Está en la página 1de 4

BOLILLA 13

1- Situación Política después de Caseros: En la batalla de Caseros, se concreta la caída del


régimen Rosista, Urquiza el vencedor dirige un manifiesto a Buenos Aires, en la que expresa que su
ejército lo salva del despotismo que los oprimía. Proclamaba la fusión de todos los partidos, de las
ideas, del perdón general, ni vencedores ni vencidos. Todo esto para llegar a una C.N. mientras Rosas
se instala en Southampton. Urquiza tenía 2 caminos, o iniciar una guerra contra las provincias en los
cuales gobernaban los adictos a Rosas, o desechar la guerra e intentar la conciliación, la cual va a elegir.
En Buenos Aires, designa gobernador provisorio a Vicente López y Planes, que gozaba el respeto
general de la población. Luego la nueva Sala de Representantes, confirmara la decisión. Urquiza
encomendó la tarea de conversar con los gobiernos provinciales a Bernardo de Irigoyen que había sido
secretario de Rosas, misión que tuvo éxito. La respuesta de los Gobernadores fue favorable, por dos
vías. A las provincias del interior mediante el dictado de leyes y a las Litorales mediante el protocolo
de Palermo.

Protocolo de Palermo: El primer paso del proceso de constitucionalización, fue dado por el
Protocolo de Palermo. En 1852, Urquiza reunió en Palermo a los gobernadores del litoral, a los efectos
de llevar adelante el plan de organización Constitucional. Urquiza de Entre Ríos, Virasoro de Corrientes,
Leiva de Santa Fe, y López y Planes de Buenos Aires: Consideraron la situación después de la caída de
Rosas, y organizaron la autoridad que las represente. En sus considerandos determinaron que las
Relaciones Exteriores fueron delegadas a Rosas, ya que este exigió a las Provincias la entrega de estas,
con la caída del dictador las provincias recuperan la facultad, y confían: Autorizar a Urquiza el manejo
de las Relaciones Exteriores, hasta la reunión del Congreso Nacional. A consecuencia de esto en la
provincia de Buenos Aires, se creó el ministerio de R.E al mando de Luis de la Peña. De acuerdo con el
Protocolo de Palermo, para crear la constitución, se formaría la comisión representativa integrada por
un representante de cada provincia en Santa Fe. Pero Luis de la Peña, convoca directamente a los
gobernadores invitándolos a una reunión solemne para el preliminar de la CN.

Acuerdo de San Nicolás: El 31 de mayo de 1852 los 14 gobernadores suscriben el acuerdo de San
Nicolás, en San Nicolás de Los Arroyos, sientan las bases para el congreso general constituyente. Sus
disposiciones dicen: declara ley fundamental al pacto de 1831- declara libre de impuestos a los Art de
producción nacional o extranjera- provincias iguales en derecho con 2 diputados cada una- el
encargado de las R.E tendrá a su cargo la atención de los gastos del congreso, representara la
soberanía, mantendrá la paz interior, tomara el mando de todas las tropas, libre navegación de los
Ríos, y se le confiere el título de Director de la Confederación- El lugar de reunión será en Sta. Fe, y
sancionada la C.N será ley fundamental de la nación.

Proyectos Presentados: Previo a la reunión de San Nicolás, existía una oposición en contra de
Urquiza desde Bs As, en el temor de que se llegara a convertir en el nuevo dictador, Urquiza busco un
entendimiento invitando en Palermo a una reunión de notables, en la oportunidad, Juan Gregorio
Pujol, presento un proyecto en el que se buscaba: Reconformar la Confederación organizando un
gobierno provisorio - declarar a la ciudad de Buenos Aires capital - Nacionalizar dicha ciudad (aduana)
y determinar el modo del congreso constituyente futuro. A esto, Guido Vélez y Alsina se manifestaron
en contra, diciendo que solo se debía expresar como se reuniría el congreso. Por su parte, Pico López
y Gorostiaga se opusieron a la capitalización. Así, el proyecto aprobado en San Nicolás, era el
redactado por Pujol con excepción de la capitalización.

El rechazo de la legislatura Porteña. Debates: El acuerdo de San Nicolás, fue suscrito por la
provincia de Buenos Aires. El gobernador al regresar lo envía a la sala de representantes. Comienza
entonces el debate donde se criticaba que a Buenos Aires se la pusiera en igualdad jurídica que las
demás provincias, se producirá entonces una unión entre Rosistas y Unitarios, para unir las cláusulas
del acuerdo. Por su parte, Mitre lo ataca desde el punto de vista político, decía que el acuerdo creaba
una nueva dictadura. Por otro lado Vélez Sarsfield, lo ataco jurídicamente, ya que decía que el acuerdo
no tenía validez hasta que las legislaturas lo ratificasen y que con las facultades que se le otorgaban a
Urquiza quedaban disminuidos los poderes del gobernador de Buenos Aires y de las Instituciones. La
defensa del acuerdo estuvo a cargo del hijo del gobernador Vicente López, a lo que la barra impidió
continuar y a lo que este al final declaro “amo a mi pueblo Buenos Aires, pero más amo a mi patria,
que es la Republica Argentina”. Dos días después el gobernador López renunciaba y Urquiza disolvía la
sala de representantes y asumía el gobierno de representantes arrestando y desterrando a Mitre,
Alsina y Vélez Sarsfield. Urquiza designa nuevamente a Vicente López, pero este renuncia
definitivamente, Urquiza se ausenta para ir a Santa Fe para inaugurar el congreso constituyente, y
delega el mando en el Gral. José Galán, la oposición porteña manejada por Alsina, produce la
revolución del 11 de Septiembre y restablece la sala de representantes, que designa gobernador al
Gral. Manuel Pinto y establece un manifiesto “querer la organización sin que ningún hombre ni ninguna
provincia se imponga a las demás”. Pero las demás provincias seguirán firmes a la decisión de integrar
el congreso. Posteriormente se produce la secesión de Buenos Aires, que se declara estado libre,
Alberdi dice que tiene por objeto impedir la organización para continuar manejando el ingreso de la
Aduana y el monopolio de los ríos.

2- Congreso constituyente de 1852:


Buenos Aires ya había dado la espalda al interior, con la revolución del 11 de septiembre de 1852 y el
congreso constituyente se instalaba en Santa fe el 20 de noviembre de 1852, donde era la antigua casa
del cabildo (pacto federal 1831). Las invasiones por Buenos Aires contra Entre Ríos, obligaron a Urquiza
a estar ausente en la inauguración, pero da un mensaje “Amo al pueblo de Buenos Aires, me duele la
ausencia de sus representantes, pero su ausencia no quiere significar un apartamiento para siempre,
es un acto transitorio. Ni ella puede existir sin sus hermanas, ni sus hermanas sin ellas. En la bandera
Argentina hay espacio para más de 14 estrellas, pero no puede eclipsarse una sola”.

Principales Figuras:
La provincia de Santa Fe, eligió a Leiva y Seguí, como diputados, quienes estaban vinculados al
movimiento de la organización nacional. Entre Ríos a Juan María Gutiérrez, fundador de la Asociación
de Mayo, junto con Echeverria y Alvear, Córdoba a Derqui, Santiago del Estero a Gorostiaga, y
Catamarca a Ferre entre otros enviados.

Antecedentes Constitucionales y Doctrinarios:


El acuerdo de San Nicolás de los Arroyos - Pacto Federal de 1831- Constitución de 1826 - Pacto del Pilar
de 1820- Constitución de 1829 - La Asamblea del año XIII, Proyectos - Decretos de Libertad de Imprenta
y Seguridad Individual - Estatutos y Reglamentos de Mayo. Constitución Norteamericana de 1787 - La
Constitución de California - del Perú - de Chile - de Uruguay - de Ecuador - de Colombia - de México -
Cádiz y Venezuela.
Las Bases de Alberdi
“Bases y puntos de partida para la organización política de la Argentina” junto con su proyecto de
Constitución resultaría la fuente más grande de nuestra Constitución, consideraba que el país después
de Caseros estaba en situación similar hasta después de la revolución de 1810. Mediante las bases,
trataba de organizar el país tomando ciertos puntos de partida, señala las bondades y defectos de cada
uno de los textos constitucionales analizados, como ser los de todo sur América y concluye que se
encontraban en oposición con los intereses de progreso del cual dependía el país, era necesario extraer
lo bueno y desechar todo lo negativo. Consideraba la del Perú como muy atrasada, no asegurando las
garantías individuales al extranjero, y el fomento al progreso, al igual que la de México. A la de Uruguay
le reconoce virtudes de progreso, aunque careciente de garantías. A la de Chile, como la más profunda
y sensata al igual que la de Colombia, y a la de Paraguay como la más atrasada y aborrecible, por estar
en una dictadura. Ponía como principal ejemplo la CN de California 1849. Alberdi era partidario de la
inmigración (“gobernar es poblar”) como medio para el progreso y cultura, era necesario rellenar
nuestros desiertos, buscaba una inmigración de razas inteligentes y laboriosas, debía establecerse una
amplia tolerancia religiosa y la total expansión del ferrocarril. Pregonaba la división de 3 poderes, la
educación popular, a Bs As como la capital, y respecto al federalismo y unitarismo se manifestaba a
favor de un sistema mixto. Recordar que es principal exponente de la generación del 37.
Otras Fuentes:
El proyecto de constitución de Pedro de Angelis, el proyecto de CN de Gorostiaga, la doctrina de mayo
en su trilogía independencia, federación, republica, las instrucciones de Artigas a sus diputados, la
doctrina del dogma socialista, y la generación del 37, “ el federalista” recopilación de artículos referidos
a la CN de EEUU. “la democracia en América de Tocqueville”, la influencia de Suarez y Vittoria, de
Montesquieu y Rousseau.

Despacho de la Comisión de Asuntos Constitucionales:


La comisión estuvo integrada con diputados cuya influencia se destaca la de Gorostiaga y Gutiérrez en
la redacción del proyecto. Los congresistas aprobaron la mayoría de los Art sin discusión, el proyecto
coincide en líneas generales con la CN sancionada, aunque hubo algunos puntos controvertidos. En el
despacho de la Comisión se formularon las siguientes consideraciones: El congreso debe dictar una CN
federal, las provincias conservaran su soberanía e independencia pero deberán ceder una parte de sus
derechos a un gobierno general, se establece un legislativo con 2 cámaras, una igualitaria y otra de
acuerdo a la población de cada provincia, el Presidente es elegido indirectamente y el sistema es
Republicano y Representativo.
Debates:
Los debates se centraban en consideraciones tales como la falta de orden, paz, y estabilidad,
indispensables para establecer una CN, sugiriendo el aplazamiento para más adelante. El argumento
fundamental estaba radicado en la separación de Buenos Aires, y que persistía la guerra civil. Juan
María Gutiérrez, sostenía que la CN, era una herramienta para lograr la unión Nacional, por lo que
debían concretarla cuanto antes. Por otra parte se señalaba que las provincias estaban cansadas de
ser gobernadas por estatutos provisorios. Otros debates se centraban por ejemplo en el culto y la
religión, en el reclamo de que la católica sea la exclusiva del estado, pero esto, sería una falsedad ya
que no todos los habitantes eran Católicos, por lo que se declaró que se “sostuviera” solamente el
culto Católico. También se hablaba de la capital en cuyo caso siguió Buenos Aires.

3- Constitución de 1853, Contenido y Organización de los Poderes:


La Constitución fue sancionada el 1 de mayo de 1853, y promulgada por Urquiza el 25 de mayo de
ese mismo año. Se usaron como bases la fórmula prescriptiva de Alberdi, y en las constituciones de
EE.UU. y Francia.
Está precedida de un Preámbulo, donde se establecen los antecedentes y los fines de su creación.
El texto está estructurado en 3 partes: El preámbulo, la parte dogmática y la parte orgánica.

El Preámbulo: enuncia el carácter de la autoridad que sanciona la CN, es decir los representantes de
la confederación y además enumera los fines perseguidos con su sanción, (unión nacional, defensa
común, etc).
La Parte Dogmática: trata de las “Declaraciones, derechos y garantías” fija la forma de organización
del país bajo el sistema representativo, republicano y federal, la religión católica como religión oficial
del estado y la relación entre el gobierno federal y las provincias. Éstas tienen garantizadas la
subsistencia de sus instituciones y la elección de sus gobernantes, con la única condición de que
respeten el sistema republicano, asegurando el régimen municipal y la educación primaria gratuita. Su
representación en el Senado es igualitaria (tres Senadores). Entre los derechos reconoce los civiles de
los habitantes y los políticos de los ciudadanos. La libertad de trabajo, de reunión, de prensa, de
propiedad, de reunión, de asociación, de igualdad ante la ley, la libre navegación de los ríos, etc. son
recogidos en el texto de la Carta Magna. El tema del derecho a la libertad de cultos fue objeto de una
gran discusión. Zenteno era partidario de la intolerancia religiosa, y sostuvo que la libertad de cultos
no podía sancionarse por el poder civil, sino que esa atribución le correspondía exclusivamente al Papa.
De todos modos la libertad de cultos quedó consagrada entre los derechos del art. 14.
La Parte Orgánica: está dividida en 2 títulos. El primero al gobierno federal, y el segundo a los
gobiernos de provincia.
Se adopta un gobierno representativo y republicano (es decir con reconocimiento de la soberanía del
pueblo, y división en 3 poderes) dando preeminencia al ejecutivo, por sobre el legislativo y el judicial.
El Poder Ejecutivo está a cargo de un Presidente y de un Vicepresidente, que ocupará el lugar del
primero, en caso de ausencia o enfermedad. El período de ejercicio del cargo era de seis años, sin
posibilidad de reelección para el período inmediato posterior.
El sistema Legislativo es bicameral, formado por una Cámara de Diputados que representa a la nación,
en función del número de habitantes y una Cámara de Senadores que representa a las provincias.
El Poder Judicial está representado por una Corte Suprema de Justicia y demás tribunales inferiores.
El dictado de los Códigos Civil, Comercial, Penal y de Minería quedaron reservados al gobierno
nacional. El gobierno federal se reservaba el derecho de intervenir a las provincias, por su exclusiva
decisión, en casos de graves crisis.
Estando separada la provincia de Buenos aires, la capital del país se estableció en forma provisoria en
la ciudad de Paraná en la provincia de Entre Ríos.
El primer presidente que rigió los destinos de la confederación de acuerdo a esta nueva constitución,
fue Justo José de Urquiza.

DISPOSICIONES QUE GARANTIZAN EL FEDERALISMO:


La constitución argentina de 1853-1860 acoge la forma federal de estado. Ella importa
una relación entre el poder y el territorio, en cuanto el poder se descentraliza políticamente con
base física, geográfica o territorial.
El federalismo es la forma opuesta a la unitaria, que centraliza territorialmente al poder del estado.
El estado federal se compone de muchos estados miembros (que en nuestro caso se llaman
"provincias"), organizando una dualidad de poderes: el del estado federal, y tantos locales cuantas
unidades políticas lo forman.