Está en la página 1de 14

UNIVERSIDAD TEGNOLOGICA DE HONDURAS

Campus: Tegucigalpa
Asignatura: Redacción: EOE-1615
Catedrático: Lic. Luz Virginia Bueno
No. De cuenta: 201810060244
Alumna: Sandra Elizabeth Lanza B.
Tarea: Análisis del poema Lo esencial
del Autor Alfonso Guillen
Zelaya

Fecha: 19 de marzo, 2018


LA COMUNICACIÓN

ÍNDICE

Página

I. Introducción……………………..…………..…. 3

II. Contenido……………………………………..… 4-12

III. Conclusión…………………………….……...… 13

IV. Referencias Bibliográficas……………………... 14

2
Cuenta No. 201810060244 Alumna: Sandra Elizabeth Lanza B
LA COMUNICACIÓN

I. INTRODUCCIÓN

El presente trabajo tiene como propósito destacar lo magnifica que es esta obra poética escrita por el
Poeta, Escritor y Periodista Hondureño Alfonso Guillén Zelaya, considerado uno de los mejores poetas
de la historia de Honduras y el que más se destacó por su auténtica, singular y profunda manera de
expresar sus sentimientos y pensamientos a través de la poesía. Este Poeta nació en la ciudad de
Juticalpa, Olancho el 27 de junio de 1887 y murió en la ciudad de México el 4 de Septiembre de 1947.

3
Cuenta No. 201810060244 Alumna: Sandra Elizabeth Lanza B
LA COMUNICACIÓN

II. OBJETIVOS

Realizar un análisis del Poema del escritor Alfonzo Guillen Zelaya


Hacer una comparación entre la familia del video y la mía.
Realizar el trabajo con eficiencia de forma clara y ordenada.
Elaborar un análisis propio del mensaje recibido en este poema.

4
Cuenta No. 201810060244 Alumna: Sandra Elizabeth Lanza B
LA COMUNICACIÓN

III. CONTENIDO

Autor: Alfonso Guillén Zelaya

Lo esencial no está en ser poeta, ni artista ni filósofo. Lo esencial es que cada uno tenga
la dignidad de su trabajo, la conciencia de su trabajo.

El orgullo de hacer las cosas bien, el entusiasmo de sentirse transitoriamente satisfecho


de su obra, de quererla, de admirarla, es la sana recompensa de los fuertes, de los que
tienen el corazón robusto y el espíritu limpio.

Dentro de los sagrados números de la naturaleza, ninguna labor bien hecha vale menos,
ninguna vale más. Todos representamos fuerzas capaces de crear. Todos somos algo
necesario y valioso en la marcha del mundo, desde el momento en que entramos a librar
la batalla del porvenir.

El que construye la torre y el que construye la cabaña; el que siembra ideas y el que
siembra trigo; el que teje los mantos imperiales y el que cose el traje humilde del obrero,
el que fabrica la sandalia de sedas imponderables y el que fabrica la ruda suela que
protege en la heredad el pie del jornalero, son elementos de progreso, factores de
superación, expresiones fecundas y honrosas del trabajo.

Dentro de la justicia no pueden existir aristocracias del trabajo. Dentro de la acción


laboriosa todos estamos nivelados por esa fuerza reguladora de la vida que reparte los
dones e impulsa actividades. Solamente la organización inicua del mundo estanca y
provoca el fracaso transitorio del esfuerzo humano.

5
Cuenta No. 201810060244 Alumna: Sandra Elizabeth Lanza B
LA COMUNICACIÓN

El que siembra el grano que sustenta nuestro cuerpo, vale tanto como el que siembra la
semilla que nutre nuestro espíritu. Ambos son sembradores, y en la labor de ambos va
in vivito algo trascendental, noble y humano: dilatar y engrandecer la vida.

Tallar una estatua, pulir una joya, aprisionar un ritmo, animar un lienzo, son cosas
admirables. Tener un hijo y luego cultivarlo y amarle, enseñándole a desnudarse el
corazón y a vivir a tono con la armonía del mundo, es también algo magnífico y eterno.
Tiene toda la eternidad que es dable conquistar al hombre, cualquiera que sea su
capacidad.

Nadie tiene derecho de avergonzarse de su labor, ninguno de repudiar su obra, si en ella


ha puesto el afecto diligente y el entusiasmo creador.

Nadie envidie a nadie, que ninguno podrá regalarle el don ajeno. Lo único necesario es
batallar porque las condiciones del mundo sean propicias a todos nuestros semejantes y
a nosotros mismos para hacer que florezca y fructifique cuanto hay en ellos y en
nosotros.

La envidia es una carcoma de las maderas podridas, nunca de los árboles lozanos.
Ensanche y eleve cada uno lo suyo, defendiéndose y luche contra la injusticia
predominante, en la batalla están la satisfacción y la victoria.

Lo triste, lo malo, lo criminal es el enjuto del alma, el parásito, el incapaz de admirar y


querer, el inmodesto, el necio, el tonto, el que nunca ha hecho nada y niega todo, el que
obstinado y torpe cierra a la vida sus caminos; pero el que trabaja, el que gana su pan
y nutre con su esfuerzo su alegría y la de los suyos, el noble, el bueno, para esa clase
de hombre tarde o temprano dirá su palabra de justicia el porvenir, ya tale montes o
cincele estatuas.

No tenemos derecho a sentirnos abatidos por lo que somos. Abatirse es perecer, dejar
que la maldad nos arrastre impune al desprecio, a la miseria y a la muerte. Necesitamos

6
Cuenta No. 201810060244 Alumna: Sandra Elizabeth Lanza B
LA COMUNICACIÓN

vivir en pie de lucha, sin desfallecimientos ni cobardías. Ese es nuestro deber y esa es
la mayor gloria del hombre.

No maldigamos, no desdeñemos a nadie. No es esa la misión de nuestra especie; pero


no tengamos tampoco la flaqueza de considerarnos impotentes.

Nuestra humildad no debe ser conformidad, ni renunciamiento, ni claudicación, sino


grandeza de nuestra pequeñez que tiene la valentía de sentirse útil y grande frente a la
magnitud del Universo. Esa es la cumbre espiritual del hombre.

Preguntas
-Haga un cuadro sinóptico del tema

7
Cuenta No. 201810060244 Alumna: Sandra Elizabeth Lanza B
LA COMUNICACIÓN

 Expresión de los más


profundos
sentimientos de su
autor.
 El lenguaje literario
Características difiere de la lengua
comunicación (la que
empleamos en los
actos cotidianos).
 Uso de párrafos y
oraciones breves.

1.- Trabajo lo verdaderamente importante


con honradez y orgullo.
Poema Lo Esencial Temas encontrados 2.- Ninguna labor bien hecha vale menos.

3.- somos algo necesario y valioso en la


marcha del mundo.

4.- La sana recompensa de los esfuerzos.

5.- Vivir a tono con la armonía del mundo.


6.- La satisfacción de hacer las cosas bien.

1.- Que su lectura fuera fácil de

comprender.
Deseos del Autor 2.-Que reflexionemos internamente

acerca de nuestra labor.

3.- Que midamos nuestro desempeño en el

trabajo.

4.- Que nos valoremos todos por igual.

8
Cuenta No. 201810060244 Alumna: Sandra Elizabeth Lanza B
LA COMUNICACIÓN

Haga una lista de los temas que trata el poema


1.- Trabajo lo verdaderamente importante con honradez y orgullo.
2.- Ninguna labor bien hecha vale menos.
3.- somos algo necesario y valioso en la marcha del mundo.
4.- La sana recompensa de los esfuerzos.
5.- Vivir a tono con la armonía del mundo.
6.- La satisfacción de hacer las cosas bien.

Pudo haber sido un texto más corto: ¿qué partes le quitaría?


Personalmente no le quitaría nada, pero si fuera necesario haría omisión de tantos ejemplos
que da y lo sintetizaría de esta manera:
Lo esencial no está en ser poeta, ni artista ni filosofo. Lo esencial es que cada uno tenga la
dignidad y conciencia de su trabajo.

El orgullo de hacer las cosas bien, el entusiasmo de sentirse transitoriamente satisfecho de su


obra, de quererla, y admirarla, es la sana recompensa de los fuertes, de los que tienen el corazón
robusto y el espíritu limpio.

Dentro de los sagrados números de la naturaleza, ninguna labor bien hecha vale menos, ni una
vale más. Todos representamos fuerzas capaces de crear. somos algo necesario y valioso en la
marcha del mundo, desde el momento en que entramos a librar la batalla del porvenir.

El que construye la torre y la cabaña; el que siembra ideas y el trigo; el que teje los mantos
imperiales y el que cose el traje humilde del obrero, el que fabrica la sandalia de sedas

9
Cuenta No. 201810060244 Alumna: Sandra Elizabeth Lanza B
LA COMUNICACIÓN

Imponderables y el que fabrica la ruda suela que protege el pie del jornalero, son elementos de
progreso, factores de superación, expresiones fecundas y honrosas del trabajo.

Dentro de la justicia no pueden existir aristocracias del trabajo. Dentro de la acción laboriosa
todos estamos nivelados por esa fuerza reguladora de la vida que reparte los dones e impulsa
actividades. Solamente la organización inicua del mundo estanca y provoca el fracaso transitorio
del esfuerzo humano.

El que siembra el grano que sustenta nuestro cuerpo, vale tanto como el que siembra la semilla
que nutre nuestro espíritu. Ambos son sembradores, y en la labor de ambos va algo
trascendental, noble y humano: dilatar y agrandar la vida.

Tallar una estatua, pulir una joya, aprisionar un ritmo, animar un lienzo, son cosas admirables.
Tener un hijo cultivarlo y amarle, enseñándole a desnudarse el corazón y a vivir a tono con la
armonía del mundo, es también algo magnífico y eterno. Tiene toda la eternidad que es dable
conquistar al hombre, cualquiera que sea su capacidad.

Nadie tiene derecho de avergonzarse de su labor, ninguno de repudiar su obra, si en ella ha


puesto el afecto diligente y el entusiasmo productor.

Nadie envidie a nadie, que ninguno podrá regalarle el don ajeno. Lo único necesario es batallar
porque las condiciones del mundo sean propicias a todos nuestros semejantes y a nosotros
mismos para hacer que florezca y fructifique cuanto hay en ellos y en nosotros.

La envidia es una carcoma de las maderas podridas, nunca de los árboles lozanos. Ensanche y
eleve cada uno lo suyo, defendiéndose y luche contra la injusticia predominante, en la batalla
están la satisfacción y la victoria.

10
Cuenta No. 201810060244 Alumna: Sandra Elizabeth Lanza B
LA COMUNICACIÓN

Lo triste, lo malo, lo criminal es el enjuto del alma, el parásito, el incapaz de admirar y querer, el
inmodesto, el necio, el tonto, el que nunca ha hecho nada y niega todo, el que obstinado y torpe
cierra a la vida y caminos; pero el que trabaja, el que gana su pan y nutre con su esfuerzo su
alegría y la de los suyos, el noble, el bueno, para esa clase de hombre tarde o temprano dirá su
palabra de justicia el porvenir.

No tenemos derecho a sentirnos abatidos por lo que somos. Abatirse es perecer, dejar que la
maldad nos arrastre impune al desprecio, a la miseria y a la muerte. Necesitamos vivir en pie de
lucha, sin desfallecimientos ni cobardías. Ese es nuestro deber y esa es la mayor gloria del
hombre.

No maldigamos, no menospreciemos a nadie. No es esa la misión de nuestra especie; pero no


tengamos tampoco la flaqueza de considerarnos impotentes.
Nuestra humildad no debe ser conformidad, ni renunciamiento, ni claudicación, sino grandeza
de nuestra pequeñez que tiene la valentía de sentirse útil y grande frente a la magnitud del
Universo. Esa es la cumbre espiritual del hombre

De esta forma dejaría este hermoso poema. (aunque aclaro que no es


necesario quitar nada esta maravilloso.)

Pudo haber sido más largo: ¿Qué partes le agregaría?


Considero, que no debería ser mas largo, ya que como su mismo tema lo indica en este poema
se encuentra la esencia necesaria para entender que, cada hondureño tiene una responsabilidad
grande de desarrollarse personalmente, y orgullosamente en esta tierra, sin olvidar jamás que
todos somos iguales, aunque pertenezcamos a diferentes clases sociales. Somos un engranaje
importante, hagamos pues cada uno lo que nos corresponde, y disfrutemos de crear bien, sin
desmerecer la labor de ninguno, cada uno gócese del lugar que nos ocupa desarrollar.

11
Cuenta No. 201810060244 Alumna: Sandra Elizabeth Lanza B
LA COMUNICACIÓN

Haga su propio análisis en un párrafo del objetivo que perseguía el autor


con su mensaje
El poeta Guillen Zelaya dejo su objetivo de forma clara en esta gran obra Lo Esencial, poema
que al leerlo podamos percibir el profundo sentimiento con el que fue escrito, como si el Autor
quisiera con sus palabras tocar el alma de los hondureños e infundirles el verdadero amor, valor
y orgullo por las cosas realmente esenciales de la vida, las que, cegados por la rutina, la
ignorancia, el desánimo o quizás por la vergüenza de nuestros orígenes no nos damos cuenta de
que tenemos, invito a que vivíamos con valor como lo demanda “Lo Esencial”.

IV. CONCLUSION

12
Cuenta No. 201810060244 Alumna: Sandra Elizabeth Lanza B
LA COMUNICACIÓN

Para concluir con este trabajo Guillén Zelaya uso párrafos y oraciones breves. Mediante este
estilo de escritura se puede afirmar que la lectura de su obra será más fácil de comprender, pero,
no por eso, que tenga menos carácter significativo. Con este estilo consigue que el lector tenga
una comprensión más rápida y definida sobre lo que en realidad quiere dar a entender en su obra.
Consigue que su obra pueda ser comprensible para personas que no tengan un nivel alto de
expresión y comprensión lingüística, y que están acostumbrados a una expresión lingüística
coloquial y más sencilla. En síntesis, la forma en que su obra está escrita hace que sea más fácil
de comprender para todo el público en general.

13
Cuenta No. 201810060244 Alumna: Sandra Elizabeth Lanza B
LA COMUNICACIÓN

V. FUENTES BIBLIOGRAFICAS

 Lectura del manual del módulo 7 de la clase de Redacción.

14
Cuenta No. 201810060244 Alumna: Sandra Elizabeth Lanza B