diálogos y descripciones muy detalladas. Presenta
historias muy concisas y no se profundiza en demasía en la vida de los personajes sino que la atención se enfoca
directamente en los hechos que van a narrarse.

Por su parte, la novela presenta las características que antes citamos y se divide en capítulos, donde cada unidad
tiene una coherencia y una cierta autonomía.