Está en la página 1de 10

LEYES EDUCATIVAS

ATENCIÓN A LA DIVERSIDAD DE ALUMNADO DESDE LAS LEYES EDUCATIVAS

LOGSE (1990): Ley Orgánica General del Sistema Educativo


CAPITULO QUINTO
De la Educación Especial
Artículo 36
1. El sistema educativo dispondrá de los recursos necesarios para que los alumnos
con necesidades educativas especiales, temporales o permanentes, puedan alcanzar,
dentro del mismo sistema, los objetivos establecidos con carácter general para todos
los alumnos.
2. La identificación y valoración de las necesidades educativas especiales se realizará
por equipos integrados por profesionales de distintas cualificaciones, que establecerán
en cada caso planes de actuación en relación con las necesidades educativas
específicas de los alumnos.
3. La atención al alumnado con necesidades educativas especiales se regirá por los
principios de normalización y de integración escolar.
4. Al final de cada curso se evaluarán los resultados conseguidos por cada uno de los
alumnos con necesidades educativas especiales, en función de los objetivos
propuestos a partir de la valoración inicial. Dicha evaluación permitirá variar el plan de
actuación en función de sus resultados.
Artículo 37
1. Para alcanzar los fines señalados en el artículo anterior, el sistema educativo
deberá disponer de profesores de las especialidades correspondientes y de
profesionales cualificados, así como de los medios y materiales didácticos precisos
para la participación de los alumnos en el proceso de aprendizaje. Los centros
deberán contar con la debida organización escolar y realizar las adaptaciones y
diversificaciones curriculares necesarias para facilitar a los alumnos la consecución de
los fines indicados. Se adecuarán las condiciones físicas y materiales de los centros a
las necesidades de estos alumnos.
2. La atención a los alumnos con necesidades educativas especiales se iniciará desde
el momento de su detección. A tal fin, existirán los servicios educativos precisos para
estimular y favorecer el mejor desarrollo de estos alumnos, y las Administraciones
educativas competentes garantizarán su escolarización.
3. La escolarización en unidades o centros de educación especial sólo se llevará a
cabo cuando las necesidades del alumno no puedan ser atendidas por un centro
ordinario. Dicha situación será revisada periódicamente, de modo que pueda
favorecerse, siempre que sea posible, el acceso de los alumnos a un régimen de
mayor integración.
4. Las Administraciones educativas regularán y favorecerán la participación de los
padres o tutores en las decisiones que afecten a la escolarización de los alumnos con
necesidades educativas especiales.

1
LEYES EDUCATIVAS

LOCE (2002): Ley Orgánica de Calidad de la Educación


TITULO I. CAPÍTULO VII
De la atención a los alumnos con necesidades educativas específicas
SECCIÓN 1.a DE LA IGUALDAD DE OPORTUNIDADESPARA UNA EDUCACIÓN DE
CALIDAD
Artículo 40. Principios.
1. Con el fin de asegurar el derecho individual a una educación de calidad, los poderes
públicos desarrollarán las acciones necesarias y aportarán los recursos y los apoyos
precisos que permitan compensar los efectos de situaciones de desventaja social para
el logro de los objetivos de educación y de formación previstos para cada uno de los
del sistema educativo.
2. El Estado podrá impulsar, mediante convenios con las Comunidades Autónomas,
actuaciones preferentes orientadas al logro efectivo de sus metas y objetivos en
materia de igualdad de oportunidades y de compensación en educación.
Artículo 41. Recursos.
1. Las Administraciones educativas adoptarán procedimientos singulares en aquellos
centros escolares o zonas geográficas en las cuales, por las características
socioeconómicas y socioculturales de la población correspondiente, resulte necesaria
una intervención educativa diferenciada, con especial atención a la garantía de la
igualdad de oportunidades en el mundo rural. En tales casos, se aportarán los
recursos materiales y de profesorado necesarios y se proporcionará el apoyo técnico y
humano preciso para el logro de la compensación educativa.
2. Los poderes públicos organizarán y desarrollarán de manera integrada acciones de
compensación educativa, con el fin de que las actuaciones que correspondan a sus
respectivos ámbitos de competencia consigan el uso más efectivo posible de los
recursos empleados.
3. Excepcionalmente, en aquellos casos en que, para garantizar la calidad de la
enseñanza, los alumnos de enseñanza obligatoria hayan de estar escolarizados en un
municipio próximo al de su residencia o a una distancia que lo justifique de acuerdo
con la normativa al efecto, las Administraciones educativas prestarán de forma gratuita
los servicios escolares de transporte, comedor y, en su caso, internado.
SECCIÓN 2.a DE LOS ALUMNOS EXTRANJEROS
Artículo 42. Incorporación al sistema educativo.
1. Las Administraciones educativas favorecerán la incorporación al sistema educativo
de los alumnos procedentes de países extranjeros, especialmente en edad de
escolarización obligatoria. Para los alumnos que desconozcan la lengua y cultura
españolas, o que presenten graves carencias en conocimientos básicos, las
Administraciones educativas desarrollarán programas específicos de aprendizaje con
la finalidad de facilitar su integración en el nivel correspondiente.
2. Los programas a que hace referencia el apartado anterior se podrán impartir, de
acuerdo con la planificación de las Administraciones educativas, en aulas específicas
establecidas en centros que impartan enseñanzas en régimen ordinario. El desarrollo
de estos programas será simultáneo a la escolarización de los alumnos en los grupos
ordinarios, conforme al nivel y evolución de su aprendizaje.
3. Los alumnos mayores de quince años que presenten graves problemas de
adaptación a la Educación Secundaria Obligatoria se podrán incorporar a los
programas de iniciación profesional establecidos en esta Ley.

2
LEYES EDUCATIVAS

4. Los alumnos extranjeros tendrán los mismos derechos y los mismos deberes que
los alumnos españoles. Su incorporación al sistema educativo supondrá la aceptación
de las normas establecidas con carácter general y de las normas de convivencia de
los centros educativos en los que se integren.
5. Las Administraciones educativas adoptarán las medidas oportunas para que los
padres de alumnos extranjeros reciban el asesoramiento necesario sobre los
derechos, deberes y oportunidades que comporta la incorporación al sistema
educativo español.
SECCIÓN 3.a DE LOS ALUMNOS SUPERDOTADOS INTELECTUALMENTE
Artículo 43. Principios.
1. Los alumnos superdotados intelectualmente serán objeto de una atención específica
por parte de las Administraciones educativas.
2. Con el fin de dar una respuesta educativa más adecuada a estos alumnos, las
Administraciones educativas adoptarán las medidas necesarias para identificar y
evaluar de forma temprana sus necesidades.
3. El Gobierno, previa consulta a las Comunidades Autónomas, establecerá las
normas para flexibilizar la duración de los diversos niveles y etapas del sistema
educativo establecidos en la presente Ley, independientemente de la edad de estos
alumnos.
4. Las Administraciones educativas adoptarán las medidas necesarias para facilitar la
escolarización de estos alumnos en centros que, por sus condiciones, puedan
prestarles una atención adecuada a sus características.
5. Corresponde a las Administraciones educativas promover la realización de cursos
de formación específica relacionados con el tratamiento de estos alumnos para el
profesorado que los atienda. Igualmente adoptarán las medidas oportunas para que
los padres de estos alumnos reciban el adecuado asesoramiento individualizado, así
como la información necesaria que les ayude en la educación de sus hijos.
SECCIÓN 4.a DE LOS ALUMNOS CON NECESIDADES
EDUCATIVAS ESPECIALES
Artículo 44. Ámbito.
1. Los alumnos con necesidades educativas especiales que requieran, en un periodo
de su escolarización o a lo largo de toda ella, y en particular en lo que se refiere a la
evaluación, determinados apoyos y atenciones educativas, específicas por padecer
discapacidades físicas, psíquicas, sensoriales, o por manifestar graves trastornos de la
personalidad o de conducta, tendrán una atención especializada, con arreglo a los
principios de no discriminación y normalización educativa, y con la finalidad de
conseguir su integración. A tal efecto, las Administraciones educativas dotarán a estos
alumnos del apoyo preciso desde el momento de su escolarización o de la detección
de su necesidad.
2. El sistema educativo dispondrá de los recursos necesarios para que los alumnos
con necesidades educativas especiales, temporales o permanentes, puedan alcanzar
los objetivos establecidos con carácter general para todos los alumnos.
Artículo 45. Valoración de necesidades.
1. Los alumnos con necesidades educativas especiales serán escolarizados en
función de sus características, integrándolos en grupos ordinarios, en aulas
especializadas en centros ordinarios, en centros de educación especial o en
escolarización combinada.

3
LEYES EDUCATIVAS

2. La identificación y valoración de las necesidades educativas especiales de estos


alumnos se realizará por equipos integrados por profesionales de distintas
cualificaciones.
Estos profesionales establecerán en cada caso planes de actuación en relación con
las necesidades educativas de cada alumno, contando con el parecer de los padres y
con el del equipo directivo y el de los profesores del centro correspondiente.
3. Al finalizar cada curso, el equipo de evaluación valorará el grado de consecución de
los objetivos establecidos al comienzo del mismo para los alumnos con necesidades
educativas especiales. Los resultados de dicha evaluación permitirán introducir las
adaptaciones precisas en el plan de actuación, incluida la modalidad de escolarización
que sea más acorde con las necesidades educativas del alumno. En caso de ser
necesario, esta decisión podrá adoptarse durante el curso escolar.
Artículo 46. Escolarización.
1. La escolarización de los alumnos con necesidades educativas especiales
comenzará y finalizará con las edades establecidas con carácter general para el nivel
y la etapa correspondiente. Excepcionalmente, podrá autorizarse la flexibilización del
periodo de escolarización en la enseñanza obligatoria. En cualquier caso, el límite de
edad para poder permanecer escolarizado en un centro de educación especial será de
veintiún años.
2. La escolarización de alumnos con necesidades educativas especiales incluirá
también la orientación a los padres para la necesaria cooperación entre la escuela y la
familia.
Artículo 47. Recursos de los centros.
1. Las Administraciones educativas dotarán a los centros sostenidos con fondos
públicos del personal especializado y de los recursos necesarios para garantizar la
escolarización de alumnos con necesidades educativas especiales. En la
programación de la oferta depuestos escolares gratuitos, se determinarán aquellos
centros que, por su ubicación y sus recursos, se consideren los más indicados para
atender las diversas necesidades de estos alumnos.
2. Las Administraciones educativas, para facilitar la escolarización y una mejor
incorporación de estos alumnos al centro escolar, podrán establecer acuerdos de
colaboración con otras Administraciones o entidades públicas o privadas.
3. Los centros escolares de nueva creación sostenidos con fondos públicos deberán
cumplir con las disposiciones normativas vigentes en materia de promoción de la
accesibilidad y eliminación de barreras de todo tipo que les sean de aplicación. Las
Administraciones educativas promoverán programas para eliminar las barreras de los
centros escolares sostenidos con fondos públicos que, por razón de su antigüedad u
otros motivos, presenten obstáculos para los alumnos con problemas de movilidad o
comunicación.
Artículo 48. Integración social y laboral.
Con la finalidad de facilitar la integración social y laboral de los alumnos que no
puedan conseguir los objetivos previstos en la enseñanza básica, las Administraciones
públicas promoverán ofertas formativas adaptadas a las necesidades específicas de
los alumnos.

4
LEYES EDUCATIVAS

LOE (2006): La Ley Orgánica de Educación


TÍTULO II - Equidad en la Educación
CAPÍTULO I - Alumnado con necesidad específica de apoyo educativo
Artículo 71. Principios.
1. Las Administraciones educativas dispondrán los medios necesarios para que todo el
alumnado alcance el máximo desarrollo personal, intelectual, social y emocional, así
como los objetivos establecidos con carácter general en la presente Ley.
2. Corresponde a las Administraciones educativas asegurar los recursos necesarios
para que los alumnos y alumnas que requieran una atención educativa diferente a la
ordinaria, por presentar necesidades educativas especiales, por dificultades
específicas de aprendizaje, por sus altas capacidades intelectuales, por haberse
incorporado tarde al sistema educativo, o por condiciones personales o de historia
escolar, puedan alcanzar el máximo desarrollo posible de sus capacidades personales
y, en todo caso, los objetivos establecidos con carácter general para todo el alumnado.
3. Las Administraciones educativas establecerán los procedimientos y recursos
precisos para identificar tempranamente las necesidades educativas específicas de los
alumnos y alumnas a las que se refiere el apartado anterior. La atención integral al
alumnado con necesidad específica de apoyo educativo se iniciará desde el mismo
momento en que dicha necesidad sea identificada y se regirá por los principios de
normalización e inclusión.
4. Corresponde a las Administraciones educativas garantizar la escolarización, regular
y asegurar la participación de los padres o tutores en las decisiones que afecten a la
escolarización y a los procesos educativos de este alumnado. Igualmente les
corresponde adoptar las medidas oportunas para que los padres de estos alumnos
reciban el adecuado asesoramiento individualizado, así como la información necesaria
que les ayude en la educación de sus hijos.
Artículo 72. Recursos.
1. Para alcanzar los fines señalados en el artículo anterior, las Administraciones
educativas dispondrán del profesorado de las especialidades correspondientes y de
profesionales cualificados, así como de los medios y materiales precisos para la
adecuada atención a este alumnado.
2. Corresponde a las Administraciones educativas dotar a los centros de los recursos
necesarios para atender adecuadamente a este alumnado. Los criterios para
determinar estas dotaciones serán los mismos para los centros públicos y privados
concertados.
3. Los centros contarán con la debida organización escolar y realizarán las
adaptaciones y diversificaciones curriculares precisas para facilitar a todo el alumnado
la consecución de los fines establecidos.
4. Las Administraciones educativas promoverán la formación del profesorado y de
otros profesionales relacionada con el tratamiento del alumnado con necesidad
específica de apoyo educativo.
5. Las Administraciones educativas podrán colaborar con otras Administraciones o
entidades públicas o privadas sin ánimo de lucro, instituciones o asociaciones, para
facilitar la escolarización y una mejor incorporación de este alumnado al centro
educativo.
Sección primera. Alumnado que presenta necesidades educativas especiales

5
LEYES EDUCATIVAS

Artículo 73. Ámbito.


Se entiende por alumnado que presenta necesidades educativas especiales, aquel
que requiera, por un periodo de su escolarización o a lo largo de toda ella,
determinados apoyos y atenciones educativas específicas derivadas de discapacidad
o trastornos graves de conducta.
Artículo 74. Escolarización.
1. La escolarización del alumnado que presenta necesidades educativas especiales se
regirá por los principios de normalización e inclusión y asegurará su no discriminación
y la igualdad efectiva en el acceso y la permanencia en el sistema educativo, pudiendo
introducirse medidas de flexibilización de las distintas etapas educativas, cuando se
considere necesario. La escolarización de este alumnado en unidades o centros de
educación especial, que podrá extenderse hasta los veintiún años, sólo se llevará a
cabo cuando sus necesidades no puedan ser atendidas en el marco de las medidas de
atención a la diversidad de los centros ordinarios.
2. La identificación y valoración de las necesidades educativas de este alumnado se
realizará, lo más tempranamente posible, por personal con la debida cualificación y en
los términos que determinen las Administraciones educativas.
3. Al finalizar cada curso se evaluarán los resultados conseguidos por cada uno de los
alumnos en función de los objetivos propuestos a partir de la valoración inicial. Dicha
evaluación permitirá proporcionarles la orientación adecuada y modificar el plan de
actuación así como la modalidad de escolarización, de modo que pueda favorecerse,
siempre que sea posible, el acceso del alumnado a un régimen de mayor integración.
4. Corresponde a las Administraciones educativas promover la escolarización en la
educación infantil del alumnado que presente necesidades educativas especiales y
desarrollar programas para su adecuada escolarización en los centros de educación
primaria y secundaria obligatoria.
5. Corresponde asimismo a las Administraciones educativas favorecer que el
alumnado con necesidades educativas especiales pueda continuar su escolarización
de manera adecuada en las enseñanzas postobligatorias, así como adaptar las
condiciones de realización de las pruebas establecidas en esta Ley para aquellas
personas con discapacidad que así lo requieran.
Artículo 75. Integración social y laboral.
1. Con la finalidad de facilitar la integración social y laboral del alumnado con
necesidades educativas especiales que no pueda conseguir los objetivos de la
educación obligatoria, las Administraciones públicas fomentarán ofertas formativas
adaptadas a sus necesidades específicas.
2. Las Administraciones educativas establecerán una reserva de plazas en las
enseñanzas de formación profesional para el alumnado con discapacidad.
Sección segunda. Alumnado con altas capacidades intelectuales
Artículo 76. Ámbito.
Corresponde a las Administraciones educativas adoptar las medidas necesarias para
identificar al alumnado con altas capacidades intelectuales y valorar de forma
temprana sus necesidades. Asimismo, les corresponde adoptar planes de actuación
adecuados a dichas necesidades.
Artículo 77. Escolarización.

6
LEYES EDUCATIVAS

El Gobierno, previa consulta a las Comunidades Autónomas, establecerá las normas


para flexibilizar la duración de cada una de las etapas del sistema educativo para los
alumnos con altas capacidades intelectuales, con independencia de su edad.
Sección tercera. Alumnos con integración tardía en el sistema educativo español

Artículo 78. Escolarización.


1. Corresponde a las Administraciones públicas favorecer la incorporación al sistema
educativo de los alumnos que, por proceder de otros países o por cualquier otro
motivo, se incorporen de forma tardía al sistema educativo español. Dicha
incorporación se garantizará, en todo caso, en la edad de escolarización obligatoria.
2. Las Administraciones educativas garantizarán que la escolarización del alumnado
que acceda de forma tardía al sistema educativo español se realice atendiendo a sus
circunstancias, conocimientos, edad e historial académico, de modo que se pueda
incorporar al curso más adecuado a sus características y conocimientos previos, con
los apoyos oportunos, y de esta forma continuar con aprovechamiento su educación.
Artículo 79. Programas específicos.
1. Corresponde a las Administraciones educativas desarrollar programas específicos
para los alumnos que presenten graves carencias lingüísticas o en sus competencias
o conocimientos básicos, a fin de facilitar su integración en el curso correspondiente.
2. El desarrollo de estos programas será en todo caso simultáneo a la escolarización
de los alumnos en los grupos ordinarios, conforme al nivel y evolución de su
aprendizaje.
3. Corresponde a las Administraciones educativas adoptar las medidas necesarias
para que los padres o tutores del alumnado que se incorpora tardíamente al sistema
educativo reciban el asesoramiento necesario sobre los derechos, deberes y
oportunidades que comporta la incorporación al sistema educativo español.

7
LEYES EDUCATIVAS

LOMCE (2013): Ley Orgánica para la mejora de la calidad educativa.

TÍTULO II Equidad en la Educación


Capítulo I Alumnado con necesidad específica de apoyo educativo.
Artículo 71. Principios.
1. Las administraciones educativas dispondrán los medios necesarios para que
todo el alumnado alcance el máximo desarrollo personal, intelectual, social y
emocional, así como los objetivos establecidos con carácter general en la presente
ley. Las administraciones educativas podrán establecer planes de centros
prioritarios para apoyar especialmente a los centros que escolaricen alumnado en
situación de desventaja social.
2. Corresponde a las administraciones educativas asegurar los recursos
necesarios para que los alumnos y alumnas que requieran una atención educativa
diferente a la ordinaria, por presentar necesidades educativas especiales, por
dificultades específicas de aprendizaje, TDAH, por sus altas capacidades
intelectuales, por haberse incorporado tarde al sistema educativo, o por
condiciones personales o de historia escolar, puedan alcanzar el máximo posible
de sus capacidades personales y, en todo caso, los objetivos establecidos con
carácter general para todo el alumnado.
3. Las Administraciones educativas establecerán los procedimientos y recursos
precisos para identificar tempranamente las necesidades educativas específicas de los
alumnos y alumnas a las que se refiere el apartado anterior. La atención integral al
alumnado con necesidad específica de apoyo educativo se iniciará desde el mismo
momento en que dicha necesidad sea identificada y se regirá por los principios de
normalización e inclusión.
4. Corresponde a las Administraciones educativas garantizar la escolarización, regular
y asegurar la participación de los padres o tutores en las decisiones que afecten a la
escolarización y a los procesos educativos de este alumnado. Igualmente les
corresponde adoptar las medidas oportunas para que los padres de estos alumnos
reciban el adecuado asesoramiento individualizado, así como la información necesaria
que les ayude en la educación de sus hijos.

Artículo 72. Recursos.


1. Para alcanzar los fines señalados en el artículo anterior, las Administraciones
educativas dispondrán del profesorado de las especialidades correspondientes y de
profesionales cualificados, así como de los medios y materiales precisos para la
adecuada atención a este alumnado.
2. Corresponde a las Administraciones educativas dotar a los centros de los recursos
necesarios para atender adecuadamente a este alumnado. Los criterios para
determinar estas dotaciones serán los mismos para los centros públicos y privados
concertados.
3. Los centros contarán con la debida organización escolar y realizarán las
adaptaciones y diversificaciones curriculares precisas para facilitar a todo el alumnado
la consecución de los fines establecidos.
4. Las Administraciones educativas promoverán la formación del profesorado y de
otros profesionales relacionada con el tratamiento del alumnado con necesidad
específica de apoyo educativo.

8
LEYES EDUCATIVAS

5. Las Administraciones educativas podrán colaborar con otras Administraciones o


entidades públicas o privadas sin ánimo de lucro, instituciones o asociaciones, para
facilitar la escolarización y una mejor incorporación de este alumnado al centro
educativo.
Sección primera. Alumnado que presenta necesidades educativas especiales
Artículo 73. Ámbito.
Se entiende por alumnado que presenta necesidades educativas especiales, aquel
que requiera, por un periodo de su escolarización o a lo largo de toda ella,
determinados apoyos y atenciones educativas específicas derivadas de discapacidad
o trastornos graves de conducta.
Artículo 74. Escolarización.
1. La escolarización del alumnado que presenta necesidades educativas especiales se
regirá por los principios de normalización e inclusión y asegurará su no discriminación
y la igualdad efectiva en el acceso y la permanencia en el sistema educativo, pudiendo
introducirse medidas de flexibilización de las distintas etapas educativas, cuando se
considere necesario. La escolarización de este alumnado en unidades o centros de
educación especial, que podrá extenderse hasta los veintiún años, sólo se llevará a
cabo cuando sus necesidades no puedan ser atendidas en el marco de las medidas de
atención a la diversidad de los centros ordinarios.
2. La identificación y valoración de las necesidades educativas de este alumnado se
realizará, lo más tempranamente posible, por personal con la debida cualificación y en
los términos que determinen las Administraciones educativas.
3. Al finalizar cada curso se evaluarán los resultados conseguidos por cada uno de los
alumnos en función de los objetivos propuestos a partir de la valoración inicial. Dicha
evaluación permitirá proporcionarles la orientación adecuada y modificar el plan de
actuación así como la modalidad de escolarización, de modo que pueda favorecerse,
siempre que sea posible, el acceso del alumnado a un régimen de mayor integración.
4. Corresponde a las Administraciones educativas promover la escolarización en la
educación infantil del alumnado que presente necesidades educativas especiales y
desarrollar programas para su adecuada escolarización en los centros de educación
primaria y secundaria obligatoria.
5. Corresponde asimismo a las Administraciones educativas favorecer que el
alumnado con necesidades educativas especiales pueda continuar su escolarización
de manera adecuada en las enseñanzas postobligatorias, así como adaptar las
condiciones de realización de las pruebas establecidas en esta Ley para aquellas
personas con discapacidad que así lo requieran.
Artículo 75. Integración social y laboral.
1. Con la finalidad de facilitar la integración social y laboral del alumnado con
necesidades educativas especiales que no pueda conseguir los objetivos de la
educación obligatoria, las Administraciones públicas fomentarán ofertas formativas
adaptadas a sus necesidades específicas.
2. Las Administraciones educativas establecerán una reserva de plazas en las
enseñanzas de formación profesional para el alumnado con discapacidad.
Sección segunda. Alumnado con altas capacidades intelectuales
Artículo 76. Ámbito.
Corresponde a las administraciones educativas adoptar las medidas necesarias
para identificar al alumnado con altas capacidades intelectuales y valorar de forma

9
LEYES EDUCATIVAS

temprana sus necesidades. Así mismo, les corresponde adoptar planes de


actuación, así como programas de enriquecimiento curricular adecuados a dichas
necesidades, que permitan al alumnado desarrollar al máximo sus capacidades.
Artículo 77. Escolarización.
El Gobierno, previa consulta a las Comunidades Autónomas, establecerá las normas
para flexibilizar la duración de cada una de las etapas del sistema educativo para los
alumnos con altas capacidades intelectuales, con independencia de su edad.
Sección tercera. Alumnos con integración tardía en el sistema educativo español
Artículo 78. Escolarización.
1. Corresponde a las Administraciones públicas favorecer la incorporación al sistema
educativo de los alumnos que, por proceder de otros países o por cualquier otro
motivo, se incorporen de forma tardía al sistema educativo español. Dicha
incorporación se garantizará, en todo caso, en la edad de escolarización obligatoria.
2. Las Administraciones educativas garantizarán que la escolarización del alumnado
que acceda de forma tardía al sistema educativo español se realice atendiendo a sus
circunstancias, conocimientos, edad e historial académico, de modo que se pueda
incorporar al curso más adecuado a sus características y conocimientos previos, con
los apoyos oportunos, y de esta forma continuar con aprovechamiento su educación.
Artículo 79. Programas específicos.
1. Corresponde a las Administraciones educativas desarrollar programas específicos
para los alumnos que presenten graves carencias lingüísticas o en sus competencias
o conocimientos básicos, a fin de facilitar su integración en el curso correspondiente.
2. El desarrollo de estos programas será en todo caso simultáneo a la escolarización
de los alumnos en los grupos ordinarios, conforme al nivel y evolución de su
aprendizaje.
3. Corresponde a las Administraciones educativas adoptar las medidas necesarias
para que los padres o tutores del alumnado que se incorpora tardíamente al sistema
educativo reciban el asesoramiento necesario sobre los derechos, deberes y
oportunidades que comporta la incorporación al sistema educativo español.
Sección Cuarta. Alumnado con dificultades específicas de aprendizaje
Artículo 79.bis. Medidas de escolarización y atención.
Corresponde a las administraciones educativas adoptar las medidas necesarias para
identificar al alumnado con dificultades específicas de aprendizaje y valorar de forma
temprana sus necesidades.
La escolarización del alumnado que presenta dificultades de aprendizaje se regirá por
los principios de normalización e inclusión y asegurará su no discriminación y la
igualdad efectiva en el acceso y permanencia en el sistema educativo.
LA identificación, valoración e intervención de las necesidades educativas especiales
de este alumnado se realizará de la forma más temprana posible, en los términos que
determinen las administraciones educativas.

10