Está en la página 1de 175

ESCUELA SUPERIOR DE GUERRA DEL EJÉRCITO

ESCUELA DE POST GRADO

SUPERIOR DE GUERRA DEL EJÉRCITO ESCUELA DE POST GRADO TESIS PARA OPTAR AL GRADO DE MAGÍSTER

TESIS PARA OPTAR AL GRADO DE MAGÍSTER EN CIENCIAS MILITARES

TITULO: CONTRIBUCIÓN DE LAS CAPACIDADES DEL EJÉRCITO Y SU PARTICIPACIÓN EN ACCIONES MILITARES ANTE DESASTRES NATURALES POR LAS GRANDES UNIDADES DE COMBATE DEL EJÉRCITO DEL PERÚ

AUTORES: Jorge

Julio

VILLAR MOLINA BASTO VALENCIA

Héctor DELGADO HOLGUIN

Lima, Marzo 2015

Dedicatoria

A nuestras familias

compañeros caídos en combate.

y

a

nuestros

Agradecimiento

Es

grato

dejar

constancia

de

nuestro

amplio

reconocimiento

a

la

Escuela

Superior de Guerra del Ejército - Escuela

de

Postgrado

y

los

asesores

por

su

constante

educación

guía

y

asesoramiento en

la

realización

de

la

presente investigación.

Resumen

En esta investigación se planteó explicar con sustento metodológico y normativo la contribución de las capacidades del Ejército y su participación en acciones militares ante desastres naturales por las Grandes Unidades de Combate del Ejército del Perú. Para ello se realizó un proceso analítico de investigación cualitativa exhaustiva fundamentada en un método hipotético inductivo complementado con un razonamiento con orientación racional de interpretación (hermenéutica) y reflexivo. Se establecieron dos categorías para darle consistencia al estudio, las que estuvieron relacionadas entre sí, por considerarse en un contexto de implicancias de causa organizativa y la segunda en una dimensión contextual de significación de los instrumentos de gestión. Respecto de los objetivos, el proceso cualitativo desarrollado, buscó explicar y analizar nuevos conceptos que permitieron comprender, la real participación de las organizaciones señaladas en acciones militares en su relación con la legalidad vigente; la teoría pragmatismo con sus ampliaciones, modificaciones y su ejecución la hacen relevante, puesto que, intentó comprender la complejidad, el detalle y el contexto proponiendo un resultado significativo profesionalmente.

El diseño cualitativo en la perspectiva estructural (tipo de análisis), se basó inicialmente en el enfoque fenomenológico, luego en la teoría fundamentada, se tuvo presente las generalizaciones empíricas de casos ocurridos en el Perú y se orientó sustantivamente a convertirse en una investigación acción. Todos estos enfoques fueron complementados con la recogida de datos producto de las técnicas de la observación genérica y un limitado análisis documental.

Como conclusión de la investigación se señaló y explicó que capacidades básicas de las Grandes Unidades de Combate se deben reflejar en la etapa inicial como parte de las entidades de primera respuesta. Luego se finalizó considerando que la actuación de estas Grandes Unidades son complementarias a las actividades que desarrolla la unidad militar de emergencia, describiéndose para ello una serie de responsabilidades a ser alcanzadas por tales organizaciones en base a sus propios medios y a una necesaria capacitación profesional.

IV

Palabras clave: Capacidades del Ejército, acciones militares, contexto de causa operativa, contexto de significación de los instrumentos de gestión, administración del apoyo.

V

Abstract

This research was raised sustentadamente explain the contribution of the modernization of special equipment engineering operations and military actions by organizations of military engineering in the Army of Peru. Operational implications Context of cause and cause functional significance: to this end an exhaustive process qualitative investigative research on certain categories was determined.

In this study as selected approach designs the types of research that corresponded to be used: phenomenology, grounded theory, studies of military engineering technology from other armies, participatory action; as well as data collection techniques: direct observation, interviews and content analysis.

Keywords: Engineering Task Force, military actions, operations cause functional causes, phenomenology, grounded theory.

VI

Índice

Dedicatoria

 

II

Agradecimiento

III

Resumen

IV

Abstract

VI

Índice

VII

Índice de tablas

IX

Índice de figuras

X

Introducción

XI

Capítulo I. El problema de investigación

 

1.1.

Planteamiento del problema…………….……………………………

 

1

1.2

Preguntas de investigación

………………………………………….

4

1.3

Objetivos de la investigación………………………………………….

5

1.4

Justificación y viabilidad………………………………………………

 

5

1.5

Limitaciones de la investigación………………………………………

8

1.6

Definición inicial del ambiente de contexto………………………….

9

1.7

Hipótesis general del trabajo de investigación…………………

10

Capítulo II Marco teórico

 

2.1.

Antecedentes de la investigación

 

11

2.2. Revisión de literatura de apoyo y consulta……………………….…

14

2.3.

Definición de términos en general…

81

Capítulo III. Método

 

3.1.

Trayectoria cualitativa……

83

3.2

Enfoque seleccionado…………………….…………………………

88

3.3

Población y muestra para la recolección de datos………………….

89

3.4

Procesos para la recolección de datos cualitativos………………

91

Capítulo IV. Análisis y resultados

 

4.1.

Descripción narrativa

……

103

4.2

Soporte de las categorías (temas categorías unidades)

………

115

VII

4.3

Empleo de herramientas estadísticas genéricas…………………….

116

4.4

Análisis de datos cualitativos con programas informáticos……… ….

127

Capítulo V. Discusión

5.1

Triangulación de datos específica por cada técnica

134

5.2

Triangulación de datos integral…………

…………………………

139

5.3

Desarrollo de la discusión.…………………………

……………….…

141

Conclusiones …………………………………………………………………

145

Recomendaciones……………………………………………………………

149

Referencias

…………………………………………………………………

150

 

Anexos

Anexo 1, Matriz de Consistencia

Anexo 2, Instrumento de Investigación

Anexo 3, Resultado de la evaluación del Cuestionario

VIII

Índice de tablas

Tabla 1. Ingreso y salida de tropas extranjeras del territorio nacional

78

Tabla 2.

Diseño de la investigación

84

Tabla 3. Naturaleza de los datos cualitativos

85

Tabla 4. Diseño cualitativo en la perspectiva estructural

86

Tabla 5.

Diseño de los tipos de investigación seleccionados (tipo den análisis)

88

Tabla 6. Soporte de categorías y su descripción

115

Tabla 7.

Composición y Prevención

116

Tabla 8. Composición y Ejecución

117

Tabla 9.

Composición y Operaciones de Rescate

118

Tabla 10.

Efectivos y Prevención

119

Tabla 11.

Efectivos y Ejecución

120

Tabla 12.

Efectivos y Operaciones de Rescate

121

Tabla 13.

Equipamiento y Prevención

122

Tabla 14.

Equipamiento y Ejecución

123

Tabla 15.

Equipamiento y Operaciones de Rescate

124

Tabla 16.

Prevención y Entrenamiento

125

Tabla 17.

Ejecución y Contingencia

126

Tabla 18.

Operaciones de Rescate y Logística continua

127

Tabla 19.

Composición de las Unidades

130

Tabla 20.

Efectivos de las Unidades

131

Tabla 21.

Equipamiento de las Unidades

132

Tabla 22.

Triangulación de Variables

133

Tabla 23. Soporte de la Técnica de Observación Directa a las categorías

 

establecidas

134

Tabla 24.

Soporte de la Técnica de Entrevista a las categorías establecidas

136

Tabla 25.

Matriz de Triangulación de datos integral

139

IX

Índice de figuras

Figura 1.

Terremoto en Lima 1940 (centro)

19

Figura 2. Terremoto en Lima 1940 (alrededores)

19

Figura 3.

Aluvión en Yungay 1970

23

Figura 4.

Terremoto en Huaraz 1970

23

Figura 5.

Terremoto en Pisco 2007 (alrededores)

25

Figura 6. Terremoto en Pisco 2007 (centro)

25

Figura 7. Organización del Batallón de Asuntos Civiles

53

Figura 8. Organización de la Unidad Militar de Emergencia

54

Figura 9. Proceso de investigación cualitativa

87

Figura 10. Composición y Prevención

116

Figura 11. Composición y Ejecución

117

Figura 12 Composición y Operaciones de Rescate

118

Figura 13. Efectivos y Prevención

119

Figura 14. Efectivos y Ejecución

120

Figura 15. Efectivos y Operaciones de Rescate

121

Figura 16. Equipamiento y Prevención

122

Figura 17. Equipamiento y Ejecución

123

Figura 18. Equipamiento y Operaciones de Rescate

124

Figura 19. Prevención y Entrenamiento

125

Figura 20. Ejecución y Contingencia

126

Figura 21. Operaciones de Rescate y Logística continua

127

Figura 22. Composición de las Unidades

130

Figura 23. Efectivos de las Unidades

131

Figura 24. Equipamiento de las Unidades

132

Figura 25. Triangulación de Variables

133

X

Introducción

En los escenarios actuales los cambios se suceden muy rápidamente, la vorágine de los acontecimientos fácticos suscita estándares de respuesta integrales y funcionales, se viven situaciones de alta incertidumbre, aparecen nuevas dimensiones y el grado de complejidad producido requiere la toma de decisiones acorde a este nuevo ambiente estratégico, operativo y e administración del apoyo requerido ante desastres naturales, donde la intervención del entorno militar ha dejado de ser exclusividad de la defensa para también atreverse a ser protagonista en el desarrollo social nacional, a la luz de una profunda interpretación de la constitución y reciente normatividad legal y jurisdiccional.

La histórica estadística de cíclicas ocurrencias de desastres naturales de diferente origen en nuestro territorio ha despertado en el presente siglo una conciencia solidaria de actuar con prontitud en ayuda de poblaciones damnificadas. La escasez de recursos y medios de entidades directamente responsables del socorro humanitario hacen volver la mirada a las Fuerzas Armadas que por su naturaleza cobijan capacidades propias para hacer frente a lo que hoy se considera una nueva amenaza: los desastres naturales, por resolver a futuro; para ello es indispensable una integral y adecuada planificación intergubernamental, donde una organización en recursos, medios y capacidades de respuesta inmediata le permitan actuar en todo terreno bajo las condiciones más exigentes. Esto último se observa en las Grandes Unidades de Combate del Ejército del Perú.

La reacción inmediata, señalada ahora en alguna normatividad para ser ejecutada por “entidades de primera respuesta”, requiere entonces de una organización especializada que sea capaz de resolver la problemática poblacional apenas ocurrido el desastre natural. Sin embargo, la experiencia de haber participado en el pasado en casos importantes como parte del auxilio inicial, demuestran que además de necesitarse de una unidad militar de emergencia cuya función

XI

principal se orientará al apoyo especializado requerido para hacer frente a la magnitud del daño producido; en paralelo no deja de ser importante coberturar una serie de apoyos básicos e indispensables que complementen la acción principal antes descrita y esto es lo que recae en la intervención de las capacidades naturales de las Grandes Unidades de Combate del Ejército del Perú.

En tal sentido, la motivación central del estudio cualitativo investigado residió en el enfoque interpretativo (hermenéutico) sobre el tema de la problemática que se advierte cuando se señala que las Fuerzas Armadas intervendrán con sus propios medios, etc., de lo cual, se deriva la necesidad de innovar un marco doctrinal que permita entre otros aspectos tener una base para actualizar las estructuras organizativas, el programa de instrucción entrenamiento, contar con nuevo equipamiento y sostener una capacitación básica y necesaria en el tiempo para hacer frente a la alta rotación de Oficiales, Personal Auxiliar y Personal de Tropa SMV.

La presente investigación trata de analizar y explicar que las Grandes Unidades de Combate del Ejército, si bien por un lado cuentan con capacidades operativas

y logísticas innatas, también es cierto que por el tiempo transcurrido mucho de su equipamiento necesita ser renovado y modernizado, que es imprescindible llevar

a cabo una capacitación con grandes particularidades según sea la zona donde

se actuará, entre otros, esto se traduce en presupuestos indispensable que con visión estratégica no solo para el apoyo social de emergencia, sino que además sirvan al desarrollo nacional recaen finalmente en la voluntad política, por ahora

es viable notándose ciertas limitaciones factibles de ser superadas de contarse con presupuestos alcanzables.

Finalmente la aproximación desarrollada para abordar el problema, se basó en un diseño cualitativo hipotético inductivo, porque al no tenerse mayores antecedentes de investigación, se profundizó el análisis de los temas señalados para luego, en un trabajo de focus group, identificar una serie de patrones o unidades (de análisis), llegándose a establecer dos categorías como soporte de la investigación con lo que quedó estructurada la matriz de consistencia cualitativa. A su vez, se precisó como enfoques seleccionados para indagar las causas y consecuencias a

XII

la: fenomenología, la teoría fundamentada y la investigación acción. Todo lo descrito fue debidamente sistematizado en su diseño, naturaleza de los datos y en el tipo de análisis practicado. Por lo que la hipótesis de trabajo investigado quedó planteada como sigue:

La convergencia de los vectores de contribución y participación respecto de las capacidades del Ejército en acciones militares, se evidencian desde un contexto de implicancias de causa organizativa y de una dimensión contextual de significación en los instrumentos de gestión en el corto y mediano plazo, experimentando una necesidad de mejorar la administración de apoyo empezando por modificar marcos legales y doctrinarios que luego se reflejen en la composición de las Grandes Unidades y otras estructuras en el marco de las acciones militares.

Al mediar una innovación doctrinaria sustentada en una normatividad sectorial e institucional se estaría aprovechando significativamente una capacidad de respuesta y una oportunidad del empleo polifuncional del personal y medios de la institución, con lo que se atendería en tiempo real y efectivo cualquier apoyo social ante cíclicas amenazas naturales internas.

XIII

Capítulo I. El problema de investigación

1.1 Planteamiento del problema

En los escenarios actuales, los cambios se suceden rápidamente, la vorágine suscrita a estándares de desarrollo elevados, se viven situaciones de alta incertidumbre, aparecen nuevas dimensiones y el grado de complejidad producido requiere de una toma de decisiones acorde a este nuevo ambiente operativo. Esto procura entre otras competencias, los requisitos de contar con un liderazgo con perfil de gestores-administrativos, y con especialidades de eficiencia idónea y oportuna para el sostenimiento del apoyo a la intervención del Ejército del Perú ante Desastres Naturales.

Las Fuerzas Armadas de los países de la Comunidad Andina disponen de capacidades, tanto en su Sistema Operativo como de sus Instituciones adscritas y Educativas, que se generan como producto de su preparación para su misión de defensa nacional y cuya incorporación, incrementa la capacidad operativa de la Defensa Civil, en la gestión de desastres generados por fenómenos naturales. El marco legal establecido en las respectivas constituciones, así como en los Libros Blancos de la Defensa de los países de la Comunidad Andina, permite que estas capacidades se pongan a disposición de la Defensa Civil. Cornejo R. (2008)

1

En tal sentido, la motivación central del estudio de investigación reside en el enfoque dinámico que se busca encajar en las Capacidades del Ejercito del Perú; tal planteamiento transversal establece la necesidad de resignificar la estructura organizativa de la Fuerza Operativa institucional para hacer frente a la eventualidad de tener que participar en acciones militares en general y muy en particular en lo que a desastres naturales se refiere, en respuesta a los diversos y complejos escenarios medioambientales nacionales.

La problemática que se trata de reseñar en esta investigación viene siendo la preocupación manifiesta de los investigadores y de los nuevos cuadros de Oficiales Superiores que vienen misionando el nuevo rol y participación del instituto en el corto, mediano y largo plazo. Se ha comprobado que en los últimos 30 años, la intervención necesaria e impostergable de las Grandes Unidades de Combate y otras organizaciones militares en Desastres Naturales como parte ejecutante del Sistema de Defensa Civil, ha sido gravitante en gestión del manejo de crisis y resultados inmediatos; empero, dichas organizaciones castrenses, reaccionaran, ejecutaran y consolidaran su accionar en lo que disponían, es decir, con cuadros de organización y equipamiento para conflictos bélicos convencionales, lo cual limitaba en gran manera una real y adecuada administración del apoyo.

Un asunto polémico ha sido lo que se pretende evidenciar en este trabajo de investigación, como es la Composición de las Unidades del Ejército del Perú y la administración del apoyo ante Desastres Naturales en el Perú, la misma que está enfocada a las misiones de carácter convencional; siendo solo una misión alternativa su participación en el apoyo a los Desastres Naturales. El siguiente indicador de controversia, no menos importante lo constituye la cantidad de efectivos de las unidades del Ejército del Perú, los mismos que desde la puesta en ejecución de la Ley del Servicio Militar Voluntario se vieron menguados de sobremanera, lo cual impide en muchas oportunidades cumplir con las labores propias de la fuerza.

2

Otra observación de controversia viene a ser el hecho de que el equipamiento de las unidades del Ejército del Perú, básicamente se encuentra orientado a la guerra convencional y/o no convencional, y para el apoyo ante los desastres naturales ese tipo de equipamiento no es de utilidad para cumplir los fines. Por otro lado debemos tener en cuenta que el Ejército tiene una responsabilidad de la administración del apoyo ante desastres naturales, asignada por el Estado dentro del Sistema Nacional de Gestión de Riesgos y Desastres (SINAGERD), en este contexto su organización para afrontar esta responsabilidad está prácticamente definida desde el nivel como Instituto, hasta el nivel tipo División de Ejército, sin embargo desde los niveles Gran Unidad y subordinados estas no se encuentran organizadas, lo cual evidencia la necesidad de establecer estas organizaciones, que tienen gran importancia, porque son la parte operativa (ejecutantes) de la participación que tiene el Ejército ante los desastres naturales. Sobre dicha variable de investigación los asuntos de controversia son orientados a la prevención, ejecución y rescate ante los desastres naturales; para lo cual el Ejército debe tener definido los instrumentos de gestión (organizaciones, planes, operativos y normatividad), correspondientes en todos los niveles, para su participación en los desastres naturales, una vez que se cuente con esos instrumentos de gestión y se definan los trabajos y tareas por realizar, se deberá solicitar el equipamiento, material y sostenimiento necesario, situación que actualmente se constituye como una limitación para el cumplimiento de la participación del Ejército dentro del Sistema Nacional de Gestión de Riesgos y Desastres.

Ante estas controversias se presenta la necesidad de contar con propuestas alcanzables en el tiempo y oportunidad de tomar previsiones valederas en cuanto a la recomendación de nuevas estructuras organizativas y su eficiencia básica para responder en un mayor grado de profesionalismo basados en nuevos elementos racionales (criterios, variables, factores y procesos) establecidos para

3

la investigación científica que busca optimizar las futura participación de las Capacidades del Ejército del Perú.

Tras este análisis crítico y realista de la situación de las capacidades del instituto y la administración del apoyo ante Desastres Naturales en cualquier periodo de ocurrencia, se mantiene la expectativa y perspectiva por los resultados de la toma de decisión del comando para una correcta, valida y evolutiva mejora continua en la preparación de la fuerza operativa ante las nuevas tareas encomendadas constitucionalmente.

Finalmente debemos hacer hincapié en que el periodo en que se analizará este fenómeno, que comprende el año 2014, y tomará como universo a un total de 80 oficiales del EP de la guarnición de Lima.

Estas apreciaciones servirán de base en el estudio para establecer los objetivos específicos que nos permitirán investigar los problemas derivados determinantes.

1.2 Preguntas de investigación

Frente a la problemática planteada, se formulan las interrogantes siguientes:

1.2.1 Problema principal

¿De qué manera las capacidades del Ejército contribuirán con su participación en acciones militares ante desastres naturales por las Grandes Unidades de Combate del Ejército del Perú?

1.2.2 Problemas específicos

¿Cómo las implicancias de causa organizativa en las capacidades del Ejército contribuirán en su participación en acciones militares ante desastres naturales por las Grandes Unidades de Combate del Ejército del Perú?

4

¿Cómo el contexto de los instrumentos de gestión de las capacidades del Ejército contribuirá en su participación en acciones militares ante desastres naturales por las Grandes Unidades de Combate del Ejército del Perú?

1.3 Objetivos de la investigación

1.3.1 Objetivo general

Explicar sustentadamente la contribución de las capacidades del Ejército en su participación en acciones militares ante desastres naturales por las Grandes Unidades de Combate del Ejército del Perú.

1.3.2 Objetivos específicos

Analizar el contexto de implicancias de causa organizativa en las capacidades del Ejército que contribuirían en su participación en acciones militares ante desastres naturales por las Grandes Unidades de Combate del Ejército del Perú.

Analizar el contexto de los instrumentos de gestión en las capacidades del Ejército que contribuirían en su participación en acciones militares ante desastres naturales por las Grandes Unidades de Combate del Ejército del Perú.

1.4 Justificación y viabilidad

En los últimos años el planeta experimenta un incremento de la temperatura, producto del efecto invernadero producido por la pérdida de la capa de ozono y la emisión de gran cantidad de gases a la atmósfera; y un aumento de la inestabilidad del Zócalo Continental, específicamente Las Placas de Nazca. Este fenómeno conocido como calentamiento global ha traído como consecuencia la presencia de fenómenos naturales de mayor intensidad y extensión que amenazan a la seguridad humana del mundo en general y de nuestra América en particular.

5

La capacidad de respuesta de los organismos gubernamentales encargados de manejar las crisis, resulta insuficiente en especial en cuanto a los medios que disponen para cumplir este cometido. Tenemos que atacar a los desastres de forma activa, multisectorial y con anticipación. No podemos esperarlos y luego responder, sabemos eso, la pasividad y la respuesta posterior es una receta para la falla operacional y la tragedia humana.

Las Fuerzas Armadas y muy en particular el Ejército del Perú dentro de su sistema operativo disponen de capacidades para enfrentar situaciones de emergencia, como las que presentan los Desastres Naturales. Si bien es cierto que su orientación principal es hacia las operaciones militares, no es menos cierto que su doctrina, abarca también el participar en acciones miliares y dentro de estas el apoyo humanitario en caso de desastres naturales.

Para que la participación sea eficiente en todo sentido, es necesario que la institución conozca los requerimientos esenciales de los organismos de Defensa Civil y de igual manera, es necesario que Defensa Civil conozca a cabalidad, las capacidades de las Fuerzas Armadas (para nuestro estudio corresponde al Ejército) para establecer los mecanismos de coordinación y cooperación, que permitan complementarse uno a otro. El Estado Peruano no determina el tiempo de duración de estos apoyos, sólo se encarga de distribuirlos a las familias afectadas y es a modo de regalo y donación. Por lo que existen, en la actualidad, familias que transcurridos más de 6 años del terremoto de Pisco siguen viviendo en estos apoyos.

La historia militar social del Perú en lo concerniente a desastres medio ambientales naturales y producidos por el hombre está llena de casos, situaciones y estadísticas preocupantes. Al encontrarnos en los albores del nuevo milenio, nos damos con la alarmante sorpresa que el estado peruano vía los gobiernos pasados poco o nada hicieron por visionar y gestionar mediante proyectos y/o políticas de estado un sistema integral prospectivo para hacer frente a las consecuencias

6

provenientes de las amenazas internas específicamente los desastres naturales. Más aún no se aprovechó las lecciones aprendidas y las generalizaciones empíricas resultantes de casos ocurridos. Recientemente se percibe una notoria mejora de normatividad legal y jurídica pero con ciertos vacíos o asuntos por cumplirse en la administración del apoyo militar.

Si bien es cierto que en la fecha instituciones como el Ejército ya han dado inicio a la activación de organizaciones previstas para interactuar en casos de desastres o parecidos, también resulta importante observar que se deja en un segundo plano el empleo exponencial de las capacidades de las Grandes Unidades de Combate para su participación en este tipo de acciones militares, lo cual constituye la motivación principal de este estudio investigativo por ser justamente estas organizaciones de la fuerza operativa las que afrontarán el apoyo militar- social inmediato e inicial y luego prolongado a las ciudades y pueblos afectados guardando consigo una gran experiencia que atesorar en nuestra realidad.

En vista que este estudio cualitativo tiene entre uno de sus enfoques seleccionados el tipo de investigación-acción, se le ubica como una investigación aplicada, justificándose su aspecto pragmático y sustantivo, es decir, las actividades que se derivarán y se ejecutarán como parte de la solución al problema observado mediante el análisis y la explicación de la hipótesis general de trabajo planteada respecto a implicancias de causa organizativa conjugada con un contexto de significación de los instrumentos de gestión en relación a la participación de las Grandes Unidades de Combate del Ejército en acciones militares ante desastres naturales.

En su aspecto metodológico, el proceso de investigación cualitativo ha dado énfasis al análisis del problema planteado, empleándose métodos de razonamiento (pensamiento) inductivo, complementado con la hermenéutica y la heurística como componentes del marco interpretativo aplicado, así como, con análisis síntesis en

7

profundidad, buscando con esto articular, dinamizar y proponer un cierto nivel elevado de rigor tratando de eliminar sesgos, manipulaciones y subjetividades, al hacer empleo de la riqueza empírica de los colaboradores en el estudio del fenómeno observado.

La investigación realizada contribuirá al desarrollo del nuevo conocimiento heurístico sobre el tema planteado, lo cual servirá para que el Sector Defensa y en especial las dependencias académicas y doctrinarias de nuestra institución en la previsoria predicción de modernizar las Grandes Unidades de Combate con visión de gestión en la administración del apoyo para acciones militares, las reconsideren como fundamentos básicos reforzando tendencias, argumentos y conceptualizaciones hipotéticas de futuros equipamientos militares, coadyuvando en este sentido a disponer de elementos de juicio valederos para la toma de decisiones en nuevos escenarios de participación de las organizaciones militares, así como, facilitará profundizar otras investigaciones que se orienten hacia la problemática estudiada.

1.5 Limitaciones de la investigación

La escasez de estudios de investigación o diagnósticos sobre el tema en el Sector Defensa, particularmente en el COEDE y en la ESGE, donde no se dispone de fuentes de investigación anterior alguna. Asimismo, no se registran investigaciones afines en otras dependencias de la institución.

Otra restricción del trabajo lo constituye el hecho que podrían haberse analizado los datos agrupando las preguntas que requieren procesos inferenciales o niveles similares de abstracción, de este modo se habría contado con información libre de direccionamientos o sesgada en cuanto a la verdad ultima que se deseaba conocer.

El estudio se vio restringido por el limitado conocimiento que sobre el enfoque pedagógico a que se hace referencia en la investigación han

8

tenido los oficiales del Ejército que se encuentran comprendidos entre la población de estudio, lo cual dificultó en cierta medida la aplicación adecuada de los instrumentos de recolección de datos.

Por el tipo de estudio realizado, centrado en un programa específico de una escuela de posgrado del Ejército, se limita la posibilidad de extrapolar sus resultados a programas de postgrado en instituciones civiles.

1.6 Definición inicial del ambiente o contexto

La presente investigación se ubica en un escenario real y actual. De un lado se inició el 2013 recopilando información en las direcciones de la Jefatura del Estado Mayor General del Ejército (Direcciones Asuntos Civiles y DIEDOC). Posteriormente en una segunda fase que abarcó el 2014, se buscó información en el Cuartel General de la II División de Ejército ubicada en el Rímac y se complementó con visitas a la 18ª Brigada Blindada y la 1ª Brigada de Fuerzas Especiales que tienen la experiencia de haber participado en acciones militares ante desastres naturales como fue el caso del sismo en Pisco del 2007, entre otros. Finalmente en una tercera etapa se indagó por información en las diferentes Escuelas del Comando de Educación y Doctrina del Ejército, incluyendo el Centro de Altos Estudios Naciones (CAEN). Cabe señalar que en este contexto inicial, se orientó el trabajo al estudio del análisis crítico del fenómeno investigado a fin de conocer de cerca el marco doctrinario y legal respecto de tener información sobre la capacidad de respuesta por parte de las Grandes Unidades ejecutoras en la gestión de es este tipo de apoyo militar social. En este sentido es razonable leer las lecciones aprendidas del pasado y ubicarnos en un contexto a futuro en donde las causas propias de organización y de gestión vinculadas a las acciones militares nacionales se tienen que potenciar armoniosamente con otros organismos estatales a fin de evidenciar los resultados esperados y señalados en las nuevas funciones de la institución.

9

1.7 Hipótesis general del trabajo de investigación

La convergencia de los vectores de contribución y participación respecto de las capacidades del Ejército en acciones militares, se evidencian desde un contexto de implicancias de causa organizativa y de una dimensión contextual de significación en los instrumentos de gestión en el corto y mediano plazo, experimentando una necesidad de mejorar la administración del apoyo empezando por modificar marcos legales y doctrinarios que luego se reflejen en la composición de las Grandes Unidades y otras estructuras en el marco de las acciones militares.

De mediar una innovación doctrinaria sustentada en una normatividad sectorial e institucional se estaría aprovechando significativamente una capacidad de respuesta y una oportunidad del empleo polifuncional del personal y medios de la institución, con lo que se atendería en tiempo real y efectivo cualquier apoyo social ante cíclicas amenazas naturales internas.

10

Capítulo II. Marco teórico

2.1 Antecedentes de la investigación

Cn. Cornejo R. (2008). “Las Capacidades de las Fuerzas Armadas en apoyo a la Gestión de los Desastres Naturales en los países de la Comunidad Andina”. Washington, EE.UU.

Los fenómenos naturales de origen hidrometeorológico como son inundaciones, los deslizamientos asociados a ellas y las sequías, han aumentado en su intensidad en los últimos 20 años como resultado del calentamiento global que experimenta nuestro planeta.

En los países de la Comunidad Andina los Fenómenos del Niño y la Niña tiene una influencia muy importante, y son de carácter recurrente. Su presencia genera daños considerables a la infraestructura pública y fuertes afectaciones a su sistema productivo, afectando negativamente a su desarrollo.

De las capacidades estudiadas son de especial importancia las de la Brigadas Ligeras por su despliegue, las Unidades de Ingenieros por su equipamiento y habilidades constructivas, las Brigadas Aéreas y Fuerza Aérea por la flexibilidad y capacidad de respuesta de sus escuadrones de aviones y helicópteros, la Fuerza Naval por la pertinencia de sus medios y las instituciones adscritas por sus destrezas y equipamiento especializado.

11

El estudio realizado demuestra que es posible incorporar las capacidades de las Fuerzas Armadas a la gestión de desastres naturales, pero en forma racional, tomando aquellas que son pertinentes en el proceso correspondiente. De igual manera establece límites a dicha participación, evitando así que su capacidad operativa se vea disminuida, y que las otras instituciones resignen su competencia y responsabilidad.

De los estudios de caso, se puede inferir que el centro de gravedad de las Operaciones lo lleva la reconstrucción de la infraestructura y el sistema productivo. En este proceso, el Estado al igual que la Cooperación Internacional, juegan un papel preponderante, confirmando así la naturaleza multidimensional de los desastres y la necesidad de una respuesta multisectorial. Esto permite descartar la idea de que las Fuerzas Armadas sean una solución integral para la Defensa Civil.

De acuerdo al modelo propuesto, el enfoque tradicional de respuesta al desastre, se cambia por una cultura de prevención, expresada en los procesos de análisis y reducción de riesgos, en donde tienen un gran impacto las capacidades del sistema de educación y de las instituciones adscritas, que tendrán como resultado la disminución de los impactos en las poblaciones vulnerables.

La presente investigación puede ser empleada como un modelo aplicable a cada país en forma individual, pero a su vez podría emplearse como un modelo regional que permita operativizar los acuerdos que se han alcanzado en las diferentes Conferencias Hemisféricas, de Ministros de Defensa y de Comandantes de Fuerza.

En síntesis lo que se plantea es una visión sistémica de la Gestión de Riesgos, en el cual la Defensa Civil , incorpora capacidades , orienta esfuerzos y optimiza recursos de las Instituciones Gubernamentales (Incluidas las FFAA); Organizaciones No

12

Gubernamentales y la Cooperación Internacional, en beneficio de la sociedad.

Fernández S. (2006). “Los Desastres Naturales y el apoyo a la Comunidad”. Revista de la Escuela Superior de Guerra Aérea, Nº

221/2006.

Este artículo promueve el uso de las Fuerzas Armadas, a través de la autoridad civil, como los medios más idóneos en los casos de desastres, debido a la flexibilidad que provee esta institución castrense. Las fuerzas militares están acostumbradas a adaptarse a circunstancias imprevistas. Colaboran en este sentido la diversidad y dualidad de muchos de sus equipos. Su sistema C3 (Comando, Control, Comunicaciones) les permite hacer un seguimiento en tiempo real de la situación. El despliegue nacional de las Fuerzas Armadas en particular, facilita el empleo inmediato de los recursos cercanos.

Narcís S. (2002). “Globalización, Fuerzas Armadas y Democracia en América Latina”. Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales, Chile (Flacsoc), Año 17, N° 4 Octubre - Diciembre, 2002.

Este artículo sugiere agregar a la misión de las Fuerzas Armadas la actuación en casos de desastres naturales como respuesta inmediata.

Garzón JC. (2004). “La Seguridad y las Fuerzas Armadas en América Latina y el Caribe: Nuevos desafíos para la construcción de una Democracia”. Programa Regional de Becas, Consejo Latinoamericano de Ciencias Sociales (CLACSO).

Este reporte establece que se debe ampliar las misiones de las Fuerzas Armadas debido a las nuevas amenazas. El reporte recomienda que las Fuerzas Armadas no se deban limitar a operaciones militares debido a la ampliación de los desastres naturales y que debieran adoptar un concepto integrado que aborde las condiciones que dan lugar a la inestabilidad social ocasionada por los desastres naturales.

13

2.2

Revisión de literatura de apoyo y consulta

En el Perú, los registros sismológicos tuvieron sus inicios en los escritos de los cronistas y curas que interpretaban este fenómeno natural como sobrenatural. Los datos de que se dispone son incompletos y se encuentran esparcidos en diversas obras inéditas o poco conocidas, en las crónicas de los religiosos, o en las narraciones de los viajeros ilustres que visitaron esta parte del continente.

Durante el siglo XIX sucedieron varios sismos; uno de los principales por su intensidad fue el de 1868, que devastó Arequipa, Tacna y Arica. Este movimiento fue seguido de un tsunami que puso en conmoción a todo el Océano Pacífico, llegando a las alejadas playas del Japón, Nueva Zelandia y Australia.

El siglo XIX fue el escenario de la inquietud por realizar primero un registro sistemático de los sismos y luego por obtener una explicación de la causa de aquellos. La labor de registro se la debemos al historiador José Toribio Polo (1904) quien analizó un conjunto de fuentes y estimó que se habían producido más de 2,500 temblores en territorio peruano, desde la conquista hasta fines del siglo XIX y advirtió que por varias causas no se anotaron muchos sismos, en el período de 1600 a 1700. Es preciso decir que, probablemente fue Alexander Von Humboldt el primero en brindar una explicación científica a los terremotos. Humboldt estableció una relación entre las fallas geológicas y los terremotos más su teoría no fue aceptada por muchos científicos de la época.

En el presente siglo, los sismos fueron notables por la intensidad y estragos que causaron, los terremotos que afectaron a Piura y Huancabamba (1912), Caravelí (1913), Chachapoyas (1928), Lima (1940), Nazca (1942), Quiches, Ancash (1946), Satipo (1947), Cusco (1950), Tumbes (1953), Arequipa (1958-1960), Lima (1966), Chimbote y Callejón de Huaylas (1970), Lima (1974), Pisco (2007).

En los albores del siglo XX, se instalaron sismógrafos de diversas marcas: Wiechert, Mainka, Bosch Omori, Galitzin Wilip, Milne -con

14

amplificación mecánica entre 1: 100 y 1: 1500, en diversas ciudades capitales sudamericanas: Bogotá, Buenos Aires (La Plata), Caracas, La Paz, Lima, Quito, Río de Janeiro y Santiago. La estación de Lima se destacó por ser una de las más antiguas (1907), pero también aquella que funcionó con muy poca continuidad. Todo indica que este fue el motivo por el cual el U.S. Coast and Geodetic Survey, entidad responsable del Servicio Sismológico de los Estados Unidos, propusó al Departamento de Magnetismo Terrestre la instalación de una estación sismológica en Huancayo, donde existían todas las facilidades y el personal apto para instalar y supervisar el funcionamiento de los modernos sismómetros de tipo electro-magnético. En 1931 se construyó la Estación Sísmica (HUA), se instalaron dos sismógrafos horizontales (Wenner, 10 s) y un sismómetro vertical (Benioff 1 y 100 s), con registro en papel fotográfico. Esta estación fue la más moderna del continente durante casi tres décadas.

Los estudios sismológicos del siglo XX se han encargado de explicar con minuciosidad la intensidad de cada sismo. La sismología en el Perú pasó por un lento periodo de institucionalización que data de 1922 hasta 1947. Es preciso decir que anteriormente se había creado el Observatorio Geofísico de Huancayo (Junín) hacia 1920, el cual sería el punto de inicio de la institucionalización de la investigación.

En esta primera etapa, el Observatorio Magnético de Huancayo estuvo bajo la administración del Departamento de Magnetismo Terrestre de la Institución Carnegie de Washington. En 1947 pasó a convertirse en un organismo autónomo del gobierno del Perú, tomó el nombre de Instituto Geofísico de Huancayo hasta 1962 fecha en la cual se acordó trasladar la sede ejecutiva de Huancayo a Lima, cambiando el nombre de esta entidad por Instituto Geofísico del Perú. El 21 de marzo de 1969, esta institución es reconocida como organismo oficial encargado de realizar estudios e investigaciones de carácter geofísico y el 12 de junio de 1981, se promulgó la ley de creación del Instituto Geofísico del Perú en el sector educación.

15

El Instituto Geofísico del Perú es reconocido actualmente como la institución que incentiva y lidera la investigación científica en geofísica en el país. Mediante su programa de investigación científica contribuye con el Estado y la sociedad civil en el desarrollo del conocimiento de la realidad nacional y aporta en el avance científico internacional.

La gran contribución a la sismología en el siglo XX proviene de Enrique Silgado (1915-1999), considerado como uno de los pioneros en el conocimiento de la historia sismológica de Perú y Sudamérica.

Nuestro País, el Perú está permanentemente expuesto a los efectos de los fenómenos naturales, biológicos e inducidos por el hombre, su ubicación en el Círculo de Fuego del Pacifico (Región altamente sísmica), la Región tropical y Subtropical de América del Sur y la Cordillera de los Andes influyen en gran medida en la sismicidad y los cambios climáticos en nuestro territorio, deslizamientos de tierra, aluviones (huaycos o llocllas), inundaciones, etc., estos afectan en algunos casos la estabilidad social de nuestras comunidades.

La participación del Ejército en apoyo a las acciones humanitarias es legítima, sobre todo ante un desastre natural, pero esta participación debe hacerse siguiendo las directrices establecidas por el instituto responsable (Directivas, planes, normas, leyes, etc.) así mismo se señala que esta intervención militar será en beneficio de la población Civil-Militar, siendo siempre considerados como una entidad colaboradora y ejecutora ante la presencia de eventos ocurridos por la madre naturaleza.

Asimismo cabe citar como un verdadero ejemplo al terremoto ocurrido en Pisco el 15 de agosto del 2007, nos dejó pasmados y llenos de una impotencia infinita, al tener conciencia, de que, cuando se trata de la naturaleza, no somos dueños de nuestras propias vidas, además de la tristeza y consternación de ver tantos compatriotas nuestros afectados por semejante fenómeno.

16

El Ejército del Perú está integrado dentro de la estructura organizacional del CCFFAA como elemento ejecutor y este último al MINDEF, el mismo que integra el SINADECI.

La ayuda humanitaria en Apoyo al Sistema Nacional de Defensa Civil, es brindar ayuda en casos de emergencias, como el apoyo con medios y personal para reducir los efectos de los desastres naturales o los causados por el hombre.

En la actualidad son muy pocos los países que le ponen una vital importancia a las actividades para reducir los desastres naturales o producidos por el hombre; siendo de interés de cada gobierno la creación de instituciones y unidades que se encarguen de manera inmediata en realizar el adecuado apoyo; a fin de poder reducir los desastres naturales dentro de su ámbito operacional en apoyo a las actividades de defensa civil como lo tienen otros países.

En los archivos del Ejército del Perú solo existen directivas, planes, etc., los mismos que norman responsabilidades de manera general y no manifiestan la creación de una Unidad dentro de su estructura, que se encargue de brindar el apoyo inmediato y necesario ante un desastre natural.

El Ejército como instituto se encuentra integrado dentro del “Plan Nacional de Prevención y Atención de Desastres”, formulado por el Instituto Nacional de Defensa Civil, en vista de existir eventos históricos destructivos en los cuales se ha visto necesaria la participación del Ejército pudiendo mencionar algunos de ellos:

* Sismo: Lima y Callao - 28 Octubre 1746.

* Sismo: Lima - 24 Mayo 1940.

* Sismo: Ancash - 31 Mayo 1970.

* Sismo: Nazca - 12 Noviembre 1996.

17

* Sismo: Sur - 23 Noviembre 2001.

* Fenómeno El Niño - 1982 1983.

* Fenómeno El Niño - 1997 1998.

* Terremoto en Pisco - 15 Agosto 2007.

A continuación presentamos un registro de los sismos desde el siglo XIX

hasta el XX, con la respectiva descripción realizada por los estudiosos de sismología del siglo XX.

20 de Agosto de 1857

Silgado indica un fuerte sismo en Piura que destruyó muchos edificios. Se abrió la tierra, de la cual emanaron aguas negras. Daños menores en

el

puerto de Paita. La máxima intensidad de este sismo fue de VIII MM.

13

de Agosto de 1868

Terremoto acompañado de tsunami en Arica. Silgado refiere el relato de Toribio Polo: "Agrietamientos del suelo se observaron en varios lugares, especialmente en Arica, de los que brotó agua cenagosa".Bachmann (1935) reporta que en Sama y Locumba se perdió gran parte de las cosechas y la tierra se abrió a trechos en hondas grietas que vomitaban agua cenagosa. La máxima intensidad de este sismo fue de XI MM.

24 de Julio de 1912

Terremoto en Piura y Huancabamba. En el cauce seco del río Piura se formaron grietas con surgencia de agua, otros daños afectaron el

terraplén del ferrocarril. En el puerto de Paita se produjeron agrietamientos del suelo. La máxima intensidad de este sismo fue de VIII

MM.

24 de Diciembre de 1937

Terremoto en las vertientes orientales de la Cordillera Central. Afectó los pueblos de Huancabamba y Oxapampa. Silgado indica que en el Fundo

18

Victoria se abrió una grieta de la que emanó abundante cantidad de agua que arrasó corpulentos árboles, aumentando el caudal del río Chorobamba. La máxima intensidad de este sismo fue de IX MM y la magnitud fue de Ms = 6.3.

24 de Mayo de 1940

Terremoto en la ciudad de Lima y poblaciones cercanas. Se reportó que en el Callao quedaron efectos del sismo, sobretodo en terrenos formados por relleno hidráulico. En estas zonas el terreno se agrietó y brotó a la superficie masas de lodo semilíquido. Las grietas del terreno atravesaron algunas construcciones. La máxima intensidad de este sismo fue de IX MM y su magnitud fue de Ms = 8.0.

de este sismo fue de IX MM y su magnitud fue de Ms = 8.0. Figura

Figura Nº 1. Terremoto en Lima 1940 (centro)

fue de Ms = 8.0. Figura Nº 1. Terremoto en Lima 1940 (centro) Figura Nº 2.

Figura Nº 2. Terremoto en Lima 1940 (alrededores)

19

6 de Agosto de 1945

Fuerte temblor en la ciudad de Moyobamba y alrededores. De acuerdo a Silgado (1946), se formaron algunas grietas en la quebrada de Shango. Posteriormente, el temblor del día 8 produjo nuevas grietas vecinas a las primeras, una de ellas semicircular de 15 m. de diámetro y 4 cm. de separación, de las cuales emanaron aguas cargadas de limo durante dos días. Las grietas se presentaron también en los bordes de los barrancos en Tahuisco, cerca del río Mayo y en la quebrada Azungue. A unos cinco km. de los baños sulfurosos y a diez km. de la ciudad se había producido la aparición de nuevos manantiales. La máxima intensidad de este sismo fue de VII MM.

28 de Mayo de 1948

Fuerte sismo destructor en Cañete. En las inmediaciones del lugar denominado Calavera se produjeron varios deslizamientos en terrenos pantanosos. En las faldas del Cerro Candela se formaron grietas, observándose en el lugar pequeños derrumbes debido a la saturación del terreno (Silgado, 1978). La máxima intensidad de este sismo fue de VII MM y su magnitud fue de Ms = 7.0.

21 de Mayo de 1950

Terremoto en la ciudad del Cuzco. Silgado, Fernández-Concha y Ericksen notaron en el lado sur del Valle, al sureste del pueblo de San Sebastián, una zona de extensa fisuración. También observaron dos pequeñas fracturas en una zona pantanosa situada a 300 m. al sur de San Sebastián, de las cuales surgió agua y arena durante el terremoto. Los hoyos producidos por la eyección tenían cerca de 2 m. de diámetro y la arena alrededor de la fractura un espesor de 1 a 2 cm. Durante el movimiento sísmico estas fracturas y otras producidas a lo largo del cerro, vertieron chorros de agua que alcanzaron 1 a 2 m. de altura. El nivel de la capa freática se levantó en el lado sur del Valle. Áreas que habían estado casi secas antes del terremoto, aparecieron cubiertas con 10 a 40 cm. de agua, semana y media después del sismo. El agua en un

20

pozo de la Hacienda San Antonio subió a 1.80 m. por encima de su nivel normal, después del terremoto. La máxima intensidad de este sismo fue de VII MM y su magnitud fue de Ms = 6.0.

9 de Diciembre de 1950

Fuerte temblor en Ica. En el Fundo La Vela se produjeron algunas pequeñas grietas en el terreno de sembrío, de los cuales se dice, salió agua hasta unas horas después del sismo (Silgado, 1951). La máxima intensidad del sismo fue de VII MM y su magnitud de Ms = 7.0.

12 de Diciembre de 1953

Un fuerte y prolongado movimiento sísmico afectó la parte noroeste del Perú y parte del territorio ecuatoriano. Silgado (1957) indicó que se produjeron grietas largas en los terrenos húmedos. Se apreciaron eyecciones de lodo en la quebrada de Bocapán, en los esteros de Puerto Pizarro y en otros lugares. En Bocapán, que había estado seco antes del movimiento, corrió momentáneamente agua a causa de los surtidores. En Puerto Pizarro se originaron chorros de agua de 60 cm. de altura y grietas. La máxima intensidad de este sismo fue de VIII MM y su magnitud fue de Ms = 7.8.

15 de Enero de 1958

Terremoto en Arequipa. Silgado (1978) indicó agrietamiento del terreno cerca de la zona de Camaná, con eyección de aguas negras. La máxima intensidad del sismo fue de VIII MM y su magnitud fue de Ms = 7.0.

17 de Octubre de 1966

La ciudad de Lima fue estremecida por un sismo. En la Hacienda San Nicolás, a 156 km. al norte de Lima, aparecieron numerosas grietas y de varias de ellas surgió agua de color amarillo. La máxima intensidad de este sismo fue de VIII MM y su magnitud fue de mb = 6.3.

21

19

de Junio de 1968

Terremoto en Moyobamba. Kuroiwa y Deza (1968) describieron agrietamientos del suelo, surgimiento de arena y agua por las grietas y grandes deslizamientos de tierra en la región epicentral. Los fenómenos de agrietamientos y surgimiento de agua fueron los más numerosos,

especialmente a lo largo de las márgenes del río Mayo. Martínez Vargas (1969) presentó vistas del afloramiento de arenas en forma de conitos de 10 a 20 cm. de diámetro producidos por el fenómeno de licuación en la terraza de Moyobamba. La máxima intensidad de este sismo fue de VIII

MM y su magnitud fue de Ms = 6.9.

31 de Mayo de 1970

Terremoto que afectó todo el departamento de Ancash y sur de La Libertad. Ericksen (1970) y Plafker (1971) indicaron que en Casma, Puerto Casma y en zonas cercanas al litoral en Chimbote, se produjo desplazamiento lateral del terreno causado por licuación de depósitos deltaicos y de playa, ocasionando grietas en el terreno que derrumbaron las estructuras que las cruzaron. Las áreas más extensas de volcanes de arenas se formaron a lo largo del río Casma, entre Casma y Puerto Casma. Los volcanes tenían un cráter central de unos cuantos centímetros a 1 m. de diámetro, cercados por un montículo de arena y limo de hasta 15 m. de diámetro. Se produjeron eyecciones de agua de un metro de altura. La zona central de Chimbote fue evidentemente un área de licuación de suelos, así como de compactación diferencial de la cimentación. El puente de Casma fue dañado por licuación de la cimentación de los estribos. En Chimbote y Casma y a lo largo de la Carretera Panamericana se notaron subsidencias superficiales producto

de la licuación. La sección residencial de Puerto Casma mostró

evidencias de asentamientos y eyección de agua. Cluff (1971) reportó fallas del terreno en Chimbote debido a depósitos de playa saturados y

sueltos. En Casma se produjo compactación diferencial y desplazamiento lateral del terreno debido a licuación. Se produjeron inundaciones del terreno por agua freática, debido a la compactación

22

diferencial. En muchas áreas se produjeron volcanes de arenas y eyección de agua por existir nivel freático alto. Berg y Husid (1973) indicaron evidencia de licuación de suelos en la cimentación del Colegio Mundo Mejor, en Chimbote. Carrillo (1970) indicó descensos en los terraplenes de acceso de casi todos los puentes de la Carretera Panamericana y asentamientos en las plataformas del Terminal Marítimo de Chimbote. También se presentó evidencias del fenómeno de licuación en los depósitos de arenas saturadas en la calle Elías Aguirre en Chimbote y en el km. 380 de la Carretera Panamericana, cerca de Samanco. Corporación Hidrotécnica y C. Lotti (1979) reportaron licuación generalizada en Puerto Casma, produciendo agrietamientos de suelo y eyecciones de agua con arena. En Chimbote se produjeron numerosos casos de licuación y Puerto Casma se inundó totalmente.

Morimoto et al (1971) describieron el fenómeno de licuación de suelos en la ciudad de Chimbote. En la zona pantanosa se produjo licuación generalizada, con grietas debido a compactación diferencial; y en la zona aluvial licuación subsuperficial con grietas y volcanes de arena. La máxima intensidad del sismo fue de IX MM y su magnitud fue de Ms =

7.8.

del sismo fue de IX MM y su magnitud fue de Ms = 7.8. Figura 3.

Figura 3. Aluvión en

Yungay 1970

sismo fue de IX MM y su magnitud fue de Ms = 7.8. Figura 3. Aluvión

Figura 4. Terremoto en

Huaraz 1970

23

9 de Diciembre de 1970

Terremoto en el noroeste del Perú. En el área de Querecotillo en terraza fluvial y aluvial se formó un sistema de grietas en echelón, de longitud de 500 m. con aberturas de 0.30 m. y saltos de 0.25 m. Se notó efusión de arena formando sumideros de 0.60-1.00 m. de diámetro. Cerca al caserío La Huaca se agrietó el suelo, brotando arena y lodo. En Tumbes cerca al Puerto Cura, en las terrazas fluviales, se observó efusión de aguas negras acompañadas de arena que salieron a la superficie a través de grietas (Taype, 1971). La máxima intensidad de este sismo fue de IX MM y su magnitud fue de Ms = 7.1.

20 de Marzo de 1972

Sismo en el nororiente. Según Perales y Agramonte (1972), en el área urbana de Juanjuí se produjo el fenómeno de licuación de suelos con sumideros alineados de hasta 1 m. de diámetro. En la Carretera Marginal se produjeron asentamientos. Las aguas subterráneas variaron su nivel estático en más de un metro. Se inspeccionaron dos pozos de agua que al momento de la visita se encontraban secos y taponeados con arena. La máxima intensidad de este sismo fue de VIII MM y su magnitud fue de Ms = 6.9.

3 de Octubre de 1974

Terremoto en Lima. Según Huaco et al (1975) y Giesecke et al (1980), ocurrieron fenómenos locales de licuación en el valle de Cañete, donde el nivel freático es muy superficial. El fenómeno local más importante se encontraba en la Cooperativa La Quebrada, cubriendo un área de 30,000 m2. Maggiolo (1975) indicó licuación generalizada en Tambo de Mora, asociada a una subsidencia o hundimiento, con densificación posterior a lo largo de 4 km. paralelos a la línea de playa. En la zona norte se desarrollaron eyecciones de agua con arena a través de volcanes de arena. Espinosa (1977) indicó posibles asentamientos diferenciales en El Callao debido a licuación de suelos y Moran (1975)

24

presentó vistas de posible licuación en Ancón. La máxima intensidad del sismo fue de VIII MM y su magnitud fue de Ms = 7.5.

15 de Agosto de 2007

El último gran sismo con origen en el proceso de convergencia de placas, ocurrió el día 15 de Agosto de 2007 con una magnitud de 7.0ML (escala de Richter) y 7.9Mw (escala Momento), denominado como "el sismo de Pisco" debido a que su epicentro fue ubicado a 60 km al Oeste de esta ciudad. El sismo produjo daños importantes en un gran número de viviendas de la ciudad de Pisco (aproximadamente el 80%) y menor en localidades aledañas, llegándose a evaluar una intensidad del orden de VII en la escala de Mercalli Modificada (MM). Este sismo presenta su epicentro y replicas entre las áreas de ruptura de los sismos ocurridos en Lima en 1974 (7.5Mw) e Ica en 1996 (7.7Mw). Asimismo, este sismo produjo un tsunami que se originó frente a las localidades ubicadas al sur de la península de Paracas.

las localidades ubicadas al sur de la península de Paracas. Figura 5. Terremoto en Pisco 2007

Figura 5. Terremoto en

Pisco 2007 (alrededores)

de Paracas. Figura 5. Terremoto en Pisco 2007 (alrededores) Figura 6. Terremoto en Pisco 2007 (centro

Figura 6. Terremoto en Pisco 2007

(centro de la ciudad)

25

2.2.1.

Los Desastres

Definición

Los desastres son alteraciones intensas de las personas los bienes, los servicios y el medio ambiente, causadas por un suceso natural o generado por el hombre, que exceden la capacidad de respuesta de la comunidad afectada.

Clasificación

Según el criterio de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), los desastres se clasifican de la siguiente manera:

1) Desastres Naturales, y

2) Desastres Tecnológicos.

2.2.2. Desastres Naturales

Son los desastres producidos por la fuerza de la naturaleza. Entre estos tenemos:

Desastres Generados por Procesos Dinámicos en el Interior de la Tierra.- Como:

a. Sismos.- Son los movimientos de la corteza terrestre que generan deformaciones intensas en las rocas del interior de la tierra, acumulando energía que súbitamente es liberada en forma de ondas que sacuden la superficie terrestre.

b. Tsunamis.- Movimiento de la corteza terrestre en el fondo del océano, formando y propagando olas de gran altura.

c. Erupciones Volcánicas.- Es el paso del material (magma), cenizas y gases del interior de la tierra a la superficie.

26

Desastres Generados por Procesos Dinámicos en la Superficie de la Tierra.- Como:

a. Deslizamiento de Tierras.- Que ocurren como resultado de cambios súbitos o graduales de la composición, estructura, hidrología o vegetación de un terreno en declive o pendiente:

b. Derrumbes.- Es la caída de una franja de terreno que pierde su estabilidad o la destrucción de una estructura construida por el hombre.

c. Aludes.- Masa de nieve que se desplaza pendiente abajo.

d. Aluviones.- Flujos de grandes volúmenes de lodo, agua, hielo, roces, originados por la ruptura de una laguna o deslizamiento de un nevado.

e. Huaycos.- Desprendimientos de lodo y rocas debido a precipitaciones pluviales, se presenta como un golpe de agua lodosa que se desliza a gran velocidad por quebradas secas y de poco caudal arrastrando piedras y troncos.

Desastres

Hidrológicos.- Como:

Generados

por

Fenómenos

Meteorológicos

o

a. Inundaciones.- Invasión lenta o violenta de aguas de río, lagunas o lagos, debido a fuertes precipitaciones fluviales o rupturas de embalses, causando daños considerables. Se pueden presentar en forma lenta o gradual en llanuras y de forma violenta o súbita en regiones montañosas de alta pendiente.

b. Sequías.- Deficiencia de humedad en la atmósfera por precipitaciones pluviales irregulares o insuficientes, inadecuado uso de las aguas subterráneas, depósitos de agua o sistemas de irrigación.

27

c.

Heladas.- Producidas por las bajas temperaturas, causando daño a las plantas y animales.

d. Tormentas.- Fenómenos atmosféricos producidos por descargas eléctricas en la atmósfera.

e. Granizadas.- Precipitación de agua en forma de gotas sólidas de hielo.

f. Tornados.- Vientos huracanados que se producen en forma giratoria a grandes velocidades.

g. Huracanes.- Son vientos que sobrepasan más 24 Km/h como consecuencia de la interacción del aire caliente y húmedo que viene del Océano Pacífico con el aire frío.

Desastres de Origen Biológico.- Como:

a. Plagas.- Son calamidades producidas en las cosechas por ciertos animales.

b. Epidemias.- Son la generalización de enfermedades infecciosas a un gran número de personas y en un determinado lugar.

Desastres Tecnológicos.- Como:

a. Incendios.

b. Explosiones.

c. Derrames de Sustancias Químicas.

d. Contaminación Ambiental.

e. Guerras.

f. Subversión.

g. Terrorismo.

28

2.2.3. Desastres Frecuentes en el Perú

Entre los fenómenos naturales que causan los desastres más comunes en el Perú, tenemos:

Huaycos.- Estos fenómenos vienen a ser los deslizamientos de masas de agua lodosa, que toman los cauces de las

quebradas.

Los huaycos anuncian su presencia con fuerte ruido, y tienen un poder de destrucción que podrían desbaratar centros poblados, campos de cultivo, carreteras, etc.

Medidas a Tomar

Tenemos las siguientes:

a. No construir sus viviendas cercanas a las torrenteras.

b. Evacuar a zonas altas.

c. Utilizar racionalmente las reservas de agua y alimentos.

d. Asistir a damnificados.

e. Precaver ante repetición del fenómeno.

Movimientos Sísmicos.- Son movimientos vibratorios de la

corteza terrestre y son básicamente dos: Los temblores y los

terremotos.

Temblores.- Son los movimientos sísmicos de baja intensidad y corta duración. Los efectos producidos son también leves.

Terremotos.- Son los movimientos sísmicos de marcada intensidad y de larga duración, producidos por desprendimientos y deslizamientos de materiales al interior de la tierra o por efectos de la actividad volcánica. Los efectos son

devastadores.

29

Los sismos se miden por su magnitud y su intensidad. Por su magnitud la escala más usada es la de Richter.

Los movimientos sísmicos generalmente tienen una magnitud entre los 0 y 9 grados.

Medidas a Tomar

Las más importantes son:

a. Antes del sismo, tener presente donde están ubicadas las áreas de seguridad.

b. En el momento de la emergencia, se debe actuar con serenidad evitando crear pánico en los demás.

c. Desplazarse

seguridad.

y

conducir

a

los

demás

a

las

zonas

de

d. Alejarse de los lugares peligrosos como postes, cables, construcciones viejas, etc.

e. Después del sismo mantener la serenidad y observar la siguiente conducta: Evitar circular rumores negativos, apartarse de alambres caídos, no ingresar a edificios averiados, ayudar a recoger escombros, etc.

Derrumbes y Deslizamientos.- Son los desplazamientos violentos de las grandes masas de tierra y rocas.

Estos fenómenos destructores se producen por la excesiva humedad, como producto de las abundantes lluvias y la fuerte pendiente de los suelos, los que permiten la ocurrencia de un fenómeno de esta naturaleza.

Los deslizamientos y derrumbes frecuentemente se producen en las carreteras interprovinciales, por lo agreste y desnivelado

30

de los suelos ocasionando grandes perjuicios en el transporte en general.

Medidas a Tomar

Se deben tomar las siguientes medidas:

a. Informarse sobre la presencia de lluvias, en los meses de Diciembre a Abril y principalmente en la región de la Sierra.

b. No

construir

peligrosos.

viviendas

y

obras

públicas

en

lugares

c. Al producirse derrumbe o deslizamiento, huir rápidamente a lugares altos y no regresar por ningún motivo.

d. alerta

Mantenerse

y

cumplir

las

disposiciones

de

las

autoridades.

Inundaciones.- Son invasiones lentas o violentas de las aguas de un río, un lago, una laguna, que sumergen las tierras de las orillas cubriendo de agua las zonas aledañas.

Las inundaciones se producen por crecimiento del caudal de las aguas de un río, lago o laguna, que como consecuencia de las lluvias aumenta. Estos fenómenos naturales son causantes de la destrucción de campos de cultivo, a veces de poblados y deja una secuela infecciosa que ocasiona enfermedades y

epidemias.

Medidas a Tomar

Debemos adoptar las siguientes:

a. Estar atento a las informaciones meteorológicas en épocas de lluvias.

b. Como las inundaciones son previsibles generalmente, se deben coordinar acciones para actuar adecuadamente.

31

c. Participar

se

coordinando con las autoridades de Defensa Civil.

activamente

en

todo

lo

que

requiera,

d. Pasada la inundación, sanear convenientemente toda el área a fin de evitar enfermedades y epidemias.

2.2.4. Capacidades del Ejército del Perú

La capacidad militar se define como: “La aptitud- potencial o actual de emplear medios militares para cumplir ciertas tareas específicas dado ciertas condiciones predeterminadas”.

Para entender bien la definición podemos analizar las partes que la conforman: Para empezar la aptitud de empleo, luego los medios necesarios, por último el escenario en el que actúan.

La aptitud de empleo es el talento desarrollado para ejecutar una determinada operación, cuya eficiencia depende también de la naturaleza y estado de funcionamiento de los medios que dispone y del grado de adaptación al medio en el que se emplea.

Libro Blanco de la Defensa del Perú (2008). La finalidad primordial de las Fuerzas Armadas es garantizar: La Independencia, que debe ser entendida como la protección contra todo intento de imponer una voluntad ajena al Perú; La Soberanía, que es la garantía de que las decisiones de Estado Peruano rijan internamente con supremacía, y; La Integridad Territorial de la República, que es la intangibilidad del territorio, que no puede ser ocupado por potencias extranjeras o afectado por fuerzas de ninguna naturaleza o magnitud.

El Artículo 171 de la Constitución Política, señala que las Fuerzas Armadas participan en el desarrollo económico y social del país, así como en la Defensa Civil de acuerdo a ley; siendo las acciones de apoyo a la comunidad, una de las

32

formas en que las Fuerzas Armadas contribuyen directamente

a integrar a aquellas poblaciones donde el Estado tiene

limitaciones objetivas para desarrollar sus actividades.

El artículo 165 de la Constitución Política del Perú establece

que las Fuerzas Armadas están constituidas por el Ejército, la Marina de Guerra y la Fuerza Aérea. El Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas es responsable del planeamiento, coordinación, preparación y conducción de las operaciones militares en los Frentes Externo e Interno, sobre la base de los principios de la interoperatividad y de accionar conjunto.

Ejército del Perú

Su misión es ejercer la vigilancia, protección y defensa del patrimonio e Intereses Nacionales en el ámbito terrestre; con la

finalidad de garantizar la independencia, la soberanía y la integridad territorial de la República frente a cualquier amenaza externa o interna y, contribuir con el logro de los Objetivos Nacionales. Asumir el control del orden interno de acuerdo con

la Constitución, y participar en el desarrollo socio-económico

del Estado y en la Defensa Civil de acuerdo con la Ley.

Operativamente se encuentra organizado en cuatro Divisiones

de Ejército: I DE en el norte, II DE en el Centro, III DE en el Sur

y IV DE en el oriente, cada una de ellas compuestas por:

Brigadas de Infantería / Batallones de Infantería de Selva / Brigadas de Montaña, Brigadas de Caballería Blindada, Brigadas Blindadas, Brigadas de Artillería, Grupos de Artillería de Campo y Antiaérea, Brigadas de Fuerzas Especiales, Brigadas Logísticas y Brigadas de Aviación.

2.2.5. Sistema de las Fuerzas Armadas

Las Fuerzas Armadas se encuentran conformadas por tres elementos básicos: un Sistema de Comando y Control que las

33

gobierna y un Sistema Operativo que constituye su columna vertebral y un Sistema Educativo e Instituciones Adscritas, que complementan sus funciones.

Su estructura en forma simplificada es la siguiente:

Sistema de Comando y Control.

Sistema Operativo.

Sistema de Educación.

Instituciones Adscritas.

2.2.6. Capacidades del Sistema de Comando y Control de las Fuerzas Armadas

Las Fuerzas Armadas disponen de un Sistema de Comando y Control bastante desarrollado para dirigir su Sistema Operativo en misiones de Defensa Nacional, y puede emplearse en forma temporal en apoyo a la Defensa Civil.

Estas capacidades se orientan a asesorar y apoyar a la Defensa Civil con personal especializado para:

Elaboración de planes a nivel nacional y local

Ejecución de ejercicios de entrenamiento a nivel local y nacional para poner a prueba los planes desarrollados por la Defensa Civil.

Elaboración y ejecución de ensayos y simulacros dirigidos a las poblaciones en riesgo.

2.2.7. Capacidades Armadas

del

Sistema

Operativo

de

las

Fuerzas

El Sistema Operativo de las Fuerzas Armadas es el órgano ejecutivo en el cual se encuentran materializadas las

34

capacidades reales en términos de talento humano, equipamiento y apoyo logístico. En general está compuesto por tres fuerzas que actúan en el espacio geográfico para el cual se han especializado:

Fuerza Terrestre / Ejército

Fuerza Naval / Marina de Guerra/ Armada

Fuerza Aérea / Aviación

Capacidades de la Fuerza Terrestre El componente terrestre está conformado básicamente por:

Brigadas

Ligeras

(Infantería,

Montaña,

Móviles

/

Contraguerrillas)

 

/

Brigadas

Regimientos

o

Batallones

Mecanizados

o

Blindados

Brigadas de Aviación

Brigadas de Fuerzas Especiales

Unidades de Ingeniería

Las Brigadas Ligeras, los Grupos / Regimiento de Caballería Blindada o Mecanizada, Brigadas / Grupos de Artillería son asignadas a las Brigadas o Divisiones de Ejército, en función de la misión asignada. Las Brigadas de Aviación, Fuerzas Especiales y los Comandos / Cuerpos de Ingeniería son dirigidas por el Comando de la Fuerza.

a. Capacidades de las Brigadas Ligeras

Las Brigadas Ligeras se caracterizan por su rapidez de despliegue y su versatilidad para cumplir variadas misiones en diversos ambientes geográficos y condiciones atmosféricas; de ahí que se denominan como Brigadas de

35

Infantería, Brigadas de Montaña y Batallones de Selva en virtud del ambiente en el que operan.

Dentro de su organización cuentan con Unidades de Apoyo de Combate como los Grupos de Artillería y Compañías/ Batallones de Ingeniería y Unidades Logísticas.

Cuentan con un sistema de C3I2 (Comando, control, comunicaciones, inteligencia, informática) compuesto por sus líderes, planas mayores, elementos de inteligencia y sistema de comunicación fijo y portátil, apoyados por sistemas de información para gestión del talento humano y el manejo administrativo.

Su Sistema Logístico lo conforman Unidades de Abastecimiento, Mantenimiento y Transporte, que operan los Trenes Logísticos desde instalaciones fijas o sobre ruedas, su autonomía operativa está limitada a las condiciones de espacio y tiempo del escenario.

Disponen de vehículos livianos y medianos de transporte, equipos de navegación, equipos de visión nocturna, equipos de vigilancia y observación terrestre.

Disponen de un Sistema de Sanidad compuesto por puestos de socorro y policlínicos, la evacuación se realiza mediante camilleros complementados con ambulancias, lo que permite atención oportuna, evacuación inmediata y transferencia a instalaciones de nivel superior para atención especializada.

Las Brigadas Ligeras tienen como misión principal ejecutar misiones de combate cercano; sin embargo, están en capacidad de ejecutar misiones complementarias a su misión principal, como:

Reconocimiento terrestre de corto alcance.

36

Búsqueda rescate y evacuación terrestres.

Evacuación controlada de poblaciones.

Almacenamiento transporte y distribución de vituallas y raciones a las población civil.

Atención médica emergente y evacuación de heridos.

Las Brigadas Ligeras son el componente principal de los Ejércitos y están desplegadas a nivel nacional lo que le otorga una alta capacidad de respuesta a la Defensa Civil en las misiones antes señaladas.

b. Capacidades de las Brigadas Mecanizadas o Blindadas

Las Brigadas Mecanizadas o Blindadas se caracterizan por su potencia de combate, protección, velocidad de desplazamiento y su facilidad para transponer obstáculos naturales y cursos de agua cuando tiene capacidad anfibia.

Dentro de su organización cuentan con Unidades de Apoyo

de Combate como los Grupos de Artillería Autopropulsados

y Compañías/ Batallones de Ingeniería Blindada y de Unidades Logísticas.

Al igual que las Brigadas Ligeras cuentan con un sistema de

C3I2 (Comando, control, comunicaciones, inteligencia, informática) compuesto por sus líderes, planas mayores, elementos de inteligencia y sistema de comunicación fijo y portátil, apoyados por un sistema de información para la gestión del talento humano y administración logística.

Su Sistema Logístico lo conforman Unidades de Abastecimiento, Mantenimiento y Transporte, que operan los Trenes Logísticos desde instalaciones móviles.

37

Disponen de dotaciones y equipo individual para las tripulaciones, cuentan con vehículos blindados y a rueda, equipos de navegación, equipos de visión nocturna, equipos de vigilancia y observación terrestre.

Dispone de un Sistema de Sanidad compuesto por puestos de socorro móviles, que le permite una rápida evacuación, atención emergente y transferencia a instalaciones de nivel superior para atención especializada.

Las Brigadas Mecanizadas o Blindadas tienen como misión principal ejecutar misiones de ataque en profundidad; sin embargo, están en capacidad de cumplir misiones complementarias como:

Reconocimiento de largo alcance.

Búsqueda,

alcance.

rescate

Lanzamiento

de

ingeniería blindada.

y

evacuación

terrestres

puentes

de

circunstancia

de

largo

con

su

Almacenamiento transporte y distribución de vituallas y raciones a la población civil.

Atención médica de emergencia y evacuación de heridos.

Las Unidades Blindadas no tienen un despliegue a nivel nacional y el peso de su equipo dificulta su traslado, por tanto su capacidad de respuesta es menor; sin embargo, con un alistamiento adecuado es capaz de apoyar requerimientos especiales de la Defensa Civil.

c. Capacidades de las Brigadas de Fuerzas Especiales

Las Brigadas de Fuerzas Especiales se caracterizan por su elevado grado de alistamiento, entrenamiento y

38

equipamiento, rapidez de despliegue, adaptabilidad al medio geográfico y las condiciones meteorológicas.

Su organización es bastante flexible y generalmente forman subunidades con habilidades y destrezas especiales para actuar en distintos ambientes geográficos y con variedad de medios. Su sistema de C3I2 es descentralizado basado en el liderazgo de sus mandos medios, apoyados por sistemas de comunicación de gran alcance.

Sus unidades cuentan con una autonomía logística que les permite operar en forma aislada por largos periodos de tiempo. Para su desplazamiento disponen de variedad de medios aéreos, marítimos, fluviales o terrestres de acuerdo a la naturaleza de la misión.

Su misión principal es la de ejecutar misiones de combate profundas en territorio hostil, pero además está en condiciones de ejecutar misiones como:

Búsqueda y rescate en escenarios geográficos de gran dificultad.

Reconocimiento de áreas peligrosas o de difícil acceso.

Búsqueda y rescate de sobrevivientes con ayuda de canes entrenados.

Atención médica de emergencia y evacuación de heridos.

Las Brigadas de Fuerzas Especiales se encuentran centralizadas para efectos de entrenamiento y alistamiento, pero responden con agilidad a cualquier requerimiento en tiempos de crisis, su versatilidad y entrenamiento puede ser de gran utilidad a la Defensa Civil en especial cuando se requiere de habilidades especiales como rescate en zonas

39

de alta montaña, en zonas de desastre, zonas inundadas o de difícil acceso.

d. Capacidades de las Brigadas Aéreas

Las Brigadas Aéreas se caracterizan por su capacidad de proyección y despliegue inmediato, en combinación con Unidades de Infantería o Fuerzas Especiales conforman las Unidades de Asalto Aéreo.

Dentro de su organización cuentan con escuadrones de ataque y de transporte, sus misiones son complementarias por tanto actúan en estrecha coordinación.

Cuentan con un sistema de C3I2 centralizado con medios de comunicación aéreo- terrestre de largo alcance.

Su Sistema Logístico es tan importante como su Sistema Operativo, dispone de Puntos de Abastecimiento Móviles y Unidades de Mantenimiento altamente especializadas, su autonomía está en función del alcance de sus aeronaves y la capacidad de abastecimiento y mantenimiento de su sistema logístico.

Disponen de equipos avanzados de navegación aérea, equipos de visión nocturna, equipos de vigilancia y observación terrestre.

Las Brigadas Aéreas tienen como misión principal ejecutar misiones profundas de ataque y transporte de tropas, complementariamente está en capacidad de ejecutar misiones como:

Reconocimiento aéreo visual y electrónico.

Búsqueda, rescate y evacuación aérea.

40

Atención médica de emergencia y evacuación aérea de heridos.

Las Brigadas Aéreas son una unidad de gran impacto en las operaciones, su equipamiento esencial son los helicópteros de transporte y de reconocimiento y ataque, su entrenamiento es costoso, generalmente actúan centralizadas y bajo el mando de la fuerza.

Sus capacidades son de alto valor para la Defensa Civil puesto que sus helicópteros de reconocimiento permite hacer una evaluación inmediata de daños y afectaciones, y sus helicópteros y aeronaves de transporte permiten responder en forma inmediata para el rescate de damnificados, heridos y búsqueda de desaparecidos.

e. Capacidades de las Unidades de Ingeniería

Las Unidades de Ingeniería se caracterizan por su entrenamiento y equipamiento especializado, requieren de suficiente tiempo de preparación y su capacidad de despliegue es dependiente de las líneas de comunicación terrestres, está preparada para actuar en diversos ambientes geográficos y en condiciones atmosféricas adversas.

Dentro de su organización cuentan con Unidades de Puentes, Unidades de Purificación de Agua y de Construcción horizontal y vertical.

Cuentan con un sistema de C3I2 descentralizado, dependiente del talento de sus líderes medios, cuenta con un sistema de comunicación de gran alcance, depende ampliamente del sistema de información de ingeniería.

de

Abastecimiento, Mantenimiento y Transporte, que operan

principalmente desde instalaciones fijas, pero se

Su Sistema Logístico lo conforman Unidades

41

complementan con elementos móviles que permiten mantener en operación su maquinaria y equipo.

Disponen de medios de ingeniería de apoyo al combate terrestre, maquinaria y equipo de construcción vial, maquinaria y equipo de construcción de campamentos y edificaciones, vehículos livianos pesados y plataformas para el transporte de maquinaria, puentes de circunstancia, equipos de purificación de agua.

Cuentan de un Sistema de Sanidad compuesto por Puestos de Socorro Móviles, que permite la evacuación inmediata, atención oportuna, y transferencia a instalaciones de nivel superior para atención especializada.

Las Unidades de Ingeniería tienen como misión principal ejecutar misiones de ingeniera en apoyo al combate aeroterrestre, las misiones complementarias incluyen:

Diseño, mantenimiento reparación y construcción de vías.

Diseño, mantenimiento reparación y construcción de campamentos y edificaciones.

Calculo,

lanzamiento

circunstancia.

y/o

construcción

de

puentes

de

Diseño y construcción de puentes fijos.

Purificación de aguas superficiales.

Ejecución de demoliciones controladas.

Diseño y construcción de obras de infraestructura básica.

Las Unidades de Ingeniería son las más adecuadas para apoyar a la Defensa Civil, durante la crisis para la

42

rehabilitación

poblaciones.

inmediata

de

infraestructura

vital

para

las

2.2.8. Capacidades de las Instituciones Adscritas

Las instituciones adscritas a las Fuerzas Armadas complementan sus capacidades operativas o atienden a su misión constitucional de apoyo al desarrollo. Existen también industrias militares, navales, aeronáuticas y otras entidades de asesoramiento y dirección adscritas a las Fuerzas Armadas que no han sido consideradas por no disponer de capacidades de apoyo a la Defensa Civil.

De manera general estas instituciones las podemos agrupar en:

Dirección de Movilización y Reservas.

Institutos

Geográficos

/

Servicios

Institutos Oceanográficos.

Aerofotogramétricos

/

Institutos

de

Formación

y

Capacitación

/

Universidades

Militares.

Escuelas

Politécnicas

o

/

Institutos

de

Desarrollo

Tecnológicos

Capacidades de la Dirección de Movilización y Reservas

Las Fuerzas Armadas de los países de la comunidad andina convocan y preparan a sus reservas, las mismas que se compone de jóvenes en edad de realizar el servicio militar obligatorio (Ecuador, Bolivia y Colombia) o voluntario (Perú).

Durante este periodo el sistema de entrenamiento de las Fuerzas Armadas los prepara para su misión principal de defensa, y el sistema de educación complementa su formación con programas de alfabetización, de estudios primarios y nivel

43

medio, así como la enseñanza de artes/oficios y otros programas establecidos en las políticas de los Ministerios de Defensa.

Una vez finalizado su servicio militar, estos ciudadanos se reintegran a la sociedad siendo un excelente medio para difundir en sus poblaciones los valores y las enseñanzas recibidas. Bajo estas consideraciones el sistema de entrenamiento y educación de las reservas es una capacidad real que tiene la Defensa Civil para:

Educar

y concienciar a la población para enfrentar los

efectos de los fenómenos naturales.

Difundir las normas aplicables a la ocupación de zonas de riesgo, las normas de construcción de edificaciones, el ordenamiento territorial y la conservación ambiental.

Capacidades de los Institutos Geográficos Militares

Su misión fundamental se orienta a obtener, procesar y digitalizar información geográfica a nivel nacional para constituir una base de datos valiosa, que pueda ser tratada por los sistemas de información geográfica y aprovechada por las instituciones públicas y empresas privadas.

La naturaleza de su organización le permiten desarrollar tareas como:

Determinación de zonas de alto riesgo en relación a los fenómenos naturales.

Elaboración

de

mapas

fenómenos naturales.

temáticos

de

impactos

Elaboración

de

modelos

hidrometeorológicos.

de

simulación

de

44

de

los

eventos

Monitoreo de zonas de interés por medios aerofotográficos o satelitales.

Levantamiento catastral para los municipios.

Ordenamiento territorial y de uso del suelo a nivel local y nacional.

Generación

de

archivos

recursos naturales.

geográficos

de

inventarios

de

Elaboración de mapas de manejo ambiental y monitoreo de reservas naturales.

Interactuar con institutos geofísicos para el monitoreo satelital o fotográfico de volcanes y placas tectónicas.

2.2.9 Constitución Nacional del Perú

Capítulo XII

De la Seguridad y de la Defensa Nacional

Artículo 163°. El Estado garantiza la seguridad de la Nación mediante el Sistema de Defensa Nacional.

La Defensa Nacional es integral y permanente. Se desarrolla en los ámbitos interno y externo. Toda persona, natural o jurídica, está obligada a participar en la Defensa Nacional, de conformidad con la ley.

Artículo 171°. Las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional participan en el desarrollo económico y social del país, y en la Defensa Civil de acuerdo a ley.

45

Libro Blanco de la Defensa Nacional

Capítulo IV: Sistema de Seguridad y Defensa Nacional

Sistema Nacional de Defensa Civil

El

Sistema Nacional de Defensa Civil forma parte del Sistema

de

Seguridad y Defensa Nacional. Tiene por finalidad proteger

a

la población, previniendo daños, proporcionando ayuda

oportuna y adecuada, asegurando su rehabilitación en casos de desastres, calamidades o conflictos. Se rige por su propia ley y su reglamento.

Capítulo VI: Comando Conjunto de las FFAA

Funciones del CCFFAA

Planificar, coordinar y supervisar las actividades que realizan las Instituciones Armadas en el campo de la Defensa Civil, orientadas a prevenir, minimizar o eliminar los daños

Funciones del Ejército del Perú:

Participar en la Defensa Civil, de acuerdo con los planes pertinentes para la prevención, intervención y rehabilitación.

En concordancia con el artículo 171º de la Constitución, el Ejército participa en el desarrollo económico y social del país. Misión que viene cumpliéndose con el empleo de los medios correspondientes.

La participación del Ejército esta principalmente dirigida a la ejecución de proyectos de infraestructura terrestre, así como en el desarrollo de obras de apoyo a la comunidad, de asentamiento rural fronterizo, de acción cívica y de protección ambiental. Para ello, emplea todos los componentes de su estructura organizacional, siendo las unidades de ingeniería las que tienen la mayor participación en la ejecución de dichos proyectos.

46

Decreto

Organización

Diciembre 2012

Legislativo

y

1134

que

aprueba

Funciones

del

Ministerio

la

de

de

Defensa.

Ley

Artículo 6.- Funciones específicas

Son funciones específicas del Ministerio de Defensa:

a. Participar en el Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres de acuerdo a Ley.

b. Fortalecer y asegurar las capacidades de las Fuerzas Armadas en condiciones de operatividad y eficiencia.

c. Realizar las gestiones necesarias para garantizar la adecuada infraestructura y logística militar para las acciones y operaciones de la Seguridad y Defensa Nacional.

Ley N° 29964 Ley del Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres (SINAGERD). Febrero 2011

Sub Capítulo II: Participación de las FFAA y la PNP

Artículo N° 17

Las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional del Perú participan en la Gestión del Riesgo de Desastres, en lo referente a la preparación y respuesta ante situaciones de desastre, de acuerdo a sus competencias y en coordinación y apoyo a las autoridades competentes, conforme a las normas del

SINAGERD.

Las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional del Perú participan de oficio en la atención de situaciones de emergencia que requieran acciones inmediatas de respuesta, realizando las tareas que les compete aun cuando no se haya declarado un estado de emergencia.

47

Las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional del Perú establecen las previsiones presupuestales correspondientes a fin de asegurar su participación en la atención de situaciones de emergencia que requieran acciones inmediatas de respuesta. En ese orden, mantienen en situación de disponibilidad inmediata aeronaves, embarcaciones y otros vehículos, así como recursos humanos, materiales e infraestructura necesarios para su empleo en casos de situaciones extraordinarias de emergencias y desastres, de acuerdo a sus planes de contingencia.

Política Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres PCM

2013

Es el conjunto de orientaciones dirigidas a impedir o reducir los riesgos de desastres, evitar la generación de nuevos riesgos y efectuar una adecuada preparación, atención, rehabilitación y reconstrucción, ante situaciones de desastres, así como a minimizar sus efectos adversos sobre la población, la economía y el ambiente.

Objetivos prioritarios:

a. Institucionalizar y desarrollar los procesos de la Gestión del Riesgo de Desastres a través del Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres.

b. Fortalecer el desarrollo de capacidades en todas las instancias del Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres, para la toma de decisiones en los tres niveles de gobierno.

c. Incorporar e implementar la Gestión del Riesgo de Desastres a través de la planificación del desarrollo y la priorización de los recursos humanos, materiales y financieros.

48

d.

Fortalecer la cultura de prevención y el aumento de la resiliencia para el desarrollo sostenible.

Plan Nacional de Operaciones de Emergencia INDECI

2007

Las Operaciones de Emergencia, comprenden las actividades que se realizan en el proceso de preparación y en la atención para asistir a las personas que se encuentren en peligro inminente o que hayan sobrevivido a los efectos dañinos de un fenómeno natural o inducido por la actividad del hombre. Básicamente, consiste en la asistencia para evitar y/o reducir los efectos negativos y brindar techo, abrigo, alimento, asistencia médica, etc.; así como la recuperación provisional de los servicios necesarios.

La atención será efectuada con los medios disponibles en la localidad y/o comunidad afectada, especialmente por los organismos de primera respuesta, incluyendo la participación organizada de la población, bajo la dirección y coordinación de los Comités de Defensa Civil. Si los requerimientos sobrepasan los medios disponibles, se recurrirá a coordinar el apoyo de los Comités Provinciales de Defensa Civil y así sucesivamente hasta el Comité Regional de Defensa Civil.

El Plan ha sido concebido en dos Fases:

Fase I : Preparación de la Atención

Fase II : Atención Propiamente Dicha

Tareas Específicas: Sector Defensa

a. Desarrollar acciones dirigidas a reducir daños a la infraestructura pública y de las Fuerzas Armadas y en casos de excepción, al mantenimiento del orden público y del normal desarrollo de las actividades cotidianas de la

49

población en las zonas que podrían ser afectadas por las emergencias.

b. Disponer la participación de la Sanidad de las Fuerzas Armadas, para que en coordinación con el Sector Salud, ejecute las acciones previstas para casos de emergencias o desastres.

c. Proporcionar apoyo con el personal, material y equipamiento disponible, a requerimiento de los Comités de Defensa Civil de los Gobiernos Regionales y Locales de las zonas afectadas por las emergencias que puedan presentarse, a fin de participar en las tareas de preparación, transporte, evacuación; mantenimiento y rehabilitación de vías.

d. Realizar acciones cívicas que coadyuven al reforzamiento de los asentamientos temporales y permanentes que se establezcan posteriormente como producto de los planes del presente plan.

e. Disponer la participación y coordinación estrecha de los Institutos Armados al interior de los Comités de Defensa Civil Regionales, Provinciales y Distritales según corresponda.

Política N° 32 del Acuerdo Nacional

“Nos comprometemos a promover una política de gestión del riesgo de desastres, con la finalidad de proteger la vida, la salud y la integridad de las personas; así como el patrimonio público y privado, promoviendo y velando por la ubicación de la población y sus equipamientos en las zonas de mayor seguridad, reduciendo las vulnerabilidades con equidad e inclusión, bajo un enfoque de procesos que comprenda: la estimación y reducción del riesgo, la respuesta ante emergencias y desastres y la reconstrucción”.

50

La Política 32 sobre gestión del riesgo de desastres aprobada en Diciembre de 2010 por el Acuerdo Nacional, está orientada en el país a promover una política de gestión del riesgo de desastres, con la finalidad de proteger la vida, la salud y la integridad de las personas; así como el patrimonio público y privado, promoviendo y velando por la ubicación de la población y sus equipamientos en las zonas de mayor seguridad, reduciendo las vulnerabilidades con equidad e inclusión, bajo un enfoque de procesos que comprenda: la estimación y reducción del riesgo, la respuesta ante emergencias y desastres, y la reconstrucción.

Declara asimismo, que en forma prioritaria, fortalecerá la institucionalidad de la Gestión del Riesgo de Desastres a través de un Sistema Nacional integrado y descentralizado, conformado por los tres niveles de gobierno, con la participación de la sociedad civil y conducido por un Ente Rector. La voluntad política y la decisión del Gobierno Nacional ha hecho posible que en el año 2011, se promulgue la Ley N° 29664 “Ley del Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres-SINAGERD” y su Reglamento aprobado con Decreto Supremo N° 048-2011-PCM; mediante esta Ley se crea el Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres (SINAGERD) como sistema interinstitucional, sinérgico, descentralizado, transversal y participativo, con la finalidad de identificar y reducir los riesgos asociados a peligros o minimizar sus efectos, así como evitar la generación de nuevos riesgos y también la preparación y atención ante situaciones de desastre.

Directivas para el Proceso de Planeamiento Estratégico de la Defensa Nacional 2012

Se tomará como referencia para determinar únicamente las capacidades militares y fundamentales del Ejército del Perú en su relación al Apoyo al Estado en casos de Emergencias.

51

2.2.10.Unidad Militar de Emergencia

Capacidad Operacional

La Unidad Militar de Emergencia del Ejército del Perú orgánico del Comando de Asuntos Civiles del Ejército (COAC), debe estar capacitada, equipada y entrenada para intervenir como una Unidad constituida de respuesta inmediata en situaciones de emergencias que tengan su origen en riesgos naturales, entre ellas, inundaciones, tsunamis, terremotos, deslizamientos del terreno, incendios forestales y otros fenómenos meteorológicos adversos, así como también en desastres producidos por el hombre.

Esta Unidad Militar de Emergencia debe contar con equipamiento de última generación que asegure el cumplimiento de la misión asignada, debe disponer de maquinaria y equipo de ingeniería para la remoción de obstáculos y rehabilitación de vías, puentes desmontables, grúas, equipos de purificación de agua, etc. Debe disponer de vehículos de reconocimiento y transporte, de evacuación de heridos (ambulancias) y equipos médicos de atención inmediata; asimismo, debe contar con equipos de canes entrenados en la búsqueda y rescate de víctimas. Debe contar con Sistemas de Comunicaciones de Campaña que permitan restablecer los sistemas permanentes de comunicaciones en el área afectada.

La Unidad Militar de Emergencia debe estar entrenada y capacitada para cumplir su misión en la Gestión del Riesgo de Desastres, por lo cual debe realizar ejercicios prácticos con todos sus elementos orgánicos y de refuerzo, manteniéndose en un permanente estado de alerta.

Como se detallará en párrafos posteriores, a partir del año 2012 se crea el Comando de Asuntos Civiles del Ejército (COAC), el cual dentro de su organización cuenta con los Batallones de

52

Asuntos Civiles N° 2 y N° 4. Estas Unidades han recibido la

misión de constituirse en la base de la Unidad Militar de

Emergencia del Ejército del Perú en caso de desastres naturales,

siendo apoyada por diferentes elementos de seguridad,

salud, comunicaciones y logística.

La organización de los Batallones de Asuntos Civiles es la

siguiente:

AC SERVICIO Y I EQUIPOS AC MANTO FUNCIONALES
AC
SERVICIO Y
I
EQUIPOS
AC
MANTO
FUNCIONALES

Figura 7. Organización del Batallón de Asuntos Civiles

Inmediatamente después de sucedido el terremoto de Pisco del

15 de Agosto del 2007, el Ejército dispuso el envío de tropas y

maquinaria para ayudar en las tareas de limpieza y remoción de

escombros y apoyo a las víctimas en la zona afectada; sin

embargo, la participación en los trabajos de reconstrucción de la

provincia de Pisco comenzaron recién en el 2011, a más de

cuatro años del terremoto que devastó diversas zonas del

departamento de Ica, el apoyo de rehabilitación de vías se ejecutó

con un Batallón de Ingeniería y un Batallón de Asuntos Civiles.

53

Con la creación del Comando de Asuntos Civiles en el Ejército-

COAC (Diciembre de 2012), se le asigna la misión de que, en

caso de una situación de desastres producto de fenómenos

naturales, un Batallón de Asuntos Civiles se deberá constituir en

la Unidad Militar de Emergencia, de respuesta inmediata, para lo

cual será reforzado con una Compañía Infantería que cumpla

misión de seguridad en el área afectada y elementos de apoyo de

Comunicaciones, Salud y Logística.

La organización de la Unidad Militar de Emergencia del COAC

para situaciones de emergencia es la siguiente:

I I UME COMANDO Y EM ELEMENTOS DE CMDO, CONTROL Y SEGURIDAD ELEMENTOS DE ELEMENTOS
I
I
UME
COMANDO Y
EM
ELEMENTOS DE CMDO,
CONTROL Y SEGURIDAD
ELEMENTOS DE
ELEMENTOS DE APOYO
MANIOBRA
COMANDO Y CONTROL
COMANDO
Y CONTROL
DE ELEMENTOS DE APOYO MANIOBRA COMANDO Y CONTROL AC I ABSTO MANT Figura 8. Organización de
AC I
AC
I
DE ELEMENTOS DE APOYO MANIOBRA COMANDO Y CONTROL AC I ABSTO MANT Figura 8. Organización de

ABSTO

ELEMENTOS DE APOYO MANIOBRA COMANDO Y CONTROL AC I ABSTO MANT Figura 8. Organización de la

MANT

Figura 8. Organización de la Unidad Militar de Emergencia

54

El Ministerio de Defensa ha emitido la Directiva N° 001 MINDEF del 2 de Enero de 2012, en la cual se dispone que: Las Operaciones de Desarrollo Social son actividades integrales y sostenibles que desarrollan las instituciones del sector defensa, con el objetivo de contribuir a la política nacional de inclusión social; ellas serán apoyadas con la creación y funcionamiento de las “Brigadas de Apoyo al Desarrollo Nacional (BADEN)”.

“El Ejército en coordinación con el CCFFAA, organizará e implementará Brigadas de Apoyo al Desarrollo Nacional, con recursos humanos y materiales de la institución, que permitan apoyar a los programas sociales, de salud y acciones cívicas, en beneficio de pobladores de bajos recursos en zonas de menor desarrollo; así como en la preparación y respuesta inmediata en el proceso de la gestión de riesgo de desastres”.

Marco Legislativo normativo

1. Constitución Nacional del Perú

Artículo 171°.

“Las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional participan en el desarrollo económico y social del país, y en la defensa civil de acuerdo a ley”.

2. Decreto Legislativo N° 1137. Ley del Ejército del Perú (9 Diciembre 2012)

El presente Decreto Legislativo tiene por objeto determinar y regular la naturaleza jurídica, competencias, funciones y estructura orgánica básica del Ejército del Perú.

En el ámbito de su competencia

y de acuerdo con

lo

establecido

en

la

Constitución

Política

Nacional

y

el

ordenamiento jurídico, siguientes funciones:

el

Ejército

del

Perú

cumple

las

55

“Participar en la ejecución de las políticas de Estado en materia de desarrollo económico y social del país, defensa civil, ciencia y tecnología, objetos arqueológicos e históricos, asuntos antárticos, asuntos amazónicos y de protección del medio ambiente, de acuerdo con la normatividad legal vigente”.

Asimismo, dicho Decreto Legislativo asigna la siguiente función al Comandante General del Ejército:

“Disponer la participación del Ejército del Perú en la ejecución de las Políticas de Estado en materia de Seguridad y Defensa Nacional, Sistema Nacional de Gestión de Riesgos de Desastres, ciencia y tecnología, objetos arqueológicos e históricos, asuntos antárticos, asuntos amazónicos y de protección del medio ambiente”.

Como Órganos de Línea considera a las Divisiones de Ejército y especifica que:

“Las Divisiones de Ejército son los órganos encargados de ejecutar la finalidad primordial del Ejército, preparar la fuerza terrestre en su ámbito de responsabilidad, participar en el desarrollo socioeconómico, en el Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres y en los estados de excepción”.

La Ley del Ejército, en sus Disposiciones Complementarias Finales detalla lo siguiente:

“El Ejército del Perú, en observancia del mandato constitucional de participación en el desarrollo económico y social del país, por razones de alto interés público y manifiesta conveniencia nacional, podrá emplear su capacidad disponible en la operación, conducción y

56

mantenimiento de los servicios públicos en caso de emergencia y fuerza mayor”.

3. Ley N° 29664 que crea el Sistema Nacional de Generación del Riesgo de Desastres (SINAGERD) y el DS N° 048 2011 PCM que reglamenta dicha Ley

La presente normativa legal determina la participación de las Fuerzas Armadas y Policía Nacional del Perú en el Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres:

En su artículo 15° el Decreto Supremo 048 especifica:

“El Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres (SINAGERD) coordina con el Sistema de Seguridad y Defensa Nacional, según corresponda en el ámbito de sus competencias, a través del INDECI. Corresponde al ente rector establecer los mecanismos de coordinación”.

“Las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional del Perú participan en la Gestión del Riesgo de Desastres, en lo referente a la preparación y respuesta ante situaciones de desastre, de acuerdo a sus competencias y en coordinación y apoyo a las autoridades competentes, conforme a las normas del SINAGERD.

El Ministerio de Defensa establece la misión, organización y funciones de las Fuerzas Armadas para la atención de las emergencias originadas por desastres de acuerdo a los lineamientos establecidos por el Ente Rector, especificando además las fuentes para su financiamiento”.

“Las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional del Perú participan de oficio en la atención de situaciones de emergencia que requieran acciones inmediatas de respuesta,

57

realizando las tareas de urgente necesidad que les compete, de acuerdo a los lineamientos establecidos por el Ente Rector”.

Las entidades de primera respuesta son organizaciones especializadas para intervenir en casos de emergencias o desastres, que desarrollan acciones inmediatas necesarias en las zonas afectadas, en coordinación con la autoridad competente en los respectivos niveles de gobierno, según lo establecido en la Ley, el presente reglamento y los protocolos correspondientes.

El Artículo 46 del Decreto Supremo 048, considera como entidades de primera respuesta a:

a) Las Fuerzas Armadas.

b) La Policía Nacional.

c) El Cuerpo General de Bomberos Voluntarios del Perú.

d) El Sector Salud (Ministerio de Salud, Seguro Social de Salud - ESSALUD, Instituciones Privadas de Salud, Sanidad de las FFAA y Sanidad de la PNP).

e) El Ministerio de la Mujer y Desarrollo Social.

f) La Cruz Roja Peruana.

g) La Población organizada.

h) Otras

entidades

públicas

y

privadas

que

resulten

necesarias dependiendo de la emergencia o desastre.

4. Política Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres.

Es el conjunto de orientaciones dirigidas a impedir o reducir los riesgos de desastres, evitar la generación de nuevos riesgos y efectuar una adecuada preparación, atención,

58

rehabilitación y reconstrucción, ante situaciones de desastres, así como a minimizar sus efectos adversos sobre la población, la economía y el ambiente.

La aprobación de la Política Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres, contiene principios, objetivos prioritarios, lineamientos estratégicos, que orientarán la actuación de todos los actores en la Gestión del Riesgo de Desastres, con la finalidad de proteger la integridad de la vida de las personas, su patrimonio y propender hacia un desarrollo sostenible del país.

Sus Objetivos prioritarios son los siguientes:

a) Institucionalizar y desarrollar los procesos de la Gestión del Riesgo de Desastres a través del Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres.

b) Fortalecer el desarrollo de capacidades en todas las instancias del Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres, para la toma de decisiones en los tres niveles de gobierno.

c) Incorporar e implementar la Gestión del Riesgo de Desastres a través de la planificación del desarrollo y la priorización de los recursos humanos, materiales y financieros.

d) Fortalecer la cultura de prevención y el aumento de la resiliencia para el desarrollo sostenible.

2.2.11 Gestión del riesgo de desastres

Organización del Ejército del Perú

de

planeamiento y asesoramiento del más alto nivel. Tiene como

El Estado Mayor General del

Ejército,

es

el

órgano

59

función principal, realizar el planeamiento estratégico institucional, formular la programación y supervisar la ejecución del presupuesto institucional correspondiente, así como la supervisión de los objetivos institucionales y la evaluación de las metas de gestión, para el logro de los mismos, en el corto, mediano y largo plazo.

Elabora las políticas institucionales relativas a la protección y promoción de los intereses del Ejército y asesora en la toma de decisiones al Comandante General, en las diferentes áreas de su competencia.

Las Divisiones de Ejército son los órganos de línea, encargados de ejecutar la finalidad primordial del Ejército, preparar la fuerza terrestre en su ámbito de responsabilidad, participar en el desarrollo socioeconómico, en el Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres y en los estados de excepción. Su número y ámbito son determinados por Decreto Supremo.

Mediante Decreto Supremo Nº 008 DE/EP, el 01 de Marzo de 2001 se crea la Dirección de Asuntos Civiles como órgano de asesoramiento dentro de la estructura orgánica del Ejército.

Con el Decreto Supremo N° 012-2009-DE, del 12 de Mayo de 2009, se crean los Batallones de Asuntos Civiles N° 2 y N° 4, para satisfacer las necesidades prioritarias básicas de poblaciones de menores recursos, mediante la construcción y conservación de caminos urbanos y vecinales, construcción y habilitación de sistemas de agua y desagüe, construcción y reparación de plataformas deportivas, construcción de muros de contención, construcción de centros educativos y postas médicas, y demás actividades de acción cívica.

Mediante la Resolución Ministerial N° 102-2012 DE/SG, del 30 Enero 2012, se autoriza al General de Brigada Director de Asuntos Civiles del Ejército, a suscribir los Convenios Específicos de

60

Colaboración Interinstitucional, con entidades del Poder Ejecutivo, Gobiernos Regionales, Gobiernos Locales, Organismos Públicos Descentralizados y Empresas Públicas, para la ejecución de todo tipo de obras de ingeniería y/o prestación de servicios y acciones de remoción de escombros y otras programadas para la reconstrucción de infraestructura pública dañada como consecuencia de desastres naturales.

Mediante la Resolución de la Comandancia General del Ejército N° 00106 DIRAC/P.5.a del 22 Febrero 2012 se designó al General de Brigada Director de Asuntos Civiles, como “Comando de Proyecto Especial” para efectos de los trabajos de reconstrucción integral de las zonas afectadas por los sismos del 15 Agosto 2007.

La Dirección de Asuntos Civiles formula la Hoja de Recomendación N°103-DIRAC/P-2.a del 4 de Diciembre 2012, mediante la cual se considera que, “es necesario organizar el Comando de Asuntos Civiles, sobre la base de los Batallones de Asuntos Civiles N° 2 y 4, con capacidad de ejecutar sus funciones y tareas tanto en la Guerra Contrasubversiva como en la Guerra Convencional, recibiendo para el efecto refuerzos de elementos de seguridad para organizar los Equipos Funcionales”.

Se aprueba la Hoja de Recomendación y se crea el Comando de Asuntos Civiles, estableciéndose como Función General:

Ejecutar las actividades de apoyo al Desarrollo Nacional para asegurar la integración del Ejército en la sociedad mediante acciones que permitan apoyar las obras de infraestructura terrestre y aérea, a los programas sociales, de salud y acciones cívicas, en beneficio de pobladores de bajos recursos en zonas de menor desarrollo, en todo el territorio nacional; así como en la preparación y respuesta inmediata en el proceso de la gestión de riesgo de desastres”.

61

La nueva organización del Ejército del Perú contempla en su Reglamento de Organización y Funciones, como órgano de línea, a un Comando de Asuntos Civiles, estableciendo:

Artículo 61° Comando de Asuntos Civiles del Ejército

El Comando de Asuntos Civiles, es la unidad orgánica responsable de realizar los procesos y actividades de asuntos civiles en apoyo al desarrollo nacional y participar en asuntos antárticos.

Artículo 62° Funciones

Suscribir

convenios

específicos

para

ejecutar

obras

de

infraestructura de acuerdo a la normatividad vigente.

Ejecutar y supervisar las obras de infraestructura a cargo del Ejército del Perú, mediante las modalidades establecidas por norma legal expresa.

Participar en la ejecución de acciones cívicas y de apoyo social en coordinación con las entidades públicas cuando corresponda.

Participar en la preparación y respuesta inmediata en la gestión del riesgo de desastres.

Participar en la ejecución de las políticas de estado en materia de asuntos antárticos y asegurar el funcionamiento de la estación científica antártica.

Otras tareas por orden del comando institucional.

Organización del Comando de Asuntos Civiles

Comando con sus órganos de control, asesoramiento y apoyo.

Batallón de Asuntos Civiles N° 2.

Batallón de Asuntos Civiles N° 4.

62

Batallón de Ingeniería de Combate N° 8.

Compañía de Ingeniería de Construcción de Viviendas.

Compañía Antártica.

Organización de los Batallones de Asuntos Civiles:

Elementos de Comando y control.

Una

Compañía

de

Servicios

y

Mantenimiento,

para

atender

requerimientos logísticos del comando y compañías orgánicas.

Dos Compañías de Ingeniería para atender necesidades propias de acción cívica.

Dos Compañías de Asuntos Civiles.

Una Compañía de Equipos Funcionales.

Preparación de Fuerzas de Respuesta ante situaciones de Desastres

1. Manual de Estructura y Magnitud de la Fuerza

Este manual describe el proceso de planeamiento estratégico para diseñar la Fuerza Armada futura. El proceso constituye una guía y puede según las circunstancias, ser realizado con diferentes énfasis, es decir, puede ir desde el desarrollo de un planeamiento exhaustivo a una revisión del último planeamiento.

El proceso es una secuencia racional y lógica que permite encontrar la estructura y magnitud de la fuerza expresada en términos de cantidad y tipo de medios requeridos.

Implica mediciones de incertidumbres y aproximaciones sucesivas hasta determinar los futuros alternativos de mayor probabilidad de suceso. Permite, evaluar el impacto de los

63

cambios que se podrían proponer en el destino de los recursos asignados a fuerzas futuras por urgencias de hoy.

2. Área de Capacidad Fundamental de “Apoyo al Estado”

Es la habilidad, aptitud y recursos que desarrolla una fuerza realizando operaciones y acciones militares, que busque la prevención y protección de los intereses nacionales, apoyo a la PNP y las organizaciones civiles, tanto para el desarrollo como para desastres naturales, participando en misiones humanitarias y de paz, control terrestre y fluvial, apoyo social, búsqueda y salvamento, salud, comunicaciones, asistencia humanitaria, participar en proyectos de desarrollo regional, protección del medio ambiente y los recursos naturales, que permita el mejoramiento de la calidad de vida de la población y el desarrollo sostenible del país.

3. Capacidad Operacional de “Apoyo a las Emergencias”

Capacidad para realizar acciones militares de apoyo a las emergencias que se produzcan por efecto de la naturaleza o por la mano del hombre como parte del Sistema Nacional de Gestión de Riesgos y Desastres, o en cualquier otra situación que sea requerida por las autoridades civiles conforme a la Constitución del Perú y la normatividad legal vigente.

4. Unidad Militar de Emergencia del Comando de Asuntos Civiles del Ejército.

Los Batallones de Asuntos Civiles, en caso de desastre, se constituirán inmediatamente, en la Unidad Militar de Emergencia, siendo reforzados con una Compañía de Infantería para aislar la zona y proporcionar la correspondiente seguridad inmediata.

64

La precitada Unidad Militar de Emergencia del COAC, recibirá en apoyo lo siguiente:

a. Elementos de la Dirección de Telecomunicaciones del Ejército (DITELE), para conformar el Centro de Comunicaciones con el Grupo Centro de Mensajes y el Grupo Radio.

b. Elementos de Sanidad del Hospital Militar Central (HMC), para conformar el Grupo Tratamiento y el Grupo Evacuación.

c. Elementos de Apoyo Logístico, para conformar el Grupo Abastecimiento y el Grupo Mantenimiento

2.2.12 Convenios Interinstitucionales

1. INDECI Nota de Prensa N° 269 2013-INDECI-OGCS

El Instituto Nacional de Defensa Civil INDECI, recibió del Ejército del Perú un terreno de 22,428.19 metros cuadrados ubicado en el distrito de Chorrillos, para iniciar la construcción de su moderno Centro de Operaciones de Emergencia Nacional.

La cesión de dicho terreno se materializó con la firma de un Convenio de Afectación en Uso, firmado por el Jefe del Instituto Nacional de Defensa Civil, General de División (r) Alfredo Murgueytio Espinoza y el Comandante General de la Aviación del Ejército, General de Brigada Germán Gonzales Doimi.

La firma del acuerdo formaliza la entrega y otorga al INDECI, el derecho de usar el terreno por un plazo indeterminado a fin de que con el financiamiento del Gobierno de la

65

República Popular China, se realice la construcción del Centro de Operaciones de Emergencia Nacional, considerado de interés nacional, con una infraestructura moderna, funcional, antisísmica y equipada con tecnología de punta para la recepción y manejo de información sobre emergencias, así como la toma de decisiones del Consejo Nacional de Gestión de Riesgo de Desastres, que es presidido por el Presidente de la República.

El Jefe del INDECI dijo al agradecer al Ejército del Perú, que

el convenio suscrito hoy beneficiará al país porque contaremos con una mejor plataforma de información para la adecuada toma de decisiones en caso se presente alguna emergencia por un fenómeno natural. “La construcción de estas modernas instalaciones permitirá articular mejor la entrega de ayuda humanitaria”, anotó.

En el terreno se tiene previsto además edificar la sede institucional del INDECI, el Centro de Simulación, Capacitación y Sensibilización, Almacenes de Ayuda Humanitaria para la atención de emergencias y demás instalaciones conexas.

El

COEN del INDECI tendrá un funcionamiento permanente

e

ininterrumpido para el monitoreo y análisis de peligros,

emergencias y desastres a nivel nacional, cuya información

permite la toma de decisiones al más alto nivel político para

la adecuada respuesta ante emergencias.

2. INDECI Nota de Prensa N° 355 2013-INDECI-OGCS.

Profesionales del Instituto Nacional de Defensa Civil (INDECI) y de la República de China sostuvieron una reunión de coordinación para monitorear el desarrollo del proyecto de construcción del Centro de Operaciones de Emergencia Nacional (COEN) del INDECI, que se tiene

66

previsto edificar en el distrito de Chorrillos, con el financiamiento del gobierno Chino a través de una inversión de más de 50 millones de dólares.

Durante su estadía en el Perú, los profesionales de la República de China sostendrán un conjunto de reuniones y visitas de trabajo con representantes de diversas instituciones públicas con la finalidad de recabar información para la elaboración del expediente técnico del Proyecto COEN.

3. España y Perú acuerdan organizar una Unidad Militar de Emergencias (Infodefensa.com) P. Watson, Lima

Los ministros de Defensa de Perú y España, Pedro Cateriano y Pedro Morenés, respectivamente, acordaron establecer una Unidad Militar de Emergencia, siguiendo el modelo español de respuesta en caso de desastres naturales. Ambos firmaron una declaración conjunta en la que resaltaron los trabajos adelantados por la Comisión Mixta de Seguridad y Defensa, la aprobación del Programa de Cooperación Bilateral 2012-2013, y el apoyo a proyectos industriales terrestres, aéreos y navales conjuntos de nivel estratégico.

El documento suscrito representa la validación de los objetivos plasmados en los acuerdos bilaterales firmados en los años 2006, 2010 y 2013.

Declaración conjunta

Además de la Unidad Militar de Emergencias, en la declaración conjunta los ministros subrayaron la importancia de continuar el diálogo en los ámbitos de seguridad y defensa entre ambos países con el fin de reforzar la cooperación bilateral. Resaltaron la importancia de continuar

67

trabajando conjuntamente para la adopción de acciones conducentes en materia políticodiplomática y de seguridad y defensa, para la lucha contra las amenazas comunes a la seguridad que afectan a ambos países, así como el fomento a la paz mundial.

2.2.13.Lecciones aprendidas

Lecciones Aprendidas Sismo de Pisco (15 Agosto 2007)

Expresan los Actores

Ejército del Perú

El Jefe de la Región Militar del Centro, General de División Otto Guibovich Arteaga, representante del Ejército, expuso que la Institución designó al Comando Operacional del Centro, como responsable de las operaciones en la zona de desastre. La misión de dicho comando, como integrante del SINADECI, fue contribuir con los demás sectores en la atención de las personas damnificadas, el apoyo a la infraestructura dañada y el restablecimiento de los servicios públicos.

Las áreas en las que se desplegaron las tropas fueron inicialmente Yauyos, Cañete, Chincha, Pisco, Ica y Huancavelica, y posteriormente, Huaytará y Castrovirreyna. Las actividades en apoyo al SINADECI desde el comando operacional fueron el establecimiento de un puente aéreo; el auxilio de heridos y la recuperación de cadáveres; la organización, carga y descarga de aviones, almacenes y camiones; la obtención de medios de transporte para la distribución de la ayuda humanitaria; el abastecimiento de agua; el transporte de alimentos y donaciones hacia los albergues y la población; la protección y seguridad a los convoyes de alimentos y ayuda humanitaria; la organización de la población en albergues y su respectiva seguridad; el establecimiento de un servicio de seguridad a fin de evitar actos

68

de pillaje; el apoyo con mano de obra no calificada y la seguridad en la recuperación de los servicios públicos; la organización, planificación y ejecución de la remoción de escombros; la limpieza y habilitación de vías de tránsito; y el apoyo a la Policía Nacional del Perú en el mantenimiento del orden interno.

El General Guibovich indicó que las acciones eficaces en que participó el Comando Operacional del Centro fueron: el apoyo en la recepción y distribución de ayuda; la contribución en el manejo de albergues; el reforzamiento de la actividad de saneamiento; y la difusión de mensajes que invocaban a tranquilidad pública en la zona afectada. El representante del Ejército del Perú recordó, que en las horas iniciales del sismo, se difundieron rumores infundados sobre saqueos y vandalismo que generaron alarma en la población. A pesar de que fueron desmentidos en los medios de comunicación, la sensación de inseguridad fue creciente. Para enfrentar este hecho, las autoridades militares implementaron la noción de “seguridad perceptiva”, en la que no basta una seguridad eficaz y eficiente sino que, además, ella debe ser percibida como tal para lograr el objetivo que persigue: la tranquilidad pública.

Destacó, tras examinar las acciones frente a la emergencia, la necesidad de formular procedimientos operativos para enfrentar desastres de este tipo; de disponer de medios de comunicación alternos; de privilegiar la unidad de comando y evitar la superposición de órdenes; de contar con equipamiento básico y de emergencia; de participar y programar más simulacros; formular doctrina sobre acciones ante desastres.

Propuso, asimismo, que se realicen simulacros con mejor adecuación a las situaciones reales, mediante un esfuerzo integrado entre las Fuerzas Armadas, el INDECI y otros integrantes del SINADECI; y finalmente, como producto de la

69

experiencia, informó que las Fuerzas Armadas desarrollaron procedimientos operativos para el manejo de desastres (POD).

Fuerza Aérea del Perú

El representante de la Fuerza Aérea del Perú, Coronel FAP Luis Alberto Vargas Napurí, Ala Aérea Número 2, explicó que, dentro de su unidad se encuentra la Dirección de Prevención de Accidentes, que se encarga de realizar las políticas y estrategias para minimizar o reducir los riesgos que puedan ocasionar las operaciones de la Institución, sean lesiones al personal o daños al material que tiene a su cargo la Fuerza Aérea. Por ello, al Ala Aérea Número 2 le cupo directa participación en la coordinación de las acciones de respuesta frente al sismo.

La principal acción de la FAP fue establecer y mantener el puente aéreo que permitió la llegada de ayuda a la zona afectada así como la evacuación de los heridos. Éste unió al Aeropuerto Internacional “Jorge Chávez”, al Grupo Aéreo Nº 8 y al Grupo Aéreo Nº 3, con la Base Aérea de Pisco (Grupo Aéreo Nº 51). En un total de quince días, se transportó a 6 070 pasajeros y 737 toneladas de carga.

El Coronel Vargas explicó que el establecimiento y la prolongación en el tiempo de un puente aéreo requiere de servicios aeroportuarios eficientes y, por eso, la mayor deficiencia que observó la Fuerza Aérea fue la limitación en el número de montacargas y carros de equipaje disponibles frente al volumen de carga que llegaba de distintas partes del Perú y el mundo. Por otro lado, el personal resultó insuficiente para todas las operaciones que se realizaron. Además, se tuvo dificultades en las operaciones nocturnas puesto que, si bien el aeródromo de Pisco contaba con todas las facilidades, el corte de fluido eléctrico imposibilitaba que los pilotos de los primeros vuelos reconocieran visualmente el estado de la pista. Para contrarrestar esta situación

70

se hizo un recorrido para verificar la situación y activar los grupos electrógenos de CORPAC.

También hubo problemas con la evacuación de enfermos. Si bien la Fuerza Aérea tiene establecidos en sus protocolos de atención de emergencias que, en una evacuación aeromédica, se cataloga a los heridos y se les coloca una etiqueta o un brazalete por colores que indican prioridad, esta operación no se llevó a cabo en todos los casos.

Asimismo, el representante de la Fuerza Aérea del Perú indicó que se acondicionaron dos hangares de mantenimiento como almacenes a fin de facilitar las tareas de recepción de ayuda. No obstante, ello generó inconvenientes pues dichas instalaciones no tienen los mismos diseños y facilidades que los almacenes. Además, fue necesario reforzar la vigilancia de la base para garantizar la seguridad de los abastecimientos. Del mismo modo, se acondicionó un centro de operaciones en uno de los escuadrones aéreos de la base de Pisco.

Las lecciones expuestas por la Fuerza Aérea del Perú fueron:

- El establecimiento de un puente aéreo conlleva la necesidad de prever almacenes de gran capacidad y con sistemas automatizados e incrementar el personal FAP en la base para labores de seguridad y apoyo;

- La realización adecuada de las evacuaciones aeromédicas requiere de implementar un centro de operaciones en la zona afectada y coordinar con los organismos del área de salud;

- Es necesaria la recuperación inmediata de los servicios esenciales de la base, a fin de prestar mejores servicios a la comunidad;

- Es urgente coordinar con las autoridades del INDECI las acciones que efectúa su personal;

71

-

Se requiere unificar las actividades aéreas con la policía aérea.

Marina de Guerra del Perú

El representante de la Marina de Guerra del Perú, Capitán de Navío Alfredo Silva, explicó que su instituto, al ocurrir un desastre, activa de inmediato el plan correspondiente en el Comando Operacional Marítimo y sus unidades operativas se concentran en la respuesta a la emergencia; estas son las Fuerzas de Superficie, de Submarinos, de Aviación Naval, de la Infantería de Marina y las unidades de Operaciones Especiales. En el caso del Sismo de Pisco - 2007, las acciones que se emprendieron fueron el establecimiento del puente aéreo y marítimo con la zona de emergencia, la evacuación aeromédica, el tratamiento médico, la implementación de albergues, la distribución de ayuda humanitaria, la seguridad y apoyo a la ciudadanía y la remoción de escombros.

El despliegue aéreo se efectuó mediante dos helicópteros MI 8, uno de los cuales tuvo un accidente en los primeros días, lo que obligó a su traslado a Lima. También se programaron vuelos de aviones B200, Fokker F27 para traslado de personal y material, así como aviones Antonov. En total, hubo 117 vuelos al área de operaciones y por vía marítima y aérea se transportó un aproximado de 10 000 toneladas de carga.

El representante de la Marina de Guerra refirió, además, que se atendieron emergencias médicas. Así, el Hospital Naval recibió a 283 personas, de las cuales 41 quedaron internadas. También se dispuso del BAP Pisco como hospital y se implementó un equipo médico móvil.

En cuanto a la distribución de la ayuda humanitaria, se colaboró con el PRONAA y el INDECI en la entrega de víveres, carpas y otros materiales.

72

En el ámbito de la implementación de albergues, la Marina de Guerra colaboró en el nombramiento de los delegados comunales y en la implementación de las cocinas populares. En Pisco, el comando operacional de la ciudad la dividió en cuatro sectores; le correspondió a la Marina de Guerra la gestión del sector noroeste, incluyendo la Plaza de Armas. Finalmente, colaboró también en la remoción de escombros con la maquinaria pesada que se transportó en el BAP Callao al inicio de la emergencia.

El Comandante Silva, destacó como aspecto positivo que en Pisco se dispusiera de una gran pista de aterrizaje para aviones, así como del puerto San Martín en Punta Pejerrey, a los cuales la Marina envío la carga. No obstante, aún cuando durante las primeras horas había gran cantidad de pertrechos y alimentos en los almacenes, lamentó que no se contase con la suficiente cantidad de vehículos para iniciar el reparto.

Las recomendaciones más destacadas de la Marina de Guerra del Perú fueron las siguientes:

- Considerar la implementación de almacenes descentralizados del INDECI, a nivel regional y provincial;

- Realizar simulacros para desarrollar una cultura de prevención;

- Capacitación en responsabilidades y tareas de Defensa Civil;

- Considerar áreas adecuadas de acumulación de escombros, pues inicialmente éstos se dejaron en la playa;

- En cuanto a la distribución de ayuda humanitaria, debe contarse con almacenes preventivos en forma descentralizada;

- La organización previa resulta indispensable porque las crisis, las situaciones de angustias y desesperación, hambre y frío, pueden crear situaciones no deseadas.

73

Lecciones Aprendidas.- Conclusiones a implementarse para poder actuar eficiente y eficazmente en próximos eventos de desastres naturales

Búsqueda y Rescate

Mandato 9. Las Fuerzas Armadas deben contar con unidades especiales para la intervención en casos de emergencias y desastres

Se debe legislar para que las Fuerzas Armadas cuenten con unidades especiales en casos de desastres y que dispongan de personal debidamente preparado y convenientemente equipado con los recursos necesarios para intervenir.

Mandato 10. La participación de las Fuerzas Armadas debe contar con una norma específica que les permita intervenir con los medios adecuados en caso de desastres

Para tal efecto, es conveniente que cualquier norma sobre el tema contemple los diferentes aspectos de la intervención de las Fuerzas Armadas y de la PNP en situación de desastre o de emergencias que lo justifiquen.

Mandato 11. Es imprescindible que los actores competentes de las actividades de búsqueda y rescate cuenten con la capacitación y el equipamiento necesarios para el cumplimiento de su misión

Del nivel de capacidad operativa y equipamiento del rescatista depende la vida de seres humanos; por ello, es necesario garantizar la rápida atención con recursos internos o provenientes de la cooperación internacional.

Mandato 39. La seguridad y el orden público son factores fundamentales durante las emergencias, por lo que su mantenimiento permite el desarrollo de acciones oportunas y

74

el cumplimiento de procedimientos efectivos en la atención de emergencia

Las Fuerzas Armadas y la PNP, por su misión constitucional, participan en situaciones de emergencia y tienen capacidad, a través de sus planes operativos, para asumir de la seguridad y el orden público en la zona de desastre en coordinación con las autoridades locales.

Asimismo, también nos hemos referido claramente a lo indispensable de la acción asociativa y cooperativa entre distintos puntos focales (tanto intra como internaciones) respecto de la reducción de desastres nacionales. Las catástrofes ambientales experimentadas a nivel regional e internacional y la existencia y accionar de organismos externos ya adeptos en el tema en cuestión, han promovido las iniciativas procedurales y programáticas hacia la integración de fuerzas de contención de los desastres naturales, desde el marco de la necesidad de cooperación recíproca entre Estados directa e indirectamente afectados.

Un factor central en este proyecto es representado por el sector de las Fuerzas Armadas, tan esencial para hacer contundente la acción de reducción de desastres naturales. Los Comandantes Generales de las Instituciones Armadas consideran necesario tener respuesta a estas necesidades particulares de integración focalizada, y en términos generales puede conceptualizarse, al menos teóricamente, como orientada a intercambiar criterios para propiciar la cooperación que permita un acercamiento entre las instituciones, además de mantener y fortalecer los lazos de integración.

En el año 2010 se llevaron a cabo diferentes reuniones de los Comités de Comandantes de Ejércitos de los países de Latinoamérica, presenciada por los Comandantes de Ejércitos de

75

Argentina, Bolivia, Chile, Colombia, Paraguay, Perú, Venezuela, Uruguay y Brasil. En la misma surgieron las bases de un acuerdo la para la creación de un sistema multilateral de operaciones de ayuda en casos de desastres naturales.

Así, la cooperación, integración y acercamiento entre los Ejércitos de los Estados apuntó hacia la necesidad de un trabajo de asistencia recíproca y multidimensional, logrando de este modo, importantes avances en la conformación de unidades sistémicas de intervención orientadas a la reducción de los desastres naturales en la región.

Según el CCFFAA, organismo responsable y coordinador de este encuentro, “es importante intercambiar información y experiencias tendientes a facilitar las tareas de respuesta al desastre, así como fomentar la integración y la colaboración de los Institutos y los Ejércitos para la ejecución de estas operaciones”, refiriéndose a aquel sistema multilateral de operaciones.

Otras puntualizaciones referenciales y programáticas tratadas en la reunión, que a fin de cuentas representan las iniciativas procedurales del sector de Fuerzas Armadas y de Latinoamérica, fueron:

Definición de una plataforma informática que integra la operatividad de los procesos de las operaciones de apoyo con la misión de asesoría del Comité de Comandantes, a través de la planificación, desarrollo e implementación de proyectos científicos y tecnológicos, hacia la simulación de catástrofes aplicables a la conducción de operaciones de ayuda en casos de desastres naturales.

Reconocimiento de la competencia de las capacidades, tanto físicas como tecnológicas, de los ejércitos participantes referidas a la realización de actividades y liderar del campo de acción de la gestión de riesgos en casos de desastres

76

naturales.

Programación de ejercicios de entrenamiento integrado y cooperativo referentes a la simulación de catástrofes naturales.

En todos los casos, lo importante a resaltar es la vigencia de iniciativas de integración entre los Estados para hacer frente a los desastres naturales, hechos de determinante y decisiva influencia sobre el/los Estados directamente afectados y Latinoamérica, tanto en términos económicos como políticos, sanitarios, culturales y de seguridad.

Actividades militares combinadas. El caso de Argentina como ejemplo

Considerando que las actividades militares combinadas ya tienen en muchos casos su dinámica propia, es necesario lograr un ordenamiento de dichas actividades, para darles mayor coherencia entre los países y, fundamentalmente, orientarlas hacia objetivos previamente definidos, mejorando así la relación costo-beneficio.

En el caso regional, Sudamérica ofrece una bien provista despensa de recursos naturales, transformándose en un codiciado objetivo. Existe, entonces, para los países que la conforman, la necesidad de estrechar filas, tanto para evitar el despojo como para usar dichos recursos en beneficio propio.

En Latinoamérica, con todas sus limitaciones, se muestra como propicia para avanzar en el proceso de integración regional, incluido el ámbito militar.

Los ejercicios combinados, han demostrado ser una vía apropiada para canalizar las inquietudes de integración y cooperación militar; sin embargo, es preciso darles una identidad definida y orientar el esfuerzo hacia objetivos específicos, tendientes a la conformación de una fuerza militar combinada eficaz, disuasiva y

77

de bajo costo, capaz de actuar como respaldo de la política exterior del bloque, deseablemente toda Sudamérica.

Desde 1993 a 2004, en la Argentina se ha producido un aumento de los ejercicios combinados con diversos países de América y Europa. Los países con los que tuvo mayor participación en ejercicios combinados son: Brasil, EE.UU., Uruguay, Chile y Paraguay, en ese orden. El año más intenso en este tipo de actividad fue el 2004, en que se realizaron un total de 18 ejercicios, participando Brasil en nueve oportunidades, Chile en siete y Estados Unidos en seis.

La competencia sobre la autorización de ingreso y egreso de tropas no es similar en los distintos países de América Latina. En algunos de ellos es facultad exclusiva del Poder Ejecutivo, en otros es competencia exclusiva del Poder Legislativo y en otras no está explícita su competencia.

En el siguiente cuadro comparativo se pueden observar las diferencias antedichas:

Tabla 1

Ingreso y salida de tropas extranjeras del territorio nacional

PAISES

AUTORIZACIÓN EXPRESA DEL PARLAMENTO PARA

INGRESO DE TROPAS EXTRANJERAS

SALIDA DE TROPAS NACIONALES DEL TERRITORIO

Argentina

SI

SI

Bolivia

SI

SI

Brasil

SI

NO

Colombia

SI

NO

Chile

REQUIERE DE UNA LEY QUE REGLAMENTE EL PROCEDIMIENTO

Ecuador

NO

NO

Paraguay

SI

SI

Perú

SI

NO

Uruguay

SI

SI

Venezuela

SI

SI

Fuente: RESDAL

(Fuente de elaboración propia, según reportes en revistas especializadas de defensa)

78

En cuanto a los países que han participado vemos que la Argentina ha realizado 75 ejercicios combinados con todos los países Latinoamericanos salvo Guatemala y Costa Rica que no tienen Fuerzas Armadas y con los Estados Unidos y Canadá. Además con España, Portugal, Italia, Francia, Gran Bretaña y Alemania de Europa y con Sudáfrica. Las naciones que más ejercicios realizaron junto a nuestras fuerzas armadas son Brasil 57 veces y los Estados Unidos 56. Con Uruguay se llevaron a cabo 41 ejercicios, con Chile 32 y con Paraguay 22.

A continuación enumeraremos ejercicios combinados entre Argentina y otros países del, en relación a catástrofes naturales:

En el año 1997 se realizó el ejercicio “Cruz del Sur 97. Participaron 2.300 soldados, 1.591 de Brasil, 416 de Argentina y 293 de Uruguay. Se operó en Rosario Do Sul, Brasil.

En el año 2000, Argentina y Bolivia realizaron ejercicios combinados en Salta (Argentina). El ejercicio se denominó Teniente Coronel Juana Azurduy, y tenía como fin la planificación de operaciones militares para el apoyo de comunidades en caso de emergencia.

En ese mismo año, en la ciudad de Posadas (Argentina), junto con Brasil, se llevó a cabo la evacuación, rescate, búsqueda y traslado de personas aisladas.

En el año 2000 en Bariloche (Argentina), junto con Chile, se llevó a cabo la práctica de búsqueda, rescate, salvamento, lucha contra la contaminación. En la misma participaron 100 efectivos, 1 buque y 1 avión por país.

En el año 2001, entre Argentina y Chile, en la Escuela de Guerra Naval en la Argentina se llevó a cabo un ejercicio de simulación de control de catástrofes.

79

En el año 2001, Argentina y Brasil, en el Parque Nacional de Iguazú (Brasil), realizaron un ejercicio denominado Iguazú II, donde se planificaron acciones de apoyo a organismos de defensa civil ante desastres naturales.

En el año 2001, entre Argentina y Bolivia, en la provincia de Salta (Argentina), se elaboró un simulacro de posible terremoto con epicentro en Salta capital y sus consecuencias en las fronteras.

En el año 2002 se reiteró el ejercicio Teniente Coronel Juana de Azurduy” en el campo histórico de la Cruz, en Argentina.

En el año 2002 entre Chile y Argentina, en Santiago de Chile se realizó una actividad de planeamiento destinada a brindar apoyo a la comunidad en caso de desastre natural.

En el año 2003, entre Argentina y Uruguay, en la localidad de Concordia, Entre Ríos (Argentina), se llevó a cabo un simulacro de evacuación en zonas urbanas, asistencia sanitaria, transporte, abastecimiento y búsqueda de personas.

Entre los días 24 al 28 de Marzo de 2008 se realizó el primer ejercicio de operaciones de ayuda en caso de desastres acordado en la VII Reunión del Comité de Comandantes de Ejércitos de Países (CCEPMA), realizada en Quito (Ecuador) en Septiembre de 2007. Dicho ejercicio consistió en una operación internacional multilateral mediante la modalidad de simulación y basado en un caso ficticio, y tuvo por finalidad definir los requerimientos operacionales para el proyecto de creación de un Sistema Multilateral de Operaciones de Ayuda para el caso de Desastres (SIMOACD)

80

2.3

Definición de términos en general

Administración de apoyo

Se entiende por administración de apoyo, al cuerpo de las políticas y decisiones administrativas y actividades operacionales que pertenecen a las diferentes etapas del desastre en todos sus niveles. Está sustentado en el conjunto de conocimientos, medidas, acciones y procedimientos, que juntamente con el uso racional de recursos humanos y materiales, se orientan hacia el planeamiento, organización, dirección, ejecución y control de las actividades que permitan evitar o reducir los efectos de los desastres sobre las poblaciones y las infraestructuras de servicios y productivas.

Capacidades del Ejército del Perú

Las Brigadas Ligeras, los Batallones / Regimientos de Caballería Blindada o Mecanizada, Brigadas / Grupos de Artillería son asignadas a las Divisiones (antes Regiones Militares), en función de la misión asignada. Las Brigadas de Aviación, Fuerzas Especiales y los Comandos / Unidades de Ingeniería son dirigidas por el Comando de la Fuerza.

Composición

La composición es la disposición o formación de una Unidad, o un conjunto unificado donde se ha dispuesto con cierto orden una serie de elementos que van a permitir el afrontar una misión determinada para la cual se le requiere.

Efectivos

Conjunto de personas que pertenecen a un Ejército, a la Policía o a otros grupos organizados.

Ejecución

Realización de una cosa o cumplimiento de un proyecto, encargo u orden.

81

Equipamiento

Suministro o entrega del equipo necesario para desarrollar una actividad o trabajo.

Prevención

Medida o disposición que se toma de manera anticipada para evitar que una cosa mala suceda.

Rescate

El término rescate puede referirse al salvamento de una persona o grupo de personas en una situación apurada, habitualmente en una emergencia, como una acción de ayuda durante un desastre natural o una catástrofe.

82

Capítulo III. Método

3.1 Trayectoria cualitativa

El desarrollo de este trabajo investigativo fue realizado con un enfoque cualitativo centrado en una realidad social necesitada de ser analizada, comprendida, experimentada y producida, por el contexto y por los procesos derivados de conocer la verdadera aproximación con relación a la contribución de las capacidades del Ejército en un futuro escenario militar social en su participación ante desastres naturales. Considerando que es un tema poco explorado en nuestro ámbito profesional, se planificó un trabajo de campo considerando: la perspectiva de los investigadores (participantes), por sus sentidos, por su experiencia, por sus conocimientos, por sus motivaciones profesionales y por sus múltiples interrelaciones; se llegó a profundizar en generalizaciones empíricas, opiniones, consulta informática satelital, estudios de casos vinculantes al tema de investigación y capacidades de otorgar significados de cómo los actores participantes perciben subjetivamente esta realidad.

Fundamentado inicialmente en la fenomenología, puesto que explicita aspectos de nuevas conceptualizaciones ambientales, sociales y militares partiendo de la esencia empírica de los actores (investigadores y/o participantes), el proceso cualitativo se basó metodológicamente en actividades inductivas, porque fue necesario conocer con mayor

83

profundidad aspectos colaterales de la situación presentada y sobre la

base de datos que ya anteriormente han pasado por un ciclo de análisis

valedero. En tal sentido, nuestro trabajo, lejos de manipular o controlar

variables, se orientó a la definición de conceptos y argumentos, por lo que

basados en la credibilidad de la literatura en consulta se llegó a tener un

marco interpretativo (hermeneútico), multimetódico y reflexivo; conforme se

argumentaban con mayores y mejores elementos de juicio los métodos de

análisis y explicaciones flexibles, la hipótesis general de trabajo fue

moldeándose de modo interactivo.

Respecto a los objetivos, el proceso cualitativo desarrollado, buscó descubrir, conocer, analizar y comprender este nuevo concepto de participación en acciones militares, en su relación con la legalidad vigente, la teoría pragmatismo con su predicción, con su ampliación, con sus modificaciones y con su ejecución, la hacen relevante, puesto que intentó comprender la complejidad, el detalle y el contexto proponiendo un resultado significativo profesionalmente.

Siguiendo a Ibañez Jesús (1986), el proceso cualitativo llevado a cabo tuvo la sistematización siguiente:

Tabla 2

Diseño de la investigación

Nivel

Metodológico

Perspectiva estructural:_ se observa para extraer información

Operaciones

Análisis comprensión y conceptualización

Propuesta

de

investigación:

hermenéutico-heurística.

Modalidades

Observación de los participantes. Análisis documental Análisis de contenido Entrevistas Generalizaciones empíricas Estudio de casos

Perspectiva dialéctica:

 

- Lenguaje

semiótico:

modos

de

comunicación

 

- Socio análisis

- Focus group

Además se complementa, con las categorías observables (verbales) del presente proceso cualitativo que se indican:

84

- Revisión de normatividad legal nacional e internacional.

- Opiniones

- Percepciones

- Actitudes

- Estereotipos

- Motivación profunda

- Comportamientos de actores involucrados.

Considerando lo afirmado por Báez, Pérez de Tudela J. (2012), los datos proporcionados por las fuentes de consulta se convierten en información, cuya substancia es eminentemente múltiple, por lo que en este estudio investigativo se determinó lo siguiente:

Tabla 3

Naturaleza de los datos cualitativos

Aspectos

Generalidades

Verbal

Predominio de palabras, opiniones, motivaciones, actitudes y términos militares nuevos.

Polisémica

Acepciones, significados, interpretaciones.

Conceptual

Son consecuencia de la elaboración personal que se conforma de la realidad estudiada; son conocimientos, juicios, valoraciones.

Descriptiva

Los datos proporcionados contienen fragmentos de la realidad conocida y relacionada con el objeto de la investigación, son: la exploración, la síntesis, el resumen, la generalización, etc.

Tomando en consideración, la propuesta fundamentada por Baez y Pérez de Tudela Juan (2012), el diseño en la prospectiva estructural, aplicada a este proceso cualitativo del presente trabajo de investigación, sería el siguiente:

85

Tabla 4

Diseño cualitativo en la perspectiva estructural (tipo de análisis)

Aspectos

Perspectiva estructural

Sistema

Grupal: interrelacional Dinámica: relaciones entre estructuras.

Nivel

Metodológico: Cualitativa empirista formalista intuicionista semiótico (modos de comunicarse)

Operación

Construcción: Directa (en vivo) Satelital (Informativo) Experimentada: presencial en el contexto

Componente

Semiótico: Interacción verbal Anafórico: investigación de opiniones

del lenguaje

Modos

de

Socio análisis: Análisis institucional en vivo Primario: entrevistas producción de datos en grupos Secundario: recolección de datos (estudios especiales validados)

observación

Modos

de

Discusión grupal Selección de fuentes de información verdaderas

acción

Poder

Reflexivo: Observados dentro del sistema que observa y actúa. Autoreflexividad. Relativo: parcialmente explicitado. Observador fuera del sistema que observa

Concepción

Relativa:

Hipótesis general de trabajo (flexible sensible)

Diseño

Implícito:

Interpretativo (hermenéutico) Multimetódico

Aplicación

Grupo: Focus group Relación inductiva (simétrica) Interrelación verbal

más general

Proceso

Semiabierto: Fenomenológico (Sujeto es el objeto de estudio). Teoría fundamentada y estudio de casos e investigación acción.

En este sentido, se orientará el método de razonamiento (pensamiento) a indagar desde un supuesto hipotético inductivo, que facilite la comprensión de los procesos que desarrollan los sujetos de análisis y conceptos investigados, a partir del estudio holístico que cada quien atribuya a los eventos fácticos (hechos reales) o fenómenos analizados.

86

• Focus Group : 1ra caracterización del problema de investigación planteado (según hipótesis general Proyecto
• Focus Group : 1ra caracterización del problema de
investigación planteado (según hipótesis general
Proyecto de
investigación
Teórico
de trabajo).
cualitativo
• Fenomenológico: Investigadores conocen el
PREPARATORIA
P
problema
R
• Proceso continuo de decisiones
O
• Observación – experiencia – análisis documental
C
• REFLEXIVA (Investigadores): Experiencias
E
concretas que resultan significativas. Contraste
S
con otros especialistas. Lectura de trabajos de
otros investigadores.
O
• DISEÑO: Planificar a partir del medio teórico
(Reflexión)
I
• Cuestión de investigación
• Objeto de estudio
N
• Método
V
Datos
Propuesta de
• Triangulación
TRABAJO DE
acumulados
investigación
E
CAMPOS
• Técnicas e instrumentos de recogida de
S
datos
• Análisis de datos
T
• Procedimiento de consentimiento –
I
aprobación
G
• ACCESO AL CAMPO:
A
• Contexto de interacción personal y grupal
(participantes).
C
• Reconocimiento del contexto – ambiente,
I
otros.
Ó
• RECOGIDAS PRODUCTIVA DE DATOS:
• Buscando el significado y las perspectivas
N
• Buscando las relaciones: estructura –
eventos – tiempos
C
• Buscando puntos de conflicto (tensión)
U
• Se inicia tras abandonar el escenario (por motivos
A
didácticos).
L
• Grado procesual y de sistematización
• Tareas o actividades que constituyen el proceso
I
Triangulación
Resultados
analítico básico
de datos
ANALÍTICA
T
• Reducción de datos
A
• Disposición y transformación de datos
T
• Obtención de resultados (necesidad de
triangular datos)
I
• Verificar conclusiones
V
• Discusión dialéctica
A
• Criterio interpretativo
• Elaborar un texto de campo – informa
Nuevas
(casos – notas de campo – documentos
Informe de
conceptualiza -
investigación
INFORMATIVA
ciones
obtenidos – marco teórico)
doctrinarias
• Informe: formal – crítico – analítico –
fundamentado.
Figura 9. Proceso de investigación cualitativa

Fuente: Oficina de Grados y Títulos ESGE-EPG

87

3.2 Enfoque seleccionado

En respuesta al problema planteado y a los objetivos establecidos para este estudio investigativo, el abordaje general que se utilizará en este proceso de investigación estará sujeto a las circunstancias del escenario determinado en particular, es decir, conlleva un marco interpretativo que se basa en la inmersión inicial y profunda de los contexto causales, o categorías de esta investigación, recolección de datos especializada y generación de hipótesis como resultante, teniendo siempre en consideración que las fronteras entre tipos de investigación son sumamente relativas, por lo que este estudio tomó elementos de más de uno de éstos (por yuxtaposición). De esta manera el desarrollo del proceso cualitativo planificado empleó un procedimiento sistemático, holístico e interactivo en la selección de los tipos de investigación con efecto seleccionado, siendo algunos de ellos: la teoría fundamentada, la fenomenología, el estudio de casos, el análisis documental, el análisis de contenido y la investigación - acción. Todos ellos permitieron y coadyuvaron a generar conocimiento análisis y comprensión (teoría) que explican desde una perspectiva mayor y concreta un nivel conceptual, una interacción problemática, razones por las que han sido elegidos como base para el entendimiento del fenómeno presentado.

Tabla 5 Diseño de los tipos de investigación seleccionados

     

Técnicas

Tipo de

Cuestiones de investigación

Fuentes

instrumentos de

investigación

recolección

 

datos

 

- Experiencias propias - Intuición - Intencionalidad (conciencia)

- Contemplación directa del contexto escenario ambiente

- Observación

Fenomenología

- Lecciones aprendidas

- Descripción

- Generalización empíricas personales.

     

- Análisis

Teoría

fundamentada

- Datos empíricos - Datos obtenidos en la investigación - Normatividad legal - Marco doctrinario institucional

- Doctrinas militares

- Sociología

- Estudios - Directivas

- Manuales

- Hermenéutica

documental

Análisis

- de

contenido

- Observación

- Internet

88

 

- Búsqueda empírica

     

- Situaciones en escenarios específicos

- Observación

- Estudios

de

casos

(Satelital)

Estudio casos

- Razonamiento inductivo

 

especiales internacionales

- Datos empíricos

- Objeto de estudio: situación, suceso, fenómeno, hecho particular y concreto.

- Entrevista

 

- Estudios profesionales

Análisis

- de

documentos

- Elabora hipótesis

     

- Diálogo

- Experiencias personales

- Autorreflexión

vivencias

- Entrevistas

Investigación

acción

- Propio investigador

- Expertos investigadores

- Reuniones

- Observación

participativa

- Comprensión crítica realidad específica.

de

la

participante

   

- Lecciones

 

aprendidas

Considerando que a la metodología de la investigación cualitativa le interesa más generar teoría a partir de los resultados, se sostiene que la comprensión del fenómeno investigado implicó la observación de las categorías contextuales que interactúan en el escenario delimitado. Por lo que, no podría concebirse una investigación sin acción y viceversa. Además, con los tipos seleccionados para la investigación se buscó una interacción más estrecha entre teoría y práctica (hechos evidentes).

Así mismo, en la investigación, la agudeza en la interpretación analítica y la hermenéutica desarrollada se volvieron importantes para conocer y describir los procesos de las categorías determinadas, lo que se reflejó en la ejecución de un desarrollo investigativo inductivo y holístico de temas y patrones de interés que avalen la propuesta heurística de nuevos conceptos hipotéticos sobre la problemática de la contribución de las capacidades del Ejército y su participación en acciones militares ante desastres naturales por las Grandes Unidades de Combate del Ejército del Perú.

3.3 Población y muestra para la recolección de datos

La población y muestra de investigación estarán representadas por casos importantes relacionados a la participación de las Grandes Unidades de Combate del Ejército ante situaciones de desastres naturales ocurridos en el país. Considerando lo afirmado por Hernández Sampieri-Fernández y Baptista en su metodología de la investigación (Cap 13 pp. 397), para el presente estudio, se ha creído por conveniente que la población sea a su

89

vez la muestra a fin de enriquecer la recolección de datos. Es conveniente

señalar que la muestra tiene la característica de ser tentativa sujeta a la evolución del proceso inductivo (método de prueba y eliminación del error) siendo más propositivo, iniciándose en el planteamiento mismo del fenómeno a investigarse, incluyéndose el contexto seleccionado en el cual,

se obtuvo la homogeneidad de la información necesaria y los estudios de

casos especiales importantes para el problema analizado.

Es pertinente indicar que el tamaño de la muestra no será importante por

no tener una perspectiva probabilística, por el contrario, ha quedado establecido que es una muestra no probabilística, porque se orienta a

indagar las consecuencias de la contribución de las capacidades de la institución mediante sus Grandes Unidades en casos de desastres naturales.

Por esta razón se ha reflexionado sobre cuál debe ser la estrategia de muestreo aparente para lograr los objetivos de investigación trazados considerando criterios de rigor, estratégicos, éticos y pragmáticos. Se determinó como base de la estrategia de muestreo, los criterios siguientes:

- Capacidad operativa de recolección y análisis: número de estudios de casos especiales realistas de acuerdo con recursos disponibles.

- Entendimiento del fenómeno: el número de estudios de casos especiales responde a las preguntas de investigación (saturación de categorías).

- Naturaleza del fenómeno bajo análisis: se ha tenido amplia accesibilidad para recolectar la información en un tiempo aceptable.

Como puede observarse en el presente fenómeno el tamaño de la muestra no se ha fijado “a priori” (previamente a la recolección de datos), sino que

se estableció como tipo de unidad de análisis: los estudios de casos

especiales sobre la variable: Contribución de las capacidades del Ejército,

a la que a su vez se le ha adicionado información novedosa

complementaria (saturación de categoría). Se hace la aclaración que en nuestro tamaño de muestra, no han sido empleado parámetros definidos por ser restrictivos a la naturaleza de la indagación cualitativa. Finalmente,

90

se señala que el principal factor tenido en consideración en la homogeneidad de la información y los estudios de casos especiales, fue el tener un sentido de significancia y comprensión profunda del ambiente (contexto) y el problema por investigarse.

3.4 Procesos para la recolección de datos cualitativos

El investigador se erige como único instrumento de recolección de datos, empleando las modalidades de investigación cualitativa: la fenomenología, la teoría fundamentada, el estudio de casos y la investigación-acción como métodos de recolección de datos, en una aproximación al problema de carácter inductivo, pudiendo emplear como técnicas de recolección de datos: la observación directa del participante, el análisis documental, el análisis de contenido y la entrevista; siendo los temas o patrones de análisis: Información jurídica legal de la participación del Ejército en este tipo de acciones militares, contexto de implicancias de causa operativa, contexto de los instrumentos de gestión en la prevención y en actividades de ejecución y de modo general la administración del apoyo requerido, algunas consideraciones sociales en el medio ambiente, las lecciones aprendidas del pasado con respecto a la composición que debieran tener las Grandes Unidades para hacer frente a este escenario en mejores condiciones.

Considerando que existe una estrecha vinculación entre la conformación de la muestra, la recolección de los datos y su posterior análisis, así como, el instrumento de tales procesos de recogida de datos que recae en la función y acción del propio investigador (es), y que ésta (recogida de datos) tiene que darse en ambientes naturales de la realidad determinada para el presente estudio investigativo, se señala que las herramientas elegidas para efectivizar los métodos de recabar datos cualitativos fueron: la observación de situaciones y estadísticas específicas, la entrevista grupal a expertos y la recolección y análisis documental de estudios especiales sobre las variables de investigación presentadas.

Sobre los procesos previstos, cabe indicarse que el análisis cualitativo que se desarrolló implicó organizar los datos recogidos, transcribirlos a texto y

91

codificarlos. La codificación empleada se orientó primero a generar unidades de significado y categorías, y segundo a emerger temas y relaciones entre conceptos, para finalmente producir y generar hipótesis o postulados enraizados en los datos obtenidos.

Se precisa que en este trabajo de investigación cualitativo lo que se busca es obtener datos (que se convertirán en información) de un contexto con situaciones en profundidad interesando percepciones, interacciones, experiencias y procesos respecto de las variables capacidades del Ejército y participación en acciones militares, que luego serán analizados y comprendidos respondiendo a las preguntas de la investigación y generar conocimiento.

Para la observación de situaciones y estadísticas específicas se utilizó una técnica mixta: participante y no participante, es decir, en algunos casos se observó directamente los hechos relacionados a la contribución de las capacidades del Ejército de modo descriptivo cualitativo, y en otros, se preguntó a una muestra representativa de conocedores del tema en investigación sobre la problemática planteada, a fin de obtener datos valederos para luego confrontarlos con las estadísticas disponibles.

En este proceso de observar la inducción cualitativa, los propósitos esenciales que se desarrollaron fueron:

- Explorar los contextos, ambientes y aspectos de la normatividad legal y jurídica nacional.

- Se describió conceptualizaciones que se desarrollan en este marco legal y los significados de los mismos.

- Se comprendió procesos, vinculaciones entre habitantes y sus situaciones o circunstancias, los eventos presentados a través del tiempo, los patrones que se desarrollan, así como los contextos sociales y culturales en las que ocurrieron las experiencias de los estudios analizados y de donde se recogió información.

- Se permitió identificar problemas en los casos estudiados.

92

- Facilitó generar hipótesis para futuros estudios.

En la inmersión inicial de la observación no fueron utilizados registros estándar, sino que se empleó hojas preparadas en las que en un lado se registraban anotaciones descriptivas de la observación y en el otro lado conceptos interpretativos. Lo único que se estandarizó en la observación durante la inmersión en el contexto específico fueron los tipos de anotaciones por revertir suma importancia.

Respecto del papel desempeñado por los observadores se indica que fue de participación activa y de participación completa. Se llevó a cabo de este modo para evitar sesgos personales y tener distintas perspectivas buscando lo que se conoce como “palpar en carne propia” el ambiente y las situaciones. En este caso, nuestra observación cualitativa no fue un asunto de patrones y categorías predeterminadas, sino que fue más bien un proceso de ir creando el propio esquema de observación para cada problema de estudio y ambiente (los temas / patrones y categorías fueron emergiendo de las observaciones); las vivencias, relaciones, etc, fueron únicas en cada ambiente (en tiempo y lugar).

Los periodos de observación cualitativa llevados a cabo fueron abiertos y se constituyó de modo formativo. La indagación a través de esta técnica de recojo de datos fue muy útil, dada la situación especial de la investigación y porque facilitó confirmar con datos lo recolectado en las entrevistas.

La validez científica de esta técnica empleada se basó en las normas siguientes:

a. Objetivo de la investigación: el qué y el para qué se va a observar.

b. Se definió y delimitó el área de observación: población y muestra cualitativas.

c. Se planificó y capacitó a los observadores (investigadores)

d. Se definió las variables a ser observadas y cómo serían registradas, por lo que se confeccionó una guía de observación flexible.

93

e. Se previeron los instrumentos siguientes para recolectar los datos:

cuaderno de anotaciones, hojas preparadas para anotaciones descriptivas-interpretativas, registro estandarizado, grabadora y filmador.

f. Todo registro de informaciones fue trabajado de inmediato, de modo objetivo y responsable.

Otra técnica empleada fue la entrevista grupal, la cual, generó la oportunidad de comprender los puntos de vista de los connotados líderes militares y profesionales (entrevistados) y como son descritas, la significancia y las categorías establecidas en la investigación.

Los criterios de construcción para el contenido del instrumento de esta técnica fueron:

a. Rango: La conversación cubrió un rango de temas que revelaron no solo los datos esperados sino también los inesperados.

b. Especificidad: Datos detallados

c. Profundidad: Las percepciones de los entrevistados sobre el tópico son evidentes en los datos vinculados a la composición prevista por las Grandes Unidades para estos escenarios, la administración del apoyo en actividades previstas sobre cobertura social, industrial, agricultura y poblacional y desempeño en actividades de rescate, auxilio inicial, evacuación de heridos y control en general.

d. Contexto personal: Los datos incluyen las bases de las experiencias y reconocimiento en el área de interés del fenómeno investigado.

La entrevista grupal tuvo como punto de partida los temas / patrones de análisis establecidos en la muestra, por lo que el tipo de conversación fue abierto, de opinión, de conocimientos y de antecedentes. Si bien, se diseñó una guía de tópicos en el marco de una entrevista cualitativa semiestructurada, fue para asegurar aspectos prácticos, es decir, captar y mantener la atención y motivación del entrevistado haciéndolo sentirse cómodo al conversar sobre la temática; y teórico, en cuanto a que la guía de entrevista tuvo por finalidad obtener la información necesaria para

94

comprender de manera completa y profunda el fenómeno del estudio. Los testimonios y conclusiones obtenidos se anotaron en un cuaderno de anotaciones, en este sentido los criterios de construcción para el desarrollo de esta técnica fueron:

1. Como técnica científica, la entrevista reunió a un entrevistador- moderador con el entrevistado o informante y su único propósito ha sido obtener respuestas o informaciones que ayuden a comprobar la

hipótesis general de trabajo. El entrevistador fue elegido de entre los

investigadores.

2. Se elaboró una entrevista semi estructurada - abierta y planificada, obedeciendo a pautas específicas en su preparación, su aplicación e interpretación de los datos e informaciones recogidas. Esta se realizó como una conversación “cara a cara”.

3. Los instrumentos que se emplearon fueron la guía de la entrevista, una grabadora y el diario del entrevistador. Uno de los propios investigadores efectuó la función de relator.

4. El proceso para la entrevista se preparó para antes, durante y después de la misma, según las siguientes pautas:

a. Antes de la entrevista

o

Presentación del entrevistador.

o

Conocimiento previo del entorno del entrevistado.

o

Aspectos personales del entrevistador.

o

Capacitación específica del entrevistador.

o

Preparación y reconocimiento de lugar, horario y detalles.

b. Durante la entrevista

o Generación de corriente de empatía.

95

o

Utilización de vocabulario adecuado a la situación y conforme al marco teórico de referencia del informante.

o

Actuación con sinceridad, sin rodeos y espontánea.

o

Evitar discusiones, así como inducir o sugerir respuestas.

o

Evitar posturas o hacer alardes de autoridad.

o

No dar ejemplos ni hacer admoniciones morales.

o

Prestar atención en lo referente a la comprobación de las hipótesis y/o lo que se quiere expresar.

o

No apremiar al informante para que termine su relato o idea fuerza, por el contrario, ayudarlo a que lo concluya.

o

Registrar la información doblando los medios que aseguren todo lo expresado por el informante.

o

Agradecer al informante y garantizarle confidencialidad.

c. Después de la entrevista

Analizar las respuestas y observaciones anotadas y registradas en todos los medios empleados, de preferencia a la brevedad posible.

Como cualquier actividad de recolección de datos cualitativos, al final de cada jornada de trabajo se fue llenando la bitácora o diario de campo con las reflexiones, puntos de vista, generación de hipótesis iniciales, subconclusiones preliminares. Se hace hincapié que las entrevistas tuvieron un mayor porcentaje de conducción “abierta”, sin categorías preestablecidas, de tal forma que los entrevistados se soltaran y pudieran expresar de la mejor manera sus experiencias y sin ser influidos por la perspectiva de los investigadores o por los resultados de otros estudios, llegándose a obtener cierto nivel de información detallada, describiéndose esta parte con la caracterización siguiente:

o Fue flexible.

96

o

Orden y secuencia adecuadas.

o

Medida anecdótica.

o

Se guardó cierto ritmo y dirección en la entrevista.

o

Hubo neutralidad en las opiniones y perspectivas.

o

El contexto fue vinculado con el lenguaje empleado de modo armonioso.

o

Tuvo un carácter amistoso.

La tercera técnica empleada fue el análisis documental de estudios de casos especiales, toda vez que se accedió a documentación clasificada (reservada) dada la fuente de emisión. Cabe precisar que todos los documentos analizados tienen un origen grupal, y han servido a los investigadores para conocer los antecedentes de un ambiente seleccionado, el funcionamiento cotidiano dentro de un marco legal y de situaciones y experiencias que ayudarán a preestablecer las categorías de la investigación.

En este sentido, el análisis documental indicado, se clasifica como documentos grupales, por ser generados con cierta finalidad oficial (dependencias militares) profesional. Circunstancia de solicitud a los participantes que los elaboraron a propósito de este estudio de investigación dada la significancia particular del mismo. Independientemente de cuál sea la forma de obtenerlos, tales elementos tuvieron la ventaja de que fueron producidos por los participantes del estudio, guardan el lenguaje profesional y usualmente son importantes para ellos; en esta oportunidad no se ofreció desventajas, pero cabe señalar, que en otras circunstancias resulta complejo obtenerlos, resaltándose que son fuentes ricas de datos. También se indica que fue necesario solicitarlos contando con autorización formal por lo que debe atenerse a cierta normatividad de seguridad la relación a su uso, acceso y privacidad. La selección de tales contenidos fue cuidadosa, dado que son reveladores y proporcionan información útil para el planteamiento del problema.

97

Luego, se tuvieron en consideración los criterios de construcción del instrumento de recogida de datos (análisis documental) siguientes:

La información seleccionada en el marco teórico de nuestras variables de investigación se analizaron de manera objetiva, sistemática y holística.

Su aplicación tuvo una orientación racional dirigida a estudiar las ideas contenidas en citas de textos, anteriores investigaciones relacionadas al asunto y comunicación diversa obtenida. Así mismo, se buscó develar diferencias en el contenido temático encontrado.

Se empleó como instrumento del análisis de contenido la hoja de calificación, en la cual, las categorías o variables de la investigación fueron trabajadas debidamente codificadas.

En la codificación se definió: El universo y la muestra a analizar, las categorías referidas a las variables y los temas / patrones que tuvieron constituidas por: Los estudios de casos especiales, establecidos para cada una de las variables de la investigación.

Se seleccionaron las categorías atendiendo a la clasificación de Krippendorf, las cuales se ubicaron en el tipo de asunto o tópico.

Para el desarrollo de la investigación se emplearon los siguientes métodos de razonamiento:

Se complementó la investigación cualitativa autoaplicando de manera básica la técnica de la encuesta mediante el instrumento del cuestionario para recoger datos semiestructurado y constituído por doce (12) preguntas cerradas, correlacionadas con las unidades de cada categoría, la que tuvo por finalidad básica conocer el cómo podrían influir tales indicadores (unidades), señalados. Se hace hincapié que tal instrumento no tuvo la rigidez consabida, sino que se orientó a conocer un determinado punto de vista con el menor error

98

posible. Los criterios de construcción que se tuvieron en consideración fueron los siguientes:

1. Solo incluyó preguntas cerradas a fin de favorecer las comparaciones entre las respuestas.

2. Cada unidad de categoría fue medida a través de tres (03) preguntas justificadas.

3. Todas las preguntas fueron codificadas, siendo sus opciones de respuesta:

Muy alta

5

Alta

4

Media

3

Baja

2

Muy baja

1

4. Todas las preguntas reflejan un sentido descriptivo explicativo (causal).

5. Las preguntas del cuestionario responden a las unidades de las categorías siguiendo un orden y secuencia de la investigación.

6. Las preguntas han sido elaboradas con claridad, precisión y comprensión por las unidades de análisis.

7. Se busca que el encuestado reflexione y favorezca una respuesta articulada en base a sus experiencias acumuladas en este tipo de participación.

8. El léxico empleado es el apropiado y guarda relación con los criterios de la muestra seleccionada.

99

9. La muestra de este cuestionario fueron ochenta oficiales de Grandes Unidades de Combate con experiencia en acciones militares.

Método de inducción: Tradicionalmente, el razonamiento deductivo, se ha considerado que va de lo general a lo particular y, el inductivo, en sentido inverso, pero esta definición resulta pobre. Hay otros conceptos que diferencian ambos tipos de razonamiento: se utiliza el concepto de validez para el razonamiento deductivo y, para el inductivo, el concepto de probabilidad.

Es conveniente afirmar que tanto lo deductivo como lo inductivo se necesitan y se complementan, por lo que es pertinente recordar acerca del razonamiento deductivo, algunos aspectos: Cuando la conclusión se deriva de las premisas, entonces es válido y, si es válido, significa que, siendo las premisas verdaderas, las conclusiones, también lo serán. De este tipo de razonamiento, se pueden obtener razonamientos válidos e inválidos. Son válidos si, cuando las premisas son verdaderas, las conclusiones también lo son. De lo contrario, los razonamientos serían inválidos. Un argumento es válido cuando es imposible que su conclusión sea falsa, siendo sus premisas verdaderas; lo que se dice en la conclusión, estaba en las premisas, por tanto, no se incrementa la información semántica. Esta es una característica de este razonamiento. La conclusión, ya implícitamente, estaba en las premisas. Con este tipo de razonamiento, no se crea conocimiento, mientras que en el inductivo sí.

El razonamiento inductivo consiste en obtener conclusiones generales a partir de premisas que contienen datos particulares. Por ejemplo, de la observación repetida de objetos o acontecimientos de la misma índole se establece una conclusión para todos los objetos o eventos de dicha naturaleza. En este razonamiento se generaliza para todos los elementos de un conjunto la propiedad observada en un número finito de casos, sin embargo, la verdad de las premisas no convierte en verdadera la conclusión, ya que podría haber una

100

excepción. De ahí que la conclusión de un razonamiento inductivo sólo pueda considerarse probable y la información que obtenemos por medio de esta modalidad de razonamiento es siempre una información incierta y discutible. El razonamiento sólo es una síntesis incompleta de todas las premisas, el proceso de inferencia amplía el conocimiento con incertidumbre (conclusiones posible pero no necesariamente correctas).

Método de análisis y síntesis: Son dos procesos complementarios el uno del otro. Se empleó este método en vista de que permitió separar las partes de un todo -variables de investigación- para estudiantes en forma individual (análisis), y luego reunir ordenada y racionalmente de elementos dispersos para estudiarlos en su totalidad (síntesis). Para realizar estas acciones se utilizaron técnicas más o menos abiertas que guiaron el proceso de reflexión a través de preguntas, fichas de trabajo, etc.

La tendencia hacia el análisis nos permitió un alto grado de profundización aún a riesgo de perder de vista la perspectiva global y tener dificultades para retener las ideas más importantes entre tanta información manejada, o para discriminar la información importante de la que no lo es.

La tendencia a la síntesis nos ofreció claridad en la reflexión y facilidad para fijar ideas aunque quedarnos ahí podría implicar una profundización insuficiente. Desde nuestro punto de vista, es necesario incorporar en los procesos, momentos recurrentes de análisis-síntesis que garanticen un aprendizaje integrador y equilibrado.

Fue importante tener en cuenta que para analizar como para sintetizar resultó necesario explicitar cuáles eran los criterios a seguir para ello, si no, se podía generar mucha confusión y la sensación de no estar de acuerdo cuando lo que pasa realmente es que estamos manejando criterios distintos.