Está en la página 1de 7

CENTRAL TERMICA

Una central termoeléctrica es una instalación en donde la energía mecánica que


se necesita para mover el rotor del generador, y por tanto obtener la energía
eléctrica, se obtiene a partir del vapor formado al hervir el agua en una caldera. El
vapor generado tiene una gran presión, y se hace llegar a las turbinas para que en
su expansión sea capaz de mover los álabes de las mismas.

Las centrales termoeléctricas consumen carbón, fuelóleo o gas natural. En dichas


centrales la energía de la combustión del carbón, fuelóleo o gas natural se emplea
para hacer la transformación del agua en vapor.

Una central termoeléctrica se compone de una caldera y de una turbina que


mueve el generador eléctrico. La caldera es el elemento fundamental, y en ella se
produce la combustión del carbón, fuelóleo o gas.
Las centrales térmicas convencionales utilizan combustibles fósiles para generar
electricidad. Su sistema de funcionamiento es prácticamente el mismo
independientemente de que empleen carbón, fuel o gas natural; diferenciándose
únicamente en el tratamiento previo del combustible y el diseño de los
quemadores.

GENERADOR DE VAPOR
El termino de generador de vapor está siendo utilizado en la actualidad para
reemplazar la denominación de caldera, e indica al conjunto de equipos
compuestos por: horno (u hogar), cámaras de agua(o evaporador), quemadores,
sobrecalentadores, recalentadores, economizador y precalentador de aire.
Las calderas son dispositivos de ingeniería diseñados para generar vapor
saturado (vapor a punto de condensarse) debido a una transferencia de calor,
proveniente de la transformación de la energía química del combustible mediante
la combustión, en energía utilizable (calor), y transferirla al fluido de trabajo (agua
en estado líquido), el cual la absorbe y cambia de fase (se convierte en vapor).

El término de caldera ha sido por mucho tiempo utilizado y los dos términos se
usan indistintamente. Es común la confusión entre los términos de caldera y
generador de vapor, pero la diferencia es que el segundo genera vapor
sobrecalentado (vapor seco) y el otro genera vapor saturado (vapor
húmedo).La producción de vapor a partir la combustión de combustibles fósiles se
utiliza en todo tipo de industrias de transformación de materias primas y en las
centrales termoeléctricas.
RELEVADORES INDUSTRIALES TERMOMAGNETICOS

El interruptor termomagnético, térmicas o breakers, están compuestos por dos


partes fundamentales, como lo indica la palabra: una parte magnética y otra parte
térmica.

El relé magnético es la parte encargada de la protección contra cortocircuitos y el


relé térmico es la parte del interruptor automático encargada de la protección
contra sobrecargas.

Las Térmicas se abren y cortan el circuito cuando por ellas pasa una intensidad
superior a la nominal. Esta intensidad es la que se llama calibre del aparato, y es
la característica principal del dispositivo, los valores más normales de calibre son:
5A (Amperes), 10A, 16A, 20A, 25A, 30A, 40A, 50A.

Con respecto a los fusibles, las Térmicas tienen la ventaja que no es necesario
reponerlas cada vez que actúan, por esto son tan utilizadas en las instalaciones
domiciliarias.

Los interruptores termomagneticos se pueden clasificar de la siguiente


manera.

Uso y nivel de voltaje

Debido a que existen breakers para todo nivel de voltaje se clasificaran en: Alto,
Mediano y Bajo voltaje.

-Alto voltaje

Su accionamiento es dado por un solenoide con protección de relés con corriente


censada por transformadores de corriente.
Son de gran tamaño y protege a equipos y barras contra
distintas fallas de sobrecarga y tierra. Utilizan distintos medios para evitar el arco
eléctrico producido por su apertura tales como aceite, vacío o hexafluoruro de
azufre.

-Mediano voltaje

También su operación está dada por relés de protección. Generalmente no utilizan


sensores de sobrecarga térmica o magnética. Su operación mecánica puede
hacerse mediante un motor o una manivela de mano. Utilizan el vacío como medio
para extinguir el arco eléctrico.

-Bajo voltaje

Son pequeños y están hechos de tal forma que puedan ser desmontados sin
necesidad de sacar todo el tablero se utilizan en industrias comerciales y
viviendas. Su operación puede ser ajustable en algunos de ellos. En pocos casos
su operación mecánica se realiza por medio de un motor el cual puede ser
comandado remotamente.

BREAKER – INTERRUPTORES TERMICOS

INTERRUPTOR TERMICO

Idóneos como protección contra sobrecorriente y cortocircuitos de consumidores


como, p. ej., motores, transformadores, redes de a bordo y cables de baja tensión.

En los interruptores de protección con disparo térmico, el instante de disparo


depende de la magnitud de la corriente de sobrecarga. Conforme aumenta la
intensidad, un elemento bimetálico/alambre extensible se calienta hasta alcanzar
el punto de disparo definido en el que el dispositivo ejecuta una separación
galvánica rea
BREAKER

Es un aparato capaz de interrumpir o abrir un circuito eléctrico cuando la


intensidad de la corriente eléctrica que por él circula excede de un determinado
valor, o en el que se ha producido un cortocircuito, con el objetivo de evitar daños
a los equipos eléctricos. A diferencia de los fusibles, que deben ser reemplazados
tras un único uso, el disyuntor puede ser rearmado una vez localizado y reparado
el problema que haya causado su disparo o desactivación automática.

MANOMETROS
Un manómetro es un instrumento de medida de la presión en fluidos (líquidos y
gases) en circuitos cerrados. Miden la diferencia entre la presión real o absoluta y
la presión atmosférica, llamándose a este valor, presión manométrica. A este
tipo de manómetros se les conoce también como "Manómetros de Presión".

Lo que realmente hacen es comparar la presión atmosférica (la de fuera, la


atmósfera) con la de dentro del circuito por donde circula al fluido. Por eso se dice
que los manómetros miden la presión relativa.

La presión manométrica es la presión relativa a la presión atmosférica. La


presión manométrica es positiva para presiones por encima de la presión
atmosférica, y negativa para presiones por debajo de ella. La presión absoluta es
la suma de presión manométrica y presión atmosférica.

Recuerda que la presión se define como la fuerza por unidad de superficie que
ejerce un líquido o un gas perpendicularmente a dicha superficie. P = F/S.
Los manómetros industriales suelen tener una escala graduada que mide la
presión, normalmente, en bares, pascales o en psi (fuerza por pulgada cuadrada).

Todos los manómetros de presión tienen un elemento que cambia alguna


propiedad cuando son sometidos a la presión. Este cambio se manifiesta en una
escala o pantalla calibrada directamente en las unidades de presión
correspondientes. La aguja nos mide la presión en el interior del circuito.

Como ves en el ejemplo de la imagen hay dos escalas, la de arriba nos marca los
bares y la de abajo los psi. En la escala tenemos colores para identificar franjas de
presión, por ejemplo el color rojo peligrosa por ser muy alta.

Algo muy importante a la hora de utilizar un manómetro de presión es


su exactitud o precisión. La exactitud se define como la diferencia máxima
(error) entre el valor verdadero y el valor indicado por el manómetro expresado
como porcentaje.

TABLEROS ELECTRICOS
En una instalación eléctrica, los tableros eléctricos son la parte principal. En los
tableros eléctricos se encuentran los dispositivos de seguridad y los mecanismos
de maniobra de dicha instalación.
En términos generales, los tableros eléctricos son gabinetes en los que se
concentran los dispositivos de conexión, control, maniobra, protección, medida,
señalización y distribución, todos estos dispositivos permiten que una instalación
eléctrica funcione adecuadamente.
Dos de los constituyentes de los tableros eléctricos son: el medidor de consumo
(mismo que no se puede alterar) e interruptor, que es un dispositivo que corta la
corriente eléctrica una vez que se supera el consumo contratado. Es importante
mencionar que el interruptor no tiene funciones de seguridad, solamente se
encarga de limitar el nivel del consumo.

Tipos de tableros eléctricos


Según su ubicación en la instalación eléctrica, los tableros eléctricos se clasifican
en:
- Tablero principal de distribución: Este tablero está conectado a la línea eléctrica
principal y de él se derivan los circuitos secundarios. Este tablero contiene el
interruptor principal.

- Tableros secundarios de distribución: Son alimentados directamente por el


tablero principal. Son auxiliares en la protección y operación de subalimentadores.

- Tableros de paso: Tienen la finalidad de proteger derivaciones que por su


capacidad no pueden ser directamente conectadas alimentadores o
subalimentadores. Para llevar a cabo esta protección cuentan con fusibles.

- Gabinete individual del medidor: Este recibe directamente el circuito de


alimentación y en él está el medidor de energía desde el cual se desprende el
circuito principal.

- Tableros de comando: Contienen dispositivos de seguridad y maniobra.