Está en la página 1de 5

C.

JUEZ MIXTO DE LO CIVIL Y FAMILIAR EN TURNO


DEL QUINTO DISTRITO JUDICIAL
EN EL ESTADO DE NUEVO LEON.
PRESENTE:

IGNACIO RODRIGUEZ GONZALEZ, mexicano, mayor de


edad, casado, comerciante, sin adeudos fiscales y señalando como domicilio la
finca marcada con el número 109 de la Calle Vía Lombardia, Colonia Villas Premier,
en Apodaca, Nuevo León, ante Usted con respeto comparezco y expongo:

Que por medio del presente escrito, por mis propios derechos
ocurro a Usted a fin de promover el JUICIO ORDINARIO CIVIL SOBRE
DIVORCIO NECESARIO INCAUSADO en contra de mi esposa la señora DORA
LUZ PORTES GUERRERO, quien tiene su domicilio en la finca marcada con el
número 701 de la calle Hacienda La Fé, Colonia Ex Hacienda EL Rosario, en Juárez,
Nuevo León, y de quien reclamo los siguientes conceptos:

A) Disolución del Vínculo Matrimonial.


B) Terminación de la Sociedad Conyugal.

HECHOS

1.- En fecha 1 de Octubre del 2000, el suscrito y mi ahora


demandada contrajimos matrimonio civil, por el régimen de Sociedad Conyugal,
con todos los requisitos de ley, como lo demuestro con la documental
correspondiente y adjunta al presente escrito.

2.- Los cónyuges procreamos 1-una hija de nuestra unión


conyugal, la cual lleva por nombre NALLELY MONSERRAT, ambos de
apellidos RODRIGUEZ PORTES, la cual a la fecha es menor de edad, como se
demuestra con la certificación del Registro Civil correspondiente y adjunta al
presente escrito.

3.- Los consortes establecimos nuestro domicilio conyugal


en la finca marcada con el número 701 de la calle Hacienda La Fé, Colonia Ex
Hacienda EL Rosario, en Juárez, Nuevo León.

4.- Es el caso C. Juez, que el suscrito he tenido múltiples


desacuerdos y desavenencias conyugales con mi ahora demandada, lo que ha
provocado nuestra separación física desde el mes de Abril del 2006, motivos que
hacen imposible nuestra convivencia en armonía, razones por las cuales me veo en
la imperiosa necesidad de promover el presente procedimiento judicial a fin de que
se declare la disolución del vínculo matrimonial y se declare la terminación de la
sociedad conyugal.

5.- De igual manera, es pertinente hacer mención que en


fecha 6- seis de junio del 2007-dos mil siete, fue reformado a través del decreto
91 el artículo 952 del Código de Procedimientos Civiles, el cual establece lo
siguiente:

“Todos los problemas inherentes a la familia se consideran de


orden público, por constituir ésta la base de la integración de la
sociedad. Tratándose de menores y de obligaciones alimentarias,
así como de todos los demás casos del orden familiar, el Juez está
obligado a suplir la deficiencia de la queja en los planteamientos
de hecho y de derecho y demás aspectos de la demanda y de
otras promociones legales y a velar por el interés superior de
menores o incapacitados.”

Así pues, considerándose que el presente asunto es una cuestión relacionada con
los derechos y obligaciones inherentes al orden familiar, en el dictado de la
sentencia del presente juicio, le suplico a su señoría se aplique el numeral antes
referido, supliendo en su caso las deficiencias de hecho o de derecho en el
planteamiento de mi demanda y de otras promociones legales que obren en el
presente juicio; en el entendido de que ello únicamente se realizará en caso de
que en el procedimiento haya deficiencias que afecten el contexto de la familia
trascendiendo a sus miembros.

También constituye un hecho notorio que la Suprema Corte de Justicia de la


Nación, en lo relativo al tema que nos ocupa, ha emitido la jurisprudencia por
contradicción de tesis cuyo rubro y texto es el siguiente:

TESIS JURISPRUDENCIAL 28/2015 (10a.)


DIVORCIO NECESARIO. EL RÉGIMEN DE DISOLUCIÓN DEL MATRIMONIO QUE
EXIGE LA ACREDITACIÓN DE CAUSALES, VULNERA EL DERECHO AL LIBRE
DESARROLLO DE LA PERSONALIDAD (CÓDIGOS DE MORELOS, VERACRUZ Y
LEGISLACIONES ANÁLOGAS).
El libre desarrollo de la personalidad constituye la expresión jurídica del principio liberal de
“autonomía de la persona”, de acuerdo con el cual al ser valiosa en sí misma la libre
elección individual de planes de vida, el Estado tiene prohibido interferir en la elección de
éstos, debiéndose limitar a diseñar instituciones que faciliten la persecución individual de
esos planes de vida y la satisfacción de los ideales de virtud que cada uno elija, así como a
impedir la interferencia de otras personas en su persecución. En el ordenamiento
mexicano, el libre desarrollo de la personalidad es un derecho fundamental que permite a
los individuos elegir y materializar los planes de vida que estimen convenientes, cuyos
límites externos son exclusivamente el orden público y los derechos de terceros. De
acuerdo con lo anterior, el régimen de disolución del matrimonio contemplado en las
legislaciones de Morelos y Veracruz (y ordenamientos análogos), que exige la acreditación
de causales cuando no existe mutuo consentimiento de los contrayentes, incide en el
contenido prima facie del derecho al libre desarrollo de la personalidad. En este sentido,
se trata de una medida legislativa que restringe injustificadamente ese derecho
fundamental, toda vez que no resulta idónea para perseguir ninguno de los límites que
imponen los derechos de terceros y de orden público. En consecuencia, los artículos 175
del Código Familiar para el Estado de Morelos y 141 del Código Civil para el Estado de
Veracruz, en los cuales se establecen las causales que hay que acreditar para que pueda
decretarse la disolución del matrimonio cuando no existe mutuo consentimiento de los
cónyuges, son inconstitucionales. De acuerdo con lo anterior, los jueces de esas entidades
federativas no pueden condicionar el otorgamiento del divorcio a la prueba de alguna
causal, de tal manera que para decretar la disolución del vínculo matrimonial basta con
que uno de los cónyuges lo solicite sin necesidad de expresar motivo alguno. No obstante,
el hecho de que en esos casos se decrete el divorcio sin la existencia de cónyuge culpable
no implica desconocer la necesidad de resolver las cuestiones familiares relacionadas con
la disolución del matrimonio, como pudieran ser la guarda y custodia de los hijos, el
régimen de convivencias con el padre no custodio, los alimentos o alguna otra cuestión
semejante.
Contradicción de tesis 73/2014. Suscitada entre el Cuarto Tribunal Colegiado del
Décimo Octavo Circuito y el Segundo Tribunal Colegiado de Circuito del Centro Auxiliar de
la Cuarta Región, en apoyo del Primer Tribunal Colegiado en Materia Civil del Séptimo
Circuito. 25 de febrero de 2015. La votación se dividió en dos partes: mayoría de cuatro
votos por la competencia. Disidente: José Ramón Cossío Díaz. Mayoría de tres votos de los
Ministros Arturo Zaldívar Lelo de Larrea, José Ramón Cossío Díaz y Olga Sánchez Cordero
de García Villegas, en cuanto al fondo. Disidentes: Jorge Mario Pardo Rebolledo, quien
reservó su derecho para formular voto particular y Alfredo Gutiérrez Ortiz Mena. Ponente:
Arturo Zaldívar Lelo de Larrea. Secretario: Arturo Bárcena Zubieta. Tesis y/o criterios
contendientes: El Cuarto Tribunal Colegiado del Décimo Octavo Circuito, al resolver el
juicio de amparo directo 32/2013, dio origen a la tesis aislada número XVIII.4o.15 C
(10a.) de rubro: "DIVORCIO NECESARIO. DEBE DECRETARSE AUN CUANDO NO QUEDEN
DEMOSTRADAS LAS CAUSALES INVOCADAS, TOMANDO EN CONSIDERACIÓN EL
DERECHO FUNDAMENTAL A LA DIGNIDAD HUMANA.", publicada en el Semanario Judicial
de la Federación y su Gaceta, Décima Época, Libro 2, Tomo IV, enero de 2014, página
3051, con número de registro 2005339 y el juicio de amparo directo 339/2012, que dio
origen a la tesis aislada número XVIII.4o.10 C (10a.), de rubro: "DIVORCIO. EL ARTÍCULO
175 DEL CÓDIGO FAMILIAR PARA EL ESTADO LIBRE Y SOBERANO DE MORELOS, AL
EXIGIR LA DEMOSTRACIÓN DE DETERMINADA CAUSA PARA LOGRAR LA DISOLUCIÓN
DEL VÍNCULO MATRIMONIAL, CUANDO NO EXISTE CONSENTIMIENTO MUTUO, ES
INCONSTITUCIONAL AL RESTRINGIR EL DERECHO AL DESARROLLO DE LA
PERSONALIDAD HUMANA.", publicada en el Semanario Judicial de la Federación y su
Gaceta, Décima Época, Libro 2, Tomo IV, enero de 2014, página 3050, con número de
registro 2005338; y el Segundo Tribunal Colegiado de Circuito del Centro auxiliar de la
Cuarta Región, con residencia en Xalapa, Veracruz, en apoyo del Primer Tribunal
Colegiado en Materia Civil del Séptimo Circuito, al resolver el juicio de amparo directo
1020/2013 (cuaderno auxiliar 44/2014), en el cual sostuvo que conforme a lo establecido
en la norma fundamental, en los juicios del orden civil la sentencia definitiva deberá ser
conforme a la letra o a la interpretación jurídica de la ley, lo que por sí mismo excluye la
posibilidad de resolver asuntos en conciencia; que el artículo 4o. de ese mismo
ordenamiento, establece el interés superior de la ley en preservar la unidad familiar, lo
que conlleva a establecer, conforme a la jurisprudencia de la Suprema Corte de Justicia de
la Nación, que si el matrimonio es una de las bases de la familia, por ende, constituye una
figura jurídica en comento implica, aunque de naturaleza sui géneris, un contrato civil que
no puede disolverse unilateralmente, sino que el vínculo jurídico que se crea con su
celebración sólo puede desaparecer cuando se surtan los supuestos establecidos
expresamente en la ley.

Pues bien, del contenido de la referida jurisprudencia 28/2015 cuyo rubro dice:
“DIVORCIO NECESARIO. EL RÉGIMEN DE DISOLUCIÓN DEL
MATRIMONIO QUE EXIGE LA ACREDITACIÓN DE CAUSALES, VULNERA
EL DERECHO AL LIBRE DESARROLLO DE LA PERSONALIDAD (CÓDIGOS
DE MORELOS, VERACRUZ Y LEGISLACIONES ANÁLOGAS)” , nuestro Máximo
Tribunal determinó en esencia lo siguiente:

· Que el libre desarrollo de la personalidad es un derecho humano


y fundamental que permite a los individuos elegir y materializar los planes de
vida que estimen convenientes, por lo que, el Estado tiene prohibido interferir
en la elección de éstos.
· Que en respeto al libre desarrollo de la personalidad, no debe
imponerse medidas restrictivas como el exigir la demostración de
determinada causa de divorcio para lograr la disolución del matrimonio,
cuando no existe consentimiento mutuo de los
consortes para disolver su vínculo matrimonial;
· Que los artículos 175 del Código Familiar para el Estado de
Morelos y 141 del Código Civil para el Estado de Veracruz, al establecer
causales que hay que acreditar para que pueda decretarse la disolución del
matrimonio cuando no existe mutuo consentimiento de los cónyuges, así
como cualquier otra legislación análoga, son inconstitucionales
porque violentan el libre desarrollo de la personalidad.

Ahora bien, del contenido de los artículos 175 del Código Familiar para el Estado
de Morelos y 141 del Código Civil para el Estado de Veracruz, así como también lo
dispuesto en el artículo 267 y 268 del Código Civil para el Estado de Nuevo León,
es palpable que dichos numerales de las anteriores legislaciones son
analogas, cuya inconstitucionalidad se decretó en la jurisprudencia por
contradicción de tesis antes mencionada que lleva por rubro: “DIVORCIO
NECESARIO. EL RÉGIMEN DE DISOLUCIÓN DEL MATRIMONIO QUE
EXIGE LA ACREDITACIÓN DE CAUSALES, VULNERA EL DERECHO AL
LIBRE DESARROLLO DE LA PERSONALIDAD (CÓDIGOS DE MORELOS,
VERACRUZ Y LEGISLACIONES ANÁLOGAS)”, esto, atendiendo que todos ellos
establecen diversos tipos de causales a acreditar a fin de que se pueda decretar la
disolución del matrimonio cuando no existe mutuo consentimiento de los
cónyuges. En esa tesitura, dichos preceptos, como lo delimitó nuestro Máximo
Tribunal, restringen sin justificación alguna el derecho relativo al desarrollo de la
personalidad el cual está estrechamente relacionado con la libre modificación del
estado civil de las personas, que deriva a su vez de la dignidad humana, conforme
al cual todas las personas tienen derecho a elegir el estado civil en que deseen
estar, pues el libre desarrollo de la personalidad comprende, entre otras
expresiones, la libertad de contraer matrimonio o no hacerlo.

Tomando en cuenta las anteriores consideraciones, el suscrito le


manifiesto a Usted C. Juez mi voluntad de divorciarme de la ahora
demandada, solicitando la disolución del vínculo matrimonial en ejercicio
de mis derechos humanos relativos a el libre desarrollo de la
personalidad, así como mi derecho a contraer matrimonio o no hacerlo.

6.- Le manifiesto a Usted C. Juez, que todos los datos de mi


demanda son ciertos.

DERECHO

COMPETENCIA.- Es Usted competente C. Juez para conocer del


presente asunto de conformidad con lo dispuesto en los artículos 98, 99, 100,
111 y demás relativos y aplicables del Código de Procedimientos Civiles para el
Estado de Nuevo León.

FONDO DEL ASUNTO.- Se encuentra el fundamento para la


presente acción en los numerales aplicables del Código Civil para el Estado de
Nuevo León, así como en las tesis jurisprudenciales y criterios de nuestro máximo
tribunal y sus salas.

PROCEDIMIENTO.- Se encuentra regulado por lo dispuesto


en los artículos 638 al 645 el Código de Procedimientos Civiles para el Estado de
Nuevo León.

PRUEBAS

DOCUMENTALES PUBLICAS.- Consistentes en las


Certificaciones del Registro Civil que se acompañan al presente escrito, las cuales
se relacionan con los puntos 1 y 2 de los hechos de mi demanda.

CONFESIONAL FICTA Y JUDICIAL.- La que hago consistir


en todo lo que manifieste la parte demandada de manera judicial o extrajudicial en
cuanto favorezca a mis pretensiones.

PRESUNCIONAL LEGAL Y HUMANA.- Consistente en todas


las deducciones lógico y jurídicas que su señoría haga conforme a lo que se actúe
a fin de averiguar la verdad histórica y legal para llegar a dictar una Sentencia
Favorable a mis intereses.

Por lo anteriormente expuesto y fundado, a Usted C. Juez


concluyo solicitándole:

PRIMERO.- Se me tenga por presentado con el presente


escrito y documentación adjunta al mismo, promoviendo el Juicio Ordinario Civil
Sobre Divorcio Necesario en contra de mi esposa, en los términos aquí señalados.

SEGUNDO.- Se declare fundado el presente juicio y se


decrete la disolución del vínculo Matrimonial así como también la terminación de la
sociedad conyugal.
TERCERO.- Se me tenga por autorizados a los CC. LICS.
EDILBERTO GONZALEZ ELIZONDO y JESUS SOLIS CARLOS, de conformidad
con los dispuesto en el artículo 78 del Código de Procedimientos Civiles para el
Estado.

CUARTO.- Solicito se me dé acceso a la página web del


Tribunal Virtual con la clave de Usuario goneli_abogados perteneciente al
primero de los profesionistas anteriormente mencionados, lo anterior para Enviar
Promociones y Recibir Notificaciones por dicho medio electrónico.

“PROTESTO LO NECESARIO CONFORME A DERECHO”


Cadereyta Jiménez, Nuevo León a Abril del 2017.

____________________________
IGNACIO RODRIGUEZ GONZALEZ