Está en la página 1de 12

5 tips indispensables para mejorar tu

lenguaje corporal
La comunicación no verbal dice más de ti que las palabras. Aprende a trabajarlo
para proyectar profesionalismo y confianza en ti mismo.

Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

El lenguaje corporal es antiguo e innato para nosotros, lo es aún más que


la misma lengua y las expresiones faciales. Eso es por lo que los ciegos
hacen las mismas expresiones de lenguaje corporal que las personas que
pueden ver. Viene como pre-programado en nuestro cerebro.

Siempre he estado fascinado con esto y cómo nos ayuda a lograr nuestras
metas en la vida. El poder del lenguaje corporal es descrito muy bien por
Amy Cuddy en su famosa frase:

“Nuestro lenguaje no verbal, rige la forma en la que otras personas


piensan y se sienten acerca de nosotros.”

Si eres como yo, entonces has tenido una obsesión saludable con esto por
algún tiempo. En años recientes, algunos estudios de Harvard, Princeton y
otras universidades importantes, compartieron algo nuevo en este tema y
cómo usarlo en el trabajo.
Aunque el poder de la comunicación sea muy importante para dar el
mensaje correcto, el poder del lenguaje corporal puede ser un factor
determinante de cómo alguien nos hace sentir.

Aquí hay una muestra de algunos de los estudios sobre cómo usar el
lenguaje no verbal para tu ventaja todos los días:

Tus expresiones corporales expresan más emoción que tu cara

Todos crecemos aprendiendo cómo tratar con los otros basados en las
expresiones faciales. Aunque esa tal vez no sea la mejor manera
para juzgar las emociones de otra persona.

Los investigadores en Princeton hicieron un experimento sencillo. Les


pidieron a los participantes del estudio que juzgaran de una fotografía si
una persona tenía un sentimiento de felicidad, pérdida, victoria o dolor.
Algunas fotos mostraban simplemente expresiones faciales, algunas el
lenguaje corporal y otras ambas.

Observa las siguientes fotografías de jugadores de tenis y trata de descifrar


si son de victoria o de fracaso:
En cuatro experimentos, los participantes adivinaron la emoción basados
en el lenguaje corporal - solo o combinado con expresiones faciales - que
solamente con la expresión fácil.

Las emociones extremadamente negativas o extremadamente positivas, son


especialmente difíciles de distinguir.

El lenguaje corporal no es algo que tenemos que aprender. La mayoría de


las expresiones emocionales ya vienen en nuestro sistema. Por ejemplo, los
científicos de British Columbia observaron personas con ceguera congénita
en los Juegos Paralímpicos.

En este ejemplo, el atleta de la izquierda puede ver, mientras que el de la


derecha está ciego. Aun así, después de ganar, los dos expresaban el mismo
lenguaje corporal con la victoria:
Así que, si el lenguaje corporal es tan antiguo y tan poderoso para expresar
nuestras emociones verdaderas, ¿cómo podemos usarlo mejor en nuestras
vidas para lograr lo que queramos?

Amy Cuddy de Harvard tiene las respuestas:

El lenguaje corporal nos cambia

Amy Cuddy explica algunos de los acontecimientos más peculiares del


lenguaje corporal. Se enfoca en el mundo empresarial y cómo el lenguaje
no verbal es bueno para esto y las posibilidades parecen no tener límites.

Cuddy elige entre dos tipos diferentes de posturas del cuerpo. Una es la
pose del poder y la otra es la que no tiene poder alguno.

Ejemplo de la pose con poder:


Ejemplo de la pose sin poder:
La investigación de Cuddy revela muchas cosas interesantes. La primera
nos dice que expresar más poses de poder nos ayuda a obtener trabajos, nos
hace sentir mejor y más exitosos.

No tienes que hacer mucho, sólo cambiar la posición de tus brazos o


piernas. Cuddy explica que cuando hay cambios en nuestro lenguaje
corporal, también habrán cambios en nuestro cuerpo. Estos cambios tienen
que ver con hormonas:

- Testosterona. La hormona del “poder”, donde, entre otras cosas, nos


ayuda a ser mejores líderes, tener más enfoque y atención.
- Cortisona. La hormona del “estrés”, la cual, entre otras cosas, nos hace
menos reactivos al estrés, nos angustia y nos sentimos sin poder.
La clave es fingirlo hasta que te lo creas. Aquí hay cinco posturas para
trabajar hoy y responder la pregunta “¿Cómo puedo mejorar mi lenguaje
corporal?”

1. Enfócate en la posición de tus pies.


Carol Kinsey Goman ha investigado la importancia del lenguaje corporal en
el lugar de trabajo por muchos años. Uno de sus mejores tips es poner
atención a tus pies.

Muchas veces nos enfocamos en la parte de arriba, pero los pies revelan
más sobre nuestras emociones de lo que nos gustaría pensar:

“Cuando te acercas a dos personas platicando, puedes ser percibido en una


de dos formas. Si los pies de tus dos colegas se quedan en su lugar y
tuercen sólo el torso superior en tu dirección, no quieren unirse a tu
conversación. Pero si sus pies se abren para incluirte, sabes que estás
invitado/a a participar.”

Para saber si las conversaciones terminaron, nos aconseja esto: “cuando


estés hablando con un compañero de trabajo que parece ponerte atención y
que cuya parte superior está inclinada hacia ti, pero sus piernas y pies están
viendo a la puerta, la conversación ha terminado. Sus pies te están diciendo
que quiere irse. La posición de los pies pueden ser reveladoras aunque estén
cruzadas las piernas."

2. Sonríe, te hará más feliz.


Sonreímos porque somos felices, pero, ¿funciona de manera contraria?

Los investigadores de la Universidad de Cardiff piensan que sí. Las


personas que sonríen, sin sentirse realmente felices, puede hacerlos aún más
felices, dice Michael Lewis, co-autor del estudio.

“Parece que la manera en la que nos sentimos respecto a nuestras


emociones no depende sólo de nuestro cerebro, hay partes de nuestro
cuerpo que ayudan a reforzar los sentimientos que estamos teniendo.”

Ser capaces de sonreír bien es otra historia. Por ahora, intenta sonreír en el
baño o en otro lugar silencioso antes de una conversación difícil, entrevista
laboral o junta. Te hará sentir más exitoso.
3. Practica las “poses de poder” de Amy Cuddy antes de juntas
importantes.
Practica tres diferentes poses de poder durante 2 – 3 minutos antes de tener
una conversación importante.

Pruébalos la próxima vez en un lugar silencioso y observa si tienes los


mismos resultados.

4. Vuelve a alinear tu cuerpo cuando tengas una conversación.


Otro tip de Goman es que si tratas de cambiar tu posición al tener una
plática, serás capaz de reducir la tensión en conversaciones y llegar a
soluciones más rápidas.

“Si físicamente te alineas con esa personas (parado, sentado hombro con
hombro en la misma dirección) podrás calmar la situación.”

5. Baja tu voz respirando profundamente.


Aunque este no sea un tip específico para la postura corporal, es uno de mis
favoritos. Los hombres y mujeres con voces más profundas es más seguro
que lleguen a posiciones de liderazgo y se perciben como una autoridad.

Para bajar tu voz, especialmente antes de una entrevista, trata de tomar


algunas respiraciones profundas. Relajará tu garganta, la cual generalmente
se contrae y eleva el tono de tu voz.
Las opiniones expresadas por los colaboradores de Entrepreneur son personales.

Lo que dices comunica sólo la mitad de lo que la gente escucha. De acuerdo


con el profesor Albert Mehrabian, el 55 por ciento del mensaje que mandas
viene de tu lenguaje corporal. Desde el siglo pasado, hemos logrado
muchos avances al entender los miles de significados del lenguaje no
verbal. Aquí hay 17 de los hallazgos más importantes:

1. Encoger los hombros es una señal universal de no saber qué está


pasando.Todos hacen esto. “Es un buen ejemplo de un gesto universal que
es usado para mostrar que la persona no conoce o entiende lo que dices”,
escriben Barbara Pease y Allan Pease, autores de "El libro definitivo del
lenguaje corporal” (The Definitive Book of Body Language).

“Es un gesto múltiple que tiene tres partes, las palmas expuestas para
mostrar que nada está oculto en sus manos, individuos encorvados para
protegerse de un ataque y una ceja levantada, lo cual es un saludo
universal.”

. Las palmas abiertas son una señal antigua de honestidad. ¿Alguna vez
te has dado cuenta que en una corte la gente debe poner una mano sobre un
texto religioso y levantar la otra con la palma hacia la persona a la que le
hablan? Eso es porque una palma abierta se asocia con honestidad, lealtad y
sumisión.

3. Apuntar con el dedo con la mano cerrada es un intento de demostrar


dominio. Los hermanos Pease escriben que esta acción es usada como
símbolo que demustra que el que habla vence en sentido figurado a los que
lo escuchan. Subconscientemente evoca sentimientos negativos en los
otros porque involucra un movimiento agresivo, el que usan muchos antes
de un ataque físico.

4. Busca la falta de arrugas alrededor de los ojos para detectar una


sonrisa falsa.Es casi imposible sonreír cuando se ordena y que ésta se vea
auténtica. Es por eso que las fotos familiares se ven tan extrañas. La sonrisa
tiene mucho que ver con la gente que está a tu alrededor. Cuando sonríes
con ganas tus ojos se arrugan, cuando finges no.

5. Las cejas levantadas muchas veces son señal de incomodidad. De la


misma forma que las arrugas demuestran que te estás riendo, la profesora
Susan Whitbourne de la Universidad de Massachusetts dice que la
preocupación, sorpresa o miedo puede causar que la gente levante sus cejas
por incomodidad. Así que si alguien te hace un cumplido respecto a tu
peinado y levanta las cejas tal vez no está siendo sincero.

6. Si su tono de voz sube o baja, pueden estar más interesados. Aunque


no lo creas, tu tono de voz demuestra tu interés.

7. Si imitan tu lenguaje corporal la conversación puede ir bien. Cuando


dos personas se llevan bien, sus posturas y movimientos se parecen a los
del otro. Cuando tu mejor amiga cruza la pierna tú también lo harás. Si
estás en una cita que va bien los dos harán los mismos gestos.

8. El contacto visual demuestra interés….positivo y negativo. Cuando


miras a alguien a los ojos usualmente provocas algún tipo de reacción.
“Depende de las partes involucradas, esta emoción es interpretada de
diferentes formas”, dice el psicólogo Ronald E. Riggio. “Que un extraño te
vea a los ojos puede parecerte como una amenaza y provocarte miedo, pero
la mirada de tu novia te puede poner nervioso y se interpreta de forma
positiva.”

9. Si te miran durante mucho tiempo pueden estar mintiendo. Para


evitar verse falsos, algunos aguantan la mirada a propósito para que sea un
poco incómodo. También pueden pararse muy quietos y no parpadear.

10. Realizar una gran pose demuestra poder y un sentido de logro. La


forma en la que se gente se comporta es una clave sobre sus sentimientos.
La profesora de Harvard, Amy Cuddy, dice que este tipo de poses aumenta
la testosterona y confianza.

Si están inclinados hacia atrás y relajados sienten que tienen poder y el


control. De igual manera, la investigación demuestra que aunque la gente
nazca ciega, levantan sus brazos en forma de "V" cuando ganan una
competencia. Por otro lado, una pose de poco poder, por ejemplo los que
cruzan los brazos, incrementa la cortisona y la hormona del estrés.

11. Las piernas cruzadas normalmente son señal de resistencia, baja


receptividad y son una mala señal de negociación. De dos
mil negociaciones grabadas por Gerard I. Nierenberg y Henry H. Calero,
autores de “Cómo leer a una persona como un libro” (How to Read a
Person Like a Book), en ninguna se llegó a un acuerdo cuando uno de los
negociadores había cruzado las piernas.

Psicológicamente hablando, las piernas cruzadas señalan que la persona


está cerrada mental, emocional y físicamente, lo cual indica que no va a
querer negociar.

12. Un grupo de gestos muestra una verdadera conexión. La atracción


no es comunicada a través de una señal sino de una secuencia. La
neuropsicóloga, Marsha Lucas, dice que después de hacer contacto visual,
mira hacia abajo un poco, se toca el cabello y luego mira hacia arriba
mientras inclina la barbilla.

13. Si se ríen contigo tal vez les importas. Si alguien es receptivo a tu


humor posiblemente está interesado. Los psicólogos de evolución dicen que
el humor juega un rol importante en el desarrollo humano. Sirve como una
forma de señalar el deseo de una relación, ya sea de manera platónica o
romántica.

14. Una mandíbula cerrada, cuello tenso o ceño fruncido muestra


estrés. Todas estas “respuestas” están asociadas con el sistema límbico en
el cerebro. “La emoción, identificar y reaccionar a las amenazas, así como
asegurar nuestra supervivencia, son responsabilidades muy importantes del
sistema límbico”, dice un ex agente del FBI Joe Navarro.

“El autobús se va sin nosotros y apretamos la mandíbula. Nos piden que


trabajemos otro fin de semana y las órbitas de nuestros ojos se estrechan
mientras bajamos la barbilla", comenta. La gente ha demostrado estar
inconforme haciendo estos gestos desde hace muchos años.

15. Las posturas autoritarias muestran liderazgo. Ya sea innato o


aprendido, hay un número de señales y comportamientos que las personas
usan cuando sienten que son los líderes o al menos cuando tratan de
convencerte que lo son. Incluyen mantener una postura recta, caminar con
propósito, hacer gestos con las manos, etcétera.

16. Una pierna que tiembla señala un estado interior inestable. “Cuando
mueves tus piernas es difícil no darse cuenta”, dice la profesora Susan
Whitbourne. Una pierna en movimiento muestra ansiedad, irritación o
ambas.
17. Los brazos cruzados señalan que estás a la defensiva, dependiendo
del contexto. Es fácil detectar señales del lenguaje corporal, pero es
importante tomar en cuenta el contexto. Aunque los brazos cruzados
típicamente indican que alguien no quiere hablar, también muchas veces lo
hacen cuando hace frío o cuando su silla no tiene un descansabrazos. Sé
consciente del ambiente antes de tomar una decisión o cambiar de estrategia
basado en este tipo de comportamientos.