Está en la página 1de 3

Sistema respiratorio

Sistema respiratorio. Está compuesto por órganos que realizan diversas


funciones, pero, la enorme importancia que estos órganos poseen, es la capacidad
de intercambiar dióxido de carbono y oxígeno con el medio, ya que los sistemas
biológicos poseen como cualidad principal el de ser sistemas abiertos que
intercambian constantemente con el medio que los rodea.
Sistema respiratorio en organismo simples
Los protozoarios (organismos unicelulares), así como las hidras y
las medusas (organismos pluricelulares que están compuestas por dos capas de
células), respiran a través de su membrana celular (por medio de difusión) y
la mitocondria.
El aparato respiratorio generalmente incluye tubos, como los bronquios, usados
para cargar aire en los pulmones, donde ocurre el intercambio gaseoso (hematosis).
El diafragma como todo músculo puede contraerse y relajarse. Al relajarse los
pulmones al contar con espacio se expanden para llenarse de aire y al contraerse
el mismo es expulsado . Estos sistemas respiratorios varían de acuerdo al
organismo.
En humanos y otros Animales, el sistema respiratorio consiste en vías
aéreas, Pulmones y músculos respiratorios que medían en el movimiento del aire
tanto adentro como afuera del cuerpo. Intercambio de gases: es el intercambio de
oxígeno y dióxido de carbono, del animal con su medio. Dentro del sistema alveolar
de los pulmones, las moléculas de Oxígeno y Dióxido de carbono se intercambian
pasivamente, por difusión, entre el entorno gaseoso y la Sangre. Así, el Sistema
respiratorio facilita la oxigenación con la remoción contaminante del dióxido de
carbono -y otros gases que son desechos del metabolismo- de la circulación.
El sistema también ayuda a mantener el balance entre ácidos y bases en el cuerpo
a través de la eficiente remoción de dióxido de carbono de
la sangre.
Sistema respiratorio en organismos complejos
Los insectos, en cambio, bombean aire directamente a los
tejidos corporales por medio de una red de tubos, llamados
tráqueas, que se abren a los costados del cuerpo. La zona
final del sistema traqueal está formada por finísimos
conductos denominados traqueolas.
Los peces introducen agua a través de la boca bañando las
branquias donde captan oxígeno y liberan el dióxido de
carbono; luego expulsan el agua a través del opérculo (una
abertura que tienen a cada lado del cuerpo).
Aparato fonador
El aparato fonador engloba todos los órganos que intervienen en la transformación
del aire en vibraciones sonoras. Guarda una estrecha relación con el sistema
respiratorio y su principal objetivo es permitir la comunicación humana a través del
lenguaje hablado.
En este artículo veremos qué es exactamente, cómo funciona y las distintas partes
que componen al aparato fonador.
Partes del aparato fonador

El aparato fonador se compone de tres grupos de órganos.


Órganos de respiración
Pulmones
Los pulmones son los órganos más grandes del cuerpo humano y su principal
función es la de permitir la inspiración y expiración de aire. Están formados por tejido
conectivo en cuyo interior se encuentran los bronquios, los cuales se van bifurcando
de manera progresiva desde la tráquea.
Bronquios
Los bronquios son los conductos que surgen a raíz de la bifurcación de la tráquea.
Cada uno de los bronquios está conectado con uno de los pulmones. El aire ingresa
a través de la tráquea y llega hasta los pulmones a través de los bronquios, de modo
que su papel es muy importante.
Tráquea
La tráquea es uno de los elementos más importantes del aparato respiratorio. Es el
tubo que conecta la nariz y la boca con los pulmones y los bronquios. Tiene forma
de tubo y se compone de un conjunto de anillos carilaginosos. Comienza en la
laringe y transcurre hasta el tórax.
SISTEMA RESONADOR

Continuamos con la tercera parte de una serie de artículos dedicados al


funcionamiento de la voz, después de ver el sistema respiratorio y el sistema
fonador, es el turno para el sistema resonador. Veremos como funciona, que
órganos lo forman, y como podemos aprovechar esta información como cantantes.
SISTEMA RESONADOR: LO QUE UN CANTANTE DEBE SABER.
¿QUÉ SON LOS RESONADORES?
Por sí mismos, los pliegues vocales producen un ruido similar a un zumbido, muy
parecido a la embocadura de una trompeta. Este instrumento, necesita, además de
la embocadura, un sistema de tubos y una bocina para adquirir su característico
sonido. De igual forma, el aparato resonador humano está formado por los
espacios huecos de las diversas estructuras que se hallan por encima de las
cuerdas vocales; Es decir, la garganta, la nariz, la boca y los senos para-
nasales. La forma de estas estructuras, algunas de las cuales podemos modificar
conscientemente, cambia el sonido de ese zumbido y lo transforma en el timbre
único de la voz humana.
Vamos a hacer un recorrido para conocerlos, no en orden de importancia, sino
simplemente por dónde están situados, de abajo a arriba.
LA GARGANTA Y LA BOCA
LARINGO-FARÍNGEO
La laringe, y los pliegues vocales situados en ella, no sólo tienen la función de
producir la fonación, sino que también actúa como resonador. Merced a su pequeño
tamaño, aporta al timbre armónicos agudos.
RESONADOR BUCO-FARÍNGEO
Este es el espacio más grande en términos de volumen, y aporta armónicos graves,
o dicho más subjetivamente, Cuerpo y profundidad a la voz.
Podemos modificar su tamaño voluntariamente, al elevar o descender la laringe,
como vimos en la sección del sistema fonador al hablar del chiaro-oscuro.