Está en la página 1de 12

U.·. T.·. O.·. A.·. A.·. G.·. I.·.

Universi Terrarum Orbis Architectonis Ad Gloriam Ingentis

In Deo Fiducia Nostra

SUPREMO CONSEJO DEL GRADO 33 DEL RITO ESCOCÉS ANTIGUO Y


ACEPTADO PARA LA REPÚBLICA DEL PERÚ

Sant.·. de MM.·. SS.·. “Fenix N° 1”


Camp.·. de Lima

«Historia Sucinta del S:.C:.G:. 33º para la Republica del Peru,


Periodo 1830-1930; Enseñanzas y Lecciones Aprendidas»

V.·. H.·. Jose Raúl Ubaldo Aliaga 4°

28 de Febrero de 2019 e:.v:.

Página 1 de 12
Con vuestra venia, P:.M:.
Con vuestra anuencia, Muy Poderoso Soberano, I:.P:.H:. Hector Arturo Farfán Stamp
Gran Canciller y Secretario General del Sac:. Imp:.,I:.P:.H:. Amador Navarro Ponce de Leon
Gran Tesorero del Sac:. Imp:., I:.P:.H:. Antonio Rolando Alfaro Roman
II:. PP:. HH:., EE:. HH:., PP:. HH:., VV:. HH:. Todos

HISTORIA SUSCINTA DEL PERIODO 1830-1930


Como antecedente a la creación del S:.C:.G:.33 es relevante mencionar la fundación de nuestra
República como resultado de la acción de varios ejércitos sudamericanos que acudieron en nuestra
ayuda para derribar el dominio español, lo cual era necesario porque sin la libertad del Perú ningún
otro país estaba seguro de su libertad.

En 1821, el General Don Jose de San Martin trajo, en su ejército de Los Andes, militares argentinos,
chilenos y orientales; a su vez, Bolívar, en su ejército Neogranadino, trajo a colombianos,
venezolanos y ecuatorianos, de tal suerte que, la mayoría de los integrantes que constituían la elite
de ambos ejércitos eran masones comprometidos con la causa emancipadora y muchos de ellos
iniciados en Logias de Francia.

En 1817 ya existían Logias en Lima y Lambayeque y a partir de 1821 se incrementan; algunos


miembros, como el General San Martin, provenían de la célebre Logia Lautaro de Argentina.

Luego de la independencia, era necesario extirpar todo lo que fuera colonial o de tinte ibérico.
Derrumbar a España fue rápido, pero reorganizarse fue muy difícil y lento. El país se hallaba en una
confusión por la miseria fiscal y la violenta vida militar; ante el desorden aparecieron caudillos para
asaltar el poder, por consiguiente, este tipo de comportamientos y ambiciones penetraron también
en nuestros templos masónicos.

En los primeros años de vida Republicana funcionaban 9 Logias simbólicas y 6 Capitulos Rosa Cruz,
todos dependientes del Grn:. Oriente de Bogotá. Tras la disolución de la Gran Colombia debido a
la anarquía y crisis política de 1828, las Logias del Perú creyeron que también había desaparecido
el Grn:. Ort:. Nacional de Colombia y, sumado a las dificultades de comunicación por la gran
distancia existente, se consideró necesario formar una Gran Logia Independiente para la República
del Perú.

En este escenario, un 2 de noviembre de 1830, se funda el S:. C:. G:. 33, por 9 II:. PP:. HH:. que
poseían °33, bajo la dirección del presbítero H:. José María Monzón de Aquino Hernández
(sacerdote católico ordenado el 31 de enero de 1818 además, ex Capellán de la Armada de la
Independencia) a quien por ser el de mayor antigüedad le correspondió actuar como Instalador
eligiendo como Sob:. Grn:. Com:. al H:. Gral don Domingo Tristán y Moscoso (veterano de la batalla
de Macacona - Ica, durante las guerras de la independencia) quien hizo posible la organización y
funcionamiento de tan importante Potencia nacida en un ambiente de inquietud, lucha y
renacimiento.

En el año de 1833 le fue otorgada la Carta Constitutiva por el Supremo Consejo de Francia,
reconociendo al S:. C:. G:. 33 como el rector, fundador y regulador de las Logias Simbólicas y de
todos los Altares y Cuerpos Superiores Masónicos en la Republica del Perú.

El flamante S:. C:. G:. 33, desde su fundación, contribuyo al adoctrinamiento ciudadano de respeto
a la ley y el amor a la Patria y al estudio de las posibilidades políticas y sociales de nuestra Nación,
asimismo, trabajo por la felicidad humana y por su emancipación progresiva y pacífica, asegurando

Página 2 de 12
la dignidad del rito y la unión fraternal, manteniendo a la Institución soberana y respetable desde
sus inicios.

En su devenir fue levantando Columnas, Altares de Grados Filosóficos y Logias Simbólicas, llegando
también a dar Cartas Constitutivas a Logias que se formaban en las repúblicas del Ecuador y Chile,
países que recién en 1910 y 1871, respectivamente, formaron Potencias Masónicas
independientes. Asimismo, contribuyo de distinta manera a la fundación de la Gran Logia del Perú.

El 11 de agosto de 1831, se formó el primer Gran Oriente del Perú, siendo su Gran Maestre el
R:.H:. Tomas M. Riplez Eldrege, integrando a las Log:. Simb:. que habían renunciado a su filial del
Gran Oriente de Bogotá.

Pese al esfuerzo de muchos HH:., al poco tiempo las actividades de ambas Potencias entraron en
suspenso debido a la crisis reinante: revoluciones, traiciones y desacierto en general, hasta que el
1ro de noviembre de 1848 se restaura el Grn:. Ort:. del Perú y el 20 de enero del año siguiente se
reinstala el S:.C:.G:.33 bajo la dirección del Sob:. Grn:. Com:. H:. Juan Elizalde.

En 1852 el Supremo Gran Capitulo Real Arco de Escocia, concedió Carta Constitutiva a un Capitulo
Real Arco, llamado Estrella Boreal Nº 74, en el Callao, introduciéndose así el antiguo rito de York en
el Perú, generando continuas disidencias por causas de jurisdicción masónica.

En 1860 en una Convención varias Logs:. Simb:. acordaron separarse del Grn:. Ort:. del Perú, para
formar la Gran Logia Nacional del Perú, separándose también las 16 Logs:. pertenecientes al S:. C:.
G:.33 para formar otro Gran Oriente Peruano.

Como ejemplo del caos reinante, citamos que en 1863, el R:.H:. Ricardo H. Hartley, representante
de la Gran Logia de Nueva York, siendo un ilustrado masón poseedor del Grn:. 33, con injerencia
y autoridad en el S:. C:. G:. 33 y en el Gran Oriente, por su propia cuenta solicito y obtuvo de la
Gran Logia de Irlanda, el invadir nuestro territorio con una Carta Constitutiva a favor de la Logia
Duke of Leissester Nº 151 en el Callao, lo que dio lugar a su expulsión y tiempo después se dio su
rehabilitación en nuestro Grn:. Or:., procediéndose así, como se dice, “a la criolla”.

Ante el caos por la presencia del flamante Grn:. Ort:. Peruano, con los mismos cuerpos y altares
que su rival (Grn:. Log:. Nacional), se levantó la voz del representante de la Grn:. Log:. de Nueva
York, H:. Ricardo H. Harley, proponiendo una fusión general, deponiendo su autoridad los Grandes
Maestres de ambos Grandes Orientes como base para entenderse, exponiendo un proyecto de
reformas para concluir con el cisma y la confusión; el Il:. H:. Juan B. Casanave tomo bajo sus
auspicios dicha propuesta, sin embargo solo 2 Logias del Callao aprobaron el proyecto, ante ello,
las pugnas continuaron alegando unos mayor regularidad y otros mayor antigüedad en sus trabajos,
evidenciándose abusos y dominio sin reparar los medios empleados; en el fragor de esta lucha
durante el periodo de 1860 y 1874 ocurre que de por sí solos, desaparecieron los dos Grandes
Orientes, quedando el S:. C:. G:. 33 en tranquila posesión de su jurisdicción.

Don Antonio de Sousa Ferreyra, siendo Sob:. Grn:. Com:. del S:. C:. G:. 33, promovió la Convención
de Lausana (Suiza) que se reunió el 6 de setiembre de 1875, donde los Supremos Consejos
aceptaron no inmiscuirse en los grados simbólicos, dejándolos bajo la jurisdicción de las Grandes
Logias Simbólicas, reservándose los Supremos Consejos del Rito Escoces Antiguo y Aceptado a
gobernar solamente los grados filosóficos. Esta medida salvo a la masonería mundial de la funesta
intervención de los Grandes Orientes, éxito que se debe a un peruano ilustrado, que convenció a
las Grandes Potencias Filosóficas para desprenderse de un derecho legítimo en aras de alcanzar la
armonía.

Página 3 de 12
Sin embargo, en 1879 se separaron 12 Logias pertenecientes al S:. C:. G:. 33 para abrazar el Rito de
York bajo la jurisdicción de la Grn:. Log:. Provincial de Escocia.

Era tan caótica la vida masónica del Perú desde la emancipación en 1821 hasta la guerra con Chile
en 1879, la situación no era más que el reflejo de la vida política social del país.

Así llegamos a 1881, el pabellón chileno ondeaba sobre el palacio de los Virreyes, el Perú yacía
aniquilado, la vergüenza y el dolor hacían marco a la miseria, Jehová había desatado su castigo
contra el criollismo en la turbulenta república, los jinetes del apocalipsis habían recorrido de Sur a
Norte destruyendo todo a su paso.

Muchos viejos HH:. habían caído en los campos de batalla, la experiencia de la derrota con su
consecuencia de humillaciones y miserias sacudió el alma nacional.

Harto de oírse el calificativo de despótico y absorbente, el 6 de diciembre de 1881 el S:. C:. G:. 33
emite un Decreto, firmado por el Sob:. Grn:.Com:. H:. Juan Sánchez Silva y el Sec:. Gral:. H:. Ricardo
H. Hartley, cortando los juicios masónicos a muchos HH:., invitando al Grn:. Ort:. del Perú a
fraternizar y deponer todo rencor y declarando que el S:. C:. G:. 33 renunciaba al gobierno del
simbolismo y se lo transfería íntegramente al Grn:. Ort:., quedándose únicamente con los grados
filosóficos.

Unos lo aclamaron con entusiasmo y otros lo vieron con recelo y desconfianza, y en el Grn:. Ort:.
no se sabe cuál fue su reacción, sin embargo después de 13 días ocurrió lo inesperado, exactamente
el 19 de diciembre de 1881 el Grn:. Ort:. del Perú sucumbió triste y obscuramente.

Conviene advertir que el Grn:. Ort:. del Perú era un Cuerpo por decir espurio, otorgaba grados
superiores a jefes del ejército chileno, aun cuando no habían pasado por los tres Grn:. Simb:. y ante
la reaparición clandestina de este Cuerpo siempre ocasionaba intrigas y desorden.

Se hace resaltar que a las Logs:. Simb.. que se encontraban sujetas a la autoridad del S:.C:.G:.33 y
al Grn:. Ort:. del Perú, se les aplicaban los severos Reglamentos y Constituciones dictadas en 1732
por el militar de Prusia, Federico II el Grande.

Las Logs:., libres del fantasma del Grn:. Ort:., tomaron al pie de la letra el Decreto del 6 de diciembre
de 1881 que les ofrecía la oportunidad de emanciparse, es así que resolvieron fundar la Grn:. Log:.
Simb:. del Perú, como Potencia soberana e independiente de todo otro Poder. Se formó un
Directorio Provisional compuesto por los HH:. J. F. Iriarte, Presidente, Cristian Dam, Vicepresidente
y J. A. Ego Aguirre, Sec:., para encausar los primeros trabajos de organización. Pese a las reacciones
turbulentas del fenecido Grn:. Ort:., los miembros del referido Directorio avanzaron con la ayuda
del I:.P:. H:. Ricardo H. Harley, Grn:. 33 y Grn:. Sec:. del S:. C:. del Perú, quien era iniciado yorkino,
bajo cuyos consejos y experiencias se echaron las bases para la creación de la Gran Logia del Perú,
tomando como modelo a la Gran Logia Unida de Londres.

El 25 de marzo de 1882 se instaló la Grn:. Log:. del Perú de AA:. LL:. y AA:. MM:., en forma solemne
y regular, iniciándose con 5 Logias que pertenecían al S:. C:. G:. 33 y 7 Logias que trabajaban bajo
el gobierno de la Grn:. Log:. Prov:. de Escocia.

Estas 12 Logias fundadoras son: Paz y Perfecta Unión Nº 1; Orden y Libertad Nº 2; Virtud y Unión
Nº 3; Partenón Nª 4; Honor y Progreso Nº 5; Alianza y Firmeza Nº 6; Kosmos Nº 7; Arca de Noé Nº
8; Regeneración Fraternal Nº 9; Luz de Guayas Nº 10; Constancia y Concordia Nº 11 y Perseverancia
Nº 12.

Página 4 de 12
El primer Cuadro de Grandes DD:. Y OO:. fue: Gran Maestre el R:. H:. Antonio Arenas; Dip:. Gran
Maestre el R:.H:. Julio F. de Iriarte; 1er Grn:. Vig:. el R:.H:. Tomas Lama; 2do Grn:. Vig. el R:.H:.
Antonio R. Gonzales; Grn:. Tes:. el R:.H:. José Rosemberg; Grn:. Sec:. el R:.H:. J. Arturo Ego-Aguirre
y el Grn:. Cap:. el R:.H:. Agustín Soto.

Al día siguiente de la solemne instalación, se promulgo la Constitución que lleva fecha 26 de marzo
de 1882 y los Estatutos se promulgaron el 30 de abril del mismo año, para lo cual se trabajó en
forma continuada suspendiendo y reabriendo los trabajos.

Se puntualiza que la Masonería, cuando se estableció en el Perú, fue exclusivamente Escocesa hasta
la aparición de la Gran Logia Provincial de Escocia y la fundación de la Gran Logia del Perú, ambos
del Rito de York.

La flamante Grn. Log:. iniciaba sus trabajos en forma regular y perfecta y anhelaba cultivar los lazos
de amistad con todas las Grandes Potencias del mundo, pero ocurrió lo inesperado, con fecha 5 de
abril de 1882 el S:. C:. G:. 33 del Perú lanzo un Decreto firmado por el Sob:. Grn:. Com:. Il:. P:. H:.
Francisco Javier Mariátegui y refrendado por el Sec:. Gral:. I:.P:.H:. Ricardo H:. Harley, que entre
otros dice: “Todas las Logs:. así como todos los Mas:. que continúan bajo la obediencia del S:. C:. G:.
33 suspenderán toda comunicación oficial con el Cuerpo que se instala como Grn:. Log:., hasta que
el S:. C:. G:. 33 resuelva lo conveniente”.

No se sabe por qué esta actitud del S:. C:. G:. 33, o es que no tuvieron la cortesía de anunciarles
oficialmente o es que retornaba el temor de que la Grn:. Log:. podría resultar perniciosa como
aquellos Grandes Orientes que tanta desgracia trajeron, pero cualquiera sea el motivo, esto dio
origen a una nueva división en el seno de la Masonería Nacional, que duró 46 años, en la que sin
considerarse enemigas se respetaron, sin mantener relación de amistad, haciendo más profundo el
distanciamiento por el hecho de continuar gobernando algunas Logs:. Simb:. con visible
prescindencia de la Grn:. Log:. a la que legítimamente le correspondía esta rama de la Masonería.

Este estado de cosas resultaba mortificante para la Masonería Nacional, de los problemas que
ocasionaba podemos mencionar como ejemplo:
1. Las dificultades a los MM:. MM:. peruanos en el extranjero, a quienes les negaban la entrada
a los templos alegando un estado de irregularidad.
2. En 1925 nuestro Gobierno mando construir un submarino y envió una comisión de oficiales de
marina, quienes recibían toda clase de atenciones sociales, sin embargo no les admitían
ingresar a algunas Logias de New York, Baltimore y Filadelfia, por causas de nulidad de sus
diplomas emanadas de un S:. C:. G:. 33

También era curioso observar que estas dos Potencias distanciadas una de la otra, sin embargo, se
guardaban consideraciones mutuas, como por ejemplo:
1. En 1920 el S:. C:. G:. 33 comunico a la Gnr: Log:. del Perú, el fallecimiento del Sob:. Grn:. Com:.
Il:.P:.H:. Alejandro Rivera; la Grn:. Log:. presento su condolencia y decreto se guardase duelo
en forma masónica en todas las Logs:. de su jurisdicción.
2. El 9 de abril de 1920 a la Ten:. Especial con motivo del natalicio del Past:. Grn:. Maest:. Ad
vitam, M:.R:. H:. Alberto Baroni, concurrieron varios representantes del S:. C:. G:. 33

Existieron más de 8 tentativas para soldar el eslabón roto y unificar a la Masonería Nacional, estos
esfuerzos se realizaron en 1886, 1889, 1890, 1893, 1896, 1903, 1917 y 1924; en todas ellas el
resultado ha sido un reiterado fracaso, ¿debido posiblemente a un excesivo amor propio?, ¿a tratar
dichos problemas a puerta cerrada y en el mayor misterio?, no lo entendemos. Los altos dirigentes
proponían, nombraban comisiones, discutían, protocolizaban y… fracasaban.

Página 5 de 12
Sin embargo, en el mundo profano se observaba a los HH:. de la Frat:. predicar sus hermosos
principios de igualdad y fraternidad, pero ellos mismos desmentían sus doctrinas presentándose
divididos y sin cohesión.

En 1926 en todas partes del mundo había concluido las rencillas entre los SS:. CC:. y las GG:. LL:.
por cuestiones de jurisdicción, pero en el Perú la Masonería continuaba en una anacrónica
situación.

Se puede afirmar que los esfuerzos de unificación de la dos Potencias se debió a la falta de
popularidad y por el carácter hermético con que se procedió; entonces para triunfar era necesario
excitar los ánimos preparando el terreno entre la muchedumbre Masónica de ambos Ritos, dando
conferencias explicativas sobre la organización universal de la Frat:., a fin de abrir las puertas de los
templos y visitarse mutuamente. Se sabía que desde algún tiempo algunos HH:. visitaban
clandestinamente a algunas LLog:. Escocesas y también habían HH:. Escoceses a quienes
discretamente se les recibía en TTall:. Yorkinos, comportamiento que dio lugar a formar una
bandera unionista en los HH:. Oscar Medelius, José J. San Martin, Leónidas Rivadeneyra y muchos
otros; sin embargo, algunos HH:. por tener grados superiores en Altares y otros porque temían que
se les estaría tendiendo una celada, no solo se abstenían sino que se oponían abiertamente,
alegando que la unión en todo caso debía venir desde arriba.

Día a día se ganaba partidarios, sin embargo reinaba un gran desconocimiento de los antecedentes
históricos del problema, llegándose al extremo que muchos HH:: no sospechaban que se
encontraban en un estado de irregularidad, pocos conocían los principios de la jurisdicción de las
GGrn:. LLog:. y del derecho de todo Mas:. de estar representado en Gr: Log:., es más, muy pocos
tenían noticia de la Convención de Lausana de 1875.

El movimiento, para que tuviese éxito, necesitaba producirse como los terremotos: de abajo hacia
arriba. Había que convencer y enardecer a las masas, para hacer presión en los de arriba.

La consigna era que las dos PPot:. se estrecharan en Frat:. abrazo, para ocuparse cada uno de lo
suyo en bien de la humanidad. Se trataba de batallar en el campo de las ideas, de la persuasión
Frat:. Mas:. que no admite vencedores ni vencidos.

Hacía falta la presencia de un prestigioso masón de renombre universal que apoyara la obra, ese
hombre seria el insigne escritor e investigador masónico, el I:.P:.H:. Carlos F. Betancourt Biart, Grn:.
33, único miembro de raza latina que pertenecía a la docta y científica logia de Londres “Ars Quator
Coronatorum”, cuya opinión seria concluyente y nadie, en el Perú sería capaz de enfrentársele, por
lo que el H:. Alejandro Alayza Paz-Soldan, miembro de la Log:. Simb:. Partenón Nº 4, le dirige una
carta en la que le narra una síntesis de la problemática de la Masonería en el país y finalmente,
apelando a su autoridad jurídica-masónica, le solicita resolver un cuestionario de 7 puntos:
1. ¿Son irregulares las Logias Simbólicas Escocesas sometidas a la autoridad de un S:. C:. G:. 33?
2. ¿De ser irregulares, deben afiliarse a la Grn:. Log:. del Perú?
3. ¿En este caso, deben optar por el Rito de York, o pueden ser admitidas conservando su Rito y
Liturgia Escocesa, sin perjuicio legal para la Grn:. Log:. del Perú?
4. ¿Pueden las 5 Logs: Escocesas, para regularizarse, formar una Grn:. Log:. Escocesa, sin
menoscabo a la Grn:. Log: que tiene jurisdicción territorial en el Perú?
5. ¿De no ser posible implantar la Grn:. Log:. Escocesa, es posible crear un Gr: Or:. Peruano, para
que estas Log:. puedan regularizarse?
6. ¿La creación de un Gr: Ort: volvería a producir graves conflictos, pues existiría un S:. C:. G:. 33,
una Grn:. Log:. Escocesa y una Grn: Log:. de York, lo que originaría desigualdad, pues los
Poderes Escoceses tendrían que prevalecer sobre uno de York? y,

Página 6 de 12
7. ¿Cuál sería vuestro dictamen para solucionar el actual conflicto, de manera que las Logs:.
Simb:. Escocesas se regularicen, sin menoscabo de su dignidad; sin violentar al S:. C:. G:. 33 y
con la aprobación de la Grn:. Log:. del Perú, celosa de su jurisdicción y fueros?.

Mientras el movimiento tomaba cuerpo, se puede mencionar un gesto del R:. H:. Ricardo V:
Miranda, V:. M:. de la R:.L:.S:. José de San Martin Nº 36, quien invito a las Logias Yorkinas a la Ten:.
de Iniciación del profano Sr. Vicente Vega, el 9 de agosto de 1927, llegada la hora el Templo estaba
muy concurrido y la mayor sorpresa fue que cuatro RR:.LL:.SS:. Escocesas en pleno pidieron entrada,
y ante el asombro de los presentes el V:. M:. con voz vibrante ordeno el ingreso con todos los
honores, arriesgándose a una enjuiciamiento o expulsión de la Orden y, posteriormente, al tomar
conocimiento el Grn:. Maest:. de la actitud de la Log:. Jose de San Martin, exclamo, “¡valiente
actitud, eso nos hacía falta!”. En dicha memorable Ten:. se hicieron por ambos ritos rotundas
declaraciones para proseguir unidos hasta llevar a los Grandes Poderes a sancionar lo inevitable.

Finalmente, llegó la ansiada carta-respuesta del I:.P:.H:. Betancourt, fechada el 2 de octubre de


1927, debidamente sellado, firmado y legalizado por la Sec:. de su Madre Log:. Perseverancia Nº
13, en la que daba respuesta debidamente sustentada a cada pregunta, ofreciendo la siguiente
solución:
1. Un tratado de Amistad y Alianza entre el S:. C:. y la Grn:. Log:., reconociéndose la mutua
soberanía sobre el territorio de la Republica.
2. La Gr.: Log:. se reserva el gobierno sobre todas las Logs. Simb:., con libertad en los ritos.
3. El S:. C:. del Rito Escoses Antiguo y Aceptado Gr: 33, tendrá el gobierno y soberanía de los
grados escoceses del 4º al 33º, admitiendo en sus cuerpos subordinados a masones regulares
obedientes de la Grn:. Log:. del Perú, de uno y otro Rito.
4. Formación de un Gran Capitulo y cuerpos subordinados para el gobierno de los altos grados del
Rito de York, que será reconocido por el S:. C:. y la Grn:. Log:., que admitirá en su seno a
masones regulares de ambos ritos.
5. Las Logs:. obedientes del S:. C:. ingresaran como constituyentes de la Grn:. Log:. del Perú, sin
expediente de regularización, jurando sencillamente la Constitución de la Grn:. Log:., formando
parte de la misma con todos los deberes y derechos, debiendo otorgárseles las cartas patentes
sin gasto alguno.

Inclusive, acompañó un proyecto de tratado de amistad y alianza, asimismo se dejó en


consideración las ventajas de este plan que a continuación se detalla:
1. La unidad de la Masonería Simbólica, desapareciendo la irregularidad, admitiendo como
práctica y moral masónica, la libertad de los ritos, respetando los Antiguos Limites.
2. El engrandecimiento y legalidad del S:. C:., por tener acceso al mismo los MM:. de todos los
ritos.
3. Facilidad para los MM:. del Rito de York, de poder obtener los altos grados del Rito, con
organización propia, sin perjuicio de poder ingresar en el Escocismo.
4. La falta de vencedores y vencidos, poniendo cada cosa en su debido lugar y,
5. Para resolver la problemática tan solo se necesitaba: Tolerancia por parte de todos.

Pasajes hasta lograr el Tratado de Paz y Alianza:

1. 20 noviembre 1927, entre la Masonería peruana circuló una proclama junto con la copia de la
carta del I:.P:.H:. Betancourt, haciendo mención de que existía una absurda división desde
hacía medio siglo y que había llegado la hora de la unión entre yorkinos y escoceses.
2. Muchos HH:. impotentes a enfrentarse a la lógica del H:. Bentancourt, propalaron versiones
absurdas como que se les va a imponer la liturgia de York, se va a modificar la Constitución de

Página 7 de 12
la Grn:. Log:., que se va a suprimir las contribuciones a la Grn:. Log:., se va a formar otro Grn:.
Ort:. y otras humillantes proposiciones.
3. El 22 de noviembre de 1927, el R:.H:. Alvaro de Bracamonte y Orbegoso, V:. M:. de la Resp:.
Log:. Orden y Libertad Nº 2, ante la inacción de los grandes dirigentes, en una Ten:. celebrada
en su Tall:., avanzo hacia el Ara y juro vivir desde ese momento únicamente para buscar la
unificación, luego mediante un memorial se adhirieron a esta causa las Logias Paz y Perfecta
Unión Nº 1, Arca de Noé Nº 8, Excélsior Nº 9 y Unión Amazónica Nº 5.
4. 11 diciembre 1927, en una Ten:. Trim:. el Muy Resp:. Grn:. Mtre:. H:. Benjamín Pérez Treviño,
leyó una Plch:. de la Log:. Orden y Libertad Nº 2, del rito escoces, dando cuenta de la actitud
resuelta de trabajar por la unificación, agregando que en iguales términos se habían dirigido al
S:.C:.; al respecto, el Gran Maestro dijo que hacía varios meses venía observando esta corriente
que lo llenaba de satisfacción y esperanza y por ello él no había querido impedir dichas visitas
entre los HH:. de ambos ritos.
5. Ante el silencio de las Altas esferas, no quedaba otro recurso que ponerlas en compromiso y
para ello, se volvió a molestar al H:. Betancourt pidiéndole que les dirigiera una exhortación.
6. El 13 de diciembre de 1927 el H:. Alejandro Berrio, V:. M:. de Arca de Noé Nº 8, quien se había
transformado en un ardiente unionista, acordó elevar una petición al S:. C:. G:. 33 para que
celebrase un pacto de Paz y Amistad con la Grn:. Log:.
7. Ante la impaciencia de obtener resultados pese al aluvión de la causa unionista, el domingo 18
de diciembre de 1927, un grupo de 20 LLogs:. oferentes organizaron un banquete en el Hotel
Maury, en homenaje a la Masonería Peruana, donde asistieron más de 150 HH:. de ambos
ritos; entonces se designó dos comisiones para traer de sus domicilios al I:. P:.H:.Carlos W.
Hartmann, Sob:. Grn:. Comend:. G33 y al M:.R:. H:. Benjamín Pérez Treviño, Grn:. Maest:. de
la Grn:. Log:. del Perù. A su ingreso los Altos Dignatarios fueron recibidos en medio de vítores
y aplausos, quienes muy sonrientes y gentiles departieron de la cena; luego el M:.R:.G:.M:.
Benjamin Pérez Treviño pronuncio un mesurados discurso indicando que su alma se regocijaba
ante el espectáculo que presenciaba y que sentía que la hora del amor frat:. sin reservas había
llegado; por su parte el M:.P:.S:.G:.C:. I:.P:.H:. Carlos W. Hartmann, dio lectura a un
conceptuoso y elevado discurso académico, aseverando que las causas de este triste
fenómeno se encontraban en las imperfecciones de la naturaleza humana, advirtiendo que sus
ideas y palabras no eran el mensaje oficial del Alto Cuerpo que representaba, sino la opinión
individual como ciudadano, demostrando con dicha cautela que no quería comprometerse,
dando lugar a rostros de preocupación entre los asistentes; sin embargo, cuando finalizo el
discurso una comisión de HH:. de ambos ritos se acercaron a la mesa oficial y pusieron en
manos de los Grandes Representantes una solemne declaración en la que Ambas Pot:. se
comprometían a firmar un Pacto de Paz y Alianza el 25 de diciembre y canjear los tratados el
1ro de Enero de 1928; cuando se dio lectura a dicho documento hubieron grandes aplausos,
abrazos y hurras, pero el Il:.P:. H:. Carlos Hartmann se excusó de firmar aduciendo que no
estaba autorizado para tanto y el M:.R:.H:. Benjamín Pérez, que ya se aprestaba a signar, se
abstuvo entonces; con ello todo el andamiaje de ilusiones cayó al suelo.
8. Es en esta delicada situación en que estábamos, cuando el 22 de diciembre de 1927 llega por
fin la ansiada exhortación pedida al H:. Betancourt, cuyo mensaje era exacto y bien adaptado
al momento neurálgico que padecíamos y los argumentos planteados cogían a los Altos Pod:.
sin que tengan puertas de escape, no quedándoles más recurso que proceder al pacto de
reconciliación.
9. El 27 de diciembre de 1927 quedaron conformadas las comisiones que debían discutir el
Tratado de Paz y Amistad y firmarlos ad-referéndum; por parte de la Grn:. Log:. se nombró a

Página 8 de 12
los RR:. HH:. José J. San Martin, Oscar Medelius, Enrique Gamarra Hernández y Emilio Traverso
y el S:. C:. nombró a los II:.PP:. HH:. Carlos A Tudela, Sebastián Lorente y Arnaldo Guichard.
10. En base al proyecto de Tratado enviado por el H:. Betancourt, se hizo pequeñas modificaciones
para adaptarlos a nuestro país, el día 30 de diciembre de 1927 quedo firmado ad-referéndum
el tan ansiado Pacto.
11. El 9 de enero de 1928 en sesión extraordinaria la Grn:. Log:. aprobó y ratifico en forma regular
el tratado y acordó comunicar al S:. C:. e invitarlo a la firma solemne y canje de lo pactado.

El 29 de enero de 1928 los miembros de Ambas Pot:. se reunieron en una Asamblea que tuvo lugar
en el Templo de la Fraternidad de la calle Rufas, donde los representantes del S:. C:. solemnemente
firmaron el Tratado de Paz y Alianza aprobado por la Grn:. Log:., habiendo sido refrendados y
sellados por los respectivos Secretarios, canjeándose mutuamente los históricos ejemplares a los
que se dio lectura en alta voz, dicho esto la asamblea se convirtió en un cuerpo de alegría y emoción
indescriptible.

Este importantísimo instrumento jurídico masónico, que contenía diez 10 Artículos, se logró como
resultado de nueve lustros de diversas tentativas frustradas y de no menos difíciles negociaciones.

El día 31 de enero de 1928, la R:.L:.S:. Partenón Nº 4 designó como Miembro Honorario al I:.P:. H:.
Carlos F. Betancourt, en gratitud y admiración a su elevado talento, puestos al servicio de la Mas.
Peruana.

De igual manera muchas Logs:. se sumaron a la misma causa, haciéndole miembro de Honor al
Resp:. H:. Alejandro Alayza P-S, abrumándole con honores y otorgándole medallas y diplomas.

El 13 de febrero de 1928, el I:.P:.H:. Carlos F. Betancourt, mediante una carta, solicitaba se le haga
conocer los detalles de todo lo acontecido, porque había un vivo interés en Cuba, tanto en la Grn:.
Log:. como en el Sup:. Cons:., de reunir la mayor información para traducirlo al inglés y difundirlo a
las Altas Pot:. de Norte América, para que sepan cómo trabajan los latinos y cuál es el espíritu de
armonía, fraternidad y amor a la Institución que los anima.

Febrero y marzo de 1928 fueron meses muy laboriosos, se tenía que atender detalles de
regularización de los servicios y atender la correspondencia al exterior dando cuenta de la
celebración del Pacto.

El 19 de Agosto de 1928 se descorrió el velo que cubría la efigie del I:.P:.H:.Carlos F. Betancourt, en
el salón de pasos perdidos de la Gran Logia del Perú, como un homenaje de gratitud.

Seria ingrato olvidar el nombre de Benjamín Pérez Treviño, en entonces Grn:. Maest:. de la Grn:.
Log:., quien pese a encontrarse debilitado y enfermo, puso su alma entera en la culminación de la
Obra, guiado por su experiencia y talento, ante los vaivenes de la agitada marea.

Igualmente reconocemos al I:.P:.H:. Carlos W. Hartmann, Sob:. Grn:. Com:. del S:. C:. y a sus
inteligentes colaboradores quienes, anteponiéndose a viejos prejuicios, tuvieron el gesto de
restituir al legítimo poder del Simbolismo a las Logs: que irregularmente se mantenía, limpiando
así su brillante escudo de toda mácula.

A partir de la dación del Tratado de Paz y Alianza de 1928 se iniciaba una nueva etapa en la
Masonería Nacional, sus resultados estaban en plena floración. Ahora, estamos cosechando del
huerto los exquisitos frutos de tan acertado logro.

Página 9 de 12
ENSEÑANZAS Y LECCIONES APRENDIDAS
La historia es el patrimonio de que gozan las generaciones al entrar en posesión de lo pretérito,
pero es exigible que se conozca cuál es su inventario y cuál es su riqueza, de lo contrario no se
puede hacer buen uso de ello.

La Mas:. Nacional, después de la independencia del Perú, no estuvo exento de la prolongada crisis
que heredamos y que afectó nuestra tranquilidad por muchas décadas, lo cual solo lo pudimos
superar estando unidos en fraternidad.

Para comprender el estado anacrónico de la Masonería peruana debemos repasar la crítica


situación política, social, económica y militar que reinaba en la nueva vida republicana de nuestra
Patria, caracterizada por el desorden y la imprevisión, lo que influencio en nuestra Orden
pudiéndose aplicar la máxima “como es afuera es adentro”.

Debe llamarnos la atención que nuestro S:.C:.G:.33 fue instalado por un sacerdote católico y su
primer Sob:. Grn:. Comd:. era un militar de alta graduación; ambos eran II:. PP:. HH:. °33 y
estuvieron vinculados con las acciones ligadas a nuestra Independencia Nacional.

Después de nuestra Independencia, los primeros 60 años de masonería en el Perú se puede decir
que fueron casi estériles, debido a la idea de querer ser fundadores de Grandes Orientes ante el
supuesto abuso y autoritarismo de los existentes.

Constantemente se luchó contra el S:.C:. G:. 33, apoderándose de sus atribuciones y menoscabando
su soberanía, pero lo más triste es que también se registró traiciones en el seno de nuestra propia
augusta institución, lo cual nos debe llevar a la reflexión.

El desacierto y fracaso debe constituir una enseñanza, para no volver a caer en lo mismo, pero sobre
toda la enseñanza que rescatamos es que siempre debemos estar unidos, jamás divididos.

Las Logias Simbólicas son las canteras inagotables de las que se nutre el S:.C:., siendo así, debemos
comprender que entre la G:.L:.P:. y el S:. C:. existe una interdependencia y por lo tanto solo la
cooperación mutua nos permitirá engrandecer la Orden en el Ort:. Peruano.

El S:.C:.G:. 33, en su oportunidad, hizo una mea culpa, demostrando con hidalguía su renuncia a
algo suyo, invitando a compartir el poder, en aras de convivir en paz, como se mencionara
anteriormente, emitiendo el Decreto de fecha 06 de diciembre de 1881, renunciando al gobierno
del Simbolismo.

Muchas veces nos enfrascamos en prolongadas discusiones pretendiendo imponer nuestra


voluntad, y que a la vista de extraños se ven absurdas, y que si discutiéramos razonablemente y tan
solo aplicando la tolerancia, tendríamos la clave para abrir puertas a la razón, sin que exista
vencedores ni vencidos.

En los Altos Poderes había mucho orgullo y soberbia, faltaba humildad para afrontar los problemas,
se vivía en una burbuja ajeno a los problemas de los de abajo, dichas élites no tomaban en cuenta
lo que se pensaba abajo, a cuyos anhelos hacían oídos sordos, pese a que los mismos también
significaban las aspiraciones de la Masonería en su conjunto.

Falto un diagnostico sincero para prevenir los destinos de la Orden, no se quería reconocer a los
verdaderos problemas, porque su solución implicaba perder algo, algo que ni si quiera nos
correspondía (Como eran las cinco Logias subordinadas al S:.C:.).

Página 10 de 12
Los tristes escenarios protagonizados por algunos HH:. carentes de una verdadera conciencia
masónica y del sentido de responsabilidad que ello obliga, lamentablemente comprometieron la
armonía en ambas PPot:., dañando por mucho tiempo la bien ganada imagen Institucional.

Predicábamos ser eruditos, conocedores de como son el hombre, las instituciones y la sociedad,
pero interiormente estábamos lejos de la verdad, porque nuestro alma y corazón en muchos casos
tenía rostro diferente.

La solución del problema no nació de nosotros mismos, fue necesaria la influencia externa, las
alternativas de solución planteadas las tuvimos que aceptar solo cuando nos llevaron a una
situación sin salida, estando arrinconados entre la espada y la pared.

Ahora, comprendemos y reafirmamos de la necesidad de la unidad en nuestra Orden, tanto en el


simbolismo como en los grados filosóficos, las tareas, al ser compartidas, nos aproximan a la
auténtica realización del ser humano como destino superior de una sociedad humana equitativa y
solidaria.

A nivel del continente latinoamericano, el S:.C:.G:.33 para la República del Perú, en su primer
centenario de vida institucional se condujo, digamos, decorosamente y dentro del Ort:. Peruano
actuó con intensidad en defensa no sólo de su dignidad, sino también de la Ética Masónica y del
Rito Escocés.

Nunca debemos olvidar que la masonería es universal y siempre debe reinar la fraternidad, nuestro
S:.C:., creado el 02 de noviembre de 1830, es el 8º S:.C:.Reg:. más antiguo del mundo, lo cual nos
debe llenar de orgullo y obligarnos a ser un buen ejemplo de conducta ante la Mas:. Nacional y
Mundial.

La unificación de la masonería en 1928 significó un gran paso en la historia masónica nacional, que
permitió una senda libre de molestias ocasionadas por la irregularidad en ciertas Logias y por la
hegemonía de ambas PPot:., lo que vendría después dependería de la madurez, humildad,
tolerancia y consideración entre sus líderes e integrantes en general.

Ahora que estamos próximos a cumplir el bicentenario de la independencia nacional, debemos


mantenernos unidos como en los tiempos de la independencia, allí estuvimos unidos pese a las
grandes dificultades y adversidades en todo orden; en esta celebración de importancia histórica,
ciertamente le corresponde a la Masonería Nacional un lugar de honor.

La satisfacción por nuestra labor nunca será plena, pues siempre habrá mucho por recorrer,
aprender y lo más importante, mucho que dar; lo cual debemos afrontar con ética, dignidad y
valentía, porque estamos ante una rápida evolución que desconocemos y cuya responsabilidad sin
embargo nos pertenece.

Actualmente, debemos filosofar sobre las nuevas variables que vienen afectando la vida moderna
para estar en capacidad, así como en antaño, de guiar la conciencia nacional para el logro de sus
caras aspiraciones.

Quizás sea en los campos económico y político en el que el relativismo viene distorsionando nuestra
hermosa trilogía de libertad, igualdad y fraternidad, que conocemos como neoliberalismo a los que
profesan “el todo vale”, este es el mejor argumento de los asesinos de Hiram Abif, que permite que
el arribismo substituya al mérito y la intriga al dialogo tolerante; ante ello, la masonería debe
percatarse que los neoliberales de inspiración relativista, piensan que al margen de la ética, la

Página 11 de 12
economía y la política tienen su propia legalidad y es así como pretenden conducir a la humanidad
hacia una supuesta e ilusoria justicia social.

El hombre es el fundamento de toda convivencia en libertad, igualdad y fraternidad, a pesar de sus


terribles imperfecciones, no debe perder su dignidad como criatura de Dios. Pidamos la fuerza y la
sabiduría necesaria para continuar apoyando a nuestra Orden, a que como en antaño, sea guía de
nuestro pueblo en la oscuridad y que a través de sus tradicionales santuarios se alcance un nuevo
amanecer.

Todos anhelamos que nuestro S:.C:.G:. 33 para la Republica del Perú, continúe con su marcha
inexorable, en la posesión de la Verdad, en el equilibrio de la Justicia, en la proclamación de la
Libertad y en el amor compartido en la más auténtica fraternidad.

He cumplido, P:.M:.

V:.M:. José Raúl Ubaldo Aliaga 4º

Bibliografía:
• Breve historia del pacto celebrado entre la Grn:. Log:. del Perú y el S:. C:. G:. 33, de R:. H:. Alejandro
Alayza y Paz Soldán.
• Historia del R:. E:. A:. y A:., de Alfonso Harth Bedoya
• Masonería en la Independencia del Perú, trabajo del E:.H:. Ricardo Ubillus
• Apuntes y Reseñas históricas del S:. C:.G:.33, Revistas del S:. C:. G:. 33.
• Discurso por el Aniversario del S:. C:. G:. 33, de Dr. Salvador Soriano 33º
• Discurso sobre la Historia del R:. E:. A:. y A:., del I:. P:. H:. Julio Iparraguirre Torres
• Discurso sobre Reflexiones en el Aniversario del S:. C:. G:. 33, del I:. P:. H:. Roger Jordán Palomino 33º
• Mensaje del Soberano Gran Comendador, I:. P:.H:. Miguel Atala Herrera.
• Discurso en Aniversario del S:. C:. G:.33º, del V:. M:. S:. Carlos Alberto Yrigoyen Forno 4º
• Discurso sobre la Fundación de la Grn:. Log:. del Perú, de José A. Vega Arenas 33º

Página 12 de 12