Está en la página 1de 4

UNIVERSIDAD AUTONOMA DE NUEVO LEON

FACULTAD DE PSICOLOGIA

ENTREVISTA PSICOLOGICA
OPINION DE PELICULA ‘’DE AMOR TAMBIEN SE ENFERMA’’
Maestra: Shears Lozano

Alumno: Brandon Abner Castillo Vázquez


Matricula: 1658829
Grupo: 126 - 008

Monterrey, Nuevo León A 17 Abril Del 2017


OPINION DE PELICULA ‘’DE AMOR TAMBIEN SE ENFERMA’’

En la película, pudimos ver unos de los grandes problemas con el cual se enfrentan

diversos psicólogos o terapeutas. A estos problemas les llamare ‘’transferencia y

contratransferencia’’. Los menciono como problemas refiriéndome al acto de no

tratarlos al momento o ir dejándolos pasar en la terapia.

La contratransferencia tiene que ver con los sentimientos e ideas que el propio analista

proyecta sobre los pacientes a partir de sus experiencias pasadas, de manera

inconsciente. Y la transferencia significaría que el paciente proyecta en el analista

contenidos de su inconsciente y revive vínculos afectivos del pasado. Es evidente más

no justificable que como psicólogos tenemos que tener el código de ética presente. El

motivo es que no hay una manera objetiva de establecer, cuándo hay y cuándo no hay

una transferencia o contratransferencia. Son conceptos que solo pueden ser utilizados

para describir estados de subjetividad que, por el hecho de serlo, no pueden ser

comprobados ni cuantificados o utilizados en hipótesis que puedan ser validadas

científicamente.

“Todos nos podemos sentir atraídos por nuestros terapeutas, porque en el espacio de

una terapia somos acogidos sin juicio y por eso, proyectamos en la persona del

terapeuta, aquellas necesidades no satisfechas en otros ámbitos de nuestras vidas” Es

que el terapeuta deseado reflejaría aquellas cosas que necesitamos resolver y de ahí el

enganche. Esto nos habla que esta trasferencia se puede dar muy comúnmente en

todos los pacientes ya que el espacio dado por el terapeuta es libre, sin prejuicios, sin

nada negativo hacia la personas. Y pacientes con graves problemas lo pueden tomar
de diversas maneras llegando al grado de gustarse como en la película. Es increíble

como en la película el terapeuta al ver a la mujer inmediatamente comenzó las

fantasías a moverse e involucrarse a la realidad.

Existe un código de ética, donde el respeto por las personas y sus procesos

terapéuticos son la base de la dupla paciente-terapeuta. Por ejemplo, el Código de

Ética Profesional señala: “Constituyen inconductas éticas las relaciones duales como

involucramiento sexual o sentimental, el acoso sexual y toda superposición de roles,

especialmente cuando el psicólogo/a está claramente en una posición de poder y

autoridad respecto a sus clientes o pacientes”. De ahí que un buen terapeuta, debiera

ser hábil en enfocar las “transferencias” hacia el crecimiento de la persona y la

resolución de sus carencias, evitando que enganchen con las propias carencias del

tratante.

Dentro de nuestra labor como psicólogos constantemente nos encontramos con

fantasías, emociones, sensaciones conscientes e inconscientes de nuestros pacientes

que se asemejan a emociones o situaciones experimentadas en nuestra vida, y en

ocasiones dependiendo de la situación actual del terapeuta pueden surgir sentimientos

que van más allá de la empatía hacia el paciente, inundando nuestra mente de

preguntas e incluso el sentimiento de culpa se hace presente.

Para el éxito del tratamiento es importante que el terapeuta esté consciente de sus

reacciones de contratransferencia, por lo cual, tal como Freud lo señala, existe la

necesidad de que el futuro analista esté él mismo analizado tan completamente como
sea posible, así es capaz de asumir sus temores, complejos y resistencias que puedan

interferir en el trabajo terapéutico.

Debemos formarnos en los contenidos de transferencia y contratransferencia para

saber identificarlos tanto en el paciente como en nosotros mismos.

También podría gustarte