Está en la página 1de 278

Cantos

de la iglesia
de Cristo

… hablando entre vosotros con salmos, con himnos y cánticos


espirituales, cantando y alabando al Señor en vuestros corazones.
Efesios 5.19

La palabra de Cristo more en abundancia en vosotros, enseñándoos y


exhortándoos unos a otros en toda sabiduría, cantando con gracia en
vuestros corazones al Señor con salmos e himnos y cánticos
espirituales.
Colosenses 3.16
Anunciaré a mis hermanos tu nombre, en medio de la congregación te
alabaré.
Hebreos 2.12

¿Está alguno entre vosotros afligido? Haga oración. ¿Está alguno


alegre? Cante alabanzas.
Santiago 5.13
Y cuando hubieron cantado el himno, salieron al monte de los Olivos
Mateo 26.30

Pero a medianoche, orando Pablo y Silas, cantaban himnos a Dios; y


los presos los oían
Hechos 16.25

… y para que los gentiles glorifiquen a Dios por su misericordia, como


está escrito: Por tanto, yo te confesaré entre los gentiles, y cantaré a tu
nombre.
Romanos 15.9

¿Qué, pues? Oraré con el espíritu, pero oraré también con el


entendimiento; cantaré con el espíritu, pero cantaré también con el
entendimiento.
1ª Corintios 14.15
HIMNO DE BIENVENIDA

Con gran gozo y placer nos volvemos hoy a ver


Nuestras manos otra vez estrechamos
Se contenta el corazón, ensanchándose de amor
Todos a una voz a Dios gracias damos.

Coro:
Bienvenido, bienvenido
Los hermanos de aquí nos gozamos en decir
Bienvenido, bienvenido
Al volvernos a reunir, bienvenido.

Hasta aquí Dios te ayudó; ni un momento te dejó;


Y a nosotros te volvió. Bienvenido!
El Señor te acompañó; Su presencia te amparó;
Del peligro te guardó. Bienvenido!

Dios nos guarde en este amor, para que de corazón,


Consagrados al Señor, le alabemos.
En la eterna reunión, do no habrá separación,
Ni tristeza, ni aflicción, cantaremos:

Coro (sólo con la última estrofa):


Aleluya! Aleluya!
Todos juntos con Jesús; todos juntos en Su luz.
Aleluya! Aleluya!; Todos salvos por Su cruz. Aleluya!

1 IGLESIA DE CRISTO

Iglesia de Cristo, reanima tu amor,


Y sigue la senda que Cristo trazó.
Anuncia constante con fe y con valor,
El santo Evangelio que Cristo enseñó.

Iglesia de Cristo, sé fiel al Señor.


“Id por todo el mundo” es la comisión.
Conduce a las almas al buen Salvador.
Todo el obediente tendrá salvación.

Conserva de Cristo la antorcha de luz,


Y sigue alumbrando con fe y con tesón.
Enseña a las gentes que Cristo en la cruz,
Murió para darles paz, gozo y perdón.

Unidos en Cristo y en Su santo amor,


Con fe primitiva, sencilla y fervor.
“Una fe, un bautismo y un sólo Señor”,
“Un sólo rebaño y su sólo Pastor”.

2 CANTA, OH BUEN CRISTIANO

Canta, oh buen cristiano; dulce será cantar.


Hace el camino llano, libra el pesar.
Canta en las noches tristes. canta en el sol y en luz.
El mal así resistes. canta de Jesús.

Canta, oh buen cristiano. Templa tu corazón.


Alza a tu Soberano tu feliz canción.
Siempre está lleno el mundo de endechas y dolor.
Canta el amor profundo de tu salvador.

Canta, oh buen cristiano, Dios tu socorro es.


Él sostendrá tu mano hasta la vejez.
¿Sabes que al diablo invitas cuando medroso estás?
Dios quitará tus penas, si cantando vas.

3 INVOCACION

Oh, Padre Eterno Dios!


Alzamos nuestra voz en gratitud
De cuanto tú nos das con sin igual amor.
Hallando nuestra paz en ti, Señor.
Bendito Salvador!
Te damos con amor el corazón.
Y aquí nos puedes ver, que humildes a tu altar,
Venimos a ofrecer precioso don.

Espíritu de Dios!
Escucha nuestra voz, y tu bondad
Derrame en nuestro ser, divina claridad,
Para poder vivir en santidad. Amén.

4 NO TE DE TEMOR

No te dé temor hablar por Cristo.


Haz que brille en ti Su luz;
Al que te salvó confiesa siempre.
Todo debes a Jesús.

Coro:
No te dé temor. No te dé temor.
Nunca, nunca, nunca.
Es tu amante Salvador.
Nunca, pues, te de temor.

No te dé temor hacer por Cristo


Cuanto de tu parte está;
Obra con amor, con fe y constancia.
Tus trabajos premiará.

No te dé temor sufrir por Cristo


Los reproches o el dolor.
Sufre con amor tus pruebas todas,
Cual sufrió tu Salvador.

No te dé temor vivir por Cristo


Esa vida que te da.
Si tan sólo en Él por siempre fiares,
El con bien te sacará.

No te dé temor morir por Cristo;


Vía, Verdad y Vida es Él.
El te llevará con Su ternura
A Su célico vergel.

5 OH, BONDAD TAN INFINITA

Oh, bondad tan infinita hacia el mundo pecador:


Dios en Cristo revelando Su eternal y santo amor.

Coro:
Es Jesús para mí la esperanza de salud;
Solo en Él hallaré la divina plenitud.

Como el vasto firmamento, como el insondable mar,


Es la gracia salvadora que Jesús al alma da.

Aunque fueren tus pecados rojos como el carmesí,


En el río del Calvario hay limpieza para ti.

6 BELLAS PALABRAS DE VIDA

Oh, cantádmelas otra vez,


bellas palabras de vida.
Hallo en ellas mi gozo y luz,
bellas palabras de vida.
Si de luz y vida son sostén y guía.
Qué bellas son, qué bellas son!
Bellas palabras de vida.
Qué bellas son, qué bellas son!
Bellas palabras de vida.

Jesucristo a todos da
bellas palabras de vida.
Hoy escúchalas, pecador,
bellas palabras de vida.
Bondadoso te salva,
y al cielo te llama.
Qué bellas son, qué bellas son!
Bellas palabras de vida.
Qué bellas son, qué bellas son!
Bellas palabras de vida.

Grato el cántico sonará: Bellas palabras de vida.


Tus pecados perdonará: Bellas palabras de vida.
Sí, de luz y vida son sostén y guía.
Qué bellas son, qué bellas son! Bellas palabras de vida.
Qué bellas son, qué bellas son! Bellas palabras de vida.

7 DE HELADAS CORDILLERAS

De heladas cordilleras, de playas de coral


De etiópicas riveras, del mar meridional
Nos llaman afligidas a darles libertad
Naciones sumergidas en densa oscuridad

Nosotros, alumbrados de celestial saber,


¿A tan desdichados, veremos perecer?
A las naciones demos de Dios la salvación;
El nombre proclamemos, que obró la redención.

Llevada por los vientos, la historia de la cruz,


Despierte sentimientos, de amor hacia Jesús:
Prepare corazones, enseña su verdad
En todas las naciones, según Su voluntad Amén.

8 GLORIA A LA TRINIDAD

A nuestro Padre Dios alcemos


nuestra voz. Gloria a Él! Tal fue Su amor,
que dio al Hijo que murió;
En quien confío yo. Gloria a Él!

A nuestro Salvador demos


con fe loor. Gloria a Él! Su sangre derramó;
con ella me lavó;
Y el cielo me abrió. Gloria a Él!

Espíritu de Dios, elevo a ti


mi voz. Gloria a ti! Con celestial fulgor
me muestras el amor
De Cristo, mi Señor. Gloria a ti!

Con gozo y amor, cantemos


con fervor al Trino Dios. En la eternidad
mora la Trinidad;
¡Por siempre a alabad al Trino Dios

9 LUGAR PARA CRISTO

Tú dejaste Tu trono y corona por mí,


Al venir a Belén a nacer;
Mas a ti no fue dado el entrar al mesón,
Y en pesebre te hicieron yacer.

Coro:
Ven a mi corazón, oh Cristo,
Pues en Él hay lugar para ti.
Ven a mi corazón, oh Cristo, ven.
Pues en él hay lugar para ti.

Alabanzas celestes los ángeles dan,


En que rinden al verbo loor;
Mas humilde viniste a la tierra, Señor,
A dar vida al más vil pecador.

Siempre pueden las zorras sus cuevas tener,


Y las aves sus nidos también;
Mas el Hijo del Hombre no tuvo un lugar
En el cual reclinara su sien.

Tú viniste, Señor, con gran bendición


Para dar libertad y salud;
Mas con odio y desprecio te hicieron morir,
Aunque vieron Tu amor y virtud.

Alabanzas sublimes los cielos darán,


Cuando vengas glorioso de allí,
Y Tu voz entre nubes dirá:
“Ven a mí, que hay lugar junto a mí para ti”.

10 CRISTO, EL REY DE GLORIA

Ved al Cristo, Rey de Gloria; es del mundo el vencedor.


De la guerra vuelve invicto. Todos démosle loor.

Coro:
Coronadle, santos todos, coronad al Rey de reyes.
Coronadle, santos todos, coronad al Salvador.

Exaltado, sí, exaltado, ricos triunfos trae Jesús.


Entonadle allá en los cielos en la refulgente luz.

Si los malos se burlaron, coronad al Salvador,


Hoy los ángeles y santos lo proclaman su Señor.

Escuchad sus alabanzas que se elevan hacia Él.


Victorioso reina el Cristo. Adorad a Emanuel.

11 HAY UN LUGAR DO QUIERO ESTAR

Hay un lugar do quiero estar,


Muy cerca de mi Redentor.
Allí podré yo descansar
Al fiel amparo de su amor.

Coro:
Muy cerca de mi Redentor
Seguro asilo encontraré.
Me guardará del tentador
Y ya de nada temeré.

Quitarme el mundo no podrá


La paz que halló mi corazón
Jesús amante me dará
La más segura protección.

Ni dudas ni temor tendré,


Estando cerca de Jesús;
Rodeado siempre me veré
Con los fulgores de Su luz.

12 ROCA DE LA ETERNIDAD

Roca de la eternidad, fuiste abierta para mí


Sé mi escondedero fiel; sólo encuentro paz en ti
Rico, limpio manantial, en el cual lavado fui.

Aunque fuese siempre fiel, aunque llore sin cesar,


Del pecado no podré justificación lograr.
Sólo en ti, teniendo fe, deuda tal podré pagar.

Mientras tenga que vivir, mi último suspiro al dar,


Cuando vaya a responder en tu augusto tribunal,
Sé mi escondedero fiel, Roca de la eternidad.
13 DULCE ORACION

Dulce oración, dulce oración, de toda influencia mundanal.


Elevas tú mi corazón, al tierno Padre celestial.
Oh, cuántas veces tuve en ti auxilio en ruda tentación
Y cuántos bienes recibí, mediante ti, dulce oración!

Dulce oración, dulce oración, al trono excelso de bondad


Tú llevarás mi petición a Dios que escucha con piedad.
Por fe espero recibir la gran divina bendición.
Y siempre a mi Señor servir por tu virtud, dulce oración.

Dulce oración, dulce oración, que aliento y gozo al alma das;


En esta tierra de aflicción consuelo siempre me serás.
Hasta el momento en que veré francas las puertas de Sión,
Entonces me despediré feliz de ti, dulce oración.

14 OH, QUE AMIGO

Oh, qué Amigo nos es Cristo! Él llevó nuestro dolor,


Y nos manda que llevemos todo a Dios en oración.
¿Vive el hombre desprovisto de paz, gozo y santo amor?
Esto es porque no llevamos todo a Dios en oración.

¿Vives débil y cargado de cuidados y temor?


A Jesús, refugio eterno, dile todo en oración.
¿Te desprecian tus amigos? Cuéntaselo en oración.
En Sus brazos de amor tierno, paz tendrá tu corazón.

Jesucristo es nuestro Amigo. De esto pruebas Él nos dio


Al sufrir el cruel castigo que el culpable mereció.
Y Su pueblo redimido hallará seguridad
Fiando en este Amigo eterno y esperando en Su bondad.

15 SEÑOR, NOS RECORDAMOS


Señor, nos recordamos de Tu pasión aquí,
Cual sustituto santo, sufriendo Tu alma así;
el cáliz de amargura, con plena sumisión;
Tú mismo lo agotaste, Señor, ¡qué redención!
Las olas vengadoras de cólera penal
Por sobre Ti pasaron con peso judicial;
Y Tu alma sumergida, probó la maldición
Debida a los perdidos, por nuestra salvación

Sabemos que Tu muerte quitó la acusación


Por causa del pecado: ¡Qué grande expiación!
Mas, ¿cuál no fue el tormento que Tu alma allá sufrió;
Cuando el divino rostro de ti Dios apartó?

Y ¿quién dirá que gozo el Padre en ti sintió


En ese mismo instante en que Dios te dejó?
Mas a Su diestra ahora sentado en gloria estás,
Do esperas el momento en que Tú volverás.

16 CERCA DE TI

Cerca de ti, Señor, quiero morar.


Tu grande, tierno amor quiero gozar.
Llena mi pobre ser. Limpia mi corazón.
Hazme Tu rostro ver en comunión.

Pasos inciertos doy. El sol se va.


Mas si contigo estoy, no temo ya.
Himnos de gratitud ferviente cantaré,
Y fiel a ti, Jesús, siempre seré.

Día feliz veré creyendo en ti,


En que yo habitaré cerca de ti.
Mi voz alabará Tu dulce nombre allí,
Y mi alma gozará cerca de ti.
17 MI FE ESPERA EN TI

Mi fe espera en ti, Cordero, quien por mí fuiste a la cruz.


Escucha mi oración. Dame Tu bendición.
Llene mi corazón Tu santa luz.

Tu gracia en mi alma pon.


Guarda mi corazón Tu sumo amor.
Tu sangre carmesí diste en la cruz por mí;
Que viva para ti con fiel ardor.

A ruda lid iré, y pruebas hallaré. Mi guía sé.


Líbrame de ansiedad. Guárdame en santidad.
Y por la eternidad te alabaré.

18 GRATO ES DECIR LA HISTORIA

Grato es decir la historia del celestial favor,


De Cristo y de su gloria, de Cristo y de Su amor.
Me agrada referirla, pues sé que es la verdad.
Y nada satisface cual ella mi ansiedad.

Coro:
Cuán bella es esa historia! Mi tema allá en la gloria
Será la antigua historia de Cristo y de Su amor.

Grato es decir la historia que brilla cual fanal,


Y en glorias y portentos no reconoce igual.
Me agrada referirla, pues me hace mucho bien.
Por eso a ti deseo decírtela también.

Grato es decir la historia que antigua, sin vejez,


Parece al repetirla más dulce cada vez.
Me agrada referirla, pues hay quien nunca oyó
Que para hacerle salvo el buen Jesús murió.
19 ¿OYES COMO EL EVANGELIO?

¿Oyes cómo el evangelio al cansado ofrece paz?


Pues, segura, oh alma mía, la promesa a ti se da.
Bien alguno en mí no veo. corrupción tan solo hay.
Yo, cansado y afligido, busco alivio con afán.

En el arca la paloma encontró do reposar.


Para mi alma atribulada el Señor arca será.
Combatido vengo, y crece el diluvio sin cesar.
Abreme, Jesús, y en vano rugirá la tempestad.

Amparada ya en tu seno, puede el alma respirar.


El reposo que prometes siempre da segura paz.
Oh, cuán dulce en mis oídos fue tu acento celestial:
“Ven a mí, ven; que el descanso sólo en mí podrás hallar”.

20 OH, JOVENES VENID

Oh jóvenes venid! Su brillante pabellón


Cristo ha desplegado ante la nación.
A todos en sus filas os quiere recibir,
Y con El a la pelea os hará salir.

Coro:
Vamos a Jesús, alistados sin temor!
Vamos a la lid, inflamados de valor!
Jóvenes luchemos todos contra el mal.
En Jesús llevamos nuestro General.

Oh jóvenes venid! El Caudillo Salvador


Quiere recibiros en Su derredor.
Con El a la batalla salid sin vacilar.
Vamos pronto, compañeros! Vamos a luchar!

Las armas invencibles del Jefe Guiador


Son el Evangelio y Su grande amor.
Con ellas revestidos y llenos de poder,
Compañeros acudamos, vamos a vencer!

Los fieros enemigos, engendros de Satán,


Se hallan sostenidos por su capitán.
Oh jóvenes vosotros, poneos sin temor
A la diestra del Caudillo, nuestro Salvador!

Quien venga a la pelea, Su voz escuchará.


Cristo la victoria le concederá.
Salgamos compañeros, luchemos bien por Él.
Con Jesús conquistaremos inmortal laurel.

21 JESUS, DE LOS CIELOS

Jesús, de los cielos, al mundo bajó,


En busca de joyas que amante compró.

Coro:
Los niños salvados serán como el sol,
Brillando en la gloria del Rey Salvador.

Angustias y muerte y horrible aflicción


Costaron las joyas que amante compró.

Su hermosa diadema de eterno esplendor


La adornan las joyas que amante compró.

Los niños y niñas que van al Señor.


Son todas las joyas que amante compró.

Venid, pues, alegres al buen Redentor.


Él quiere las joyas que amante compró.
22 FUENTE DE LA VIDA

Fuente de la vida eterna y de toda bendición


Ensalzar Tu gracia tierna debe cada corazón.
Tu piedad inagotable abundante en perdonar
Único ser adorable gloria a ti debemos dar.

De los cánticos celestes, te quisiéramos cantar,


Entonados por las huestes, que lograste rescatar;
Almas que a buscar viniste, porque les tuviste amor;
De ellas te compadeciste con tiernísimo favor.

Toma nuestros corazones llénalos de Tu verdad,


De Tu Espíritu los dones y de toda santidad;
Guíanos en obediencia, humildad, amor y fe;
Nos ampare Tu clemencia; Salvador, propicio sé.

23 BAUTÍCESE CADA UNO

En las aguas de la muerte sumergido fue Jesús,


Mas Su amor no fue apagado por Sus penas en la cruz.
Levantóse de la tumba; sus cadenas quebrantó.
Y triunfante y victorioso, a los cielos ascendió.

En las aguas del bautismo hoy confieso yo mi fe.


Jesucristo me ha salvado, y en Su amor me gozaré.
En las aguas humillantes a Jesús siguiendo estoy.
Desde ahora para el mundo y el pecado muerto soy.

Yo que estoy crucificado, ¿cómo más podré pecar?


Ya que estoy resucitado, santa vida he de llevar.
Son las aguas del bautismo mi señal de salvación,
Y yo quiero consagrarme al que obró mi redención.
24 LA PALABRA HOY SEMBRADA

La palabra hoy sembrada hazla, Cristo, en mí nacer


Para darle crecimiento sólo tienes tú poder.

Coro:
Ricos frutos tú nos puedes conceder.
Ricos frutos tú nos puedes conceder.

La semilla que tu siervo ha sembrado con saber,


No permitas que las aves se la vengan a comer.

Haz que crezca con tu gracia y tu rica bendición,


No la ahoguen las espinas de congojas y aflicción.

Que su efecto muy profundo en la mente y corazón,


Traiga a ti al mundo entero; que le des la salvación.

Sembraremos la palabra con amor y profusión,


Esperando la cosecha en la célica mansión.

25 MEDITAD

Meditad en que hay un hogar


en la margen del río de luz
Donde van para siempre a gozar
los creyentes en Cristo Jesús.

Mas allá, más allá. Meditad en que hay un hogar


Mas allá, más allá, más allá. En la margen del río de luz.

Meditad en que amigos tenéis,


de los cuales marchamos en pos.
Y pensad en que al fin los veréis
en el alto palacio de Dios
Mas allá, más allá. Meditad en que amigos tenéis
Mas allá, más allá, más allá.
De los cuales marchamos en pos.

En que mora Jesús meditad,


donde seres que amamos están.
Y a la patria bendita volad,
sin angustias, temores ni afán.

Más allá, más allá. En que mora Jesús meditad


Más allá, más allá, donde seres que amamos están.

Reunido a los míos seré,


Mi carrera a su fin toca ya
Y en mi hogar celestial entraré,
Do mi alma reposo tendrá.

Más allá, más allá. Reunido a los míos seré


Más allá, más allá, Mi carrera a su fin toca ya.

26 JESUS, YO HE PROMETIDO

Jesús, yo he prometido servirte con amor


Concédeme tu gracia mi Amigo y Salvador
No temeré la lucha si Tú a mi lado estás
Ni perderé el camino si Tú guiando vas.
El mundo está muy cerca, y abunda en tentación;
Suave es el engaño, y es necia la pasión;
Ven Tú, Jesús, más cerca, mostrando Tu piedad,
Y escuda al alma mía de toda iniquidad.

Cuando mi mente vague, ya incierta, ya veloz,


Concédeme que escuche, Jesús, tu clara voz;
Anímame si paro; inspírame también;
Repréndeme, si temo en todo hacer el bien
Jesús, tú has prometido a todo aquel que va,
Siguiendo tus pisadas, que al cielo llegará,
Sostenme en el camino, y al fin con dulce amor,
Trasládame a tu gloria. Mi amigo y Salvador. Amén.

27 PADRE, TU PALABRA ES

Padre, tu palabra es mi delicia y mi solaz


Guíe siempre aquí mis pies, y a mi pecho traiga paz.

Coro:
Es Tu ley, Señor, faro celestial,
Que en perenne resplandor norte y guía da al mortal.

Si obediente oí Tu voz; en Tu gracia fuerza hallé


Y con firme pie y veloz por tus sendas caminé.

Tu verdad es mi sostén contra duda y tentación,


Y destila calma y bien cuando asalta la aflicción.

Son Tus dichos, para mí, prendas fieles de salud.


Dame, pues, que te oiga a ti con filial solicitud.

28 PRONTO LA NOCHE VIENE

Pronto la noche viene, tiempo es de trabajar


Los que lucháis por Cristo, no hay que descansar.
Cuando la vida es sueño, gozo, vigor, salud
Y es la mañana hermosa de la juventud.

Pronto la noche viene, tiempo es de trabajar


Para salvar al mundo hay que batallar.
Cuando la vida alcanza toda su esplendidez,
Cuando es el medio día de la madurez.

Pronto la noche viene, tiempo es de trabajar


Si el pecador perece, idlo a rescatar,
Aun a la edad provecta, débil y sin salud.
Aun a la misma tarde de la senectud.

Pronto la noche viene, ¡Listos! a trabajar


¡Listos! Que muchas almas hay que rescatar.
¿Quién de la vida el día puede desperdiciar?
“Viene la noche cuando nadie puede actuar”

29 YA VENIMOS, CUAL HERMANOS

Ya venimos, cual hermanos, a la Cena del Señor.


Congreguémonos, cristianos, respirando tierno amor!

En memoria de Su muerte y la sangre que vertió


Celebremos el banquete que en Su amor nos ordenó.

Recordando las angustias que por nos sufrió el Señor,


Dividida está nuestra alma entre el gozo y el dolor.

Invoquemos la presencia del divino Redentor,


Que nos mire con clemencia y nos llene de Su amor. Amén.

30 SANTA CENA

Santa Cena, para mí eres memorial aquí.


Tú me enseñas con verdad el misterio de bondad.
Me recuerdas de la cruz, del Cordero, mi Jesús.

Tú elevas nuestro ser al angélico placer;


Tipificas con señal la crucifixión pascual.
Comulguemos, al tomar, de Jesús y Su penar.

Participe el corazón de tu conmemoración;


Nos recuerdas el partir de Jesús y Su venir;
Eres tú nuestra señal de Su pacto divinal.
Como sello del amor del divino Redentor,
Volveremos a tomar, y con Cristo disfrutar
De la Cena del Señor, prenda fiel del Viador.

31 CRISTO ME AMA

Cristo me ama, bien lo sé. Su palabra me hace ver,


Que los niños son de Aquel, Quien es nuestro Amigo fiel.

Coro:
Cristo me ama; Cristo me ama;
Cristo me ama; La Biblia dice así.

Cristo me ama, pues murió, Y el cielo me abrió.


El mis culpas quitará, Y la entrada me dará.

Cristo me ama, es verdad, Y me cuida en Su bondad.


Cuando muera, si soy fiel, Viviré allá con Él.

32 CONMIGO SE

Conmigo sé, Señor; sin ti no vivo.


Ni un paso solo yo me atrevo a dar.
Llevar no puedo el peso sin tu ayuda;
Que me bendigas ya con tu poder.

Conmigo sé, Señor; y si probado,


Si confrontando con peligros mil,
O si abrumado con las tempestades,
No temeré porque me guardarás.

Conmigo sé, Señor; apenas otra dádiva tuya


Puede ésta igualar;
Un sentimiento de Tu fiel presencia.
En lo que hago sé que cerca estás.
Conmigo sé, Señor, en mi tristeza,
Cuando me halle en negra soledad.
Viendo la luz de mi Señor y Cristo,
Feliz seré por el que me compró.

33 SALVADOR, A TI ME RINDO

Salvador, a ti me rindo, y obedezco sólo a ti.


Mi guiador, mi fortaleza, todo encuentra mi alma en ti.

Coro:
Yo me rindo a ti, yo me rindo a ti.
Mis flaquezas y pecados, todo traigo a ti.

Te confiesa sus delitos mi contrito corazón.


Oye, oh Cristo, mi plegaria. Quiero en ti tener perdón.

A Tus pies yo deposito mi riqueza, mi placer.


Que tu Espíritu me llene y de ti sienta el poder.

Tu bondad será la historia que predique por doquier;


Y Tu amor inagotable será siempre mi querer.

Oh, qué gozo encuentro en Cristo!


Cuánta paz a mi alma da!
Yo a Su causa me consagro y
Su amor, mi amor será.

34 ANDANDO EN LA LUZ

Vagaba yo en oscuridad hasta que vi a Jesús,


Mas por Su amor y Su verdad me amaneció la luz.

Coro:
Gozo y luz hay en mi alma hoy.
Gozo y luz hay ya que salvo soy.
Desde que a Jesús vi, y a Su lado fui
He sentido el gozo de Su amor en mi.

Las nubes y la tempestad no encubren a Jesús.


Y en medio de la oscuridad me gozo en Su luz.

Andando en la luz de Dios encuentro plena paz.


Voy adelante sin temor, dejando el mundo atrás.

Veréle pronto tal cual es: Raudal de pura luz;


Y eternamente gozaré, a causa de Su cruz.

35 HAY UN MUNDO FELIZ

Hay un mundo feliz más allá.


Donde moran los santos en luz
Tributando eterno loor al invicto glorioso Jesús.

Coro:
En el mundo feliz, Reinaremos con nuestro Señor
En el mundo feliz, Reinaremos con nuestro Señor.

Cantaremos con gozo a Jesús,


al Cordero que nos rescató,
y con sangre vertida en la cruz,
los pecados del mundo quitó

Para siempre en el mundo feliz,


con los santos daremos loor,
al invicto glorioso Jesús;
a Jesús, nuestro Rey y Señor.

36 PECADOR, VEN AL DULCE JESUS

Pecador, ven al dulce Jesús, Y feliz para siempre serás


Si en verdad le quisieres tener, Al divino Señor hallarás.

Coro:
/ / Ven a Él, ven a Él, que te espera tu buen Salvador; / /

Si cual hijo que necio pecó, Vas buscando a Sus pies compasión, Tierno
Padre en Jesús hallarás,
Y tendrás en Sus brazos perdón.

Si enfermo te sientes morir,


El será tu Doctor celestial;
Y hallarás en Su sangre también
Medicina que cure tu mal.

Ovejuela que huyó del redil,


He aquí tu benigno Señor!
Y en los hombros llevada serás,
De tan dulce y amante Pastor.

37 OH, AMOR QUE NO ME DEJARAS

Oh, amor que no me dejarás,


Descansa mi alma siempre en ti.
Es tuya y tú la guardarás, y en el océano de Tu amor
Más rica al fin será.

Oh, luz que en mi sendero vas,


Mi antorcha débil rindo a ti.
Su luz apaga el corazón, seguro de encontrar en ti
Más bello resplandor.

Oh, gozo que a buscarme a mí,


Viniste con mortal dolor.
Tras la tormenta el arco vi., y ya el mañana, yo lo sé,
Sin lágrimas será.

Oh, cruz que miro sin cesar,


Mi orgullo, gloria y vanidad
Al polvo dejo por hallar la vida que en Su sangre dio
Jesús, mi Salvador

38 QUE MI VIDA ENTERA ESTÉ

Que mi vida entera esté consagrada a ti, Señor;


Que mis manos puedan guiar el impulso de tu amor.

Coro:
Lávame en tu sangre, oh Señor,
Límpiame de toda mi maldad.
Traigo a ti mi vida para ser, Señor,
Tuya por la eternidad.

Que mis pies tan sólo en pos de lo santo puedan ir;


Y que a ti, Señor, mi voz se complazca en bendecir.

Que mis labios al hablar hablen sólo de Tu amor;


Que mis bienes ocultar no los pueda a ti, Señor.

Que mi tiempo todo esté consagrado a Tu loor;


Y mi mente y su poder sean usados en Tu honor.
Toma, oh Dios, mi voluntad, y hazla tuya nada más;
Toma, sí, mi corazón y tu trono en él tendrás.

39 SANTA BIBLIA

Santa Biblia, para mí, eres un tesoro aquí.


Tú contienes con verdad la divina voluntad.
Tú me dices lo que soy, de quien vine y a quien voy.

Tú reprendes mi dudar; tú me exhortas sin cesar.


Eres faro que a mi pie va guiando por la fe
A las fuentes del amor del bendito Salvador.
Eres infalible voz del Espíritu de Dios.
Qué vigor al alma da cuando en aflicción está!
Tú me enseñas a triunfar de la muerte y el pecar.

Por tu santa letra sé que con Cristo reino ya.


Yo, que tan indigno soy, por tu luz al cielo voy.
Santa Biblia Para mí eres un tesoro aquí.

40 NOCHE DE PAZ

Noche de paz, noche de amor


Todo duerme en derredor
Entre los astros que esparcen su luz
Bella anunciando al niñito Jesús
Brilla la estrella de paz, brilla la estrella de paz

Noche de paz, noche de amor


Oye humilde al fiel pastor,
Coros celestes que anuncian salud
Gracias y glorias en gran plenitud
Por nuestro buen Redentor, por nuestro buen Redentor

Noche de paz, noche de amor


Ved que bello resplandor
Luce en el rostro del niño Jesús
En el pesebre, del mundo la luz,
Astro de eterno fulgor, astro de eterno fulgor.

41 UN AMIGO HAY MAS QUE HERMANO

Un amigo hay más que hermano, Cristo el Señor.


Quien llevó en Su cuerpo humano nuestro dolor.
Este amigo moribundo, padeciendo por el mundo,
Le mostró Su amor profundo. Dadle loor!

Conocerle es vida eterna, Cristo el Señor.


Todo aquel que quiera, venga al Redentor.
Por nosotros Él derrama vida Suya, pues nos ama;
Y a Su lado a todos llama. Dadle loor!

Hoy, ayer y por los siglos, Cristo el Señor


Es el mismo fiel Amigo. Ven, pecador.
Es maná en el desierto, nuestro guía, nuestro puerto.
Es Su amor el mismo cielo. Dadle loor!

42 GLORIA DEMOS AL PADRE

Gloria demos al Padre,


Al Hijo y al Santo Espíritu.
Como eran al principio,
Son hoy y habrán de ser eternamente.
Amén.

43 ESTAD POR CRISTO FIRMES

Estad por Cristo firmes, soldados de la cruz!


Alzad hoy la bandera en nombre de Jesús.
Es vuestra la victoria, con Él por Capitán;
Por Él serán vencidas las huestes de Satán.

Estad por Cristo firmes! Os llama a la lid.


Con Él pues, a la lucha; soldados todos, id!
Probad que sois valientes, luchando contra el mal.
Es fuerte el enemigo, mas Cristo es sin igual.

Estad por Cristo firmes! Las fuerzas son de Él.


El brazo de los hombres es débil y es infiel.
Vestíos la armadura; velad en oración.
Deberes y peligros demandan gran tesón.
44 TAL COMO SOY

Tal como soy, sin más decir que a otro yo no puedo ir,
Y Tú me invitas a venir. Bendito Cristo, heme aquí.

Tal como soy, sin demorar; del mal queriéndome librar.


Tú sólo puedes perdonar. Bendito Cristo, heme aquí.

Tal como soy, en aflicción expuesto a muerte y perdición;


Buscando vida y perdón. Bendito Cristo heme aquí.

Tal como soy, Tu gran amor me vence y busco Tu favor


Servirte quiero con valor. Bendito Cristo, heme aquí.

45 ¿ERES LIMPIO EN LA SANGRE?

¿Has hallado en Cristo plena salvación?


¿Por la sangre que en cruz Él vertió?
¿Toda mancha lava de tu corazón?
¿Eres limpio en la sangre eficaz?

Coro:
¿Eres limpio en la sangre, en la sangre de Cristo Jesús?
¿Es tu corazón más blanco que la nieve?
¿Eres limpio en la sangre eficaz?

¿Vives siempre al lado de tu Salvador?


¿Por la sangre que Él derramó?
¿Del pecado eres siempre vencedor?
¿Eres limpio en la sangre eficaz?

¿Tendrás ropa blanca al venir Jesús?


¿Eres limpio en la fuente de amor?
¿Estás listo para la mansión de luz?
¿Eres limpio en la sangre eficaz?
Cristo ofrece hoy pureza y poder.
Oh, acude a la cruz del Señor!
El la fuente es que limpiará tu ser.
Oh, acude a Su sangre eficaz!

46 MAS BLANCO QUE LA NIEVE

Yo quiero ser limpio, oh mi buen Jesús.


Deseo por siempre andar en Tu luz.
Tan sólo en Tu sangre limpieza tendré.
Lavado y más blanco que nieve seré.
Más blanco, sí, que la nieve seré;
Lavado en la sangre y limpio por fe.

Que en mi alma no puede lo impuro quedar.


Tu sangre mis manchas las puede quitar.
Pecados e ídolos desecharé.
Lavado y más blanco que nieve seré;
Lavado en la sangre y limpio por fe.

Tu, Cristo, me ayudas a sacrificar,


Humilde llevando mi todo a Tu altar
Te entrego mi vida y así por la fe.
Lavado y más blanco que nieve seré.
Más blanco, sí, que la nieve seré;
Lavado en la sangre y limpio por fe.

Por esta pureza doy gracias a ti.


Que santificado por Tu gracia fui.
Tu sangre limpiándome vi por la fe.
Lavado y más blanco que nieve quedé.
Más blanco, sí que la nieve quedé;
Lavado en Tu sangre, soy limpio por fe.

47 DONDEQUIERA CON JESUS


A cualquiera parte sin temor iré,
Si Jesús dirige mi inseguro pie.
Sin Su compañía todo es pavor,
Mas si Él me guía no tendré temor.

Coro:
Con Jesús por doquier, sin temor iré.
Si Jesús me guía, nada temeré.

Con Jesús por guía dondequiera voy.


Caminando en pos de Él seguro estoy.
Y aunque padre y madre me pueden faltar,
Jesucristo nunca me abandonará.

Dondequiera con Jesús, en tierra y mar,


Quiero ser su fiel testigo sin cesar,
Y si por desierto mi camino va,
Un seguro albergue mi Jesús será.

Dondequiera paso yo la noche atroz,


Porque siempre oigo Su benigna voz.
Él de día y noche a mi lado está,
Y en plena gloria me despertará.

48 JESUS ES MI REY SOBERANO

Jesús es mi Rey soberano;


Mi gozo es cantar Su loor.
Es Rey, y me ve cual hermano;
Es Rey y me imparte Su amor.
Dejando Su trono de gloria,
Me vino a sacar de la escoria.
Y yo soy feliz, y yo soy feliz por Él.

Jesús es mi amigo anhelado,


Y en sombras o en luz siempre va
Paciente y humilde a mi lado;
Y ayuda y socorro me da.
Por eso constante lo sigo,
Porque El es mi Rey y mi Amigo.
Y yo soy feliz, y yo soy feliz por Él.

Señor, ¿qué pudiera yo darte


Por tanta bondad para mí?
¿Me basta servirte y amarte?
¿Es todo entregarme yo a ti?
Entonces acepta mi vida,
Que a ti solo queda rendida
Pues yo soy feliz, pues yo soy feliz por ti.

49 EN LA VIÑA DEL SEÑOR

Yo quiero trabajar por el Señor,


Confiando en Su palabra y en Su amor.
Quiero yo cantar y orar, y ocupado siempre estar
En la viña del Señor.

Coro:
Trabajar y orar en la viña, en la viña del Señor.
Sí, mi anhelo es orar, y ocupado siempre estar
En la viña del Señor.

Yo quiero cada día trabajar,


Y esclavos del pecado libertar;
Conducirlos a Jesús, nuestro guía, nuestra luz
En la viña del Señor.

Yo quiero ser obrero de valor,


Confiando en el poder del Salvador.
El que quiera trabajar hallará también lugar
En la viña del Señor.

50 TE LOAMOS, OH DIOS
Te loamos, oh Dios, con unánime voz,
Que en Cristo, tu Hijo, nos diste perdón.

Coro:
Aleluya! Te alabamos. Cuán grande es tu amor
Aleluya! Te adoramos, bendito Señor.

Te loamos, Jesús, quien tu trono de luz


Has dejado por darnos salud en la cruz.

Te damos loor, Santo Consolador,


Que nos llenas de gozo y santo valor.

Unidos load, a la gran Divinidad


Que es la fuente de gracia, virtud y verdad.

51 LA CRUZ Y LA GRACIA DE DIOS

La cruz no será más pesada que la gracia que El me da;


Y si la tormenta me espanta, no podrá esconder su faz.

Coro:
La gracia de Dios me bastará. Su ayuda jamás me faltará.
Consolado por Su amor, que echa fuera mi temor
Confiaré en mi Señor.

Mi cáliz nunca es tan amargo como el de Getsemaní.


En mis días más apurados no se aparta Dios de mí.

La luz de Su rostro me alumbra en el tiempo de aflicción,


Y mi alma gozosa vislumbra el palacio de mi Dios.

52 SALVADOR, MI BIEN ETERNO

Salvador, mi bien eterno, más que vida para mí.


En mi fatigosa senda, cerca siempre te halle a ti.
Junto a ti, junto a ti, junto a ti, junto a ti;
En mi fatigosa senda cerca siempre te halle a ti.
No los bienes, no placeres, ni renombre busco aquí.
En las pruebas, en desdenes, cerca siempre te halle a ti.
Junto a ti, junto a ti, junto a ti, junto a ti;
En las pruebas, en desdenes, cerca siempre te halle a ti.

Yendo por sombrío valle, en rugiente mar hostil,


Antes y después del trance, cerca siempre te halle a ti.
Junto a ti, junto a ti, junto a ti, junto a ti;
Antes y después del trance, cerca siempre te halle a ti.

53 LOORES DAD A CRISTO EL REY

Loores dad a Cristo el Rey, suprema potestad.


// De Su divino amor la ley, postrados aceptad; //

Vosotros, hijos de Israel, residuo de la grey,


// Loores dad a Emanuel, y proclamadle Rey; //

Gentiles que por gracia de Él gozáis de libertad,


// Al que de vuestro ajenjo y hiel os libre, hoy load; //

Naciones todas, escuchad y obedeced Su ley


// De gracia y de santidad, y proclamadle Rey; //

Dios quiera que con los que están del trono en derredor
// Cantemos por la eternidad a Cristo el Salvador; //

54 TUYO SOY, JESUS

Tuyo soy, Jesús, ya escuché la voz


De Tu amor hablándome aquí.
Mas anhelo en alas de fe subir
Y más cerca estar de ti.
Coro:
Aún más cerca, cerca de Tu cruz,
Llévame, oh Salvador,
Aún más cerca, cerca, cerca de Tu cruz,
Llévame, oh buen Pastor.

A seguirte a ti me consagro hoy,


Constreñido por Tu amor;
Y mi espíritu, alma y cuerpo doy
Por servirte, mi Señor.

Oh, cuan pura y santa delicia es,


De tu comunión gozar;
Y contigo hablar y Tu dulce voz
Cada día escuchar!

De tu grande amor no comprenderé,


Cual es la profundidad,
Hasta que contigo, Jesús, esté
En gloriosa eternidad.

55 EL MUNDO PERDIDO

El mundo perdido en pecado se vio


Jesús es la Luz del mundo!
Mas en las tinieblas la gloria brilló.

Coro:
Jesús es la Luz del mundo!
Ven a la luz; no quieres perder
Gozo perfecto al amanecer!
Yo ciego fui, mas ya puedo ver.
Jesús es la Luz del mundo!

En día la noche se cambia con Él.


Jesús es la Luz del mundo!
Irás en la luz si a Su ley eres fiel.

Oh, ciegos y presos del oscuro error!


Jesús es la Luz del mundo!
El manda lavaros y ver Su fulgor.

Ni soles ni lunas el cielo tendrá.


Jesús es la Luz del mundo!
La luz de Su rostro lo iluminará.

56 ME GUIA ÉL

Me guía Él, Con cuánto amor


me guía siempre mi Señor!
Al ver mi esfuerzo en serle fiel,
Con cuánto amor me guía Él.

Coro:
Me guía El, me guía Él.
Con cuánto amor me guía Él!
No abrigo dudas ni temor,
pues me conduce el buen Pastor.

En el abismo del dolor o


en donde brille el sol mejor,
En dulce paz o en lucha cruel,
con gran bondad me guía Él.

Tu mano quiero yo tomar,


Jesús, y nunca vacilar.
Pues sólo a quien te sigue fiel
se oyó decir: Me guía Él.

Y mi carrera al terminar
y así mi triunfo al realizar
No habrá ni duda ni temor,
pues me guiará mi buen Pastor.
57 CRISTO, MI PILOTO SE

Cristo, mi Piloto sé, en el tempestuoso mar;


Fieras ondas mi bajel van a hacerlo zozobrar,
Mas si tú conmigo vas, pronto al puerto llegaré.
Carta y brújula hallo en ti. Cristo, mi Piloto sé!

Todo agita el huracán con indómito fulgor;


Mas los vientos cesarán al mandato de tu voz.
Y al decir: “Que sea la paz” cederá sumiso el mar.
De las aguas tú, el Señor, guíame cual piloto fiel.

Cuando al fin cercano esté de la playa celestial,


Si el abismo ruge aún, entre el puerto y mi bajel,
En tu pecho al descansar, quiero oírte a ti decir:
“Nada temas ya del mar, tu piloto siempre soy” Amén.

58 LUCHAD, LUCHAD POR CRISTO

Luchad, luchad por Cristo, soldados de la cruz!


Alzad triunfal bandera, enhiesta por Jesús!
De triunfo en triunfo siempre, sed guardas de Su honor;
Y haced que el enemigo se humille ante el Señor.

Luchad, luchad por Cristo! Trompeta obedeced!


No huyáis ante el combate, que es hora de vencer.
Soldados, siempre firmes, con mil uno luchad;
Y bravos el peligro, valientes, rechazad!

Luchad, luchad por Cristo! En Su poder confiad,


Que vuestro brazo es débil, y desfallecerá.
Vestíos la armadura, velando en oración.
Y do el peligro os llama, no os falte, no, el valor.

Luchad, luchad por Cristo! La lid va a comenzar.


Al ruido del combate, el triunfo seguirá.
Corona el esforzado, de vida y luz tendrá.
Y con el Rey de gloria por siempre estará.

59 HABLADME MAS DE CRISTO

Quiero que habléis de aquel grande amor


Que en el Calvario Dios nos mostró.
Quiero que habléis del buen Salvador,
Habladme más de Cristo!

Coro:
Quiero escuchar la historia fiel
de mi Jesús, mi Salvador.
Quiero vivir tan sólo por Él.
Habladme más de Cristo!

Cuando me asalte la tentación,


Y que sus redes tienda a mi pie,
Quiero tener en Él protección.
Habladme más de Cristo!

Cuando en la lucha falte la fe,


Y el alma sienta desfallecer,
Quiero saber que ayuda tendré.
Habladme más de Cristo!

60 CUANDO LEO EN LA BIBLIA

Cuando leo en La Biblia cómo llama Jesús,


Y bendice a los niños con amor,
Yo también quisiera estar, y con ellos descansar.
En los brazos del tierno Salvador.

Ver quisiera sus manos sobre mí reposar;


Cariñosos abrazos de Él sentir;
Sus miradas disfrutar; las palabras escuchar;
“A los niños dejad a mí venir”.

Mas aún a Su estrado en oración puedo ir.


Y también de Su amor participar;
Pues si aquí buscarle sé, le veré y le escucharé
En el reino que Él vino a preparar.

Los que son redimidos y salvados por Él,


Al Cordero celebran inmortal.
Allí voces mil y mil se oyen del coro infantil,
Porque es de ellos el reino celestial.

Yo espero aquel día venturoso sin fin,


El más grande, el más lúcido, el mejor,
Cuando de cualquier nación niños mil sin distinción
A los brazos acudan al Señor.

61 GLORIA A TI, JESUS DIVINO

Gloria a ti, Jesús divino! Gloria a ti por tus bondades!


Gloria eterna a tus piedades, querido Salvador!

Coro:
Gloria, gloria, Aleluya!
Gloria, gloria, Aleluya!
Gloria, gloria, Aleluya!
Constante es el Señor.

Tú me amaste con ternura, y por mí en la cruz moriste;


Con ternura me quisiste, querido Salvador.

Tengo fe sólo en tu muerte, pues con ella me salvaste.


Vida eterna me compraste, querido Salvador.

Te veremos en el cielo. A vivir contigo iremos.


Tu presencia gozaremos, querido Salvador.
Ten valor, valor cristiano, Cristo es tu mejor Amigo.
El te llevará consigo, Jesús es tu Señor.

62 OH, CRISTO, TU AYUDA YO QUIERO TENER

Oh Cristo, tu ayuda yo quiero tener


En todas las luchas que agitan mi ser!
Tan sólo tú puedes la vida salvar.
Tú sólo la fuerza le puedes prestar.

Oh Cristo, la gloria del mundo busqué,


Y, ansioso, mi vida y afán le entregué!
Y en cambio, mi pecho tan sólo encontró
Torturas sin cuenta que el alma apuró.

Oh Cristo, ya quiero llegar a vivir


De aquellos alientos que tú haces sentir
Al alma, que huyendo del mal tentador,
Se vuelve anhelante; se vuelve a tu amor!

Oh Cristo, yo quiero tus pasos seguir


Y gracia constante de ti recibir;
Hallar en mis noches contigo la luz
Y alivio a mis penas, al pie de la cruz!

63 DIME LA ANTIGUA HISTORIA

Dime la antigua historia del celestial favor,


De Cristo y de Su gloria, de Cristo y de Su amor.
Dímela con llaneza propia de la niñez,
Porque es mi mente flaca y anhelo sencillez.

Coro:
Dime la antigua historia. Cuéntame la victoria.
Háblame de la gloria de Cristo y de Su amor.
Dime esa grata historia con lentitud, y así
Conoceré la obra que Cristo hizo por mí.
Dímela con frecuencia, pues soy dado a olvidar,
Y el matinal rocío suele el sol disipar.

Dime tan dulce historia con tono claro y fiel;


Murió Jesús y salvo yo quiero ser por Él.
Dime esa historia siempre, si en tiempo de aflicción.
Deseas a mi alma traer consolación.

Dime la misma historia, si crees que tal vez


Me ciega de este mundo la falsa brillantez.
Y cuando ya me alumbre de la gloria la luz,
Repíteme la historia: “Quien te salva es Jesús”.

64 DESDE LOS HIMALAYAS

Desde los Himalayas al frígido Pirené


Desde africanos ríos al más lejano mar
Del Evangelio Santo la dulce voz resuene
De paz y gozo llene las almas sin cesar.

No más profanos ritos, no más supersticiones;


A Dios los corazones, pues suyos son, se den,
Del Hijo sacrosanto venere el dulce nombre;
Que en Él encuentra el hombre salud, reposo y bien.

¡Señor! La mies es mucha, son pocos los obreros;


Levanta misioneros en esta gran nación;
Hasta que Tu evangelio resuene por doquiera,
Y obtenga el mundo entero de ti la salvación.

65 MAS CERCA, OH DIOS, DE TI

Más cerca, oh Dios, de Ti yo quiero estar


Aunque sobre una cruz me haya de alzar
Mi canto aún a Ti constante habrá de ser
Más cerca, ¡oh! Dios, de ti, más cerca, sí.
Si caminando voy y de ansiedad
me lleno al presentir la oscuridad,
aun mi sueño así me mostrará que estoy
Más cerca, ¡oh! Dios, de ti, más cerca, sí.

Que encuentre senda aquí que al cielo va


Y en ella tu bondad me sostendrá
Y ángeles habrá que me conducirán
Más cerca, ¡oh! Dios, de ti, más cerca, sí.

Después, al despertar, elevaré


Un nuevo y santo altar de gratitud.
Así mis penas mil me harán sentir que estoy
Más cerca, ¡oh! Dios, de ti, más cerca, sí.

Si en vuelo celestial al cielo voy,


Y sol y luna atrás dejando estoy,
Alegre entonaré mi canto sin igual;
Más cerca, ¡oh! Dios, de ti, más cerca, sí.

66 TENTADO, NO CEDAS

Tentado, no cedas; ceder es pecar.


Más fácil sería luchando triunfar.
Valor pues, resuelto, domina tu mal;
Dios puede librarte de asalto mortal.

Coro:
En Jesús pues confía; en Sus brazos tu alma.
Hallará dulce calma, Él te hará vencedor.

Evita el pecado; procura agradar


A Dios, a quien debes por siempre ensalzar.
No manche tus labios impúdica voz;
Preserva tu vida de ofensas de Dios.

Amante, benigno y enérgico sé;


En Cristo tu Amigo pon toda tu fe.
Veraz sea tu dicho; de Dios es tu ser;
Corona te espera, y vas a vencer.

67 CANTEN DEL AMOR DE CRISTO

Canten del amor de Cristo, ensalzad al Redentor


Tributadle, santos todos grande gloria y loor.

Coro:
Cuando estemos en gloria
En presencia de nuestro Redentor
A una voz la historia
Diremos del gran Vencedor.

La victoria es segura, a las huestes del Señor;


¡Oh, pelead con la mirada puesta en nuestro Protector!

El pendón alzad, cristianos, de la cruz, y caminad;


De triunfo en triunfo, siempre firmes avanzad.

Adelante en la lucha, ¡Oh, soldados de la fe!


Nuestro el triunfo, ¡oh escuchan! Los clamores,
¡Viva el Rey!

68 YO QUIERO SER CUAL MI JESUS

Yo quiero ser cual mi Jesús, sirviéndole con lealtad.


Sincero y fiel yo quiero ser, cumpliendo Su voluntad..

Coro:
Más y más cual mi Jesús en mi vida quiero ser;
Más y más cual mi Señor seré por Su gran poder.
Humilde quiero siempre ser cual fuera mi Salvador;
No quiero glorias ni poder indignos de mi Señor.

En todo quiero yo seguir los pasos de mi Señor,


Y por doquier hacer sentir qué hizo en mí Su amor.

69 JUNTO A LA CRUZ

Junto a la cruz do Jesús murió,


Junto a la cruz do salud pedí,
Ya mis maldades Él perdonó. A Su nombre gloria!

Coro:
A Su nombre gloria! A Su nombre gloria!
Ya mis maldades Él perdonó. A Su nombre gloria!

Junto a la cruz donde le busqué,


Cuán admirable perdón me dio!
Ya con Jesús siempre viviré. A Su nombre gloria!

Fuente preciosa de salvación.


Qué grande gozo yo pude hallar.
Al encontrar en Jesús perdón. A Su nombre gloria!

Tú, pecador, que perdido estás,


Hoy esta fuente ven a buscar.
Paz y perdón encontrar podrás. A Su nombre gloria!

70 CUANDO ALLA SE PASE LISTA

Cuando la trompeta suene en aquel día final,


Y que el alba eterna rompa en claridad;
Cuando las naciones salvas a Su patria lleguen ya,
Y que sea pasada lista, allí he de estar.

Coro:
Cuando allá se pase lista,
Cuando allá se pase lista,
Cuando allá se pase lista,
A mi nombre yo feliz responderé.

En aquel día sin nieblas en que muerte ya no habrá


Y Su gloria el Salvador impartirá;
Cuando los llamados entren a Su celestial hogar,
Y que sea pasada lista, allí he de estar.

Trabajemos por el Maestro desde el alba al vislumbrar


Siempre hablemos de Su amor y fiel bondad.
Cuando todo aquí fenezca y nuestra obra cese ya
Y que sea pasada lista, allí he de estar.

71 SANTO, SANTO, SANTO

Santo, Santo, Santo, Señor Omnipotente,


Siempre el labio mío loores te dará
Santo, Santo, Santo, te adoro reverente.
Dios en tres personas, bendita trinidad.

Santo, Santo, Santo, en numeroso coro,


Santos escogidos te adoran con fervor,
De alegría llenos, y sus coronas de oro
Rinden ante el trono glorioso del Señor.

Santo, Santo, Santo, la inmensa muchedumbre


De ángeles que cumplen tu santa voluntad,
Ante ti se postra, bañada con tu lumbre,
Ante ti que has sido, que eres y serás.

Santo, Santo, Santo, por más que estés velado,


E imposible sea Tu gloria contemplar,
Santo Tú eres sólo y nada hay a tu lado,
En poder perfecto, pureza y caridad.
Santo, Santo, Santo, la gloria de Tu nombre
Vemos en Tus obras en cielo, tierra y mar.
Santo, Santo, Santo, te adorará todo hombre.
Dios en tres personas, bendita trinidad.

72 DIA FELIZ

Feliz momento en que escogí,


servirte, mi Señor y Dios
Preciso es que mi gozo en ti,
lo muestre hoy con obra y voz

Coro:
Soy feliz, soy feliz. Y en Su favor me gozaré
En libertad y luz me vi, cuando triunfó en mí la fe
Y el raudal carmesí, salud de mi alma enferma fue

¡Pasó! Mi gran deber cumplí; de Cristo soy y mío es Él.


Me atrajo; con placer seguí. Su voz conoce todo fiel.
Reposa, débil corazón; a tus contiendas pon ya fin
Hallé más noble posesión, y parte en superior festín.

Solemne voto, ofrenda, flor, que al cielo santo consagré,


Hoy sé mi nexo de honor; después, testigo de mi fe.

73 A JESUCRISTO VEN SIN TARDAR

A Jesucristo ven sin tardar


Que entre nosotros hoy Él está
Y te convida con dulce afán,
Tierno diciendo: "Ven".

Coro:
Oh, cuán grata es nuestra reunión,
Cuando allá, Señor, en Tu mansión
Contigo estemos en comunión,
Gozando eterno bien.

Piensa que Él sólo puede colmar


Tu triste pecho de gozo y paz;
Y porque anhela tu bienestar,
Vuelve a decirte: "Ven".

Su voz escucha sin vacilar,


Y grato acepta lo que hoy te da.
Tal vez mañana no habrá lugar.
No te detengas; ven.

74 EL NOMBRE DE JESUS

Tan dulce el nombre de Jesús. Sus bellas notas al cantar.


Que mi alma llena al proclamar el nombre de Jesús.

Coro:
Cristo ¡Oh!, qué dulce es. Cristo para siempre es.
Cristo, yo te aclamaré, por siempre, ¡oh!, mi Cristo.

Adoro el nombre de Jesús; jamás me faltará Su amor;


Y pone aparte mi dolor el nombre de Jesús.
Tan puro el nombre de Jesús, que mi pesar pudo quitar,
Y grata paz a mi alma dar, el nombre de Jesús.

Y dulce nombre de Jesús, por siempre quiero alabar;


Y todos deben ensalzar el nombre de Jesús.

75 CANTARÉ LA MARAVILLA

Cantaré la maravilla que Jesús murió por mí;


Como allá en el Calvario dio Su sangre carmesí.

Coro:
Cantaré la bella historia de Jesús mi Salvador,
Y con santos en la gloria a Jesús daré loor.

Cristo vino a rescatarme; vil, perdido me encontró.


Con Su mano fiel y tierna, al redil Él me llevó.

Mis heridas y dolores, el Señor Jesús sanó;


Del pecado y los temores Su poder me libertó.

De el río de la muerte, el Señor me guardará


En Su amor tan fiel y fuerte que jamás me dejará.

76 CARA A CARA

En presencia estar de Cristo, ver Su rostro, ¿que será


Cuando al fin en pleno gozo mi alma le contemplará?

Coro:
Cara a cara espero verle más allá del cielo azul;
Cara a cara en plena gloria, he de ver a mi Jesús.

Sólo tras oscuro velo hoy lo puedo aquí mirar,


Mas ya pronto viene el día que Su gloria ha de mostrar.

Cuanto gozo habrá con Cristo, cuando no haya más dolor;


Cuando cesen los peligros y ya estemos en Su amor.

Cara a cara, cuán glorioso ha de ser así vivir,


Ver el rostro de quien quiso nuestras almas redimir.

77 DULCE CONSUELO

En Jesucristo, mártir de paz,


en horas negras de tempestad,
Hallan las almas dulce solaz,
grato consuelo, felicidad.
Coro:
Gloria cantemos al Redentor que por nosotros quiso morir;
Y que la gracia del Salvador siempre dirija nuestro vivir.

En nuestras luchas, en el dolor,


en tristes horas de tentación,
Calma le infunde, santo vigor,
nuevos alientos al corazón.

Cuando en la lucha falta la fe


y el alma vése desfallecer,
Cristo nos dice: “Siempre os daré
gracia divina, santo poder”.

78 A TI Y A MI

Cuán tiernamente nos está llamando


Cristo a ti y a mí
Él nos espera con brazos abiertos;
Llama a ti y a mí.

Coro:
Venid, venid. Si estáis cansados, venid.
Cuán tiernamente os está llamando.
Oh, pecadores, venid.

¿Por qué tememos si está abogando


Cristo por ti y por mi?
Sus bendiciones está derramando
Siempre por ti y por mí.

El tiempo vuela, lograrlo conviene;


Cristo te llama a ti.
Vienen las sombras y la muerte viene;
Viene por ti y por mí.
79 YA SALVO SOY

Mis culpas todas borró Jesús


con infinito amor;
Cargó con ellas en cruenta cruz,
En medio de mortal dolor.

Coro:
Salvo por Él yo soy; salvo por Su poder.
Va vida nueva Jesús me ha llevado. Ya salvo soy.

En densas sombras anduve yo,


cuando en maldad viví;
Y mi alma nunca la paz halló,
Ni gozo alguno yo sentí.

Gloriosa vida de libertad


disfruto yo por Él.
Ya no hay temores, no hay ansiedad,
Porque El me guarda siempre fiel.

Eterno canto en mi corazón


elevo al Redentor.
Negar no puedo Su salvación;
Negar, no puedo, no, Su amor.

80 EL AMOR DE JESUCRISTO

Del santo amor de Cristo que no tendrá su igual,


De Su divina gracia, sublime y eternal,
De Su misericordia, inmensa como el mar,
Y cual los cielos alta, con gozo he de cantar.

Coro:
El amor de mi Señor, grande y dulce es más y más;
Rico e inefable, nada es comparable al amor de mi Jesús.
Cuando Él vivió en el mundo, la gente lo siguió;
Y todas sus angustias en Él depósito.
Entonces bondadoso, Su amor brotó en raudal
Incontenible, inmenso, sanando todo mal.

Él puso en las pupilas del ciego nueva luz,


La eterna luz de vida que centellea en la cruz,
Y dio a las almas todas la gloria de Su ser,
Al impartir Su gracia, Su Espíritu y poder.

Su amor, por las edades del mundo, es el fanal


Que marca esplendoroso la senda del ideal.
Y el paso de los años lo hará incomparable,
Precioso al darle al alma Su dulcísima paz.

81 MAS SANTIDAD DAME

Más santidad dame; más odio al mal;


Más calma en las penas; más alto ideal;
Más fe en mi Maestro; más consagración;
Más celo en servirte; más grata oración.

Más prudente hazme; más sabio en Él;


Más firme en Su causa; más fuerte y más fiel;
Más recto en la vida; más triste al pecar;
Más humilde hijo; más pronto en amar.

Más pureza dame; más fuerza en Jesús;


Más de Su dominio; Más paz en la cruz;
Más rica esperanza; más obras aquí;
Más ansia del cielo; más gozo allí.

82 OH, EXCELSA GRACIA DEL AMOR

Por fe en Jesús y obedecer,


se hace salvo el pecador.
Sin merecer tan rico don,
recibe plena salvación.

Coro:
Oh, excelsa gracia del amor,
que Dios perdona al pecador.
Si presto está a confesar sus culpas
y en Jesús confiar.
No hay otro autor de salvación,
Pues Cristo obró la redención.

La vida antigua ya pasó,


y todo nuevo se tornó.
Aquí cual peregrino es,
hogar con Dios tendrá después.

Aún cuando él nada tenga aquí,


su gran herencia tiene, sí,
Arriba en gloria con Jesús,
quien le ha salvado por Su cruz.

83 OH, VEN SIN TARDAR

Oh, no rechaces la verdad. Tus ojos hoy abre a la luz.


Renuncia a toda la maldad y ven a Jesús.

Coro:
Oh, ven sin tardar. Oh, ven sin tardar.
Acude a Jesús y salvo serás.

Tus ojos ya talvez el sol no más aquí contemplarán.


Hoy es el día de salvación. Oh, ven a Jesús.

Jesús te tiene compasión. ¿Con qué Su amor le pagarás?


Hoy trae a Él tu corazón y salvo serás.

Jesús recibe al pecador que quiere a Él su alma unir.


Ya no desprecies más Su amor. Oh, ven a Jesús.

84 ¿SOY YO SOLDADO DE JESUS?

¿Soy yo soldado de la cruz y siervo del Señor?


No temeré llevar Su cruz, sufriendo por Su amor.

Coro:
Después de la batalla nos coronará, Dios nos coronará,
Dios nos coronará. Después de la batalla nos coronará
En aquella santa Sión. Más allá, más allá,
En aquella santa Sión. Después de la batalla nos coronará
En aquella santa Sión.

Lucharon otros por la fe. ¿Cobarde habré de ser?


Por mi Señor yo pelearé, confiando en Su poder.

Es menester que sea fiel, que nunca vuelva atrás;


Que siga siempre en pos de Él y me guiará en paz.

85 DULCE COMUNION

Dulce comunión, la que gozo ya


En los brazos de mi Salvador.
Qué gran bendición en Su paz me da.
Oh, yo siento en mí Su tierno amor.

Coro:
Libre, salvo, del pecado y del temor;
Libre, salvo, en los brazos de mi Salvador.

Cuán dulce es vivir, cuán dulce es gozar


En los brazos de mi Salvador.
Allí quiero ir y con Él morar,
Siendo objeto de Su tierno amor.
No hay que temer, ni que desconfiar,
En los brazos de mi Salvador.
Por Su gran poder Él me guardará
De los lazos del engañador.

86 TRABAJAD, TRABAJAD

Trabajad, trabajad. Somos siervos de Dios.


Seguiremos la senda que el Maestro trazó.
Renovando las fuerzas con bienes que da,
El deber que nos toca cumplido será.
Coro:
Trabajad, trabajad. Esperad y velad.
Confiad, siempre orad, que el Maestro pronto volverá.

Trabajad, trabajad, Hay que dar de comer


Al que pan de la vida quisiera tener.
Hay enfermos que irán a los pies del Señor,
Al saber que por gracia los sana Su amor.

Trabajad, trabajad. Fortaleza pedid.


El reinado del mal con valor combatid.
Conducid los cautivos al Libertador,
Y decid que por gracia redime Su amor.

87 CANTAD ALEGRES AL SEÑOR

Cantad alegres al Señor, mortales todos por doquier;


Servidle siempre con fervor; obedecedle con placer.

Con gratitud canción alzad al Hacedor que el ser os dio.


Al Dios excelso venerad, que como Padre nos amó.

Su pueblo somos; salvará a Sus ovejas el Pastor.


Ninguna de ellas faltará si fueren fieles al Señor.
88 ESCUCHAD, JESUS NOS DICE

Escuchad; Jesús nos dice: “¿Quiénes van a trabajar?


Campos blancos hoy aguardan que los vayan a segar”.
Él nos llama cariñoso; nos constriñe con Su amor.
¿Quién responde a Su llamada: Heme aquí, yo iré, Señor?.

Si por tierras o por mares no pudieres transitar,


Puedes encontrar hambrientos en tu puerta que auxiliar.
Si careces de riquezas, lo que dio la viuda, da;
Si por el Señor lo dieres, Él te recompensará.

Si como elocuente apóstol no pudieres predicar,


Puedes de Jesús decirles cuánto al hombre supo amar.
Si no logras que sus culpas reconozca el pecador,
Conducir los niños puedes al benigno Salvador. Amén.

89 GRANDE GOZO HAY EN MI ALMA

Grande gozo hay en mi alma hoy,


pues Jesús conmigo está,
Y Su paz, que ya gozando estoy, por siempre durará.

Coro:
Grande gozo. Cuán hermoso.
Paso todo el tiempo bien feliz;
Porque veo de Cristo la sonriente faz,
Grande gozo siento en mí.

Hay un canto en mi alma hoy, melodías a mi Rey.


En Su amor feliz y libre soy, y salvo por la fe.

Paz divina hay en mi alma hoy, porque Cristo me salvó.


Las cadenas rotas ya están; Jesús me libertó.
Gratitud hay en mi alma hoy, y alabanzas a Jesús.
Por Su gracia a la gloria voy, gozándome en la luz.

90 CUANDO ANDEMOS CON DIOS

Cuando andemos con Dios, escuchando Su voz,


Nuestra senda florida será. Si acatamos Su ley,
Él será nuestro Rey, y con Él reinaremos felices allá.

Coro:
Obedecer, cumple a nuestro deber;
Si queréis ser felices, debéis obedecer.

Cuando Cristo murió, nuestro llanto enjugó.


Proclamarle debemos doquier. Gozarás del amor
De tu Rey y Señor, si obediente le quieres tú ser.

No podremos probar sus delicias sin par,


Si seguimos mundano el placer. Obtendremos Su amor
Y el divino favor, si sus leyes queremos hacer.

91 DILO A CRISTO

Cuando estés cansado y abatido,


Dilo a Cristo; dilo a Cristo.
Si te sientes débil, confundido,
Dilo a Cristo el Señor.
Dilo a Cristo; dilo a Cristo.
El es tu Amigo más fiel.
No hay otro amigo como Cristo.
Dilo tan solo a Él.

Cuando estés de tentación cercado,


Mira a Cristo; mira a Cristo.
Cuando rujan huestes de pecado,
Mira a Cristo el Señor.
Mira a Cristo, mira a Cristo.
El es tu Amigo más fiel.
No hay otro amigo como Cristo.
Dilo tan sólo a Él.

Si se apartan otros de la senda,


Sigue a Cristo; sigue a Cristo.
Si acrecienta en torno la contienda
Sigue a Cristo el Señor.
Sigue a Cristo; sigue a Cristo.
Él es tu Amigo más fiel.
No hay otro amigo como Cristo.
Dilo tan sólo a Él.

Cuando llegue la final jornada,


Fía en Cristo; fía en Cristo;
Te dará en el cielo franca entrada.
Fía en Cristo el Señor.
Fía en Cristo; fía en Cristo.
Él es tu Amigo más fiel.
No hay otro amigo como Cristo.
Dilo tan sólo a Él.

92 PAZ, PAZ, CUAN DULCE PAZ

En el seno de mi alma una dulce quietud


Se difunde embargando mi ser.
Una calma infinita que sólo podrán
Los amados de Dios comprender.

Coro:
Paz, paz, cuán dulce paz,
Es aquella que el Padre me da.
Yo le ruego que inunde por siempre mi ser,
En sus ondas de amor celestial.

Qué tesoro yo tengo en la paz que me dio,


Y en el fondo del alma ha de estar
Tan segura que nadie quitarla podrá,
Mientras miro los años pasar.

Esta paz inefable consuelo me da,


Descansando tan sólo en Jesús.
Y ningunos peligros mi vida tendrá,
Si me siento inundado en Su luz.

Sin cesar yo medito en aquella ciudad


Do al autor de la paz he de ver,
Y en que el himno más dulce que allí he de cantar
Al estar con Jesús ha de ser.

Alma triste que en rudo conflicto te ves,


Sola y débil tu senda al seguir,
Haz de Cristo el Amigo que fiel siempre es,
Y Su paz tú podrás recibir.

93 MAS DE JESUS

Más de Jesús deseo saber, más de Su gracia y poder;


Más de Su salvación gozar; más de Su dulce amor gustar.

Coro:
Más quiero amarle, más quiero honrarle;
Más de Su salvación gozar, más de Su dulce amor gustar.

Más quiero a Jesús seguir; más de Su santa ley cumplir;


Más de Su voluntad saber, más de Su espíritu tener.
Más de Jesús, más oración, más cerca estar en comunión;
Más Su palabra meditar, más sus promesas alcanzar.

Más de Jesús allá veré, más semejante a Él seré;


Más de Su gloria he de gozar, más Su gran nombre alabar.
94 LA LUZ DE DIOS

Si al cruel enemigo temes combatir;


Si la duda agobia siempre tu existir;
Que la hermosa luz de Dios fulgure en ti,
Y serás feliz así.

Coro:
Deja penetrar la luz; deja penetrar la luz.
Que la hermosa luz de Dios fulgure en ti,
Y serás feliz así.

Si tu fe en Jesús muy flaca y débil es;


Si Dios no contesta tu ferviente prez;
Que la hermosa luz de Dios fulgure en ti,
Y serás feliz así.
Si feliz el cielo anhelas alcanzar;
Y del mal y las tinieblas escapar;
Que la hermosa luz de Dios fulgure en ti.
Y serás feliz así.

Si anduviéramos en luz, divina luz,


Limpios nos hará la sangre de Jesús;
Claridad tendremos en el corazón,
Si vivimos en la luz.

Si el Espíritu de Dios, Consolador,


Luz del cielo trae divino resplandor,
Cuando tenga entrada El en tu corazón,
Él será tu eterna luz.

95 MI AMOR Y VIDA

Mi amor y vida doy a ti, Jesús, quien en la cruz por mí


Vertiste sangre carmesí, mi Dios y Salvador.

Coro:
Mi amor y vida doy a ti, que fuiste a la cruz por mí.
Mi amor y vida doy a ti, Jesús, mi Salvador.

Que tú me salvas, esto sé. He puesto en ti mi débil fe.


Feliz entonces viviré contigo, mi Jesús.

Tú, que moriste en la cruz, concédeme, Señor Jesús,


Que siempre ande en tu luz, en fiel consagración.

96 VEN A CRISTO

Ven a Cristo, ven ahora, ven así cual estás;


Y de Él sin demora el perdón obtendrás.

Cree y fija tu confianza en Su muerte por ti.


El gozo alcanza quien lo hiciere así.

Ven a Cristo con fe viva; piensa mucho en Su amor;


Si acrecienta en torno la contienda,El anhela recibirte y hacerte merced,
Las puertas abrirte al eterno placer.

97 LAS PISADAS DEL MAESTRO

Quiero seguir las pisadas del Maestro.


Quiero ir en pos de mi Rey y Señor,
Ir modelando por Él mi carácter,
Canto con gozo a mi Redentor.

Coro:
Qué hermoso es seguir las pisadas del Maestro.
Siempre en la luz, cerca de Jesús.
Qué hermoso es seguir las pisadas del Maestro,
En Su santa luz.

Ando más cerca de Él que me guía,


Cuando el maligno me quiere tentar.
Siempre confiado en Cristo, mi fuerte,
Debo con gozo Su nombre ensalzar.

Sigo sus pasos de tierno cariño,


Misericordia, amor y lealtad.
Viendo hacia El por el don de la gracia,
Voy al descanso a gloriosa ciudad.

Quiero seguir las pisadas del Maestro,


Siempre hacia arriba con Él quiero andar;
Viendo a mi Rey en gloriosa hermosura,
Con Él en gloria podré descansar.

98 PUEDO OIR TU VOZ LLAMANDO

Puedo oír Tu voz llamando; puedo oír Tu voz llamando;


Puedo oír tu voz llamando:
“Trae tu cruz y ven en pos de mí”.

Coro:
Seguiré do Tú me guíes; seguiré do Tú me guíes;No dudes; recibe al
más vil pecador.

Yo te seguiré en el huerto, por la vía dolorosa;


Y con mi alma tan gozosa, sufriré contigo, mi Jesús.

Sufriré por ti, Maestro; no me faltará tu mano.


Y si tú irás conmigo, moriré contigo, mi Jesús.

Me darás tu plena gracia. Yo veré tu plena gloria.


Contaré la antigua historia y por siempre tú me guiarás.

99 DE MI TIERNO SALVADOR

De mi tierno Salvador cantaré el inmenso amor;


Gloriaréme en el favor de Jesús.
De tinieblas me llamó; de cadenas me libró;
De la muerte me salvó mi Jesús.

Coro:
Mi Jesús, mi Jesús.
Cuán precioso es el nombre de Jesús.
Con Su sangre me limpió; de Su gozo me llenó;
De Su vida me dotó, mi Jesús.

Oh, qué triste condición del impío corazón.


Me salvó de perdición mi Jesús.
Del pecado, el perdón; de la ruina, salvación;
Por tristeza, bendición, dio Jesús.

En el mundo al vagar, solitario, sin hogar,


No sabía que dulce paz da Jesús;
Mas las lágrimas de ayer han pasado y placer
Ya comienzo a tener en Jesús.

De lo falso a Su verdad, de lo inmundo a santidad,


Ya me trajo la bondad de Jesús.
Hechos fuertes en virtud de Su perenne salud,
Himnos dad de gratitud a Jesús.

100 BUSCA POR MI

El Rey de gloria el cielo dejó,


Pobre, humilde, al mundo llegó.
Dolor y muerte de cruz Él sufrió.
Me busca a mí, a mí.
Me busca a mí, a mí. Me busca a mí, a mí.
Maravilloso es Su gran amor; me busca a mí, a mí.

El Rey de gloria clavado en la cruz,


Así murió para darme la luz.
Esta es la prueba que me ama
Jesús; muere por mí, por mí.
Muere por mí, por mí. Muere por mí, por mí.
Sufre la muerte amarga en la cruz; muere por mí, por mí.

El Rey de gloria, el buen Salvador,


Llama al cansado que sigue el error;
Busca al perdido y con ansias de amor,
me llama a mí, a mí.
Me llama a mí, a mí. Me llama a mí, a mí.
Con tierna voz y profundo amor me llama a mí, a mí.

El Rey de gloria en gran resplandor,


Al mundo viene con gloria y honor.
Yo volaré de la tierra al Señor.
Viene por mí, por mí.
Viene por mí, por mí. Viene por mí, por mí.
Oh, en las nubes veré a mi Jesús. Viene por mí, por mí.

101 JESÚS ES MI AMIGO

Jesús es mi amigo, mi buen amigo fiel,


a mi alma es hermoso y sin par;
Mi Salvador y Guía, encuentro solo en Él,
La virtud que trae perfecto bienestar;
Mis penas y mis cuitas las llevo siempre a Él,
porque Él me ha mandado hacerlo así; (Aleluya)
En todo este mundo no hay otro amigo tal,
Pues Jesús es vida y dicha para mí.

Alivia mis pesares mi buen amigo fiel,


En la tentación su amor es mi solaz;
Los ídolos del alma por Él apartaré,
Y las faltas que me priven de la paz;
Aun cuando me dejare amigo terrenal,
Y Satanás tratare de triunfar; (Aleluya)
Yo quedaré constante al lado de Jesús,
y con Él podré victorias alcanzar
Si cumplo Sus mandatos, viviendo por la fe,
En mis pruebas todas Él me sostendrá,
Rodeado de Sus brazos, yo nada temeré;
Con Sus huestes el Señor me guardará;
Entonces a la gloria, iré yo a contemplar,
Su rostro, y el cielo heredar (Aleluya)
Y allí con los salvados y el coro angelical,
Cantaré Sus alabanzas más allá

102 GRANDES COSAS CRISTO HA HECHO PARA MÍ

Halle un buen amigo, mi amado Salvador,


Contaré lo que Él ha hecho para mí;
Hallándome perdido e indigno pecador,
Me salvó y hoy me guarda para sí,
me salva del pecado, me guarda de Satán;
Promete estar conmigo hasta el fin,
Él consuela mi tristeza, me quita todo afán,
Grandes cosas Cristo ha hecho para mí.

Jesús jamás me falta, jamás me dejará,


Es mi fuerte y poderoso Protector;
Del mundo me separo, y de la vanidad,
Para consagrar mi vida al Señor.
Si el mundo me persigue, si sufro tentación,
Confiando en Cristo puedo resistir;
La victoria me es segura, y elevo mi canción,
Grandes cosas Cristo ha hecho para mí.

Yo sé que Jesucristo muy pronto volverá


Y entre tanto me prepara un hogar,
En la casa de mi padre, mansión de luz y paz,
Do el creyente fiel con Él ha de morar,
Llegándome a la gloria, ningún temor tendré,
Contemplaré Su rostro siempre allí;
Con los santos redimidos gozoso cantaré:
Grandes cosas Cristo ha hecho para mí

103 Y AL CIELO, SOY PEREGRINO

Voy al cielo, soy peregrino


A vivir eternamente con Jesús;
El me abrió ya verás camino
Al expirar por nosotros en la cruz.

Coro
Voy al cielo, soy peregrino
A vivir eternamente con Jesús;

Duelo, muerte, amarga pena,


Nunca, nunca habremos de sufrir allá;
Gloriosa vida de gozo llena,
El alma mía sin fin disfrutará.

Patria santa, hermosa y pura;


Entraré a ti, salvado por Jesús;
Y gozaré siempre la ventura
Con Él, viviendo en refulgente luz.

104 LA SIEMBRA

Sembraré la simiente preciosa


del glorioso evangelio de amor
Sembraré, sembraré, mientras viva
Dejaré el resultado al Señor

Coro:
Sembraré, sembraré, mientras viva,
simiente de amor, segaré, segaré
al hallarme en la casa de Dios
Sembraré en corazones sensibles
La doctrina del Dios de perdón
Sembraré, sembraré, mientras viva
Dejaré el resultado al Señor

Sembraré en corazones de mármol


La bendita palabra de Dios
Sembraré, sembraré, mientras viva
Dejaré el resultado al Señor

105 ¡OH, CRISTO MÍO!

¡Oh, Cristo mío, eres Tú mi amigo fiel;


Seguro amparo sólo en Tí tendré
En mis aflicciones, buen Jesús iré a Ti
Y consuelo y dicha me darás ¡oh! Sí.

Coro:
Cristo, ven más cerca;
Paz perfecta en mi alma pon
Cerca, sí, más cerca de mi corazón.

Cuando en la noche, vea yo estrellas mil;


Tu voz hermosa, pueda mi alma oír.
Haz que yo medite en Tu tierno y dulce amor
Y que yo te alabe, lleno de fervor.

Cuando esta vida tenga yo que abandonar;


Corona hermosa, Tú me ceñirás;
Y con dulce canto Tu bondad alabaré,
Y en mansión de gloria, siempre moraré

106 CRISTO ES MI DULCE SALVADOR

Cristo es mi dulce Salvador, mi bien, mi paz, mi luz,


Mostróme Su infinito amor, muriendo en dura cruz.
Cuando estoy triste encuentro en Él, consolador y amigo fiel;
Consolador, amigo fiel, es Jesús.

Cristo es mi dulce Salvador, Su sangre me compró,


Con Sus heridas y dolor, perfecta paz me dio.
Dicha inmortal allá tendré, con Cristo siempre reinaré,
Dicha inmortal allá tendré, con Jesús.

Cristo es mi dulce Salvador, mi eterno Redentor,


¡Oh! Nunca yo podré pagar la deuda de Su amor.
Le seguiré, pues, en la luz, no temeré llevar Su cruz,
No temeré llevar la cruz de Jesús.

Cristo es mi dulce Salvador, por Él salvado soy;


La roca de la eternidad, en quien seguro estoy;
Gloria inmortal allá tendré, con Cristo siempre reinaré,
Gloria inmortal allá tendré con Jesús.

107 NÍTIDO RAYO POR CRISTO

Nítido rayo, por Cristo, yo quiero siempre ser,


En todo quiero agradarle, y hacerlo con placer.

Coro:
Un nítido rayo, nítido rayo por Cristo,
Un nítido rayo, nítido rayo seré.

A Cristo quiero llegarme, en mi temprana edad,


Por siempre quiero amarle, y hacer su voluntad.

Nítido rayo en tinieblas, deseo resplandecer;


Almas perdidas a Cristo anhelo conducir.

Una mansión en el cielo, fue Cristo a preparar,


Que el niño tierno y amante, en ella pueda entrar.
108 DA LO MEJOR AL MAESTRO

Da lo mejor al Maestro; tu juventud, tu vigor,


Dale el ardor de tu alma, lucha del bien a favor.
Cristo nos dio el ejemplo, siendo el joven de valor;
Séle devoto ferviente, dale de ti lo mejor.

Coro:
Da lo mejor al Maestro; tu juventud, tu vigor,
Dale el ardor de tu alma, de la verdad lucha en pro.

Da lo mejor al Maestro; dale de tu alma el honor,


Que sea él en tu vida, el móvil de cada acción.
Dale y te será dado, el Hijo amado de Dios.
Sírvele día por día; dale de ti lo mejor.

Da lo mejor al Maestro; nada supera Su amor,


Se dio por ti a sí mismo dejando gloria y honor.
No murmuró al dar Su vida, por salvarte del error.
Ámale más cada día; dale de ti lo mejor.

109 ALLÁ COMPRENDERÉ

Tal vez, en años que vendrán,


Oh cuando allá con Cristo esté,
Por qué pesares tuve aquí,
sin duda yo comprenderé.
Coro:
Confío en Dios, mi guía es Él,
y de Su mano me asiré;
yo alabaré siempre Su nombre,
pues más allá comprenderé.

Lo que dejé sin acabar,


con Dios allá terminaré,
Y lo que fue misterio aquí,
Allá, sí, allá comprenderé.
Sabré por qué en lugar de luz,
tinieblas siempre yo miré;
Por qué fracasos tuve aquí,
allá, sí, allá comprenderé.

Por qué en el mundo yo perdí,


lo que mil veces anhelé,
Y la esperanza vana fue, allá,
sí, allá comprenderé.

Jesús mi guía fiel será,


y de su mano me asiré;
Sin lágrimas, allá en mi hogar,
allá, sí, allá comprenderé.

110 LOOR A TI SEÑOR

¡Loor a ti, mi Dios, loor a Ti!,


lo grande de tu amor es para mi;
me diste un Salvador: Cristo Jesús.
¡Loor a ti, Señor, loor a Ti!

¡Gloria a mi Salvador, Cristo Jesús!


Él es el pan de vida para mí;
Su vida dio por mí, allí en la cruz,
¡Loor a ti, Señor, loor a Ti!

Hazme vivir, Señor, cerca de Ti,


la deuda de tu amor la siento en mí;
Te entrego a Ti mi ser, mi corazón,
¡Loor a ti, Señor, loor a Ti!

Quiero ser limpio hoy de mi maldad,


Acudo a Ti, Jesús, tal como soy;
Ven a mí dices tú con tierno amor,
¡Loor a ti, Señor, loor a Ti!
111 CARIÑOSO SALVADOR

Cariñoso Salvador, huyo de la tempestad


A Tu seno protector, fiándome de Tu bondad.
Sálvame, Señor Jesús, de la furia del turbión:
Hasta el puerto de salud, guía Tú mi embarcación.

Otro asilo ninguno hay, indefenso acudo a Ti;


Mi necesidad me trae porque mi peligro vi.
Solamente en Tí, Señor, puedo hallar consuelo y luz;
Vengo con ferviente amor, A los pies de mi Jesús.

Cristo encuentro todo en Ti, y no necesito más;


Caído, me pusiste en pie; Débil, ánimo me das.
Al enfermo das salud, das la vista al que no ve;
Con amor y gratitud Tu bondad ensalzaré.

112 JEHOVÁ ESTÁ EN SU SANTO TEMPLO

Jehová está en Su santo templo;


Calle en Su presencia toda la tierra.
Que calle; que calle;
Calle en Su presencia

113 A LOS PIES DE JESUCRISTO

A los pies de Jesucristo, Es el sitio aquí mejor,


Escuchando cual María, Las palabras de su amor.
A los pies de Jesucristo, Gozaré Su comunión,
Pues Su mano fiel y tierna, Me ha provisto protección.

A los pies de Jesucristo, Hallo tierna compasión,


Él quitó ya mis afanes, Ya me ha dado bendición.
Puedo yo decirle a Cristo Mis cuidados y temor,
Y con él tendrá mi alma Gozo, paz, eterno amor.

A los pies de Jesucristo, Yo tendré Su bendición;


En Sus ojos hay dulzura, Y en Su seno protección.
¡Qué feliz es el momento, Que yo paso junto a ti,
Ya anhelo el encuentro, Cuando vengas Tú por mí.

114 EL GRAN DÍA VIENE

El gran día viene, muy pronto viene,


El gran día del juicio final;
Cuando justos y malos el gran juez apartará,
Esperemos el juicio final.

Coro
¿Estás listo? ¿Estás listo? La trompeta ya da la señal.
¿Estás listo, esperando. el juicio final?

Día triste viene, muy pronto viene,


el gran día del juicio final,
Cuando el pueblo rebelde reprobado allí será,
Esperemos el juicio final.

El gran día viene, muy pronto viene,


cuando Cristo vendrá en poder,
Mas el gozo lo sienten los amados del Señor:
Esperemos a nuestro Señor.

115 FIRMES Y ADELANTE

Firmes y adelante, huestes de la fe,


Sin temor alguno, que Jesús nos ve.
Jefe soberano, Cristo al frente va,
Y la regia enseña tremolando está.

Coro:
Firmes y adelante, huestes de la fe,
Sin temor alguno, que Jesús nos ve.

Al sagrado nombre de nuestro Adalid,


Tiembla el enemigo y huye de la lid.
Nuestra es la victoria, dad a Dios loor;
Y óigalo el averno lleno de pavor.

Muévase potente la iglesia de Dios;


De los ya gloriosos marchamos en pos;
Somos sólo un cuerpo y uno es el Señor,
Una la esperanza y uno nuestro amor.

Tronos y coronas pueden perecer;


De Jesús la iglesia fiel habrá de ser;
Nada en contra suya prevalecerá,
Porque la promesa nunca faltará.

116 LAS PROMESAS DEL SEÑOR JESÚS

Todas las promesas del Señor Jesús,


Son apoyo poderoso de mi fe;
Mientras viva aquí cercado de su luz,
Siempre en Sus promesas confiaré.

Coro:
Grandes, fieles,
Las promesas que el Señor Jesús ha dado,
Grandes, fieles, en ellas para siempre confiaré.

Todas las promesas para el hombre fiel,


El Señor en Sus bondades cumplirá,
Y confiado sé que para siempre en Él,
Paz eterna mi alma gozará.

Todas las promesas del Señor serán,


Gozo y fuerza en nuestra vida terrenal;
Ellas en la dura lid nos sostendrán,
Y triunfar podremos sobre el mal.

117 EN BUSCA DE OBREROS

Cristo está buscando obreros hoy


que quieran ir con Él;
¿Quién dirá: "Señor, contigo voy,
yo quiero serte fiel"?

Coro
¡Oh! Señor, es mucha la labor,
y obreros faltan ya;
Danos luz, ardiente fe, valor,
y obreros siempre habrá.

Cristo quiere mensajeros hoy


que anuncien Su verdad;
¿Quién dirá: "Señor, yo listo estoy,
haré Tu voluntad"?

Hay lugar si quieres trabajar,


de Cristo en la labor;
Puedes de Su gloria al mundo hablar,
De su bondad y amor.

¿Vives ya salvado por Jesús,


Su amor conoces ya?
¡Habla pues, anuncia que en la luz
de Cristo vives ya!

118 VALOR Y FE

Si en tu senda las nubes agolparse ves,


no vaciles por ello ni flaqueen tus pies,
cada nube que venga no podrá traer más
que pruebas que pasan si hay valor y fe.

Coro
Si hay valor y fe, si hay valor y fe,
en la más oscura noche siempre hay luz.
Si hay valor y fe, si hay valor y fe,
gozo y paz traerá la lucha, si hay valor y fe.

Si es tu vida una carga de cuidados mil


Olvidado de todo te podrás sentir;
Si tu ayuda acudieres a llevar doquier,
Esto endulza la vida, si hay valor y fe

Pon en alto los ojos sin dudar jamás


Que en las lídes del mundo vencedor saldrás,
Que si hay flores y cantos tras invierno cruel,
trae encantos la vida si hay valor y fe.

119 ESCUCHA, POBRE PECADOR

Escucha, pobre pecador, en Cristo hay perdón;


Te invita hoy tu Redentor, en él hay salvación.

Coro
Ven a Cristo, ven a Cristo, ven a Emanuel;
Y la vida, vida eterna, Hallarás en Él.

Por redimirte el Salvador. Su sangre derramó;


Y en la cruz, con cruel dolor, tu redención obró.

Camino cierto es Jesús, Ven y feliz serás


Irás a la mansión de luz, descanso hallarás.

Ven con el santo pueblo fiel, Dejando todo mal;


Así la paz de Dios tendrás, Y gloria inmortal.
120 DIOS ES AMOR

En pecados y temor el Salvador me vio,


Aunque indigno pecador, Su mano me tendió.
En calvario al morir, mi vida rescató.
En la cruz salud por mí Él consumó.

Coro
Ven al Señor, oh pecador.
Él es tu amigo fiel. Ven pecador.
Ven al Señor. Dios es amor
Escucha Su tierna voz. Ven pecador.

De la tumba ya surgió mi Redentor Jesús;


Y la muerte ya venció, dándome plena luz.
Te convida a gozar de esta bendición
Que poseo yo también, la salvación.

A los cielos ascendió Cristo mi Salvador;


A la diestra de Jehová está el Mediador.
Intercede en tu favor. Ven pronto, pecador.
No desprecies esta voz; es del Señor.

121 CRISTO, GUÁRDANOS AHORA

Cristo, guárdanos ahora, Con tu santa protección;


Nuestras faltas confesamos, Danos, Padre, tu perdón.

Si aguerrida nos atacan, Las legiones de Satán,


Cerca están tus mensajeros, Que socorro nos darán.

Aun el tiempo más oscuro, Clara luz es para ti;


Tú, Señor; jamás te cansas, De cuidar tu pueblo aquí.

Sí la muerte nos sorprende, Por la noche, buen Señor,


Haz que el alba nos encuentre, Ya en el seno de tu amor.
122 DIOS OS GUARDE

Dios os guarde en Su santo amor;


Hasta el día en que lleguemos,
A la patria do estaremos para siempre con el Salvador.

Coro:
Al venir Jesús nos veremos,
a los pies de nuestro Salvador;
Reunidos todos seremos,
un redil con nuestro buen Pastor.

Dios os guarde en Su santo amor;


en la senda peligrosa,
De esta vida tormentosa,
os conserve en paz y sin temor.

Dios os guarde en Su santo amor;


os conduzca Su bandera;
Y os esfuerce en gran manera,
Con Su Espíritu Consolador.

Dios os guarde en Su santo amor;


Con Su gracia Él os sostenga,
Hasta que en justicia venga
Jesucristo, nuestro Redentor.

123 EN LA CRUZ

Me hirió el pecado, fui a Jesús, mostréle mi dolor;


Perdido, errante, vi su luz, bendíjome en su amor.

Coro
En la cruz, en la cruz, Do primero vi la luz,
Y las manchas de mi alma yo lavé;
Fue allí por fe do vi a Jesús,
Y siempre feliz con Él seré.

Sobre una cruz, mi Buen Señor, Su sangre derramó,


Por este pobre pecador, a quien así salvó.

Venció a la muerte con poder, y al cielo se exaltó;


Confiar en Él, es mi placer, morir no temo yo.

Aunque Él se fue, solo no estoy, mandó al Consolador;


Divino Espíritu, que hoy, me da perfecto amor.

124 NADA HAY QUE ME PUEDA APARTAR

Nada hay que me pueda apartar de Cristo y de su amor.


Pues, Él de veras sabe amar al pobre pecador.

Coro:
Yo te amo oh mi Salvador, más que a lo terrenal.
Me das consuelo, paz y amor, y el reino celestial.

Saber que Cristo es mi sostén me alegra el corazón.


Pues, Él es mi supremo bien. Me da la salvación.
Señor, si cerca estás de mí, se ahuyenta el temor.
Perdón completo encuentra en ti el pobre pecador.

Jesús, mi amable y buen Pastor, de Dios supremo Don.


Aparta mi alma de dolor; me da consolación.

125 ¡TE QUIERO, MI SEÑOR!

Te quiero, mi Señor; habita en mí,


y vencedor seré por fe en ti.

Coro
Te quiero, sí, te quiero; siempre te anhelo;
bendíceme, te ruego; acudo a ti.
Te quiero, ¡oh Jesús!, mi Salvador.
¡Oh!, hazme en verdad tu servidor.

Tu voluntad, Señor, enséñame;


y de tu gran amor, ¡oh!, cólmame.
¡Oh! mi gran Bienhechor, en tentación
concédeme valor y protección.

126 SOLO LA SANGRE

¿Qué me puede dar perdón? sólo de Jesús la sangre,


¿Y un nuevo corazón? sólo de Jesús la sangre.

Coro:
Precioso es el raudal, que limpia todo mal;
No hay otro manantial, sólo de Jesús la sangre

Fue el rescate eficaz, sólo de Jesús la sangre,


Trajo santidad y paz, sólo de Jesús la sangre.

Veo para mi salud, sólo de Jesús la sangre,


Tiene de sanar virtud, sólo de Jesús la sangre.

Cantaré junto a Sus pies, sólo de Jesús la sangre.


El Cordero digno es, sólo de Jesús la sangre.

127 JESUCRISTO DESDE EL CIELO

Jesucristo desde el cielo con benigna voz de amor


A Su lado te convida, desdichado pecador.

No rechaces su llamada; abre ya tu corazón.


El te ofrece paz, consuelo y perfecta salvación.

El te ama con ternura; en la cruz lo demostró.


Pues, allí por tu pecado pura sangre derramó.

Con afán Jesús te busca cual amante y fiel pastor,


Mientras vagas extraviado por la senda del error.

¡Oh, acude sin demora a tu Salvador y Dios!


El te brinda dulce alivio. No resistas más Su voz.

128 EL MUNDO NO ES MI HOGAR

La senda ancha dejaré, Yo quiero por la angosta andar;


Y muchos no sabrán por qué, Mas voy a mi celeste hogar.

Coro
//No puede el mundo ser mi hogar//
En gloria tengo mi mansión,
No puede el mundo ser mi hogar.

Algunos quieren verme ir, Por el sendero de maldad;


Oír no puedo su llamar, Pues voy a mi celeste hogar.

Oh, ven conmigo, pecador, Y sigue en pos del Salvador;


Por qué no quieres tú buscar, La hermosa tierra más allá.

129 VEN PECADOR

Cristo está llamando: Ven, pecador


Por ti estoy rogando: Ven, pecador.
Si tú anhelas verle, ven, pecador.
Hoy puedes conocerle. Ven pecador.

Si vas de mal cargado, ven, pecador.


Él puede quitar tu carga. Ven, pecador.
Él espera redimirte. Ven, pecador
Él quiere recibirte. Ven, pecador.
Cristo podrá salvarte. Ven, pecador.
Él es pastor divino. Ven, pecador.
Su bendición imparte. Ven, pecador.
Por ti estoy rogando: Ven, pecador.

130 NO LO HAY

No hay cual Jesús otro fiel amigo,


No lo hay, no lo hay;
Otro que pueda salvar las almas,
No lo hay, no lo hay.

Coro:
Conoce todas nuestras luchas,
Y sólo Él nos sostendrá;
No hay cual Jesús otro fiel amigo,
No lo hay, no lo hay.

No hay otro amigo tan santo y digno


No lo hay, no lo hay;
Pero a la vez es humilde y tierno,
Otro no hay cual Jesús.

No hay un instante en que nos olvide,


No lo hay, no lo hay;
No hay noche oscura que no nos cuide,
No la hay, no la hay.

¿Cuándo es infiel el Pastor divino?


Ni una vez, ni una vez
¿Cuándo rechaza a los pecadores?
Ni una vez, ni una vez

¿Hay otra dádiva como Cristo,


No la hay, no la hay;
Ha prometido Él estar conmigo,
Hasta el fin, hasta el fin.
131 VENID, PASTORCILLOS

Venid, pastorcillos, venid a adorar


Al Rey de los cielos que nace en Judá.
Sin ricas ofrendas podemos llegar,
Que el niño prefiere la fe y la bondad.

Un rústico techo abrigo le da;


Por cuna un pesebre, por templo un portal;
En lecho de pajas incógnito está
Quien quiso a los astros su gloria prestar.

Hermoso lucero le vino a anunciar,


Y magos de Oriente buscándole van;
Delante se postran del Rey de Judá,
De incienso, oro y mirra tributo le dan.

Con fe y con gozo vayamos a él,


Que el Niño es humilde y nos ama muy fiel.
Los brazos nos tiende con grato ademán:
"Venid", nos repite su voz celestial.

132 TIERNAS CANCIONES ALZAD AL SEÑOR

Tiernas canciones alzad al Señor


himnos que lleven del alma la fe
y hablen muy alto del férvido amor
que hay en el pecho del hombre que cree.
Vengan trayendo ferviente canción
niños y ancianos, de Dios al altar
traigan a Él su corazón,
único don que podrá aceptar.

Coro
¡Cielo y Tierra canten al Señor de las naciones!
¡Cielo y Tierra canten al Señor de las naciones
y los hombres todos, con alegres corazones,
sirvan al Señor que vida y paz siempre les da!
Él es la fuente de toda bondad,
Él es la vida, la luz, y el calor,
sólo Él nos libra de cruel ansiedad,
sólo Él aleja del alma el dolor;
digno es por tanto, que el hombre le dé
gloria y honor que resuenen doquier.
vamos a Él llenos de fe,
nos salvará con Su gran poder.

133 CON VOZ BENIGNA

Con voz benigna te llama Jesús:


invitación de puro amor.
¿Por qué te dejas en vano llamar?
¿Sordo serás, pecador?

Coro
Hoy te convida, hoy te convida,
Voz bendecida, Benigna convídate hoy

A los cansados invita Jesús;


Con compasión mira el dolor.
Tráele tu carga; te bendecirá,
te ayudará el Señor.

Siempre aguardando contempla Jesús


¡Tanto esperarar ¡con tanto amor!
Hasta sus plantas ven mísero y trae
Tu tentación, tu dolor

134 A TU PALABRA, MI SEÑOR

A Tu palabra, mi Señor, Humilde vengo aquí;


Y en esta fiesta, con amor, memoria haré de ti.

Indigno soy de tal lugar; Pues siempre malo fui;


Más Tú viniste a rescatar y a libertarme a mí.

Antes, perdido me encontré; Más ya salvado soy.


Y de Tu amor me acordaré al darte gracias hoy.
Getsemaní, con Su sudor y copa como hiel;
La cruz, con todo su dolor y tu agonía cruel.

Tu muerte allí, Señor Jesús, Y la escondida faz


Del santo Dios, cuando en la cruz me procuraste paz.

Sí, aquí, Señor, me acordaré de todo Tu favor;


Y con los tuyos cantaré mis cantos de loor.

135 LA MERCED DE NUESTRO PADRE

La merced de nuestro Padre, Es un faro en su brillar.


Él nos cuida y nos protege con las luces de alta mar.

Coro
¡Mantened el faro ardiendo! ¡Arrojad su luz al mar
Que si hay nautas pereciendo, los podréis así salvar.

Reina noche de pecado; Ruge airada negra mar.


Almas hay que van buscando esas luces de alta mar.

Ten tu lámpara encendida, Que en la tempestad habrá


Algún naufrago perdido y tu luz le salvará.

136 DO TU ME NECESITES, IRE

En la montaña podrá no ser,


Ni sobre el rugiente mar;
Podrá no ser en la ruda lid do
Cristo me quiere emplear.
Mas si Él me ordenare seguir
aquí senderos que yo ignoré.
Confiando en Él, le diré: “Señor,
do Tú quieras que vaya iré.”

Coro
Do Tú necesitas que vaya; iré,
a los valles, los montes o el mar.
Decir lo que quieras, Señor, podré.
Lo que quieras que sea, seré.

Quizá hay palabra de santo amor,


Que Cristo me ordena hablar,
Y en los caminos do reina el mal,
algún pecador salvar.
Señor, si quisieres mi guía,
mi obscura senda andaré.
Tu fiel mensaje podré anunciar,
Y así lo que quieras diré.

El vasto mundo lugar tendrá


do pueda con doble ardor,
Gastar la vida que Dios me da
por Cristo mi Salvador.
Y siempre confiando en Tu gran bondad.
Tus bendiciones tendré.
Y alegre haciendo Tu voluntad,
Lo que quieras que sea, seré.

137 GUIAME, LUZ DIVINA

Divina luz, con tu esplendor benigno,


guarda mi pie: Densa es la noche y áspero
el camino; me guía así.
Harto distante de mi hogar estoy;
Que al dulce hogar de las alturas voy.

Amargos tiempos hubo en que tu gracia


no suplique; De mi valor fiando en
la eficacia no tuve fe.
Más hoy deploro aquella ceguedad,
Préstame oh luz, tu grata claridad.

Guiando tú, la noche es esplendente,


y cruzare el valle, el monte, el risco
y el torrente, confirme pie,
Hasta que empiece el día despuntar,
Y entre al abrigo de mi dulce hogar.

138 ÉL ME LEVANTO

Mi Salvador en Su bondad al mundo malo descendió,


Y de hondo abismo de maldad Él mi alma levantó

Coro:
Seguridad me dio Jesús, Cuando Su mano me tendió;
Estando en sombra a plena luz, En Su bondad me levanto.

Su voz constante resistí, Aunque el amante me llamó,


Mas Su palabra recibí, Y fiel me levantó

Tortura cruel sufrió por mí, Cuando la cruz Él escaló;


Tan solo así salvado fui, Y así me levantó

Que soy feliz yo bien lo sé, Con esta vida que Él me dio;
Mas no comprendo aún por qué, Jesús me levantó

139 ACOGIDA DA JESÚS

Al que en busca de la luz, Vague ciego y con temor,


Lo recibe el buen Jesús, En los brazos de su amor.
Coro:
Volveré - - mos a cantar,…………Cristo a-
A cantar volved A cantar volved; Cristo a-

co - ge al pe–ca–dor, Claro haced –

lo coge al pecador, Cristo acoge al pecador Que resuene


haced,

re – so – nar;……………..Cristo a – co – ge al pe – ca – dor
Que resuene haced.

A sus pies descansaras; Ejercita en él tu fe;


De tus males sanaras; A Jesús tu amigo ve.

Hazlo porque así dirás: “Ya no me condenaré,


Ya la ley no pide más; La cumplió Jesús lo sé.”
Acogerte prometió, Date prisa en acudir,
Necesitas como yo; Vida que él te hará vivir.

140 TODOS LOS QUE TENGAN SED

Todos los que tengan sed, Beberán, beberán;


Vengan cuantos pobres hay; Comerán, comerán.
No malgasten el haber; Compren verdadero pan.
Si a Jesús acuden hoy, Gozarán, gozarán.

Si le prestan atención, Les dará, les dará,


De su amor el sumo bien, Eternal, eternal;
Con el místico David, Rey, Maestro, Capitán,
De la huestes que al Edén, Llevará, llevará.

Como baja bienhechor Sin volver, sin volver,


Riego que las nubes dan, Ha de ser, ha de ser
La palabra del Señor, Productivo, pleno bien,
Vencedora al fin será Por la fe, por la fe.
141 OH CUÁN DULCE

¡Oh cuán dulce es fiar en Cristo,


Y entregarse todo a Él;
Esperar en Sus promesas,
Y en sus sendas serle fiel!

Coro:
Jesucristo, Jesucristo,
Ya Tu amor probaste en mí;
Jesucristo, Jesucristo,
Siempre quiero fiar en Ti.

Es muy dulce fiar en Cristo,


Y cumplir Su voluntad,
No dudando Su Palabra,
Que es la luz y la verdad.

Siempre es grato fiar en Cristo,


Cuando busca el corazón,
Los tesoros celestiales
De la paz y del perdón.

Siempre en tí confiar yo quiero


Mi precioso Salvador;
En la vida en la muerte
Protección me dé Tu amor.

142 OIGO LA VOZ DEL BUEN PASTOR

Oigo la voz del Buen Pastor


En espantosa soledad
Llama al cordero que en temor
Vaga en la densa oscuridad.
Coro:
Llama aun con bondad, quiere darte libertad
Ven a mí con amor, dice Cristo el Salvador.

Quien ayudar quiere a Jesús,


¿A los perdidos a buscar?
Difunda por doquier la luz,
Del Evangelio a predicar.

Triste desierto el mundo es,


Rodeado de peligros mil:
Ven dice Cristo a la mies,
Trae mis ovejas al redil.

143 MORA CONMIGO

Del alma sol, mi Salvador,


Jamás hay noche en donde estás;
Que no me impida aquí Señor,
Terrena nube ver Tu faz.

Que yo mis ojos al cerrar,


En blando sueño arrobador,
¡Cuán dulce! Diga es descansar,
Siempre en Tu seno mi Señor.
Conmigo sé al amanecer,
No puedo yo sin ti vivir;
Conmigo sé al anochecer,
No quiero yo sin ti morir.

Y aquí la senda al continuar,


Con todos ve Jesús Señor,
Hasta que al fin allá en Tu hogar,
Nos cubra ya Tu eterno amor. Amen

144 CERCA, MÁS CERCA


Cerca, más cerca, ¡oh Dios, de ti!
Cerca yo quiero mi vida llevar;
Cerca, más cerca, ¡oh Dios de ti!
Cerca a Tu gracia que puede salvar,
Cerca a Tu gracia que puede salvar.

Cerca, más cerca, cuán pobre soy,


Nada, Señor, yo te puedo ofrecer;
Sólo mi ser contrito te doy,
Pueda contigo la paz obtener,
Pueda contigo la paz obtener.

Cerca, más cerca, Señor de ti,


Quiero ser tuyo dejando el pecar;
Goces y pompas vanas aquí,
Todo, Señor, pronto quiero dejar,
Todo, Señor, pronto quiero dejar.

Cerca, más cerca, mientras el ser,


Aliente vida y busque tu paz;
Y cuando al cielo pueda ascender,
Ya para siempre conmigo estarás,
Ya para siempre conmigo estarás.

145 GUIAME, OH SALVADOR

Guíame, Oh Salvador, por la senda de salud,


a tu lado no hay temor, solo hay gozo, paz, quietud,
Coro:
Cristo! Cristo! No me dejes oh Señor!
Siendo Tu mi guía fiel, seré mas que vencedor.

No me dejes oh Señor, mientras en el mundo este,


Y haz que arribe sin temor, Do feliz por fin seré.

Tu, de mi alma salvación en la ruda tempestad,


al venir la tentación, dame ayuda por piedad.

146 CRISTO TU SANTO AMOR

Cristo Tu santo amor, diste a mi;


Nada a ti Señor, te niego aquí.
Me postro en gratitud, cumplo con prontitud,
Me obliga tu actitud, me rindo a ti.

Ante el rostro no estoy, Ruega por mí,


Cristo al padre voy, Solo por ti.
La cruz podré llevar, Tu amor ya proclamar,
Un canto dulce alzar, algo por ti.

Un corazón de amor, quiero Jesús,


Como el tuyo Señor lleno de luz;
A ti poder servir, el tiempo redimir,
Las almas dirigir, algo por ti.

Lo que yo tengo soy, por tu favor,


Alegre o triste voy, tuyo Señor.
Tu rostro veré, contigo estaré,
Y siempre yo seré, algo por ti.

147 ¡MAESTRO, RUGE LA TEMPESTAD!

Brama la mar oh, Maestro, y ruge la tempestad;


La vasta expansión de los cielos, se llena de oscuridad;
¿Quieres que aquí perezcamos, puedes dormir así?
Cuando el mar agitado nos abre, profundo sepulcro aquí.

Coro
Los vientos, las ondas oirán Tu voz: “¡Sea la paz!”
Calmas las iras del fiero mar, Las luchas del alma
las haces cesar, Y así la barquilla do va el Señor,
Hundirse no puede en el mar traidor.
Doquier se cumple Tu voluntad; “¡Sea la paz, sea la paz!”
Tu voz resuena en la inmensidad: “¡Sea la paz!”

En mi aflicción, oh, Maestro, te busco con ansiedad;


De mi alma en el seno insondable, se libra cruel tempestad,
Pasa el pecado a torrentes, sobre mi frágil ser,
Y perezco, perezco, Maestro, ¡Oh, quiéreme socorrer!

Cesa el terror oh, Maestro los vientos amainan ya


Y sobre el cristal de las aguas, el Sol resplandecerá.
Oh Redentor sé conmigo, no me abandones más;
Y feliz llegaré pronto al puerto, do Tu me recibirás.

148 DEJO AL MUNDO Y SIGO A CRISTO

Dejo el mundo y sigo a Cristo


Porque el mundo pasará,
mas su amor, amor bendito,
Por los siglos durará.

Coro:
¡Oh, que gran misericordia!
¡Oh de amor sublime don!
¡Plenitud de vida eterna,
prenda viva de perdón!

Dejo el mundo y sigo a Cristo


Paz y gozo en Él tendré,
Y al mirar que va conmigo
Siempre salvo estaré.

Dejo el mundo y sigo a Cristo


Su sonrisa quiero ver
Como luz que mi camino
Haga aquí resplandecer.
Dejo el mundo y sigo a Cristo
Acogiéndome a su cruz;
Y después iré a verle
Cara a cara en plena luz.

149 DAME LA FE DE MI JESÚS

Dame la fe de mi Jesús, La fe bendita del Señor:


Que al afligido da la paz, la fe que salva de temor;
fe de los santos galardón, gloriosa fe de salvación.

Dame la fe que trae poder, De los demonios vencedor;


que fieras no podrán vencer, ni dominarla el opresor;
Que pueda hogueras soportar, Premio de mártir alcanzar

Dame la fe que vencerá, En todo tiempo mi Jesús.


Dame la fe que fijara mi vista en tu divina cruz;
Que puede proclamar tu amor Tu voluntad hacer, Señor.

Dame la fe que da el valor, que ayuda al débil a triunfar,


que todo sufre con amor y puede en el dolor cantar;
Que puede el cielo escalar O aquí con Cristo caminar.

150 NUESTRO SOL SE PONE YA

Nuestro sol se pone ya, todo en


calma quedará; la plegaria levantad
que bendiga la bondad de nuestro Dios.

Coro
¡Santo, santo, santo, Señor Jehová!
Cielo y tierra de Tu amor llenos hoy están,
Señor, ¡loor a ti!

¡Oh Señor!, Tu protección dale


ahora al corazón; dale aquella dulce paz
que a los tuyos siempre das con plenitud.

¡Oh Señor!, que al descansar pueda


en ti seguro estar, y mañana, mi deber
pueda alegre y fiel hacer en Tu loor.

151 YO ESCUCHO BUEN JESÚS

Yo escucho, buen Jesús, tu dulce voz de amor


Que desde el árbol de la cruz invita al pecador
Yo soy pecador, nada hay bueno en mi
Ser objeto de tu amor deseo y vengo a ti

Tu ofreces el perdón de toda iniquidad


Si el llanto inunda el corazón que acude a Tu piedad
Yo soy pecador, ten de mi piedad
Dame llanto de dolor y borra mi maldad

Tu ofreces aumentar la fe del que creyó


Y gracia sobre gracia dar a quien en ti esperó
Creo en ti, Señor, solo espero en ti
Dame Tu infinito amor, pues basta para mi

152 EL CANTO DE GLORIA

Cuando mis luchas terminen aquí,


Y ya seguro en los cielos esté;
Cuando el Señor mire cerca de mí,
Por las edades mi gloria será.

Coro
Esa será, gloria sin fin,
Gloria sin fin, gloria sin fin;
Cuando por gracia Su faz pueda ver,
Esa mi gloria sin fin ha de ser.
Cuando por gracia yo pueda tener,
En Sus Mansiones morada de paz;
Y que allí siempre Su faz pueda ver,
Por las edades mi gloria será.

Gozo infinito será contemplar,


Todos los seres que yo tanto amé;
Más la presencia de Cristo gozar,
Por las edades mi gloria será.

153 NO ME PASES, NO ME OLVIDES

No me pases, no me olvides,
Tierno Salvador Muchos gozan
Tus mercedes, Oye mi clamor.

Coro:
Cristo, Cristo, Oye Tú mi voz.
Salvador, Tu gracia dame, Oye mi clamor.

Ante el trono de Tu gracia, Hallo dulce paz,


Nada aquí mi alma sacia; Tú eres mi solaz.

Solo fío en Tus bondades, Guíame en tu luz;


Y mi alma no deseches; Sálvame Jesús.

Fuente viva de consuelo, Tu eres para mí;


¿A quién tengo en este suelo, Sino solo a ti.

154 LA TUMBA LE ENCERRÓ

La tumba le encerró, Cristo mi Cristo,


El alba allí esperó, Cristo el Señor

Coro:
¡Cristo la tumba venció! Él con gran poder resucitó,
De sepulcro y muerte Cristo es vencedor,
Vive para siempre nuestro Salvador,
¡Gloria a Dios! ¡Gloria a Dios! el Señor resucitó.

De guardas escapó, Cristo mi Cristo,


El sello destruyó Cristo el Señor

La muerte dominó, Cristo mi Cristo,


Y su poder venció, Cristo el Señor

155 DIME LA HISTORIA DE CRISTO

Dime la historia de Cristo, Grábala en mi corazón;


Dime la historia preciosa: ¡Cuan melodioso es su son!
Di como cuando nacía, Ángeles con dulce voz
“Paz en la tierra cantaron, Y en las alturas gloria a Dios”

Coro:
Dime la historia de Cristo, Grábala en mi corazón;
Dime la historia preciosa, ¡Cuan melodioso es su son!

Dime del tiempo en que a solas, En el desierto se halló;


De Satanás fue tentado, Más con poder le venció.
Dime de todas Sus obras, De Su tristeza y dolor,
Pues sin hogar, despreciado, Anduvo nuestro Salvador.

Di cuando crucificado, Él por nosotros murió;


Di del sepulcro sellado; Di como resucito.
En esa historia tan tierna, Miro las pruebas de amor,
“Mi redención ha comprado, El bondadoso Salvador.

156 LA TIERNA VOZ DEL SALVADOR

La tierna voz del Salvador nos dice conmovida.


Oíd al Médico de amor, que da a los muertos vida.
Coro:
Nunca los hombres cantarán, nunca los ángeles en luz,
Nota más dulce entonarán Que el nombre de Jesús.

Cordero manso, ¡gloria a ti! Por Salvador te aclamo.


Tu dulce nombre es para mí la joya que más amo.

La amarga copa de dolor, Jesús, fue tu bebida;


Y en cambio has dado al pecador el agua de la vida.

Borradas ya tus culpas son, Su voz hoy te pregona;


Acepta pues la salvación, y espera la corona.

Y cuando al cielo del Señor con Él nos elevemos,


Arrebatados en amor, Su gloria cantaremos.

157 ¿CON QUÉ LIMPIARA EL JOVEN SUS CAMINOS?

¿Con que el joven limpiará,


sus caminos aquí?
Tu palabra guardar deberá;
// Y agradecerte solo a Ti. //

Tu palabra es una luz celestial,


Que siempre nos guiará.
En los peligros, cual fanal,
// Su luz siempre nos dará. //

Eterna y pura Tu palabra es,


Y llena de verdad.
Siempre podrá guiar nuestros pies,
// Y conservar la piedad. //

158 ¡ESTOY PRESTO!


¡Estoy presto! ¡Estoy presto! De Jesús soldado soy;
¡Estoy presto! ¡Estoy presto! Obedeceré Tu voz.

Coro:
De Jesús soldado soy; Obedeceré Su voz;
El me manda; es mi jefe; Obedeceré Su voz.

¡Estoy presto! ¡Estoy presto! A seguirle desde hoy;


¡Estoy presto! ¡Estoy presto! Aunque tan pequeño soy.

¡Estoy presto! ¡Estoy presto! Alto ondee mi pabellón;


¡Estoy presto! ¡Estoy presto! Aunque tan pequeño soy.

159 EL ÚLTIMO PASO DE LA VIDA

Si de deber en la senda camino,


Si del día hasta el fin trabajé;
En Su gloria veré al rey divino,
Cuando aquí mi último paso dé.

Coro:
Cuando aquí mi último paso de,
Al fin del día reposare. Y yo se que gran
gozo obtendré, Cuando aquí mi último paso dé.

Si por Cristo proclamo Su historia,


Su extraviada oveja busque,
Él, yo sé, me mostrara Su gloria,
Cuando aquí mi último paso dé.

Queridos lazos son desatados,


Aquí tristes lágrimas se ven;
Mas los dolores serán olvidados,
Cuando aquí mi último paso dé.

Y si aquí mi constancia he guardado,


Y de hacer Su voluntad traté;
Iré al lugar que Él me ha preparado,
Cuando aquí mi último paso dé.

160 CRISTO EL SALVADOR

Ven al Señor Jesús, consuelo y paz tendrás,


Por ti Él murió en la cruz, Su voz escucha hoy.

Coro:
Él es el Salvador, a todo aquel que cree,
Dale hoy tu corazón, y ven a Él.

Cristo Jesús nos dio, La luz y la verdad.


¿Por qué rechazas Su invitación?

Jesús de Nazaret, “Señor y Salvador”


Tú das al mundo, la salvación.

Cristo te llama hoy, Su voz se escucha ya,


No le desprecies, es Jesucristo.

161 OID UN SON EN ALTA ESFERA

OID un son en alta esfera: ¡En los cielos gloria Dios!


¡Al mortal paz en la tierra! Canta la celeste voz
Con los cielos alabemos al eterno Rey cantemos
A Jesús que es nuestro bien, con el coro de Belén.
Canta la celeste voz ¡En los cielos gloria Dios!

El Señor de los señores, el ungido celestial,


A salvar a los pecadores vino al seno virginal,
Gloria al Verbo Encarnado, en humanidad velado
Gloria al Santo de Israel, cuyo nombre es Emanuel;
Canta la celeste voz ¡En los cielos gloria Dios!

Príncipe de paz eterna, gloria a Ti Jesús,


Entregando el alma tierna, Tu nos traes vida y luz.
Has Tu majestad dejado, y buscarnos te has dignado;
Para darnos el vivir, a la muerte quieres ir.
Canta la celeste voz ¡En los cielos gloria Dios!

162 SAGRADO ES EL AMOR

Sagrado es el amor que nos ha unido aquí,


A los que creemos del Señor, la voz que llama así.

A nuestro Padre Dios, roguemos con fervor,


Alúmbrenos la misma luz, nos una el mismo amor.

Nos vamos a ausentar, mas nuestra firme unión


Jamás podráse quebrantar por la separación.

Un día en la eternidad nos hemos de reunir,


Que Dios nos lo conceda, hará, el férvido pedir.

Concédenos, Señor, la gracia y bendición


Del Padre, Hijo Redentor y del Consolador. Amén.

163 CASTILLO FUERTE ES NUESTRO DIOS

Castillo fuerte es nuestro Dios, defensa y buen escudo.


Con su poder nos librará en todo trance agudo.
Con furia y con afán acósanos Satán:
Por armas deja ver astucia y gran poder;
Cual él no hay en la tierra.

Nuestro valor es nada aquí, con él todo es perdido;


Mas con nosotros luchará de Dios el Escogido.
¿Sabéis quién es?, Jesús, el que venció en la cruz,
Señor y Salvador, y pues Él solo es Dios,
El triunfa en la batalla.

Aunque estén demonios mil prontos a devorarnos,


No temeremos, porque Dios sabrá aun prosperarnos.
¡Que muestre su vigor Satán, y su furor!
Dañarnos no podrá, pues condenado es ya
Por la Palabra Santa.

Esa palabra del Señor, que el mundo no apetece,


Por el Espíritu de Dios muy firme permanece.
Nos pueden despojar de bienes, nombre, hogar,
El cuerpo destruir, mas siempre ha de existir
De Dios el Reino eterno. Amén.

164 ¿VIVES TÚ SOLO POR CRISTO JESÚS?

¿Vives tu solo por Cristo Jesús?


¿Estás tú bien con Dios?
¿Hay en tu alma paz y gozo y luz?
¿Estás tú bien con Dios?

Coro:
¿Estás tú bien con Dios? ¿Oyes Su dulce voz?
¿Limpio y Santo, si con sagrado? ¿Estás tú bien con Dios?

¿Reina Jesús hoy en tu corazón?


¿Estás tú bien con Dios?
¿Libre de culpa y condenación?
¿Estás tú bien con Dios?

Si Dios te llama ¿Iras a doquier?


¿Estás tú bien con Dios?
¿Su voluntad siempre quieres hacer?
¿Estás tú bien con Dios?

¿Mira al mundo a Cristo en ti?


¿Estás tú bien con Dios?
¿Eres un guía al perdido aquí?
¿Estás tú bien con Dios?

165 DICHA GRANDE

Dicha grande es la del hombre, cuyas sendas rectas son;


Lejos de los pecadores, lejos de la tentación.
A los malos consejeros deja, porque teme el mal;
Huye de los burladores; gente impía e inmoral.

Antes, en la ley divina, cifra su mayor placer,


Meditando día y noche en su celestial saber.
Él es como el árbol verde, bien regado y en sazón,
Frutos abundantes rinde y hojas que perennes son.

Cuanto emprenda es prosperado, duradero le es el bien.


Muy diversos resultados, sacan los que nada creen,
Son llevados como el tamo que el viento arrebató,
de pasiones remolino que a millones destruyó.

En el juicio ningún malo, por lo tanto, se alzará.


Entre justos congregados, insensatos ya no habrá,
porque Dios la vía mira, por la cual los suyos van.
Otra es la de los impíos: Al infierno bajarán.

166 EL MEJOR AMIGO

Es Jesucristo mi amigo mejor,


Tierno y amante cual otro no habrá;
Toda mi vida descansa en Su amor,
Tan solo en Él segura estará.

Coro:
¡Oh dulce amigo! Cerca de ti mi senda quiero firme seguir;
Sentir yo quiero que mora en mi, Tu santa gracia para vivir.
Él en mis pruebas desciende hasta mí,
y hace en mi pecho la dicha nacer;
Nunca por el olvidado me vi,
Nunca falto Su amor en mí ser.

Él en mis dudas me inunda de luz,


Y hallo el sendero que debo seguir;
Todo en mi vida lo debo a Jesús,
Solo por Él yo puedo vivir.

Él me conduce cual tierno pastor,


Lleva mi vida por sendas de paz;
Él me rescata de todo temor,
Dándome el gozo de ver Su faz.

167 LOS QUE AMAN AL SEÑOR

Los que aman al Señor eleven su canción,


que en dulces notas de loor, que en dulces notas de loor,
ascienda a Su mansión, ascienda a Su mansión.

Coro
A Sión caminamos, nuestra mansión la gloriosa;
cantando todos marchamos, de Dios a la bella mansión.

Que callen los que a Dios no quieren conocer;


Mas canten todos a una voz, mas canten todos a una voz,
los hijos del gran Rey, los hijos del gran Rey.

En Sión disfrutaréis la gracia del Señor


Desde hoy ofrece que tendréis,
desde hoy ofrece que tendréis,
del trono en derredor, del trono en derredor.

Cantemos con fervor, dejemos de llorar,


vallamos libres de temor, vallamos libres de temor,
al más feliz hogar, al más feliz hogar.
168 CRISTO, TU VOLUNTAD

Cristo, Tu voluntad se haga siempre en mí.


Confiado en Tu bondad, siempre andaré aquí.
En medio del dolor, o en medio de la paz,
me rodeará Tu amor y nada temeré.

Cristo, Tu voluntad haré sin vacilar.


Líbrame de maldad y dame sumisión.
Lloraste Tú también; por eso a ti iré.
¡Oh Salvador, mi bien, sé mi consolador!

Cristo, Tu voluntad, mía será también.


Sirviendo con lealtad, hasta el fin viviré.
No quiero señalar mi senda, sino en Tí,
Tu ley obedecer, y hacer Tu voluntad. Amén

169 CANTAD, ¡OH PEREGRINOS!

Cantad, ¡oh peregrinos! Canción de Dios alzad;


La fe en gratos cantos al cielo levantad.
Parado desde el monte de gracia y bendición,
Contemplo mi glorioso país de promisión.

Coro:
Cantad con dulces notas, A Dios alzad canción:
Que la prez y el canto se arrobe el corazón.
Cantad con dulces notas, A Dios alzad canción,
Que con la prez y el canto se arrobe el corazón.

Cantemos peregrinos las glorias de Jehová,


Cantemos de la patria, Que Cristo nos dará.
Cantemos esa historia de amor y redención,
Que cantan los querubes en la ciudad de Sión.

Cantemos peregrinos las glorias de Jesús,


De su poder y gracia, de Su amor y luz.
El mundo necesita saber de Su perdón,
Al fiel le fortalece de Dios la santa unción.

170 ¡OH, CUÁNTO AMO A CRISTO!

Es Cristo quien por mí murió, mis culpas por borrar,


Cuan grandes penas El sufrió, cuan alma al rescatar.

Coro
¡Oh, cuánto amo a Cristo! ¡Oh, cuánto amo a Cristo!
¡Oh, cuánto amo a Cristo! Porque antes Él me amó.

Jesús Su sangre derramó, mi Rey por mi murió;


Por mi, porque Él me amó, mi iniquidad limpió

Oh, nunca puedo yo pagar, la deuda de Su amor;


Estoy aquí mi Salvador, recíbeme, Señor.

Vivir con Cristo es tener paz, con Él habitaré;


Pues suyo soy, y de hoy en más, de nadie temeré

171 ¡DA LA LUZ!

La llamada suena sobre el mar traidor:


¡Da la luz!...... ¡Da la luz!
Muchos no han encontrado al Salvador:
¡Da la luz!...... ¡Da la luz!

Coro:
¡Da la luz!.La del Señor Jesús
Que la des sin vacilar (Sin vacilar)
¡Da la luz!.La del Señor Jesús
Que la des sin terminar (Sin terminar)

Los de Macedonia hoy nos llaman sí:


¡Da la luz!. ¡Da la luz!
Pues alcemos la bandera carmesí:
¡Da la luz!... ¡Da la luz!

De la tierra vamos siempre hacer la sal:


¡Da la luz!... ¡Da la luz!
Nos haremos un tesoro celestial:
¡Da la luz!... ¡Da la luz!

Que el amor de Cristo este en el corazón:


¡Da la luz!...¡Da la luz!
Y después tendremos nuestro galardón:
¡Da la luz!... ¡Da la luz!

172 ¡CUÁN GRATO Y DULCE!

Cuan grato y dulce es cuando los Que aman al señor,


Gozando de la paz de Dios, Se libran del temor.

Cuando uno sufre y los demás Le quieren ayudar,


Cuando uno afortunado esta y Se pueden alegrar.

Cuando el cristiano sobre la envidia es vencedor,


Las faltas de su hermano están ocultas en Su amor.

Cadenas de oro es este amor; nos debe unir aquí,


Y va heredando el cielo quien lo va haciendo así.

173 PAZ, PLENA PAZ

Paz, plena paz, en mundo pecador:


Proclama paz la sangre del Señor.
Paz, plena paz, pesado el deber:
Descanso hay en su voluntad hacer.

Paz, plena paz, tristeza alrededor:


Ofrece calmo el seno protector.

Paz, plena paz, incierto el porvenir:


Los pasos nuestros puede el dirigir.

Terminará la vida terrenal;


Nos llamara a su casa celestial.

174 EL HIJO PRÓDIGO

Ven ¡oh prodigo! Ven sin tardar, Te llama Dios;


Óyele llamando, llamándote a ti…. (A ti)
Tú que vagas errante, escucha Su tierna voz,
Escucha Su voz de amor… (De amor)

Coro:
Llamando por ti Perdido prodigo ven
(Llamando por ti) (Perdido prodigo ven)
Llamando por ti Perdido prodigo ven
(Llamando por ti) (Perdido prodigo ven)

Con paciencia y ternura te llama ven a Él;


Óyele llamando, llamándote a ti…. (A ti)
Mientras Él te llama ven: no seas infiel,
Escucha Su voz de amor… (De amor)

De tu padre en la casa abundancia hay de pan,


Óyele llamando, llamándote a ti…. (A ti)
Ya la mesa esta lista la bienvenida dan,
Escucha Su voz de amor… (De amor)

175 HAZ LO QUE QUIERAS


Haz lo que quieras de mi SEÑOR
Tú el Alfarero, yo el barro soy;
Dócil y humilde anhelo ser;
Cúmplase siempre en mí Tu querer.

Haz lo que quieras de mi SEÑOR


Mírame y prueba mi corazón;
Lávame y quita toda maldad
Para vivir yo en santidad,

Haz lo que quieras de mi SEÑOR;


Cura mis llagas y mi dolor,
Tuyo es, oh, Cristo, todo poder;
Sáname hoy, si es Tu placer.

Haz lo que quieras de mi SEÑOR;


Dueño absoluto de mi amor,
Del Espíritu dame poder,
Y el mundo a Cristo, pueda en mi ver.

176 SALVO EN LOS TIERNOS BRAZOS

Salvo en los tiernos brazos de mi Jesús seré,


Y en Su amoroso pecho, dulce reposaré.
Éste es sin duda el eco de celestial canción,
Que de inefable gozo, Llena mi corazón.

Coro:
Salvo en los tiernos brazos de mi Jesús seré,
Y en Su amoroso pecho, dulce reposaré.

Tiende Jesús los brazos, bríndame su amistad;


A su poder me acojo, no hay para mí ansiedad.
No temeré, si ruge, hórrida tentación,
Ni causará el pecado, daño en mi corazón.
De Sus amantes brazos, la gran solicitud,
Me libra de tristeza, me libra de inquietud.
Y si tal vez hay pruebas, fáciles pasarán;
Lágrimas si vertiere, pronto se enjugarán.

Y cruzaré la noche, lóbrega sin temor,


Hasta que venga el día, de perennal fulgor.
¡Cuán placentero entonces, con Él será morar,
Y en la mansión de gloria, siempre con Él reinar!

177 AUNQUE SOY PEQUEÑUELO

Aunque soy pequeñuelo, me mira el santo Dios,


Él oye desde el cielo, mi humilde y tierna voz

Me ve de Su alto asiento, mi nombre sabe, sí,


Y cuanto pienso y siento, conoce desde allí.

Él mira a cada instante, lo que hago bien o mal


pues todo esta delante, de Su ojo paternal

178 LEJOS DE MI PADRE DIOS

Lejos de mi Padre Dios, Por Jesús fui hallado,


Por Su gracia y por Su amor, Fui por Él salvado.

Coro
En Jesús mi Señor, es mi gloria eterna;
Él me amó y me salvó, en Su gracia tierna.

En Jesús, mi Salvador, pongo mi confianza;


Toda mi necesidad, suple en abundancia.

Cerca de mi buen Pastor, vivo cada día;


Toda gracia en Su Señor, halla el alma mía.
Guárdame, Señor Jesús, para que no caiga;
Como sarmiento en una vid, vida de ti traiga.

179 DIOS BENDIGA LAS ALMAS UNIDAS

Dios bendiga las almas unidas


Por los lazos de amor sacrosanto,
Y las guarde de todo quebranto
En el mundo, de penas y mal.
Que el hogar que a formarse comienza
Con la unión de estos dos corazones,
Goce siempre de mil bendiciones
Al amparo del Dios eternal.

Que el Señor, con Su dulce presencia


Cariñoso estas bodas presida,
Y conduzca por sendas de vida
A los que hoy se han jurado lealtad.
Les recuerde que nada en el mundo
Es eterno, que todo termina,
Y por tanto con gracia divina,
Cifrar deben la dicha en su Dios.

Que los dos que aquí se presentan


A jurarse su fe mutuamente,
Busquen siempre de Dios en la fuente
El secreto de dicha inmortal.
Y si acaso de duelo y tristeza
Se empañasen sus sendas un día,
En Jesús hallarán dulce guía
Que otra senda les muestre mejor.

180 LINDAS LAS MANITAS SON

Lindas las manitas son, que obedecen a Jesús;


lindos ojos son también, los que están llenos luz.
Coro
Lindas, sí, lindas las manos son,
que obedecen al Salvador;
Lindos los ojos son que están llenos de santo amor.

Los oídos han de oír, la Palabra del Señor,


Hazlo, pues, con gran placer, así serás vencedor.

Las manitas hechas son que ayuden a Jesús,


Todo limpio corazón, es faro de grata luz.

Son los labios para orar a tu Padre sin cesar;


Y los pies han de andar, listos en obras de amor

181 CRISTO AMA A LOS NIÑITOS

Cristo ama a los niñitos, Por el mundo alrededor;


El latino y el sajón, los de China y del Japón;
Todos ellos son preciosos al Señor.

Cristo ama a los niñitos, Cuantos en el mundo están;


No importa su color, A Jesús el Salvador,
Por salvar los niños todos Él murió.

182 SEÑOR, MI DIOS

Señor, mi Dios, al contemplar los cielos,


El firmamento y las estrellas mil ;
Al oír Tu voz en los potentes truenos
Y ver brillar el sol en su cenit ;

Coro:
Mi corazón entona esta canción
¡Cuan grande es Dios! ¡Cuan grande es El !
Mi corazón entona esta canción
¡Cuan grande es Él! ¡Cuan grande y fiel!

Al recorrer los montes y los valles


Y ver las bellas flores al pasar ;
Al escuchar el canto de las aves
Y el murmurar del claro manantial :

Cuando recuerdo del amor divino


Que desde el cielo al Salvador envió ;
Aquel Jesús que por salvarme vino
Y en una cruz sufrió por mi y murió :

Cuando el Señor me llame a Su presencia


Al dulce hogar, al cielo de esplendor ;
Le adoraré cantando la grandeza
De Su poder, y Su infinito amor

183 ¿POR QUÉ AL MUNDO VINO?

¿Por qué al mundo vino mi redentor;


y a los perdidos fue?
¿Por qué escogió tan humilde nacer?
Porque Él así me amó.

Coro:
Porque Él así me amó. porque Él así me amo.
Por mi Él su preciosa vida dio, porque Él así me amó.

¿Por qué la amarga copa Él bebió,


de tristeza y dolor?
¿Por qué sobre una cruz murió el señor?
Porque Él así me amó.

Hasta que Él vuelva yo le alabaré


y luego al cielo iré;
Para por toda la eternidad,
con Él allí morar.
184 HUBO QUIEN POR MIS CULPAS

Hubo quien por mis culpas muriera en la cruz,


Aun indigno y vil como soy;
Soy feliz, pues su sangre vertió mi Jesús,
Y con ella mis culpas borró.

Coro
Mis pecados llevó en la cruz, do murió
El sublime, el tierno Jesús.
Los desprecios sufrió, y mi alma salvó.
Él cambió mis tinieblas en luz.

Él es tierno y amante cual nadie lo fue,


Pues convierte al infiel corazón;
Y por esa paciencia y ternura, yo sé,
Que soy libre de condenación.

Es mi anhelo constante a Cristo seguir,


Mi camino su ejemplo marcó;
Y por darme la vida Él quiso morir,
En la cruz mi pecado clavó.

185 EL CUIDARÁ DE MÍ

¿Cómo podré estar triste, cómo entre sombras ir,


Cómo sentirme solo y en el dolor vivir,
Si Cristo es mi consuelo, mi amigo siempre fiel,
Si aún las aves tienen seguro asilo en Él?

Coro:
Feliz, cantando alegre, yo vivo siempre aquí;
Si Él cuida de las aves, cuidará también de mi!

"Nunca te desalientes", oigo al Señor decir,


Y en su palabra fiado, hago al dolor huir.
A Cristo paso a paso, yo sigo sin cesar,
Y todas sus bondades, me da sin limitar.

Siempre que soy tentado, o qué en la sombra estoy,


Más cerca de Él camino y protegido voy.
Si en mí la fe desmaya y caigo en la ansiedad
Tan sólo Él me levanta, me da seguridad.

186 AMOROSO SALVADOR

Amoroso Salvador, sin igual es Tu bondad;


eres Tú mi Mediador, mi perfecta Santidad.

Mi contrito corazón te confiesa su maldad;


pide al Padre mi perdón por Tu santa caridad.

Te contemplo sin cesar en Tu trono desde aquí;


¡oh cuán grato es meditar que intercedes Tú por mí!

Fuente Tú de compasión, siempre a Ti doy loor;


Siendo grato al corazón, ensalzarte, ¡mi Señor!

187 A CRISTO CORONAD

A Cristo coronad divino Salvador.


Sentado en alta majestad es digno de loor.
Al Rey de gloria y paz loores tributad,
y bendecid al Inmortal por toda eternidad.

A Cristo coronad Señor de nuestro amor,


al Rey triunfante celebrad, glorioso vencedor.
Potente Rey de paz el triunfo consumó,
y por Su muerte en la cruz Su grande amor mostró.

A Cristo coronad Señor de vida y luz;


con alabanzas proclamad los triunfos de la cruz.
A Él solo adorad, Señor de salvación;
loor eterno tributad de todo corazón.

188 DÍA DE VICTORIA

Día de victoria y gran resplandor,


Cuando Cristo volverá
Qué glorioso encuentro con mi Salvador
En las nubes se verá.

Coro:
En las nubes Él vendrá en aquel día final
Cristo el Salvador muy pronto volverá,
Un gran día sin igual.

Día de gran gozo, día sin igual,


Cuando Cristo volverá
De esta tierra iremos a la celestial,
Cristo allí nos honrará.

Oye la trompeta que anunciando esta,


La venida del Señor
Ya no más dolores ni afán allá,
Con Jesús triunfó el amor.

189 HAY PODER EN JESÚS

¿Quieres ser salvo de toda maldad?


Tan sólo hay poder en mi Jesús;
¿Quieres vivir y gozar santidad?
Tan sólo hay poder en Jesús.

Coro
Hay poder, poder, sin igual poder,
En Jesús, quien murió;
Hay poder, poder, sin igual poder,
En la sangre que Él vertió.
¿Quieres ser libre de orgullo y pasión?
Tan sólo hay poder en mi Jesús;
¿Quieres vencer toda cruel tentación?
Tan solo hay poder en Jesús.

¿Quieres servir a tu Rey y Señor?


Tan sólo hay poder en mi Jesús;
Ven y ser salvo podrás en Su amor,
Tan sólo hay poder en Jesús.

190 ES JESUCRISTO LA VIDA, LA LUZ

Es Jesucristo la vida, la luz;


Él nos demuestra la felicidad;
Mártir sublime que muere en la cruz
por darnos libertad.

Coro:
Él es Pastor, Enviado y divino Emanuel;
Él es Pastor, Él es Pastor, Él es Pastor, Sí, mi Pastor;
Él me conduce por sendas de paz como a Su oveja fiel.

Quita del alma la incredulidad;


limpia las manchas de mi corazón;
Es Su carácter la suma bondad,
nos tiene compasión.

Fuente preciosa de gracia y salud,


Crisol que limpia de toda maldad;
Feliz quien toma de su plenitud
y de Su santidad.

191 LA PALABRA DEL SEÑOR

La palabra del Señor Predicad, predicad;


Con anhelo y oración Predicad, predicad.
Ante el mundo burlador Sed testigos de su amor:
El poder del Salvador Predicad, predicad.

El ejemplo del Señor Imitad, imitad;


Su humildad y tierno amor Imitad, imitad.
Su constancia en la oración, Su paciencia en la aflicción,
Su bondad y compasión Imitad, imitad.

La venida del Señor Esperad. Esperad.


El vendrá no tardará, Esperad, esperad.
Como siervos del gran rey, Trabajad con celo y fe:
Si sembráis recogeréis: Esperad, esperad.

192 HUYE CUAL AVE A TU MONTE

Huye cual ave a tu monte, alma abrumada del mal;


allí en Jesús, la gran fuente, lava tu lepra mortal.
Huye del mal vergonzoso, clama ya tu ser medroso;
Cristo dará Su reposo,¡oh! alma abrumada del mal;
¡oh! alma abrumada del mal.

Quiere Jesús hoy salvarte, tu llanto enjugará;


promete nunca dejarte, defensa eterna será.
Ven, pues, va el día volando; no andes más suspirando
ni te detengas llorando: tus males Jesús quitará;
tus males Jesús quitará.

193 UN DÍA

Un día aquel cielo Sus glorias cantaban,


Un día aquel el mal imperaba más cruel;
Jesús descendió y al nacer de una virgen,
Nos dio por Su vida un ejemplo tan fiel.
Coro:
Vivo me amaba; muerto salvóme
Y en el sepulcro mi mal enterró,
Resucitado El es mi justicia;
Un día Él viene, pues lo prometió. Amén.

Un día llevaron le al monte calvario,


Un día enclavaron le sobre una cruz;
Sufriendo dolores y pena de muerte,
Expiando el pecado, salvóme Jesús.

Un día dejaron Su cuerpo en el huerto,


Tres días en paz reposo de dolor,
Velaban los ángeles sobre el sepulcro;
De mi única eterna esperanza, el Señor.

Un día la tumba ocultarle no pudo,


Un día el ángel la piedra quito;
Habiendo Jesús ya a la muerte vencido,
A estar con Su Padre en Su trono ascendió.
Un día otra vez viene con voz de arcángel,
Un día en Su gloria el Señor brillara;
¡Oh día admirable en que unido,
Loores a Cristo por siempre alzará.

194 COMPRADO CON SANGRE POR CRISTO

Comprado con sangre por Cristo, con gozo al cielo yo voy;


librado por gracia infinita, ya sé que Su hijo yo soy.

Coro
Lo sé, lo sé, comprado con sangre yo soy;
Lo sé, lo sé, con Cristo al cielo yo voy.
Soy libre de pena y culpa, Su gozo el me hace sentir,
Él llena de gracia mi alma, con Él es tan dulce vivir.

En Cristo yo siempre medito, y nunca lo puedo olvidar


Callar Sus favores no quiero, voy siempre a Jesús alabar
Seguro sé que la belleza, del gran Rey yo voy a mirar;
Ahora me guarda y me guía, y siempre me quiere ayudar

Yo se que me espera corona, la cual a los fieles dará,


Jesús Salvador en el cielo, mi alma con Él estará

195 ¡OH, QUÉ SALVADOR!

¡Oh que Salvador es mi Cristo Jesús! ¡Oh


Que Salvador es aquí! Él salva al más
Malo de su iniquidad, Y vida eterna le da.

Coro:
Me escondo en la Roca que es Cristo el Señor, Y allí nada
Yo temeré; Me escondo en la Roca que es mi Salvador,
Y en Él siempre confiaré, Y siempre con Él viviré.

Iré a mirar a los que aquí dejé, Y


Con ellos yo estaré; Mas quiero mirar
A mi Cristo Jesús, El cual murió en dura cruz.

Y cuando esta vida termine aquí, La


Lucha abandonaré, Entonces a
Cristo yo voy a mirar, Loor a Su nombre daré.

196 LA HERMOSURA DE CRISTO

La hermosura de Cristo deseo tener,


De Su amor y pureza reflejo ser.
Limpia mi corazón, toma de él posesión,
Tu hermosura oh Jesús podré así tener

197 EN LA MANSIÓN DO CRISTO ESTÁ


En la mansión do Cristo está allí no habrá tribulación,
Ningún pesar, ningún dolor, que me quebrante el corazón.

Coro
Allá no habrá tribulación, ningún pesar, ningún dolor;
Y cuando esté morando allí, diré que no hay tribulación

Será muy triste estar aquí, muy lejos, sí, del Salvador
Pues morarán ya con Él allí, los redimidos por Su amor.

Perfecto amor encontraré en la mansión del Salvador;


perfecta calma allí tendré, mejor que la que gozo hoy.

Entonces, sí, yo gozaré de toda la felicidad


Y ya con Cristo reinaré por toda la eternidad.

198 TODO AQUEL QUE OYE

Todo aquel que oye vaya a proclamar:


“Salvación de gracia Lléguese a aceptar”.
Al perdido mundo debes anunciar
¡Id al Salvador Jesús!

Coro:
Todo aquel que cree debe procurar,
Estas buenas nuevas siempre predicad;
Que Jesús de balde quiere perdonar:
¡Id al Salvador Jesús!

Todo aquel que quiere, vaya sin tardar;


Franca esta la puerta y podéis entrar;
Cristo es el camino al celeste hogar,
¡Id al Salvador Jesús!

Firme es la promesa, oye pecador:


¿Quieres tú la vida? Mira al Salvador:
Él a todos llama con divino amor,
¡Id al Salvador Jesús!

199 AÑOS MI ALMA EN VANIDAD VIVIÓ

Años mi alma en vanidad vivió,


ignorando a quien por mí sufrió,
Oh que en el Calvario sucumbió, El Salvador.

Coro:
Mi alma allí divina gracia halló,
Dios allí perdón y paz me dio.
Del pecado allí me liberto, el Salvador.

Por la Biblia miro que pequé,


y su ley divina quebranté,
Mi alma entonces contempló con fe, al Salvador.

Toda mi alma a Cristo ya entregué,


Hoy le quiero y sirvo como a rey,
Por los siglos siempre cantaré, al Salvador.

En la cruz Su amor Dios demostró


Y de gracia al hombre revistió,
Cuando por nosotros se entregó, el Salvador

200 NO HAY DIOS TAN GRANDE COMO TÚ

// No hay Dios tan grande como Tú,


no lo hay, no lo hay //
// No hay Dios que pueda hacer las obras
como las que haces Tú. //

// No es con espada, ni con ejercito,


mas con Tu Santo Espíritu //
Y muchas almas se salvarán, y muchas almas se salvarán
Y muchas almas se salvarán, por Tu Santo Espíritu.
201 ALLÍ LA PUERTA FRANCA ESTÁ

Allí la puerta franca está, su luz es refulgente.


La cruz se avista más allá, señal de amor ferviente.

Coro
¡Oh cuánto me ama Dios a mí!
La puerta franca está por mí,
¿por mí?, por mí. Bien franca está por mí.

Y los que buscan salvación, la entrada libre tienen;


No hay pobres, ricos ni nación, a cuantos a ella vienen.

Pasado el río, más allá, en celestial pradera,


el premio de la cruz está: ¡Eterna primavera!

202 DESPLIEGUE EL CRISTIANO

Despliegue el cristiano su santa bandera


Y muéstrela ufano del mundo a la faz
Soldados valientes, el triunfo os espera
Seguid vuestra lucha constante y tenaz

Coro:
Cristo nos guía, es nuestro Jefe,
Y con nosotros siempre estará
Nada temamos, Él nos alienta.
Ya la victoria llevarnos podrá.

Despliegue el cristiano su santa bandera


Domine baluartes y almenas a mil;
La Biblia bendita conquiste doquiera,
Y ante ella se incline la turba gentil
Despliegue el cristiano su santa bandera
Y luzca en el frente de audaz torreón
El monte y la villa, la hermosa pradera
Contemplen ondeando tan bello pendón.

Despliegue el cristiano su santa bandera


Predique a los pueblos el libro inmortal,
Presente a los hombres la luz verdadera.
Que vierte ese claro, luciente fanal

Despliegue el cristiano su santa bandera


Y muéstrese bravo, batiéndose fiel;
Para él no habrá fosos, para Él no hay barrera,
Que lucha a su lado el divino Emanuel

203 BUSCANDO A JESÚS

Débil, pobre, ciego soy, nada puede en mí valer,


Y a Tu cruz ansioso voy, Do salud podré tener.

Coro:
Yo confío sólo en ti, ¡Oh, Jesús, mi Salvador!
Dame paz, dame perdón, dame hoy Tu salvación.

Mucho tiempo el mal en mí, Ha reinado sin cesar,


Y hoy, Señor, acudo a Ti, ya deseando descansar.

¡Toma Tú mi entero ser, alma y cuerpo tuyos son;


No los vaya a retener, en su red la tentación!

¡Cristo, ven al corazón a morar por siempre en Él.


Y obtenido Tu perdón, Haz que pueda ser te fiel.

204 SI CREYERE PUEDE A ÉL VENIR

¡O qué gozo yo siento en mi corazón,


No hay más oscuridad!
En Jesús he hallado gran bendición,
Borró ya mi maldad, (maldad)

Coro:
Si creyere puede a Él venir,
Puede a Él venir, sí, puede a Él venir;
Si creyere puede a él venir; Jesucristo salvará.

Alabado es Cristo el Redentor,


Su gloria desciende aquí;
Ha lavado las culpas del pecador,
Su sangre carmesí. (Carmesí)

¡Qué merced! ¡Qué amor el Señor mostró!


Muriendo en dura cruz,
Y las puertas abrió el buen Redentor,
Al cielo y eterna luz. (Grata luz)

205 LLUVIAS DE GRACIA

Dios nos ha dado promesa, lluvias de gracia enviaré,


Dones que os den fortaleza, gran bendición os daré.

Coro:
Lluvias de gracia, lluvias pedimos Señor.
Mándanos lluvias copiosas, lluvias del Consolador.

Cristo nos dio la promesa, del santo Consolador,


Dándonos paz y pureza, para Su gloria y honor.

Muestra Señor al creyente, todo Tu amor y poder,


Tu eres de gracia la fuente, llena de paz nuestro ser.

Obra en Tus siervos piadosos, celo virtud y valor.


Dándonos dones preciosos, dones del Consolador.

206 LA CRUZ ME GUIARÁ


Al Calvario sólo Jesús ascendió,
llevando pesada cruz
y al morir en ella al mortal dejó
un fanal de gloriosa luz.

Coro:
La cruz solo me guiará, la cruz solo me guiará,
a mi hogar de paz y eterno amor, la cruz solo me guiará.

En la cruz el alma tan solo hallará


la fuente de inspiración.
Nada grande y digno en el mundo
habrá que en la cruz no halle aprobación.

Yo por ella voy a mi hogar celestial,


el rumbo marcado está;
en mi obscura vida será el fanal
y a Su luz mi alma siempre irá.

207 ¿TE SIENTES CASÍ?

¿Te sientes casi resuelto ya?


¿Te falta poco para creer?
Pues ¿Por qué dices a Jesucristo:
"Hoy no, mañana te seguiré"?

¿Te sientes casi resuelto ya ?


Pues vence el "casi", a Cristo ven.
Que hoy es tiempo, pero mañana
sobrado tarde pudiera ser

Sabes que el “casi” no es de valor,


en la presencia del justo Juez
¡Ay del que muere aquí casi creyendo!
Completamente perdido es.
208 LA BANDERA DE LA CRUZ

Cual pendón hermoso despleguemos hoy


La bandera de la cruz,
La verdad del Evangelio, el blasón
Del soldado de Jesús.

Coro
Adelante, adelante, en pos de nuestro Salvador
Con plena fe en nuestro Rey, adelante con valor.

Prediquemos siempre lo que dice Dios


De la sangre de Jesús,
Cómo limpia del pecado al mortal
Y le compra la salud.

En el mundo proclamemos con fervor


Esta historia de la cruz,
Bendigamos sin cesar al Redentor
Que nos dio Su paz y luz.

En el cielo nuestro cántico será


¡Aleluya a Jesús!
Nuestro corazón allí rebosará
De amor y gratitud.

209 MI DIOS Y YO

Mi Dios y yo andamos siempre juntos,


Y como amigos con un gran amor;
Me habla Él y alegres conversamos,
Mi Dios y yo en eterna comunión.
Me habla Él y alegres conversamos,
Mi Dios y yo en eterna comunión.

Me cuenta de los tiempos que han pasado:


Que un plan celeste fue hecho para mí;
Cuando era un sueño de algo muy lejano,
Aquí en la tierra yo ya lo aprendí.
Cuando era un sueño de algo muy lejano,
Aquí en la tierra yo ya lo aprendí.

Mi Dios y yo por siempre andaremos,


Y como amigos en gran comunión,
El mundo pasará y sus vanidades,
Mi Dios y yo, ¡juntos en la mansión!
El mundo pasará y sus vanidades,
Mi Dios y yo, ¡juntos en la mansión!

210 SEÑOR DEL CIELO Y DE LA TIERRA

Señor del cielo y de la tierra,


Siempre Tu nombre he de alabar,
Porque Tú eres Rey Soberano
En quien el hombre debe confiar.

Coro:
Es Jesucristo Tu Hijo divino
A quien el hombre debe buscar,
Porque es el medio que Dios ha puesto
Para podernos justificar

Glorias Cantemos al Rey de gloria


Por este medio para salvar.
Digno es por tanto que todo hombre
Debe por siempre, siempre alabar.

Loores te damos todos Tus hijos


A quien viniste para salvar,
Por la promesa de vida eterna
Que Tú nos diste dónde estás.
211 NUESTRO DIOS VIVE HOY

Hay más allá del cielo azul


un Dios que humano no lo ve.
Pintó los cielos con Su luz,
e hizo el mundo con Su poder

Coro:
Existe un Dios, Él vive hoy,
en Él vivimos y perduramos
Al primer hombre, del polvo creó.
El Gran YO SOY es nuestro Dios.

Hubo allá en el tiempo antiguo


Un Dios que a profetas habló,
Conozca usted al gran divino
Pues Su palabra reveló.

Mi vida libre es del error


segura en mi Dios está
No entiende esto el pecador;
Sólo mi Dios comprende ya.

Mi Dios en cruz a Su hijo dio,


Su vida el Hijo quiso dar
Allí del mal nos libertó
para tomar Su eternidad.

212 YA TODO DEJÉ

Tan triste y tan lejos de Dios me sentí,


Y sin el perdón de Jesús.
Mas cuando Su voz amorosa oí
Que dijo, oh ven a la luz.

Coro:
Ya todo dejé por andar en la luz
No moro en tinieblas ya más
Ya todo dejé por seguir a Jesús
Y vivo en la luz de Su faz.

Que amigo tan dulce es el tierno Jesús


Tan lleno de paz y amor
De todo este mundo la fúlgida luz
El nombre del buen Salvador.

De mi alma el anhelo por siempre será


Más cerca vivir de la cruz;
Do santo poder y pureza me da
La sangre de Cristo Jesús.

¡Oh! ven a Jesús, ¡oh! infiel pecador,


No vagues a ciegas ya más,
Sí, ven a Jesús nuestro gran Salvador,
Pues en Él salvación hallarás.

213 OH YO QUIERO ANDAR CON CRISTO

¡Oh!, yo quiero andar con Cristo. Quiero oír Su tierna voz,


Meditar en Su palabra, siempre andar de Él en pos:
Consagrar a Él mi vida, cumplir fiel Su voluntad,
Y algún día con mi Cristo gozaré la claridad.

Coro
¡Oh, sí, yo quiero, andar con Cristo!
¡Oh, sí, yo quiero, vivir con Cristo!
¡Oh, sí yo quiero morir con Cristo!
Quiero serle un testigo fiel.

¡Oh!, yo quiero andar con Cristo, Él vivió en santidad,


En la Biblia yo lo leo, y yo sé que es la verdad.
Cristo era santo en todo, el Cordero de la cruz;
Y yo anhelo ser cristiano, seguidor de mi Jesús.

¡Oh!, yo quiero andar con Cristo, de mi senda Él es la luz,


Dejaré el perverso mundo, y cargaré aquí mi cruz.
Este mundo nada ofrece, Cristo ofrece salvación;
Y es mi única esperanza, gozar vida eterna en Sión.

214 GLORIA AL CORDERO

Cristo mío, me salvaste, Tuyo soy, tuyo seré;


Por Tu sangre derramada vida eterna gozaré.

Coro:
Gloria, gloria al Cordero, gloria, gloria a Jesús;
Ya soy limpio por Su sangre, gloria, gloria a Jesús.

Mucho tiempo sólo anduve, lejos de Tu dulce amor


Mas ahora por Tu gracia tengo paz en Ti, Señor.

En la fuente de la vida, fui limpiado por la fe;


Consagrado a Tu servicio, para Ti ya viviré.

Gloria a Cristo, el Cordero, que murió en una cruz;


Gloria a Él, me guarda siempre en Su gozo, paz y luz.

215 DULCE PAZ

Ya viene a mi alma un son, (un son,) Un


Coro de gozo y paz; (y paz;) Lo canto con
Grato amor; Dulce paz, el don de mi Dios.

Coro:
¡Paz, paz, dulce paz¡ ¡Don precioso de Dios¡ (de Dios¡)
¡Oh, Paz maravilla de paz ¡El don de amor de mi Dios.

Por Cristo en la cruz vino paz, (vino paz,) Mi


Deuda por Él se pagó; (pagó;) Otra base no
Hay sino Él, Para paz, el don de mi Dios.

Cuando Cristo mi Rey coroné (coroné) Mi


Alma de paz se llenó; (llenó;) En Él mi don
Rico hallé, Dulce paz, el don de mi Dios.

Morando con paz en Jesús, (Jesús,) Y


Mientras que ande con Él, (con Él,) No hay sino
Paz para mí, Dulce paz, el don de mi Dios.

216 DE JESÚS EL NOMBRE GUARDA

De Jesús el nombre guarda, Heredero del afán;


Dulce hará tu copa amarga tus afanes cesarán

Coro
Suave luz, manantial de esperanza, fe y amor;
Sumo bien celestial es Jesús el Salvador.

De Jesús el nombre estima; que te sirva de broquel,


Alma débil, combatida, hallarás asilo en Él.

De Jesús el nombre ensalza, cuyo sin igual poder


Del sepulcro nos levanta, renovando nuestro ser.

217 CUANDO EN OCASO MI SOL SE PONGA

Cuando en Ocaso mi sol se ponga,


Gloriosa aurora veré lucir;
Mañana eterna que ansioso espero
Con mi Maestro sin fin vivir.

Cuando en Ocaso mi sol se ponga,


No iré a la noche de cruel dolor,
Con firme acento mi fe me dice,
Que hay luz y dicha con el Señor.
Cuando en Ocaso mi sol se ponga,
El rostro amado yo voy a ver,
De mi Maestro que ya me espera,
Que eterna dicha vino a ofrecer.

Cuando en Ocaso mi sol se ponga,


A los que yo amo voy a mirar,
Los que primero de aquí se fueron,
Y que con Cristo voy a encontrar.

218 DIOS CUIDARA DE TI

Nunca desmayes en tu aflicción, Dios cuidará de ti:


Bajo sus alas de protección, Dios cuidará de ti.

Coro:
Dios cuidará de ti, Con tierno amor, consolador;
El cuidará de ti, Dios cuidará de ti.

En tus afanes y en tu dolor, Dios cuidará de ti:


En lucha cruel con el tentador, Dios cuidará de ti.

Nada en la vida te faltará, Dios cuidará de ti:


Siempre su gracia te bastará, Dios cuidará de ti.

En horas negras de adversidad, Dios cuidará de ti:


Pon tu confianza en su gran bondad,
Dios cuidará de ti.

219 LA CRUZ DE JESÚS

En el monte Calvario estaba una cruz, el emblema de


Afrenta y dolor, Y yo amo esa cruz do murió mi Jesús
Por salvar al más vil pecador.

Coro:
¡Oh, yo siempre amaré esa cruz¡
En sus triunfos mi gloria será;
Y algún día en vez de una cruz,
mi corona Jesús me dará. Amén.

Aunque el mundo desprecie la cruz de Jesús


Para mí tiene suma atracción; pues en ella llevó el Cordero de Dios de
mi alma la condenación.

En la cruz de Jesús do Su sangre vertió Hermosura


Contemplo sin par; Pues en ella triunfante a la muerte venció. Y mi ser
puede santificar.

Yo seré siempre fiel a la cruz de Jesús, Sus desprecios


Con Él llevaré; y algún día feliz con los santos en luz
Para siempre Su gloria veré.

220 CRISTO ME AYUDA POR ÉL A VIVIR

Cristo me ayuda por Él a vivir,


Cristo me ayuda por Él a morir.
Hasta que llegue Su gloria a ver,
cada momento le entrego mi ser.

Coro:
Cada momento la vida me da;
cada momento conmigo Él está.
Hasta que llegue Su gloria a ver,
cada momento le entrego mi ser.

¿Siento pesares? Muy cerca Él está.


¿Siento dolores? Alivio me da.
¿Tengo aflicciones? Me muestra Su amor;
cada momento me cuidas Señor.
¿Tengo amarguras o tengo temor?
¿Tengo tristezas? Me inspiras valor.
¿Tengo conflictos o penas aquí?
Cada momento te acuerdas de mí.

¿Tengo flaquezas o débil estoy?


Cristo me dice “Tu amparo Yo soy”,
Cada momento en tinieblas o en luz,
Siempre conmigo está mi Jesús.

221 ALGUNA VEZ YA NO ESTARÉ

Alguna vez ya no estaré


En mi lugar en esta grey,
Mas ¡cuán feliz despertaré
En el palacio de mi Rey¡

Coro:
Yo le veré y en dulce amor, Iré a vivir
Con Él allí, Y le diré: “Mi buen
Señor, Por gracia yo salvado fui.” Amén.

Alguna vez la muerte atroz


Vendrá mas cuando, no losé,
Pero esto sé: con mi buen Dios
Un sitio yo feliz tendré.

Alguna vez yo como el sol,


Mi ocaso y fin tendré también;
Mas me dirá mi buen Señor:
“Mi siervo fiel, conmigo ven.”

En día feliz que espero yo,


Con mi candil ardiendo ya,
Las puertas me abrirá el Señor;
Y mi alma a Él con gozo irá.
222 JEHOVÁ ES MI PASTOR

Jehová es mi pastor, Nada me faltará; Pues suyo


Soy y mío es él, ¿Qué más puedo desear?

Me lleva a un lugar, De pasto celestial; Do el agua


Viva abundará, Y salvación me da; Y salvación me da.

Si me llego apartar, Me vuelve a restaurar; Me enseña


Como debo andar, Por su gran santidad; por su gran santidad.

223 CON MI PASTOR

Con mi Pastor no hay escasez;


descanso sin dudar; A pasto real
Me guiará; a pasto real me guiará,
y a las aguas de paz.

A mi alma confortará;
y me hace caminar por sendas de
Justicia y luz; por sendas de justicia y luz,
por Su nombre de amor.

Ni sombra de muerte al pasar;


no temeré del mal; conmigo estás
Y aliento Tú; conmigo estás
y aliento Tu vara y cayado dan.

Aderezas mesa ante mi;


lo ve mi angustiador; con aceite
Me unges y haces; con aceite
me unges y haces mi copa rebosar

Misericordia y el bien; siempre


me seguirán; y por largos
Días moraré en; y por largos
días moraré en la casa de Jehová

224 ACAMPADOS EN MONTES DE LUZ

Acampados en montes de luz, cristianos a la lid,


La noche se acerca ya vamos a resistir
Contra Satán y su poder luchar sin desmayar,
Fe es la victoria yo sé, que al mundo vencerá.

Coro:
Fe la victoria es, Fe la victoria es
Gloriosa victoria que al mundo vencerá.

Nuestro pendón es el amor las armas Dios nos da


Marchemos como los santos que en gloria triunfan ya.
Ellos por fe salieron a pelear con rapidez
La fe por cual vencieron ya, escudo nuestro es.

Todo aquel que vencerá blanco se vestirá,


Ante los ángeles de Dios confesado será.
Salgamos pues con fe y valor de estos montes de luz
Venciendo huestes de maldad, en nombre de Jesús.

El enemigo fuerte es ¿Quién le resistirá?


Bendito Salvador Jesús, Tu ayuda bastará
Con paso firme avanzar Él con nosotros va
Fe es la victoria yo sé, que al mundo vencerá.

225 YO SÉ QUE EXISTE UN REDENTOR

Yo sé, (yo sé) que existe un Redentor y se entregó


Por mí, ofrece vida eternal y salvación también!

Coro:
Yo sé, yo sé, que existe un Redentor,
Yo sé, yo sé, que es el salvador
Yo sé! Yo sé! Que Cristo vive hoy!

Yo sé, (yo sé) que mi Señor murió, por darnos


Libertad, yo sé, mis culpas Él cargó, en la cruz lo demostró!

Yo sé, (yo sé) que algún día vendrá, así nos


Prometió Es menester servirle fiel, pues Él recompensará!

226 MENSAJEROS DEL MAESTRO

Mensajeros del Maestro, anunciad al corazón,


De Jesús la buena nueva de Su grande salvación.

Coro:
Mensajeros del Maestro vuestra voz haced oír.
Y los hombres que la escuchen vida puedan recibir. Amén.

De los montes en la cima, en los valles y en el mar,


Que doquier el evangelio hoy se pueda proclamar.

En los antros del pecado y en los sitios de aflicción,


Las alegres nuevas vayan a llevar consolación.

Anunciad a los cautivos su gloriosa libertad,


Al cansado y al caído buenas nuevas proclamad.

227 BUSCANDO AL PERDIDO

Con caridad buscando al perdido,


pródigos que por montes se van;
Venid a mí el Maestro llama,
y Sus palabras no pasarán.

Coro:
Saliendo pues (Entre el redil)
Hasta los montes (De nuestro Cristo)
Al descarriado hacer volver, si volver
(Él por Su herida nos salvó Él nos salvó)
Saliendo pues (Entre el redil)
Hasta los montes (De nuestro Cristo)
Al descarriado hacer volver…
(Él por Su herida nos salvó)

Ven con Jesús le dijo al perdido,


almas cansadas y en dolor;
Les guío por senderos de paz,
hasta llegar al buen redentor.

Saliendo pues con misericordia,


de día en día sigo al Señor;
Al caído y al débil les doy aliento,
mostrándoles al Rey Salvador

228 OH PADRE DE LA HUMANIDAD

¡Oh Padre de la humanidad, pedimos Tu perdón!


Renuévanos con Tu bondad, y así en pureza y
Santidad te adore el corazón.

Permítenos que al escuchar el eco de Tu voz,


También podamos contestar tal como aquellos
Junto al mar, siguiendo de ti en pos.

¡Oh danos la serenidad con que venció Jesús!


Silencioso de la eternidad que halló al hacer Tu
Voluntad, muriendo en una cruz.

Angustias, penas y dolor que pasen pronto haz;


Y sostenidos por Tu amor mostrar logremos.
Oh Señor, la paz que Tú nos das.
229 NUNCA ME HABLASTE DE ÉL

Cuando en la eternidad estemos frente al Juez, que


Triste sufrimiento habrá; si algún perdido allá nos
Diga con desdén: “Tú nunca me hablaste de Él”

Coro:
“Tú nunca me hablaste de Él, Tú nunca hablaste de Su luz;
Tú andabas junto a mí ya sabías que andaba mal,
Y nunca me hablaste de Él

Hablemos de Jesús y digamos de Su luz;


Digamos al perdido ven; y así en la eternidad
Ninguno nos dirá: “Tú nunca me hablaste de Él”

Palabras de amor guiará a un perdido a Él,


Alado del Señor Jesús; trabaja siempre aquí,
Y nadie te dirá; “Tú nunca me hablaste de Él”
230 YA ESTOY RESUELTO

Ya estoy resuelto ya no me demoro quiero ir al


Salvador; cosas sublimes, cosas más nobles,
Son las que busco hoy.

Coro:
Ya voy pronto hacia Él pronto gozoso y fiel,
Cristo llama y Salva hoy yo me rindo a Él.

Ya estoy resuelto a ir con mi Cristo dejando


Todo mal; Él es la vida, también el camino,
Su palabra es verdad.

Ya estoy resuelto a seguir a mi Cristo fiel siempre


Por doquier; oír su palabra, hacer lo que manda,
Él es el buen pastor.

Ya estoy resuelto a entrar en su Reino dejando el


Mundo atrás; unos se oponen, otros se burlan,
Pero yo entraré.

231 PUEDO ENTONCES CONOCERLE

Cuando aquí de mi vida mis afanes cesen ya, y se


Anuncie bella aurora celestial, En las playas del cielo mí
Llegada esperará, mi Señor con bienvenida paternal.
Coro:
Puedo entonces conocerle, y seguro en Su seno estaré,
Cara a cara espero verle, y con Él redimido viviré.

¡Oh! Qué gozo tendré yo cuando pueda ver Su faz, y en


Eterna vida esté con mi Señor; de Su lado ya nunca me
Podrán quitar jamás los halagos de mi fiero tentador.

He de ver a los seres que en la tierra yo perdí, cuando en


Brazos de la muerte los dejé, y aunque de ellos entonces, con Dolor me
despedí, junto al trono de Jesús los hallaré.

Al entrar por las puertas de la célica ciudad, me uniré con los que ya
triunfantes van; y del himno que alabe de mí
Dios la majestad, los acentos por los siglos sonarán.

232 SUBLIME GRACIA

Sublime gracia del Señor que a un infeliz salvó.


Fui ciego, mas hoy miro yo. Perdido y Él me halló.

Su gracia me enseñó a temer, mis dudas ahuyentó.


¡Oh, cuán precioso fue a mi ser, al dar mi corazón!

En los peligros o aflicción que yo he tenido aquí,


Su gracia siempre me libró, y me guiará feliz.

Y cuando en Sión por siglos mil brillando esté cual sol,


yo cantaré por siempre allí Su amor que me salvó. Amén.

233 QUE HERMOSO EL CIELO HA DE SER

Existe un lugar en el cielo,


lugar para ti y para mí;
Verdades divinas nos dicen,
que hermoso el cielo ha de ser.

Coro:
Qué hermoso el cielo ha de ser,
hogar de los hijos de Dios;
Lugar de reposo al cansado,
que hermoso el cielo ha de ser.

En el cielo no habrá más pesares;


ni habrá nada más que desear,
La luz de Dios siempre ilumina,
que hermoso el cielo ha de ser.

Las aguas de vida allí emanan,


y los salvos podremos beber
Qué gran regocijo tendremos,
que hermoso el cielo ha de ser.

234 HAY UN HUERTO

Hay un huerto donde Cristo espera, un lugar que es


Hermoso y sin par; porque luce esplendor de Su Gracia.

Coro:
En el bello jardín de oración. Oh que hermoso jardín
Jardín de oración oh que hermoso jardín de oración; allí Cristo
Está, y me invita a entrar al hermoso jardín de oración.

Hay un huerto donde Cristo espera, allí voy con mis


Penas y afán; para oír de sus labios Consuelo.

Hay un huerto donde Cristo espera, ¿a qué puedo Su


Gloria igualar? Sólo quiero hablar con mi Cristo.

Hay un huerto donde Cristo espera, y te invita a que


Vengas a Él, sólo quiere dotarte de fuerza.

235 A SOLAS AL HUERTO YO VOY

A solas al huerto yo voy, cuando duerme


Aún la floresta; y en quietud y paz con Jesús estoy
Oyendo absorto allí Su voz.

Coro:
Él conmigo está, puedo oír Su voz,
Y que Su voz, y que Su yo, dice, seré;
Y el encanto que hallo en Él allí, con nadie tener podré.

Tan dulce es la voz del Señor, que las aves


Guardan silencio; y tan sólo se oye Su voz de amor,
Que inmensa paz al alma da.

Con Él encantado yo estoy, aunque en torno


Llegue la noche; mas me ordena ir, y a escuchar yo voy,
Su voz doquier la pena esté.

236 AGRIA VOZ

Agria voz ¡oh! Nunca siembres, en la lengua de maldad.


Corazón impulse siempre a pensar antes de hablar.

Coro:
Todos Jesús nos dice (Unos y otros ámense hoy)
Hijos de Dios Su voz obedeced. Obedeced.
Bedeced (bedeced).

El amor es limpio y santo, la unidad más que justa.


En un ¡zas! El hecho airado, todo lenza en la nada.

Voz hiriente, fácil se habla, la acritud es osada.


Se hace añicos una vida, con la voz perjudicial.

237 PROCLAMAD EL MENSAJE

Un mensaje ya escuchad que el pecado hará quitar,


¡Proclamad! ¡Proclamad! ¡Proclamad! ¡Proclamad!
Nos dará un nuevo poder para caminar con Él,
¡Proclamad! ¡Proclamad! ¡Proclamad! ¡Proclamad!

Coro:
Gozosos ya lleno de amor, Por siempre ya, Sin gran dolor.
Ved al ser que vive ya sin Él pues muerto esta.
Unidos ya que con poder en duro cruz Al morir Él.
Mirad que Él ya nos da Su amor.
Decid que Él Su amor nos da,
Lejos de Jesús nadie vive más
Cantad de Él al ser limpio al ser perdido
ya cantad Su gran amor.

Cuento al mundo su verdad muestro al mundo su bondad,


¡Proclamad! ¡Proclamad! ¡Proclamad! ¡Proclamad!
Al perdido da la luz, si camino con Jesús,
¡Proclamad! ¡Proclamad! ¡Proclamad! ¡Proclamad!

No más penas ni dolor, morando con el Señor,


¡Proclamad! ¡Proclamad! ¡Proclamad! ¡Proclamad!
Y luchemos con poder y al mundo traer a Él,
¡Proclamad! ¡Proclamad! ¡Proclamad! ¡Proclamad!

238 HERMOSO MI REDENTOR


Hermoso mi redentor precioso para mi
Lavo mi pecado con Su sangre carmesí
Príncipe de gloria eterna con poder sin fin
Hermoso mi redentor si Él es para mí.

Coro:
Hermoso, Hermoso Jesús para mí (Jesús para mí)
En la cruz me lavo Muriendo allí
Preciosa gracia que libre me hizo al fin (libre me hizo al fin)
Hermoso mi redentor Precioso para mí.

Él se ofreció para pagar la deuda que adquirió


En dura cruz al expirar lo hizo para mí
Eterno plan de salvación mi vida hizo feliz
Hermoso mi redentor si Él es para mí.

Reconciliaos hoy con Dios que dio a su hijo así


Y predicad su gran amor que quiere redimir
El mundo necesita ya del redentor oír
Hermoso mi redentor si Él es para mí.

239 SI FUI MOTIVO DE DOLOR, SEÑOR

Si fui motivo de dolor Señor;


Si por mi causa el débil tropezó;
Si en Tus caminos yo quiero andar,
Perdón Señor.

Si vana y fútil mi palabra fue;


Si al que sufría en su dolor deje,
No me condenes, Tú por mi maldad,
Perdón Señor.

Si por la vida quise andar en paz;


Tranquilo, libre y sin luchar por ti,
Cuando anhelabas verme en la lid,
Perdón Señor.

Escucha, oh Dios mi pobre confesión,


Y líbrame de tentación sutil.
Preserva siempre mi alma en Tu redil,
Amén, Amén.

240 HERMOSA VIDA

Obras de amor voy a lograr,


Al pobre le voy ayudar;
Mi vida aquí es un vapor,
Debo obrar mientras hay sol,
mientras hay sol

Coro:
De vida el sol (De vida el sol)
Se pone ya (se pone ya)
(Y partiré) Y partiré (al más allá) Al más allá
Para encontrar (para encontrar)
mi obra de amor (mi obra de amor)
Donde jamás (donde jamás)
Se pone el sol (se pone el sol)

Para que sea hijo de Dios,


Tengo que ser del mundo luz;
Siempre loor le cantaré
y almas perdidas salvaré, si salvaré.

La vida que perdura es,


Una de amor y limpia fe;
Y por mi Dios me pongo en pie,
Y haciendo el bien me gozaré, me gozaré.

Ayudare sin acepción


a continuar mi viaje a Sión;
A los que estén en aflicción
Diré de Dios su gran amor, su gran amor.

La vida aquí al continuar


al triste voy a consolar;
Le cambiaré su noche en luz
Paz dejaré al llevar la cruz, la cruz.

241 FUENTE DE SALUD

Fuente de salud para todos es, Acercaos y de ella beber;


Fuente dulce que lo alto es, Pronto ven y vida obtener.

Coro:
Ven hoy (ven hoy) gratis a beber
Ven hoy (ven hoy)
Venga todo ser; ¿tienes sed? (¿tienes sed?)
Oye el llamar;
A tu alma puedes saciar

Agua viva brilla como cristal,


Fluye desde el trono de amor;
Ya no tardes más mientras tiempo hay
de tu alma quita el clamor.

Fuente que en la peña cavada fue,


Hoy le llama a todo ser;
Es para mí también para ti,
acercaos con gozo a beber.

242 AVIVA TU OBRA, ¡OH DIOS!

Aviva Tu obra oh Dios, ejerce Tu poder;


Los muertos han de oír la voz que hoy hemos menester.

A Tu obra vida da, las almas tienen sed;


Hambrientas de tu buen mana, aguardan Tu merced.
Aviva Tu labor, glorioso fruto dé;
Mediante el gran consolador, abunde nuestra fe.

La fuente espiritual, aviva nuestro amor;


Será Tu gloria sin igual, y nuestro el bien Señor.

243 JESÚS YO TE AMO Y TUYO SERÉ

Jesús yo te amo y tuyo seré


por ti los placeres del mundo dejé
pues Tu me redimes, me das salvación
Borrando mis culpas me diste perdón.

Primero me amaste, y diste por mí


De sangre precioso raudal carmesí;
Con ella pagaste mi gran transgresión
Borrando mis culpas me diste perdón.

En bellas mansiones, celestes, sin par,


Tus glorias eternas yo he de cantar;
Tu gracia bendita será mi canción,
Borrando mis culpas me diste perdón.

244 MI VIDA DI POR TÍ

Mi vida di por ti, mi sangre derramé.


Por ti inmolado fui, por gracia te salvé.
Por ti, por ti inmolado fui, ¿y tú qué das por mí?

Mi celestial mansión, mi trono de esplendor,


dejé por rescatar al mundo pecador.
Sí, todo yo dejé por ti, ¿qué dejas tú por mí?

Reproches, aflicción, y angustias yo sufrí.


La copa amarga fue que yo por ti bebí.
Reproches yo por ti sufrí, ¿qué sufres tú por mí?

De mi celeste hogar, te traigo el rico don


del Padre Dios de amor la plena salvación.
Mi don de amor te traigo a ti, ¿qué ofreces tú por mí?

245 DIGNO ES EL CORDERO

Digno es el cordero que inmolado fue De tomar el reino,


Honra, gloria y prez; Para abrir el libro nadie se encontró:
Él fue solo digno: ¡Cante nuestra voz!
Coro:
A Jesús loor, a Jesús loor, a Jesús loor,
Por que Él es digno, A Jesús loor, a Jesús loor,
a Jesús loor, Por que Él es digno.

Digno es el Cordero que en la cruz murió Por llevar al mundo,


Cerca de Su Dios; Y donde reinaba densa oscuridad,
Él la luz del cielo vino a derramar.

Digno es el cordero canten voces mil, Que la humana raza,


Vino a redimir; Digno es el cordero: ¡Salvación a Él!,
Y al que está en el trono, hoy y siempre, ¡Amén!

246 TENDRÁS QUE RENACER

Un hombre de noche llegóse a Jesús


Buscando la senda de vida y de luz
Y Cristo le dijo "Si a Dios quieres ver
Tendrás que renacer" (¡oh, sí!)

Coro:
Tendrás que renacer; (¡oh, sí!)
tendrás que renacer (¡oh, sí!)
De cierto, de cierto, te digo a ti:
Tendrás que renacer (¡oh, sí!)
Si acaso a los cielos tú quieres entrar
Y allí con los santos poder descansar
Si quieres la vida eternal obtener
Tendrás que renacer (¡oh, sí!)

Amigo, no debes jamás desechar


Palabras que Cristo dignóse hablar:
"Si tu alma no quieres llegar a perder
Tendrás que renacer" (¡oh, sí!)

Hermanos se han ido con Cristo a morar,


A quienes un día querrás encontrar,
Pues esta proclama hoy debes creer:
Tendrás que renacer (¡oh, sí!)

247 ESPERANZA EN MAÑANA

Bella como voz de arcángel, Se oye una voz anunciar,


Paz y esperanza te ofrece, y salvación con amor:
Mira las nubes se alejan, todo es ya calma y placer;
Ten esperanza en mañana la tempestad ya pasó.

Coro:
Hermosa voz (hermosa voz) Bienvenida (bienvenida)
Hacia mí (hacia mí) Mi corazón (mi corazón)
Ya triunfo en el dolor (ya triunfo en el dolor).

Y si la tarde es oscura, La noche aún será peor,


¿Qué no brillan las estrellas cuando hay más oscuridad?
Y si la noche es muy densa, porque hemos de sucumbir?
Sabe que al pasar la noche, veremos el sol brillar.

Firme esperanza es el ansia, Que abre el camino al altar,


Donde el maestro se encuentra, triunfante e inmortal:
Ven a mí ven grande gozo ven a mí vida endulzar;
Ven oh gloriosa esperanza nunca te apartes de mí.
248 BENDITO SEÑOR

Alabo al Señor Jehová, con majestad y honor;


Quien dio a Su Hijo por amor para salvarme a mí.
Bendito el Señor, Bendito el Señor,
Bendito el Señor Jesús: Señor Jesús.

El nombre de Jesús está, por sobre todo ser,


Con Dios el Padre mora Él, donde ángeles están.
Bendito el Señor, Bendito el Señor,
Bendito el Señor Jesús: Señor Jesús.

Libertador amigo fiel del hombre que cayó,


Ya rescataste con Tu plan, al pobre pecador.
Bendito el Señor, Bendito el Señor,
Bendito el Señor Jesús: Señor Jesús.

249 A LA TIERRA DE CANAÁN

Voy a la tierra de Canaán,


Do el alma (de hombre) vivirá;
Tinieblas ya no existirán,
Do el alma (de hombre) vivirá.

Coro:
Allí no habrá, (separación allí no habrá)
Ni quien llorar (jamás ni quien llorar)
Todo es amor (todo es paz, gozo y amor)
Y el alma vivirá (y el alma de hombre vivirá).

Florece para mí una flor,


Do el alma (de hombre) vivirá;
Y siempre brillará el sol,
Do el alma (de hombre) vivirá.
De amor un faro esta el mar,
Do el alma (de hombre) vivirá;
Luz da a las costas de mi hogar,
Do el alma (de hombre) vivirá.

Morir es solo un dormir,


Do el alma (de hombre) vivirá;
Su eternidad me hará feliz,
Do el alma (de hombre) vivirá.
A esa hermosa tierra voy,
Do el alma (de hombre) vivirá;
Por ella lo que tengo doy,
Do el alma (de hombre) vivirá.

250. YO VI AL SEÑOR

Yo vi al Señor, yo vi al Señor.
Yo vi al Señor, yo vi al Señor.

Él es alto y sublime Sus faldas llenan el templo.


Él es alto y sublime Sus faldas llenan el templo.

Los ángeles dicen Santo. Los ángeles dicen Santo.


Los ángeles dicen Santo al Señor.

251. NO TE HE DICHO QUE SI CREYERES

No te he dicho que si creyeres,


Verás la gloria de Dios. (bis)
Verás la gloria de Dios (bis)
No te he dicho que si creyeres,
Verás la gloria de Dios.

252 ALABAD A JEHOVÁ, NACIONES TODAS


Alabad a Jehová, naciones todas,
pueblos todos alabadle
Porque ha engrandecido
sobre nosotros Su misericordia
//y la fidelidad de Jehová
es para siempre aleluya amén//

253 BENDITO SEA JEHOVÁ LA ROCA

Bendito sea, Jehová la roca por toda la eternidad


escondedero y mi refugio eres Tú mi bendito Jehová.

En Tu palabra yo esperaré y mi confianza en ti pondré


oh gloria, oh, aleluya Amén, amén, amén, amén

254. DIOS ES AMOR

Dios es amor, Dios es amor, la Biblia así lo dice


Dios es amor, Dios es amor, Pablo lo repite

Dios es amor, Dios es amor, nadie lo merece


En capítulo 4 versículo 8, primera de Juan
En capítulo 4 versículo 8, primera de Juan

255 OH, QUE BUENO ES HABLAR DEL SEÑOR

OH, que bueno es hablar del Señor


OH, que bueno es hablar del Salvador,
Pero que triste de aquellos que se han ido,
Después que han conocido la palabra de Dios.
// Pero que triste de aquellos que se han ido,
Después que han conocido la palabra de Dios //
256 YO VIVO SEÑOR PORQUE TÚ VIVES

Yo vivo Señor porque Tú vives,


porque Tú vives, Señor es que yo vivo.
//Me das consuelo me das abrigo,
y en la aflicción, mi Señor, estás conmigo.//
Soy salvo, Señor, pues me salvaste,
pues me salvaste, Señor eternamente.
//Yo voy al cielo, voy a la gloria,
Porque, Señor, Tú me diste la victoria.//

257 ALEGRE LOS CREYENTES

Alegre los creyentes, alegre los creyentes,


Alegre los creyentes, que alaban al Señor.

Ya no hay tristeza, ya no hay dolor,


Para los creyentes, que alaban al Señor.
Ya no hay tristeza, ya no hay dolor,
Para los creyentes, que alaban al Señor.

258 ESPIRITU DE DIOS

// Espíritu de Dios. Llena mi vida,


Llena mi alma, llena mi ser. //
Y lléname, lléname, lléname con Tú presencia
Lléname, lléname,
Con Tu poder, lléname, lléname
Con Tu amor, Espíritu de Dios.

259 PRONTO VENDRÁ EL SEÑOR

Pronto vendrá el Señor, Su iglesia a levantar ¡gloriosa!


La iglesia que Él compró a precio de sangre ¡preciosa!
Sus ángeles vendrán y allí se reunirá ¡su pueblo!
// Allí yo quiero estar para escuchar Su voz
cuando me diga: “ven buen siervo” //

260 JUBILOSAS NUESTRAS VOCES

Jubilosas nuestras voces elevemos con fervor


Para dar la bienvenida a los siervos del Señor.
Bienvenidos los campeones de la fe y la verdad
A quien nuestros corazones, hoy les brindan amistad.

Coro
¡Bienvenidos! ¡bienvenidos! ¡adalides de Jehová!
Parabienes no fingidos, parabienes no fingidos
Parabienes no fingidos, la congregación os da.

Bienvenidos los soldados de las huestes de Jesús


Los que luchan denodados por el triunfo de la luz.
Uno solo es nuestro anhelo, trabajamos con tesón.
Para que el Rey del cielo reine en cada corazón.

261 PUEDO CONFIAR EN EL SEÑOR

Puedo confiar en el Señor, no me va fallar


Puedo confiar en el Señor, no me va fallar
Si el sol llegara a oscurecer, y no brillara nunca más
Yo igual confío en el Señor, no me va a fallar

Puedo descansar, puedo descansar


Que a Su mansión, Cristo me guiará
Si el sol llegara a oscurecer y no brillara nunca más
Yo igual confío en el Señor, no me va fallar

262 SOMOS UNO EN CRISTO


// Somos uno en Cristo, somos uno
Somos uno. Uno solo //
Un solo Dios, un solo Señor,
Una sola fe, y un solo amor,
Una sola esperanza, y un solo Espíritu.
Y ese es el Consolador.

263 POBRE PEREGRINO

Pobre peregrino que vagando vas,


Cristo es el camino, Cristo es la verdad.
Si te sientes débil, fuerzas te dará,
Se estás oprimido, te libertará.

Para los muertos es vida,


Para los pobres riquezas,
Para los ciegos es luz,
Es Jesús para mí.

264 SANTO, SANTO, SANTO DICEN LOS QUERUBINES

Santo, santo, santo, dicen los querubines,


Santo, santo, santo, es el Señor Jehová
Santo, santo, santo, es el que nos redime;
porque mi Dios es santo,
y la tierra llena de Su gloria está.

//Cielo y tierra pasarán,


más Tu Palabra no pasará //
// No, no, no, no, no pasará. //

// No puede estar triste un corazón que tiene a Cristo


No puede estar triste un corazón que tiene a Dios. //
Canto con gozo a Jesucristo,
el que tenga el gozo del Señor
que diga ¡Amén! ¡Amén!
Santo, santo, santo es el Consolador.
Santo, santo, santo es el Consolador.
No vivo yo, más vive Cristo en mí;
/// Para mí el morir es vivir ///
Para mí el vivir es Cristo.

265 COMO LADRÓN EN LA NOCHE

Como ladrón en la noche, como ladrón en la noche,


Así será la venida, la venida del Hijo del Hombre;

Y eso lo dice la Biblia, y la Biblia no puede mentir.


Que Su venida será, como ladrón en la noche.

266 ¡LIBERTAD, LIBERTAD, OH, QUE BUENA!

Libertad, libertad, oh, qué buena,


Es aquella del gran Salvador,
Libertad a las almas perdidas;
Libertad del pecado y temor.

Una vez era yo prisionero,


En la cárcel de condenación,
Más Jesús me salvó de la muerte;
De una eterna y sin fin perdición.

Yo no tuve en el mundo alegría,


Y agobiado viví en el error,
Las cadenas del vil enemigo;
Me las quitó en Su bondad el Señor.

267 DIOS ESTÁ AQUÍ, ¡QUÉ PRECIOSO ES!

Dios está aquí ¡qué precioso es!


El nos prometió donde hay dos o tres.
Quédate, Señor; quédate Señor.
Quédate, Señor en cada corazón.
Quédate, Señor; quédate Señor.
Quédate, Señor en mí.
Oh Cristo mío haz de mi alma un altar,
para adorarte con devoción,
Oh Cristo mío haz de mi alma un altar,
para adorarte con el corazón.

268 CRUZANDO EL VALLE VOY

Cruzando el valle voy, para llegar allá.


A la mansión de luz, donde Jesús me esperará.
Allí no habrá dolor, ni llanto para mí.
Allí yo cantaré con mi Jesús, yo soy feliz.

La paz de Cristo, llena mi alma.


Él me da vida, me da Su amor,
y una corona allá en la Gloria
que en Su ternura me la ofreció.

269 BUSQUEN PRIMERO EL REINO DE DIOS

Busca primero el reino de Dios, y su justicia.


Y todo lo demás se les dará, por añadidura.

Coro:
(Los hombres repiten la estrofa anterior y después las
mujeres cantan)
A-le-lu-ya, A-le-lu-ya, A-le-lu-ya, A-le-lu-ya,
Alelu, aleluya.
Pide y Dios te dará a ti. Busca y encontrarás.
Toca la puerta y se te abrirá.
Canta alelu-Aleluya.
270 HAZ COMO LA VIUDA

Mi ofrenda doy, mi ofrenda doy,


Aleluya, mi ofrenda doy,
Con ella contribuyo a la Obra del Señor,
Aleluya, mi ofrenda doy.

Haz como la viuda que dio lo que tenía,


Su única blanca la dio al Salvador.
Y tú, mi hermano, si das lo que tú tienes,
Recibirás también la bendición de Dios.

271 AMÉMONOS DE CORAZÓN

// Amémonos de corazón,
No de labios ni de oídos //
// Para cuando Cristo venga //
Nos encuentre preparados

// ¿Cómo puedes tú orar


enojado con tu hermano? //
// Dios no escucha la oración //
Si no te has reconciliado

//¿Cuántas veces he de perdonar,


a mi hermano que me ofende?//
// Setenta veces siete//
Perdonarás a tu hermano”

// ¿Qué recompensas tendrás,


Cristo te preguntará //
// Si solo amas para ser amado //
Cristo te preguntará.

272 SIN TI NADA SOMOS EN EL MUNDO


Sin ti nada somos en el mundo.
Sin ti nada podemos hacer.
Ni las hojas de los árboles se mueven,
si no es por Tu poder. (Bis)

Coro:
Cielos y tierra pasarán, mas Tus palabras no pasarán (bis)
Oh, Tú que eras, que eres y serás (bis)

Sin ti no tenemos esperanza.


Sin ti no tenemos salvación.
Sólo Tú puedes deshacer la muerte,
dando vida y perdón. (Bis)

Tú mereces eternas alabanzas,


eres digno de Gloria y loor.
Con colmada gratitud te adoramos,
Oh supremo Dios de amor. (Bis)

273. SIN DIOS NADA SOMOS EN EL MUNDO

Sin Dios nada somos en el mundo,


Sin Dios nada podemos hacer.
// Ni las hojas del los árboles se mueven,
Si no es por Tu poder. //

Hay un tronco, hay un árbol florido,


Hay una luz, hay una luz, hay una luz.
Y esa luz es mi Jesús,
El dueño de mi corazón.

Como lo amo yo a mi Señor y Dios.

¡Oh! Qué gran gozo siento yo en mi alma


Y es la salvación, la salvación de mi Jesús.
¡Cómo lo amo yo a mi Señor y Dios!
¡Cómo lo amo yo a mi Señor y Dios!

274 A JEHOVÁ INVOCARÉ

A Jehová invocaré. (a Jehová invocaré)


Él es digno de loor. (Él es digno de loor)
Pues me salvará de los malos. (pues me salvará de los malos.)

Coro:
Mi Dios vive, bendita sea mi Roca,
que el Dios que salva sea engrandecido. (Bis)

¿Quién es Dios sino Jehová?


Fuera de Él, ¿qué roca hay?
Dios es quien me ciñe de fuerzas.
A Su nombre cantaré,
Porque me ha salvado a mí
Le confesaré en las naciones.

275 TENME BRILLANDO SEÑOR

Tenme brillando Señor, Tenme brillando por ti


Puro y limpio seré, si tu brillas en mi
Tenme brillando Señor, Tenme brillando por ti
Hasta que vengas pronto con poder.

Coro:
¡Oh llévame a la roca mas alta Señor,
Llévame Señor, Yo te seguiré!
¡Oh llévame a la roca más alta que yo,
Solo en ti refugio tendré!

Dame Tu ayuda Señor para que brille por ti,


Yo andaré en tu amor si Tú brillas en mí.
Séme propicio Señor, quiero alumbrar en derredor,
Hasta que vengas pronto con poder.
Quiero ser tuyo Señor, siempre brillando por ti,
Pelearé con vigor si Tú brillas en mí.
En ti confío Señor, para luchar con valor
Hasta que vengas pronto con poder.

276 SOLO EL PODER DE DIOS

Solo el poder de Dios puede cambiar tu ser,


La prueba yo te doy, Él me ha cambiado a mí.
No ves que soy feliz sirviendo al Señor,
Nueva criatura yo soy, nueva soy

277 SOLAMENTE EN CRISTO

Solamente en Cristo, solamente en Él


La salvación se encuentra en Él.
No hay otro nombre dado a los hombres,
Solamente en Cristo, solamente en Él.

En San Juan catorce, en el versículo seis,


Allí nos dice el Señor Jesús:
“Yo soy el Camino, la Verdad y la Vida,
Nadie viene al Padre, si no es por mí.

278 NI EN EL CIELO, NI EN LA TIERRA

// Ni en el cielo, ni en la tierra, ni debajo de la tierra,


hay otro nombre como el de Jesús. //

// Porque ese nombre es sobre todo nombre,


ese nombre victorioso de Jesús. //

279 EN EL ALTAR DE DIOS


En el altar de Dios,
en el altar de Dios,
El fuego está encendido,
en el altar de Dios.

// Nadie lo puede apagar,


nadie lo puede apagar.
Porque el fuego del Señor
en mi corazón está. //

280 JESÚS ME PASTOREA

Jesús me pastorea, yo voy con Él hasta el fin.


Jesús me pastorea, yo voy con Él hasta el fin.

Con Él yo voy, yo voy con Él hasta el fin.


Con Él yo voy, yo voy con Él hasta el fin.

Me lleva en pastos verdes, yo voy con Él hasta el fin.


Me lleva en pastos verdes, yo voy con Él hasta el fin

281. MI SEÑOR ES JESUCRISTO

Mi señor es Jesucristo, le adoro y le sigo,


Me acepta, me perdona, me transforma, ¡Aleluya!

Cristo vino al mundo con la Verdad,


Para rescatar a la humanidad;
Superó la muerte Y la maldad,
y ya reina por la eternidad.
Aleluya, aleluya, aleluya, aleluya.
Aleluya, aleluya, aleluya, aleluya.

Mi Señor es Jesucristo, es con gozo que le sirvo,


Viene pronto a llevarme a Su gloria. ¡Aleluya!
282. MIRA QUE TE MANDO QUE SEAS VALIENTE

// Mira que te mando que seas valiente


No temas ni desmayes siervo del Señor. //

// El Señor Jehová estará contigo


Donde tú vayas Él te guardará. //

// Los israelitas dieron siete vueltas


Alrededor de Jericó. //

// Gloria a Dios gritaron todos


Y destruyeron el muro de Jericó. //

/ / / Yo le canto mis canciones al Rey, al Rey./ / /


// Él es digno de alabanza, Él es digno de honor.
Él te salva del pecado y te libra del temor. //

283. TODAVÍA SEÑOR HAY UN GRAN


CONFLICTO EN MÍ

Todavía Señor hay un gran conflicto en mí,


Entre lados opuestos de mi ser,
Hay un “yo” egoísta que no se rinde a Ti,
Y otro “yo” que te quiere obedecer.
Todavía Señor, no soy lo que debo ser;
Tú mereces de mi vida lo mejor.
Pero gracias a Ti, que por Tu poder y amor,
Ya no soy lo que era Señor.

284 ALLÁ EN EL CIELO

Allá en el cielo, allá en el cielo, allá en el cielo


No habrá más llanto, ni más tristeza ni más dolor
/ / Y cuando estemos los redimidos allá en el cielo
Alabaremos al Señor / /

285. QUE GLORIOSO ES EL SEÑOR JESÚS

¡Qué glorioso es el Señor Jesús!


¡Qué glorioso es Su santa luz!
Mi pecado perdonó y el cielo me abrió.
¡Qué glorioso es el Señor Jesús!

¡Qué glorioso es andar con Él!


¡Qué glorioso es andar con Él!
Él mis pasos guiará y al fin me llevará
¡Qué glorioso es andar con Él!

286 MI CORAZÓN CONTENTO ESTÁ

// Mi corazón contento está,


mi corazón contento está,
porque el Señor ya me salvó. //

// ¡Oh qué feliz, oh qué feliz,


se siente el alma con Jesús,
por la paz que ningún otro puede dar. //

287 UN PASO MÁS, UN PASO MÁS DE FE

Un paso más, Un paso más de fe.


Un paso más, Un paso más de fe.
Adelante hermanos, adelante hermanos
que allá en el cielo nos espera un galardón
Adelante hermanos, adelante hermanos
que allá en el cielo nos espera un galardón
288 CUANDO CRISTO VINO A MI CORAZÓN

Cuando Cristo vino a mi corazón,


mi vida entera cambió,
Su paz y Su amor alejaron de mí,
las dudas, las sombras y el temor.

Coro:
// Mi vida comenzó, cuando el Señor llegó,
y hoy puedo cantar de su amor. //

Hoy quiero que Cristo te transforme a ti,


que cambie tu vida también.
Piensa en la Cruz donde murió por ti,
y ábrele hoy tu corazón.

289. OH, DIOS ETERNO, TE PIDO CLEMENCIA

Oh Dios eterno te pido clemencia,


Me he revelado Señor contra Ti,
No me castigues tal como merezco,
Padre ten misericordia de mí.

Yo me arrepiento con alma afligida,


No me rechaces, lávame,
Sáname, borra mis culpas,
Padre, ten misericordia de mí.
Gracias que en Cristo me ofreces victoria;
Hazme más fuerte, más útil a Ti,
Quiero honrarte con fiel obediencia,
Ven yo te imploro, habita en mí.

290 VENGAN A MÍ, DICE CRISTO EL SEÑOR


Vengan a mí dice Cristo el Señor.
Si están cargados les haré descansar.
Primeramente busquen el Reino de Dios.
Lleven yugo mío y aprendan de mí.
Soy manso y sus almas descanso hallarán.

291 CANTA ALABANZAS

Canta alabanzas al Señor. (canta alabanzas al Señor.)


Canta alabanzas al Señor. (canta alabanzas al Señor.)
Canta alabanzas, (Bis) (ca…n…)
Canta alabanzas al Señor. (canta alabanzas al Señor.)

Vino a salvarnos el Señor


Crucificado fue el Señor.
Resucitado fue el Señor.
Reina en los cielos el Señor.
Viene a llevarnos el Señor.

292. JONÁS NO LE HIZO CASO A


LA PALABRA DE DIOS

Jonás no le hizo caso a la palabra de Dios,


Por eso en el mar profundo la gente lo tiró,
Y vino un pez muy grande,
Y ¡plumm! Se lo tragó;
Porque no le hizo caso a la palabra de Dios.
Porque no le hizo caso a la palabra de Dios.

Jonás en el gran pez debajo de la mar,


Sintiéndose muy incómodo se puso a orar;
Y Dios mandó al pez, al pez a vomitar,
Y ¡plumm!, salió Jonás listo para predicar.
Y ¡plumm!, salió Jonás listo para predicar.
293 ESTOY CONFIANDO EN TI SEÑOR

Estoy confiando, Señor en ti.


Tú eres fiel Señor, tan fiel a mí.
Nunca me has dejado, aunque débil soy.
Estoy confiando, Señor en ti.

294 SOLO DIOS HACE AL HOMBRE FELIZ

Solo Dios hace al hombre feliz


Solo Dios hace al hombre feliz
La vida es corta, todo se acaba.
Solo Dios hace al hombre feliz

Hay que luchar, hay que luchar,


Con la espada en la mano y saberla manejar
Así como David venció a Goliat, en el
Nombre de Cristo, la iglesia vencerá.

Que Cristo tan bueno, como me ayudó,


En mis noches oscuras, Él me acompañó,
Mis penas, mis males, Él me los quitó,
Que Cristo tan bueno, cómo me ayudó.

Si alguno no lo sigue por no llevar su cruz,


Yo sigo, yo sigo, yo sigo a mi Jesús.

295 UN PALACIO TENGO ALLÁ

Un palacio tengo allá, más lindo que el sol,


Un palacio tengo allá, más lindo que el sol,
Un palacio tengo allá, más lindo que el sol, (en Gloria)
en el más allá.
Coro:
Bendito Cristo contigo estaré,
Bendito Cristo contigo estaré,
Bendito Cristo contigo estaré,
en el más allá.

Si tú quieres ir al cielo ven al Señor,


Si tú quieres ir al cielo ven al Señor,
Si tú quieres ir al cielo ven al Señor, (ven pronto)
ven sin demorar.

296 TENGO LIBERTAD

Tengo libertad, gloriosa libertad.


Cristo me libró de toda mi maldad,
libre del dolor, pesares y temor.
Ahora canto ¡Gloria, Aleluya!

Ya que libre soy, feliz cantando voy.


Sirvo a Jesús de quien ahora soy,
Él me rescató y mi alma renovó;
Ahora canto “Gloria Aleluya.”

Tengo gran misión hablar de salvación.


Quiero compartir con otros ese don,
Hay en el Señor felicidad y amor:
Por eso canto “Gloria Aleluya.”

297 TU ERES EL ALFARERO

Tú eres el Alfarero, que con tus manos


me has transformado. (Bis)

Y mientras pasan los días,


pasan los años, más te venero.
Rompe mi cántaro, rompe mi copa,
rompe mi vida y hazla de nuevo. (Bis)

298 ALABEMOS AL SEÑOR

Alabemos al Señor, Dios de toda la creación.


Él nos dio todo su amor, Alelu-Aleluya.

Coro:
A-le-lu-ya. (hombres 3 veces)
Fresca agua el río nos dio.
El calor del sol nos alumbró,
y la noche descanso nos dio.
Alabemos al Señor, Alelu-Aleluya. (todos)

Alabemos al Señor, por la vida que nos da,


y a mi alma trae paz, Alelu-Aleluya.

299 NOS HEMOS CONGREGADO ESTA DÍA

Nos hemos congregado este día, para alabar Tu nombre.


Estamos reunidos otra vez para cantar de Tus obras
que pasan cada día en nuestras vidas. Amén.

Esta reunión es por comunión, ayúdanos Señor


A compartir tu amor… Amén.

300 JESUCRISTO CONMIGO VA

Jesucristo conmigo va. (Bis)

Coro:
En mi viaje de peregrino,
Jesucristo conmigo va.
En mis pruebas, conmigo va. (Bis)

Cristo me ama, conmigo va. (Bis)

Para siempre, conmigo va. (Bis)

Cristo viene, con Él me iré (Bis)

301 ESTE ES EL DÍA

Éste es el día, este es el día


que el Señor nos dio, que el Señor nos dio
Seré feliz, seré feliz, y le adoraré, y le adoraré
Éste es el día, que el Señor nos dio.
seré feliz, y le adoraré, este es el día,
este es el día que el Señor nos dio

Éste es el día, este es el día


de obedecer, de obedecer
No tardes más, no tardes más
Ven al Salvador, ven al Salvador
Éste es el día de obedecer.
No tardes más ven al Salvador.
Éste es el día, este es el día de obedecer.

Éste es el día, este es el día


de encontrar la paz, de encontrar la paz
Sólo en Jesús, solo en Jesús
hallarás perdón, hallarás perdón
Éste es el día de encontrar la paz.
Sólo en Jesús hallarás perdón.
Éste es el día (Bis)
de encontrar la paz.

302. CAMARADAS EN LOS CIELOS


Camaradas; en los cielos ved la enseña ya;
Hay refuerzo; nuestro el triunfo;
No dudéis, será.
Estad firmes: “yo voy pronto”
Clama el Salvador,
Sí; estaremos por gracias firmes con vigor.

Nada importa nos asedian con rugiente afán;


Las legiones aguerridas que ordenó Satán.
No os arredre su coraje; ved en derredor
Como caen los valientes casi sin valor.

Tremolando se divisa el marcial pendón;


Y se escucha de las trompetas el guerrero son.
En el nombre del que viene fuerte Capitán;
Rotos nuestros enemigos todos quedarán.

Sin descanso ruda sigue la furiosa lid;


¡Sus amigos! Ya cercano ved nuestro adalid;
Viene el Cristo con potencia a salvar su grey;
Camaradas; ¡Alegría! ¡Viva nuestro Rey!

303 SU GLORIA CUBRIÓ LOS CIELOS

Su gloria cubrió los cielos


y la tierra se llenó de Su alabanza (bis)

Y el resplandor fue como la luz.


Rayos brillantes salían de Sus manos. (bis)

304 UNA MIRADA DE FE

Una mirada de fe, una mirada de amor,


es la que puede salvar al pecador. (Bis)
Y si tú vienes a Cristo Jesús,
Él te perdonará, porque una mirada de fe,
es aquella que puede salvar. (Bis)

305. SOY FELIZ, CRISTO ME SALVÓ

Soy feliz, Cristo me salvó, (Bis)


Soy feliz, Cristo me salvó
Canto gloria ¡Aleluya!
Cristo me salvó.

A… amén, a… amén, a… amén.


Amén, amén, amén
A… amén, a… amén, a… amén.
Amén, amén, amén.

El diablo me tenía, mas Cristo me salvó,


El diablo me tenía, mas Cristo me salvó,
El diablo me tenía, mas Cristo me salvó.
Canto gloria ¡Aleluya! Cristo me salvó.

306. YO SÉ QUE CRISTO SIEMPRE ME AYUDARÁ

Yo sé que Cristo siempre me ayudará.


Yo sé que Cristo siempre me ayudará.
Si consagro todo a ÉL, y si soy Su siervo fiel.
Yo sé que Cristo siempre me ayudará.

Jesús con sangre me compró y suyo soy.


Jesús con sangre me compró y suyo soy.
Vida eterna tengo ya, que jamás se acabará.
Jesús con sangre me compró y suyo soy.

Jesús promete estar conmigo hasta el fin.


Jesús promete estar conmigo hasta el fin.
Si yo ando en la luz, Y llevo en pos de Él mi cruz.
Jesús promete estar conmigo hasta el fin.

Qué gozo oírle al final llamarme fiel.


Qué gozo oírle al final llamarme fiel.
Viviré con el Señor, oh ven pronto Salvador.
Qué gozo oírle al final llamarme fiel.

307. HAY UN MOTIVO QUE DE GRANDE GOZO

Hay un motivo que de grande gozo


Cristo Jesús ya vive en mí, Cristo es mi vida,
Cristo es mi todo, siempre feliz le adoraré.

Si estoy alegre me aumenta el gozo,


Si pruebas tengo triunfo me da;
Si estoy enfermo Cristo me sana,
Le da mi alma la seguridad.

308. EN EL AMOR NO HAY TEMOR

En el Amor no hay temor;


Porque el amor echa fuera el temor. (Bis)

Porque Dios es amor, porque Dios es amor,


Porque Dios es amor; Él es Amor. (Bis)

309. LOS QUE CONFÍAN EN JEHOVÁ

Los que confían en Jehová


Son como el monte de Sión,
Que no se mueve, sino que
Permanece para siempre.

Como Jerusalén tiene montes alrededor de ella,


Así Jehová está alrededor de su pueblo.
Así Jehová está alrededor de su pueblo.

310 AMAR, AMAR, AMAR

La gente de nuestro tiempo,


no saben lo que es el amor.
Y viven perdiendo el tiempo,
buscando, sin encontrar.

Coro:
Amar, amar, amar, es entregarse,
con alma y cuerpo a la humanidad.
Vivir, vivir, vivir, siempre sirviendo,
sin que tú esperes algo para ti.

En Cristo yo he encontrado,
un mensaje de paz y de amor.
La muerte de Jesucristo
es un mensaje de paz y amor.

311 AMAD A OTROS

Como os he amado, amad a otros.


Un nuevo mandamiento, amad a otros
por eso sabréis que sois discípulos míos,
si os amáis unos a otros.

312. YO TENGO PAZ Y GOZO EN MI CORAZÓN

Yo tengo paz y gozo en mi corazón;


Porque Jesucristo me libertó;
Me libertó, me libertó.
Y de las cadenas me libertó.
Me libertó, me libertó,
De las cadenas me libertó.
313 RESPÓNDEME CUANDO CLAMO

Respóndeme cuando clamo,


¡oh Dios de mi justicia! (Bis)
Cuando estaba en angustia,
me hiciste ensanchar. (Bis)

Coro:
Ten misericordia de mí y oye mi oración. (Bis)

Tú diste alegría a mi corazón. (Bis)


Alza sobre nosotros la luz de Tu rostro. (Bis)

En paz me acostaré y así mismo dormiré. (Bis)


Porque sólo Tú Jehová me haces vivir confiado. (Bis)

314 HAY UN PUEBLO QUE VIVE MUY FELIZ

Hay un pueblo que vive muy feliz


Y ese pueblo es el pueblo de Dios.

Y ese pueblo vive así, porque un día conoció


A Jesús el Salvador. (bis)

315 CANTAD A JEHOVÁ UN CÁNTICO NUEVO

/// Cantad a Jehová, un cántico nuevo ///


Cantad a Jehová, Cantad a Jehová.

/// Y qué hizo Dios, hizo maravillas ///


Cantad a Jehová, Cantad a Jehová,

/// El mar les abrió, pasaron en seco ///


Cantad a Jehová, Cantad a Jehová.
/// Maná Él les dio, enviado del cielo ///
Cantad a Jehová, Cantad a Jehová.

/// El agua de Dios, brotó de la peña ///


Cantad a Jehová, Cantad a Jehová.

316 CRISTO ES NUESTRO AMPARO

Cristo es nuestro amparo, nuestra fortaleza,


Nuestro pronto auxilio en la tribulación.
Aunque si traspasen los montes a la mar,
Aunque la tierra tiemble, debemos confiar.

Cielo y tierra pasarán, mas su palabra no pasará. (Bis)


No, no, no pasará, no, no, no pasará.

317 LA MADRUGADA AÚN ESTABA OSCURA

La madrugada aun estaba obscura,


y yo buscaba la presencia del Señor. (Bis)

Señor Jesús, ten compasión de mí,


resuelve mis problemas, que yo
confío en ti. (Bis)

En el principio el Espíritu de Dios,


se movía sobre las aguas. (Bis)
Pero ahora se está moviendo, (¿dónde?)
dentro de mi corazón. (Bis)

¡Oh! Jerusalén, qué bonita eres...,


calles de oro, mar de cristal. (Bis)
Por esas calles yo voy a caminar, (¿cuáles?)
calles de oro, mar de cristal. (Bis)
318 HE DECIDIDO SEGUIR A CRISTO

He decidido seguir a Cristo. (3 veces)


No vuelvo atrás, no vuelvo atrás.
Si otros vuelven, yo siempre sigo. (3 veces)
No vuelvo atrás, no vuelvo atrás.

La vida vieja la he dejado. (3 veces)


No vuelvo atrás, no vuelvo atrás.

El Rey de Gloria me ha transformado. (3 veces)


No vuelvo atrás, no vuelvo atrás.

Cristo viene y yo le espero. (3 veces)


No vuelvo atrás, no vuelvo atrás.

319 CUANDO VENGA DE LOS CIELOS EL SEÑOR

// Cuando venga de los cielos el Señor,


Estés vivo o estés muerto que cuenta le vas a dar //

Amigo ya no peques más, Jesús te dice ven a mí


Recuerda que tu Salvador jamás se olvidara de ti.

// Hoy vienen los Ángeles, vienen los Ángeles


Adorad al rey, adorad al rey. //

320 UNIDOS

Unidos, unidos, en su nombre unidos.


Unidos, unidos, en su nombre unidos.
Por este mundo, paz y amor tendremos. (Bis)
Unidos, unidos, tomándonos de las manos,
iremos por el mundo cantando al Señor.
La Gloria de Jesús, al fin resplandecerá.
Y así el mundo sabrá que Tú eres Dios,
que Tú eres Dios, que Tú eres Dios.

321 ALABARÉ

Alabaré, alabaré, alabaré,


alabaré, alabaré, a mi Señor. (Bis)
Juan vio el número de los redimidos
y todos alababan al Señor.
Unos oraban, otros cantaban,
pero todos alababan al Señor.

Todos unidos, alegres cantamos


Gloria y alabanza al Señor.
Gloria al Padre, Gloria al Hijo,
y Gloria al Espíritu de amor.

322 QUIERO ANDAR CERCA DE TI

Quiero andar cerca de Ti


Junto a Ti, quiero vivir
Quiero estar cerca de Ti
Junto a Ti, Señor, junto a Ti.

Aunque débil soy, Señor


Tu poder me da valor
Satisfecho yo estaré
Si Tú estás, Señor, junto a mí.

A través del mundo cruel


Quiero serte siempre fiel
¿Quién mis culpas llevará?
Solo Tú, Señor, solo tú.
Cuando ya mi débil ser
Cese aquí de padecer
Déjame mi buen pastor
Que yo esté, Señor, junto a Ti.

323 DEMOS GRACIAS AL SEÑOR

Damos gracias al Señor, damos gracias.


Damos gracias por Su amor. (Bis)
Por las mañanas las aves cantan
las alabanzas a nuestro Salvador.
Y tú, amigo, ¿por qué no cantas las
alabanzas a nuestro Salvador?

Y por las tardes las flores cantan


las alabanzas a nuestro Salvador.
Y por las noches los cielos cantan
las alabanzas a nuestro Salvador.

324 CRISTO ROMPE LAS CADENAS

Cristo rompe las cadenas,


Cristo rompe las cadenas,
Cristo rompe las cadenas,
y nos da la libertad.

¿Cómo es posible yo vivir sin ti Jesús?


Si el fundamento de mi vida eres Tú
Tu me libraste del pecado y de la muerte
¿Cómo es posible yo vivir sin ti Jesús?

325 ACUÉRDATE DE TU CREADOR

Acuérdate de tu creador,
en los días de tu juventud,
antes que vengan los días malos
y los años que te harán lamentar.

Teme a Dios y guarda Sus mandatos


eso es el todo del hombre
porque Dios traerá toda obra a juicio
tanto el bien como el mal.
(se canta dos veces)

326 YO TENGO UNA CORONA

Yo tengo una corona allá en el cielo


que Cristo ha preparado para mí.
Oí la voz de Cristo que me dijo:
hijo mío no te tardes en venir.

Y yo No endurecí mi corazón,
y a los pies de Cristo me postré.
Y Él me dijo: levántate, hijo mío,
que tus pecados con mi sangre Yo lavé.

327. A DIOS DEMOS GLORIA

A Dios demos gloria, pues grande es ÉL;


Su amor es inmenso y a su hijo nos dio;
Quien fue a la cruz do sufrió muerte cruel,
Y así de los cielos las puertas abrió.

Coro:
Dad loor al Señor, oiga el mundo Su voz;
Dad loor al Señor, nos gozamos en Dios.
Vengamos al Padre y a su Hijo Jesús,
Y demos la gloria por su gran poder.

Por darnos la vida Su sangre vertió;


Jesús al creyente es promesa de Dios;
El vil pecador que de veras creyó,
En ese momento perdón recibió.

Dios es el maestro, potente hacedor,


Y grande es el gozo que Cristo nos da;
Mas asombro será aun mayor al ver a Jesús
Que en Su gloria vendrá.

328. TE RECOMIENDO A JESÚS

Te recomiendo a Jesús.
Te recomiendo a Jesús.
Él te puede salvar, Él te puede sanar.
Te recomiendo a Jesús.

Solo Jesús, tan solo Jesús,


Puede salvar tu corazón,
Solo Jesús, tan solo Jesús
Puede sanar tu dolor. (Bis)

329 VINE A ALABAR A DIOS

Vine a alabar a Dios, vine a alabar a Dios,


vine a alabar Su nombre, vine a alabar a Dios.

Él vino a mi vida en un día muy especial.


Cambió mi corazón, me dio una vida mejor.
Y esa es la razón por la que digo que...
vine a alabar a Dios.

330. VAMOS A CANTAR


Vamos a cantar, (cantar loores a nuestro Dios)
Vamos a cantar, (cantar loores a nuestro Dios)
Coro:
Que nos creo………………..
Y nos salvó………………..
Vamos a cantar sin cesar
A nuestro eterno Dios

Vamos a orar, (orar pidiendo el poder de Dios)


Vamos a orar, (orar pidiendo el poder de Dios)

Vamos a confiar,
(Confiar siempre en la bondad de Dios)
Vamos a confiar,
(Confiar siempre en la bondad de Dios).

331 VOY EN EL CAMINO DEL HOGAR DE GLORIA

Voy en el camino del hogar de Gloria. (Bis)


Voy en el camino. (Bis)
Voy en el camino del hogar de Gloria.

No hay tristezas en el otro lado. (Bis)


No hay tristezas, (Bis)
no hay tristezas en el otro lado.

Veré a Cristo, llegando allá. (Bis)


Veré a Cristo, (Bis)
veré a Cristo, llegando allá.

Hoy Cristo salva en todo el mundo.


hoy Cristo salva en __________.
Hoy Cristo salva, (Bis)
hoy Cristo salva en ... _________).

332 TENGO PAZ COMO UN RÍO

Tengo paz como un río, (3 veces)


... en mi ser.

Tengo gozo abundante, (3 veces)


... en mi ser.

Tengo vida eterna, (3 veces)


... en mi ser.

Tengo paz como un río.


Tengo gozo abundante.
Tengo vida eterna,
... en mi ser.

333 SI YO NO TENGO AMOR

Si yo no tengo amor, yo nada soy, Señor.


Si yo no tengo amor yo nada soy, Señor.

El amor es comprensivo, el amor es servicial,


el amor no tiene envidia, el amor no busca el mal.

El amor nunca se irrita, el amor no es descortés,


el amor no es egoísta, el amor nunca es doblez.

El amor disculpa todo, el amor es caridad,


no se alegra de lo injusto, sólo goza en la verdad.

El amor disculpa todo, el amor todo lo cree,


el amor todo lo espera, el amor es siempre fiel.

Nuestra fe, nuestra esperanza, junto a Dios terminarán;


el amor es algo eterno, nunca, nunca pasará.

334 COMO JEREMÍAS ORABA

Como Jeremías oraba, así quiero yo orar y orar.


Dios le contestaba la petición que hacía
Así quiero yo que conteste la mía.

335. DIOS ESTÁ AQUÍ

Dios está aquí, Dios está aquí,


Tan cierto como el aire que respiro;
Tan cierto como la mañana se levanta el sol,
Tan cierto como que le canto y me puede oír.

Lo puedo sentir en aquel que está a mi lado,


Lo puedo sentir en el fondo de mi corazón.
Lo puedo sentir en aquel que está a mi lado,
Lo puedo sentir en el fondo de mi corazón.

336 ¿SABES QUE JESUS MURIÓ?

¿Sabes que Jesús murió?, en la cruz


mandado por su Padre Dios, quién tanto nos amó
que a su hijo unigénito, dio por ti y por mí.

Coro:
Pero no sólo murió, resucitó.
Y hoy yo sé que el vivo está.
Vive en mi corazón, y me ayuda a vencer
con Su gran poder.

Hoy yo canto esta canción con alegría,


sabiendo que un hermoso día iré a descansar.
Y con Cristo encontrar gran gozo y paz .

337 EL PUEDE, EL PUEDE

Él puede, Él puede, yo sé que Él puede.


Yo sé que todo puede mi Jesús. (Bis)
Salvó a los quebrantados cautivos del pecar,
a los ciegos la vista dio, a los cojos hizo andar.

Él puede, Él puede, yo sé que Él puede.


Yo sé que todo puede mi Jesús.

338 ESTAD SIEMPRE GOZOSOS

// Estad siempre gozosos, orad sin cesar //

Dad gracias en todo, porque esta es la voluntad


De Dios para con nosotros en Cristo Jesús.
De Dios para con nosotros en Cristo Jesús.

339 CON CRISTO EN TU VIDA

Con Cristo en tu vida todo marcha feliz,


Marcha feliz, marcha feliz.
Con Cristo en tu vida todo marcha feliz,
Los problemas pasarán;
No tendrás temor, no tendrás temor.
Con Cristo en tu vida todo marcha feliz,
Los problemas pasarán.

340 CRISTO ME DIJO UN DÍA

Cristo me dijo un día que pintara todo de amor


que el que no ama a su hermano
nunca puede amar a Dios. (bis)

Pinta tu casa de amor, pinta tu Iglesia


de amor, pinta tu mundo de amor,
del amor de Dios. (bis)
Nunca debe de faltar un pincel y a quien pintar,
para que de color, pintes todo de amor. (bis)

341 SUENAN LAS TROMPETAS EN


EL TERCER CIELO

Suenan las trompetas en el tercer cielo,


Y las multitudes van cantando hoy;
Es que van entrando todos los valientes,
Que en la tierra amaron a Cristo Jesús.

No, no, no, no, no, no, no


No quiero separarme, no, no, no, no, no, no
No, nunca podrán de Él apartarme.

Otros que muy triste caminan llorando,


Y van lamentando su grande dolor;
Es que el Juez Divino con dedo de fuego,
Les negó la entrada a la Santa Sión.

Su grande amor me mostró allá en la cruz


Cuando Él vino a salvarme.
No, no, no, no, no, no, nooo
Nunca podrán de Él apartarme.

Tú de los cuáles eres de los que se salvan,


0 de los que buscan la condenación,
Si quieres salvarte, tienes que esforzarte,
Trabajando siempre por el Salvador.

342 SEÑOR AMOROSO

Señor amoroso, te ruego a ti, como aquí


fuiste Siervo, haz siervo de mí.
Seguir tu ejemplo es mi querer;
Tal como eras Siervo, también quiero ser.
Al mundo de odio viniste a servir,
Sin gracia y sin recompensa pedir.
Aun en el calvario, serviste Señor,
Oh, dame tal actitud, y tal amor.

343 ESTAMOS DE FIESTA CON JESÚS

Estamos de fiesta con Jesús, al cielo queremos ir


y todos reunidos en la mesa, es Cristo quien va servir.

Coro:
Poderoso es nuestro Dios, poderoso es nuestro Dios,
poderoso es nuestro Dios, poderoso es nuestro Dios.
Poderoso, poderoso, poderoso, es nuestro Dios. (Bis)

Él salva, Él salva, poderoso es nuestro Dios. (bis)

Él sana, Él sana, poderoso es nuestro Dios. (bis)

Él ama, Él ama, poderoso es nuestro Dios. (bis)

Él reina, Él reina, poderoso es nuestro Dios. (bis)

Él viene, Él viene, poderoso es nuestro Dios. (bis)

344 ¿SABES DE CRISTO?

¿Vives cansado y triste?,


¿es grande tu aflicción? ¿Tu sed calmar quisiste?,
busca feliz protección ¿Sabes tú de Cristo?,
¿le conoces ya en Su amor bendito?
Salvación y poder te dará.

¿A quién te acercas dime cuando te acusa el mal?


¿Y cuando tu alma gime, quién es tu paz eterna?
En tus desilusiones, tu llanto enjugará;
En rudas tentaciones, tu prez Él contestará.

345 PADRE AMADO

Padre amado, Padre amado, te alabamos


por ser Tus hijos, Padre amado,
Y alzamos nuestras voces en un canto de loor,
Padre amado, Padre amado.

Jesucristo, Jesucristo, te alabamos


por redimirnos, Jesucristo,
Y alzamos nuestras voces en un canto de loor,
Jesucristo, Jesucristo.

Santo Espíritu, Santo Espíritu. te alabamos


por animarnos, Santo Espíritu,
Y alzamos nuestras voces en un canto de loor,
Santo Espíritu, Santo Espíritu.

346 QUIERO CANTAR UNA LINDA CANCIÓN

Quiero cantar una linda canción


de un hombre que me transformó.
Quiero cantar una linda canción
de aquel que mi vida cambió.

Es mi amigo Jesús, es mi amigo Jesús


Él es Dios, Él es Rey, es amor y verdad.
Sólo en Él encontré esa paz que busqué.
Sólo en Él encontré la felicidad.
Unidos cantemos y Gloria entonemos
al maravilloso Jesús. (Bis)
Religiones habrán, pero no salvarán.
Sólo Cristo Jesús puede dar libertad.
Sólo en Él encontré esa paz que busqué.
Sólo en Él encontré la felicidad.

347 REGOCIJAOS EN EL SEÑOR SIEMPRE

// Regocijaos en el Señor siempre, otra vez digo regocijaos //


// Regocijaos, regocijaos, otra vez digo regocijaos. //

348 REGOCÍJATE Y CANTA

//Regocíjate y canta, oh moradora de Sión//


// Porque grande es, porque grande es,
porque grande es en medio de ti
el Santo de Israel //

349 UNOS BRAZOS HUMILDES

Unos brazos humildes se abrieron


En la trágica cruz del Calvario
Y el dolor de los clavos lo hirieron
Y la cruz con Su sangre mancharon

// Para dar salvación a este mundo pecador


Y librarnos del mal que vendrá //

350 SI NO HUBIERA SIDO POR EL SEÑOR

/ / Si no hubiera sido por el Señor. / /


/ / Mi alma se hubiera perdido
si no hubiera sido por el Señor. / /

/ / Muchísimas gracias, oh buen Señor. / /


/ / Tu sangre en la cruz derramaste
con ella limpiaste mi corazón. / /

/ / ¡Oh gloria aleluya, a ti Señor. / /


/ / mi alma te ensalza y alaba
con gozo te canta, por Tu amor. / /

351 SIN SANTIDAD NADIE VERÁ AL SEÑOR

/ / Sin santidad nadie verá al Señor. / /

/ / Pero yo sé, pero yo sé; que le veré, que le veré,


con Su Espíritu me santificaré. / /

352 ABRE LA VENTANA DE LOS CIELOS OH SEÑOR

/ / / Abre la ventana de los cielos Señor. / / /


Y envíame Tu bendición.

/ / / Bendice mi esfuerzo y mi ofrenda, Señor. / / /


Y envíame Tu bendición.

353 LA IGLESIA DEL SEÑOR SE VA

La iglesia del Señor se va, y se va y se va


/ / Se va para el cielo porque somos de allá. / /

Prepárate hermano, que Dios te necesita.


/ / Velando y orando que Cristo viene ya. / /

// Cristo viene en la nube a Su iglesia a levantar


El que no se prepara se quedará. //

// Mi alma volará, mi alma volará.


Al son de la trompeta, mi alma volará //

354 TODOS DEBEN DE SABER


Todos deben de saber... (3 veces)
quién es Jesús...

Coro:
Es el Lirio de los valles...
Es la Rosa de Sarón. (Es la Rosa que bajó del cielo.)
Es el Salvador del mundo, todos deben de saber.
Todos deben de decir... (tres veces)
quién es Jesús.

Todos deben de traer... (tres veces)


alguien a Él...

Todos deben de alabar... (tres veces)


al Salvador...

355 TOMADO DE LA MANO CON ÉL

Tomado de la mano con Él, (3 veces)


yo voy a donde Él va.

Si Jesús me dice: amigo, deja todo y ven Conmigo,


Donde todo es más hermoso, y más feliz.

Si Jesús te dice “amigo”, deja todo y ven conmigo,


pon tu mano ahora en la Suya, y ve con Él.

Yo te llevo dice “Amigo”, a un lugar, a un reino conmigo,


donde todo es más hermoso, y más feliz.

356 YO QUIERO MÁS Y MÁS DE CRISTO

Yo quiero más y más de Cristo,


yo quiero más de Su poder,
yo quiero más de Su presencia,
yo quiero más y más de Él.
Él quiere más y más mi vida,
Él quiere más de mi amor,
Él quiere más de mi servicio,
Él quiere más y más de mí,

357. SI DIOS TOCA, DILE SÍ

Si Cristo viene a tu corazón y te dice:


"Déjame entrar”, Dile sí, sí, sí,
Cristo vive en mí, y hay lugar para tí. / /

Si el enemigo viene a tu corazón y te pregunta:


”¿Puedo entrar?", Dile no, no, no,
Cristo vive en mí y no hay lugar para ti. / /

358. TRES VECES ORABA

Tres veces oraba Daniel en el día,


Tres veces oraba el profeta Elías,
Daniel en el foso un ángel veía,
Elías oraba y la lluvia caía.

359. LA VISIÓN DE LA CRUZ

Ese triste día, mi Jesús sufría


En la cruz clavado por nuestro pecado
/ / Tiernamente dijo a Juan y a la madre:
"He aquí tu hijo, he aquí tu madre". / /

Cuando le clavaban y le despreciaban.


Imploró clemencia, Perdón y paciencia
/ / En favor de aquellos que en tinieblas yacen,
"Pues ignoran ellos", dijo, "lo que hacen". / /

En Su angustia llama. ¡Sed yo tengo! Exclama.


¿Y sabes qué hicieron?, vinagre le dieron.
// A aquel penitente que buscarle quiso,
le ofreció la fuente de Su paraíso. //

Con solmne calma encomienda Su alma


A Su Padre amado que ya le ha dejado
// Por el vil pecado de un mundo errado,
Y clama angustiado: “¡Consumado es!” //

¡Cuán felices fuimos desde que creímos


En el Cristo amado que fuera inmolado!
// Fue a la tumba fría, y resucitado
Un hermoso día fue glorificado//

360 UNID LOS CANTOS

Unid los cantos, todos los santos con dulce voz


Con reverencia porque en presencia estáis de Dios

Coro:
Bienvenidos seáis hermanos,
En el nombre de Cristo Jesús
Hoy unidos nos gozaremos
Al saber que nos une Su amor
Demos gracias por ser salvos
Y nuestras almas sientan gratitud
Porque solo Jesús nos da vida y salud
Y da gloria al que lleva Su cruz.

Todo cristiano ama a su hermano de corazón


No ve fronteras, va por doquiera sembrando amor.
Todos unidos los redimidos verán a Dios
Allá en el cielo, tendrán el premio de su labor

361 DE LOS CIELOS


De los cielos descendió Jesús, el Salvador.
Aleluya, Gloria al Dios de amor.
El Señor murió y resucitó.
Aleluya, Gloria a Dios.

Aleluya, Aleluya, Aleluya,


Gloria al Dios de amor.
Aleluya, Aleluya, Aleluya,
Gloria a Dios. (Bis)

362 EL MISMO AMOR

El mismo amor para todos.


La misma ofrenda al Maestro.
Un vínculo que nos une al Señor.
Aliento igual al cansado.
En todos una esperanza.
Un gozo igual en la misma verdad.

Formamos un solo cuerpo;


El Santo Espíritu nos nutre
Y confiamos en el mismo Salvador;
Hay una fe y un bautismo,
Un Dios y Padre sobre todos,
Que nos colma de Su gracia y Su amor.

363 MI JESUCRISTO MURIÓ POR MÍ

Mi Jesucristo murió por mí,


resucitado vive por mí, quitó mis culpas,
cambió mi ser, yo ya soy salvo por Su poder.

Si me preguntas de mi Señor,
te contaré de Su gran amor, de Su vida perfecta,
milagros sin par y además te voy a contar:
Mi Jesucristo murió por ti,
resucitado vive por ti, quiere perdonarte,
cambiar tu ser, puedes ser salvo por su poder.

364 YO NO QUIERO PECAR

Yo no quiero pecar, yo no quiero errar;


Ofender a mi Dios, ya no quiero jamás.

Quiero andar en la luz que me da mi Jesús;


Más no quiero pecar contra Dios.

Santamente vivir es la vida mejor;


Es la vida que agrada y deleita al Señor;

Santamente vivir es la vida mejor,


Es la vida que agrada al Señor.

365 DEMOS LOORES AL SEÑOR

/ / Demos loores al Señor. / /


Demos loores. ¡Aleluya! Demos,
demos loores al Señor.

/ / Rey de los cielos descendió. / /


Rey de los cielos. ¡Aleluya! Demos,
demos loores al Señor.

/ / Resucitado fue el Señor. / /


Resucitado. ¡Aleluya! Demos,
demos loores al Señor.

366 LA ADORACIÓN CELESTIAL

Juan vio el número de los salvados,


de los salvados por el Señor;
Estaban todos con ropas blancas,
y en ese número, y en ese número estaba yo;
/ / / Y en ese número / / / estaba yo.

Cristo es la Roca, de agua de vida,


Cristo es la fuente de Salvación,
si te arrepientes de tus pecados,
Cristo te da, Cristo te da la salvación,
si te arrepientes de tus pecados
Cristo te da la salvación.

367 HAY VICTORIA EN JESÚS

//Hay victoria, hay victoria en mi Jesús//


Las cadenas que me ataban
fueron rotas por el Señor

//Y mi copa y mi copa llena está//


//Del aceite que desciende
Desde el trono de mi Dios//

368 HEMOS VENIDO A ADORAR

Hemos venido a este lugar juntos en Su


Nombre a adorarle. / / /
Cristo nuestro Dios y Rey.

/ / / Frente al Padre estamos ya,


justificados por la sangre que Él vertió / / /
Cristo nuestro Dios y Rey.

/// Frente al Padre estamos ya,


justificados por la sangre que Él vertió. ///
Cristo nuestro Dios y Rey.
369 JESÚS YO TE AMO

/ / Jesús, yo te amo. / /
Jesús, yo te amo a Ti,
/ / Porque Tú me has salvado. / /
Jesús, yo te amo a Ti.

/ / Cristo satisface a mi corazón. / /


Él me dio la vida y la salvación
Cristo satisface hoy.

370 MI JESÚS SE FUE AL CIELO

Mi Jesús se fue al cielo


y en las nubes muy pronto volverá.
/ / Y en las nubes volverá. / /
Y en las nubes muy pronto volverá.
/ / Y en las nubes volverá. / /
Y en las nubes muy pronto volverá.

371 TODAS MIS PENAS

/ / Todas mis penas se fueron rodando. / /


Se fueron rodando, se fueron rodando,
allá en la cruz por mí, allá en la cruz por mí.

372 EL SABIO Y EL NECIO

/ / / El sabio su casa en la roca la fundó / / /


y en ella habitó.

/ / / Cayeron los chorros y el río se desbordó. / / /


Y la casa no cayó,
/ / / El necio su casa en la arena la fundó. / / /
y en ella habitó.
/ / /Cayeron los chorros y el río se desbordó. / / /
Y la casa se cayó.

373 DE COLORES

De colores, de colores
se visten los campos en la primavera.
De colores, de colores
son los pajaritos que vienen de afuera.
De colores, de colores
es el arco iris que vemos lucir.
Y por eso los grandes amores
de muchos colores me gustan a mí.
Y por eso los grandes amores
de muchos colores me gustan a mí.

De colores, de colores brillantes


y firmes se viste la aurora
de colores, de colores
son los mil reflejos que el sol atesora
de colores, de colores
se viste el diamante que vemos lucir
y por eso los grandes amores
de muchos colores me gustan a mí.

Jubilosos, jubilosos
vivamos en gracia puesto que se puede
saciaremos, saciaremos
la sed ardorosa de¡ Rey que no muere
jubilosos, jubilosos
llevemos a Cristo un alma y mil más
difundiendo la luz que ilumina
la gracia divina que es nuestro ideal.
374 BENDECIRÉ A JEHOVÁ

Bendeciré a Jehová en todo tiempo,


su alabanza en mi boca estará.
En Jehová se gloriará mi alma,
le oirán los mansos y se alegrarán.
Engradeced a Jehová conmigo,
y exaltemos a una Su nombre.
Busqué a Jehová y Él me oyó,
y de todos mis temores me libró.

375 SAL DE LA TIERRA Y LUZ DEL MUNDO

// Cristo quiere que seamos


La sal de la tierra. //
Pero si la sal pierde su sabor,
¿Con qué se la volverá a salar?
No sirve para nada, sino para
Ser tirada y pisada por los hombres.
// Cristo quiere que seamos
La sal de la tierra. //

// Cristo quiere que seamos


La luz del mundo. //
Así debe brillar ante los ojos de los
Hombres la luz que hay en nosotros,
A fin de que ellos vean vuestras buenas
Obras y glorifiquen al Padre.
// Cristo quiere que seamos
La luz del mundo. //

Cristo quiere que seamos la sal de la tierra.


Cristo quiere que seamos la luz del mundo.

376 ME ENTREGUÉ A CRISTO


Fue enjuiciado Cristo, Sin un amigo fiel,
Ante los jueces viles, Sin defensor el Rey.

Coro:
Me entregué a Cristo; mi vida le daré.
Seré Su fiel amigo hasta que diga: “Ven”.

Podrá el mundo odiarle, yo siempre le amaré,


Mientras mi sangre corra, Su amigo pues seré.

377 OYE PECADOR

Oye pecador de Dios el llamamiento


Pues Cristo tu alma hoy quiere salvar;
// “No pienses llegar sin arrepentimiento
A esa mansión que Él fue a preparar. //

Tal vez porque gozas aquí de riquezas


No piensas que Cristo otra vez volverá;
// “Un día tendrás que llorar de tristeza,
Reflexionarás, pero tarde será. //

No pienses que Cristo dará la salvación


A aquel que no quiere dejar el placer;
// “Pues claro nos dice que condenación
Le espera al que nunca le quiso aceptar. //

Pero si no quieres ir al sufrimiento,


Oye pues atento de Dios Su llamar;
// “Vente conmovido de arrepentimiento,
Es tiempo que puedes a Cristo aceptar. //

378 NO DARÉ MI AMOR

// No daré mi amor a nadie más que a Él //


// No daré mi amor a nadie más //
Porque solo Él me puede sostener
// No pondré mi fe en nadie más que en Él //
// No pondré mi fe en nadie más //
Porque solo Él me puede sostener

// No daré mi vida a nadie más que Él //


// No daré mi vida a nadie más //
Porque solo Él me puede sostener

379 VENDRÁ EL SEÑOR

Vendrá el Señor y temblará la tierra,


Sí, temblarán la roca y la alta tierra,
Y velan los astros y sus albores
De densa niebla en tétricos horrores.

Vendrá el Señor más no como antes vino;


Humilde, tierno, placido y benigno,
Manso cordero que al atroz verdugo,
Se entrega inerte porque así le plació.

Vendrá de enojo y de terror ceñido,


Serán borrascas y nubes Su vestido,
En alas del querubes que al mundo asombre,
Para juzgar y sentenciar al hombre.

En éste el mismo que bajo la frente,


Delante del enemigo prepotente,
Es éste el despreciado y peregrino,
El que murió en la cruz cual asesino.

Clamará el pecador de pavor lleno,


“Ocúltame, oh tierra, en tu seno”,
Y rotas de las tumbas los espantos,
“vino el Señor”, entonarán los santos.
380 GRACIAS DIOS POR TU BONDAD

Gracias Dios por Tu bondad.


Te alabo por Tu majestad.
Gracias por Tu inmenso amor
que envió al Salvador.

Coro:
Quiero darte gracias Dios,
por Tu bondad (Aleluya).
Gracias por Tu gran fidelidad.
(la última vez se canta 2 veces)

Alabemos a una voz,


el nombre del potente Dios.
Elevemos en Su honor,
un canto de loor.

Muéstrame Tu Santo ser,


infunde en mí, Tu gran poder.
Quiero de Tu amor hablar
y por Tu senda andar.

381 ESTEMOS LISTOS

Estemos listos todos los hermanos


Para la llamada de todos los santos,
Que Cristo viene ya del cielo
Pronto a levantarnos de todo corazón.

Ha prometido buscarnos un hogar


Para el descanso de la gran batalla,
Pues para aquellos que han sembrado
Mucho el evangelio de la gran salvación.

Tenemos pruebas y muchos sufrimientos


No desmayemos, sigamos adelante
Que Dios nos tiene una corona a todos
Los que han creído y saben su verdad.

Pues esperemos más y más alerta


Para su venida que sea gloriosa,
Cantemos todos juntos aleluyas
Y demos honra y gloria al Señor.

382 OYE LA VOZ AMOROSA

Oye la voz amorosa de Jesucristo el Señor,


Llena de un tierno mensaje,
Dulce mensaje de amor.

Cristo te brinda contento paz,


Esperanza eternal;
Torna tus sombras nocturnas
En clara luz perennal.

Oye la voz del Bendito Señor,


Ven sin tardar al amante Salvador.
383 SEÑOR, ¿QUIÉN ENTRARÁ?

Señor, ¿quién entrará


en Tu santuario para adorar? (Bis)
El limpio de manos y corazón puro
que no es vanidoso y sabe amar. (Bis)

Señor, yo quiero entrar


en Tu santuario para adorar. (Bis)
Oh, limpia mis manos y mi corazón,
mi vanidad quita, y dame de Tu amor. (Bis)

Señor, ya puedo entrar


en Tu santuario para adorar. (Bis)
Tu sangre me limpia, me otorga el perdón.
Tu Espíritu Santo me llena de amor. (Bis)
384 YO SEMBRE, APOLOS REGÓ

Yo sembré, Apolos regó


Mas el crecimiento lo da Dios. //
// Siembra la semilla, déjala crecer
Cuando Cristo venga, Él te pagará. //
// Soy deudor, soy deudor
A las almas que van sin salvación. //
// Y por ellas yo me desvelo
Heme aquí, envíame Señor. //

385 TE EXALTARÉ MI DIOS, MI REY

Te exaltaré mi Dios mi Rey y bendeciré tu nombre


eternamente y para siempre. Cada día te bendeciré,
y albaré tu nombre eternamente y para siempre.

Coro:
Grande es Jehová, y digno de suprema alabanza.
Y Su grandeza es inescrutable.
Cada día te bendeciré. Cada día te bendeciré.

Generación a generación, celebrará Tus obras,


Y anunciará Tus poderosos hechos,
Cada día te bendeciré y albaré Tu nombre
eternamente y para siempre

386 YO QUIERO VER

// Yo quiero ver a _________ allá. //


Gloria a Dios, en el cielo habitaré
Dicha eterna gozaré
Quiero ver a _________ allá
Gloria a Dios.
387 ESTOY ALEGRE

Estoy alegre, alegre, muy alegre.


Estoy alegre porque Cristo me salvó.
Estoy alegre, alegre, muy alegre
Estoy alegre porque Cristo me salvó.

Por eso canto, yo canto ¡Aleluya!


Por eso canto: ¡Aleluya, Gloria a Dios!
Por eso canto, yo canto ¡Aleluya!
Por eso canto: ¡Aleluya, Gloria a Dios!
¡Gloria a Dios!

388 MIRA CUAL AMOR

Mirad cuán amor nos ha dado el Padre,


que seamos hechos los hijos de Él. (Bis)

Por eso el mundo ya no nos conoce,


porque a Él tampoco no lo conoció. (Bis)

El mundo malo viviendo en pecado


Por no conocerle le crucificó. (Bis)

389 ENSÉÑAME SEÑOR

Enséñame Señor mi lengua a refrenar.


Enséñame Señor que no quiero pecar.
// Auméntame la fe y dame entendimiento,
Para que con mi vida yo pueda ser ejemplo. //
390 YO ME RINDO AL SEÑOR

Todo lo que soy, todo lo que tengo,


Todo lo que seré,
No puedo pagar mi deuda de amor,
/// Yo me rindo al Señor. ///

391 LA FUENTE DE ARRIBA

La fuente de arriba, fluyendo agua está,


Agua de la vida que sacia tu sed,
Si tomas de ella, jamás tendrás sed,
Gozo y paz en tu alma siempre has de tener.

// Ardiendo en fuego mi alma está. //


Gloriosa llama me limpiará, ¡Oh, aleluya!
Mi alma ardiendo está.

Oh, Señor quiero que ardas en mí ser,


Como la zarza quiero arder con Tu poder,
Tus maravillas quiero hablar como señal,
Estoy ardiendo con el fuego celestial.

Quiero alabarte y adorarte sólo a Ti,


Como se adora en espíritu y verdad,
Oh, Señor, quiero que ardas en mí ser,
Como la zarza quiero arder con Tu poder.

392 CLAMA A MI DICE EL SEÑOR

Clama a mí dice el Señor,


Ven con todo tu dolor,
Tus pecados te perdonaré,
No te tardes en venir,
Sigue fiel hasta morir,
La corona de la vida te daré.
Allá en el cielo hay un hogar,
Una corona para heredar,
Si tú te duermes otro vendrá,
Y tu corona heredará.

393 LÁMPARA ES A MIS PIES TU PALABRA

Lámpara es a mis pies Tu Palabra,


Y lumbrera a mi camino.
El Dios de amor siempre nos ama,
Lámpara es a mis pies Tu Palabra.

394 REDIMIDO FUI

Redimido fui...(Bis)
por la sangre de Él. (Bis)
Redimido fui, por la sangre de Él. (Bis)
Lleno del Espíritu soy yo,
Mis pecados han sido lavados
redimido soy.

Así es como... (Bis)


Él me salvó. (Bis)
Así es como, Él me salvó. (Bis)
Fui al río y se me bautizó.
Mis pecados han sido lavados,
redimido soy.

Y no es todo..., (Bis)
hay más todavía. (Bis)
Y no es todo, hay más todavía. (Bis)
Voy a seguirle fiel cada día.
Mis pecados han sido lavados,
redimido soy.
Él va a volver... (Bis)
a llevarme allá. (Bis)
Él va a volver, a llevarme allá. (Bis)
Porque mi hogar no está acá.
Mis pecados han sido lavados,
redimido soy. (Bis)

395 ALLÁ EN EL MONTE HOREB

Allá en el monte Horeb, la zarza ardía. (Bis)


Moisés quería saber por qué la zarza ardía
quería saber por qué no se consumía.

Oyó una voz del cielo que le decía, (Bis)


¡Quita, quita, quita las sandalias de tu pies
porque el lugar que pisas santo es! (Bis)

396 MI SENDERO DE AMOR

Quiero andar mi Señor por Tu senda de amor


Elevándome más y más por doquiera impartiendo
Alegría, y solaz pero lleno de Tu bondad.

Mi sendero de amor llena hoy Señor,


Que Tu Espíritu guíe mi pie;
Y que siempre al andar lleno esté de Tu amor
El camino por donde voy.

Tenme cerca de Ti, oh mi buen Salvador


No permitas jamás, jamás,
Que yo vague sin luz, sin destino y sin paz;
Mi sendero de amor llena hoy.

La jornada fugaz pronto terminará


Y no habrá más sufrir allá,
Permitidme cantar al augusto Señor
Mi sendero de amor llena hoy.

397 SOLO TU ERES SANTO

Solo Tú eres Santo, solo Tú eres digno,


Tú eres precioso y maravilloso.
En la cruz moriste y resucitaste;
// Tu me distes vida y muy pronto volverás. //
Derrama de Tu Espíritu, y que Tu luz brille,
que Tu gloria llene ahora mismo este lugar.

398 JESUS SOBRE EL MAR

Un día en Sus misiones el bendito Jesús


Mirando que era tarde, se fue al monte a orar,
Después de estar a solas con Su Padre de luz,
Mirando caminaba por las olas del mar. //

Por eso sus discípulos tuvieron temor,


De estar viendo un fantasma
Andando en el mar,
Cuando Él les dijo que no tuvieran temor,
Entonces se alegraron de ver a su Señor.

Es Pedro quien le dijo, si Tú eres mi Señor,


Has que vaya andando, a donde tú estás,

Jesús le da la orden y empieza a caminar,


Y por dudar andaba hundiéndose en el mar. //

399 Y LOS FARISEOS DECÍAN SIN CESAR

Y los fariseos decían sin cesar


// Ese hombre es pecador //
Y los fariseos decían sin cesar
// Ese hombre es pecador //
// Si es pecador, yo no lo sé
Lo único que sé que Él me sanó
Una cosa sé que habiendo sido ciego
Ahora yo veo la luz de mi Señor.
// La luz de mi alma que me dio Jesús
Cuando por la fe yo miré al Salvador. //
400 GRANDES Y MARAVILLOSAS SON TUS OBRAS

Grandes y maravillosas son Tus obras,


Señor Dios todopoderoso.
Justos y verdaderos son Tus caminos,
Rey de los santos, Rey de los santos.
Aleluya, amén. (4 veces)
Amén, amén.

¿Quién no temerá, Señor y glorificará tu nombre?


Pues solo Tú eres Santo, por lo cual
todas las naciones vendrán, y te adorarán y te adorarán.
Aleluya, amén. (4 veces)
Amén, amén.

Temed a Dios y dadle Gloria,


porque la hora de Su juicio ha llegado.
Y adorad a Aquel que hizo el cielo y la tierra,
el mar, y las fuentes de las aguas.
Aleluya, amén. (4 veces)
Amén, amén.

401 AMARTE SOLO A TI SEÑOR

/// Amarte sólo a ti Señor ///


Y hacer Tu voluntad
Seguir Tu caminar, Señor
Seguir sin desmayar Señor
Seguir hasta el final, Señor,
Y no mirar atrás

Corro:
Seguir Tu caminar, Señor
Seguir sin desmayar Señor
Seguir hasta el final, Señor,
Y no mirar atrás

/// Confiar tan solo en Ti, Señor ///


y hacer Tu voluntad.
Seguir Tu caminar, Señor
Seguir sin desmayar Señor
Seguir hasta el final, Señor,
Y no mirar atrás

402 LOS ÁNGELES CANTAN

Los ángeles cantan


Y se alegran ya,
Y el Señor los mira
Y les dice desde allá,
// Que alegre y contento
Está mi pueblo amado
Cantando alabanzas
Al Señor Jehová. //

403 ÉL ME SOSTENDRÁ

/ / Él me sostendrá, / /
Mi Jesús que tanto me ama Él me sostendrá.

Él no quiso ver perdida Mi alma en la maldad,


Dio su sangre por salvarme Él me sostendrá.

/ / Él me sostendrá, / /
Mi Jesús que tanto me ama, Él me sostendrá.
404 AUNQUE UN EJÉRCITO

// Aunque un ejército acampe contra mí,


no temerá mi corazón//.
//Aunque contra mí ¡Aleluya! se levante guerra,
yo estaré confiado en mi Salvador//

405 ORANDO SIN CESAR VENCEREMOS

//Orando sin cesar venceremos.//


Para poder vencer necesitas el poder;
en el nombre del Señor venceremos.

Venceré porque Él está conmigo.


Venceré porque es mi amigo fiel.
Venceré, vencerás, venceré, vencerás.
En el nombre del Señor venceremos.

406 CRISTO VICTORIA DA

Cristo victoria da, sí la da, sí la da.


Cristo victoria da, sí, sí, sí,

El diablo no triunfará, no podrá, no podrá


El diablo no triunfará, no, no, no.

407 CRISTO ES SIN IGUAL

Cristo es sin igual, sin igual, sin igual.


Cristo es sin igual para mi. No hay otro Salvador.
No hay otro Salvador. Cristo es sin igual para mi.
408 CADA PASO QUE DAS

Cada paso qua das por la senda que vas,


Hay un Dios que te ve. Dios te ve, Dios te ve.
Mira bien el camino por donde vas. Dios te ve,
Dios te ve, engañarlo jamás tu podrás.

409 SOLDADITOS

Somos soldaditos, siervos del Señor.


Vamos en defensa de nuestro Evangelio.
Ta ta ra ra ta ta ta - ta ta ra ra ta ta también
Ta ta ra ra ta ta ta - ta ta ta ta. Taaaaaa.

Aunque pequeñitos, vamos ya marchando.


Cristo, nuestro jefe, nos está llamando.
Ta ta ra ra ta ta ta - ta ta ra ra ta ta
Ta ta ra ra ta ta ta - ta ta ta ta. Taaaaaa.

410 QUE DIOS TE BENDIGA

Que Dios te bendiga, que alce el Señor


a ti Su rostro y te dé paz, y te dé- paz;
que Dios haga brillar en ti Su rostro
y se apiade, y se apiade de ti
se apiade el Dios de amor;
/////// A--mén. ///////

411. EN EGIPTO ESCLAVO FUI

En Egipto esclavo fui, sí, sí, oh sí.


En Egipto esclavo fui del rey Faraón.
/ / Triste muy triste está Mi corazón lloraba,
Hazme libre Señor.

Coro
/ / Libre, Tu me hiciste libre
Tu me hiciste libre, libre Señor. / /

Fue Moisés a Faraón, sí, sí, oh sí.


Fue Moisés a Faraón y le dijo así;
/ / deja ir a mi pueblo para rendirle culto
Ha dicho el Señor. / /

Faraón se endureció, sí, sí, oh sí.


Faraón se endureció no los dejó ir.
/ / Dios envió diez plagas, Desenvainó Su espada,
Nos dio la libertad. / /

Ahora que libre estoy, si, si, oh si.


Ahora que libre estoy, libre para ti,
Quiero rendirte culto, quiero cantarte Gloria,
gloria a ti Señor. Quiero rendirte culta,
quiero cantarte Gloria, gloria a ti Señor.

Gloria, gloria, ¡aleluya!


Gloria, ¡aleluya! a Ti Señor!

412. MI PEQUEÑITA LUZ

Mi pequeñita luz, la dejaré brillar. (2 veces)


Brillará, brillará, brillará.

También en mi casita la dejaré brillar. (2 veces)


Brillará, brillará, brillará.

Doquiera que yo vaya, la dejaré brillar. (2 veces)


Brillará, brillará, brillará.

413. MIREN QUE BUENO


/ / ¡Miren qué bueno, qué bueno es! / /
Miren que bueno es cuando
los creyentes están juntos,
Es como aceite bueno derramado sobre Aarón.

/ / ¡Miren qué bueno, qué bueno es! / /


Miren que bueno es cuando
los creyentes están juntos,
Se parece al rocío sobre los montes de Sión.

/ / ¡Miren qué bueno, qué bueno es! / /


Miren que bueno es cuando
los creyentes están juntos,
Porque el Señor nos manda vida eterna y bendición.

414 YO TENGO UN AMIGO

Yo tengo un amigo que me ama


me ama, me ama.
Yo tengo un amigo que me ama,
su nombre es Jesús.
Que me ama, que me ama,
que me ama, sí con tierno amor. (Bis)

Tú tienes... Tenemos... (igual).

415. LA GLORIA DE JEHOVÁ

La gloria de Jehová cayó en el Sinaí


El monte temblaba porque Dios estaba ahí.
/ / Dios estaba ahí Dios estaba ahí
El monte temblaba porque Dios estaba ahí. / /

Moisés resplandecía bajando el Sinaí


Su rostro se veía radiante como el sol
Así en aquel día cuando venga el Señor
Su pueblo que le espera, resplandecerá.
Su pueblo que le espera, resplandecerá.

416. PRONTO VENDRÁ JESÚS EL NAZARENO

/ / Pronto vendrá Jesús el Nazareno, / /


Y nos llevará al reino de los cielos
Cantando aleluya allí nos gozaremos. / /

Varones galileos que estáis mirando,


A Jesucristo que sube al cielo,
en esa misma nube un día volverá,
Y a los salvados levantará. / /

Testifiquemos que solo hay gozo,


que solo hay paz y salvación en nuestras almas,
Y venceremos al enemigo Cristo nos
lleva con victoria a la batalla.

Sonarán la trompeta en Sión (sonarán)


Sonarán, sonarán;Sonarán la trompeta
en Sión,Sonarán ¡aleluya! sonarán.

Se oye la trompeta, se oye el resonar;


Se oye la trompeta, se oye el resonar;
Se oye la trompeta, se oye el resonar;
Cristo viene en las nubes a Su iglesia levantar.
Cristo viene en las nubes a Su iglesia levantar

417. SOLDADO SOY DE JESÚS

Aunque yo no esté en la infantería, caballería, artillería;


Aunque en avión no vaya volando, pero soldado soy.
Soldado soy de Jesús, soldado soy de Jesús.
Aunque yo no esté en la infantería, caballería, artillería;
Aunque en avión no vaya volando, pero soldado soy.

418. YO TODO LO PUEDO EN CRISTO

Yo todo lo puedo en Cristo, y nada tengo que desear;


si ya tengo Su gloria Su amor y Su verdad.

Al llegar allá en el cielo, y algo nuevo que encontrar,


/ / una hermosa corona que Cristo me dará / /

419 ZAQUEO

Un hombre chiquito era Zaqueo, un hombre chiquito así.


Subió a un árbol para mirar a Cristo que pasaba por allí.

Y cuando Cristo miró hacia arriba y vio a Zaqueo allí,


le dijo: Zaqueo, bájate, apúrate, que voy a tu casa contigo.

420. EN MOMENTOS ASÍ

En momentos así, levanto mi voz, levanto mi alma a Cristo.


En momentos así, levanto mi ser, levanto mis manos a Él.
/ / Cuanto te amo Dios. Cuanto te amo Dios.
Cuanto te amo Dios, te amo. / /

421 CANTA ALELUYA

/ / Canta Aleluya al Señor / /


/ / Cristo es Rey y es Señor / /
/ / Sigue a Jesús, el buen Pastor / /
/ / Canta Aleluya al Señor. / /

422. SI ANDAMOS EN LA LUZ


Si andamos en la luz como Él está en luz,
Comunión tenemos juntos,
y la sangre del Señor Limpia al pecador,
limpia al pecador. Sí, limpia a todo pecador.

423. CANTAD ALEGRES A DIOS

Cantad alegres a Dios habitantes de toda la tierra,


venid ante Él, con mucho regocijo
reconoced que Él es el buen camino
/ / Venid ante Él. con mucho regocijo / /
alabadle, bendecid su nombre a Él
/ / Porque es el Rey de todo el Universo. / /

424. HAY PERDÓN POR LA SANGRE

Hay perdón por la sangre de Jesús.


Hay perdón por Su muerte en la cruz.
Proclamad que hay perdón, para todos hay perdón,
Los que acuden al Señor Jesús.

425. AMA SI QUIERES SER FELIZ

Ama si quieres ser feliz ama y todo cambiará


ama y así comprenderás la alegría de vivir.
El que ama a su hermano un abrazo le dará
Ama si quieres ser feliz ama y todo cambiará
ama y así comprenderás la alegría de vivir.

426. AMOR, AMOR, AMOR

Amor, amor, amor, amor


el Evangelio es Amor ama a tu enemigo
como a tu hermano Amor, amor, amor.
Paz, Paz, Paz, Paz
El Evangelio es Paz, Paz que
Sobrepasa todo entendimiento Paz, paz, paz.

427. CON ALEGRÍA SALDRÉIS

Con alegría saldréis y serás guiado con Paz


Llevarás al mundo nuevas de gran gozo
y el poder de Dios contigo estará
/ / Los montes se postrarán. / /

¡los árboles del campo palmearán al salir en fe!

428. TOMA MI MANO SEÑOR

Toma, por favor, mi mano, Señor.


Contigo quiero ir. Con sangre aquí,
pagaste por mi. Te quiero hoy servir.

Mi anhelo es poder lo malo vencer


y en santidad vivir. Toma, por favor,
mi mano, Señor. Contigo quiero ir.

429. EL SEÑOR EL DIOS ETERNO

El Señor, el Dios Eterno,


el Creador del mundo entero, no se fatiga,
ni se cansa, Su inteligencia es infinita;
/ / Él da fuerzas al cansado y al débil aumenta su vigor./ /

Hasta los jóvenes pueden cansarse,


hasta los jóvenes pueden fatigarse,
/ / Hasta los más fuertes llegan a caer. / /
Los que confían en el Señor
tendrán siempre nuevas fuerzas
/ / Podrán volar como las águilas / /
y caminar sin cansarse, y correr sin fatigarse.

430. ESTO ES LO QUE ME HACE CANTAR

/ / Esto es lo que me hace cantar que mis pecados perdonó y el cielo me


abrió esto es lo que me hace cantar.

431. GLORIA A DIOS PADRE

Gloria a Dios Padre, Gloria al Señor Jesús


Gloria al Espíritu, Fuente de vida y luz.

Te alabamos Creador del cielo y tierra


Gloria, Gloria, Gloria, Gloria, Gloria.

432. SEÑOR YO SOY TU BARRO

/ / Señor yo soy Tu barro,


haz de mi lo que quieras. / /

/ / Dame la forma que Tú quieras,


Porque Tú eres el Alfarero. / /

433. CAMINANDO

/ / Caminando, caminando a nuestro célico hogar. / /


/ / Con Cristo, nuestro Salvador, en nuestro célico hogar/ /
/ / Caminando, caminando a nuestro célico hogar. / /

434. TE AMO
/ / Te amo en el amor del Señor./ /
Veo en ti, la Gloria de Dios
Y te amo en el amor del Señor.

435. LLENA MI COPA

/ / / Llena mi copa de Tu amor, / /


que rebose de Tu amor.
Divina gracia cuán dulce es
sin merecer salvación me dio perdido fui,
pero me encontró era ciego, hoy puedo ver.

436. PROCURA CON DILIGENCIA

/ / Procura con diligencia presentarte a Dios; / /


Aprobado como obrero que no tiene de que avergonzarse.
Y que traza bien la palabra de verdad.

437. CLAMA A MI

Clama a mi, y te responderé. Clama a mí, y te enseñaré


Cosas grandes que no sabes, "dice nuestro Dios."
Pues oremos sin dudar jamás,
y tendremos bendición y paz.
Ganaremos la victoria, ¡Gloria a Dios!

438. ¿POR QUÉ TE AFANAS?

¿Por qué te afanas hoy por la mañana,


Tu corazón hoy llenas de pesar?
Si Dios tiene cuidado de las aves,
De ti sin duda ha de cuidar,
Conoce tus pruebas; tus cargas Él lleva.
Si Dios tiene cuidado de las aves,
De ti sin duda ha de cuidar.

439. LAS AVES DE LOS CIELOS

Las aves de los cielos alaban al Señor.


Los lirios en el campo le dan su loor.
Y tú también y yo también, alabemos al Señor.
Desde que Cristo me salvó,
mi alma de gozo se llenó.
Mi copa está llena y rebosando, rebosando,
rebosando. Mi copa está llena y rebosando.

440. ADMIRABLE ES JESÚS

Admirable es Jesús y tan lleno de amor


Admirable es Jesús, mi Señor.
Es su nombre sin par; siempre a Él quiero alabar.
Admirable es Jesús, mi Señor.

441. GOZO INEFABLE

Gozo inefable inunda mi alma al recordar


que Cristo me amó. Gozo inefable,
paz infinita, ¡Aleluya! Él me salvó.

442. EN MI CORAZÓN TENGO PAZ

/ / En mi corazón tengo paz. / /


Jesús me salva, Me da su vida.
En mi corazón yo tengo dulce paz.

443. YA NO HAY TEMORES


Ya no hay temores en mi ser
Si mi Jesús conmigo está.
Ya no hay pesares como ayer
Si mi Jesús conmigo va.

¿Por qué estar triste si Él me dio


paz inefable, y me salvó?
¿Por qué temer? ¿Por qué llorar?
Si mi Jesús conmigo está.

444. TREINTA PIEZAS DE PLATA

Treinta piezas de plata dieron por Jesús.


Treinta piezas de plata por Él quien es la luz,
Yo también tengo culpa de Su muerte cruel.
Yo te ruego, Dios, me perdones por ser tan infiel.

No hay satisfacción en riqueza mundanal


Si se niega al Salvador. Esta vida es sólo un sueño terrenal Cuando
andamos sin Su amor.

445 YO TENGO GOZO

Yo tengo gozo, gozo en mi corazón,


En mi corazón, en mi corazón.
Yo tengo gozo, gozo en mi corazón
¡Gloria sea a Nuestro Dios!

Yo tengo paz, paz, paz, en mi corazón.


En mi corazón, en mi corazón,
Yo tengo paz, paz, paz, en mi corazón.
¡Gloria sea a Nuestro Dios!

Yo tengo alegría, alegría en mi corazón,


En mi corazón, en mi corazón.
Yo tengo alegría, alegría en mi corazón.
¡Gloria sea a Nuestro Dios!

Yo tengo gozo, paz y alegría en mi corazón,


En mi corazón, en mi corazón.
Yo tengo gozo, paz y alegría en mi corazón.
¡Gloria sea a Nuestro Dios!

446. EN EL TREN DE LA SALVACIÓN

Yo camino por la viña del Señor


por el tren de la salvación
Voy al cielo y no me devolveré
a la vida mundanal (pu-pu)
El tiquete gratis para todos es,
el Cordero de la cruz (pu-pu)
Murió por ti, oh, escucha pecador
Oh ven acompáñame (pu-pu)

447. POR FE CONTEMPLO REDENCIÓN

Por fe contemplo redención, la fuente carmesí;


Jesús nos da la salvación; Su vida dio por mí,

Coro
La fuente sin igual hallé,
De vida y luz el manantial;
¡Oh, gloria a Dios, me limpia a mí,
me limpia a mí, me limpia a mí!

Mi vida entrego a mi Jesús, las dudas Él quitó;


Mi alma goza en Su luz, Mis deudas Él pagó.

¡Cuán inefable gozo es saber que salvo soy!


Mi Rey aquí es mi Jesús; Al cielo sé que voy.
¡Oh, gracia excelsa de mi Dios! Profundo es el amor
De mi Jesús, divina luz, Cordero Redentor.

448. HAY UNA SENDA QUE EL MUNDO NO CONOCE

Hay una senda que el mundo no conoce;


Hay una senda que yo pude encontrar;
En Cristo tengo la salvación de mi alma;
Cristo es la senda que me puede salvar.
En Cristo tengo la salvación de mi alma
Cristo es la senda que me puede salvar.

Las amistades y todos mis parientes


Fueron las gentes que yo relacioné;
Me aborrecieron por causa de Su nombre
Cuando supieron que a Cristo me entregué;
Me aborrecieron por causa de Su nombre
Cuando supieron que a Cristo me entregué.

Y aquel camino de tantos sufrimientos,


Aquel camino que el mundo me trazó,
Fue transformado en aquel feliz momento
Cuando mi Cristo a mí me rescató;
Fue transformado en aquel feliz momento
Cuando mi Cristo al cielo me llamó.

449. VISIÓN PASTORAL

Eran cien ovejas las de Su rebaño;


Eran cien ovejas que amante cuidó,
Pero en una tarde al contarlas todas,
Le faltaba una, le faltaba una y triste lloró.

Coro
Las noventa y nueve dejó en el aprisco,
Y por la montaña a buscarla fue;
La encontró gimiendo, temblando de frío;
Ungió sus heridas, la cargó en sus hombros y al redil volvió.

Esta antigua historia vuelve a repetirse;


Hay aún ovejas que errabundas van;
Con el alma rota van por los collados,
Temblando de frío, vagando en el mundo, sin Dios y sin luz.

Pero todavía existen ministros


Que por la montaña a buscarlas van,
Y cuando las hallan, las traen al camino,
Al camino bueno, la verdad y vida que es Cristo el Señor.

Si tú eres un alma que sufre angustia


De sentirse sola en cruel lobreguez,
Hoy te traigo nuevas, nuevas de gran gozo,
Es el Evangelio que salva y redime y te da la luz.

Sea en la montaña o en la cumbre agreste,


Ya fuera en el valle o en abismo cruel,
Cristo el buen pastor quiere en pastos verdes
confortar tu alma, vendar tus heridas y darte la paz.

450 OH, AMOR DE DIOS SU INMENSIDAD

¡Oh, amor de Dios! Su inmensidad,


El hombre no podría contar,
Ni comprender la gran verdad
Que Dios al hombre pudo amar.
Cuando el pecar entró al hogar
de Adán y Eva en Edén, Dios les sacó,
mas prometió un Salvador también.

Coro
¡Oh, amor de Dios! brotando está,
Inmensurable, eterna¡;
Por las edades durará, Inagotable raudal.

Si fuera tinta todo el mar,


Y todo el cielo un gran papel,
Y cada hombre un escritor,
Y cada hoja un pincel,
Nunca podrían describir
el gran amor de Dios Que al hombre
pudo redimir de su pecado atroz.

Y cuando el tiempo pasará con cada reino mundanal,


Y cada reino caerá con cada trama y plan carnal,
El gran amor del Redentor por siempre durará;
La gran canción de Salvación Su pueblo cantará.

451. MANOS CARIÑOSAS

Manos cariñosas, manos de Jesús;


Manos que llevaron la pesada cruz;
Manos que supieron sólo hacer el bien,
¡Gloria a esas manos¡ ¡Aleluya, amén'.

Blancas azucenas, lirios de amor,


Fueron esas manos de mi Redentor;
Manos que a los ciegos dieron la visión
Con el real consuelo de Su gran perdón.

Manos que supieron calmar el dolor,


¡Oh, manos divinas de mi Redentor!
Que multiplicaron los peces y el pan,
Manos milagrosas que la vida dan.

Manos que sufrieron el clavo y la cruz


Manos redentoras de mi buen Jesús;
De esas manos bellas yo confiado estoy;
Ellas van guiando, pues al cielo voy.
¡Oh, Jesús! Tus manos yo las vi en la Biblia
y vertí mi llanto con el corazón;
Vi Tus dos heridas y la sangre vi
Que Tú derramaste por salvarme a mí.

452. TE VENGO A DECIR

Te vengo a decir, te vengo a decir,


Oh, mi Salvador, que yo te amo a Ti,
Que yo te amo a ti, con el corazón.
Te vengo a decir, te vengo a decir
toda la verdad; te quiero, Señor,
Te amo, Señor, con el corazón.

Coro
Yo quiero cantar, yo quiero cantar
de gozo y de paz; Yo quiera llorar,
yo quiero llorar de felicidad.
Te vengo a decir, te vengo a decir
toda la verdad, te quiero, Señor,

Te amo, Señor, con el corazón.


Te quiero seguir, te quiero seguir,
Oh, mi Salvador, y darte mi ser,
Y darte mi ser, mi Amigo, mi Dios.
Te quiero servir, te quiero servir
mi Dios y mi Rey; Te vengo a poner
todo lo que soy; recíbelo, Dios.

453. MI CULPA EL LLEVÓ

Cansado y triste vine al Salvador;


Mi culpa Él llevó, mi culpa El llevó;
Eterna dicha hallé en Su amor; mi culpa El llevó.
Coro
Mi culpa Él llevó, mi culpa Él llevó;
Alegre siempre cantaré. Al Señor
Gozoso alabaré, porque Él me salvó.

Borrados todos mis pecados son;


Mi culpa Él llevó, mi culpa Él llevó;
A Él feliz elevo mi canción; mi culpa Él llevó.

Ya vivo libre de condenación; mi culpa


Él llevó, mi culpa Él llevó; Su dulce paz
tengo en mi corazón; mi culpa Él llevó.

Si vienes hoy a Cristo, pecador, tu culpa


llevará, tu culpa llevará; Perdón tendrás
si acudes al Señor; tu culpa llevará.

Ultimo Coro:
Tu culpa llevará, tu culpa llevará,
Y limpiará tu corazón; Y dirás feliz en
tu canción: "Mi culpa Él llevó."

454. AL CRISTO VIVO SIRVO

Al Cristo vivo sirvo y Él en el mundo está;


Aunque otros lo negaren, yo sé que Él vive ya.
Su mano tierna veo, Su voz consuelo da,
Y cuando yo le llamo, muy cerca está.

Coro
Él vive, (Él vive,) Él vive, (Él vive,)
Hoy vive el Salvador; conmigo está
y me guardará mi amante Redentor.
Él vive, (Él vive,) Él vive, (Él vive,)
Me imparte salvación; sé que
Él viviendo está porque vive en mi corazón.
En todo el mundo entero contemplo yo Su amor
y al sentirme triste, consuélame el Señor;
Seguro estoy que Cristo mi vida guiando está,
y que otra vez al mundo regresará.
Regocijad, cristianos, hoy himnos entonad;
Eternas aleluyas a Cristo el Rey cantad.
Ayuda y esperanza es del mundo pecador;
No hay otro tan amante como el Señor.

455. LA GRAN BATALLA

Al Señor yo le quiero servir


porque sé que Él me puede salvar,
Él promete llevarme a vivir
donde siempre lo puedo mirar.

Coro
He peleado la batalla Señor
le diré mi carrera al terminar
y también he guardado la fe sólo
espero que me vengas a llevar.

Con aquellos que no tienen fe


en el mundo tendré que luchar,
pues habiendo nacido de Dios
de Su amor no me quiero apartar.

Todo lo tendré que sufrir


esto no se podrá comparar,
con la gloria que Cristo
al venir a Su pueblo le tenga que dar.

La corona de justicia allí


está preparada al que lucha hasta el fin,
que el Señor, Justo Juez
nos dará en el día en que ha de venir.
456 VIDA NUEVA ENCONTRÉ

/ / Ya mi vida se la debo a Jesús mi Señor


Porque Cristo mi alma salvó. / /

Coro
/ / Vida nueva encontré en la cruz de
Jesús, porque Cristo mi deuda pagó. / /

/ / Yo me rindo a los pies de Jesús mi Señor


porque fui un infiel pecador. / /

/ / Pecador, el Santo Espíritu te llama a ti;


Ven a Cristo y salvo serás. / /

457. YO QUISIERA HABLARTE

Yo quisiera hablarte del amor de Cristo,


Pues en Él hallé un amigo fuerte y fiel.
Por su gracia transformó mi vida entera;
Lo que en esta vida soy lo debo a Él.

Coro
Nadie pudo amarme como Cristo,
Es incomparable Su amistad;
Sólo El pudo redimirme del pecado
Por su amor y su bondad.

Mi alma estaba llena de aves y tristezas,


Llena estaba de miserias y dolor;
Con ternura Cristo me tendió la mano,
Y me guió por el sendero del amor.

Cada día viene a darme nuevo aliento;


A mi corazón infunde dulce paz;
No comprenderé por qué vino a salvarme,
Hasta que en el cielo pueda ver Su faz.

458. LA CRUZ EXCELSA

La cruz excelsa al contemplar do Cristo allí por mí murió,


De todo cuanto estimo aquí, lo más precioso es Su amor.

No busco gloria ni honor sino en la cruz de mi Señor.


Las cosas que me encantan más las sacrifico por Su amor,

De Su cabeza, manos, pies, Preciosa sangre corrió allí.


Corona de espinas fue la que Jesús llevó por mí.

El mundo entero no será dádiva digna de ofrecer.


Amor tan grande y sin igual en cambio exige todo el ser.

459 LA PUERTA ES CRISTO

La puerta es Cristo ara entrar al reino celestial,


Si quieres tú participar apártate del mal.

Coro
¿Por cuál camino vas si tú resuelto estás?
Bien sabes que a Jesús tu cuenta le darás.
¿Por cuál camino vas?

Son dos caminos los que van hacia la eternidad,


El más angosto es el de Dios, el ancho es de Satán.

Por el más ancho sólo van, todos los que hacen mal,
También su pago lo tendrán en el fuego infernal.

No seas infiel, ven a Jesús, dale hoy tu corazón,


Si quieres tú participar apártate del mal.
460 FELIZ, FELIZ CUMPLEAÑOS

Feliz, feliz cumpleaños deseamos para ti;


Que el Dios Omnipotente te quiera bendecir.

Coro
¡Feliz, feliz cumpleaños! Que Dios en Su bondad
Te dé muy larga vida salud, felicidad.

A Dios le damos gracias que con amor sin par,


Al fin de otro año hermoso te permitió llegar.

Oremos pues, unidos, Que te bendiga aun más,


Te colme en lo futuro de bien, prosperidad.

461. MARAVILLOSA GRACIA

Maravillosa gracia vino Jesús a dar,


Más alta que los cielos, más honda que la mar.
Más grande que mis culpas lavadas en la cruz
Es la maravillosa gracia de Jesús.

Coro
Inefable es la divina gracia, Es inmensurable cual la mar,
Fuente preciosa para el pecador, el pecador
Perdonando todos mis pecados,
Cristo me limpió de mi maldad;
Alabaré Su dulce nombre por la eternidad.

Maravillosa gracia, gracia de compasión,


Gracia que sacia el alma con plena salvación,
Gracia que lleva al cielo, gracia de paz y luz
Es la maravillosa gracia de Jesús.

Maravillosa gracia llama con dulce voz,


Llámanos a ser hechos hijos de nuestro Dios;
Colma de Su consuelo nos llena de virtud
Es la maravillosa gracia de Jesús.

462. JESÚS ESTÁ LLAMANDO

El Señor Jesús está llamando, quién al campo


a trabajar irá, quién irá buscando a los perdidos,
quién la senda les enseñará.

Coro
Háblame, oh háblame, heme aquí responderé:
Señor, háblame, te diré, heme aquí, oh envíame Señor.

Cuando el trozo del carbón ardiente al profeta


fiel purificó, al oír la voz que le llamaba
mándame Señor él respondió.

Hay millones que en pecados mueren escucha


su llanto de dolor, acudid con tiempo a rescatarles
quien dirá, oh envíame Señor.
Pronto el tiempo de la siega pasa pronto iremos
al celeste Edén, ojalá que aquel solemne
día Cristo allí nos diga: Hiciste bien.

463. UN SACRIFICIO VIVO

Has buscado la paz y divino solaz,


y deseas que crezca tu fe;
Pero es menester alma y cuerpo traer
al altar cual ofrenda a tu Rey.

Coro
Te has puesto en el santo altar de tu Dios
Te has entregado al Señor.
Sólo así tú tendrás su descanso y solaz
y sus ricas delicias de amor.
Para andar con Jesús y gozarte en la luz
y vivir libre de la maldad;
Llevas presto al altar para sacrificar
lo que tengas a su voluntad.

la dulzura de Su bendición.
Del colmarnos de amor del Bendito Señor,
sin rendirnos en consagración.

Satisfecho estarás, paz y gozo tendrás;


Un amor cual las ondas de¡ mar;
Y verás lo que es el sentarte a sus pies,
Cuando traigas tú todo al altar.

464. OH, SÍ QUIERO VERLE

Voy feliz al dulce hogar por fe en Jesús,


Y luchando por traer almas a la luz,
Dardos encendidos mil vienen contra mí,
Mas yo sé, por la fe venceré aquí,

Coro
Oh, si quiero verle, ver al Salvador,
Quiero ver su rostro lleno de amor,
En aquel gran día yo he de cantar,
Ya pasó todo afán, todo mi pesar.

En las olas del turbión Cristo guardará,


Mi barquilla guiará hasta el puerto allá,
Yo tranquilo puedo estar, mi piloto es Él,
Es mi Rey, tengo fe, sé que Él es fiel.

En servir al Salvador por los valles voy,


Donde muchas sombras hay más seguro estoy,
Muchos triunfos obtendré, nunca faltará,
Mi Jesús, es la luz, El me sostendrá.
465. VICTORIA EN CRISTO

Oí bendita historia de Jesús quien de su gloria,


Al Calvario decidió venir para salvarme a mí.
Su sangre derramada se aplicó feliz a mi alma;
Me dio victoria sin igual cuando me arrepentí.

Coro
Ya tengo la victoria, pues Cristo me salva.
No podemos saber ni por gracia tener
Buscóme y compróme con Su divino amor.
Me imparte de su gloria; Su paz inunda mi alma;
Victoria me concedió cuando por mí murió

Oí que en amor tierno, Él sanó a los enfermos;


A los cojos los mandó correr, al ciego lo hizo ver.
Entonces suplicante le pedí al Cristo amante,
le diera a mi alma la salud y fe para vencer.

Oí que allá en la gloria, hay mansiones de victoria,


Que Su santa mano preparó para los que Él salvó.
Espero unir mi canto al grupo sacrosanto
Que victorioso rendirá tributo al Redentor.

466. HAY UN PRECIOSO MANANTIAL

Hay un precioso manantial de sangre de Emanuel,


Que purifica a cada cual que se sumerge en Él
Que se sumerge en Él, que se sumerge en Él.
Que purifica a cada cual que se sumerge en Él.

Coro
/ / Si salvo soy, si salvo soy / /
Por la sangre de Cristo mi Señor ¡Aleluya!
Por la sangre de Cristo mi Señor ¡Gloria a Él!
Por la sangre de Cristo mi Señor
¡Aleluya! La sangre de su cruz.

El malhechor se convirtió pendiente de una cruz;


El vio la fuente y se lavó, creyendo en Jesús,
Creyendo en Jesús, creyendo en Jesús.
El vio la fuente y se lavó, creyendo en Jesús.

Y yo también mi pobre ser allí logré lavar;


La gloria de Su gran poder me gozo en ensalzar,
Me goza en ensalzar, me goza en ensalzar.
la gloria de Su gran poder me gozo en ensalzar.

¡Eterna fuente carmesí! ¡Raudal de puro amor!


Se lavará por siempre en ti el pueblo del Señor,
El pueblo del Señor, el pueblo del Señor.
Se lavará por siempre en ti el pueblo del Señor.

467. EL SEÑOR ASÍ ME HABLÓ

El Señor así me habló, cuán débil es tu fe,


hijo vela en oración y a ti todo seré.

Coro
Todo lo pagó, Cristo quién por mí,
libremente derramó Su sangre carmesí.

Hallo ahora Salvador, que sólo Tu poder,


puede al corazón más vil renovar y emblanquecer.

Oh Señor, Tu salvación no puedo merecer,


la fe puesta sólo en Ti, salvará mi pobre ser.

Ante el trono en Ti Señor, completo al fin seré,


Cristo mi alma rescató, para siempre cantaré.
468 CUÁN GLORIOSO SERÁ ESE DÍA

Cuán glorioso será ese día


Cuando venga Jesús el Salvador;
Los creyentes unidos como hermanos,
nos iremos todos con el Señor.

Coro
No habrá necesidad de la luz el resplandor,
ni el sol dará su luz, ni tampoco su calor;
Allí llanto no habrá, ni tristeza, ni dolor,
Porque entonces Jesús el Rey del cielo
para siempre será Consolador.

Esperamos ese día glorioso


para dar la bienvenida al Dios de amor,
Donde todo será color de rosa
en la santa fragancia del Señor.

El cristiano fiel y verdadero


y también el obrero de valor,
Y la iglesia, esposa del Cordero,
estarán en los brazos del Señor.

469. CORAZONES SIEMPRE ALEGRES

Corazones siempre alegres rebosando gratitud,


Somos los que a Dios amamos, Redimida juventud.

Coro
Siempre alegres vamos todos, llenos de felicidad;
/ / Hermosísimo el camino hacia la eternidad. / /

Dios nos guía de la mano, Nos ampara Su poder;


En Su brazo poderoso que nos quiere defender.
Si nos viera desmayados en nuestra debilidad,
Con Su gracia nos anima, Nos levanta Su bondad.

En Sus fuerzas llevaremos aun con gozo nuestra cruz;


Luego con El cantaremos en la gloria de su luz.

470. SOY PEREGRINO AQUÍ

Soy peregrino aquí, Mi hogar lejano está,


Embajador yo soy del Reino Celestial,
En los negocios de mi Rey.

Este mensaje fiel oíd, Que dijo la celeste voz;


Reconciliaos ya, Dice el Señor y Rey;
Reconciliaos hoy con Dios.

Que del pecado vil, Arrepentíos ya


Han de reinar con Él, Los que obedientes son,
Es el mensaje fiel que debo
Proclamar en los negocios de mi Rey.

Mi hogar más bello es que el valle de Sarón,


eterno gozo y paz reinarán por siempre en Él,
Allí Jesús dará eterna habitación
Es el mensaje de mi Rey.

471. MI SEÑOR, MI SEÑOR

Yo soy tu Salvador, Niégate, sígueme


Y encontrarás perdón; Mi Señor, mi Señor,
Tú eres mi Salvador. Ven a mí dice Dios,
Yo soy tu Salvador Niégate, sígueme y
encontrarás perdón.

Coro
Mi Señor, mi Señor, Crea Tu fuerza en mí Señor,
Mi Señor, Tú eres mi Salvador.

Clama a Mí pecador y encontrarás perdón,


Yo te doy protección Sí me obedeces hoy;
Si oyeres hoy mi fuerte voz, toma tu decisión,
No tardes más porque al final todo será dolor.

472. PORQUE ÉL VIVE

Dios envió a Su Hijo Cristo;


Él es amor, paz y perdón.
Por mí murió en el Calvario,
Mas de la tumba con poder resucitó.

Coro
Porque Él vive no temo el mañana;
Porque Él vive seguro estoy porque yo sé,
Ya sé que el futuro es suyo y que la vida vale,
Porque Él vive hoy.

Grato es tener a un tierno niño,


Precioso don que Dios nos da.
Cuánto mejor cuando él recibe
Al Salvador, y vida eterna gozará.

Se acabará mi vida un día;


Enfrentaré muerte y dolor.
Mas a Jesús veré en la gloria,
Y reinaré con mi triunfante Salvador.

473 YO SOLO ESPERO ESE DÍA

/ / Yo sólo espero ese día cuando Cristo volverá, / /


Afán y todo trabajo para mí terminarán;
/ / Cuando Cristo venga a Su reino me llevará. / /
Ya no me importa que el mundo
me desprecie por doquier;
pues ya no soy de este mundo,
Soy del reino celestial.
Ya sólo espero ese día cuando me levantaré
/ / de la tumba fría con un cuerpo inmortal. / /
Entonces allí triunfante y victorioso estaré;
A mi Señor Jesucristo cara a cara le veré.
Allí no habrá más tristezas, ni aflicciones para mí;
/ / Con los redimidos al Cordero alabaré. / /

474 ESTOY BIEN CON MI DIOS

De paz inundada mi senda ya esté,


o cúbrala un mar de aflicción.
Mi suerte cualquiera que sea diré.
Estoy bien, estoy bien con mi Dios.

Coro:
Estoy bien, con mi Dios,
Estoy bien, estoy bien con mi Dios. (todos)

Ya venga la prueba o me tiente Satán.


No mengua mi fe ni mi amor,
pues Cristo conoce mis culpas,
mi afán, y Su Gloria obrará en mi favor.

Feliz yo me siento al saber


que Jesús libróme del yugo opresor.
Quitó mi pecado, clavólo en la Cruz.
Gloria demos al buen Redentor.

475 TIERRA DE LA PALESTINA

Tierra bendita y divina era la Palestina,


donde nació Jesús; era de las naciones cumbre
bañada por la lumbre que derramó su luz.

Coro
Eres la historia inolvidable, porque en
tu seno se derramó, La sangre, preciosa sangre,
Del Unigénito Hijo de Dios; La sangre,
preciosa sangre, del Unigénito Hijo de Dios.

Cuenta la historia del pasado que en


tu seno sagrado vivió el Salvador,
Y en tus hermosos olivares habló a los millares,
la palabra de amor,

Quedan en ti testigos mudos que son los viejos muros


De la Jerusalén; viejas paredes destruídas,
Que si tuvieran vida, nos hablarían también.

476 PIES DIVINOS

Pies Divinos, pies Divinos, pies Divinos;


Pies Divinos, pies Divinos de Jesús,
/ / Que en la cumbre del calvario
Los clavaron en la cruz, / /

Vedlos frías y desnudos por los campos,


caminando, caminando sin cesar;
/ / Por las cumbres, por los valles
Por la orilla de la mar. / /

Van llevando por Judea la semilla


Del bendito Evangelio del amor
/ / Y calmando del enfermo
Las tristezas y el dolor. / /

¡Cuán hermosos y cuán santos, cuán benditos;


De Jesús el Nazareno son los pies!
/ / Oh, yo quiero que a la tierra
Vengan pronto otra vez. / /

Pies Divinos, pies Divinos, pies sangrantes,


Horadados por mi culpa sin igual,
/ / Nos librasteis del pecado
y del juicio eternal. / /

477 POR LA MAÑANA YO DIRIJO MI ALABANZA

Por las mañanas yo dirijo mi alabanza


A Dios que ha sido y es mi única esperanza.
Por las mañanas ya le invoco con el alma
Y le suplico que me dé Su dulce calma.
Él nos escucha, pues nos ama tanto,
Y nos alivia de cualquier quebranto.
Nos da Su mano poderosa y fuerte,
Para librarnos de la misma muerte.

Cuando la noche se aproxima, tenebrosa,


En elevarle mi oración mi alma se goza;
Siento Su paz inagotable, dulce y grata
Porque temores y ansiedad, Cristo los mata.
También elevo mi cantar al cielo
Cuando a la tierra baja negro velo.
El sol se oculta, pero queda Cristo,
A quien mis ojos en el sueño han visto.

Brilla Su lumbre bienhechora mientras duermo;


Pone Su mano sobre mí si estoy enfermo.
Me fortalece, me alienta con el sueño,
Pues es mi Dios, mi Redentor y Él es mi dueño.
Y al despertar por la mañana siento
Que Dios invade mi alma y pensamiento;
Veo a Jesús, mi Redentor Amado,
Por mi pecado en una cruz clavado.

Veo la sangre de Sus manos que ha brotado;


Veo la sangre borbotando en un costado;
Una corona con espinas en Su frente,
La multitud escarneciéndole insolente,
Pero ¡qué dicha cuando al cielo sube,
Lleno de gloria en majestuosa nube!
Pero ¡qué dicha cuando al cielo sube,
Lleno de gloria en majestuosa nube!

478 MÁS ALLÁ DEL SOL

Aunque en esta vida no tengo riquezas,


Sé que allá en la gloria tengo mi mansión.
Cual alma perdida entre las pobrezas,
De mí, Jesucristo tuvo compasión.

Coro:
/ / Más allá del sol, más allá del sol,
Yo tengo un hogar, Hogar,
bello hogar, Más allá del sol. / /

Así por el mundo yo voy caminando,


De pruebas rodeado y de tentación;
Pero a mi lado viene, consolando,
Mi bendito Cristo en la turbación.

A los pueblos todos del linaje humano


Cristo quiere darles plena salvación;
También una casa para cada hermano
Fue a prepararles a la Santa Sión.

¿Te estás preparando, muy querido amigo,


Para entrar al cielo, gloriosa mansión?
Si estás descuidado viviendo perdido,
Te irás sin duda a condenación.

479 DÍA TAN GRANDE NO PUEDO OLVIDAR


Día tan grande no puedo olvidar,
Día de gloria sin par,
Cuando en tinieblas al verme andar,
Vino a salvarme el Señor.
Gran compasión tuvo Cristo de mí,
De gozo y paz me llenó.
Quitó las sombras ¡Oh, gloria a Su nombre!;
La noche en día cambió.

Coro
Dios descendió y de gloria me llenó,
Cuando Jesús por gracia me salvó;
Fui ciego, me hizo ver y en Él renacer;
Dios descendió y de gloria me llenó.
Nací de nuevo en virtud de Jesús
a la familia de Dios;
Justificado por Cristo el Señor,
Gozo de gran bendición
Bendito sea mi Padre y Dios,
Pues cuando vine con fe,
Fui adoptado por Cristo el Amado.
loores por siempre daré.

Tengo esperanza de gloria eternal;


Me regocijo en Jesús,
Me ha presentado un bello rincón
En la mansión Celestial;
Siempre recuerdo con fe y gratitud,
Al contemplarle en la cruz,
Que Sus heridas me dieron la vida;
Alabo al bendito Jesús.

480 A LA CASA DE JAIRO

A la casa de Jairo iba Jesús;


Una gran multitud iba tras Él.
Y una pobre mujer llena de fe,
No miró la multitud, fue y le tocó.

Coro
Haz tu cual la mujer que fue y tocó
el borde del vestido del Señor.
Virtud salió de Él, y ella sanó;
Si crees tú en Él, salvo serás.

Aquel pueblo inmenso te escuchó;


Una parte creía al Señor,
Pero el resto furioso rechazó
A este Mensajero del excelso amor.

Jesucristo, fui yo quien te tocó;


Mi mal ningún doctor pudo quitar,
Mas Tu mano potente me sanó;
Ya mi alma y cuerpo traigo a Tu altar.

481 ¡GLORIA, GLORIA, ALELUYA¡

Es el Dios de los ejércitos en quien yo confiaré;


y con címbalos de gozo al Señor ensalzaré.
Él despide los relámpagos, mas nunca temeré;
Él es mi protector.
Coro
¡Gloria, gloria, aleluya! ¡Gloria, gloria,
aleluya! ¡Gloria, gloria, aleluya¡.
A Cristo doy loor,

Con ejército no gana sus victorias el Señor


ni con armas lucha contra Satanás, el Tentador.
La potencia del Espíritu,
ha dicho el Dios de amor, es lo que vencerá,

En Belén de Palestina el Señor Jesús nació,


y después de treinta años en la cruenta cruz murió.
Pero vive para siempre, pues la tumba
ya venció; Su nombre alabaré.

482 VEN AMIGO A JESÚS

Ven amigo a Jesús, pues Él murió por ti;


Recibirás la luz que quiere darte a ti.

Mi buen Jesús murió para darte perdón;


Abre tu corazón y dulce paz tendrás.

Coro
Día fatal vendrá cuando no habrá lugar;
La puerta se abre hoy, y tú podrás entrar.

Más gracia ya no habrá, pues despreciaste hoy;


Acepta, pecador, la salvación de Dios.

Las manos del Señor se abren hoy para ti;


Ven y confía en Él, y serás muy feliz.

Tus cuitas pon en Dios, pues Él las llevará;


Quitará tu pesar por Su consolación.

483 EL VINO A MI CORAZÓN

Cuan glorioso es el cambio operado en mi ser,


Viniendo a mi vida el Señor;
Hay en mi alma una paz que yo ansiaba tener,
La paz que me trajo Su amor.

Coro
Él vino a mi corazón, Él vino a mi corazón.
Soy feliz con la vida que Cristo me dio;
Él vino a mi corazón.
Ya no voy por la senda que el mal me trazó,
Do sólo encontré confusión;
Mis pecados pasados Jesús los borró;
Él vino a mi corazón,

Ni una sombra de duda oscurece Su amor,


Amor que me trajo el perdón;
La esperanza que aliento la debo al Señor;
Él vino a mi corazón.

484 VIENE OTRA VEZ

Cantan los ángeles con dulce voz.


Canten los hombres con sonora voz,
Cristo vendrá nuestro Rey vencedor.
Cristo vendrá otra vez.

Coro
Viene otra vez, viene otra vez.
En gloria viene al mundo otra vez,
Viene otra vez, viene otra vez,
Él viene pronto por mí.

Ved en la tierra los aires y el mar


Grandes señales cumpliéndose ya,
Todo indicando que pronto vendrá
Nuestro glorioso Señor.

Todos los muertos en Cristo saldrán


De sus sepulcros y alegres irán
Para encontrar a su Rey subirán;
Cristo vendrá otra vez.

¡Ven, en las nubes, oh buen Salvador!


¡Ven, en los aires te ruego Señor!
¡Ven, que Tu iglesia te espera Jesús!
Cristo vendrá otra vez.
485. EN LA NUEVA JERUSALÉN

Cuando cesen los conflictos de la vida terrenal


y dejemos este mundo de aflicción,
entraremos por las puertas de la patria celestial
en la nueva Jerusalén

Coro:
Cantaremos con los santos
la canción de redención.
En Jerusalén... En Jerusalén...
Con acentos de alegría alabando al Salvador
en la gran Jerusalén.

Aunque el mar embravecido y las olas del turbión siempre agiten


nuestra pobre embarcación, fiando en Cristo llegaremos a la playa
celestial
de la nueva Jerusalén.

Consagremos nuestras vidas al servicio del Señor.


Siempre hablemos de su grande salvación,
si en su viña trabajamos.
Nos espera galardón en la nueva Jerusalén.

En aquel país hermoso do jamás se dice adiós. Gozaremos del


descanso sin afán;
cara a cara allá veremos a Jesús quien nos salvó,
en la nueva Jerusalén.

486. Y NO LE CREYERON

Nació de una virgen, en mísero establo,


pastores y magos le fueron a ver.

Vivió en Galilea como un artesano,


dio ejemplo de vida, trabajo y amor.

Coro:
Y no le creyeron, y no le creyeron.
Subió pues al monte, llevando una cruz.

¿Quién es ese hombre? Parece un profeta...


Quizás sea Elías, o es el mismo Juan.

¿Qué humilde ese hombre? Comió con los pobres


y a los pecadores, hermanos llamó.

Y lo traicionaron, lo crucificaron,
vertió por su pueblo, su sangre en la Cruz.

Pero al tercer día, salió del sepulcro.


Él es Rey de reyes. Es Cristo Jesús.

487 TODO A CRISTO YO ME RINDO

Todo a Cristo yo me rindo,con el fin de serle fiel.


Para siempre quiero amarte y agradarle sólo a Él.

Coro
Yo me rindo a Él, yo me rindo a Él.
Todo a Cristo yo me entrego;
Quiero serle fiel.

Todo a Cristo yo me rindo, a Sus pies postrado estoy.


Los placeres he dejado, y le sigo desde hoy.

Todo a Cristo yo me rindo, sí, de todo corazón.


Yo le entrego alma y cuerpo. Busco hoy Su salvación.

Todo a Cristo he rendido; siento el fuego de Su amor.


¡Oh, qué gozo hay en mi alma! ¡Gloria, gloria a mi Señor!
488. SOY BAUTIZADO COMO MANDA
EL SALVADOR

Soy bautizado como manda el Salvador,


¡Qué grande gozo siento yo en mi corazón;
Ya las maldades las borró mi Salvador;
Quiero llegar puro y limpio a Su mansión!

Coro
Seguiré a mi Jesús, pues para mí lo del mundo se acabó,
Y ayudado por Su luz, proseguir en Sus caminos quiero yo.

Adiós mundo que hasta ayer estuve en ti,


Donde el pecado destruía mi vivir,
Yo siento gozo desde que me bauticé,
Y de volver a pecar, mejor morir.

No veo más que el camino de la fe,


Donde muy pocos han querido caminar.
Le pido a Dios que me guarde en el amor.
Para llegar puro y limpio a Su mansión.

489. POR UNA SENDA ANCHA

Por una senda ancha andaba yo, y allí a un extraño


vi, la carga que él llevaba a mí mostró,
Era una cruz que yo le vi.

Coro
Ven y trae tu cruz y sígueme,
Oí Su tierna voz llamar,
Negarle nunca puedo a quien
por mi Su vida quiso dar.
Clamé al Señor Jesús y Él me habló,
Sus manos lastimadas vi,
Las huellas del despreció que Él sufrió;

Sufrió por redimirme a mí.

Tu cruz permíteme cargar - le hablé


Y otra cruz me señaló, La misma que con miedo
deseché, Cuando antes Él me la ofreció.

490 EL QUE HABITA AL ABRIGO DE DIOS

El que habita al abrigo de Dios,


Morará bajo sombras de amor;
Sobre él no vendrá ningún mal,
Y en Sus alas feliz vivirá.

Coro
Oh, yo quiero habitar, Al abrigo de Dios,
Solo allí encontraré, Paz y profundo amor.
Mi delicia con Él Comunión disfrutar,
Y por siempre Su nombre alabar.

El que habita al abrigo de Dios,


Para siempre seguro estará,
Mil caerán y diez mil caerán también,
Mas a Él no vendrá mortandad.

El que habita al abrigo de Dios


Ciertamente muy feliz será
Ángeles guardarán su salud
Y su pie nunca resbalará.

491 YO SOY UN POBRE PEREGRINO


Yo soy un pobre peregrino, cargado
de tribulación; Mas con sincera fe espero,
La eterna gloria de Sión.

En la hermosísima ribera, del río de la


vida y luz; Gozaré de dicha eterna,
Al lado de mi buen Jesús.

Allá en el cielo no hay pecado, En la


presencia del Señor, Encontraré segura asilo,
Muy cerca de mi Redentor.

El mundo no podrá quitarme, la paz que


halló mi corazón; mas con Jesús podré gozarme,
De la más dulce comunión.

492. CRISTO ES LA PEÑA DE HOREB

Cristo es la Peña de Orbe que está brotando.


Agua de vida saludable para ti.
A todo aquel que sufre y va llorando,
La paz le ofrece con Su sangre carmesí.

Coro
Ven a tomarla que es más dulce que la miel,
Refresca el alma, satisface todo tu ser.
Cristo es la Peña de Horeb que está brotando
Agua de vida saludable para ti.

Contemplo a Cristo por mí crucificado,


En el calvario de rico manantial;
De salvación y perdón por el pecado,
De vida eterna y de gracia celestial.

Oh, pecador que vas por el desierto,


En las candentes arenas del pecar,
Oye la voz que te dice ven y bebe.
Es Jesucristo quien te quiere perdonar.

493 CAMINANDO PARA AQUEL HOGAR

Gozándome ya voy por aquel lugar.


Caminando, caminando.
Yo siempre no me quiero aquí quedar,
Caminando para aquel hogar.

Coro
Caminando, caminando;
Para aquel hogar en donde está Jesús.
Caminando, caminando;
De la mano del Señor Jesús.

Dejando este mundo y todo mal,


Caminando, caminando:
Jesús ha prometido conmigo estar,
Caminando para aquel hogar.

Yo quiero pecadores también llevar,


Caminando, caminando;
Para que Cristo los pueda hoy salvar;
Caminando para aquel hogar.

Entonces cuando a Cristo allí veré,


Caminando, caminando;
Entonces yo Su nombre alabaré
Caminando para aquel hogar.

494 JEHOVÁ MI PASTOR ES

Jehová mi Pastor es, no me faltará,


En prados preciosos me pastoreará.
Conduce Él mis pasos por senda de paz,
Y en mi alma derrama completo solaz.
Y en mi alma derrama completo solaz.

Aunque ande en el valle de sombra, al morir


No temeré males que puedan venir.
Pues Tú eres conmigo. No me aterrarán.
Tu vara y cayado me confortarán.
Tu vara y cayado me confortarán.

Mi mesa aderezas frente a la aflicción.


Mi copa rebosa de Tu bendición.
Con óleo sagrado mi sien ungirás,
Y bien infinito Tú a mi alma serás.
Y bien infinito Tú a mi alma serás.

Tus misericordias y sin igual bien


Me seguirán hasta que llegue al Edén.
Al fin en Tu alcázar y célico hogar
Por siglos sin fin voy contigo a morar.
Por siglos sin fin voy contigo a morar.

495. SOY DEUDOR

/ / Soy deudor, soy deudor


De las almas que van sin salvación. / /

/ / Y por ellas ya me desvelo;


Heme aquí, envíame Señor. / /

496 SI EN VERDAD ERES SALVO

/ / Si en verdad eres salvo di: "¡Amén! ¡Amén!” / /


Si en verdad eres salvo testifica con tu vida.
Si en verdad eres salvo di: "¡Amén! ¡Amén!"

497 Y SI TODOS TRABAJAMOS


Construye su casita la pobre hormiguita,
Construye su casita con mucho afán.
Suben por los montes, bajan por los valles.

La-ra,lara,lara,lara,lara,lara.
la-ra, lara, larala, lara, lara, la
Suben oraciones, bajan bendiciones.
La-ra, lara, lara, lara, lara, lara.
La-ra, lara, larala, lara, lara, la.

Y si todos trabajamos, unidos, unidos:


Y si todos trabajamos, ¡qué gozo será!
Tu obra es mi obra; nuestra obra es de Dios.
Y si todos trabajamos, ¡qué gozo será!

498 LA ESPERANZA DE TODO FIEL CRISTIANO

La esperanza de todo fiel cristiano


Gozar la vida, eterna salvación
Ven conmigo, sigamos al Maestro
Paz tendremos con amor y santidad.

Los horrendos pecados de este mundo


Sólo traen destrucción al corazón
Sólo cree en Jesucristo quien te salva
Y feliz serás en gloria con Jesús.

Los dolores que afligen mi existencia


Ya Jesús los llevó sobre la cruz
Sólo oye la Palabra que Él te dice
Yo soy Jehová, tu sanador y Salvador,

Tú que has puesto tu mano en el arado


No retornes tu mirada hacia atrás
Sigue a Cristo como fiel soldado
Y algún día recompensa tú tendrás.
499. LOOR A TI MI DIOS

Loor a ti mi Dios en esta noche


Por todas las bondades de este día.
¡Oh, guárdame! que Tus potentes alas
Sean para siempre la defensa mía.

De cuantas faltas hoy he cometido


Perdóname Señor, por Tu Hijo amado.
Contigo, con el prójimo y conmigo,
Quede antes de dormir, reconciliado.

Enséñame a vivir, que no me espante


La tumba más que el lecho de reposo.
Enséñame a morir para que pueda,
El día del juicio despertar glorioso.

¡Oh!, logre reposar en Ti mí alma


Mis párpados los cierre en dulce sueño.
Un sueño que vigor puede prestarme,
Para servirte al despertar mi dueño.

500 LEVANTEN LAS BANDERAS

¡Levanten las banderas los hijos del Señor!


¡Levanten las banderas los hijos del Señor¡.
Cuando Cristo venga, todo será canto
Todos cantaremos "Cristo Jesús”.
Cuando Cristo venga todo será canto
Todos cantaremos "Cristo Jesús».

501 ENVIADO SOY DE DIOS

Enviado soy de Dios, mis manos listas están


Para construir con Él un mundo fraternal.
Enviado soy de Dios, mis manos listas están
Para construir con Él un mundo fraternal.

Los ángeles no son enviados a cambiar


Un mundo de dolor por un mundo de paz.
Los ángeles no son enviados a cambiar
Un mundo de dolor por un mundo de paz.

Me ha tocado a mí hacerlo realidad


Ayúdame Señor a hacer Tu voluntad.
Me ha tocado a mi hacerlo realidad
Ayúdame Señor a hacer Tu voluntad.

502. AHORA ES TIEMPO DE ALABAR A DIOS

Ahora es tiempo de alabar a Dios,


En la presencia del Consolador,
Concéntrate en Él, Empieza a cantar,
Su presencia con poder descenderá.
¡Gloria a Dios! ¡Oh, gloria a Dios!
¡Gloria a Dios! ¡Oh, gloria a Dios!

503 TE ALABARÁN, OH JEHOVÁ

Te alabarán, ¡Oh Jehová!, todos los reyes,


Todos los reyes de la tierra.
Porque han oído los dichos de Tu boca
Y cantarán de los caminos de Jehová.

Porque la gloria de Jehová es grande


Porque Jehová es excelso en Sus caminos
Porque Jehová atiende al humilde,
Mas mira de lejos al altivo.

504. YO LE ALABO
/ / / Yo le alabo en la mañana, también al mediodía. / / /
/ / Y en la noche mi alma e alabará. / /

/ / / Yo sé que Cristo vive; lo siento en mi ser. / / /


/ / Y en la noche mi alma te alabará. / /

505 YO TENGO GOZO EN MI ALMA

Yo tengo gozo en mi alma; gozo en mi alma


Gozo en mi alma y en mi ser.
¡Aleluya gloria a Dios!
Es como ríos de agua viva, ríos de agua viva
Ríos de agua viva en mi ser.

Vamos cantando con todo el poder,


Vamos cantando con todo el poder,
Oh, gloria a Dios (oh, gloria a Dios) Oh, gloria a Él,
vamos cantando con todo el poder.

506 ¡QUÉ FELICIDAD, SOMOS CRISTIANOS!

¡Qué felicidad, somos cristianos!


¡Qué felicidad, pueblo de Dios!
Salvos por la fe en Jesucristo
"Siempre gozamos de gracia y perdón."

¡Qué felicidad, somos cristianos!


¡Qué felicidad, siervos de Dios!
Muertos con Jesús en el Bautismo
Todo ya es nuevo; lo viejo pasó.

¡Qué felicidad, somos cristianos!


¡Qué felicidad, templo de Dios!
En nosotros ya vive el Espíritu
Para guiarnos por sendas de amor.
¡Qué felicidad, somos cristianos!
¡Qué felicidad, hijos de Dios!
Nos espera en el cielo una herencia
¡Qué felicidad! ¡Qué bendición!

507. VIVA EL BUEN PASTOR

/ / / Viva el buen Pastor. / / /


En mi corazón,
No hay por qué temer al diablo el Tentador;
Porque el buen Pastor vive en mi corazón.

508 YA QUE HAS PUESTO TU MANO


EN EL ARADO

Ya que has puesto tu mano en el arado,


no retorne tu mirada hacia atrás.
/ / Sigue a Cristo como fiel soldado
y algún día recompensa tu tendrás. / /

Cristo ofrece de vida una corona.


Hay que ganarla obedeciendo al Señor.
/ / Olvidando la vieja levadura
y sirviéndole de todo corazón. / /

509 EN LAS AGUAS DE LA MUERTE

En las aguas de la muerte sumergido fue Jesús,


Mas su amor no fue apagado por Sus penas en la cruz,
Levantóse de la tumba; Sus cadenas quebrantó.
Y triunfante y victorioso, a los cielos ascendió.

En las aguas del bautismo hoy confieso yo mi fe,


Jesucristo me ha salvado, y en Su amor me gozaré,
En las aguas humillantes a Jesús siguiendo estoy,
Desde ahora para el mundo y el pecado muerto soy.

Yo que estoy crucificado, ¿cómo más podré pecar?


Ya que soy resucitado, santa vida he de llevar,
Son las aguas del bautismo mi señal de salvación,
Y yo quiero consagrarme al que obró mi redención.

510 SUENEN DULCES HIMNOS

¡Suenen dulces himnos gratos al Señor,


Y óiganse en concierto universal!
Desde el alto cielo baja el Salvador
Para beneficio del mortal.

Coro
¡Gloria! ¡Gloria sea nuestro Dios! ¡Gloria!
Sí, cantemos a una voz, Y el cantar de gloria
que se oyó en Belén, sea nuestro cántico también.

Salte de alegría lleno el corazón,


La abatida y pobre humanidad;
Dios se compadece viendo su aflicción,
Y le muestra buena voluntad.

Sientan nuestras almas noble gratitud


Hacia el que nos brinda redención;
Y a Jesús el Cristo, que nos da salud,
Tributemos nuestra adoración.

511 VEN A LOS PIES DE JESÚS

Ven a los pies de Jesús;


Ven no desprecies Su cruz.
Ven por la senda de luz,
/ / Por la senda de luz que es tan sólo Jesús,
Quien tomando su cruz, te brindó salvación;
Mira al monte de Sión. / /

Oye la voz del Señor;


Mira Su inmenso dolor.
Piensa en que Dios es amor,
/ / En que Dios es amor;
Sufrió intenso dolor por hacerte el favor
De brindarte salud en Su gran plenitud. / /

Vuelve tus ojos a Dios,


Vuelve, escucha Su voz.
Y ya no más serán dos.
/ / Uno solo con Dios, uno solo con Dios;
Ven y busca veloz aquel bello país
Do será más feliz. / /

Abrete tu corazón a quien te ofrece perdón,


Quien con Su crucifixión
/ / Consumó redención, ofreciendo el perdón
Y la consolación pues
Él quiso morir Para hacernos vivir. / /

512 VAGABA POR EL MUNDO

Vagaba por el mundo sin fe, sin esperanza,


No sabiendo que había un Salvador,
Que, por librar mi alma de muerte y pecado,
En el Calvario murió el Buen Pastor.

Coro
/ / Soy feliz, soy feliz, soy feliz, soy feliz.
Desde que Cristo me redimió. / /

Cuando desalentado estoy en esta vida,


Con el alma imploro al Salvador,
Pidiéndole me mande del cielo Su consuelo
Para poder aguantar el cruel dolor.

Eres, Jesús el lirio que perfumó mi vida;


Me libraste de toda iniquidad;
Pusiste en mi boca un canto de alabanza;
Es mi anhelo cumplir Tu voluntad.

Cerca de Ti, oh Cristo, andar yo siempre quiero;


Me ampara Tu sacrosanto amor;
Sin Ti la vida es triste, muy llena de amarguras,
Pero Tú eres mi gran consolador.

513 AL MUNDO PAZ

¡Al mundo paz, nació Jesús! Nació ya nuestro Rey;


El corazón ya tiene luz, Y paz Su santa grey,
y paz Su santa grey, Y paz, y paz Su santa grey.

¡Al mundo paz, el Salvador le vino a ofrecer!


Ya es feliz el pecador, Jesús perdón le da,
Jesús perdón le da, Jesús, Jesús perdón le da.

Al mundo Él lo juzgará con gracia y con poder;


A las naciones mostrará Su amor y Su poder,
Su amor y Su poder, Su amor, Su amor y Su poder.

514 YO TENGO UNA ESPERANZA

Yo tengo una esperanza muy grande y muy firme


Que allá en las mansiones nos hemos de ver
El día ya se acerca, señales ya se ven
Que Cristo está a la puerta, diciendo: ”ven y ve”.

Coro
Cristo bendito del cielo, es el que me ha de llevar
Para yo ir a la gloria donde yo quiero morar.
Yo soy embajador de Cristo el Salvador
Me voy a preparar a predicar Su amor
Que Cristo está a la puerta, diciendo: ”ven y ve”.

Pero si algún día me llegara la cita


Que Dios me necesita, yo tengo que ir
Por eso he confiado como un fiel soldado
Que allá en las mansiones nos hemos de ver.

Cuando yo me vaya de este triste mundo


Con gozo profundo los voy a dejar
Y un grato recuerdo de mis aflicciones
Que allá en las mansiones nos hemos de ver.

Doy gracias a mi Cristo por esta esperanza


Que sólo la alcanzan los que creen en Él
Y henchidos de gozo nuestros corazones
Que allá en las mansiones nos hemos de ver.

515. UNIDOS CANTEMOS

Cantemos hoy de corazón a nuestro buen Creador,


Que todos seamos una voz unidos en nuestro amor.

Vivamos siempre en oración amando al verdadero Dios,


Pidiéndole Su bendición en nombre de Jesús.

Estemos siempre en comunión y en nuestra libertad,


Que Dios nos dio en Su bondad por Cristo la santidad.

Digamos todos a una voz Cristo es mi redentor,


Él es también nuestra Señor y el único mediador.

516. JESÚS TE NECESITA, CRISTIANA JUVENTUD

Jesús te necesita, cristiana juventud;


Tu fuerza solicita, tu celo y tu virtud.
La frente, pues, levanta y empuña con valor
La enseña sacrosanta de Cristo, Tu Señor.

Coro
A Cristo perteneces; al mal no sirves más.
Si a Él hoy todo ofreces, con Cristo reinarás.

Es tiempo de que enciendas en fuego celestial


tu pecho, y luego emprendas la lucha sin igual
Que libra a los humanos del vicio y la maldad.
Quitando de tus manos los grillos de impiedad.

517 BUSCARÉ A MI JESÚS

Yo buscaré a mi Jesús como la gente


que lo buscaba en Capernaum.
Yo buscaré a mi Jesús como
María la Magdalena, con todo amor.

Yo buscaré a mi Jesúsccomo los niños


cuando llegaron con humildad.
Yo buscaré a mi Jesús con
diligencia y estoy seguro lo encontraré.

Yo buscaré a mi Jesús como Su madre


y Sus hermanos de Nazaret.
Yo buscaré a mi Jesús y al encontrarlo
pondré en Sus manos mi corazón

Yo buscaré a mi Jesús con entusiasmo,


con alegría, con devoción,
Y lo hallaré y le hablaré con
reverencia y humildemente le adoraré.

518 LA CENA DEL SEÑOR


Cuando partimos el pan
Recordamos a Jesucristo en la cruz
Sacrificado por nuestros pecados
Como cordero mi Jesús.
Cuando tomamos la copa
Pensamos en esa sangre que Él vertió.
Preciosa sangre Divina,
Con la que el Señor por Su amor nos compró.
Participemos con fe dignamente,
Esta es la Cena del Señor.
En comunión como buenos hermanos,
Somos el Cuerpo del Señor.
Y recordemos con alegría
Que ya muy pronto volverá,
Nuestro Señor Jesucristo,
El Verbo Divino, el Hijo de Dios.

519 GRACIAS

Gracias. ¡Oh Dios del cielo! Porque has mostrado


Hacia nosotros Tu santo amor.

Gracias, Te damos gracias, porque aun siendo


Tan pecadores nos das perdón.

Gracias, por Jesucristo, Tu Hijo Santo,


Que con Su sangre nos redimió,

Gracias, benditas gracias, por la certeza


Que ya tenemos de salvación.

520 BRILLEMOS CUAL VELITAS

Brillemos cual velitas con clara luz,


Pues así nos manda quien la luz nos dio.
Siempre en las tinieblas, sí hay brillar,
Tú en tu rinconcito, en el mío yo.

Brillemos para Dios en primer lugar


El lo siente mucho si nos ve fluctuar.
Desde las alturas Él nos ve brillar,
Tú en tu rinconcito, en el mío yo.

Brillemos hacia el mundo para aliviar


Cuando vil pecado allí se ve reinar:
Hambre, mal y llanto. Pues hay que brillar,
Tú en tu rinconcito, en el mío yo.

521 DESPIÉRTATE

Es hora de levantarnos del sueño


que nos domina, porque cerca de nosotros
Está nuestra salvación. La noche muy
avanzada, el día ya más cercano,
Salgamos de las tinieblas, vestidos de claridad.

/ / Despiértate tú que duermes,


Levántate de los muertos;
Despiértate tú que duermes,
Y Cristo te alumbrará. / /
Andemos como de día, correcta y honestamente,
Pues las cosas de la carne nos son para perdición.

Vistámonos limpiamente de lino blanco y puro,


Que son las acciones justas de los santos del Señor.

522. ABRE MIS OJOS A LA LUZ

Abre mis ojos a la luz, Tu rostro quiero ver, Jesús.


Pon en mi corazón Tu bondad, y dame paz y santidad.
Humildemente acudo a Ti, porque Tu tierna voz oí.
Mi guía sé, Espíritu Consolador.

Abre mi oído a Tu verdad. Yo quiero oír con claridad


Bellas palabras de dulce amor. ¡Oh, mi bendito Salvador!
Consagro a Ti mi frágil ser. Tu voluntad yo quiero hacer
Llena mi ser, Espíritu Consolador.

Abre mis labios para hablar, y a todo el mundo proclamar


Que Tú viniste a rescatar al más perdido pecador.
La mies es mucha, oh Señor. Obreros faltan de valor.
Heme aquí, Espíritu Consolador.

Abre mi mente para ver más de Tu amor y gran poder.


Dame Tu gracia para triunfar, y hazme en la lucha vencedor.
Sé Tú mi escondedero fiel, y aumenta mi valor y fe.
Mi mano ten, Espíritu Consolador.

Abre las puertas que al entrar en el palacio celestial,


Pueda Tu dulce faz contemplar por toda la eternidad.
Y cuando en Tu presencia esté, Tu santo nombre alabaré.
Mora en mí, Espíritu Consolador.

523. CONSAGRACIÓN

Quiera entregarme Dios, a Ti, Mi voluntad ceder.


Quieren mi vida y ser aquí A ti pertenecer.

Coro
Quiero más cerca estar de ti, Tu faz, poder contemplar;
Y anunciarle al mundo aquí De tu amor y gloria sin par.

Barro en Tus manos quiero ser. Amóldame, Señor,


Más de Tu gracia retener, Mi dulce Salvador.

Como instrumento quiero ser, las gratas nuevas dar;


Y al fin contigo allá tener Un bello y eterno hogar.
524 FIDELIDAD

Cristo, fiel te quiero ser. Dame el poder, dame el poder.


Yo contigo quiero andar Sin vacilar, sin vacilar.

Coro
En Tus pasos quiero seguir Cerca de Ti,
cerca de Ti. Y si encuentro pruebas aquí,
Dame confianza en Ti.

Con Jesús yo quiero hablar sólo con


Él, sólo con Él Paz y gozo yo tendré
Al serie fiel, al serie fiel.

Dame ardiente corazón lleno de amor,


lleno de amor. Y Tu Palabra, mi Señor,
Como guiador, como guiador.

Cada día quiero hacer Tu voluntad,


Tu voluntad; y servirte a Ti, Señor,
En humildad, en humildad.

525. ABIERTA ESTÁ LA PUERTA

Abierta está la puerta de la redención;


Quien quiera entrar recibirá perdón.
Quien abre para Cristo hoy su corazón,
Dios le dará también la salvación.

Coro:
Ven, ven ahora; sí, ven, pecador.
Acude a Cristo y el Rey; Él es tu Salvador.
En la cruenta cruz murió en tu favor;
Allí pagó tu deuda con infinito amor.
Marcado está el camino. ¿Qué más puedes hacer?
Solamente fiar en Cristo y Su poder.
Hoy puedes aceptarle y a Él obedecer,
Si la vida eterna tú quieres tener.

Abierta está la puerta; hoy puedes entrar,


Es Cristo quien te llama; Él te quiere salvar,
Si las mansiones quieres despreciar
En el tormento eterno te vas a lamentar.

526 A LOS CAMPOS QUE SON BLANCOS

A los campos que son blancos para la mies.


A los que nunca se predicó
La Palabra de Dios, buenas nuevas de paz,
Ya me voy; pues Jesús me mandó.

Coro
A los campos me voy a sembrar, y a segar
Con amor y valor; fiel he de trabajar.

Muchos hay que no saben de Cristo Jesús;


Agobiados, viven en dolor.
Ya voy a mostrarles de Dios grata luz,
Y a contarles de Su gran amor.

A los campos más duros me llaman a ir,


Y Su voz siempre quiero escuchar.
Por mí a la cruz fue Jesús a morir,
Y por Él todo quiero dejar.

527 AUNQUE SEAN COMO ESCARLATA

Aunque sean como escarlata, tus pecados lavaré,

Y si fueran como grana, níveos los haré.


Aunque sean como escarlata, tus pecados lavaré,
Aunque sean como escarlata, tus pecados lavaré.

Oye voz que te suplica: "Vuelve, vuelve a tu Señor."


Bueno es Él, compasivo, y de tierno amor.
Oye voz que te suplica: "Vuelve, vuelve a tu Señor."
Oye voz que te suplica: "Vuelve, vuelve a tu Señor."

Él aleja tus pecados, y su consecuencia atroz:


"Venid a mí, y sed salvos, dice nuestro Dios.
Él aleja tus pecados, y su consecuencia atroz.
Él aleja tus pecados, y su consecuencia atroz,

528 EL TIEMPO ESTÁ CERCA

El tiempo está cerca; de Dios la palabra


cumpliéndose está. No vagues errante,
Que Cristo amante llamando hoy está, velando está.

Coro
Hoy es el día de salud, el tiempo de salvación.
No tardes, perdido; ven a Jesús que
Él te dará su perdón.

¿Es tu vida amarga, pesada?


¿Es tu carga sin quien te pueda ayudar?
Oye a Jesucristo; benigno te llama;
"Ven, ven. Te haré yo descansar."

No pongas pretextos; No engañes a tu alma diciendo:


"Hoy será otra vez." Pues que tú no sabes
El día ni la hora de estar ante el más justo Juez.

529. NO TE AFANES

No te afanes por las cosas de la vida,


Por comida, o bebida o vestir,
Si las aves que no siembran, ni que siegan
Dios se ocupa de que puedan subsistir,
Dios se ocupa de que puedan subsistir.

No te afanes por las cosas de la vida,


Por riquezas o por lujo y vanidad,
Si a los lirios Dios los viste espléndidos,
Cuánto más de ti el Señor se ocupará.
Cuánto más de ti el Señor se ocupará.

No te afanes, pues, pensando preocupado,


Si no tienes que comer o que vestir,
Los gentiles tal vez piensen estas casas,
Pero tú eres ya cristiano de verdad.
Pero tú eres ya cristiano de verdad.

Busca el reino del Señor y Su justicia


Lo demás ya el Señor lo añadirá,
Es promesa que te hace Jesucristo
Y que fiel tu Salvador te cumplirá.
Y que fiel tu Salvador te cumplirá.

530 JESÚS EL BUEN PASTOR

Jesús el Buen Pastor, mostrando Su tierno amor,


Del vil abismo me sacó, Su mano me tendió,
Del lodo me levantó, mis pasos Él enderezó.

Coro
Querido Salvador, cantaré de Tu tierno amor,
Arde mi corazón de gratitud,
Solo no quiero andar, y a Tu lado yo quiero estar,
Llévame oh Salvador, a Tu celestial mansión.

Andando con Jesús, por sendas de vida y luz,


El mundo pierde su atracción,
Ya pertenezco a Él y anhelo servirle fiel,
El mundo es vana ilusión.

531. DULCE ES LA VOZ DEL MAESTRO

Dulce es la voz del Maestro, Se oye en todo lugar,


Venid a mí los cansados, Yo os haré descansar.
Yo quitaré vuestras penas, Gozo y paz os daré,
Venid a mí y seguidme, Lo que pidieres daré.

Coro
Mi Salvador ¡Oh cuán dulce es Su voz'.
Que me llamó, de la noche atroz.

Oye esta voz de ternura, No te desampararé,


Dame tu mano amada Y en la luz te guiaré
Cristo te doy yo mi mano, Tuyo es todo mi ser;
Yo te adoro y te amo, Guárdame con Tu poder.

El que venciere en mi nombre,


Su nombre no borraré, Sé fiel tú hasta la muerte
Y la corona daré. En la ciudad celeste,
Blancos vestidos tendré, He aquí yo vengo pronto;
Contigo yo reinaré.

532. A SOLAS CON CRISTO

A solas en el huerto yo voy,


Cuando duerme aún la floresta;
Y en quietud y paz con Jesús estoy.
Oyendo absorto allí Su voz.

Coro
Él conmigo está, puedo oír su voz,
Y que suyo dice seré.
Y el encanto que hallo en Él allí,
Con nadie tener podré

Tan dulce es la voz del Señor,


Que las aves guardan silencio,
Y tan sólo se oye esa voz de amor,
Que inmensa paz al alma da.

Con Él encantado yo estoy,


Aunque en torno lleguen las sombras;
Más me ordena a ir, y a escuchar yo voy,
533 A CADA PASO

A cada paso Cristo va a mi lado,


Con mano compasiva me guiará.
A cada instante yo Su nombre alabo;
Caminar con Él gran gozo da.

Coro
A cada paso Cristo va a mi lado,
Y a planos altos Él me guiará,
Paso final que un día habré tomado,
Que lleva a Su celeste y dulce hogar.

Siento a veces que mi fe flaquea,


Al ver tardanza de Su gran llegar,
Entonces busco a Él mi Panacea,
Y soy fuerte yendo Él a la par.

Confío en Dios no importa mi camino,


La vida eterna en Su mano está.
La llave tiene que abre mi destino,
Y a Su patria célica guiará.

534 DE LOS NIÑOS ES EL REINO

De los niños es el Reino, Jesucristo lo dijo así,


Y poniendo Sus manos sobre ellos,
Oró mi Jesús. De los niños es el Reino,
Y es el Rey quien lo dijo así,
A toditos los niños del mundo los llama Jesús.
No le nieguen a los niños que ellos puedan venir a Jesús,
Él los ama y quiere tenerlos muy cerca de sí.
Él los quiere tiernamente, sobre ellos Sus manos pondrá,
No impidan venir a los niños al tierno Jesús.

Si tú quieres ser del Reino, como un niño te has de volver,


Y cualquiera que así se humille del Reino será.
De los niños es el Reino, vengan niños, los llama Jesús.
Él los ama y quiere tenerlos muy cerca de sí.

Su voz de acción para obrar.


535. SOY FELIZ EN EL SERVICIO

Soy feliz en el servicio del Señor,


Muy alegre, tan alegre;
Tengo paz, contentamiento y amor
En servirle al Salvador.

Coro
En servir al Salvador, en servirle con amor.
¡Cuán alegre yo me siento en servir a mi Señor!

Soy feliz en el servicio del Señor,


Muy alegre, tan alegre.
Hoy dedico mis talentos al Señor;
Serviré al Salvador.

Soy feliz en el servicio del Señor,


Muy alegre, tan alegre.
En la lucha nunca faltará el valor
Que me da el Salvador.

536. CUANDO LOS SANTOS


Cuando los santos marchen ya
Hacia la patria celestial, Señor,
yo quiero estar allá cuando
los santos marchen ya.

537. LOS CIELOS NOS CUENTAN LA GLORIA

Los cielos nos cuentan la gloria,


los astros nos dan la razón.
¡Que Dios el Señor de la Gloria!
le puso caminos al sol.
Los días y las noches que pasan,
nos cantan la bella canción.

Coro
Los cielos nos cantan, los astros
nos cantan los días y las noches también.
Los cielos, los astros, los días, las noches,
el sol con sus rutas nos hablan de Dios.

El mundo que vive en pecado,


Viviendo tinieblas de horror,
No puede admirar, ¡Anhelado!
Los grandes portentos de Dios
Sus días son noches eternas
no pueden oír la canción,

Oíd un mensaje de gloria,


OID un mensaje de amor.
¿Queréis disfrutar de victoria?
Tenéis que acudir al Señor.
Es Cristo el Señor de la Gloria,
De Cristo escuchad la canción.

538 IGLESIA DE CRISTO


Iglesia de Cristo, reanima tu amor,
Y espera velando a tu augusto Señor;
Jesús el Esposo, vestido de honor,
Viniendo se anuncia con fuerte clamor.

Si falta en algunos el santo fervor,


La fe sea de todos el despertador,
Velad, compañeros, velad sin temor,
Que está con nosotros el Consolador.

Quien sigue la senda del vil pecador,


Se entrega en los brazos de un sueño traidor;
Mas para los siervos del buen Salvador,
Velar esperando es su anhelo mejor.

539 PADRE TE ADORO

Padre te adoro
Rindo mi vida delante de ti
Como te amo.
Cristo te adoro… Espíritu te adoro…

540 CANTEN, AMEN, AMEN

Canten amén, amén. Alégrense, amén.


Gloria sea a Dios, amén, amén. (Bis)

Cuando venga el Señor,


Que la gente cante con loor. (Bis)

Canten amén, amén. Alégrense, amén.


Que la gente cante con loor. (Bis)

541 ENAMORADO DE JESÚS


Al Señor amo más y más,
cada vez más y más,
crece mi amor hacia Él. (Bis)

Al pasar cada día es más dulce y fiel,


y me enamoro más y más de Él.
Sigo amándole más y más,
cada vez más y más,
crece mi amor hacia Él.

542 COMO EL CIERVO

Como el ciervo con sed busca el río,


Oh, Dios mío, te busco a ti.
Mi corazón te desea y anhela
Adorarte, mi Señor.

Coro:
Fuerza y escudo eres para mí
Mi espíritu se rinde a ti.
Mi corazón te desea y anhela
Adorarte, mi Señor.

Vales más que el oro o la plata


Tú me puedes satisfacer
Mi corazón te desea y anhela
Adorarte, mi Señor.
543 RENUEVAME

Renuévame, Señor Jesús,


Ya no quiero ser igual
Renuévame, Señor Jesús,
Pon en mí Tu corazón.

Porque todo lo que hay dentro de mí


Necesita ser cambiado, Señor.
Porque todo lo que hay dentro de mí
Corazón, necesita más de Ti.

Renuévame, Señor Jesús,


Pon en mí Tu corazón
Renuévame, Señor Jesús,
Ya no quiero ser igual.

Porque todo lo que hay dentro de mí


Necesita ser cambiado, Señor.
Porque todo lo que hay dentro de mí
/// Corazón, necesita más de Ti. ///

544 CUAN BELLO ES EL SEÑOR

// Cuan bello es el Señor,


Cuan hermoso es el Señor,
Cuan bello es el Señor.
Yo le quiero adorar. //

// La belleza de mi Señor,
Nunca se agotará,
La hermosura de mi Señor,
Siempre resplandecerá. //

545 CRISTO ERES MI ROCA FUERTE

// Cristo eres mi Roca Fuerte,


Yo se que en Ti seguro estoy,
Cristo eres mi Roca Fuerte,
Confío siempre en Tu santo amor.
Confío siempre en Tu santo amor. //

Tengo esperanza, tengo futuro,


Tiene algo para mí, Seguro estoy, seguro estoy.
// Cristo eres mi Roca Fuerte,
Yo se que en Ti seguro estoy,
Cristo eres mi Roca Fuerte,
Confío siempre en Tu santo amor.
Confío siempre en Tu santo amor. //

Fiel y muy fuerte, Es Tu palabra,


Tú me libertaras, seguro estoy, seguro estoy.

546 MARAVILLOSO, MARAVILLOSO

Maravilloso, maravilloso es Cristo para mí,


Consejero, Príncipe,
Dios poderoso sí.
Él me salva, Él me guarda
a mí un pecador.
Gloria sea para siempre al Redentor.