Está en la página 1de 6

Así hablo,

así pienso
De un modo sutil, la gramática y el vocabulario influyen en nuestro pensamiento

KLAUS WILHELM

L era Boroditsky acerca su mano a una taza de


café situada encima de la mesa, frente a ella.
«Si ahora tocase la taza, y esta cayera al suelo,
propósito; otras, al parecer, sin querer. Justo des-
pués, los participantes del experimento debían
explicar lo sucedido, como si de los testimonios
un inglés diría: “Ella ha tirado la taza”. ¡Aunque de un juicio se tratara.
hubiera ocurrido sin querer!». La joven investi- La lengua materna repercutió en el recuerdo
gadora de la Universidad Stanford añade que de los probandos. Al preguntarles sobre quién
en el idioma japonés, en cambio, la intención había traído los globos, los testigos, indistin-
de la acción se tiene en cuenta: la forma verbal tamente de su nacionalidad, recordaban a la
para describir que una persona derriba una taza perfección quién de los dos actores había sido,
SERIE a propósito difiere de la que se utiliza en caso cuando actuaban a propósito. Por el contrario,
PSICONEUROLOGÍA de que el accidente se deba a un error fortuito. si se trataba de un hecho aparentemente no in-
DEL HABLA «La taza se ha caído por ella misma», sería el tencionado, los probandos españoles y japoneses
Parte 1: enunciado en sentido literal. no recordaban con la misma precisión que mos-
Lengua y pensamiento Para los lingüistas este fenómeno supone una traban los estadounidenses al causante de los
Enero 2012 de las múltiples particularidades que albergan hechos. Sin embargo, su retentiva funcionaba
algunos de los 7000 idiomas que se hablan en tan bien como la de los participantes de habla
Parte 2:
el mundo. Boroditsky, como investigadora cog- inglesa, tal y como demostraron las pruebas de
Entender la gramática
nitiva que es, se interesa más por la implicación control.
Marzo 2012
que desempeñan esas diferencias para la men- El idioma, por lo tanto, influye en cómo per-
Parte 3: te. «Las características lingüísticas influyen en cibimos y recordamos lo sucedido; o expresado
El camino de las palabras cómo las personas recuerdan los acontecimien- de manera más incisiva: los estadounidenses
Mayo 2012 tos pasados», afirma. atribuyen una intención a alguien con mayor
Parte 4: Los testigos oculares de un suceso son ejem- facilidad que los españoles o los japoneses. El
Lenguaje figurado e ironía plo de ello. Boroditsky publicó, junto a su cola- hablante nativo inglés tiende, al igual que el
Julio 2012 boradora Caitlin Fausey, dos estudios entre 2010 alemán, a describir los sucesos incluyendo a un
y 2011 en los que probandos estadounidenses, personaje responsable de los acontecimientos.
Parte 5: españoles y japoneses fueron observados mien- Los japoneses y españoles, en cambio, se fijan
Lenguas extranjeras tras veían distintas películas. Dos participantes en otros aspectos.
Septiembre 2012 actores acudieron al lugar donde se efectuaba De todos modos, tras las lagunas en la me-
Parte 6: la proyección de los largometrajes equipados moria de las personas de habla hispana y japo-
¿Robots parlantes? con globos, que reventaron en la sala; también nesa podrían hallarse diferencias culturales.
Noviembre 2012 tiraron huevos y derramaron refrescos. Unas ¿Quizá sus padres les enseñaron a ser caute-
veces acometieron sus acciones visiblemente a losos a la hora de imputar la culpa a alguien?

26 MENTE Y CEREBRO 52 / 2012


© FOTOLIA / FABER VISUM (página anterior); NEUFFER-DESIGN (esta página)

PENSAMIENTO MULTICULTURAL
Las singularidades de un idioma influyen en nues-
tra imaginación. Mientras que para los europeos
el tiempo corre de izquierda a derecha, para los
asiáticos transcurre de arriba abajo. Los aborígenes
australianos perciben el tiempo basándose en los
puntos cardinales.

MENTE Y CEREBRO 52 / 2012 27


Las mismas investigadoras demostraron en ¿Acaso viven las personas de distinta lengua
RESUMEN 2010 que la influencia de la lengua sobre la materna en mundos diferentes?
mente se produce incluso dentro de una mis- Los científicos Edward Sapir (1884-1939) y
Cuestión
ma cultura. Benjamin Whorf (1897-1941) se manifestaban
de matices
Probandos estadounidenses leyeron un texto convencidos de ello. Durante los años treinta del

1 Las percepciones, los


pensamientos y los
juicios se hallan sujetos
que describía la provocativa actuación que las
estrellas de música pop Janet Jackson y Justin
Timberlake llevaron a cabo durante el inter-
siglo XX lanzaron una hipótesis con su nombre:
la hipótesis Sapir-Whorf. La suposición estribaba
en que, ya que la lengua caracteriza nuestra for-
a sutiles prejuicios con- medio de la Superbowl (el último partido del ma de pensar, los hablantes de distinta lengua
dicionados por la lengua campeonato de fútbol americano). Al principio deben percibir el mundo de maneras diferen-
materna. del dueto, Timberlake puso la mano en el top tes. En el período posterior hubo investigadores
de Jackson, del que arrancó un trozo; ello pro- que recogieron datos que parecían respaldar esa

2 Las personas reac-


cionan con mayor
rapidez ante estímulos
vocó que un pecho de la cantante quedara al
descubierto. ¿Era Timberlake responsable del
percance? Los sujetos recibieron para leer una
idea. Los zuni, por ejemplo, una tribu india de
Norteamérica, utilizan la misma palabra para
designar el color amarillo y el naranja. Según
sensoriales para los que de dos versiones sobre el incidente; estas se un estudio, en comparación con los sujetos es-
su idioma nativo dispone diferenciaban entre sí por pequeños detalles. tadounidenses blancos, los zuni no recuerdan
de conceptos concretos; Mientras que en uno de los textos se leía: «Él con tanta precisión si un objeto que han visto
también relacionan atri- desabrochó un botón, y se rompió el corpiño»; previamente es amarillo o naranja.
butos con objetos según la otra argumentaba: «Un botón se desabrochó, A principios de los años setenta, el fundamen-
su género gramatical. y se rompió el corpiño». Aquellos individuos que to empírico de la teoría empezó a desmoronarse.
recibieron de lectura la primera de las versiones Los experimentos que desarrolló la psicóloga

3 La creencia de que
el ser humano solo
comprende aquello que
condenaron a Timberlake a una multa (ficticia)
mayor que los lectores de la segunda. Lo mismo
sucedía tras enseñar el vídeo de la actuación a
Eleanor Rosch, de la Universidad de California
en Berkeley, mostraron que, aunque los dani de
Nueva Guinea solo conocen dos palabras para
asocia con un término es ambos grupos. designar colores (claro y oscuro), pueden dife-
falsa: podemos aprender renciar los matices de los colores del mismo
los matices de significado El renacimiento de Sapir y Whorf modo que los perciben los hablantes de lengua
de otras lenguas. «Solo la elección de las palabras», apunta Boro- inglesa. Al mismo tiempo, la idea del lingüista
ditsky, «ya varía el modo en que reflexionamos Noam Chomsky, basada en que todas las perso-
sobre un suceso». De ahí que la psicóloga se pre- nas se hallan unidas por una misma estructu-
gunte si la sutil diferencia entre las lenguas (si ra mental universal, con independencia de su
describen o no los sucesos con un protagonista) lengua materna, iba cogiendo fuerza. Todas las
influye en el proceso cognitivo del hablante. ¿In- lenguas del mundo expresan los mismos pen-
terpreta un juez español la frase «la escopeta se samientos; se diferencian solo en el modo de
disparó» de modo distinto que un juez inglés? hacerlo. Hasta finales del siglo XX, los científicos
apenas dedicaron esfuerzos para comprobar la
hipótesis Sapir-Whorf.
Boroditsky y otros neowhorfianos no creían
Prejuicio elocuente que la lengua y el pensamiento fueran tan inde-
pendientes la una del otro. En sus experimentos
La lengua materna influye en nuestro pensamiento. Mas ¿qué pasa con las recogieron, indicio a indicio, las diferencias cog-
personas que crecen en un entorno bilingüe? Por lo visto, tienen una visión nitivas sutiles entre personas de lenguas ma-
del mundo distinta según el idioma en el que hablan. ternas dispares. La crítica los seguía de cerca.
Shai Danziger, de la Universidad Ben Gurión en Beer Sheva, junto con En opinión de la lingüista Lisa Gleitman, de la
otros colaboradores, investigó en 2010 si sujetos israelíes de raíces árabes Universidad de Pensilvania en Filadelfia, Boro-
albergaban prejuicios implícitos frente a nombres judíos (como Avi) o árabes ditsky infravalora la complejidad de la mente
(Samir, por ejemplo). El resultado variaba según el idioma con el que se lle- humana. «El lenguaje es solo una pequeña parte
vaba a cabo la prueba: en hebreo surgían menos opiniones negativas frente en comparación con la gran riqueza de nuestro
a los nombres judíos; en árabe, en cambio, los nombres árabes obtenían de pensamiento.»
media una mejor aceptación. Sobre este tema se discute y discutirá en
(«Language changes implicit associations between ethnic groups profusión, puesto que afecta a la naturaleza
and evaluation in bilinguals». S. Danziger y R. Ward de nuestra mente. ¿Cómo adquirimos el cono-
en Psychological Science, vol. 21, págs. 6799-6800, 2010)
cimiento? ¿Qué hace a Homo sapiens tan inte-
ligente? Los investigadores deben traducir pre-

28 MENTE Y CEREBRO 52 / 2012


guntas sobre la humanidad de tal envergadura
en condiciones experimentales manejables, ya
que a menudo el efecto de las estructuras idio-
máticas sobre la mente se basa solo en matices.
Por tradición, la percepción de los colores de-
sempeña una función muy importante en este
ámbito. En principio, todas las personas que no
sufren ningún defecto óptico relacionado con
los colores deberían percibir lo mismo. Al pare-
cer, sin embargo, existen diferencias.
En 2008, Boroditsky y Jonathan Winawer, de
la Universidad Stanford, junto con otros colabo-
radores, analizaron a 24 sujetos ingleses y otros
26 rusos nativos de los alrededores de Boston.
Mostraron a los probandos tres cuadrados azu-
les dispuestos de forma triangular. Su tarea
consistía en señalar, tan rápido como les fuera
posible, cuál de los cuadrados inferiores tenía ciente en todo detalle del tipo «esto es azul cla- ¿MÁS AZUL QUE EL AZUL?
el mismo tono que el cuadrado situado en la ro, esto es azul oscuro»? En 2009, el psicólogo Los nativos rusos utilizan dis-
parte superior. En ruso, azul claro (golubói) y Guillaume Thierry, de la Universidad galesa de tintos términos léxicos para
azul oscuro (sinii) se consideran colores distin- Bangor, intentó aportar luz a la cuestión. Junto denominar el azul oscuro y el
tos. Los investigadores trabajaron con matices con lingüistas y neurocientíficos investigó la azul claro: sinii y golubói, res-
de color que los participantes rusos habían ca- actividad cerebral de nativos griegos e ingleses pectivamente. Ello les facilita
lificado momentos antes como golubói o sinii, mediante electroencefalografías (EEG). distinguir con rapidez qué cua-
unívocamente. En griego, las tonalidades de azul galazio (cla- drado inferior se corresponde
Si los nativos rusos veían una pizarra en la ro) y ble (oscuro) también se consideran colores con el superior.
que los dos cuadrados del mismo color se halla- distintos. Los sujetos vieron en una pantalla una
ban pintados de azul claro y el tercer cuadrado, serie de círculos coloreados, la mayoría de los
por el contrario, de una tonalidad azul pertene- cuales eran de un color, ya fuese azul claro o
ciente a la gama del oscuro, estos reconocían azul oscuro. De vez en cuando, en intervalos
el cuadrado de abajo con mayor rapidez que aleatorios, aparecían círculos del otro azul. A
cuando todos los tonos pertenecían a la gama continuación, los investigadores repitieron la
de azul claro. Para los sujetos de habla inglesa, misma operación con círculos de color verde
en cambio, no suponía una diferencia alguna la claro y verde oscuro; en este caso, en griego solo
gama dentro del espectro de azules con la que existe un término para el verde.
estuviese pintado el cuadrado.
En una variante de la prueba, los sujetos de- Alarma lingüística de errores
bían clasificar los cuadros azules a la vez que rea- Thierry y sus colaboradores observaron que
lizaban un ejercicio de visión espacial (consistía siempre que cambiaban, de modo inesperado,
en detectar un patrón de cuadrados blancos y los colores del estímulo de claro a oscuro, o
negros). De nuevo, los probandos rusos sacaban viceversa, surgía en las EEG de los sujetos un
mejores resultados si los dos matices de azul dato característico: el potencial de disparidad
se correspondían con términos distintos en su (mismatch negativity). Se trata de un tipo de
idioma nativo. detector de errores neuronales que advierte que
En una segunda variante, se distrajo a los ha aparecido un objeto inesperado.
sujetos con una actividad oral: debían pensar En los sujetos griegos, dicha reacción apare-
en un número de ocho cifras que repetirían cía más marcada cuando los colores cambiaban
una y otra vez solo para sí. En este caso, los ha- entre las dos gamas de azul que cuando cam-
blantes rusos se mostraron igual de rápidos en biaban de verde claro a oscuro, o al revés. Para
distinguir las tonalidades de azul. Por lo visto, los probandos británicos no existía diferencia
el lenguaje desempeña una función activa en la ninguna: su cerebro reaccionaba a los cambios
percepción de los colores. siempre con la misma intensidad.
¿Con qué intensidad arraigan en el cerebro El potencial de disparidad es una reacción
tales categorías lingüísticas? ¿Se trata de una automática que sucede unos 200 milisegun-
reacción automática o de una reflexión cons- dos antes de formular una idea. Por esa razón,

MENTE Y CEREBRO 52 / 2012 29


NEUFFER-DESIGN
EL GÉNERO IMPORTA
Según sea el género gramatical de la palabra para denominar un puente —masculino lengua no dispone de términos para referirse
en el caso del español, femenino en alemán (die Brücke)—, los hablantes de las respec- a las direcciones absolutas. Según Boroditsky,
tivas lenguas asocian el objeto con atributos de fortaleza o bien de gracilidad. aquello que faculta a los thaayorre para dispo-
ner de tan sorprendente capacidad cognitiva,
es la lengua.
Thierry concluyó que los nativos rusos e ingleses Las relaciones espaciales son básicas para
Dr. Jekyll diferencian su percepción de los colores de ma- nuestro pensamiento. A partir de ellas creamos
y Mr. Huang nera inconsciente ya en un primer nivel, antes otros conceptos más complejos: los tonos son
Según Sylvia Chen y Michael de centrar su atención de manera consciente en agudos o graves, las orientaciones políticas de
Bond, de la Universidad Po- el matiz del color. derechas o de izquierdas, las personas pueden
litécnica de Hong Kong, una Es probable que esta sutil diferencia no se li- sentirse bajas de moral o vivir momentos álgi-
persona dispone de cualida- mite solo a los colores; de hecho, las lenguas se dos. Lo mismo ocurre con nuestras experiencias
des personales diferentes tras distinguen entre ellas de innumerables mane- vividas. Imagínese el lector una línea del tiem-
aprender una lengua extranjera. ras. Así, algo parecido sucede con los términos po de su vida, con el nacimiento a un extremo,
Una encuesta reveló que los in- de dirección y relaciones espaciales. Los thaayo- y el presente al otro. ¿Quizá la línea que usted
dividuos nativos chinos poseían rre, un pueblo aborigen del norte de Australia, acaba de trazar en su mente es horizontal, va
más capacidad de liderazgo y carece de términos para referirse a la derecha o de izquierda a derecha? La mayoría de los na-
se mostraban más extrovertidos a la izquierda; tampoco pueden indicar delante tivos alemanes o ingleses siguen dicho prin-
y abiertos cuando hablaban o detrás. La relación espacial no la definen desde cipio: a lo lejos, a la izquierda, aparece aquella
en inglés que si lo hacían en el punto de vista del observador, sino teniendo temible prueba de matemáticas de la que debía
cantonés. Los investigadores en cuenta el firmamento: cuán este, oeste, norte examinarse en la selectividad; un poco más a
lo atribuyeron a las normas o sur se encuentra un objeto, indistintamente de la derecha emerge ese fantástico viaje a Asia; y
culturales que se adquieren al qué se trate. Una hormiga camina por el oeste todavía más a la derecha se ubican las primeras
aprender una lengua extranjera, de la mano más al norte de una persona; o una vacaciones con la familia.
y que se ponen en práctica al taza se encuentra depositada al sur de un plato. La lingüista Alice Gaby, de la Universidad de
utilizar ese idioma. Aquellos que se expresan de este modo deben California en Berkeley, ha investigado con Lera
(«Two languages, two personalities? encontrarse orientados en todo momento; de no Boroditsky a 14 nativos de la tribu de los thaa-
Examining language effects ser así, incluso las conversaciones más sencillas yorre: siete hombres y otras tantas mujeres, de
on the expression of personality fracasan. entre 40 y 70 años. Primero mostraron a los
in a bilingual context». S. X. Chen
Los thaayorre indican con mayor exactitud probandos tarjetas, cada una de las cuales re-
y M. H. Bond en Personality and
Social Psychology Bulletin, vol. 36, su situación en comparación con los miembros presentaba una fase de un episodio temporal
págs. 1514-1528, 2010.) de otras tribus aborígenes de su entorno, cuya (por ejemplo, las etapas de la vida de un hombre

30 MENTE Y CEREBRO 52 / 2012


desde su infancia hasta la senectud, o la secuen- ta Boroditsky. «De hecho, cuando aprendemos
cia de un plátano cada vez más mordisqueado). un nuevo idioma, también hacemos nuestro un
Los aborígenes debían colocar las tarjetas en el nuevo modo de pensar.»
orden temporal adecuado. Existen numerosos idiomas que clasifican
En la segunda parte del estudio, las investiga- objetos inanimados según un género, aunque
doras colocaron una piedra en el suelo que re- pueda parecer absurdo: ¿por qué tiene que ser
presentaba el «hoy». Pidieron a los sujetos que una pelota femenina y un paraguas masculino?
marcaran con otras dos piedras el «ayer» y el Los puentes en español son masculinos mientras
«mañana». Durante cada ejercicio, los probandos que en alemán son femeninos. En 2007, Boro- BIBLIOGRAFÍA
cambiaban de posición, de modo que cada vez ditsky demostró que los alemanes, de manera COMPLEMENTARIA
su cabeza estuviera orientada en una dirección. automática, describen un puente con atributos
Resultado: casi todos los thaayorre representaron femeninos: elegante, esbelto, grácil, bello o apa- RUSSIAN BLUES REVEAL
el paso del tiempo de este a oeste, de modo que cible. Los españoles, por el contrario, lo asocian EFFECTS OF LANGUAGE
la «línea del tiempo» cambiaba de dirección de con cualidades como fuerte, peligroso, grande ON COLOR DISCRIMINATION.
forma constante, dependiendo de la posición o sólido. Al solicitar a sujetos franceses que se J. Winawer et al. en Pro-
de los sujetos en cada momento. Si se hallaban imaginaran que uno de los tenedores dispuestos ceedings of the National
mirando hacia el norte, el tiempo transcurría de frente a ellos hablara, los probandos asignaban al Academy of Sciences USA,
derecha a izquierda; si, por el contrario, miraban objeto una voz aguda (en francés, este utensilio vol. 104, págs. 7780-7785,
hacia el este, el tiempo transcurría hacia ellos. En para comer recibe el «coqueto» nombre de la 2007.
cambio, para los 14 participantes estadouniden- fourchette); un español, en cambio, atribuiría al
ses de un grupo de control, el tiempo avanzaba tenedor una voz más grave y masculina. REMEMBRANCES OF TIMES
de izquierda a derecha. El artículo gramatical activa conceptos muy EAST. ABSOLUTE SPATIAL
Las comparaciones con otras culturas revelan arraigados de feminidad o masculinidad cuando REPRESENTATIONS OF TIME IN
que los hablantes de chino mandarín imaginan se piensa en un objeto. «Cuando un estadouni- AN AUSTRALIAN ABORIGINAL
el transcurso del tiempo de modo vertical. Los dense que estudia un idioma nuevo aprende el COMMUNITY. L. Boroditsky
acontecimientos del pasado los clasifican en lo género de un objeto, ello influye en la repre- y A. Gaby en Psychological
más alto, mientras que los futuros los sitúan sentación mental que tiene de ese objeto del Science, vol. 21, págs. 1635-
en la zona más inferior. Al parecer, tal tipo de mismo modo que le sucede al nativo», afirma 1639, 2010.
conceptos abstractos dependen de la dirección Boroditsky.
en la que se lee y escribe una lengua. No es necesario trasladarse al laboratorio CONSTRUCTING AGENCY: THE
para observar semejantes efectos. En cada mu- ROLE OF LANGUAGE. C. M.
Escritura y percepción del tiempo seo se hallan ejemplos de personificaciones, es Fausey et al. en Frontiers
En un experimento análogo, los investigadores decir, de representaciones en forma humana de in Cultural Psychology, n.o
obstaculizaron la manera natural de razonar de conceptos abstractos: la muerte, el pecado, la 10.3389/fpsyg.2010.00162,
los hablantes del idioma mandarín al hacerles victoria o el tiempo, entre otros. ¿Cómo decide 2010.
colocar objetos en una secuencia horizontal. un artista si la muerte debe ser masculina o fe-
En esa situación, ante la pregunta: «El mes de menina? El 85 por ciento de las personificaciones SUBTLE LINGUISTIC CUES
noviembre ¿se encuentra delante o detrás del son del mismo género que el término utilizado INFLUENCE PERCEIVED BLAME
octubre?», la respuesta de los probandos ya no en la lengua materna de su autor. Los pintores AND FINANCIAL LIABILITY.
era ni rápida ni segura. Lo mismo ocurrió con alemanes acostumbran a representar la muerte C. M. Fausey y L. Boroditsky
los participantes de lengua inglesa materna al personificada en un hombre y, por el contrario, en Psychonomic Bulletin &
tener que ordenar los conceptos temporales de en los lienzos de pintores rusos suele aparecer Review, vol. 17, págs. 644-
arriba abajo. La dirección de nuestra escritura y como una mujer. 650, 2010.
la representación temporal parecen estar estre- Los fenómenos descritos señalan que las len-
chamente relacionadas. Si se impide a los sujetos guas han encontrado caminos disímiles para EL PRISMA DEL LENGUA-
representar la dirección espacial, se desordena describir el mundo y distribuirlo en categorías; JE: CÓMO LAS PALABRAS
su percepción temporal. tales diferencias se reflejan en el proceso cogni- COLOREAN EL MUNDO.
Para corroborar las tesis sobre el pensamiento tivo de sus hablantes. Ello no significa, empero, G. Deutscher. Ariel, Barcelo-
influido por el lenguaje, Boroditsky enseñó a que las personas deban mantenerse ajenas a es- na, 2011.
algunos individuos en el laboratorio a hablar de pacios lingüísticos básicos diferentes. El cerebro
formas distintas sobre el tiempo. Ingleses nati- es lo bastante flexible como para aprender otros LENGUAJE Y PENSAMIENTO.
vos debían describir una secuencia de hechos significados y términos. Es la manera de conocer L. Boroditsky en Investi-
con una metáfora vertical. «Acto seguido, su nuevas formas de ver las cosas. gación y Ciencia, n.º 415,
percepción temporal se asemejaba mucho más págs. 40-43, 2011.
a la de un hablante de chino mandarín», comen- Klaus WilhelmGUDKÏNQIQ[RGTKQFKUVCEKGPVÉƂEQ

MENTE Y CEREBRO 52 / 2012 31