Está en la página 1de 2

Alumno: Edgar Erick Bello Olivos.

Asignación: Tec. de Est. e Inv. Docu.


Profesor: Laura Pinto Araújo.
Tarea: Resumen. ”La Ley”
Fecha: Viernes, 06 de Septiembre de 2013
Sección. 281.

“LA LEY”

Hoy hablaremos sobre las leyes, pero, no sobre las leyes jurídicas, sino de las leyes científicas.
Como lo son las leyes físicas, químicas o biológicas. En el mundo todos sabemos que existen estas
leyes y que son realmente importantes para la vida humana. Las leyes son el apoyo de toda acción
racional. Si no se conocieran ciertas leyes viviríamos en una absoluta locura.

La ley entra profundamente en nuestras vidas es un elemento de claridad y racionalidad en


nuestra visón del mundo. Basta con reflexionar y analizar para darnos cuenta de que están
presentes en todos lados. En nuestro planeta estamos rodeados de infinidad de cosas o como lo
nombran los filósofos de “entes”. Cada uno de estos entes tiene ciertas peculiaridades muy
comunes. Se entienden por ente o cosa a: hombres, animales, montañas, etc. Y todas ellas existen
en el mundo.

Y las cualidades que comparten son: Que se siempre las encontraremos en algún lugar, sucederán
en un tiempo determinado, tienen un principio y un fin, todas están sometidas a un cambio y cada
cosa es “única e individual”. Pero la ley no contiene ninguna de estas cualidades, sería absurdo
hablar de ellas. Es por ello que las leyes son muy importantes. Además la ley no es un individuo, ni
es particular sino todo lo contrario es general. Por lo que se encuentran en todos lados.

Aquí el verdadero problema es filosófico por que las ciencias establecen las leyes pero jamás les
interesa lo que es una ley en realidad. Aun así las ciencias establecen y dan por hecho que las leyes
existen. Lo cual si estas leyes llegaran a admitirse nuestro mundo cambiaria y se convertiría en un
trasmundo. Pero, ¿Qué tan factible seria que nos desentendiéramos de las leyes con una buena
explicación?

Se han dado a conocer explicaciones y en algunas se opinan que. Las leyes son entes de razón. Si
esto fuera cierto se hablaría de que la tierra seria maciza y por lo tanto no podría existir ninguna
ley. Y esto generaría que las leyes serian puras ficciones.

El filósofo David Hume dice que las reciben su necesidad por el hecho de que nos acostumbramos
a ellas. Es efectivamente un hecho que nos acostumbramos a las cosas más diversas y nos creamos
así una necesidad.

Pero al colocar las leyes en el pensamiento aun no queda resuelto el problema, porque no existiría
el mundo pero sería parte de nuestra alma. Y es donde interviene el hombre, ya que el alma
pertenece al hombre y el hombre pertenece al mundo. Y en el hombre encuentras muchas cosas
únicas y una que los distingue de los demás se le llama “Espíritu”. Al colocar la ley en el espíritu se
avanza un poco en la demostración de tal asunto. Pero surge una nueva cuestión si solo la ley
pertenece a un espíritu y ese espíritu pertenece a un solo individuo. ¿Por qué prevalece en el
mundo externo?

Esto es que las leyes no dependen de nuestro pensamiento ni de nuestro espíritu sino de lo
exterior. Porque el hombre puede conocerlas pero no las puede crear y esto hace que para los
filósofos surja una segunda especie de ente. Llamado lo “Ideal”.

Y esto conllevaría a dos especies: “lo Real y lo Ideal”. Los que reconocen a este ser ideal, se dividen
en distintas escuelas y dan según su manera de concebir dicho ideal.

1. Lo ideal existe independientemente de lo real. (Donde no existe tiempo, espacio, etc.)


“Platón”.
2. Lo ideal existe pero no separado de lo real: existe solo en lo real. “Aristóteles”.
3. Las leyes son ideales pero lo ideal solo se da en el pensamiento. “Immanuel Kant”.

En conclusión este es un problema eterno y que actualmente sigue vigente y sigue causando
polémica. Pero aún hay un problema mayor, porque actualmente se conocen muchas leyes y que
necesitan de respuestas urgentes y convincentes.

También podría gustarte