Está en la página 1de 1

EDITORIAL | DOMINGO 20 DE JULIO DE 2008 | El Siglo de Torreón | 7A

Costos ocultos LUIS RUBIO


n México hay un virtual consenso conceptos es prácticamente universal. tuar una tasa muy baja de crecimiento proceso de desarrollo. Levy es muy se financie un amplio programa de re-

E sobre la importancia del creci-


miento económico como factor de
movilidad social, generación de rique-
za y disminución de la pobreza. A pe-
Los problemas comienzan en cómo lo-
grar que esto suceda en la vida real.
En términos generales, la discu-
sión sobre los problemas del creci-
de la productividad.
En concreto, su argumento es que
algunos elementos clave de la política
social, como el seguro popular, que só-
claro en que el problema no es de in-
tenciones o buena fe ni tampoco propo-
ne eliminar la política social, algo que
sería absurdo para la persona que con-
distribución del ingreso hacia la pobla-
ción más pobre del país.
Las buenas intenciones, nos dice
Santiago Levy, tienden a tener costos
sar de esa obviedad, llevamos años sin miento económico en el país se ha cen- lo está disponible para quien no tiene cibió el programa Progresa, antecesor ocultos muy elevados y extraordina-
poder determinar, ni mucho menos trado en temas como los costos de la un empleo formal (y, por lo tanto, no al actual Oportunidades. Más bien, la riamente perniciosos.
atacar, las causas del pobre desempeño energía, el efecto de las distorsiones tiene acceso a los sistemas de salud), tesis que Levy esgrime es que algunos
que ha caracterizado a la economía del que causan los monopolios de electrici- lleva a que la gente se mantenga en la de los programas que integran la polí- DERECHOS DE LA NIÑEZ
país. Se han hecho muchos esfuerzos dad, comunicaciones y petróleo, los en- informalidad, lo que implica que segui- tica social tienen efectos no anticipa- UNICEF-México está convocando
por reformar la economía, elevar la debles derechos de propiedad, rigide- rá en actividades económicas de muy dos como el de impedir que la gente tanto a organizaciones de la sociedad
productividad, atenuar la pobreza y, ces en el mercado laboral, el sistema baja productividad. El conjunto de me- entre a la economía formal (donde la civil dedicadas a las promoción y pro-
sin embargo, los resultados son ma- educativo, la enclenque recaudación dios orientados a proteger a la pobla- absorción de tecnologías nuevas es ca- tección de los derechos de la niñez y los
gros. En este contexto es que es parti- fiscal o los míseros niveles de inversión ción de diversos riesgos de salud, po- si automática), lo que lleva a que se adolescentes como a todos los investi-
cularmente interesante la tesis de que en infraestructura. Todos éstos son, sin breza, desigualdad, etc. tiene por efec- perpetúe la informalidad, donde el gadores, académicos, estudiantes de
al menos una parte importante de los duda, factores que impactan al desem- to el de propiciar que la gente no entre efecto es exactamente el contrario. De nivel superior y posgrado a participar
pobres resultados económicos que he- peño de la economía. Sin embargo, co- a la economía formal. El no hacerlo tie- esta forma, una buena idea, como el se- en sendos concursos sobre las mejores
mos experimentado se debe a una se- mo argumenta Santiago Levy en un ne efectos por demás perniciosos: se guro popular, acaba siendo una trampa prácticas para la protección de los de-
rie de contradicciones que emanan de extraordinario libro que publicó re- perpetúa la agricultura de subsistencia porque incentiva la permanencia de la rechos de los niños y los mejores traba-
la política social. cientemente*, sin menospreciar todos se subsidian las formas más ineficien- informalidad; de hecho, premia la in- jos de investigación en estos temas. Se
Además del consenso sobre el cre- esos elementos, hay otras posibles ex- tes de autoempleo, se toleran formas formalidad. trata de un gran esfuerzo por concien-
cimiento como un factor clave para el plicaciones para el fenómeno que ca- ilegales de empleo asalariado y, en una En suma, el argumento de fondo es ciar a la sociedad mexicana de los te-
desarrollo, los economistas también racteriza a nuestra economía. palabra, se hace imposible que los tra- que la política social incentiva la infor- mas de la niñez, promover estudios y
comparten la noción de que la produc- Para Santiago Levy, excepcional bajadores busquen empleos más pro- malidad y la informalidad disminuye la proyectos sobre estos temas y, sobre
tividad es el factor determinante del analista y funcionario público, hoy eco- ductivos o que las empresas se abo- productividad del conjunto de la eco- todo, avanzar en la protección de estos
crecimiento económico y del bienestar nomista en jefe del BID, un problema quen a su propia modernización me- nomía mexicana. Lo que es peor, estos derechos tan fundamentales. En un
de la población. Mientras mayor la ta- medular de la economía mexicana resi- diante la adopción de nuevas tecnolo- incentivos perpetúan la pobreza por- país caracterizado por tanto abuso de
sa de crecimiento de la productividad, de en la existencia de una política so- gías. Es decir, la política social acaba que son los pobres quienes mayor pro- la niñez –baste observar el trágico fe-
mayor el crecimiento económico y me- cial contradictoria e incoherente que impidiendo que se creen las condicio- babilidad tienen de ser informales. De nómeno de los niños de la calle- el es-
jores los ingresos de la población. La incentiva a los trabajadores a buscar nes para que la economía pueda crecer. ahí que la propuesta de Levy sea que fuerzo de UNICEF México debe ser
productividad crece en la medida en empleos poco productivos, en tanto El argumento de Levy resulta ser es imperativo redefinir la política so- apoyado por todos.
que los trabajadores van cambiando de que propicia que las empresas invier- escandaloso y se fundamenta en un cial, hacer universal la cobertura de la
empleos poco productivos hacia activi- tan en proyectos rentables, pero de po- acucioso análisis estadístico que con- seguridad social (para eliminar el in- *Good Intentions, Bad Outcomes:
dades de mayor valor agregado, algo co impacto social. En otras palabras, cluye que, lejos de resolver o atenuar centivo a quedarse en la informalidad Social Policy, Informality, and Econo-
que normalmente tiene que ver con la que la política social no es consistente los problemas de desigualdad que ca- por no tener acceso a instituciones de mic Growth in Mexico, The Brookings
introducción de nuevas tecnologías. y esa inconsistencia se traduce en in- racterizan a nuestra sociedad, la políti- salud) y modificar la política fiscal para Institution, 2008.
En abstracto, el consenso sobre estos centivos que tienen el efecto de perpe- ca social constituye un fardo para el que, por vía de impuestos al consumo, www.cidac.org

RELATOS DE ANDAR Y VER OMAR


ERNESTO RAMOS COBO

Cambalache
o ocurrido en Torreón, Coa- El perjuicio
L huila —en el Norte de Mé-
xico— en las últimas sema-
nas es paradigma de los vicios es-
tructurales del país. No estoy ha-
ciudadano alrededor
del ya occiso
distribuidor vial se
blando de los encarnizados actos resume no sólo en
de violencia que aún persisten en pérdidas
esa región (y su diaria cuota de millonarias, sino en
muertos), sino de la reciente de- las molestias que
molición de un distribuidor vial causó todo el proceso
mal construido y los 150 millones
de pesos tirados a la basura por y las que seguirá
culpa de quienes estuvieron invo- costando (hay un
lucrados en el proyecto. Seme- intangible adicional
jante vergüenza ocupó los enca- de bilis derramada).
bezados en la prensa nacional. Ante esa situación,
Montonal de billetes ciudadanos
quemados, tirados a la basura, y
debemos exigir con
todo por las culpas de otros. todos los dientes que
En el mismo tenor, reciente- el asunto se
mente ha habido una serie de transparente.
desplegados a propósito de un
añejo conflicto inmobiliario en
Torreón, Coahuila. Uno de di- “perjuicio a la sociedad” no es
chos desplegados, firmado por frase bonita, no es eufemismo al-
uno de los empresarios involu- guno, sino que su significado es
crados en el conflicto, contiene de torpeza, de falta de efectivi-
en su párrafo final una serie de
conceptos que creo necesario
traer a colación en el marco de
dad, de falta de profesionalismo
en el quehacer político. Su signi-
ficado son errores que cuestan
REHILETE
los errores del distribuidor vial: dinero a la sociedad. Es lana JORGE ZEPEDA PATTERSON
a) restaurar el Estado de Dere- constante y sonante. Son 150 mi-
cho; b) revertir los efectos nega- llones de pesos tirados a la basu-
tivos de un proyecto viciado de
origen; c) la estructura corrupta
imperante en el pasado reciente,
d) que sobrevive en perjuicio de
ra por errores. Es dinero que
bien pudiera haber sido destina-
do a otros fines en esa región de
tantas carencias.
Espino, Beltrones y Forrest Gump
la sociedad disputando espacios No estoy aquí para señalar
al poder público. El párrafo resu- culpables pues carezco de los ele- adie puede acusar a Manuel Espi- de manos entre Beltrones y Calderón Esa pretende ser la
me en pocas líneas un problema
toral: la corrupción imperante ha
perjudicado a la sociedad en be-
neficio de grupos. La voracidad y
mentos. Mas los hay tanto en el
ámbito gubernamental como en
el privado. Es demanda puntual
de la ciudadanía el realizar una
N no de ser un buen escritor. Pero
tampoco de ser cobarde. En Señal
de Alerta, su libro recién presentado,
da muestra de ello. En un texto enreda-
con la banda presidencial). En su opi-
nión también está torciendo al Gobier-
no del presidente panista.
El senador del PRI los está “chama-
tesis central del libro.
Pero a ratos el texto
es simplemente un
el cinismo es pasmoso. Es nece- investigación objetiva y transpa- do y de prosa quejumbrosa, el ex presi- queando”, dice ex líder del PAN. Cami- justificatorio de su
sario gritarlo y denunciarlo. rente, sin pisca de componenda o dente del PAN suelta una buena canti- lo Mouriño le “vendió” a Calderón la paso por la presidencia
Entonces no me sorprende complicidad política. Es demanda dad de “verdadazos” a diestra y sinies- idea de “hacer de Manlio interlocutor del PAN (en Sonora,
que el contenido de un desplega- puntual de la ciudadanía el cono- tra, o mejor dicho, a Camilo Mouriño y único con el PRI” para que el tricolor cuando gobernaba
do, elaborado sobre los proble- cer sin velo alguno los errores y a Manlio Fabio Beltrones, los dos hom- les diera su apoyo, lo cual simplemente Beltrones, y en el país
mas y corruptelas de un proyec- sus responsables. Carecer de esa bres más poderosos del régimen. confirma la ingenuidad del Secretario
to inmobiliario ubicado en la ca- información puntual sería una Si la mitad de lo que acusa a Beltro- de Gobernación, afirma el autor. El re- más recientemente),
rretera a San Pedro, Coahuila, muestra más del círculo corrupto nes es cierto, Espino tendría razón de sultado es que le están entregando el y un ajuste de cuentas con su
calce como anillo al dedo a los de complicidades que se cierra. temer por su seguridad, como lo afirma poder. Manlio se apoderará del Congre- enemigo histórico y
problemas y corruptelas de la Hay un antes y un después. Hay en su texto. Más de media docena de so en el 2009 y obtendrá para su parti- con los calderonistas que lo
vergüenza del fallido distribui- acciones que fortalecen y otras veces vincula al líder de los senadores do (¿para él mismo?), la Presidencia en hicieron a un lado
dor vial ubicado en la carretera a que degradan. Hay fieles de ba- del PRI con el narcotráfico y con Ama- el 2012.
Matamoros, Coahuila. Más bien lanza que debilitan aún más a las do Carrillo, cuando Beltrones fue go- Esa pretende ser la tesis central del
con rudeza innecesaria.
me tranquiliza. Al menos sabe- instituciones, dejándolas como bernador de Sonora. Sugiere que fue libro. Pero a ratos el texto es simple- Y se lamenta: al
mos que detrás de la corrupción simples objetos temporales pres- él, Beltrones, quien a la muerte de Co- mente un justificatorio de su paso por abuchearme los panistas
y de la voracidad se encuentra la tos a la mejor componenda. Esta losio se desplazó a Tijuana para ence- la presidencia del PAN (en Sonora, enviados por Los Pinos,
génesis y el resultado y la solu- es una de ellas. rrarse dos horas con Aburto y conse- cuando gobernaba Beltrones, y en el en mi último acto
ción: los pilares de los puentes El perjuicio ciudadano alre- guir que éste dejara de señalar a Raúl país más recientemente), y un ajuste de como presidente
tronaron desde adentro, y colap- dedor del ya occiso distribuidor Salinas como el autor del asesinato. cuentas con su enemigo histórico y con
saron, como debieran de tronar vial se resume no sólo en pérdidas Asegura que compró diputados panis- los calderonistas que lo hicieron a un la- del partido, Felipe
los responsables de semejante millonarias, sino en las molestias tas para que aprobaran la cuenta públi- do con rudeza innecesaria. Y se lamen- estaba debilitando
atropello a la razón. que causó todo el proceso y las ca de su Administración, que utilizó mi- ta: al abuchearme los panistas enviados no al hombre sino a
El ejercicio de la función pú- que seguirá costando (hay un in- crófonos para grabarlo, que presionó a por Los Pinos, en mi último acto como la institución que también
blica no es solamente la venta de tangible adicional de bilis derra- los gobernadores y al propio Salinas presidente del partido, Felipe estaba él presidió.
favores, el dedo elegido que de- mada). Ante esa situación, debe- para que se decidieran a favor de Zedi- debilitando no al hombre sino a la insti-
termina al contratista de su pre- mos exigir con todos los dientes llo en la sucesión, que promovió el pa- tución que también él presidió.
ferencia, el discrecional flujo de que el asunto se transparente. saporte falso para que Raúl Salinas sa- Lo mejor del libro, más allá de que darán haciendo ahora?, se pregunta.
recursos; no, la función pública es Porque de no ser así nunca liera del país. Además, claro, de atri- la mayor parte de las revelaciones so- El desorden del texto y la intensi-
conducción de la política al ampa- saldremos de la alcantarilla lodo- buirle todos las corruptelas y fraudes bre Beltrones habían sido ventiladas en dad de sus rencores, debilitan una de-
ro de un marco normativo, la es- sa en la que estamos metidos. propios de cualquier priista poderoso los medios, son las indiscreciones sobre nuncia mucho más importante: Calde-
tricta rendición de cuentas y, en Porque mientras todo esto sub- tradicional. el propio PAN. La manera en que nego- rón ha convertido al PAN en un institu-
caso de fallar en su cometido, la yazca no saldremos del atollade- Para Espino, Beltrones es una espe- ció que varios gobernadores priistas to sin autonomía, en un partido de go-
correspondiente responsabilidad ro, y seguiremos entonces siendo cie de Forrest Gump en villano: ha esta- apoyaran a Calderón en contra de Ló- bierno, como lo era el PRI. Entre eso y
de los servidores públicos. Eso el país de tercera de siempre, do en casi todos los momentos decisivos pez Obrador, por ejemplo. O el hecho de la subordinación a Beltrones que des-
es lo que debemos exigir con to- aunque cueste decirlo. de la historia política nacional reciente, que Mouriño lo hubiese estado graban- cribe, el libro no es una “señal de aler-
dos los dientes. http://ciudadalfabe- y casi siempre para torcerlos. De allí el do clandestinamente aun antes de que ta” sino un “Yo acuso” implacable.
Debemos gritarlo. Porque tos.blogspot.com título y la portada del libro (un saludo tuviera control de Los Pinos. ¿Qué an- www.jorgezepeda.