Está en la página 1de 4

Las primeras palabras del bebé:

Mamá, papá, agua...


Las primeras palabras de los bebés: Mamá, papá, agua
Hay niños que consiguen hablar rápidamente y "por los codos" desde que son muy

pequeños, y otros que llegan al primer año de vida sin decir nada, ni "pío". Y aunque los

padres se preocupen, no hay nada qué hacer. Cada niño es único también en su

despertar del habla. En lo que se refiere al desarrollo del lenguaje, cada niño es un caso,

y no se debe haber comparaciones ni alimentar grandes expectativas, aunque se puede

recurrir a la estimulación.

Cómo estimular el habla del bebé

Claro que los parámetros existen. Son los criterios y medidas que establecen la
medicina para identificar si un bebé es sano y "normal" o padece algún retraso en
su desarrollo madurativo. Algunas revisiones mensuales de los bebés incluyen
esta evaluación. Existen parámetros para que un bebé logre sostener la cabeza,
dar sus primeros pasos, coger peso, quedarse de pie, y también emitir
vocalizaciones y palabras.

Normalmente, los bebés empiezan a decir mamá, papá y agua, como mucho
hasta los 18 meses. Antes, por lo general, sólo emiten vocalizaciones con las
letras "a", "o", y empiezan a decir "ajó" o "aghus". A los dos años lo ideal es que el
bebé ya elabore frases de dos palabras como "quiero agua", "quiero bibe". Y entre
los 3 y los 5 años ya será capaz de aprender canciones infantiles, de contar y
comentar situaciones vividas por él, de expresar lo que le gusta y lo que no. Lo
importante en los primeros años de vida de un bebé es la estimulación.

Es necesario estar atento a la evolución del lenguaje de los niños, manteniendo


una comunicación y un vínculo afectivo cercano a él. Cuando se nota que un bebé
a los 18 meses no logra decir mamá, papá, ni agua, y que tampoco es capaz de
moverse de una forma independiente, es aconsejable que busquen una
orientación médica de un logopeda. Las causas pueden estar relacionadas con
alguna afección neurológica, o bien con la falta de estimulación externa.

Tabla de evolución del lenguaje en


la infancia
Cómo se desarrolla el habla en el bebé

Cada bebé es un mundo, cada uno lleva un ritmo diferente, dependiendo de su


capacidad y los estímulos que reciba. Tanto es así que hay bebés que son
capaces de decir varias palabras con 12 meses y otros no hablan hasta más
adelante.

Sin embargo, hay una evolución que suele ser común en todos: primero emiten
sonidos guturales, pasan al balbuceo, después dicen sílabas sueltas, forman
palabras y finalmente frases. Este proceso ocurre a medida que el bebé
evoluciona. En Guiainfantil.com te presentamos una tabla de evolución del
lenguaje en la infancia, es lo que se considera normal en el desarrollo del
habla.

La evolución del lenguaje en la infancia


- De 0 a 2 meses: su principal forma de comunicación es el llanto, tanto es así que
incluso en su forma de llorar puede llegar a detectarse si lo hace por hambre o
cansancio. El bebé realiza sonidos variados, principalmente con vocales.

- De 2 a 4 meses: cuando está tranquilo hace sonidos que indican que está
contento, de nuevo, suelen ser sonidos con vocales, principalmente con la "a". Al
final de esta etapa comienza a pronunciar algunas sílabas, es el comienzo del
balbuceo, suelen ser principalmente "gu", "ta" o "pa".
- De 5 a 12 meses: El bebé es capaz de cambiar su entonación cuando emite
sonidos, sube y baja el tono de voz. Si el bebé no emite ningún tipo de sonidos
con vocales, ni balbucea con 6 meses, debes consultar al pediatra.

- Bebés de 1 año: Es capaz de decir una o varias palabras y las emplea a


menudo.

- De 14 a 18 meses: el bebé muestra ya una gran evolución del lenguaje. Puede


preguntar y, cuando lo hace, eleva el tono al final. Puede hacer gestos que
acompañen a su habla. Nombra objetos de forma onomatopéyica, por ejemplo, la
vaca es "mu", el coche, "brum". Usa hasta 20 palabras distintas, además de
"mamá" y "papá", emplea algún verbo y adjetivos. Si tu hijo no dice ninguna
palabra a los 15 meses, debes consultar con su pediatra.

- De 18 - 24 meses: Puede juntar dos palabras, para pedir algo, aunque


generalmente lo hace sin incluir el verbo. A los dos años puede usar ya alrededor
de 100 palabras, y hace pequeñas frases de dos y tres palabras.

- De 2 a 3 años: le encanta hacer preguntas, usa mucho el "¿por qué". Es capaz


de crear frases más complejas, de cinco y seis palabras y puedes tener con él una
conversación sencilla. Su vocabulario se amplía hasta las 300 palabras,
incluyendo muchos verbos, que ya introduce en sus frases. Su lengua es "de
trapo", todavía no pronuncia bien muchas palabras.

- De 3 a 5 años: continúa haciendo muchas preguntas. Se le entiende bien y es


capaz de contar una historia de principio a fin. Puede resultarle complicado
pronunciar alguna consonante. Si el niño tartamudea demasiado o tropieza
demasiado con las palabras, no está de más consultar con su pediatra.

A los 8 años el niño debería dominar todos los sonidos, debe ser capaz de crear
frases compuestas y más complejas de forma correcta, pronunciar bien las
palabras y mantener una conversación fluida, de lo contrario deberías consultar
con un logopeda.