Está en la página 1de 4

18 | tiempo argentino | investigación | año 1 | n·162 | domingo 24 de octubre de 2010

Investigación
Para comunicarse con esta sección: investigacion@tiempoargentino.com.ar

ganancia millonaria
La empresa VLG Argentina LLC (50% del Grupo Clarín e inversora de Cablevisión) ganó el año pasado $ 260 millones de pesos y no pagó impuestos.

sbatella investiga
El titular de la Unidad de Investigación Financiera, puso la lupa sobre esta ingeniería empresaria y sus vínculos con la Banca Morgan.

Fue por recomendación de la banca JP Morgan

Clarín creó empresas en un paraíso fiscal de EE UU para eludir impuestos
Es en Delaware, a 200 kilómetros de Washington. No tiene que rendir cuentas sobre el origen de los fondos, queda exento del pago de impuestos locales y del Impuesto de las Ganancias en la Argentina. Cómo es el entramado empresarial.
Federico Trofelli Ftrofelli@tiempoargentino.com.ar

L

a pequeña jurisdicción de Delaware, en los Estados Unidos, tiene más empresas que habitantes: 850 mil, contra 800 mil. Eso equivale a decir que cada persona, incluidos los niños, tendría más de una empresa, siempre y cuando todas fueran estadounidenses. Pero no es el caso, porque en Delaware supieron construir un paraíso para cualquier empresa del mundo que quiera ocultar la identidad de sus propietarios y sus movimientos de dinero como el mejor de los secretos. Los beneficios que exhiben son amplios: las sociedades que se instalen allí quedan exentas del pago de impuestos y no tienen que rendir cuentas sobre el origen de los fondos. Precisamente en ese ámbito con más corporaciones que personas, el Grupo Clarín cobija un entramado de empresas, desde donde operan cientos de millones de dólares al año. La Banca Morgan fue la que recomendó al holding de Héctor Magnetto y Ernestina Herrera de Noble la creación de estas privilegiadas compañías, según reveló a Tiempo Argentino Hernán Arbizu, un ex directivo del JP Morgan Chase. Estas firmas –agregó– quedaban vinculadas con la entidad financiera a través de contratos crediticios por millones de dólares (ver entrevista). Consultados por este diario, seis especialistas reconocidos en el ambiente judicial, jurídico y de las finanzas coincidieron en que estas verdaderas telarañas empresariales se prestan para todo tipo de trampas financieras: desde elusión y evasión fiscal hasta lavado de dinero o fuga de capitales. El Estado de Delaware, el primero en fundarse en Norteamérica (ver recuadro), seduce con una oferta atractiva: si la razón social se radica en sus tierras pero los negocios se concretan en cualquier parte del mundo, quedan liberados de pagar impuestos estatales

Paraíso - Una típica postal de Delaware (arr.). Abajo, los documentos exclusivos que pidió Tiempo Argentino de las empresas del Grupo Clarín, en el paraíso fiscal.

Dónde está Nueva
York Connecticut Nueva Jersey Delaware Maryland Washington DC

Tiempo Argentino

y federales, además de resultar exentos del Impuesto a las Ganancias en la Argentina. Todo se realiza bajo el más oscuro de los anonimatos. De acuerdo a una serie de índices, la ONG Tax Justice Network determinó que Delaware es la jurisdicción con mayor “opacidad” del mundo, debido a su agresividad a la hora de mantener el secreto de las finanzas internacionales, la escasa o nula colaboración con otros países en el intercambio de información

y las facilidades para crear compañías fantasma en pocas horas. Estas variables, combinadas con el volumen de las transacciones sitúan a Delaware como el Estado más oscuro. La rigurosa e inédita investigación de la ONG arrojó conclusiones valiosas: los paraísos fiscales son más atractivos por el secreto de sus movimientos que por la reducción de impuestos; pero se contrapone con las listas “negras” y “grises” publicadas por los cela-

dores de la transparencia de las finanzas internacionales: el Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI), la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) y el Grupo de los 20, que evitan rotular a Delaware como un paraíso fiscal. Ni siquiera lo mencionan. Según afirman las fuentes consultadas, se debe al permanente lobby de los bancos estadounidenses y a un alto grado de connivencia con estas organizaciones internacionales para que

espanten a potenciales clientes de los brazos de sus competidores. Las priv ilegiadas empresas que se radican en Delaware están registradas bajo la denominación Limited Liability Company (LLC), una especie de SRL cuyos integrantes no son socios sino miembros (members). Las gestionan agentes también radicados en Delaware, con autorización para llevar todos los trámites de la firma en ese Estado. Cuentan con verdaderos ejércitos de abogados y contadores. El Grupo Clarín es socio de algunas de estas firmas y dueño

domingo 24 de octubre de 2010 | año 1 | n·162 | investigación | tiempo argentino | 19

“JP Morgan incentivaba al Grupo Clarín a abrir cuentas en Delaware”
Hernán Arbizu, de 41 años, conoce al dedillo el mundo de las finanzas internacionales. Es un ex directivo del JP Morgan, está acusado por el banco del robo de documentación de sus clientes luego de un supuesto fraude por 3 millones de dólares. La justicia estadounidense solicitó su extradición y la devolución de los documentos, después de que Arbizu hiciera pública una parte de su denuncia en el diario Crítica. Hoy se resiste a entregarse y se autodenunció en la Argentina, acaso arrepentido, donde le presentó al juez Sergio Torres un listado de 20 carillas con los nombres y los montos de los principales empresarios argentinos –unas 40 pertenecen al Grupo Clarín y a los familiares de sus directivos– que tienen cuentas secretas en los Estados Unidos, para que sean investigadas por posible evasión de impuestos y fuga de capitales (ver “Los documentos que prueban que Clarín mintió para defenderse”). –¿Por qué cree que el Grupo Clarín eligió Delaware? gentina LLC es la que más dinero mueve. Pertenece al grupo en un 50%, mientras que la otra mitad es del fondo especulativo Fintech Media LLC, otra compañía radicada en Delaware (ver recuadro). La única actividad de VLG es la de invertir más de 1000 millones de pesos al año en otras sociedades, como en Cablevisión, donde controla el 51% de sus acciones. Durante todo 2007, VLG obtuvo ganancias netas de 82.564.308 pesos y, conforme pasaron los años, mejoró su rentabilidad: en 2008, alcanzó los 107.866.031 pesos; en 2009, trepó a 259.825.690; mientras que en el primer semestre de 2010 (hasta el 30 de junio) logró un resultado positivo de 152.101.723 pesos. Sólo en este último balance, figura un descuento de 12.680.970 pesos por el impuesto a los bienes personales, la alícuota del 0,5% que deben pagar en la Argentina las personas físicas que tengan bienes a su nombre –en este caso, acciones– en el extranjero. Afortunadamente para la firma, no deben pagar un solo peso por Ganancias, aunque sí deben abonar al Estado de Delaware una franquicia irrisoria de 250 dólares anuales (en concepto de Annual Tax Assessment) para que le reserven el nombre de la empresa. Esta información fue revelada a pedido de Tiempo por la División de Corporaciones del Estado de Delaware que remitió además documentación que cerciora que VLG fue radicada el 27 de enero de 1999 por medio del buffet The Corporation Trust Company. En diciembre de 2006 y luego de diferentes operaciones financieras, el multimedio consolidó su 50% de VLG de la siguiente manera: un 39% pertenece a Vistone LLC, mientras que el 11% restante, es del grupo de manera directa (ver infografía). Por su parte, Vistone LLC nació como tal el 23 de noviembre de 2005, aunque ya desarrollaba actividades como LTD, radicada en las Islas Vírgenes Británicas. La empresa era compartida con Fintech que luego terminó por entregarla a Clarín. El 21 de diciembre de 2007, el grupo la convirtió en sociedad anónima bajo las normas argentinas. El único balance de la empresa conformada como LLC en poder de la Comisión Nacional de Valores es de septiembre de 2007. De allí surge que el Grupo Clarín le había inyectado 414.402.150 pesos y que mantenía deudas financieras –Da más seguridad jurídica presentar una empresa con estructura en los Estados Unidos. Aparte se utilizaban para mandar fondos de una cuenta (del banco) a la otra. Es mucho más fácil maquillarlas. A su vez, muchas de estas cuentas tenían otras en Suiza u otros países. Por eso el banco incentivaba al Grupo (Clarín) a abrir empresas allí, donde tienen beneficios impositivos y se daba la ingeniería para hacer los fideicomisos. –¿El JP Morgan motivaba la radicación de estas empresas? de corto plazo por un monto total de 79,9 millones de dólares. Además de invertir en el 39% de VLG Argentina LLC, Vistone controla el 1,66% de Cablevisión SA y el 18% de Comercializadora de Medios Digitales SA. Según se detalla en sus balances, “principalmente estos son sus únicos activos, el destino de Vistone está ligado a lo que acontece en dichas sociedades”. Luego de observar diferentes estados contables (trimestrales y anuales) del grupo, uno de los contadores entrevistados, quien prefiere que su identidad no se revele, detalló que “es bastante común esta telaraña de sociedades en distintos países cuando por alguna razón se quiere tapar algo”. Al instante, el especialista se preguntó: “¿Cómo hace un inspector de la AFIP, la IGJ (Inspección General de Justicia), o de la Comisión Nacional de Valores –Justamente Clarín tiene tantas empresas en Delaware porque el Banco los incentivaba. Es como que mañana te ganás el Loto y viene el banco y te dice “ponela acá porque te favorece por tal y tal tema”. Salvo un exhorto oficial por temas de narcotráfico, no te van a levantar nunca el secreto y menos por evasión impositiva. El argumento del banco para ofrecer a Delaware era: “En el último lugar donde te van a levantar un secreto bancario es acá, más que en Suiza.” –¿Por qué Delaware no está catalopara seguir el camino de los capitales? Se hace muy difícil, porque indefectiblemente se pasa por alguna sociedad oscura.” Durante la última crisis en la Argentina, el multimedio radicó otra empresa, de la que es 100% propietaria, en Delaware: Grupo Clarín Services LLC (GCS). Se constituyó el 14 de marzo de 2002 y su actividad principal es saldar contratos de swap, un instrumento financiero a través del cual el grupo se compromete a transferir “a las entidades financieras (no especificadas en los balances) con las que se suscribieron los mencionados contratos al efecto económico de otorgar pagos de capital e interés a tasa fija en dólares estadounidenses a cambio de recibir el pago de capital e interés a tasa variable en pesos”, según se desglosa en los balances de GCS. En criollo: el grupo gado como paraíso fiscal? –Eso es una truchada del GAFI para que las empresas dentro de los EE UU no sean controladas internacionalmente. Ahora bien, si la firma está radicada en Andorra los americanos te van a complicar la vida. Hay un problema de competencia: cuanto más dinero haya, más alto será el consumo y más bajas las tasas. Por eso combaten a los otros paraísos, porque en teoría son más truchos y tienen menos controles, pero lo hacen porque prefieren que el dinero vaya para ellos. le inyecta decenas de millones con el fin de pagar al banco, para que, a su vez, este vuelva a girarle un monto similar y puedan obtenerse intereses en el cambio de moneda, sostuvieron los especialistas contables. Estas operaciones tuvieron resultados a veces negativos y otras positivos, alternándose curiosamente año tras año: una pérdida de 13,6 millones durante 2007; 2,6 millones de ganancia en 2008; 4,2 millones de pérdida en 2009; y en el primer semestre de 2010 arrojaron ganancias de 4,5 millones. Tiempo pudo determinar que esta empresa sólo paga una franquicia anual de 250 dólares y su agente también es The Corporation Trust Company. Un contador que brindó servicios para la Corte Suprema de Justicia de la Nación indicó que los swap “por lo general son operaciones que se hacen para tener

Los datos
Si las actividades comerciales son fuera de los Estados Unidos, las empresas no pagan impuestos federales ni estatales en ese país.

1

Según la ONG Tax Justice Network, se trata del paraíso fiscal que mejor guarda un secreto financiero. No controlan el origen de los fondos.

La banca JP Morgan le recomendó al Grupo Clarín abrir estas empresas. Delaware ofrece todo tipo de servicios: abogados, contadores y hasta una Corte Judicial para resolver litigios entre empresas.

2 3 4 5 6 7 8

Tampoco pagan Impuesto a las Ganancias en la Argentina.

Sólo se paga una franquicia anual de 250 dólares.

“Es bastante común esta telaraña de sociedades en distintos países cuando por alguna razón se quiere tapar algo”, confió un especialista en temas financieros.
algún tipo de ganancia. Transferir dinero de un lugar a otro podría ser perfectamente legal, pero cabe la posibilidad de querer mover dinero rápido para que se pierda alguna pista.” Otra de las compañías controladas en un 100% por el grupo fue Raven Media Investements LLC. Se registró el 21 de junio de 2001, y al mes “celebró un contrato de préstamo por un monto de 194,8 millones de dólares con JP Morgan Chase Bank”, según reza la página 51 del balance anual de 2008 de Clarín. Ese mismo documento detalla que a principios de 2004 el banco cedió al Grupo Clarín “los derechos que poseía bajo el préstamo suscripto con Raven por hasta 75 millones de dólares, con motivo de la cancelación de ciertas garantías”. Pero esas “ciertas garantías” nunca fueron expuestas, lo que llamó la atención de los contadores y especialistas consultados por este diario. Raven realizó un acuerdo con DirecTV Latin America, mediante el cual recibió 56 millones de dólasigue en p. 20

Por presiones de los EE UU, no figura en las listas de paraísos fiscales en organismos tales como la OCDE, el GAFI y el G-20. directo de otras. En el año 2007 el imperio de Ernestina Herrera de Noble colocó el 20% de su capital en la Bolsa de Londres y en la de Buenos Aires. Según se desprende del Prospecto que presentó ese año (obligatorio para este tipo de transacciones financieras), el 10% de las acciones estaba en manos de las siguientes empresas radicadas en Delaware: GS Unidos, LLC (9,08%), Tinicum GC Investors LLC (0,49%) y Farallon GC Investors LLC (0,41%). La primera de ellas es controlada por el fondo Goldmans Sachs, cuyos accionistas son una veintena de entidades, en su mayoría offshore. Sin embargo, de todo el universo radicado en los Estados Unidos, la firma VLG Ar-

El reino de las corporaciones
Delaware es considerado como la puerta de entrada a Norteamérica y fue el primer Estado en ratificar la Constitución en 1787. De escasas dimensiones, está ubicado entre las ciudades de Nueva York y Washington DC. Haciendo honor a los tradicionales paraísos fiscales que ostentan toda la belleza de la naturaleza en lejanas y perdidas islas, Delaware tiene hermosas playas sobre el Océano Atlántico y una bahía de 45 kilómetros de largo que dio la bienvenida a los primeros pobladores que conformaron allí una de las 13 colonias británicas. Hoy tienen más empresas que habitantes. Si bien no es la única jurisdicción en otorgar amplios beneficios a las firmas que quieran radicarse en sus tierras, Delaware fue pionera, y se la considera tradicionalmente la mejor preparada en materia jurídica: tiene buffets de abogados y contadores y hasta una corte judicial especializada en dirimir conflictos entre corporaciones. En su página oficial de Internet, la división de empresas del gobierno se pregunta: “¿Por qué elegir a Delaware como su casa corporativa?: hay más de 850 mil entidades radicadas que representan el 63% de las 500 compañías que más cotizan en el mundo”.

20 | tiempo argentino | investigación | año 1 | n·162 | domingo 24 de octubre de 2010

De Kirchner a Magnetto
Lo vivieron como un “apriete”. Fue a principios de septiembre. Dos abogados del Grupo Clarín insistieron durante horas para que los empleados y funcionarios de la Unidad de Información Financiera, dependiente de la Secretaría de Comercio Interior, les brindaran información sobre diferentes investigaciones que llevan adelante. “Una locura, es como que vayan representantes de Al Qaeda al FBI para pedir todas las investigaciones en su contra”, explicó a Tiempo Argentino una fuente que rogó anonimato. La versión fue confirmada por varios empleados de la UIF: “vinieron los abogados Alejandro Pérez Chada y Juan Félix Marteau y estuvieron varias horas presionando”. El desconcierto general se profundizó porque Marteau, ahora empleado del Grupo Clarín, fue representante de la Argentina ante el Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI). Antes de que Aníbal Fernández le pidiera su renuncia, el abogado y doctor en Sociología se había desempeñado en la gestión de Néstor Kirchner como coordinador nacional de actividades en la lucha contra el lavado de dinero y el financiamiento del terrorismo. Los trabajadores de la UIF no ocultaron su bronca: “Dolió mucho en términos personales. No es ético, hemos compartido seminarios, estábamos del mismo lado e ideológicamente comprometidos”, confiaron a este diario.

Agentes - El Grupo Clarín contrata buffetes de abogados y contadores locales. United Corporate Services (izq.) y The Corporation Trust Company (der.) son los elegidos.
viene de p. 19

res en concepto de “cobro del crédito emergente de la aceleración de la opción de venta”. Si bien no se desprende de los balances públicos del grupo, medios periodísticos especializados en el mundo de las finanzas dan cuenta de que Raven mantuvo un litigio judicial con DirecTV por una transacción de 196 millones de dólares (en acciones) en los tribunales especiales de Delaware. A instancias de la justicia estadounidense, el 6 de febrero de 2004 ambas entidades firmaron un contrato transaccional, cuyos términos no fueron divulgados por las partes. Al mismo tiempo, Raven canceló parcialmente las deudas que mantenía con Morgan y el grupo, y quedó debiéndoles 40 millones y 54 millones de dólares, respectivamente. Los engranajes de las finanzas volvieron a girar y en mayo de 2004, Morgan “transfirió su crédito con Raven, lo cual tuvo como efecto la asignación a la Sociedad (Clarín) del saldo del crédito mencionado a cambio del pago de un precio por un monto equivalente”. El grupo le condonó ese saldo a Raven y en julio de 2004 decidió disolverla de manera anticipada. Al 31 de diciembre de 2006, la Sociedad mantenía la deuda por 122.400.000 pesos y 361.610 pesos en concepto de capital e intereses. En el balance del primer semestre de 2010, se aclara que el 22 de febrero se canceló con la última cuota de esa deuda contraída por la entonces Raven. Tiempo consultó a un contador tributarista experto en evasión para que intentara explicar la fina-

gs unidos llc

9,08%

100%
grupo clarín services llc

0,49%
tinicum gc investors llc

100%
vistone llc

100% 11%
gcsa investments llc

0,41%
farallon gc investors

1,66%

39%
vlg argentina

100% 6,53%
cvb holding llc

50%
fintech media llc

51,3% 3,99%
cablevisión sa

cimeco sa

14,66%

Tiempo Argentino

lidad del entramado financiero. El especialista consideró que “se puede dar que una empresa tenga dinero en negro sin declarar, entonces lo pone en un banco en el exterior que hace

toda la documentación para que figure que se lo está prestando”. Y agregó que “desde el punto de vista formal, el dinero ingresa en una cuenta bancaria, tiene todas las garantías, la documentación y

los avales de los directores. Es una operación de préstamos. Pero en realidad era el propio dinero de la empresa.” El 23 de mayo de 2008, Clarín creó la última de sus firmas en este

Los documentos que prueban que Clarín mintió para defenderse
Como sucede cada vez que alguien denuncia a Ernestina Herrera de Noble o a Héctor Magnetto, el monopolio organiza eventos para dar su verdad (o convencer) a sus empleados y a la opinión pública, a través de la presentación de material cuidadosamente confeccionado. En la página 14 del libro rojo titulado Las claves, la estrategia oficial contra los medios, que se entregó a cada uno de los empleados del grupo y a todas aquellas personas a las que se consideraba “influyentes”, se describe bajo el rótulo de “Denuncias sin sustento” que la presidenta Cristina Fernández de Kirchner “aludió a supuestas causas por lavado de dinero, evasión e infracción a la ley penal cambiaria” valiéndose “de la denuncia de un prófugo de la justicia norteamericana, un ex empleado del banco JP Morgan condenado penalmente por fraude en los Estados Unidos que buscó evitar ser extraditado a ese país”. Quien no conoce el tema en profundidad no puede advertir la mentira, pero resulta suficiente acceder al Departamento de Justicia de los Estados Unidos. La versión del Grupo, que dio por condenado a Arbizu, fue desmentida por la propia Fiscalía Federal del Distrito Sur de Nueva York el 29 de julio de 2008. Tiempo Argentino tuvo acceso a una diligencia entre el FBI y la Procuración Federal que quedó asentada en la Fiscalía. El documento es claro: “Los cargos contenidos en la acusación son meramente acusaciones, y el acusado se presume inocente hasta que se pruebe su culpabilidad”. Hernán Arbizu eludió a la justicia estadounidense porque se autoincriminó como partícipe en supuestas maniobras ilícitas vinculadas a unas 40 cuentas pertenecientes a empresas del multimedios, sus directivos y familiares.

domingo 24 de octubre de 2010 | año 1 | n·162 | investigación | tiempo argentino | 21

Cómo radicar una firma
El Estado de Delaware tiene una División de Corporaciones que ofrece una explicación simple, en apenas siete pasos, para saber cómo radicar una compañìa.

La fiscal que acusó al grupo y terminó denunciada 7 veces
El principal socio del Grupo Clarín en varios de sus negocios es el imperio encabezado por el mexicano David Martínez Guzmán, dueño de Fintech Media LLC, también radicado en Delaware. Se trata de un fondo especulativo que multiplicó sus ganancias mediante la compra y reventa de empresas con deudas importantes o a punto de quebrar en todo el mundo. Así fueque puso sus ojos en Cablevisión. Las maniobras de Fintech para compartir la empresa de cable con el monopolio, fueron investigadas por la fiscal general ante la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Comercial Alejandra Gils Carbó, que emitió un duro dictamen el 27 de abril de 2007, donde estableció que en el Acuerdo Preventivo Extrajudicial (herramienta para aquellas empresas que refinancian su deuda con sus acreedores para no quebrar) se violó la denominada “Ley Clarín”, sancionada en 2003. Esta ley evita que extranjeros se apoderen de más del 30% de empresas de la comunicación luego de la devaluación. Paradójicamente, la Ley 25.750 de “preservación de bienes y patrimonios culturales” fue sancionada gracias al fuerte lobby del monopolio. Según la fiscal, consideró toda esa operación como ilegal ya que no se habrían aceptado las mayorías requeridas y se ocultó la venta de la empresa controlante a una firma extranjera a la Comisión Nacional de Valores. De esta manera, Gils Carbó cuestionó las operaciones realizadas el 2 de marzo de 2005, cuando Fintech adquirió el 100% de VLG Argentina, socia controlante de Cablevisión, y las del 16 de marzo cuando Fintech transfirió el 50% de su tenencia a Vistone LTD (Islas Vírgenes Británicas) quien a su vez trasladó su participación accionaria el 10 de agosto de 2005 al Grupo Clarín SA. La fiscal general recibió siete pedidos de juicio político y dos denuncias penales en su contra.

R Elegir de acuerdo al tipo
de negocio, la modalidad: LP (Sociedad Limitada), LLC (Sociedad de Responsabilidad Limitada) o GP (Sociedades Generales) entre otras.

R Optar por un agente certificado
dentro del Estado de Delaware. En su portal web se ofrece el listado de los todos los buffets registrados.

R Se puede reservar el nombre
de la empresa vía Internet durante 120 días, a cambio de abonar en una cuenta bancaria 75 dólares.

R Llenar un formulario, disponible
en el sitio web, de dos carillas para completar con datos tales como nombre de la empresa, actividad que desarrollará y las tarjetas bancarias, con sus respectivas claves.

R Presentar por mail o carta el
formulario y a la vez pagar las tasas a una cuenta del Estado de Delaware.

R Si una entidad financiera
necesita certificados de buena reputación, por 50 dólares se puede solicitar un informe breve, o por 175 dólares uno más extenso.

R Las Sociedades Limitadas,
Sociedades de Responsabilidad Limitada y Sociedades General deben presentar un informe anual y están obligadas a pagar un impuesto de 250 dólares antes del 1 de junio de cada año. paraíso fiscal: GCSA Investments LLC. Antes del término de su primer balance –el 30 de junio– había contraído un crédito por 20 millones de dólares con JP Morgan (a pagar en dos cuotas en 2012 y 2013). Al mismo tiempo, el Grupo Clarín le había cedido la participación del 4,87% de CIMECO SA, que controla los principales diarios del interior del país. En 2009, la participación en esta compañía creció al 6,53%. La Unidad de Investigación Financiera (UIF) que comanda José Sbatella, puso la lupa sobre los movimientos de todas estas empresas y, según confiaron fuentes del organismo, no descarta abrir investigaciones judiciales por posibles delitos de evasión y elusión fiscal, lavado de dinero o fuga de capitales. Entre otras denuncias, Sbatella acusó al Grupo Clarín por presunto fraude con fondos de inversión de las AFJP que fueron colocados por el JP Morgan Chase Bank. La maniobra involucraría a las entidades Banco Patagonia SA y Consultatio SA. La supuesta estafa fue reportada a la UIF por el ex ejecutivo del Morgan, Hernán Arbizu. Hoy, parte de la investigación está en los tribunales federales, mientras que otros expedientes quedaron a cargo del juez penal en lo económico Jorge Brugo.<