Está en la página 1de 3

Subsecretaría de Educación Superior

Dirección General de Educación Superior Tecnológica


Coordinación Sectorial Académica
Dirección de Docencia

“2013, Año de la Lealtad Institucional y Centenario del Ejército Mexicano”

MOMENTOS DEL APRENDIZAJE


Leticia Sánchez Lima
Irene Nevárez Burgueño
Martha Ramírez López

En este documento, relativo a los momentos del aprendizaje, enfocaremos nuestra


atención hacia los procesos de conocimiento que se desencadenan cuando una persona
aprende un concepto, un procedimiento o desarrolla una actitud o un juicio de valor, en
este caso el estudiante. La razón principal de dedicar este espacio al análisis y reflexión
de dichos procesos de conocimiento, es lograr que los docentes, quienes tenemos como
principal actividad la enseñanza, logremos re-pensar y re-estructurar nuestros métodos y
1
estrategias didácticas tradicionales. Sabemos que ésta no es una labor sencilla ni fácil de
resolver. Sin embargo, como docentes, podemos darnos oportunidades de diseñar nuevas
formas de trabajo que resulten en una formación y desarrollo de competencias
profesionales en nuestros estudiantes.
El diseño del proceso de enseñanza y de aprendizaje que se realiza en los espacios
educativos, sean aulas, laboratorios o espacios virtuales, requiere de comprender cómo se
conforma y organiza el proceso de aprendizaje que se orienta con la enseñanza bajo el
enfoque de competencias profesionales. De este modo las actividades, tareas y productos
que se diseñen, estarán en concordancia con la complejidad de dicho proceso y no, cómo
en ocasiones sucede, que se disponen y realizan actividades que llegan a violentar o
alterar las etapas regulares por las cuales transita el aprendizaje.
Los momentos del aprendizaje que se revisarán en este tema, constituyen un proceso que
ha sido explicado por distintos autores. En función de la orientación teórica de cada uno,
se utilizan distintos términos para nombrar un proceso que, a pesar de su relevancia, no
está considerado para elaborar la instrumentación didáctica previa a la clase. Así Jean
Piaget le llamó Proceso de Reestructuración Cognoscitiva basado en la Asimilación y
Acomodación del conocimiento. Ausubell, por su parte refiere que el Aprendizaje
Arcos de Belén Núm. 79, Piso 4, Col. Centro, Del. Cuauhtémoc, C.P. 06010, México, D.F.,
Tels. Dir. 36 01-86 03, Conmut. 36 01-86 00 Ext. 65067, e-mail: docencia@dgest.gob.mx,
www.dgest.gob.mx
Subsecretaría de Educación Superior
Dirección General de Educación Superior Tecnológica
Coordinación Sectorial Académica
Dirección de Docencia

“2013, Año de la Lealtad Institucional y Centenario del Ejército Mexicano”

Significativo es posible cuando existe la disposición de los estudiantes al aprendizaje; el


material es potencialmente significativo y dicho material puede relacionarse con las ideas
previas del estudiante.
Otros autores como León (2010) o el grupo ASERTUM establecen tres etapas para
estructurar una clase: apertura, desarrollo y cierre, tales etapas coinciden con la
trayectoria del proceso de aprendizaje aunque no implican los mismos procesos.
Para efectos didácticos, los diseñadores de éste módulo consideraron adecuado referirse
a tres momentos para explicar el proceso de aprendizaje: la activación, la adquisición y
la práctica de los contenidos de aprendizaje. Como etapas posteriores, se hace
referencia a los momentos de aplicación y evaluación en las cuales, una vez
consolidado el contenido educativo, el estudiante es capaz de transferir y generalizar dicho
2
contenido a diversas situaciones de la realidad.
El momento de activación del aprendizaje es equivalente en la práctica con la fase
instruccional del proceso de enseñanza. En esta etapa la actividad corresponde
principalmente al profesor, quien tiene la responsabilidad de seleccionar y planear las
acciones, contenidos, instrumentos, tiempos y escenarios posibles para la asimilación del
conocimiento. En otras palabras, de motivar, y con ello preparar condiciones adecuadas
para establecer un ambiente propicio para motivar al estudiante hacia el aprendizaje
escolar.
El momento de la adquisición del aprendizaje se relaciona propiamente con el proceso
de asimilación de los contenidos educativos por el estudiante. Aquí la actividad se traslada
hacia el sujeto que aprende, pero también requiere de la participación del docente para
facilitar la comprensión y asimilación de los contenidos. Para lograrlo es importante
atender a los estilos de aprendizaje que confluyen en el aula. Así, en la medida en que
los estudiantes cumplen con las tareas diseñadas y encomendadas por el profesor, se
apropian de conocimientos, experiencias y valores propios de la carrera en que se están
formando.

Arcos de Belén Núm. 79, Piso 4, Col. Centro, Del. Cuauhtémoc, C.P. 06010, México, D.F.,
Tels. Dir. 36 01-86 03, Conmut. 36 01-86 00 Ext. 65067, e-mail: docencia@dgest.gob.mx,
www.dgest.gob.mx
Subsecretaría de Educación Superior
Dirección General de Educación Superior Tecnológica
Coordinación Sectorial Académica
Dirección de Docencia

“2013, Año de la Lealtad Institucional y Centenario del Ejército Mexicano”

El tercer momento refiere a la práctica con el contenido educativo. Ahora la actividad del
estudiante se traslada de los textos hacia el plano de la resolución de ejercicios y
actividades para dar contexto y sentido a los contenidos que fueron enseñados
durante un tema, unidad o una clase. En este momento, la ayuda y apoyo del profesor es
crucial para que el estudiante comprenda y domine (sepa cómo y cuándo usar un
contenido) los conocimientos, habilidades y desarrolle actitudes y valores que le permitan
formar un criterio profesional frente a problemas en los que deba aplicar lo aprendido.
Finalmente, cuando el conocimiento logra consolidarse, ya se puede hablar de un
dominio (saber cómo usar algo) por parte de quien aprende. Este dominio hace posible
aplicar lo aprendido en situaciones diversas, que no necesariamente son las mismas en
las que se dio originalmente el aprendizaje (la clase). En este momento ya se puede
3
hablar de un saber hacer y un saber transferir, o sea, de una habilidad desarrollada por
el estudiante.
El momento referido a la evaluación tiene que ver con el juicio valorativo que el estudiante
es capaz de realizar acerca de la ejecución de sus acciones.
Las estrategias didácticas tienen sentido en la medida en que estén encaminadas a
propiciar aprendizajes efectivos y desarrollar las habilidades necesarias para que los
estudiantes se desenvuelvan en contextos específicos.
Es importante considerar, que aún las más sofisticadas estrategias didácticas, por si
mismas, no logran los aprendizajes y el desarrollo de las habilidades esperadas en una
materia. Si no se considera la importancia que tiene la participación del profesor como
ayuda que ofrece a través de la enseñanza, una estrategia excelente puede no lograr los
efectos esperados sin la intervención de quien, como el docente, posee el conocimiento y
la experiencia necesarios para orientar al estudiante en la adquisición y aplicación de los
contenidos del aprendizaje escolar.

Arcos de Belén Núm. 79, Piso 4, Col. Centro, Del. Cuauhtémoc, C.P. 06010, México, D.F.,
Tels. Dir. 36 01-86 03, Conmut. 36 01-86 00 Ext. 65067, e-mail: docencia@dgest.gob.mx,
www.dgest.gob.mx