Está en la página 1de 3

Comentario sobre la obra de René Magritte “La condición humana”

Introducción

LA INTRODUCCIÓN SIEMPRE DE DEBE SER


MÁS DE LA OBRA EN SÍ, TÍTULO, AUTOR
MOVIMIENTO SE ES ECULTURA O PINTURA O
ARQUITECTURA

El movimiento surrealista fue algo posterior a las


otras vanguardias. Surgió a partir de la IGM, en un
momento en el que los artistas plásticos parecían
superar los movimientos anteriores y se alineaban
en dos concepciones diferentes del arte. Por un
lado, el surrealismo y, por otro, la abstracción.
Ambos movimientos negaban valor a la realidad
limitada por las cosas externas y buscaban otros
caminos. El surrealismo persiguió la esencia del
arte en el mundo interior, en el alma personal.
Fueron artistas influenciados por los nuevos
descubrimientos del psicoanálisis, según los cuales
las imágenes que salen del subconsciente tienen un
significado simbólico, capaz de ser expresado a
través de formas o simplemente, a través de colores.

La mayor parte de los pintores surrealistas superponen imágenes del mundo real con imágenes
propias del subconsciente, con un simbolismo más o menos evidente. El primer pintor que
comenzó a buscar la estética del arte por este camino fue Marc Chagall (1887-1985), que se
movía dentro de la representación de los sueños, pero sin llegar a formar un lenguaje simbólico.
Su ámbito era la onírico, aunque en sus cuadros se percibe más una tendencia decorativa, que
no llega a entrar en las profundidades del subconsciente. En cuanta los antecedentes hay que
buscarlos en el simbolismo del siglo XIX o en la pintura metafísica, aunque muchos autores y
obras abrieron universos de interés para el surrealismo como el Bosco, Arcimboldo, Blake o
Goya. Los surrealistas se ven capaces de cambiar el mundo, por eso algunos de sus miembros
ingresaron en el Partido Comunista Francés.

No se limitan a la literatura, pintura y escultura, se manifiestan en el cine, el teatro, la publicidad o


la moda

En el surrealismo, al igual que antes en el cubismo, se desarrollaron dos tendencias. Una


plasmaba el mundo del subconsciente de forma figurada, y estuvo representada por artistas como
Salvador Dalí; la otra lo plasmó de forma abstracta, como en el caso de Joan Miró.

TODO ESTO ES EVOLUCIÓN DEL SURREALISMO

Considerado como uno de los grandes representantes del surrealismo, René Magritte inicia su
carrera artística tras haber estudiado en la Academia de Bruselas. Tras las típicas búsquedas
vanguardistas (entre las que se encuentran el cubismo órfico, el futurismo y la Nueva
Objetividad), Magritte conoce en 1923 el arte de Giorgio de Chirico que le acerca poco a poco al
mundo surrealista. En 1926 conoce personalmente al líder de los surrealistas André Breton y a su
grupo. Reside desde entonces y hasta 1930 en París, momento en el que regresa a Bruselas.
Su obra parte de la metafísica de De Chirico y se caracteriza por la asociación libre e inesperada
de elementos sin relación alguna con los que produce una sensación de extrañamiento y misterio.
A la pintura de Max Ernst debe la introducción de imágenes cotidianas con objetos corrientes
realizados con una pintura simple de fondos planos y colores claros. La teoría de Magritte es
cambiar la relación entre los elementos que representa y su nombre. Por este motivo cambia sus
tamaños, sus perspectivas y realiza las combinaciones más complejas entre el lenguaje y
naturaleza de los objetos. Esta nueva figuración que tiene sus orígenes en las ilustraciones de
primeros de siglo, determinará las bases para el desarrollo del arte pop o el arte conceptual.
Magritte creó todo un repertorio iconográfico para su obra desde hombre vestido de negro, mujer
desnuda, tierra, mar o cielo hasta objetos cotidianos.

Entre sus obras más relevantes destacan El tiempo amenazador (1928), Esto no es una pipa
(1928-1929), La condición humana II (1935), El imperio de las luces (1954), El dominio de
Arnheim (1962) o El hombre del bombín (1964).Como ilustrador gráfico sobresalen las
composiciones para los Cantos de Maldoror (1945) y Les nécessités de la vie (1946) del poeta
francés Paul Éluard. Todos sus escritos han sido reunidos en "Écrits complets" en 1979.

El contexto histórico es muy relevante a la hora de relacionarlo con las características del grupo
artístico en general. Surge en un mundo en guerra, un período de Entreguerras convulso, un
mundo en cambio que necesita romper con esa deshumanización y estos autores lo reflejarán
muy bien en sus obras. Magritte realizó este cuadro en oleo sobre lienzo en 1934, que como
efeméride “maldita” coincide con el ascenso de Hitler al poder en Alemania con lo que ello
conlleva en los años venideros.

Es un periodo desde que se empieza a nombrar el Surrealismo en 1917 hasta que se realiza la
obra en la que en Europa suceden episodios históricos muy importantes en la Historia europea
principalmente y en EEUU, como la Revolución Rusa (1917), los “Felices años 20”, el “Crack del
29”, el surgimiento del Fascismo italiano con la figura de Mussolini al frente, la Guerra Civil
española, la instauración de Nazismo en Alemania y el inicio del III Reich que llevará al mundo a
una nueva guerra mundial. CONTEXTO FENOMENAL

Comentario

Ante una ventana vista desde el interior de una habitación, he colocado un cuadro que representa
exactamente la parte del paisaje escondida por la pintura. Así, el árbol oculta el árbol que está
detrás, fuera de la habitación. Para el espectador, ese árbol está a un mismo tiempo en la
habitación, sobre el cuadro y fuera, en el paisaje real. Así es como vemos el mundo. Lo vemos
fuera de nosotros mismos y a la vez en nuestro interior sólo tenemos una representación",
escribió Magritte acerca de este cuadro, en el que se nos pregunta acerca de la realidad y nuestra
comprensión de ambas. Esta dualidad de imágenes sirve de metáfora para ilustrar la diferencia y
la semejanza entre el plano empírico y el trascendental, muy presente en la obra de Magritte.
Esta es una reflexión sobre lo que el mismo autor llamaría “el problema de la ventana” y que tiene
su continuación en diferentes obras.

Esta es una buena descripción de lo que el surrealismo de Magritte quería expresar, una realidad
diferente, que radica en su análisis de subconsciente, fuera de la realidad latente ante nuestra
vista. Para interpretar a un artista como Magritte se necesita poseer la cualidad de cuestionar
todo, incluso lo que estamos interpretando como evidente. Magritte nos engaña con su técnica
hiperrealista, sabemos que hay un lienzo en el caballete porque vemos su borde sin pintar.
También vemos su contorno que se recorta contra el rojo oscuro de la cortina. El lienzo está ahí y
en él hay pintado un paisaje. Pero ese mismo paisaje es el que se ve a través de la ventana. Las
imágenes de Magritte tienen por objeto hacernos visible lo que normalmente se queda en el
terreno de lo no percibido.

Podemos observar como el caballete esta sobre la tarima interior, delante de una ventana, se ve
el marco (línea blanca), la pared y las cortinas corridas. La tela está sujeta a la altura del cristal
parece ser por el caballete y se ve un poco la realidad que es un árbol, el bosque y el cielo. La
percepción de la línea que separa el interior y exterior es casi imperceptible aunque sabemos que
existe porque se distinguen los límites del lienzo.

Además encontramos en esta obra el juego de los diferentes espacios, una dialéctica de lo
verdadero (el paisaje detrás del cuadro) y lo pintado, lo que es real y lo que es el concepto de lo
que pensamos que es real que no sabemos si se corresponde con lo que hay en el exterior, la
ficción que está pintada y la realidad simulada en la obra; todo esto según el estilo e ideario de
Magritte, se va intercambiando gracias a la actividad de la percepción y de la mente [ARENAL:
2013].

El surrealismo utiliza un dibujo muy marcado y unos colores brillantes y en este cuadro se puede
observar como las líneas del lienzo, las líneas del paisaje y de la habitación interior están muy
perfiladas y los colores que emplea dan mucha luz a la obra. Magritte, bebe de las fuentes del
simbolismo del siglo XIX y en este cuadro se puede observar en cuanto al estilo con formas
planas y grandes sectores provistos de color (paisaje colorido) y predomina el color verde y azul
(la campiña y el cielo de la obra son clara definición de lo que hablamos).

Conclusión

Renne Magritt fue un artista muy peculiar, fue basculando entre diferentes estilos desde el
Futurismo al Surrealismo en el que materializó en mi opinión sus mejores obras como pintor. Es
un estilo objetivo, impersonal, cada obra constituye una especulación continúa y un
cuestionamiento profundo sobre lo que se ve y no se ve en el cuadro. No buscaba una manera de
pintar innovadora ni original, prefería investigar y la pintura era el instrumento para ello.
Descartada la pintura como representación o como auto-proyección, trataba de ofrecer al
espectador a través del cuadro una percepción visual pura del mundo exterior.

MUY BUEN COMENTARIO, SALVO LA INTRODUCCIÓN, EL RETO ESTA REALMENTE BIEN,


ENHORABUENA