Está en la página 1de 2

CONDICIONES PARA UNA INVESTIGACIÓN CIENTÍFICA

Hay cuatro condiciones para realizar una investigación científica exitosa, sea en
salud, ciencias sociales u otra disciplina que responda al método científico.
1a. condición NADIE DEBERÍA INVESTIGAR UN TEMA QUE NO
CONOCE
No es posible conducir un automóvil si no se ha aprendido a hacerlo. Un
teléfono inteligente en manos de un inexperto sería un aparato inútil. El mismo
criterio debe ser aplicado a la investigación científica y a los temas que
constituyen problemas de investigación.
Es decir: el tema escogido para investigar debe estar en el ámbito de
conocimiento y de trabajo del investigador. Esta es la primera batalla que se
requiere enfrentar y superar. ¿Cómo identificar el problema y cómo teorizar
sobre él, sí se desconoce lo esencial del tema de investigación? Un tema poco o
nada conocido por el investigador conducirá a resultados dudosos, o incluso al
fracaso del proyecto a mitad de camino.
2a. condición LA INVETIGACIÓN DEBE TENER UN SENTIDO
PERSONAL
Cuando el investigador o el tesista cumplen la primera condición, la segunda,
muy relacionada, tiene mejores posibilidades, porque el azar no estará presente
en la selección del tema, ni será consecuencia de sugerencias ni imposiciones
de terceras personas. La motivación y el interés por el tema escogido estarán
presentes. El investigador o el tesista sentirán que han iniciado el camino para
encontrar la respuesta a la pregunta que les martilló la cabeza por semanas,
meses o tal vez años.
Entonces, a partir de la idea de investigación, el investigador o el tesista entrarán
en un proceso de preparación mental compuesto por las dos primeras
condiciones que les permitirán avanzar hacia la preparación del proyecto de
investigación o de tesis.
3a. condición COMENZAR “POR EL PRINCIPIO”
La tercera condición es tan importante como las dos primeras, aunque parezca
una perogrullada: comenzar por el principio. Porque resulta que todavía hay
personas que investigan sin elaborar un protocolo o proyecto de investigación.
Otras, buscan bibliografía al final, como si los aportes de otros investigadores
no tuvieran importancia desde el inicio del proceso.
Con la tercera condición se busca tres cosas:

 Ordenar las ideas

 Averiguar lo que otros autores han publicado sobre el tema escogido

 Avanzar acápite por acápite la redacción del protocolo


Para ordenar las ideas hay que abrir un cuaderno de investigación, para que no
se pierda nada de lo que se gesta en la mente del investigador. Del cuaderno se
extractará lo necesario para redactar el protocolo y el informe de investigación.
La opinión de otros autores se logra realizando una minuciosa investigación
documental, intensiva y extensiva, desde el comienzo, antes de redactar el
protocolo o proyecto. Finalmente, a partir de lo registrado en el cuaderno, que
incluirá las fichas bibliográficas y lucubraciones del investigador o tesista, se
comenzará a redactar los incisos de un índice preliminar del protocolo.
4a. condición REPORTAR LOS RESULTADOS
Una investigación no publicada es una investigación que no existe, por lo que
se considera mala praxis científica no reportar los resultados. El artículo
científico es la forma más frecuente para publicar los resultados de un estudio.
Pero también hay otras opciones, que van desde la publicación del informe in
extenso, hasta las separatas y folletos. La modalidad escogida depende de las
características de la investigación, su relevancia científica y social, los públicos
destinatarios, el interés del investigador, incluso del presupuesto disponible